Temas

Tablón de ATRIO

Anterior Siguiente
Último: 8-3-19, 21:55

Equipo Atrio (2019-03-08 21:55:38) : Delcy Rodriguez, vicepresidenta de Venezuela, denuncia al criminal apagón en Venezuela criminal apagón en Venezuela [vídeo de 6 min.]

Equipo Atrio (2019-02-18 09:39:18) : Amplio y clarificador programa sobre Venezuela: La hojilla/a> ¡Magnífico analista argentino Marco Teruggi! ¡Larga charla pero imperdible!

Equipo Atrio (2019-01-09 12:31:08) : Entrevista a Tamayo en la Sexta: La Iglesia española sigue siendo franquista

Floren (2018-11-19 19:50:09) : Floren de Estepa escribe en su blog: CARTA A UN JOVEN QUE NO QUIERE VOTAR

Equipo Atrio (2018-11-16 10:06:45) : La verdadera despedida de Steve Jobbs Disgurfso de graduación https://www.youtube.com/watch?time_continue=12&v=vXJYrrLGNAo

» Pon una nota




Autores

Archivo de entradas

4734 Artículos. - 75771 Comentarios.

Análisis lúcido sobre Venezuela

Hay una intervención radiofónica de Pepe Mújica que constituye un análisis único de lo que pasa en Venezuela. El error en haber mantenido siempre una cultura rentista y de importar todo gracias a la riqueza del petróleo. Y la ambición de EE.UU. que no puede permitir que el petróleo venezolano sea explotado por China. Este mensaje se emitió en Radio Nodal-M24 hace unos días. Dura 18 minutos. No hay que perderlo. Damos la señal de voz y después el texto escrito. AD.

Mujica: ante “la peor alternativa de guerra” en Venezuela una salida sería “elecciones totales con monitoreo de la ONU”

En la primera emisión del año de su espacio de reflexiones en M24, el expresidente de la República José ´Pepe´ Mujica se refirió a los actuales acontecimientos en torno a Venezuela. A continuación transcribimos la totalidad de la columna del líder frenteamplista.

“Hoy están sonando fuertes tambores de guerra en el Caribe, por la situación venezolana. Y debemos recordar que en las guerras, en general, mueren los que no tienen responsabilidades. Y también debemos recordar que con sanciones económicas, se castiga a los pueblos y se fanatiza a los gobiernos, como pasó con España franquista, con Italia… hay toda una historia de las consecuencias, amargas, para los pueblos, de las sanciones económicas.

Nos parece que discutir la legitimidad de un gobierno u otro en Venezuela, en el fondo resulta infantil, a diestra y siniestra. Lo grave, lo penosamente grave es la inminencia de guerra abierta. Por eso, acompañé desde el primer momento la oposición (a eso), la posición que asumió el gobierno uruguayo. Porque el presidente autoproclamado en Venezuela, o es muy joven o tiene atrás la seguridad que da sin ambages el Ejército de Estados Unidos. Para nosotros está muy fresca en estos días la afirmación del señor Trump, que ´todas las opciones están sobre la mesa´.

Ante tanta información absolutamente secundaria, hay que subrayar lo central: parecería que quieren convencerse, y a su vez convencernos a todos, que la ilegitimidad eventual de unos, se sustituye con la ilegitimidad de otros. Y todo esto tiene un tambor batiente de supuesta causa sacrosanta ´por la democracia´, como siempre se ha hecho en vísperas de cualquier invasión. Antes se levantaba el pendón del Cristianismo, recordemos aquello de Valdivia: ´nos ganaremos el cielo a lanzadas y cuchilladas´, o ´por la civilización´ como la triste historia de la Triple Alianza, que aplastó a Paraguay, o ´por Mahoma´ o por lo que fuere.

Siempre hay una pantalla poco discutible para levantar en el horizonte, pero atrás de la guerra siempre se mueven intereses. La verdad, la verdad cruda, dura, descarnada, es que lo más conservador de Estados Unidos no puede aceptar que China termine manejando el destino del petróleo venezolano. Esta es la causa profunda de la impaciencia que ha atacado a USA. Digo esto porque hace algunos años, un altísimo integrante del gobierno de Obama textualmente me dijo: ´nosotros no precisamos intervenir en Venezuela, se destruyen solos´. Esta era la división de la inteligencia en aquel tiempo, había en proceso razones para pensar así. En la vida hay que cuidarse del odio, porque amputa la inteligencia y a veces no nos deja ver lo esencial.

Había elementos en aquel momento, ya diseñados para pensar así, porque había en Venezuela una notoria confusión de deseo con la realidad posible. No se podía entender que los distintos rincones de la economía precisan, para que funcione, conocimiento y mucho interés comprometido que empuje. No se podía entender que no es posible sustituir capitalismo por burocracia, pero por encima de todas las cosas no se entendía la trágica historia de Venezuela, que desembocó en una tácita cultura popular que fue castrando la creatividad del trabajo, porque casi se funcionó un siglo importando casi todo. Era más fácil, más rápido y de mejor calidad, vivir importando todo porque se podía, por la riqueza petrolera. Y esto devastó la cultura creativa del trabajo.

Y ha sido un grave error no medir la enorme paciencia y el tiempo que necesita un cambio cultural, eso no se puede sustituir con voluntarismo, porque es imposible repartir a la larga, lo que no se está creando a la corta. A esa crisis de conducción, se sumó la caída de precios internacionales del petróleo, la guerra económica con sanciones, la falta de reinversión en la extracción de petróleo. Y todo, todo fue acorralando y con ello, arrimando por necesidad al régimen venezolano hacia China y hacia Rusia como tabla de salvación. Y es esto lo que no puede soportar hoy Estados Unidos, y terminó con la paciencia, se acabó el tiempo.

Por un lado tuvo una política de cerco que fue inclinando, en los hechos, a ese rumbo histórico, pero no tolera, no puede tolerar las consecuencias, por lo que está en juego. Y cambia, cambia de literatura, porque así es la Historia. Tiene un aliado formidable: la crisis económica, con sus consecuencias sociales, políticas. Y así como hizo con el discurso del libre comercio, batiéndolo por el mundo durante 50 años, y hace poco nos cambió ´América Primero´, empezó a establecer y construir barreras. Ayer nomás, no hacía cuestiones de legitimidad con Pinochet, con Castelo Branco, con Videla… había respuestas de respetar la soberanía, la autodeterminación, esos dos conceptos que hoy, parecen ser en el Uruguay nostalgias de desaparecidos viejos herreristas, porque han sepultado su historia de principio, o de principistas de izquierda. Pero en el mundo globalizado de hoy parecen no existir más, sobre todo para los que tienen petróleo.

Hoy esas políticas se sustituyen por un discurso de ´democracia, democracia´… democracia con olor a petróleo, como se hizo con Libia, y allí está todavía fresco el ejemplo. ¿Quién, con sentido común, hoy puede asegurar elecciones libres para todas las tendencias en Venezuela? ¿Quién puede asegurar impunidad hacia atrás y hacia adelante, tentando que lo que es confrontación se transforme en oposición? Esa magia podría ser solo con una especie de junta ejecutiva donde estuvieran todas las tendencias, pero fuertemente monitoreada y garantizada por Naciones Unidas. No veo otro camino que dé garantías, Naciones Unidas con su Consejo de Seguridad comprometido y con firmeza.

Sin embargo, nada de esto podrá acontecer, porque Europa no está participando en esta región, pudorosamente da la impresión de lavarse la manos. Falta voluntad política para construir una alternativa por encima de los intereses inmediatos, y esa falta de voluntad política termina acorralando hacia la guerra. Porque al régimen venezolano no se le deja otro camino eventual que morir peleando. Tal vez, el error de la dirección venezolana, por oposición, por odio, por bronca, siempre se achata la inteligencia y no pudo ver que el hermano del Norte, poderoso, no puede soportar que el sol naciente de Oriente maneje el petróleo venezolano. Entonces surge el grito desesperado hoy de la democracia, que funciona como pantalla emotiva, en estos tiempos globalizados donde el capitalismo financiero, con algoritmos y sin emociones, indica y decide dónde y cuándo se invierte.

La gran pregunta es: ¿la guerra, en este caso, será una inversión? Amigos, como está la situación, por disparatada que parezca la propuesta de elecciones totales hecha por Europa, reconociendo que atropella la soberanía y la autodeterminación, pero, repito, en el mundo de hoy esto no existe para países que tienen mucho petróleo por lo menos, mal que mal daría una salida, pero debería sumarse un monitoreo con garantía de Naciones Unidas. Todo esto se puede criticar por principios, pero la peor alternativa es la guerra, porque ya sabemos quién paga los costos de la guerra.

Por eso hemos apoyado la posición del gobierno uruguayo, porque en definitiva, para evitar la guerra, la herramienta solo está en la política, solo la política puede evitar la guerra, pero tiene que tener voluntad y compromiso. Hay otros que levantan una tercera alternativa: un golpe militar que dé elecciones libres con garantías, pero estamos en lo mismo. De todas maneras, lo más fuerte es evitar la guerra, que a esta altura parece muy difícil, y transformar la confrontación en oposición, en lucha republicana.

Naturalmente, cualquier decisión de este tipo debiera ser acompañada de un socorro, sobre todo en medicinas y alimentos en el plazo inmediato. Pero, los seres humanos hemos demostrado vastamente, por un lado, que podemos ser los animales más inteligentes y por momentos más sublimes, pero también los más estúpidos, los más idiotas y los más egoístas”.

Escuchá el audio completo

16 comentarios

  • oscar varela

    Hola!

    El Pepe Mujica …

    … bueno …

    … hasta por ahí nomás

    ………………..

    Uruguay ha sido considerada un poco la Suiza de Latinoamérica.

    Identificada con la “causa latinoamericana” … hasta por ahí nomás.

    (cuando el conflicto Inglaterra -e.d. imperio Yanqui en Europa- Uruguay era el Puerto de reabastecimiento a la flota inglesa!)

    Esta bien lo de Pepe …pero hasta por ahí nomás!

    ……………………..

    http://piensachile.com/2019/02/pepe-mujica-una-metralleta-mediatica-en-manos-de-las-televisoras-del-imperio/

     

  • José Ignacio Calleja Sáenz de Navarrete

    Pero yo creo notar en la reflexión de Mújica detalles de político con experiencia que pide inteligencia práctica para sopesar la correlación de fuerzas en Venezuela -tan injusta en sus causas como real en sus efectos- y ver de darle una salida menos mala para Maduro y los bolivarianos. O de otro modo, que nosotros estamos acostumbrados a repetir el análisis en términos de justo e injusto (ideologías y actuaciones en conflicto y de ahí no nos movemos: ¡y tú más o y tú peor!), pero no en términos políticos de qué hacer para salvar lo más posible cuando la relación de fuerzas nos amenaza con llevárselo todo.  Yo noto en Mújica el olfato del político que ha pasado por casi todo en los conflictos y la exigencia de transitar de los principios a los hechos. Por eso es tan importante su reflexión. Sin este paso, arriesgado, complejo y plural, no entendemos la política posible; seguimos en la cátedra o el blog. Y es el paso que en la izquierda es tan difícil de plantear y, si sucede, todo salta por los aires. (Pienso en Podemos, por ejemplo; y antes en IU; y lo intuyo entre los Bolivarianos). Opino.

    • Carmen

      Ok
      Cuando las cosas se van de las manos, por las causas que sean, hay que buscar una salida razonable.
      Y un enfrentamiento armado nunca, nunca es razonable.

  • ana rodrigo

    Cuando la guerra de Irak que, aparte de la mentira de las armas de destrucción masiva, se quería justificar con que Sadam Husein era un dictador, yo preguntaba si en el mundo sólo existía ese dictador. Protestamos semanas y semanas contra la guerra de Irak y no hubo manera de pararla. El desastre posterior y los negocios de quienes la promovieron, quedaron a la vista.

    Pues me temo lo mismo con Venezuela, el petróleo y los otros intereses que ya se han mencionado, porque Venezuela no es el único país donde se ha hecho y se están haciendo las cosas mal. Ahí están multitud de países africanos  y de otras regiones donde la gente muere de hambre por distintas razones, pero ahí no intervienen, lo dejan en manos de las ONGs y de la caridad.

    Qué Organismos Internacionales tenemos, qué horror, cuánta hipocresía, cuánta avaricia y cuantas mentiras!!!!

    ¿Por qué no se dan una vuelta por los albergues, por las calles, por el metro, por Cáritas, el banco de alimentos, por tantas familias que pasan frío y hambre en España?

  • José Ignacio Calleja Sáenz de Navarrete

    Pues a mí me llamó la atención hace días esta valoración y propuesta de Múgica. Me alegra encontrarla ahora en Atrio. Porque no es exactamente una propuesta política en blanco y negro (ni en lo que ha pasado para venir hasta aquí, ni en lo que debería hacerse para salir del conflicto), sino la voz de un político que se posiciona, ante todo, contra la guerra en cualquier modo; y, a la vez, que reclama el respeto a la democracia de Venezuela sin ambages, y, por fin, que advierte a todos, a los venezolanos primero, del realismo político que exige la salida, tal y cómo se han puesto las cosas por causa de los intereses materiales y de poder en juego. No es fácil decirlo ni hacerlo.  De hecho, a mi juicio, lo que pide es tan poco y tan razonable que el margen de maniobra para obrar en justicia y democracia es ya mínimo, por no decir nulo. (Me confirma esta conclusión la entrevista matutina a Felipe González, en RNE, hoy, 6 de febrero, a la 9.15 a. m., que está en las antípodas de lo que ve y reclama Mújica. De hecho, durante un buen rato, he pensado que se trataba de un “notable” exiliado venezolano, hasta que he reconocido la voz del expresidente socialista

  • He leído con mucha atención el contenido de la intervención de Jorge Mujica, un personaje que merece un gran respeto por lo que fue y realizo en su vida. Par mi es un hombre de gran  valor un testigo autentico de lo que se puede llamar la lucha la justicia y la fraternidad humana.  He notado que hizo referencia, al inicio de su intervención a los desastres por los pueblos las sanciones:   “hay toda una historia de las consecuencias, amargas, para los pueblos, de las sanciones económicas.” Sabemos que Venezuela esta sometida desde anos y últimamente de forma mas fuertes por las sanciones y las guerras económicas. Cuando uno piensa que hasta 17 mil millones de dólares del pueblo venezolano se quedan congelado y no pueden ser utilizados para comprar medicamentos y todas las otras necesarias a la economía del país, se ve el impacto que eso tiene sobre el buen vivir del pueblo.
     
    Sigue su intervención sobre su inquietud por la inminencia de una guerra abierta. Hace referencia a la declaración de Trump, “todas las opciones están sobre la mesa”. Recuerda que atrás de la guerra siempre se mueven intereses. Esos intereses son el petrolero y la no llegada de China para compartir ese petrolero con Venezuela.
     
    En su reflexión, don Pepe, tiene una linda citación: “En la vida hay que cuidarse del odio, porque amputa la inteligencia y a veces no nos deja ver lo esencial” que uno puede aplicar a un grupo o al otro. De lo que he leído se trataría del gobierno.  Si tal fuera el caso, yo diría que el odio ha sido mas expresado por la oposición. Basta recordarse la llegada de Ramón Allup como presidente de la AN en 2015. Prometió echar de la presidencia a Nicolás Maduro dentro de seis meses. Eso fue el principio de una guerra de odio contra el gobierno. Al mi parecer no se puede aplicar el termino “odio” como un motor del poder chavista. 
     
    Como dice, “No veo otro camino que dé garantías, Naciones Unidas con su Consejo de Seguridad comprometido y con firmeza. A eso, añade, el apoyado a la posición del gobierno uruguayo, porque en definitiva, para evitar la guerra, la herramienta solo está en la política, solo la política puede evitar la guerra, pero tiene que tener voluntad y compromiso. 
     
    Por gente de buena fe, el dialogo entre las partes es el mejor camino. Por la gente de mala fe, es un camino que rechazar. La N.U. y el papa hablan de dialogo pero en Venezuela el episcopado no habla de dialogo sino de cambio de régimen. En lugar de incitar a la oposición al dialogo, lo impulsa a exigir nuevas elecciones, lo que no se va a producir.  Maduro ha sido electo en una elección libre mientras lo  obispos y aliados incitaban a la gente de no ir a votar. Habrá pronto elecciones legislativas lo que dara a la oposición de medirse con los candidatos del gobierno.

  • Mª Pilar

    Impresionante El Sr. Mújica.

    Estoy totalmente de acuerdo con cuanto nos dice, y deberíamos estar atentos, a lo que puede estar por venir, citando esa frase tan contundente del final.

    Porque efectivamente, podemos ser… Geniales… o de la peor “Calaña”… que se pueda imaginar…

    Y así nos está yendo en este dolorido mundo; porque aquellas personas que tiene fuerza y poder:

    ¡Son un auténtico desastre para la humanidad! 

    ¿De que nos sirve tanto sufrido, en tantos lugares de este mundo, si no nos sirve para no repetir las terribles consecuencias que nos van dejando… los “iluminados” de este mundo?

    ¡Otra guerra! Pensemos:

    ¿A quienes puede veneficiar?

    Despertemos… porque sí hay, quienes ganan con las guerras, que además, no son partícipes en ellas; solo son… manipuladores junto a los poderosos.

    Mis mejores deseos para los venezolanos que de verdad:

    ¡¡¡Sufren!!!

    Los poderosos… no lo padecen; hacen que los demás lo hagan, mientras ellos, atesoran los bienes que a toda persona pertenecen.

    mª pilar

     

     

  • ROMAN DIAZ AYALA

    El día 2 de febrero, ya Eloy Isorna nos puso este enlace.Era otro hilo sobre lo mismo.

    • Antonio Duato

      Tienes razón, Román. Ahí está la referencia a este audio puesta hace cuatro día ya por Eloy: 2 febrero 2019, 13:47 pm en “Si alguien…·. A mí me ha llegado hoy con esta nota: “Algo que no quieren que conozcas y no lo encontrarás en Google”. Lo veo mansamente puesto por Eloy y paso, creyendo que es una arenga más de Pepe. Y esa nota me espabila la curiosidad y encuentro el fondo del mensaje:
      La gran riqueza petrolera y minera de Venezuela ha provocado la consolidación de una mentalidad rentista en todo el país: con nuestra riqueza lo compramos todo de fuera. Esto ha provocado que no se haya tenido que hacer el gran esfuerzo de transformación e industrialización del país ni siquiera en los años de revolución bolivariana. Este análisis sociológico, preideológico, lo escuché hace años del P. Sosa, que ahora es general de los jesuítas. Y creo que es asumido por muchos bolivarianos. Porque así siguen dependientes de otros y expuestos a la agresión del emperador de turno que antes provocará una guerra que dejará que otros se aprovechen de esa riqueza. Y, ante la posibilidad de una guerra, hay que ser inteligente y saber en qué se puede ceder para que Trump no se salga con la suya… Veremos.

      • Es cierto por lo de la mentalidad rentista que existe desde muchos anos. Es cierto también que el gobierno bajo Chavez y Maduro emprendieron medidas para vencer esa mentalidad rentista. Me acuerdo de los convenios de Chavez con Lula para aumentar el cultivo productiva de la tierra. Hay que ver también los nueve motores del desarrollo de la economía industrial y productiva puesta en marcha por Maduro. ?De donde vienen los mas de 24 mil millones dólares disponibles en bancos extranjeros para comprar medicina y otros bienes necesarios para el desarrollo industrial de Venezuela? Se trata de esos mismos miles de millones de dólares que congela EU para que sufra el pueblo de Venezuela y que se le diga que el régimen es un fracaso. Es como echar arenas en el engranaje del motor y agua en el estanque a gas para declarar que no es un buen coche que todo anda al revés. Es lo que pasa con las sanciones et la guerra económica: ponen arena en el engranaje y aguan en el estanque. Después dicen el régimen es un fracaso. tiene siempre su acualidad la conclusion que saco el enviado especial de Eisenhower a Cuba, en 960, para averiguar si el pueblo andaba con Fidel. La respuesta era que el pueblo apoyaba a Fidel:

        “la única forma predecible de reducir el apoyo doméstico fue a través del desencanto y el desaliento por insatisfacción y dificultades económicas (…) Cualquier medio para debilitar la vida económica de Cuba debe usarse rápidamente (…): negarse a dar crédito y proveer a Cuba con el objetivo de reducir los salarios reales y monetarios para provocar el hambre, la desesperación y el derrocamiento del gobierno “.

    • ELOY

      Gracias Román Díaz Ayala, por tu observación. A mí el enlace me llegó a través de un amigo.

      Gracias también a Antonio Duato que nos acoge a todos en este lugar de encuentro y de dialogo que es ATRIO.

      • Román Díaz Ayala

        Casualmente en la Cadena SER en días anteriores se había comentado con cierto detalle esta manifestación radial de Pepe Mujica en el contexto de que se debería prestar mejor atención a personalidades tan relevantes y que conocen de primera mano el conflicto.

  • Carmen

    Se ha mandado solico. Sorry.

    Que están en crisis. Pues que la resuelvan y cuando haya elecciones, pues se acepta el resultado. A mí no me gustaría nada que el presidente del senado, que no sé quién es, de repente díjese que ante el problema de Cataluña y el comportamiento del gobierno, asume él la jefatura del gobierno. Por poner un ejemplo.

    Está claro que el problema viene de lejos. Y por si eramos pocos, ahí están los chinos. Jaleo total.

    Nada tiene que ver la democracia. A ver a quién le importaría Venezuela si no tuviera petróleo.  Y claro, Europa se alinea con EEUU. Con quién si no? Pero si sus intereses están en ese bloque.

    Es todo tan lo de siempre…

    Perdón por este pseudo análisis, pero es que…uf.

  • Carmen

    Pues veremos .

    Maduro lo tenía muy claro. Elecciones? Ya hubo. Cuando vuelvan a tocar. Eso vino a decir.

    En parte lo entiendo. Pero cuando las cosas se nos van de las manos, hay que buscar una solución y muchas veces te obcecas y no das tu brazo a torcer.

    No sé qué va a pasar, pero no pinta bien. Europa no se ha debido de meter en este conflicto, creo. Si se produce una guerra civil , qué postura va a tomar Europa? Mandar tropas? O dirán que su ejército solamente va en plan de ayuda humanitaria? Menudo cinismo sería.

    No entendíendo por qué hay que reconocer a un señor como presidente de un país porque decida una asamblea que estan

Deja un comentario