INFORMACIÓN Y FORMULARIOS INGRESOS YA: -Trasferencia a ES26 2100 7344 7313 0021 2801 -Bizum a 34-609 51 08 62
  • A  A  A  

Otros temas

Autores

Archivo de entradas

6315 Artículos. - 99056 Comentarios.

Mi felicitación personal de Navidad

En esta tarde, a la espera de la Nochebuena que espero paséis todos los atrieros en familia o conn vuestras comunidades (si es que la insitente pandemia no os ha confinado o dividido con dolorosas ausencias) os quiero felicitar a todos la Navidad y desearos un vivificante renacimiento de vuestro espíritu, de vuestra fe (la que sea) y de vuestro amor.

Y lo quiero hacer con una doble referencia que pido prestada a dos personas con las últimamente estoy coincidiendo mucho. A una la conocemos todos, el papa Francisco. La otra es un atriero de hace ya bastante tiempo, cuyo último libro ayer anuncié por primera vez en ATRIO. Me refiero a Juan Antonio Vinagre y su libro Sobre la Fe y la Iglesia. ¿es razonable creer hoy? Ambos nos muestran el camino para vivir plenamente la Navidad y la vida toda: la HUMILDAD.

El Saludo del papa Francisco a la Curia ayer era muy esperado, pues muchos daría noticias por fin sobre cuándo va a publicarse la Constitución  “Evangelium praedicate”, ocho años después del inicio de su elaboración por el Consejo de Cardenales (primero 9 y ahora 7). Se trata de la Constitución básica de la Iglesia, más necesaria que nuna en tiempos de cambio e inceetidumbre. Sin embargo el papa pasó por alto todas las cosas pendientes en el gobierno de la Iglesia y fue directo al meollo, con estas palabras: “Si quisiéramos expresar todo el Misterio de la Navidad en una palabra, esta resía HUMILDAD”. Aquí tenéis su discurso que os recomiendo:

VÍDEO CON TRADUCCIÓN AL ESPAÑOL VÍDEO EN ITALIANOSOLO EN TEXTO ESPAÑOL

Para hablar de la relación entre Humildad y salvación parte de un texto del 2º de Reyes, el general sirio Naaman, que acude al profeta Eliseo para curarse la lepra por consejo de una esclava judía… Y después ya va resaltando como la actitud de humildad es necesaria para la renovación y sinodalidad que él esta proponiendo… Y yo remarcaría que también para hacer un ATRIO fecundo y renovado.

Me llamó la atención que en su libro, Juan Antonio Vinagre pusiera como central de su tratamiento sobre todas las cuestiones relacionadas con la fe, la Iglesia y el momento actual, el capítulo 5º, de ochenta páginas, el capítulo más extenso de su libro. El libro está ahí al la derecha, ya disponible en versión digital y pronto en papel. Pero me adelanto a decir esto: quienes han hecho o vayan a hacer una aportación a ATRIO en 2021 que no lo compren. Se lo enviaremos gratis en PDF y posteriormente, si lo desan así, en papel. Esa ha sido la voluntad del autor, que todo beneficio fuera para estabilizar y continuar ATRIO.

Pero no me resisto a invitaros a leer hoy o mañana las dos primeras páginas de la introcucción a ese capítulo de ochenta:

5. APROXIMACIÓN A DIOS: LA HUMILDAD como vía de acceso. Qué significa ser humilde.

Introducción

Tratar aquí y ahora el tema de la humildad puede parecer extraño; aparentemente como que se aparta del contexto sobre el que venimos reflexionando. Pero no es así, porque el fondo de la cuestión es clarificarnos en torno a un tema básico: Dios, y cuál es el mejor camino para aproximarnos a Él, para entenderlo –y de alguna manera experienciarlo–, como lo que es fundamentalmente: Amor, Amor humilde que se da, incluso a lo más frágil.

Pues bien, la humildad es el mejor camino para acceder a Dios; sin humildad es imposible, pues Él “aborrece a los soberbios”. Se necesita humildad para superar el egoísmo y así poder amar en profundidad; se necesita humildad para poder creer. Con soberbia o con suficiencia personal no se capta más que ausencia. Por eso las palabras de Jesús: Bendito seas, Padre, porque has ocultado estas cosas – de Dios– a los “sabios y prudentes” (suficientes?) y las has revelado a los humildes. (Mt. 11, 25-27) Es decir, a los limpios de corazón. Los que se las dan de sabios o suficientes, los que no toman conciencia profunda de sus limitaciones, ven menos.

Por eso, la observación de la profesora de filosofía con Husserl, y más tarde carmelita, Edith Stein: –“Más vale un poco de estudio de la humildad y un acto de ella que toda la ciencia del mundo”– merece una atenta reflexión y una valoración a fondo, pues no siempre se entiende del todo bien.

Porque la humildad es finura cognitiva por excelencia, es profunda autenticidad. Es dar con la verdad personal más plena (verdad que en otro orden de cosas tanto busca la ciencia, y en otro orden de causas también la filosofía, y que muchas veces no encuentran).

De ahí que este tema debería interesar mucho, pues forma parte de la base –y a la vez es el culmen– de todo desarrollo humano personal, moral, espiritual, social, convivencial y religioso (y casi diría que incluso científico, ya que la vanidad o el afán desmedido de éxito personal puede acabar manipulando la verdad científica, como ha ocurrido).

Interesan las ciencias y las artes, el desarrollo del pensamiento humano y el desarrollo tecnológico, pero de modo especial debe interesar la persona humana y su desarrollo psíquico y moral, así como la organización social creada por el hombre y los valores en los que se apoya. Y debe interesar, porque la persona es el primer valor, un valor absoluto, y en torno a este valor debe organizarse la vida social en la tierra. Valor absoluto que tiene esencialmente un sentido comunitario.

En este contexto sorprende –aunque también se entiende– que el hombre se haya volcado en sus reflexiones, en su esfuerzo investigador, en su afán de saber, con mucha más dedicación a conocer y dominar el mundo exterior, que le rodea, –es decir, su circunstancia– que a conocerse a sí mismo y a desarrollarse interiormente, a humanizarse.

En otros términos, al hombre en general le ha causado más admiración –el gran estímulo del pensamiento y de la filosofía– el universo exterior que su universo íntimo, pese a ser éste mucho más rico y con más posibilidades para su desarrollo y bienestar profundo.

¡FELIZ NAVIDAD A TODOS DESDE NUESTRA COMÚN HUMILDAD-VERDAD!!

10 comentarios

  • mª pilar

    Quiero agradecer el regalo que nos hecho Juan A. Vinagre de su libro en presentación digital.

    Por mi edad, ya no quiero más libros en papel, dado, que tendrán que bregar com ello mis hij@s  cuando acabe mi andadura por este mundo; y además, me es mucho más cómodo leer en digital, porque puedo poner el tamaño de letra que sea más cómodo para su lectura.

    Ahora los libros son, una manera de regalar a mis niet@s pudiendo elegir por edades y gustos personales; y en ello estoy con sumo interés.

    ¡Gracias Juan de corazón!

    Un abrazo entrañable.

  • Santiago

    Gracias Antonio D por la felicitación y también, por supuesto, la extiendo a todos mis compañeros de ATRIO. Mis mejores deseos y los de mi familia en este tiempo de gozo navideño para concentrarnos en el gran misterio de la Encarnación y su profundo significado en relación al sentido de nuestra vida  que está basado en la humildad.

    Para la gran mística Teresa de Ávila la humildad es “andar en verdad”. Sin ella jamás podremos acercarnos, ni rozando , a la Verdad de la fe evangélica, sin ella la convivencia con nuestros hermanos se torna insoportable ya que del arrogante todos huyen, sin reconocer nuestra propia nada e invalidez para el adelanto en la virtud nunca avanzaremos en nuestra vida humana y  espiritual que es donde reside nuestra “verdad”.

    Ignacio de Loyola pone toda la perfección humana en 3 grados de humildad y dice:

    “La primera manera de humildad es necesaria para la salud eterna” Sin la fe es imposible agradar a Dios y la fe presupone nuestro humilde rendimiento ante los mandamientos del amor de Dios, tallados en la piedra y en nuestro corazón, y esculpidos allí para siempre.

    No existe modelo más perfecto de humildad como Jesús de Nazaret, el Hijo de Dios, que “se bajó” hasta convertirse en uno de nosotros, naciendo humildemente y muriendo en la Cruz para rescatarnos de la mentira del mal y mostrarnos claramente la Verdad.

    Un saludo especial para todos y un Año Nuevo 2022 lleno de agradables sorpresas

    Santiago Hernández

  • mariano

    Feliz Navidad a ti Antonio y a toda la familia de Atrio que con sus errores y aciertos quiere recorrer ese camino que finaliza en la Luz de la Vida que nos sacará de todos nuestros errores.  Luz encarnada que cada año nos invita a nacer como niños despojándonos de todos nuestros saberes y quereres.

  • Francisca Balaguer Nadal

    Feliz Navidad a todos los Atrieros, aunque no me conozcáis os sigo, unas veces más y otras no tanto.

  • carmen

    Feliz día de Navidad a todos.

  • Javiierpelaez

    Feliz Navidad Antonio !!!

  • mª pilar

    Gracias Antonio.

    También te deseo una Navidad vivida de manera muy personal, interior, silenciosa y humilde como nos dice Juan A. Vinagre, pero llena del espíritu de Jesús…aquel de Galilea…y a toda la familia atriera de todo corazón.

    Un abrazo entrañable para tod@s.

  • Jaume PATUEL PUIG

    Error:
    Y con coraje de la BUENA NOTICIA para ser vivida y compartida.
    Y que de esa noticia nazca un fructífero ’22.

  • Gonzalo Haya

    !Feliz Navidad, Antonio y toda la comunidad de Atrio! Creo que la pandemia nos está dando una profunda lección de humildad. Nosotros, nuestra cultura, nuestra religión… NO somos el centro del Universo. El centro es Dios Vida, que se manifiesta en toda persona y en todo el universo, en la medida en que le dejamos desplegarse en nosotros.

    !Feliz renacimiento en el Espíritu de Dios!

  • Jaume PATUEL PUIG

    Navidad: nacimiento interior. Y sempre dsde la FE  en LO QUE DA LA LUZ ORIGINANTE.

    Y con coraje de la Buena Notícia posta ser convida y vivida.

Deja un comentario