Temas

Tablón de ATRIO

Anterior Siguiente
Último: 9-9-19, 17:49

Floren (2019-09-09 17:49:55) : Papa Francisco, ¿pastor o gobernante? http://cartujoconlicencia.blogspot.com/2019/09/el-papa-francisco-pastor-o-gobernante.html

José María Rosell (2019-09-01 21:51:18) : Pequeño video que explica de forma sencilla las inmatriculaciones de la iglesia: https://youtu.be/Dl8Jcu8zWe8

Equipo Atrio (2019-07-26 22:56:17) : Un excelente programa colombiano de TV: MARIA MAGDALENA, UNA LEYENDA HECHA MUJER... por Carmiña Navia.

Floren (2019-04-24 11:45:39) : LA VERDAD DE LA PASCUA. http://cartujoconlicencia.blogspot.com/2019/04/la-verdad-de-la-pascua.html

Equipo Atrio (2019-03-08 21:55:38) : Delcy Rodriguez, vicepresidenta de Venezuela, denuncia al criminal apagón en Venezuela criminal apagón en Venezuela [vídeo de 6 min.]

Equipo Atrio (2019-02-18 09:39:18) : Amplio y clarificador programa sobre Venezuela: La hojilla/a> ¡Magnífico analista argentino Marco Teruggi! ¡Larga charla pero imperdible!

Equipo Atrio (2019-01-09 12:31:08) : Entrevista a Tamayo en la Sexta: La Iglesia española sigue siendo franquista

Floren (2018-11-19 19:50:09) : Floren de Estepa escribe en su blog: CARTA A UN JOVEN QUE NO QUIERE VOTAR

Equipo Atrio (2018-11-16 10:06:45) : La verdadera despedida de Steve Jobbs Disgurfso de graduación https://www.youtube.com/watch?time_continue=12&v=vXJYrrLGNAo

» Pon una nota




Autores

Archivo de entradas

4952 Artículos. - 79540 Comentarios.

Socialismo y cristianismo

ZUGASTIp

Parecerá ya de sobra superada la incompatibilidad entre los dos términos del título. Pero ¿ha sido la nueva complementariedad aceptada universalmente, sobre todo por las cúspides de los dos sistemas? AD.

El pasado mes de noviembre se celebraron en Nicaragua elecciones en las que salió elegido para un tercer mandato el líder del Frente Sandinista, Daniel Ortega. La limpieza democrática de estas elecciones ha sido muy cuestionada desde todos los ángulos del espectro político, y con argumentos muy sólidos, pero no voy a tratar ahora ese tema. Lo que llama la atención son dos términos con los que se define el gobierno de Daniel Ortega: socialista y cristiano. Prescindo ahora de cómo entienda Daniel Ortega lo de socialista y cristiano, lo realmente novedoso es encontrar los dos términos unidos. Términos que para muchos son totalmente antagónicos.

Y si vamos a la historia reciente, y no tan reciente, efectivamente el antagonismo no ha podido ser más claro y radical. Durante siglos la postura de la Iglesia jerárquica se ha resumido con el término de alianza entre el trono y el altar. La jerarquía eclesiástica ha sido una de las instituciones fundamentales de los estados,  defensora del derecho de propiedad, y uno de los principales pilares de las monarquías. Por su parte el socialismo, casi en su totalidad, se presentaba como acérrimo enemigo de todo lo religioso.

Pero lo llamativo es que la jerarquía eclesiástica tomaba esta postura de una manera totalmente incongruente con los principios básicos en que decía fundarse. Todo el Nuevo Testamento y de una forma especial los evangelios son  unos documentos que hoy calificaríamos como radicalmente anticapitalistas. En el Evangelio, Jesús acoge a descreídos, prostitutas y pecadores, pero clama ¡Ay de vosotros los ricos!” (Lucas, 6, 24).  Anuncia que  el Reino de Dios está cerca, pero advierte que “Es más fácil que un camello pase por el ojo de una aguja, que el que un rico entre en el reino de Dios”. (Marcos, 10,25). Señala una alternativa radical: “Nadie puede servir a dos señores; porque o aborrecerá a uno y amará al otro, o se apegará a uno y despreciará al otro. No podéis servir a Dios y a las riquezas” (Mateo, 6,24). Parece increíble que manteniendo estos principios se pudiera tomar una postura como la que ha mantenido la jerarquía, y todavía mantiene la parte más conservadora de la Iglesia, pero así ha sido.

Por su parte el socialismo trata de llegar a un mundo justo,  donde los seres humanos nos desarrollemos plenamente y vivamos libre y fraternalmente. Pero lo hace partiendo de unas filosofías radicalmente ateas, lo mismo en su versión marxista que anarquista. Se basa en un materialismo  total, con lo que olvida algo tan fundamental como el elemento espiritual del ser humano. No tiene un fundamento último en el que apoyar su ética y su moral. De la religión ve solamente una jerarquía defensora de  un orden social totalmente injusto, no atiende a que todo el Evangelio empuja a vivir de una manera muy distinta, con unos valores muy cercanos al ideal socialista. Incluso en los Hechos de los Apóstoles, que narra la vida de los primeros discípulos de Jesús, se llega a decir que: “Ninguno decía ser suyo propio nada de lo que poseía, sino que tenían todas las cosas en común” (Hechos, 4,32).

Cuando los dos colectivos podían coincidir en un horizonte de justicia y solidaridad, se han enfrentado en una lucha abierta en que las dos partes han resultado perdedoras. Con ello  se ha acabado favoreciendo a la religión del dinero, y permitiendo que sea esta la que hoy domine en el mundo. ¿No podemos pensar en una nueva utopía en que socialistas y cristianos se unan y se potencien en una lucha por los seres humanos contra la tiranía del capital?

En el campo cristiano el papa Francisco simboliza esta vuelta del cristianismo a sus orígenes, a su condena de la ambición y del enfrentamiento constante entre los seres humanos a que obliga una competencia despiadada. ¿Podremos socialistas y cristianos dejar el tema de la fe como un asunto privado y unirnos en la lucha por la supervivencia de la humanidad frente a  la locura del capital?

26 comentarios

  • George R Porta

    En mi entrada de 11 febrero 2017 at 4:59 am escribí: «La verdad no pude ser suficientemente expresada o representada independientemente de la interpretación, exista o no en la realidad, porque la deficiencia está en el entendimiento no en la verdad misma.»

    Lamento haber cometido un error al escribir «pude» en lugar de «puede» pero veo que ha sido arbitrariamente leído mi error asumiendo que quise escribir «pudo» y un comentario fue hecho al respecto porque la frase está entre comillas.

    Cuando uno comete errores y nos los rectifica a tiempo pierde el derecho de argumentar y tal es mi caso en este caso. De cualquier modo, vale decir que no me refería a la verdad que hubiese podido expresar Jesús de Nazareth. A él le concedo el beneficio de la duda porque le costó la vida hablar y asumo que si todo lo que le atribuyen los evangelios, como en efecto deseo creer y espero que sea cierto, pues no hay lugar a dudas.

    Otro es el caso, en general, porque el lenguaje hablado o escrito es naturalmente equívoco y por lo tanto la verdad, que debe ser inalterable pero puede ser descubierta progresivamente, no la puede conocer nadie en su totalidad en un momento dado y afirmarlo porque nadie puede determinar conclusivamente que tenga la última palabra en o de nada. A eso me refería.

    Lamento no haber corregido a tiempo el gazapo de «pude» en lugar de «puede». En realidad la concordancia y un poco de buena fe hubiera bastado para preguntarme pero eso no me releva de la responsabilidad de haber escrito erróneamente y lo siento.  

  • Santiago

    LA VERDAD del cristianismo SI “pudo ser suficientemente expresada” por el mismo Jesucristo…La interpretación de la verdad revelada se hizo a través de su vida y de SU PALABRA….En realidad, no fue necesaria la palabra escrita, memorizada por los discípulos de Jesús como era costumbre rabínica desde tiempo immemorial y todavía está en uso en la escuelas dedicadas a la Escritura judía actuales ultra-conservadoras…Jesús imprimió a su Iglesia con el carisma del Espíritu Santo, que El mismo prometió que vendría sobre los Once, en Pentecostés, después de su partida de este mundo…y les ordenó “predicar a todas las gentes” su PALABRA de salvación…Es el conjunto de los Once y sus sucesores, con todo el Pueblo de Dios, su Iglesia, la que consiente en su sensus fidelium a esta PALABRA eterna de Jesús…Es por eso que la interpretación, tanto de la predicación oral como la de la escrita, ha de hacerse dentro del sentido de la FE de la Iglesia desde el principio…La PALABRA de Jesucristo fue preservada hasta nosotros dentro del contexto total de esta FE de la Iglesia, en su conjunto, y solo dentro de el..  Por eso no se pueden hacer interpretaciones independientes, sin contar con la fuente principal apostólica que se remontan al primer siglo…de la misma manera que no podemos separar ni a la medicina, ni al derecho, ni a ninguna disciplina del saber humano de sus verdaderas fuentes originales…ya que esto provocaría, sin duda, la pérdida de su verdadera esencia…que se remonta al objeto y fin de cada ciencia en general…Por eso la Escritura hay que interpretarla en ese conjunto contextual que es lo que abarca toda su fuerza y autenticidad…No es válida mi interpretación personal hacia la verdad, si no está enmarcada en la misma FE de la Iglesia de Jesucristo..Por eso, el Apóstol Pedro, nos dice en su 2da Carta: “sabiendo esto, ante todo: que ninguna profecía de la Escritura es objeto de interpretación personal ; porque la profecía no ha sido jamás proferida por humana voluntad, sino que llevados por el Espíritu Santo, hablaron los hombres de parte de Dios” (II Pedro, 20-21)…

    Por lo demás, la PALABRA revelada de Jesús de Nazaret nos fue entregada a los seres humanos por medio de la Iglesia en orden a la salvación universal ya que Dios “quiere que todos se salven”..Por tanto, los ministros son meros instrumentos de la PALABRA predicada y sacramental…Poco importa que los ministros mismos practiquen la misma palabra que predican o que no lo hagan, en cuanto al ministerio mismo, que es fundamentalmente para los demás..como, solo en este sentido, tampoco es importante, como garante de la salud humana, que el médico no practique lo que recomienda a sus pacientes, porque su ministerio principal es aliviar el sufrimiento y curar, si es posible, a los demás..El será responsable de su salud, como sus pacientes, pero su ministerio se ha de volcar hacia sus semejantes…De ahí que Jesucristo les dice sus discípulos: “Sobre la cátedra de Moisés se sentaron los escribas y fariseos. Así pues, todas las cuantas cosas os dijeren, hacedlas y guardadlas; mas no hagáis conforme a sus obras, porque dicen y no hacen” (Mt. 23, 2-3)…porque en la Ley mosaica sinaítica ya estaba presente el amor de Dios, pero los fariseos y escribas habían deformado la Ley, interpretándola solo como obra externa…pero Jesus Hijo va mas allá de la obra externa y penetra en la intención del corazón humano para lograr una conversión hacia el bien, que está en Dios mismo…Por eso, la Revelación de Cristo se encuentra en su Iglesia y la transmisión de su doctrina que ha llegado hasta nosotros por su ministerio..

    Un saludo cordial  Santiago Hernández

  • Santiago

    Exacto, Honorio…Pero tanto el capitalista y el socialista si son radical y puramente materialistas, abandonando toda idea de la importancia de la tracendencia, tienen que cambiar, y “entrar por la puerta estrecha” y seguir a Jesus, primero en los mandamientos de la Ley que El vino restaurar y después en los consejos pues “si quieres ser perfecto, vende todo lo que tienes, dalo a los pobres…ven y sígueme”

    Por tanto, no está el mal en poseer riquezas, salud, honor, vida etc. sino lo verdaderamente importante es el uso que le demos a los bienes que necesariamente tenemos como dones.Y como decía Iñigo de Loyola tanto riquezas,salud, honor y vida son puros medios y los medios se “ordenan” al fin. Por tanto, tanto las riquezas, salud, honor, vida poseen una función social que nos señala claramente el Evangelio de Cristo.

    No podemos, pues, defraudar a nuestros hermanos sin reconocer sus derechos a un salario digno y a la libertad de expresión, no podemos atentar contra la vida humana, ni contra la propia y la ajena, no podemos arruinar pues nuestra propia salud con falsas adicciones ya que nuestra vida es importante para otros, no podemos despreciar a los demás creyéndonos autosuficientes, abusando del poder que nos da nuestro papel en la vida. Podemos pues cambiar y transformar en bien los dones que poseemos y así como nos entra el dinero, tenemos salud, obtenemos honores..,de la misma manera podemos dar a los demás por justicia lo que le corresponda y por caridad lo que nos dicte nuestra conciencia evángelica..

    ..Y siguiendo este principio también podemos encaminar nuestra insoslayable pobreza, nuestro  inflingido deshonor, y nuestra precaria salud como medios para acercarnos a la virtud que Cristo nos propone que tiene como principio y fundamento el amor.

    Por tanto, si nos basamos en esta verdad central del Evangelio y seguimos TODAS las enseñanzas fundamentales de Jesús poco importa si somos capitalistas o socialistas puesto que nuestra opción fundamental es, indudablemente, el cristianismo, y esta opción no la va a cambiar nuestro credo económico, social o político como tampoco Jesús intentó cambiar los de sus amigos Lázaro,Marta y María, que pertenecían a una clase acomodada, ni a sus secretos discípulos Nicodemo y José de Arimatea, ni a “Juana, la mujer de Cuza, intendente de Herodes” ni a “Susana y otra muchas(mujeres) las cuales les asistían (a Jesús y a los Doce) con sus bienes” (Lucas 8, 3) (los paréntesis y su contenido son míos)

    Un saludo especial y cordial, Honorio.

    Santiago Hernández

  • h.cadarso

    “Tanto si me siendo socialista como si me siento capitalista tengo que pasar por la puerta estrecha…”dices, Santiago

    Si yo entiendo bien, capitalista quiere decir que ganar dinero se convierte en norma suprema del comportamiento humano.

    Si yo entiendo bien, cuando Jesús dice “No podéis servir a Dios y al dinero” de alguna manera se considera al capitalismo como algo ajeno a los discípulos de Jesús. S´, ya sé lo que eran Zaqueo, Mateo y otros muchos personajes del evangelio antes de creer en Jesús. Pero tengo la impresión de que al creer en Jesús cambiaron. ¿O no?

  • Asun Poudereux

     
    Me asombra que sólo se dé en Jesús el camino, la verdad y la vida, y al mismo tiempo, las interpretaciones que de ello se desprenden son tan múltiples y diferentes que reflejan la riqueza de la naturaleza en la que estamos inmersos y en conexión, la misma que nos constituye, conscientes o no de interactuar con ella.
     
    Mientras tanto, sigue siendo curioso, por decirlo suavemente, que a la mujer, por imposición e inercia se la sigue ignorando tras hacerla callar al considerarla como no ser valioso y capaz de serlo por sí misma, siendo que lo es, en un silencio humilde y aceptado,  mayormente lleno de vida y pleno de dignidad  y seguridad.
     
    Por lo mismo,  no hay nadie aquí o allá que haya podido y querido descubrir en ella su doble dignidad y valía, al no ser merecedora de atención, reconocimiento  y admiración por parte de los que escriben y reescriben la historia de los hechos magníficos y magnificados, y que,  por parte de algunos,  solo se circunscribe y otorga a Jesús de Nazaret, en tanto en cuanto les va dando en ello oportunidades y sentido para perpetuarse y hasta medrar a todos los niveles.
     
    Este mismo enfoque podría ser válido para tantos y tantos seres humanos, que fueron y siguen siendo ignorados por el simple hecho de ser buenos, habiéndose aceptado y querido tal como eran, y así  sabiéndose amar a sí mismos, pueden  verse reflejados en el otro y derrochar el amor que les inunda.
     
    Este derroche de la persona no pasa por ideología ni creencias, sino por la vida y la vida en abundancia al alinearse a su continua sorpresa, atenta a lo que sucede en su entorno, a darse sin hacer esfuerzos ni proclamas de sufrimiento. No buscando reconocimientos, pues siente que todo se da ya en ella.
     
    ¿Por qué digo todo esto? Creo sinceramente que mientras sigamos aparcados en disquisiciones y constructos  varios, no nos es posible dar pasos en profundidad y la vida es y está ahí,  nos espera siempre, sosteniéndonos y colmándonos de regalos, enseñándonos en intentos inesperados, que la mente, al punto, califica de agradable y desagradable su envoltorio, dejándose dispersar en lo superfluo,  obstaculizando a la consciencia interior su contenido.
     
    Tanto el cristianismo que nos ha llegado con sus defensores acérrimos, como el socialismo distorsionado y sancionado,  nos siguen dispersando y embaucando, no yendo al punto y centro esencial: Somos vida y vida en abundancia. Por tanto, no hace falta apropiarse de contenidos materiales y mentales para otorgarse verdad y creencia alguna, y  menos identificarnos con ellos, para defenderlo a ultranza, separándonos unos de otros.
     
    Experimentar la vida por el mero hecho de respirar, atento a uno mismo y a todo lo que circunda, sean personas o no,  da plenitud y sentido sin deseo de acaparar nada. Es el sentido en dirección contraria el que se nos ha impuesto por miedo a quedar desnudos de bienes y de poder, de dependencia externa a las comparaciones y apropiaciones de verdad, que nos dispensan de la libertad  que ama sin condiciones.
     
    Estoy segura que,  como Jesús, infinidad de personas, y muchas, muchas de ellas mujeres, lo han captado y realizado en sus vidas, pasara lo que pasara, ocurriera lo que ocurriera. Este gran teatro del mundo puede ir desapareciendo,  cuando no se le contrataca con las armas de lo que debería ser, mi verdad,  y lo que en ella se representa y justifica,  dando, en realidad,  la espalda a la vida, a lo que es y todos somos en abundancia.
     

  • George R Porta

    La verdad no pude ser suficientemente expresada o representada independientemente de la interpretación, exista o no en la realidad, porque la deficiencia está en el entendimiento no en la verdad misma. Esa es la única generalización que se puede afirmar de la verdad. Otra cosa es la ansiedad que genere tener que vivir en la duda y cuán necesario sea tener que recurrir al dogma para sobrevivir la ansiedad de vivir en la incertidumbre.

    El testimonio, por otra parte no viene de sí mismo si lo narra o cuenta o divulga otra persona, sino que viene de esa misma persona. Para colmo de dificultad, la preservación de los testimonios originales fueron maltratados por la incuria de quienes los preservaron sin demasiada culpabilidad de parte de ellos porque la preservación de documentos es una ciencia/tecnología relativamente reciente y en desarrollo.

    Es necesario, por otra parte una dosis grande de humildad para reconocerse incapaz de poseer la verdad en magnitud incuestionable, y no solo en teología, en cualquier rama del conocimiento. Por eso es suficientemente aceptable cuestionar el pasado desde el presente y el estado de la cuestión en la actualidad sin ajustar imaginariamente los parámetros porque, en primer lugar, esto último es una ficción (no hay máquina del tiempo) y en segundo lugar si existe un propósito en la historia y se trata de un plan divino, es bueno que la historia progrese y con ella la aprecicación de que es más o menos bueno o malo en la realidad histórica.

    Lo que se ha dicho de Jesús ha llegado al menos a mí afirmado por gente que vive de afirmarlo y eso siempre representa un conflicto de intereses desde el puntode vista de la credibilidad. Si además activamente esas autoridades dan el mal ejemplo y viven como si su prédica fuera falsa, también pierden credibilidad al predicarla.

    Por ejemplo por qué el Cardenal Levada tiene que poseer en un piso de más de 400 metros de superficie cuando el Papa vive en uno de doscientos y tantos es una evidencia de disfrutar en exceso sus privilegios a lo cual no tiene derecho porque, si legalmente no actúa mal, también es cierto que si sale a la calle encontrará gente que para vivir necesita lo que paga en exceso por su piso, según la ética del evangelio. Conclusión no practica lo que predica, y aún así definía que era verdad de fe y qué no lo era con respecto a los demás y la caridad con los más necesitados era una de esas afirmaciones atribudas a Jesús que es obligatoria en la justicia cristiana.

  • Santiago

    La primera y única autoridad que lo acredita todo es el mismo Jesús de Nazaret que no es un personaje inventado por novelistas tradicionalistas, ni un mito al estilo greco-romano sino uno de los personajes históricos de los que tenemos mas referencias, no solo de sus discípulos históricos más íntimos, como ellos mismos testifican, sino de los personajes protagonistas del siglo I fuera del marco cristiano como el romano Plinio el Joven en su famosa carta a Trajano, el historiador Tácito que dice que el personaje histórico y EMPERADOR NERÓN “para deshacer el rumor que le acusaba del incendió de Roma(también histórico) inculpó..,a aquéllos que la gente llamaba cristianos. Este nombre les viene de Cristo, a quien, bajo el nombre de Tiberio, el procurador Poncio Pilato había mandado al suplicio.”(Ver Tácito, Anales XV, 44) (los paréntesis y su contenido son mío).

    Jesús histórico es además mencionado por el historiador Flavio Josefo en Antigüedades judías 18:3:3, el escritor Suetonius en su carta del 120 al emperador Claudio, e indirectamente en los documentos judíos extrabíblicos como el Talmud y la carta de Mara Bar-Serapión.

    Es por eso que para CREAR el mito de Jesùs se necesitaría la coordinación perfecta y colaboración conjunta de “mitólogos” super-especialistas no solamente cristianos sino también judíos y otros no cristianos, no solo del siglo I sino de los siglos que siguieron con el objeto de mantener “el mito” de Cristo vivo y palpitante.

    Por otro lado, Ratzinger no va descaminado en afirmar la necesidad de una Iglesia para la salvación del género humano. Jesús solo habló de un Reino, pero no dividido, sino en la unidad, de la misma manera que El mismo está unido al Padre. Siendo Jesús la ÚNICA y absoluta VERDAD contenida en EL y en SU IGLESIA, todos los seres humanos estamos llamados a incorporarnos, de alguna manera, consciente o inconscientemente a CRISTO a través de su Iglesia, aún siquiera en y por deseo. De esta manera, la gracia de Jesús siempre nos impulsará hacia el BiEN efectivamente. Somos nosotros los que tenemos, pues, que buscar el camino, para con los medios que tengamos y dispongamos ENCONTRAR la verdad que es el último gol y el propósito de TODA nuestra existencia aquí en la tierra.

    Oscar, sigo agradeciendo tus palabras y tu interés. Saludos.

    Santiago Hernández

     

  • George R Porta

    Hola Oscar!

    Un abrazo agradecido. Sigo tratando de aprender  y desde luego no me sorprende que Atrio lo facilite.

    Soy parlanchín, pero eso ya eso se sabe: Me cuesta ser adecuadamente sinóptico. Seguiré tratando.

    Estoy de acuerdo con que sea muy bueno y hasta mejor saber de Don Alonso y de Sancho el de Barataria. Con Jesús me pasa que contra su propia voluntad no ha bastado que desapareciera (al estilo que Marcos sugiere) sino que a eso haya habido que apostillarle el que “ascendiera”.

    No en balde se aburrió de decir que era la fe (en mi jerga la esperanza confiada) del enfermo la que sanaba, no él.

     

     

  • oscar varela

    Hola George!

    Dos cositas (o quizás Tres):

    UNA: El “Estilo” es el “Modo” como salimos a tratar el Mundo. Modo que queda definido por pre-ferencias, que nos delatan y descubren ante nsostros mismos y ante los demás.

    El “modo” aporético (preguntón) es uno de ellos. Consiste en atender preferencialmente lo que las Cosas del Mundo quieren todavía decirnos. Las Cosas-Asuntos como “cifras” y “jeroglíficos”, que nos incitan a “des-cifrarlas” y “interpretarlas”.

    La “última palabra” no la tienen ni las Cosas, ni nosotros; sino lo que con ellas nos pasa y hacemos con ellas; e.d., Mi Vida.

    DOS: Acerca de la “existencia-biográfica” de Jesús.

    Pregunto: ¿De quién “sabemos-más” (y que influya en n/propia vida): de Cervantes o de Quijote?

    Muy importante conocer la vida de Cervantes (de la que casi no hay “Biografías”); pero ¿no nos es muchísimo “más-presente” Don Quijote y el Panza?

    Lo mismo para Jesús ¿o no?

    TRES: Felicitaciones por el depurado “estilo” de escribir en Blogs. No es nada fácil y no hay estudios ni “recetas” sobre ello.

    ¡Vamos todavía! – Óscar.

  • George R Porta

     
    ¿Cuáles son algunas razones por las cuales es necesario que sea legítima la afirmación de la existencia histórica de Jesús, el galileo de Nazareth, de modo que no es comparable con la de ningún otro personaje de la historia?
     
    1.    No sé cuanta gente ha aceptado ir al martirio por todos los demás personajes de la literatura o la filosofía, la poesía o incluso las ciencias, pero su número no será comparable al de los que hayan muerto sintiendo la obligación de morir por lealtad a sus creencias cristianas.
     
    2.    Y pienso en todos los misioneros y misioneras que se han dejado sus vidas, a base de vivirlas entre y con los más necesitados y pobres aunque no sabían la maquinaria de europeización que cargaban escondida en su bagaje.  
     
    3.    Por lo tanto, es crucial que Jesús de Nazareth haya existido, haya dicho lo que dijo, hizo lo que hizo, y que lo que prometió se cumpla, y que las narraciones evangélicas que han sido acreditadas como testimonio de ello sean ellas mismas auténticas porque hay demasiada gente a la que le ha ido y le va la vida en ello.
     
    4.    La autoridad que así lo acredita, ella misma a dado demasiadas pruebas de no vivir como si eso fuera auténtica y legítimamente verificable. Pero hasta ahora no ha logrado ofrecer ninguna evidencia objetiva de ello. Alguno (Ratzinger), abusando de su poder, ha llegado a afirmar que la Iglesia Católica es la sola y verdadera Iglesia de Cristo y que por lo tanto extra Ecclesiam nulla salus.

  • George R Porta

    ¡Hola, Óscar¡ Escribiste esto acerca de mi entrada:  «[mi escrito]: de ESTILO dudosísimo y re-voltoso: “auto-desafiante / in-novador” (abunda “¿?”)».

    Si te interpreto bien, comparto lo que opinas y eso que escribí puede ser  “dudosísimo” tanto que no me atrevo a decirte que no. Son preguntas con respuestas ingenua y como anticipé en el párrafo que las precede muy simples o simplistas. Con todo creo que sean preguntas abiertas y respuestas que expresan solo una opinión.

    Me hago estas preguntas y pensé que compartirlas creara alguna conversación al respecto. Me parece que sean temas fundamentales, radicales, definitorios pero sé que extraídas de este contexto en el que vivo quizás carecen de valor. Refieren a temas en los que pienso a menudo, que se presentan a menudo en mis conversaciones con algunos amigos/as locales.  

    Yo creo por sobre todo en aquello que Chomsky dijo y Atrio publicó el 5 de noviembre de 2016, (Réquiem por el sueño americano), que me parece que llegó a Antonio D. por medio de Olguita. Cada persona tiene que hacer lo suyo, su parte y de ese modo configurar el conjunto, la humanidad desde la diada que origina familias hasta las multitudes de cualquier continente o el Mundo.

    Dijo esto y yo lo creo cierto: “Lo que importa es la infinidad de pequeñas acciones que hacen personas anónimas que sientan las bases de eventos mayores. Ellas han hecho cosas importantes y ellas son las que tendrán que hacerlo en el futuro”.

    Respeto que algunas personas sientan la necesidad o la urgencia de reunirse y colaborar, emprender un “proyecto” cristiano. El estudio novelado de Salvador Santos sobre Marcos, Un Paso, Un Mundo, ofrece un buen texto para reflexionarlo y, en mi modesta opinión, una invitación válida a hacerlo. Pero me parece —he sido llamado pesimista aquí en Atrio y en otras ocasiones y lugares y creo que con razón.

    El camino de la Historia, aquél del que hablaba Machado como si quisiera apresurar sus pasos, termina en una hecatombe como la del Calvario. Como la noche al final del día, con la esperanza de que llegue el alba como en Isaías 2n 21, 11 y 45, 15.
     
     

  • oscar varela

    ¡Tenés razón, Santiago!

    Gracias! – Óscar.

  • Santiago

    Gracias Oscar por tu comentario…Mi seguridad no es autosuficiencia, aunque mi fe se fundamenta en un personaje histórico y en testigos históricos…No me considero un experto, sin embargo, tenemos que basarnos en la historia…Con respecto a las Escrituras, particularmente al Nuevo Testamento hay que darles el valor histórico que poseen, usando los métodos que la crítica histórica realizaría con cualquier libro de la Antigüedad…En favor del Nuevo Testamento, particularmente de los Evangelios, y de su autenticidad existe tal documentación y referencias como no existe para ningún otro escrito de la Antigüedad..

    PERO NADIE pone en duda la existencia de la vida y milagros de Herodoto etc. Sinn embargo, la primera mención literaria en favor de Herodoto es en Aristóteles, o sea, por lo menos 100 años a favor de Herodoto. y la segunda en Cicerón, 300 años después. Bickel dice que solamente se conservan 3O manuscritos de autores latinos que llegan al siglo IV, y después del siglo V, los códigos unciales no pasan de 400. De Virgilio poeta nacional romano, solo existen 3 códigos unciales. De Cicerón solo queda un códice completo que es el Vaticanus, en Bas. S. Pietri, siglo VIII..Hay un intervalo de mas de 1000 años entre la fecha de composición de los originales de Eurípides, Sófocles, Esquilo, Aristófanes, Platón, y Demóstenes y los manuscritos mas antiguos de sus obras. De Homero(siglo VIII ant. de Cristo), el manuscrito mas antiguo que contiene sus obras es del siglo XII después de Cristo, o sea mas de 19 siglos después de su muerte, pero nadie duda de la existencia histórica de Homero y del valor histórico-literario de sus obras…Sin embargo,  los Evangelios nos han llegado por 3 clases de documentos: Directamente por los códices que llegan casi a 3000. De ellos 301 son unciales. DE los 50 papiros que existen el último es del siglo II. Los leccionarios llegan hasta 1600. Un total de mas de 1300 testigos directos del texto sagrado.Indirectamente los tenemos en las versiones que llegan hasta el siglo II. Implícitamente encontramos el Nuevo Testamento en las citas de los autores antiguos, del siglo I, II Y III, incluyendo las citas de los Padres Apostólicos y los Padres de la Iglesia…Recientemente el P. Ö, Callaghan s.j., del Inst. Bíblico de Roma y profesor de S.Cugat del Vallés descubrió un fragmento del Evangelio de Marcos en los documentos encontrados en la Cueva 7 de Qumran, especifícamente Mc. 6, 52-53 está en 7Q5 y Mc. 4,28 esta en 7Q, 6, 1. corroborando la opinión de los exégetas modernos que el Evangelio de Marcos fue escrito en la década de los 40, apenas 10-20 años de la muerte de Cristo en la cruz…

    Por otro lado los papiros de Boadmer (editados 1956-1958) atestigua que el Ev. de S. Juan se leía ya en su forma actual en el siglo II. En la Liturgia del siglo II se leían las Memoria de los Apóstoles, o sean los Evangelios, tal y como afirma S. Justino Mártir. La Iglesia además solo usa los 4 evangelios contra los herejes como lo ebionitas, marcionitas, valentinianos, etc. por su valor histórico…Y en cuanto a la crítica textual varios análisis exegéticos nos dicen que el texto actual del Nuevo Testamento, a pesar de las variantes de los copistas, y del paso de los siglos, es el mismo que el original, en su esencia..Así lo afirma y lo prueba exhaustivamente en su libro EL TEXTO DEL NUEVO TESTAMENTO (THE TEXT OF THE NEW TESTAMENT)  J. Harold Greenlee, profesor de Nuevo Testamento en griego y consultante y traductor de la Biblia Wycliffe

    Por otro lado, el estudio interno de estos documentos, a pesar de aparentes contradicciones, nos proporcionan una visión real auténtica y genuina de Jesús de Nazaret. El kerygma primitivo de la Iglesia en la predicación oral apostólica estuvo en manos de testigos directos que fueron los Doce, faltando Judas que se sustituyó por Matías. Existe unanimidad en la predicación principal de la muerte y Resurrección de Cristo en la Iglesia primitiva y en ese consenso -sensus fidelium- se expresa en Mateo y Juan directos testigos de Cristo y Marcos discípulo de Pedro y Pablo, y Lucas, discípulo a su vez de Pablo…que.recogieron fielmente este consenso, creyendo en esta verdad predicada hasta su martirio por la FE de la Iglesia….No había razón para la mentira y para la deformación de la figura y de la verdadera identidad de Cristo en la Iglesia primitiva del siglo I que entronca con los testigos del siglo II…y por eso aquellos pescadores y jornaleros, que no habían tenido mas horizontes que los estrechos del Mar de Galilea, 208 metros bajo del nivel del mar Mediterráneo, era impensable suponer que se les ocurriera ponerse todos de acuerdo sobre el mito de Jesús y fundar una nueva religión toda ella basada en la divinidad de un artesano y de un crucificado, salir de sus aldeas, cruzar los mares, correr el mundo y predicar lo que para los judíos era un escándalo y para los civilizados griegos y romanos una locura. Si algo pueden esperar los apóstoles de esta extraña patraña y osadía es acabar en la cárcel y en lo cruz y en el martirio, como de hecho sucedió..No es lógico edificar una Iglesia tan disparatada y contra la corriente de la época…y querer morir de esa manera…Por lo menos, hay que concecer que ellos, los testigos, SI creyeron ciegamente que estaban en lo cierto en lo que narraban sobre Jesucristo…

    Por lo demás, estimado Oscar, mi repetición es porque los temas y los tópicos y los argumentos también son repetitivos por estos lares de aquí, del foro…

    Un saludo cordial   de Santiago Hernández

     

     

     

  • George R Porta

     
    Si los evangelios no constituyen narrativas históricas o historiográficas ¿Cómo se puede saber cómo era, materialmente hablando, Jesús?
     
     
     
    Estas narraciones y todo el NT fueron redactados para propósitos específicos misionales, proselitistas, defensivos, etc., menos para trasmitir una imagen fiel de Jesús. No constituyen una biografía.
     
     
     
    Cada grupo religioso y cada persona puede creer lo que desee sobre él, pero pontificar cuasi dogmáticamente cómo era Jesús con suficiente exactitud y fidelidad al Jesús histórico constituye un proyecto demasiado arriesgado como para que sea sostenible frente a la crítica exegética o teológica actual.
     
     
     
    Las narraciones evangélicas, que han recibido un prolongado maltrato en du preservación y divulgación, no en poca medida por propósitos ideológicos, políticos o sectarios, no han engendrado una tradición tan clara y transparente al respecto de la persona de Jesús.
     

  • oscar varela

    Hola!

    Leo los dos Comentarios anteriores.

    Dos buenos Compañeros de ATRIO:

    UNO: Santiago Hernández

    OTRO: George Porta.

    ………………

    El UNO: de ESTILO segurísimo y habituado: “defensivo / repetitivo” (no tiene “¿?”).

    El OTRO: de ESTILO dudosísimo y re-voltoso: “auto-desafiante / in-novador” (abunda “¿?”).

    ……………….

    ¡Vamos todavía! – Óscar.

  • Santiago

    NO CREO que sea suficiente para validar el “cristianismo” “aplicar una política de bienestar para todos” como dice Honorio, porque el mensaje cristiano va mucho más allá de todo partido político, de todo socialismo y de todo capitalismo…Sencillamente porque Jesucristo no fue, con los datos que tenemos a la mano, ni socialista (en el sentido que algunos quieren entender), ni un político de partido, ni un revolucionario violento, ni un capitalista burgués, ni un bondadoso filántropo, ni siquiera un mero filósofo hebreo….

    Por supuesto que hay incompatibilidad entre un socialismo ateo y el mensaje de Jesús….y descartando, de antemano, el análisis materialista y filosófico que hace en su esencia Marx, ya que su “socialismo” se basa primero en esta premisa de una realidad que niega la posibilidad de lo que predica la trascendencia cristiana, donde el concepto de Dios está de mas…Para esta filosofía el concepto de lo divino interfiere con el desarrollo del “hombre político”, la religión no es más que el “opio del mueblo”, que adormece y embota al ser humano y le impide “ser historia”…Sin embargo, la misma historia de Cristo y de la Iglesia hablan de lo contrario…puesto que el cristianismo en si posee una dinámica tal que Jesús ES y ha sido el innovador más profundo y sorprendente que ha existido, influyendo en la FE y en la moral de todos los tiempos de una manera tan extraordinaria radical y sobrehumana que en El desemboca y de El nace toda la historia religiosa de la humanidad, ya que Cristo se coloca en el centro de la historia humana.

    EL IDEAL que nos traza Jesús de Nazaret lo constituye la perfección del Padre celestial; el medio que nos entregó para lograrla es su propia vitalidad ya que nos infundió la fuerza de la gracia, haciéndonos partícipes de su propia naturaleza. Ningún ser humano, solo el Hijo de Dios hecho hombre pudo imponer como norma fundamental de vida, y obligación para la perfección la paciencia en el dolor, la alegría en la humillación y el renunciamiento a si mismo. Solamente Jesús pudo pronunciar aquéllas palabras que son la esencia de su doctrina moral: “Si alguno quiere venir en pos de Mí, niéguese a si mismo, lleve su cruz y sígame” (Lucas 9, 23)

    Difiere pues el cristianismo verdadero de todas las otras religiones y sistema políticos, económicos y sociales donde la promesa de la felicidad es simplemente terrena…Jesús habla de “otra vida”, una vida que “salta hasta la eterna”…una vida que no muere con la de la tierra, sino que perdura…una vida excepcional…El vino a predicar este mensaje…No optó por ser un mendigo paupérrimo sino que era un tecton, un obrero y jornalero constructor y agricultor a sueldo que se ganaba el pan con el sudor de su frente…Vivió en una familia obrera del pueblo en la teocracia del Pueblo de Israel por 30 años, junto a sus padres en Nazaret…Cuando se decidió por la vida “pública” como un rabino itinerante predicó a ricos como Zaqueo, llamó a recaudadores de impuestos como Mateo, a pescadores de oficio como Simón Pedro, en una variedad de gente trabajadora…Cuando habló de los peligros de las riquezas, lo hizo para que nuestro apego a ellas no nos impidiera alcanzar el Reino de los Cielos…pero no condenó a los que poseían bienes por el hecho de tenerlos como hacen los radicales socialistas…de la misma manera que condenó la lujuria externa e interna…puesto que el adulterio NO consiste solamente en la obra externa, sino que también existe el adulterio del corazón…Por eso, para Cristo no son bienaventurados los agitadores revolucionarios violentos sino los pobres de espíritu, los mansos, los afligidos, los que padecen injusticias, los misericordiosos, los limpios de corazón y sobre todo los perseguidos, ultrajados e injuriados por la causa de El, Jesús porque la recompensa “es grande en los cielos. Que así persiguieron a los profetas que os precedieron” (Mt. 5,1-12)

    Por eso, de acuerdo con Isidoro, lo importante es el “kerygma de Jesús”….Tanto si me siento socialista como capitalista, tengo que entrar por la “puerta estrecha” a la que me invita Jesús…El es el camino, la verdad y la vida…y si entro por el camino, al final, encontraré las otras dos cosas: la verdad y la vida..

    Un saludo cordial  Santiago Hernández

  • George R Porta

    Esto puede parecer exageradamente simplista e ingenuo, pero son las preguntas generales que me planteo al acercarme a las inquietudes que representa el artículo. Desde luego no pretendo tener las soluciones, sino esbozar un modo de pensar que demuestre que el mundo puede ser perfectamente cristiano viviendo su cristianismo anónima o a-temáticamente con tal de que reine la buena fe y la buena voluntad, que hasta los animales parecen tenerla y, sin duda, las plantas, los minerales, todo, excepto, en demasiadas ocasiones la raza humana.

    1.    ¿Tiene que reconocer el Estado la religión o, mejor, el derecho de los ciudadanos a practicar una que prefieran o a no practicar ninguna?

    El Estado tiene que garantizar el derecho a optar por una religión o abstenerse de optar. La demostración de religiosidad puede y debe ser privada. Por ejemplo, la oración en los establecimientos públicos (escuelas públicas, cortes de justicia, parlamentos). Nada impide que antes de comenzar su gestión, quienes estén encargados de efectuarla oren en privado.

    2.    ¿Concierne al Estado propugnar una moral o garantizar la legalidad?

    Al Estado concierne garantizar la legalidad y tiene que hacerlo éticamente. ¿Qué parte de esto es incompatible con el cristianismo o el socialismo? En teoría al menos, ninguna. La moralidad es un problema personal o colectivo de personas. Las organizaciones pueden ser solo dirigidas éticamente.

    3.    ¿No ofrecería un Estado de Derecho suficiente garantía del ejercicio equilibrado, individuales y colectivos, o dirimir las rivalidades que resulten de tal ejercicio? 

    Esa debe ser la meta de la función legislativa estatal. ¿Qué parte de ello requiere que el estado sea religioso como las teocracias conocidas o sus contrapartidas?

    4.    ¿Puede un Estado ser otra cosa que materialista?

    No. El Estado está encargado de asegurar el bienestar material de la nación a la que pertenece. Parte de ello es propiciar el desarrollo del arte, la cultura, la educación y otras áreas espirituales de la vida, pero el estado no puede obligar a nadie a disfrutar la música, el arte, o la filosofía si no lo desea ni puede permitir que alguien la prohiba.  

    5.    ¿No es la función del estado Garantizar el acceso a suficiente sustento, empleo, seguridad de existencia decorosa, segura, justa, privada, etc.?

    Sí, ese fuera la mitad de su cometido. Los ciudadanos son quienes deben poder organizarse y en ese sentido el estado debe proveer las facilidades necesarias.

    6.    ¿Debe el Estado regular la distribución de las riquezas naturales o las resultantes del desarrollo económico de la nación?

    Sí, ese fuera la otra mitad de su cometido. Los mercados libres no resuelven una distribución adecuada de las riquezas de la nación, pero la regulación rígida de los mercados tampoco.

    En última instancia es la ciudadanía la que debe desear y propugnar la justa distribución de los bienes y garantizar desde dentro que el derecho a los beneficios sea ganado equitativamente.

    Nadie debe recibir lo que no produce excepto cuando está naturalmente o involuntariamente impedido. Por ejemplo, los recién nacidos, los ancianos, los discapacitados natural o accidentalmente, etc.

    ¿Qué parte de todo esto es estrictamente cristiano? ¿Qué parte no lo es? No niego la influencia cristiana a lo largo de la historia de los últimos 20 siglos, pero se sobran los pecados cristianos durante el mismo período.

  • oscar varela

    Hola!

    Rodrigo y Raúl dicen que:

    MANTIENEN LA ESPERANZA.

    Ok!

    Ahora les preguntaría:

    Con todo lo que el Gaby Sánchez les “Pronosticó” (una de las especies de la “Profecía”) y fue ocurriendo en España-Europa ¿mantedría el Gaby una similar Esperanza?

    ¿Hay Masa-Peso inclinante por dónde agarrarse para “volver-la-tortilla”.

    ¿Cuánto estima, el Cumpa ELOY, que su honesto y lacerante llamado a un reflotamiento mediático a favor del “15M” y de “Podemos” sea verosimilmente posible?

    Sería bueno que perspicaces europeos nos lo explicaran un poco ¿no?

    ¡Ojalá!

    ¡Voy todavía! – Óscar.

  • Raúl Festari

    “La limpieza democrática de estas elecciones [Nicaragua] ha sido muy cuestionada desde todos los ángulos del espectro político, y con argumentos muy sólidos” (¿a saber?).

    Eurocentrismo puramente refinado que mira a sus ex colonias desde el Areópago de su supuesta suficiencia cultural, fundada muchas veces en el saqueo de sus conquistas. ¿Acaso las elecciones, el proceso del nombramiento de Rajoy como jefe del gobierno español, la corrupción generalizada y sobre todo impune, las “puiertas giratorias”, el gobierno oculto de los bancos y las trasnacionales y su “mano invisible”, el mantenimiento de un régimen monárquico (¿por la “Gracia de Dios”?) con todo lo que ello conlleva, no merecerían un poco más de modestia, autocrítica, compresión y benevolencia, a la hora de criticar a gobiernos que siguen luchando para combatir la pobreza provocada, entre otras causas, por el saqueo de los países centrales.
    ¿Caerán alguna vez los MUROS mentales de una Europa narcisista que sigue creyéndose el ombligo del mundo?
    Como Rodrigo, mantengo la esperanza…

  • h.cadarso

    A ver, quizá no acertamos a precisar la distancia entre la ideología que llaman “ateísmo” y el mandamiento segundo de la Ley que dice más o menos “no tomarás el nombre de Dios en vano”. Porque a veces tengo la impresión de que algunos que se dicen ateos simplemente se limitan a observar ese susodicho segundo mandamiento. En cambio a nosotros los que nos decimos creyentes muchas veces, demasiadas, nos ocurre que nos pasamos por debajo del puente ese susodicho segundo mandamiento. Ya lo decía el Señor Jesús: “No todo el que me dice Señor, Señor”etcetera.

    Piensen, por ejemplo, en el inefable Donald Trump, tan creyente él en Dios. Y en la constitución de USA, y en el “Dios salve a la Reina” de la Constitución no escrita de los ingleses. Y en el Yunque y Hazte Oír, quizá también en sectores del Opus Dei, muchos de ellos gobernando en España con Rajoy, cofrades del Santo Cristo de la Buena Muerte, como el Trillo ese, o damas de honor con peineta y mantilla española en la Procesión del Corpus de Toledo, como la Cospedal, o ministros del Interior justificando la muerte de los africanos en el Tarajal de Ceuta…

    Y una pregunta más: Marx, me refiero a Karl, está entre los que niegan a Dios, o simplemente por ser judío respeta automáticamente el nombre de Dios?

    Y hago la misma pregunta con relación a Confucio. El cual no era judío, pero no viene esto al caso.

    La verdad, yo me hago un lío con todo esto…

    ¿No es mucho más sencillo aplicar una política de bienestar para todos y ahorrar palabras innecesarias en nuestro lenguaje? Porque es que se nos va la fuerza por la boca…

  • Isidoro García

    El socialismo trata de llegar a un mundo justo,  donde los seres humanos nos desarrollemos plenamente y vivamos libre y fraternalmente.  

           Pero lo hace partiendo de unas filosofías radicalmente ateas, lo mismo en su versión marxista que anarquista. Se basa en un materialismo total, con lo que olvida algo tan fundamental como el elemento espiritual del ser humano”. 

     

    (El amigo Zugasti, sigue afinando bien. Se ve que los aires limpios de la sierra madrileña le conservan lúcida la mente).

     

    Antes que nada, en todos estas reflexiones sobre la riqueza y la pobreza, hay que distinguir entre una situación de la humanidad de supervivencia, y una situación en la que esta, está ya superada.

    El desarrollo de la ciencia y la tecnología, hacen que hoy día, si se pudiera controlar la población mundial, (para lo que solo se necesita voluntad política y moral, pues tecnológicamente es fácilmente posible), no habría ninguna parte de la población en situación de supervivencia vital.

    La heterogeneidad de la situación económica de las diferentes regiones del mundo, hace que no se puede analizar una situación universal, dadas las grandes diferencias de desarrollo.

    Y eso se ve, por ejemplo en este foro de Atrio, donde las sensibilidades habidas en Europa, son diferentes de las de Iberoamérica, con unas condiciones sociales medias bastante diferentes. Es verdad que la globalización y las fuertes migraciones, tienden a homogeneizar dichas condiciones generales de las masas de pobladores de cada zona del mundo. Y eso explica bastante, las reacciones políticas actuales.

     

    Pero entrando en el tema, la disyunción entre cristianismo y socialismo, se analizaría mal si lo transformamos en una controversia entre ateísmo y creencia religiosa. En realidad lo que hay que buscar es la conciliación de dos opuestos: materialismo bruto, o sabiduría personal.

    Si consideramos que lo único a lo que puede aspirar el hombre es a comer mejor, vestir mejor, viajar mejor y disfrutar mejor del mayor número de cachivaches, (cosas todas que cuestan mucho dinero), entonces lógicamente veremos a los ricos, como esa gente que tiene y disfruta lo que nosotros no tenemos.

    La aparente fobia hacia las riquezas de algunas filosofías políticas, es engañosa. Lo que se pretendería como sociedad ideal, es una sociedad en la que todos fuéramos igual de ricos. Es la desigualdad lo que molesta.

    Por eso hay dos tipos de socialismo. El “marxista”, que le irrita mucho la desigualdad absoluta, y el socialismo “socialdemócrata”, al que le molesta sobre todo, en este momento histórico presente, la desigualdad de oportunidades.

    (Y señalo lo de en este momento histórico, porque muy posiblemente en un futuro utópico, pero muy probable y quizás no tan lejano, la tecnología, nos consiga una sociedad de humanos más sabios y con muchas menos desigualdades absolutas que ahora).

    ¿Y el cristianismo?. Zugasti, nos señala toda una serie de improperios evangélicos, en contra de las riquezas.

    Los dicterios evangélicos anti riqueza, tienen varias lecturas. Y eso puede explicar la aparente contradicción de las diversas posturas de los creyentes cristianos sobre el tema.

    Lo primero señalar que las  categorías filosóficas son muy distintas las de estos tiempos, que las de los tiempos de Jesús, hace dos mil años. Y vamos progresando en el conocimiento de las cosas. Aunque nos cuesta.

    Jesús, como Pablo, eran judíos de pura cepa del siglo I, en pleno imperio romano, y estaban en una dinámica histórica-social, totalmente distinta de la nuestra actual. Ni cuestionaron la emancipación de mujeres y esclavos, ni pusieron comedores sociales, si organizaron sindicatos de agricultores, ni nada de eso.

    Esperaban que los problemas que había, muchos de los cuales los achacaban a los romanos, se resolverían de un plumazo, con la instauración del Mesías de Dios.

    Una hipótesis creo que posible, a esas imprecaciones de Jesús contra los ricos, que se plasmaron por escrito en los evangelios, 40-70 años después, podría ser que eran una forma de ablandarlos y solicitarlos ayuda económica para su misión mesiánica, pues el mantenimiento de un grupo grande de personas, costaría bastante dinero.

    Y lo mismo posteriormente, cuando se empieza a organizar la institución “Iglesia”, eso conllevaría muchos gastos. “No se pone bozal al buey que trilla”.

    Por eso esa “aversión” y condenación explícita contenida en los evangelios a los ricos, y a la riqueza en general, quizás tengan una lectura “organizativa”, y fuera más una táctica recaudatoria: “síguenos, vende tus posesiones y dánoslo a nosotros, “los pobres”, que lo administraremos en nuestra noble causa”.

    Sabemos que Jesús, comía y se reunía con ricos. Y por otra parte cuando Pablo recauda y lleva una donación económica a Santiago en Jerusalén, se refiere como dinero para los “pobres”. ¿Sólo había pobres en Jerusalén?, ¿o era un dinero para la protoorganización de Santiago, germen primitivo de la Iglesia posterior?.

    Con esto no quiero decir que el mensaje general de Jesús, no fuera el de compasión, caridad y empatía de los “afortunados”, con el sufrimiento ajeno, mensaje que ya antes había predicado Buda, y otros maestros sabios, y era el mensaje moral de los estoicos greco-romanos.

    En resumen, que para una persona que pretenda ser socialista y cristiano, debe reflexionar, en que consiste hoy ser socialista, y en que consiste hoy ser cristiano.

    Para lo primero, debe intentar ampliar su horizonte utópico humano, no solo hacia la posesión de bienes materiales, sino sobre todo, (una vez superada el nivel de supervivencia básico), debe pensar en la auto realización personal a lo Maslow, intentando alcanzar un nivel de maduración psicológica y sabiduría personal, (que no es saber muchas cosas, sino saber las cosas importantes).

    Y en cuanto a su cristianismo, lo mismo, como no podía ser de otra forma. Ser socialista, como ser cristiano, es lo mismo: desear y trabajar, por una sociedad justa, que nos proporcione a todos, la felicidad personal que tanto anhelamos.

    Y si en esa labor, a veces encontramos ciertos escrúpulos y contradicciones por ciertas frases evangélicas, dentro de esa labor de crecimiento personal de nuestra sabiduría, debemos y podemos realizar una relectura moderna de las palabras transmitidas de Jesús, sobre todo en ciertos temas de detalle.

    La clave, el kerigma del mensaje de Jesús, es el que vale, los detalles, son interpretables, con la debida formación y buena voluntad de nuestra conciencia personal.

  • oscar varela

    EL CARTEL DE LA MENTIRA

  • oscar varela

    Ecuador: elecciones el 16 de febrero

    http://www.alainet.org/es/articulo/183257

  • oscar varela

    Amplia solidaridad con Lula en Brasil y en América Latina por la muerte de su esposa Marisa

    http://www.nodal.am/2017/02/amplia-solidaridad-con-lula-en-brasil-y-en-america-latina-por-la-muerte-de-su-esposa/ 

     

  • Gonzal Haya

    Buen planteamiento resumido del tema, y ojalá prenda tanto en socialistas como en cristianos; ambos colectivos nos complementaríamos y seríamos más eficaces.

  • Rodrigo Olvera

    Creo que la carectarización del socialismo como materialismo ateo es demasiado limitada a la experiencia centroeuropea. Desde los autores del siglo XIX hasta el día de hoy abundan expresiones de socialismos que no se identifican con el materialismo ateo; mayoritariamente fuera de Europa.

    Mi pregunta entonces no es si socialistas y cristianos pueden unirse, puesto que fenomenológicamente ahí están las experiencias que prueban que si; mi pregunta es si alguna vez en el continente europeo se logrará superar el eurocentrismo. Mi respuesta es que también, porque también hay experiencias que lo muestran, aunque todavía no sólo minoritarias sino marginales. Y ciertamente el momento actual en Europa no favorece tal dirección, pero mantengo la esperanza.

     

Deja un comentario