Temas

Tablón de ATRIO

Anterior Siguiente
Último: 9-9-19, 17:49

Floren (2019-09-09 17:49:55) : Papa Francisco, ¿pastor o gobernante? http://cartujoconlicencia.blogspot.com/2019/09/el-papa-francisco-pastor-o-gobernante.html

José María Rosell (2019-09-01 21:51:18) : Pequeño video que explica de forma sencilla las inmatriculaciones de la iglesia: https://youtu.be/Dl8Jcu8zWe8

Equipo Atrio (2019-07-26 22:56:17) : Un excelente programa colombiano de TV: MARIA MAGDALENA, UNA LEYENDA HECHA MUJER... por Carmiña Navia.

Floren (2019-04-24 11:45:39) : LA VERDAD DE LA PASCUA. http://cartujoconlicencia.blogspot.com/2019/04/la-verdad-de-la-pascua.html

Equipo Atrio (2019-03-08 21:55:38) : Delcy Rodriguez, vicepresidenta de Venezuela, denuncia al criminal apagón en Venezuela criminal apagón en Venezuela [vídeo de 6 min.]

Equipo Atrio (2019-02-18 09:39:18) : Amplio y clarificador programa sobre Venezuela: La hojilla/a> ¡Magnífico analista argentino Marco Teruggi! ¡Larga charla pero imperdible!

Equipo Atrio (2019-01-09 12:31:08) : Entrevista a Tamayo en la Sexta: La Iglesia española sigue siendo franquista

Floren (2018-11-19 19:50:09) : Floren de Estepa escribe en su blog: CARTA A UN JOVEN QUE NO QUIERE VOTAR

Equipo Atrio (2018-11-16 10:06:45) : La verdadera despedida de Steve Jobbs Disgurfso de graduación https://www.youtube.com/watch?time_continue=12&v=vXJYrrLGNAo

» Pon una nota




Autores

Archivo de entradas

4952 Artículos. - 79513 Comentarios.

El hipócrita patriotismo del PP

olga RodríguezOlga estaba en la misma habitación en la que José Couto recibió un misil de un tanque estadounidense que lo mátó. Hoy comenta en eldiario.es el vergonzoso cierre de la causa por el gobieno del PP.

El patriotismo de la impunidad

  • Doce años después, tener que escribir sobre el asesinato de José Couso, del que fui testigo, sigue siendo algo doloroso. Pensarle obliga a abrir la despensa de los recuerdos guardados bajo llave
  • El patriotismo del PP es así: quiere castigar una pitada al himno español mientras fuerza que asesinatos de ciudadanos españoles como Couso no sean investigados y juzgados.
  • Los jueces no pueden suplir al legislador, pero la ciudadanía puede cambiar a los legisladores en las urnas.

Doce años después tener que escribir sobre el asesinato de José Couso, del que fui testigo, sigue siendo algo doloroso. Pensarle obliga a abrir la despensa de los recuerdos guardados bajo llave.

Con la memoria del ataque al hotel Palestina de Bagdad en el que nos alojábamos los periodistas occidentales en 2003, con la imagen de José herido, llegan otras vivencias que siguen ardiendo como si hubieran ocurrido hace solo unos meses: el cielo bagdadí rasgado por las estelas de los misiles, las montañas de cadáveres en las morgues, el olor a muertos, los gritos de dolor de las madres huérfanas de hijos, los médicos operando a los heridos en el suelo de los hospitales, el sótano del edificio de mi amiga Badía, donde se reunían los vecinos para hacerse compañía, la muerte de la hermana de Ahmed, la falta de luz y de agua, el terrorífico temblor de la habitación con los bombardeos estadounidenses, el sonido seco del proyectil que pasó tan cerca de mi cuerpo y que mató a José y a Taras e hirió de gravedad a Paul. Aquella invasión militar de Irak abrió las puertas del infierno actual que vive el territorio iraquí.

En estos 12 años han sido mucha las veces que pensamos que la investigación judicial sobre el asesinato de Couso se interrumpiría, a causa de los numerosos obstáculos, incluidos los introducidos por los sucesivos Gobiernos españoles. Hubo políticos que instrumentalizaron la muerte de Couso en busca de votos y se olvidaron de ella cuando llegaron al poder. Los cables de Wikileaks mostraron el interés de EEUU por lograr el archivo del caso y desvelaron las maniobras del Gobierno del PSOE en busca de la paralización de la investigación judicial.

Han sido años de frustración pero también reconfortantes porque nos hemos encontrado con la solidaridad de miles de periodistas de todo el mundo y porque, a pesar de todas las presiones, ha habido personas como el juez Pedraz que han luchado por la aplicación de la justicia y de las leyes. La ley de 2014 que restringe notablemente la jurisdicción universal, junto con la reciente sentencia del Supremo que impide juzgar el genocidio del Tíbet, obliga ahora a Pedraz a cerrar el caso, pero el magistrado ha querido dejar claro en su auto que lamenta la decisión –”el flexo no podrá mantenerse encendido”, ha escrito– y que el caso Couso es un crimen de guerra.

El ‘patriotismo’ del PP es así: quiere castigar una pitada al himno español mientras fuerza que asesinatos de ciudadanos españoles no sean investigados y juzgados. Multa a personas por ejercer su derecho a manifestarse mientras cede soberanía nacional a organismos financieros internacionales. No me cabe ninguna duda de que son muchos los españoles que no comparten este patriotismo sui géneris, dispuesto a arrodillarse ante intereses ajenos mientras se olvida del honor de defender los propios.

Como recuerda en su auto de este martes el juez Pedraz, resulta paradójico que el Gobierno español restrinja la jurisdicción universal mientras que el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas, del que España forma parte, acaba de aprobar una resolución “que insta una mayor protección a los periodistas en los conflictos armados”.

La nueva norma aprobada por el PP conlleva que ante crímenes contra periodistas, cooperantes o personas españolas consideradas como población civil ni la Fiscalía ni los familiares de las víctimas puedan solicitar la apertura de diligencias en España ni para investigar los hechos, ni para identificar a la víctima ni para solicitar la autopsia. Si ustedes como civiles son víctimas en el extranjero de crímenes de guerra, de tortura o asesinatos extrajudiciales por parte de otro Estado, el Gobierno español les abandonará por completo. Sus familias no tendrán derecho ni a investigación judicial, ni a identificación ni a autopsia en España. El insulto es máximo.

El magistrado Pedraz lamenta que “pese a que existen múltiples esfuerzos y recomendaciones a nivel mundial para perseguir y sancionar este tipo de delitos, (…) el delito quedaría impune. La decisión del legislador será discutible y podrá provocar debates en torno a tal impunidad, no solo para el presente caso sino para otros posibles, mas no corresponde a los jueces suplir al legislador”. Es cierto. Los jueces no pueden suplir al legislador, pero la ciudadanía puede cambiar a los legisladores en las urnas.

El caso Couso no es solo el caso sobre el asesinato de José Couso por parte del Ejército estadounidense, sino el caso sobre la defensa de la libertad de información como un derecho fundamental. Porque una sociedad mal informada es fácilmente manipulable, porque una guerra sin periodistas es una historia de propaganda. Porque el cierre de este caso abre las puertas a nuevos crímenes de guerra contra periodistas españoles. El Gobierno del PP quiere que salga gratis.

PD: La familia Couso ha anunciado que agotará todos los cauces judiciales y que está dispuesta a llegar al Tribunal de Derechos Humanos de Estrasburgo. Gracias a todas las personas que han estado cerca de este caso judicial durante estos 12 años, gracias a quienes se han interesado por ello y a quienes han sabido comprender la trascendencia del mismo. Seguimos.

4 comentarios

  • Pascual

    Creo que el público en general se ha convencido de que el PP no merece seguir en el mapa. Lo ha hecho miserablemente. Lo digo y aún no llevo coleta. Han sido de todo un poco o un mucho, para no repetir lo que todos tenemos experimentado. Y ahora necesitamos que los nuevos demuestren que han visto el pasado y van a enmendar la plana a esos muchachos. Y por nuestra parte tenemos que colaborar con gusto en las iniciativas de los nuevos. Tenemos que ayudarles a administrar la cosa pública. Y estoy convencido que tendrán los oídos más disponibles que los muchachos que se van sin remedio.
    Hoy por hoy confío en los nuevos; los muchachitos del PP ya nos han empantanado y engañado lo suficiente. Por ahora, lo más cortés sería decirles: ¡gracias por los servicios prestados y no volváis por aquí!

  • Asun Poudereux

    Agradezco a Olga su valentía y a Atrio por compartírnoslo. Y, por supuesto, a los comentaristas.
     
    Es difícil de comprender los comportamientos patriotas hipócritas del poder, de todo poder. En lo que se coincide es en ensalzar cualquier cosa nublándonos la vista y los oídos,  pasando por encima de la dignidad de los seres humanos, sean quienes sean.  

    No,  en cambio,  por la “dignidad suprema”  que se auto-otorga. Su lenguaje, es curioso, me resulta muy familiar…

  • mª pilar

    Ahora como pocas veces, estan dejando que la piel de “cordero” del pp.  se le corra un poquito dejando sacar sus pezuñas a la luz.
     
    Esto ya es viejo, por eso hemos vivido la transición del miedo, cuando nos repiten una y otra vez… que había que ir con cuidado.
     
    Y así nos va; leyes que saltan a la palestra de la noche a la mañana sin consulta posible.
     
    Mandatos, arreglos (apaños) sin luz ni taquígrafos… ellos/as se lo guisan ellos/as se lo comen, y conque ferocidad.
     
    Y aun así, este país nuestro… ¡¡¡quiere seguir con la misma gobernanza!!!
    ¿Por qué será?
    Quizá estamos más contaminados de lo que creíamos…
    ¿Que les importa una muerte… más, si no es la de ellos/as?
     
    Lo más triste es, que esta España, esta dividida; ni siquiera los jóvenes están logrando separar el grano de la cizaña una vez recogida la cosecha y quemar de una vez la cizaña implanta con la dictadura para siempre.
     
    Que los nuevos políticos no estén manchados ni contaminados... ¿es mucho pedir?


    Parece que si, que los hijos de las tinieblas tienen muchos más medios y poco escrúpulo para seguir sembrando en los jóvenes tanta indignidad; y además… se ríen en nuestras narices sin pudor alguno.
     
    Los hijos de la claridad… tampoco son capaces de unirse para la lucha por la justicia y la recuperación de la dignidad humana.
     
    Confío que la familia y amigos de Couso ¡No dejen de luchar! y puedan llevar a juicio a los que matan sin piedad a diestro y siniestro, solo para conseguir lo que desean.
     
    ¡Gracias Olga por estar de nuevo en Atrio!
    mª pilar

  • oscar varela

    Hola!

    Parece que todas las OLGA son LINDAS ¿no?

    ¿A usted qué le parece?

    ¡Ah, sí! Ya le entendí: Además INTELIGENTES ¿no?

    ¡Bueno!: VALIENTES también.

    ¡Vamos todavía! – Oscar.

Responder a Pascual Cancelar comentario