Otros temas

Autores

Archivo de entradas

Temas

Fechas

Calendario

mayo 2024
L M X J V S D
 12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
2728293031  
7278 Artículos. - 111073 Comentarios.

La supuesta vulgaridad de Francisco

Artículo publicado hoy por el autor en Diario  Vasco

Ayer a la noche, 27 de mayo, me enteré, gracias a un amigo homosexual, de la supuesta vulgaridad pronunciada por Francisco en la Asamblea Plenaria semestral de la Conferencia Episcopal italiana el pasado 20 de mayo y de la que se ha tenido conocimiento, por la filtración de la misma al diario “La Repubblica”: “hay demasiado mariconeo –les habría dicho a los obispos italianos– en ciertos seminarios”. Según los responsables de la filtración –informó, por su parte, “Il Corriere della Sera”– esta supuesta vulgaridad papal habría sido escuchada con “risas incrédulas”, más que con vergüenza ajena; entre otras razones, porque el Papa no habría sido consciente “de lo ofensiva que resultaba esa palabra” en el italiano romano.

Me interesa saber –le he dicho esta mañana a mi amigo homosexual– qué hay detrás de esta supuesta vulgaridad papal. Y más, conociendo que el Papa Francisco viene haciendo campaña, desde el primer día de su pontificado, en favor de una Iglesia acogedora, sin distinciones por razón de orientación sexual. De acuerdo, me ha respondido, siempre me molesta –sobremanera– el empleo de tal expresión. Pero más, si es en boca de un Papa. A las tres de la tarde de hoy, 28 de mayo, Matteo Bruni, director de la Oficina de Prensa vaticana ha declarado -respondiendo a los periodistas- que “el Papa nunca ha pretendido ofender ni expresarse en términos homófobos, y presenta sus disculpas a quienes se hayan sentido ofendidos por el uso de un término, referido por otros”.

Le he rebotado la rectificación vaticana y, un poco más calmado, me ha dicho: estoy contigo en que sería interesante conocer el asunto de fondo, visto que sigue dispuesto, por la Nota que me has enviado, a tratar a los homosexuales como al resto de los hijos de Dios. Exacto, le he respondido: esa es la cuestión, aunque la rectificación facilitada no acabe de convencerme.

Y metido en el asunto me encuentro con un diálogo eclesial –no siempre fácil, pero muy interesante– sobre el trato que se ha de dar a los seminaristas y a los curas homosexuales italianos; y, por extensión, a todos, sean de la nacionalidad que sean. Para los obispos italianos, la Iglesia tiene que dejar de discriminar a los homosexuales. Por ello, proponen al Papa superar el criterio formulado al respecto por la Congregación para la Educación Católica el año 2005 cuando dicha Congregación sostiene que “la Iglesia, respetando profundamente a las personas en cuestión, no puede admitir en el seminario y en las órdenes sagradas a quienes practican la homosexualidad y tienen tendencias homosexuales profundamente arraigadas”. A diferencia del supuesto en el que se funda el posicionamiento de esta Congregación, los obispos italianos entienden que ha llegado la hora de reconocer que la homosexualidad es una “tendencia no elegida”, al igual que la heterosexual. Eso quiere decir que se ha de proceder con los seminaristas y curas homosexuales como se hace con los heterosexuales.

Por eso, el criterio que se debería aplicar tendría que ser -como, por ejemplo, propone el cardenal Giuseppe Versaldi en un reciente libro- el recogido en la primera parte de la frase citada más arriba: la Iglesia no puede admitir en el seminario y en las órdenes sagradas a quienes mantienen relaciones sexuales, sean heterosexuales u homosexuales. Ateniéndose a dicho criterio, se estaría aplicando a los seminaristas y curas homosexuales el mismo principio que se tiene presente para los heterosexuales, es decir, se estaría aceptando como seminaristas a candidatos homosexuales no activos.

¿Qué ha podido pasar para que Francisco, habiendo abierto el melón que propiciaba una revisión de la Iglesia en el trato a los homosexuales, se haya, supuestamente, opuesto a acoger a los seminaristas homosexuales no activos?

Aquí, las posibles explicaciones se disparan: Francisco -se viene escuchando desde hace tiempo- es un Papa muy temperamental. En el Vaticano le tienen miedo porque nunca se sabe qué puede decir o hacer, por muy preparados que estén los discursos y las palabras que -según el parecer de sus asesores- es oportuno que pronuncie. Pero no solo eso. Desde que los obispos centroafricanos se levantaron en contra de su autorización para bendecir a las parejas irregulares y homosexuales, parece haberle entrado el temor que, casi siempre, se apodera de todos los papas abiertos, sobre todo, en el tramo final de sus respectivos pontificados: el de no ser causa de división en la Iglesia, aunque el precio que haya que pagar sea la salida -casi siempre silenciosa- de una parte considerable de los católicos más abiertos y progresistas.

Conociendo un poco cómo procede este Papa, creo que, al final, va a dejar esta puerta entreabierta, aunque podamos ser muchos los que la consideremos más cerrada que abierta y aunque meta la pata, como así parece que ha sido –por supuesto, supuestamente– en esta ocasión. Es algo que ya ha pasado antes de ahora, por ejemplo, con la comunión a los divorciados vueltos a casar civilmente o con las bendiciones a parejas irregulares y homosexuales. Al tiempo.

13 comentarios

  • M. Luisa

     Más que supuesta, la vulgaridad de Francisco quedó bien manifiesta, aunque quienes le escucharon la frase   le concedieran una cierta inconsciencia  del componente ofensivo de la palabra “mariconeo”. No creo que fuera así si atendemos al adverbio “demasiados” que le precedía con seriedad consciente. ¡Él sabía muy bien lo que decía! Y lo que vino a decir es “quiero, pero no puedo” y si él no puede, ¿cómo desde dentro la iglesia se pueden cambiar las cosas? –   

    -El esperado cambio de paradigma que para muchas personas supuso  la llegada de Francisco en favor de una iglesia acogedora,  exige   dejar fuera toda  vulgaridad gestual y tomarse las cosas más en serio. Porque  lo que  traen los cambios de paradigmas es precisamente más conocimiento sobre  la realidad en que  ellas se mueven, que justo no es la que les asigna el concepto.

    -Siguiendo el consejo de Rodrigo y Ana he vuelto a visitar la página de Salvador Santos “El hombre del cántaro” y  allí se ve bien a las claras cómo a la vista de los nuevos conceptos de Jesús,  los discípulos querían atarlo a los viejos de sus  creencias judías.          

  • carmen

    Es más. Recuerdo perfectamente cómo llegué a leer ese artículo . Un joven le preguntó, creo que al señor Martínez Gordo, creo que fue a él, en un comentario algo acerca de la homosexualidad, y creo recordar que le dijo algo de que le escribiera un correo personal, o algo así.Y apareció Salvador , un señor totalmente desconocido para mí, y puso en enlace de ese artículo. A lo mejor te viene bien leerlo. Dijo. Por entonces yo estaba con mi desconcierto personal. Entré y lo leí. 

  • carmen

    Ese artículo, de Salvador, causó un revuelo grande, grande. Lo sé.Cuando lo leí, aquí en Atrio, pero mucho después del 2010, recuerdo que pensé. Y, este señor, quién es? Era diferente a todo lo que había leído. Absolutamente a todo. Porque hablaba , no sé, como con sencillez y con una autoridad, como diferente…Creo que todos los tenemos muy claro. Incluso los que dicen esas cosas que dicen y pasan por homófobos. Pocos hay de verdad. Pienso, creo, opino.Muchos lo hacen por defender una ideología. Eso creo. Y, eso es lo peligroso. La ideología. Por eso la bromica del papa, no la perdono. Lo siento. No.Es que la sociedad, me refiero en España, ha cambiado mucho. Todos lo sabemos. Y es bastante frecuente conocer a alguien que sea homosexual, y también lo es que sea alguien de tu familia. Y eso hace que te des cuenta de que son personas como los hetero. Tal cual. Te das cuenta del sufrimiento por el que han tenido que pasar, aunque no lo.hayas percibido en primera persona.Y poquito a poco, en unos años, la sociedad ha cambiado un montón. Siempre que tengo oportunidades hablo de mi hijo. No es por nada pero es una persona increíble, hasta guapo a rabiar. Creo que es lo único que puedo hacer. Dar visibilidad y normalidad a algo normal, pero que hasta ahora no ha sido visible.Y, saben? Da buen resultado..no vean como se habla del tema ya. Incluso en mi comunidad, regida por PP, Vox, y los Quicos. Da igual. Porque únicamente defienden lo indefendible aquellos que no tienen defensa ellos mismos. El resto, pensamos. Salvador. Espero que estéis bien.

  • ana rodrigo

    30.05.2024 Xabier PikazaEvangelio del Corpus : Mc 14,12-16.22-26: “El primer día de los Ázimos, cuando se sacrificaba el cordero pascual, le dijeron a Jesús sus discípulos: “¿Dónde quieres que vayamos a prepararte la cena de Pascua?” Él envió a dos discípulos, diciéndoles: “Id a la ciudad saldrá a vuestro encuentro (apantêsei) encontraréis un hombre llevando un cántaro de agua; seguidle….”   

    Vivir para ver, resulta que según Pikaza, el llevar el agua, el cántaro de agua, era cosa de mujeres, de lo que se deduce que el que les condujo al lugar de la celebración de la Pascua, sería un hombre afeminado, un homosexual. Ahí queda eso… 

    Corpus Christi : Saldrá a vuestro encuentro un “maricón”, seguidle30.05.2024 Xabier Pikaza

    • Rodrigo Olvera

      Hola querida Ana

      Esa interpretación la propuso aquí en ATRIO Salvador Santos, en julio de 2010 (sí, me sorprendí en caer en cuenta que han pasado ya casi 14 años).

      El hombre del cántaro

      Aprovecho para saludar a cada persona que continúa nutriendo este espacio, desde la originalidad y posibilidad de cada quien.

      Abrazos y esperanzas

      • ana rodrigo

        Gracias Rodrigo, tienes razón, además Pikaza cita expresamente a Salvador Santos como colaborador de atrio y su libro. No sé porqué yo no lo leí. Pero me alegro mucho que cada vez la exégesis, mantenida interesadamente en la oscuridad, se vaya divulgando, además de investigar aspectos de la vida de Jesús con las personas marginadas aún por la Iglesia en este momento, como somos las mujeres y los colectivos de otras identidades sexuales. A mí me gustaría que el Papa, en vez de decir lo que ha dicho en tono peyorativo, que es lo que quiere escuchar ciertos sectores eclesiásticos y eclesiales, reforzarse el acento evangélico de lo que dejaron escrito, quizá, como yo decía ayer, a pesar de que los mismos relatores tuvieran esos mismo prejuicios sociales y su honestidad les llevó al relato de lo que habían visto y dejaron por escrito.

        Un  abrazo grande

  • Javiierpelaez

    Este Papa o es un homófobo y un machista,cosa no descartable x su edad,su educación (católica) y su procedencia ( a mayor subdesarrollo de donde vienes,mayor machismo y homofobia ,ya sé que me vais a decir que me meto con el Sur Global o con Argentina,pero es una realidad empírica,a mayor subdesarrollo,mayor machismo y homofobia,otra cosa es quién es el causante del subdesarrollo).Aunque ahora en los países desarrollados hay partidos abiertamente machistas y homófobos(pongamos VOX) es evidente que el cambio de valores morales en España en los últimos 40 años es asombroso. Yo mismo educado x el catolicismo concertado fuí educado en el machismo y la homofobia. Totalmente. Asombroso lo que piensa mi hija.O bien es jesuita y muy político lanza globos sonda como los políticos en círculos privados y luego los desmiente para contentar a la peña conservadora católica .Si  es x esto segundo se  equivoca bastante y lo mejor que puede hacer es abdicar porque la peña conservadora católica no se va a conformar.Si es x lo primero y porque en el fondo piensa que es más importante el mensaje de la justicia social que el feminismo y las reivindicaciones del movimiento LGTBIQ  tb se equivoca bastante xq está bastante acreditado que ser mujer y homosexual o en general diverso sexualmente es un factor que en el Tercer Mundo se sobrepone al de ser pobre. No hay cosa peor que ser pobre y mujer,pobre y diverso sexualmente…Además en el Primer Mundo(salvo los de VOX y los trumpistas,leáse Ayuso) no tragamos con estas distinciones y algunos que somos cristianos y con una cierta edad no tragamos x la sencilla razón que nos hemos tenido que liberar de los prejuicios machistas y homófobos de la educación católica que hemos recibido y xq  queremos comprender a nuestros hijos y la sociedad en que vivimos que en este terreno es bastante más cristiana que el aparato católico conservador….Son los signos de los tiempos en términos católicos…El Papa sabrá lo que hace…,hace bastante mal

  • carmen

    Es que, a ver. Las mujeres, para muchos varones, pues somos, más que mujeres, mujerucas.Pues, ellos se lo pierden. No es sostenible una asociación o como se le quiera llamas a la iglesia, donde el 50 por ciento del grupo es, pues eso, lo que nos consideran.Y, me da tan igual…Por cierto, señor vinagre. Todos empezamos por abajo. Luego, lo que hagan cuando ascienden de categoría, es asunto suyo.

    • oscar varela

      Uso tu “Responder” – Gracias

       
      EL SIMBOLISMO DEL APOCALIPSIS. 
      Eduardo Hoornaert (enero 2024)
      https://eduardohoornaert.blogspot.com/2024/01/o-simbolismo-do-apocalipse.html

      0- Texto de contenido historiográfico-heurístico – no es hermenéutico.

      1- En los primeros veinte capítulos se “desnuda” el Imperio Romano.
      – expresa lo que significa la posición de Jesús frente al poder político actual:
      la tierra es entregada al poder del gran adversario de Dios, Satanás, que crea división y vive de mentiras”.
       
      2- El vidente está en la isla de Patmos
      – a causa de la palabra de Dios y el testimonio de Jesús (1, 9).
      – Condenado al exilio y a trabajos forzados en una cantera
      – denuncia la locura mortal del poder totalitario.
       
      3- En aquella época, las comunidades cristianas estaban discriminadas.
      – El impresionante poder económico del Imperio Romano
      – tiene templos, dedicados a Apolo, Artemisa y Esculapio;
      – además del Templo de la Diosa Roma, venerado en todas partes.

      4- El Apocalipsis, obra de furia y sangre, revela a Jesús:
      – Juan levanta el velo a la trágica situación de los cristianos.
      – Ve la Bestia que pervierte al mundo,
      – pero al mismo tiempo la luz de Cristo resucitado:
      * Un hijo del hombre (1, 13)
      * un cordero en pie luego de ser degollado (5, 6)
      * un caballero victorioso (19, 11).
       
      5- El Apocalipsis llega al meollo de la cuestión:
      – ser una lucha incesante contra el Gran Adversario de Dios, la bestia,
      – en cualquier época y dentro de cualquier cultura o sociedad,

      6- A lo largo de siglos, el texto se aplica a imperios sucesivos.
      – La misma Bestia organiza y reorganiza el mundo según sus intereses,
      – domina las mentes de los seres humanos,
      – elimina a los oponentes.

      7- Lección definitiva del Apocalipsis:
      – vivir es resistir, con la esperanza de la victoria final del Reino de Dios.
      – Escrito a finales del siglo I por un exiliado político,
      – se aplica a innumerables situaciones históricas.
      – Culmen de la Biblia, el texto no envejece.
      – Un texto para hoy y siempre.
      …………………………………..

      8- Una última observación.
      – Desde temprana edad, el Apocalipsis despertó sospechas y reticencias.
      – Sólo a partir del siglo IX apareció en la lista de textos del N. T.
      – permitidos para la lectura en las comunidades.
      – Lo que salvó al texto de la acusación de “herejía” fue que,
      – desde el principio, circuló bajo el nombre de Juan Apóstol.
      – Así se ha conservado para nosotros este texto único,
      – testimonio incomparable del movimiento de Jesús en sus orígenes.
      …………………

  • Antonio Duato

    Nueva deafortunada expresión de Francisco.

    En una reunión con jóvenes sacerdotes. “El chismorreo es cosa de mujeres. Nosotros llevamos pantalones y decimos las cosas a la cara“. Y mira que le quiero a Bergoglio y sigo esperando sus reformas. pero, ¿no le dirá alguno de sus colaboradores que debe reformar sntes que nada su mentalidad clerical y machista y que no le salgan nunca más ese tipo de expresiones clericales, tan propias de ambientes de convento?

    Y hay cosas más serias.  Su modelo de catequesis a miles de nños el domingo pasado, queriendo ser didáctico pero expresando la fe trinitaria así “Un solo Dios pero tres personas divinas” y no diciendo simplemente “Dios es amor y donde hay amor y abrazos sinceros Dios está ahí”. El matenimiento de las mitras, aunque él de ejemplo de usarla lo menos posible. El mantenimiento de la guardia suiza y el espectáculo de desfiles ridículos en las grandes ocasiones. La invitación rutinaria a rezar por la paz no a manifestarse ya contra la invasión de Rusia o el genocidio del pueblo palestino.

     

    La referencia inicial a este comentario nos ha llegado por Il Fatto Quotidiano

  • carmen

    Querido señor Martínez Gordo.
    ¿Puerta abierta? Pero si la acaba de cerrar de un portazo…Sabe lo que pienso que hay detrás de esta idea? Pues no lo voy a decir.

    Hace tres o cuatro días, en un grupo que tenemos de amigas del colegio, amigas desde los cinco o seis años,  nos hemos reencontrado después de organizar una comida de 50 años de la salida del colegio, de monjas, por cierto. Es una auténtica delicia el grupo, porque sabemos cómo éramos, ahora se trata de ver cómo somos. Todas tenemos un recuerdo absolutamente maravilloso de nuestros años pasados allí. Ahora nos reímos de aquellos jaleos en que nos metimos.Y una de nosotras subió al grupo un artículo de Manuel Vicent. Ha escrito un libro y está de promoción. 88 años, menuda generación la de ustedes. Envidiable.Hablaba del origen del machismo. Y, contra todo pronóstico, empezamos a hablar y claro, apareció la biblia y de ahí…

    Pues dos tenemos un hijo homosexual. Una es divorciada y casada otra vez, otra de nosotras tiene un hermano que pertenecía a una orden muy conocida en Murcia, y la tuvo que dejar para casarse. Hay una lesbiana que más o menos rompió la relación con sus padres, hace como treinta años, porque se fue a vivir con una chica. Hay otra que, diría, aún ni se atreve a decir en voz alta que lo es, al menos esa es mi impresión.Nadie, ninguna habla con rencor de la iglesia. Alguien dijo una frase que me llegó al alma: ya he superado la culpa, ahora voy a ver si supero los prejuicios.O tra dijo: una pena, una pena. Nos alejamos de la iglesia porque no tenemos otra opción. Una pena.

    Sabe qué creo? Pues creo que la iglesia católica ha tenido unos fieles, me refiero a las ovejas, los de abajo, pues ha tenido unos fieles que, sencillamente, no se merece.Y, sabe por qué? Porque la mayoría, no todos, la mayoría de personas que se han dedicado a esto de la iglesia, los de abajo, los que no tienen cargos de ningún tipo, son buena gente.Si resulta que en una reunión de obispo, entre ellos, hablan así, pues querido señor Martínez Gordo, que los zurzan.Nosotros, los de abajo, sí que hemos entendido de qué va eso que llaman evangelio. Sabe por qué? Porque va dirigido a nosotros, no a los obispo, ni al obispo de obispos, no. A nosotros.Buen día.

    • Juan A. Vinagre

      Hola, Carmen: Antes de nada, un cordial saludo. Leo tus reflexiones casi siempre, y esta vez te digo que comparto casi todo lo que dices. Solo añadiría que, en mi opinión, el Evangelio va dirigido a todos, también a los “supervisores”=obispos. Y porque va dirigido a todos, todos debemos escuchar y escucharnos, sea desde la función del servicio -sin jerarquías ni suficiencias- o desde el simple testimonio personal. Ejercer la misión del servicio, según el Evangelio, significa ser el primero en acoger, en escuchar, en consensuar, en unir…; y si el servidor “se pasa”, pedir disculpas, como el papa Francisco. Pedir disculpas sinceramente es reconocer que es humano como los demás -en este caso concreto es también  desmitificar-, y esto puede ayudar a comprender mejor tanto a quienes “se pasan” en defensa de su autoridad o en defensa de doctrinas humanas “indiscutibles”, como en fragilidades humanas…  El criterio decisivo debe ser el Evangelio y el testimonio de vida evangélica.

      Quien, desde un puesto de servicio, reconoce fallos y pide disculpas no estará dispuesto o dispuesta a condenar fácilmente. Lo que facilitará encuentros… Encuentros que difunden paz.  Por eso, ¡benditos los errores y las fragilidades que facilitan encuentros que unen o al menos acercan!  Termino: Un papa que reconoce sus fragilidades se desmitifica, se baja del “trono”, y por ello es comprensivo y acogedor y realista. Y porque es comprensivo y realista -y realista-, se esfuerza por seleccionar bien a quien esté dispuesto a servir… El mejor propagador del Evangelio es el testimonio de vida.

Deja un comentario