Temas

Tablón de ATRIO

Anterior Siguiente
Último: 26-7-19, 22:56

Equipo Atrio (2019-07-26 22:56:17) : Un excelente programa colombiano de TV: MARIA MAGDALENA, UNA LEYENDA HECHA MUJER... por Carmiña Navia.

Floren (2019-04-24 11:45:39) : LA VERDAD DE LA PASCUA. http://cartujoconlicencia.blogspot.com/2019/04/la-verdad-de-la-pascua.html

Equipo Atrio (2019-03-08 21:55:38) : Delcy Rodriguez, vicepresidenta de Venezuela, denuncia al criminal apagón en Venezuela criminal apagón en Venezuela [vídeo de 6 min.]

Equipo Atrio (2019-02-18 09:39:18) : Amplio y clarificador programa sobre Venezuela: La hojilla/a> ¡Magnífico analista argentino Marco Teruggi! ¡Larga charla pero imperdible!

Equipo Atrio (2019-01-09 12:31:08) : Entrevista a Tamayo en la Sexta: La Iglesia española sigue siendo franquista

Floren (2018-11-19 19:50:09) : Floren de Estepa escribe en su blog: CARTA A UN JOVEN QUE NO QUIERE VOTAR

Equipo Atrio (2018-11-16 10:06:45) : La verdadera despedida de Steve Jobbs Disgurfso de graduación https://www.youtube.com/watch?time_continue=12&v=vXJYrrLGNAo

» Pon una nota




Autores

Archivo de entradas

4912 Artículos. - 79014 Comentarios.

Ante las convocatorias electorales de 2019

        Por motivos de conciencia y con la mirada puesta en el Evangelio de Jesús y en los procesos laicos de humanización, alzamos la voz contra el sufrimiento que generarían algunas propuestas electorales, en particular las que utilizan y traicionan las prácticas y los ideales evangélicos y producen el cautiverio político del cristianismo. Por eso,

        Conscientes de la necesidad de reducir los ABISMOS DE DESIGUALDAD, apoyamos las propuestas encaminadas a implantar medidas fiscales justas y redistributivas y políticas activas en favor de la igualdad, a poner en el centro de la gestión política a las personas que se encuentran en peores condiciones y oportunidades, a gobernar en favor de la gente con escasez de recursos y capacidades, y a garantizar vías seguras a la inmigración. Denunciamos las propuestas dirigidas a limitar los derechos civiles, sociales y de los pueblos; a recortar los bienes de justicia en el sistema educativo, sanitario, laboral o de vivienda; y a desatender las reivindicaciones igualitarias de las mujeres y el grito de las personas desplazadas o inmigrantes por cualquier motivo.

        Ante la necesidad de construir el ESPACIO PÚBLICO, apoyamos las propuestas encaminadas a garantizar a todo el mundo los bienes universales de la educación, la sanidad, el trabajo y la vivienda como derechos exigibles y lugar de las solidaridades. Denunciamos las propuestas dirigidas a someter lo público a los intereses particulares y corporativos, a mercantilizar los bienes colectivos, a privatizar los servicios públicos, a recortar los gastos sociales, y a fomentar la confusión entre libertad de enseñanza y libertad de empresa o libre mercado de ideas.

        Conscientes de la necesidad de DIGNIFICAR LA POLÍTICA, apoyamos las propuestas encaminadas a fomentar la transparencia en la gestión con un código ético publicitado y a promover la participación ciudadana en lo público y la práctica del diálogo y la negociación. Denunciamos las propuestas dirigidas a defender el machismo, el racismo o la homofobia; a promover el odio, la polarización social o el rechazo a quien es diferente; y a sembrar de mentiras el espacio público, menospreciar la memoria histórica y hacer creer que la verdad y la bondad caen de un solo lado.

        Ante la necesidad de construir una SOCIEDAD INCLUSIVA, apoyamos las propuestas encaminadas a reconocer las identidades nacionales de los pueblos, escuchando y gestionando democráticamente sus derechos; a promover el pleno reconocimiento del derecho de uso de las lenguas cooficiales en todos los ámbitos, y a favorecer la multiculturalidad. Denunciamos las propuestas dirigidas a convertir idolátricamente la patria, la Constitución y la ley en absolutos intocables y a apropiarse de ellas arriesgando, así, la convivencia cívica y la paz social.

        Conscientes de la necesidad de garantizar LA LAICIDAD de la sociedad, apoyamos las propuestas encaminadas a respetar la autonomía de la ciencia y la ética común en cuestiones como la defensa de la vida digna, y a plantear la relación con las diversas Iglesias y religiones desde la independencia institucional y la colaboración leal y crítica hacia el bien común. Denunciamos las propuestas dirigidas a instrumentalizar la fe cristiana, utilizar la Iglesia en favor de una ideología conservadora o hacer un partido católico.

        Ante la necesidad de DEFENDER Y CUIDAR LA TIERRA como origen común de la humanidad, destino e identidad, apoyamos las propuestas encaminadas a construir un mundo único e interconectado por la solidaridad internacional, la no injerencia y el respeto a los diferentes caminos de los pueblos; a implantar una regulación internacional del movimiento de capitales y de las instituciones financieras, y a promover una justicia global que garantice la paz mundial (por medios diplomáticos y no por la fuerza de las armas) y la conservación del medio ambiente. Denunciamos las propuestas dirigidas a consolidar el sistema capitalista, que convierte la tierra en un basurero, destruye las condiciones de vida, construye muros y alambradas e ignora la conciencia ecológica y el cambio climático.

        Hacemos esta reflexión desde la perspectiva del mensaje cristiano, que busca construir una sociedad solidaria y libre, justa y pacífica, igualitaria y de hermandad universal.

        València, marzo de 2019

Un comentario

  • Carmen

    Soy muy rara. Lo sé. Rarísima.

    Pero no me gusta nada que el nombre de Jesús de Nazaret o de Galilea , sea utilizado en nada relacionado con política. A nivel personal, por supuesto, pero vamos, eso es lo correcto a mi manera de ver. Por ejemplo decir: mis ideas cristianas me impiden votar a vox , en medio de una conversación. Por ejemplo. Escribir artículos, asociarte a un partido, militar en un partido político o presentarte a presidente de gobierno como cabeza de lista.

    Pero como organización , no me gusta nada. Bastante hemos tenido ya en España con el nacionalcatolicismo. Los que tenemos más de sesenta años lo hemos vivido. Pues lo mismo para otras asociaciones.

    Pero, ya digo que soy rara.

    Un saludo cordial.

Deja un comentario