Otros temas

Autores

Archivo de entradas

Temas

Fechas

Calendario

7150 Artículos. - 109062 Comentarios.

A los casi 30 años de la Carta de la Transdisciplinariedad

Al fragor político se une mi mayor dedicación al proyecto ATRIO 2023 para impedirme estar presente en el día a día de algunas cuestiones importantes sobre los nuevos paradigmas y la fe religiosa. Hasta el punto que Isidoro se pregunta “Quo vadis ATRIO?”. Bueno, pues pronto lo veréis. Entretanto, Leandro, al darnos a conocer ste magnífico documento, nos ofrece un camino que hace años marcaron los insignes firmantes, entre los que resalto a Edgard Morin. Hacia ese encuentro de personas con respeto a su dignidad y diálogo entre los distintos tipos de conocimiento que posee el ser humano va ATRIO. AD.

El 6 de noviembre de 1994, en el convento de Arrábida, Portugal, organizado bajo los auspicios del Centre de Recherches et d’Etudes Transdisciplinaires (CIRET) de París, se firmó, por los participantes del Primer Congreso de la Transdisciplinariedad, la Carta de la Transdisciplinariedad.

Justo en el preámbulo de la Carta, los firmantes se pronuncian en cuanto a la imposibilidad de una mirada global a la complejidad del mundo en que vivimos. El saber crece exponencialmente según proliferan disciplinas tanto académicas como no académicas, que intentan romper la lógica horrorosa de la eficacia por la eficacia y el ascenso a un nuevo oscurantismo por la ruptura contemporánea entre un saber cada vez más acumulativo y un ser interior cada vez más empobrecido.

Sus diferentes artículos definen, en gran medida, la esencia de la transdisciplinariedad: reconocimiento de la existencia de diferentes niveles de realidad, regidos por diferentes lógicas; emergencia de la confrontación de las disciplinas, nuevos datos que las articulan entre sí, y ofrecimiento a una nueva visión de la naturaleza y de la realidad; unificación semántica y operativa de las acepciones a través y más allá de las disciplinas, lo que presupone una racionalidad abierta, a través de una nueva mirada sobre la relatividad de las nociones de definición y objetividad; apertura en la medida que trasciende el dominio de las ciencias exactas por su diálogo y reconciliación; multirreferencialidad y multidimensionalidad, en relación a la interdisciplinariedad y a la multidisciplinariedad; etc.

Al congreso de Arrábida siguieron el de Locarno en 1997 (Towards a Transdisciplinary Evolution of the University) y otro más en Zurich en 2000 (Transdiciplinary Conference), todos ellos avalados por la UNESCO.

Carta de la Transdisciplinariedad

Convento de Arrábida, noviembre de 1994

Considerando lo que precede, los participantes del Primer Congreso Mundial de Transdisciplinariedad (Convento de Arrábida, Portugal, 2 a 7 de noviembre de 1994) adoptan la presente Carta como un conjunto de principios fundamentales de la comunidad de espíritus transdisciplinarios, constituyendo un contrato moral que todo signatario de esta Carta hace consigo mismo, fuera de toda coacción jurídica e institucional.

  • Artículo 1. Toda tentativa de reducir al ser humano a una definición y de disolverlo en estructuras formales, cualesquiera que sean, es incompatible con la visión transdisciplinaria.
  • Artículo 2. El reconocimiento de la existencia de diferentes niveles de realidad, regidos por diferentes lógicas, es inherente a la actitud transdisciplinaria. Toda tentativa de reducir la realidad a un solo nivel, regido por una única lógica, no se sitúa en el campo de la transdisciplinariedad.
  • Artículo 3. La transdisciplinariedad es complementaria al enfoque disciplinario; hace emerger de la confrontación de las disciplinas nuevos datos que las articulan entre sí, y nos ofrece una nueva visión de la naturaleza y de la realidad. La transdisciplinariedad no busca el dominio de muchas disciplinas, sino la apertura de todas las disciplinas a aquellos que las atraviesan y las trascienden.
  • Artículo 4. La clave de la bóveda de la transdisciplinariedad reside en la unificación semántica y operativa de las acepciones a través y más allá de las disciplinas. Ello presupone una racionalidad abierta, a través de una nueva mirada sobre la relatividad de las nociones de «definición» y «objetividad». El formalismo excesivo, la absolutización de la objetividad, que comporta la exclusión del sujeto, conducen al empobrecimiento.
  • Artículo 5. La visión transdisciplinaria es decididamente abierta en la medida que ella trasciende el dominio de las ciencias exactas por su diálogo y su reconciliación, no solamente con las ciencias humanas sino también con el arte, la literatura, la poesía y la experiencia interior.
  • Artículo 6. En relación a la interdisciplinariedad y a la multidisciplinariedad, la transdisciplinariedad es multirreferencial y multidimensional. Tomando en cuenta las concepciones de tiempo y de historia, la transdisciplinariedad no excluye la existencia de un horizonte transhistórico.
  • Artículo 7. La transdisciplinariedad no constituye una nueva religión, ni una nueva filosofía, ni una nueva metafísica, ni una ciencia de las ciencias.
  • Artículo 8.La dignidad del ser humano es también de orden cósmico y planetario. La operación del ser humano sobre la Tierra es una de las etapas de la historia del universo. El reconocimiento de la Tierra como patria es uno de los imperativos de la transdisciplinariedad. Todo ser humano tiene derecho a una nacionalidad, pero, a título de habitante de la Tierra, él es al mismo tiempo un ser transnacional. El reconocimiento por el derecho internacional de la doble pertenencia a una nación y a la Tierraconstituye uno de los objetivos de la investigación transdisciplinaria.
  • Artículo 9. La transdisciplinariedad conduce a una actitud abierta hacia los mitos y las religiones y hacia quienes los respetan en un espíritu transdisciplinario.
  • Artículo 10. No hay un lugar cultural privilegiado desde donde se pueda juzgar a las otras culturas. El enfoque transdisciplinario es en sí mismo transcultural.
  • Artículo 11. Una educación auténtica no puede privilegiar la abstracción en el conocimiento. Debe enseñar a contextualizar, concretar y globalizar. La educación transdisciplinaria reevalúa el rol de la intuición, del imaginario, de la sensibilidad y del cuerpo en la transmisión de los conocimientos.
  • Artículo 12. La elaboración de una economía transdisciplinaria está fundada sobre el postulado de que la economía debe estar al servicio del ser humano y no a la inversa.
  • Artículo 13. La ética transdisciplinaria rechaza toda actitud que niegue el diálogo y la discusión, cualquiera sea su origen, ideológico, cientista, religioso, económico, político, filosófico. El saber compartido debería conducir a una comprensión compartida, fundada sobre el respeto absoluto de las alteridades unidas por la vida común sobre una sola y misma Tierra.
  • Artículo 14. Rigor, apertura y tolerancia son las características fundamentales de la actitud y visión transdisciplinaria. El rigor en la argumentación, que toma en cuenta todas las cuestiones, es la mejor protección respecto de las desviaciones posibles. La apertura incluye la aceptación de lo desconocido, de lo inesperado y de lo imprevisible. La tolerancia es el reconocimiento del derecho a las ideas y verdades contrarias a las nuestras.
  • Artículo final. La presente Carta de la Transdisciplinariedad es adoptada por los participantes del Primer Congreso de la Transdisciplinariedad, no valiéndose de ninguna otra autoridad que aquella de su obra y de su actividad.

De acuerdo a los procedimientos, que serán definidos de acuerdo con los espíritus transdisciplinarios de todos los países, la Carta está abierta a la firma de todo ser humano interesado por las medidas progresivas del orden nacional, internacional y transnacional para la aplicación de sus artículos en la vida.

Convento de Arrábida, 6 de noviembre de 1994

 

José ANES • André ASTIER • Jeanne BASTIEN • René BERGER • François BIANCHI • Gérard BLUMEN • Lais P. BRANDINI • Jorge BRITO • Jacqueline CAHEN-MOREL • Michel CAMUS • Antonio CASTEL BRANCO • Costin CAZABAN • Laura CERRATO • Oliver COSTA DE BEAUREGARD • Maurice COUQUIAUD • Ubiratan d’AMBROSIO • Manuel DA COSTA LOBO • Adriana DALCIN • Nicola DALLAPORTA • Robert DE BEAUGRANDE • Marc Williams DEBONO • Isabel María DE CARVALHOVIEIRA • Giuseppe DEL RE • Javier DE MESONE • Michele DUCLOS • Gilbert DURAND • Ruth ESCOBAR • María FERNÁNDEZ • Raquel GONÇALVEZ • Georges GUELFAND • Helle HARTVIG DE FREITAS • José HARTVIG DE FREITAS • Eiji HATTORI • Phil HAWES • André JACOB • Roberto JUARROZ • Anthony JUDGE • Jacqueline KELEN • Jacques LAFAIT • Ghislaine LAFAIT-HÉMARD • LIMA DE FREITAS • Salomon MARCUS • Michel MATHIN • Edgar MORIN • Raúl NICOLAU • Domingo MOTTA • Edmond NOCOLAU • Basarab NICOLESCU • Alain ORIOL • Patrick PAUL • Odette PÉTREQUIN • Jean-Marc PHILIPPE • Patricia PROUS-LAABEYRIE • Philippe QUÉAU • Daniel RABY • Michel RANDOM • Lucía SANTAELLA-BRAGA • Elisabeth SAPORITI • Luigi SECCO • Jules SIX • Luis SOUSA RIBEIRO • Dominique TEMPLE • Ana María VIEIRA.

 

2 comentarios

  • M. Luisa

    Muy de acuerdo con los puntos destacados en la citada Carta,  pero sobre todo léanse el punto 9. La transdisciplinariedad conduce a una actitud abierta hacia los mitos y las religiones y hacia quienes los respetan en un espíritu transdisciplinario. Aquí, a favor de la racionalidad humana, no habla de la necesidad de nuevos mitos, pero sí  de respetar los que por tradición la historia nos ha dado a  conocer del pasado.¡Ah, eso sí!

  • LEANDRO SEQUEIROS SAN ROMÁN

    Este artículo completa y amplía todo lo dicho: Revista Facultad de Ciencias Económicas: Investigación y Reflexión  Print version ISSN 0121-6805 Rev.fac.cienc.econ. vol.20 no.1 Bogotá Jan./June 2012

    EL PENSAMIENTO COMPLEJO Y LA TRANSDISCIPLINARIEDAD: FENÓMENOS EMERGENTES DE UNA NUEVA RACIONALIDAD*
    COMPLEX THOUGHT AND TRANSDISCIPLINARITY OF EMERGING PHENOMENA OF A NEW RATIONALITY
    O PENSAMENTO COMPLEXO E A TRANSDISCIPLINARIDADE: FENÔMENOS EMERGENTES DE UMA NOVA RACIONALIDADE
    SERGIO NÉSTOR OSORIO GARCÍA**

    EL PENSAMIENTO COMPLEJO Y LA TRANSDISCIPLINARIEDAD: FENÓMENOS EMERGENTES DE UNA NUEVA RACIONALIDAD (scielo.org.co)
    Hoy tenemos que aprender a diferenciar y a distinguir, sin tener por ello que separar. En este sentido hay dos pares de conceptos claramente diferenciables y no por ello separables: por un lado, los conceptos complejidad y pensamiento complejo y por otro lado, conocimiento disciplinar (multi-poli e interdisciplinar) y conocimiento transdisciplinar. Para la ciencia clásica el pensamiento complejo y el conocimiento transdisciplinar es un absurdo, pero para éstos, el ideal de racionalidad de la ciencia clásica es necesario y válido, pero insuficiente para comprender la Realidad en el tiempo actual. Se hace necesario un nuevo paradigma de racionalidad que permita pensar la unidad de los conocimientos fragmentados en disciplinas de cara a la supervivencia de la especie humana en esta era que se ha convertido en planetaria. La presente reflexión busca presentar desde las apuestas conceptuales de Edgar Morin (pensamiento complejo) y de Basarab Nicolescu (conocimiento transdisciplinar) la dimensión epistemológica, ontológica y metodológica de la emergencia de esta nueva racionalidad.

Deja un comentario