Otros temas

Autores

Archivo de entradas

5237 Artículos. - 83788 Comentarios.

Palestina enseña vida. Mensajes desde Belén en cuarentena

     Llevo días preguntándome sobre qué escribir en esta columna. En este presente distópico creado por la pandemia, a nadie le importa mucho lo que pase en Palestina.

     No va a interesarles saber que, tras la tercera elección israelí en un año, los rivales Gantz y Netanyahu siguen en empate técnico sin poder formar gobierno (Gantz podría hacerlo con el apoyo de la Lista Conjunta formada por los partidos palestinos −que son la tercera fuerza−, pero el racismo de los políticos judíos les impide aceptar cualquier alianza con los árabes); y que sin importar el resultado ni quién consiga finalmente ser el próximo Primer Ministro, la inmensa mayoría de la población palestina (casi la mitad de quienes viven entre el Mediterráneo y el Jordán) seguirá sin derecho a votar a quienes controlan su vida, y viviendo bajo el apartheid, la ocupación militar y colonial.

     Ni que, tras los sucesivos regalos de Trump a Israel, la violencia impune de colonos y soldados sionistas se ha potenciado, dejando a la población palestina a merced de las turbas que continuamente atacan sus campos, confiscan sus instalaciones de agua, sus tractores o sus salones de clase, destruyen de a cientos sus olivosroban sin pausa sus tierras y su agua, o queman o destruyen propiedades (aulas de clase, viviendas, vehículosmezquitas, iglesias incluso)… Ni que en 2019 se batió el récord de demolición de viviendas palestinas en Jerusalén Este. Ni que todos los días hay adolescentes o jóvenes que despiertan de madrugada por los culatazos de soldados que irrumpen en sus hogares armados a guerra para llevarlos esposados y de ojos vendados con rumbo desconocido.

     Tampoco les interesará leer que una topadora israelí aplastó y levantó colgando el cuerpo de un joven mártir en Gaza, o que seis francotiradores del “ejército más moral del mundo” dieron rienda suelta a su crueldad obscena jactándose de competir por la cantidad de rodillas palestinas que eran capaces de destrozar en un día (la cifra récord es de 42).

     Por eso en esta coyuntura singular prefiero escribir sobre el tema del momento, pero para relatar  algo de lo que nadie habla: en Palestina ocupada, la pequeña ciudad de Belén está desde el 6 de marzo en cuarentena debido a la aparición de 35 casos de coronavirus. La Autoridad Palestina declaró el estado de emergencia por 30 días en toda Cisjordania. Aunque los ministros de la AP dejan mucho que desear, la ministra de Salud May Kayali es una de las buenas. La Dra. Kayali actuó rápidamente y ordenó cerrar las instituciones educativas y la entrada de turistas. Igualmente eficiente fue la coordinación entre las autoridades distritales y municipales de Belén para implementar la cuarentena. Gracias al rápido accionar se pudo identificar el origen (una delegación griega que visitó Belén, alojándose en un hotel de la vecina Beit Jala) y se tomó medidas eficaces para evitar su propagación.

[Continuar la lectura completa de este post en su sitio original, con una buena colección de fotografías, vídeos y enlaces complementarios]

Palestina enseña vida. Mensajes desde Belén en cuarentena

3 comentarios

  • Gonzalo Haya

    Interesan estas noticias y nos indigna la pasividad internacional y que no se publiquen en la prensa que presume de independencia informativa.

  • mª pilar

    ¡Cuanto los recuerdo…!

    ¿Y qué hacemos para denunciar la crueldad de Israel contra ell@s?

    No lo puedo comprender.

    Tengo por allá, un buen amigo que estudió su carrera de medicina en Zaragoza por lo años 70 más o menos, era extraordinario.

    Siempre en mi corazón y pensamiento… lo que llevan sufriendo… y siguen dando ejemplo.

  • Alberto Revuelta

    Demostrado hace años que los gobierno israelíes, su ejército y buena parte de su población mantiene posiciones del mismo carácter que sus antepasados recibieron en occidente y en los paises de la Uma. No se hace hincapié en la desidia de los paises y organizaciones musulmanas, no solo árabes, en apoyar y combatir política y economicamente a favor de la Palestina ocupada y humillada. Ignoro si lo que se pide a los paises europeos y a sus ciudadanos, sin mucho éxito desde luego, no recibe eco práctico debido precisamente a que esos ciudadanos saben porque ven que a los hermanos musulmanes que veneran al Profeta, les importa un bledo loque les pasa o les hagan a sus congéneres de Gaza o Cisjordania. Creo que eso hay que tenerlo muy presente.

Deja un comentario