Temas

Tablón de ATRIO

Anterior Siguiente
Último: 9-9-19, 17:49

Floren (2019-09-09 17:49:55) : Papa Francisco, ¿pastor o gobernante? http://cartujoconlicencia.blogspot.com/2019/09/el-papa-francisco-pastor-o-gobernante.html

José María Rosell (2019-09-01 21:51:18) : Pequeño video que explica de forma sencilla las inmatriculaciones de la iglesia: https://youtu.be/Dl8Jcu8zWe8

Equipo Atrio (2019-07-26 22:56:17) : Un excelente programa colombiano de TV: MARIA MAGDALENA, UNA LEYENDA HECHA MUJER... por Carmiña Navia.

Floren (2019-04-24 11:45:39) : LA VERDAD DE LA PASCUA. http://cartujoconlicencia.blogspot.com/2019/04/la-verdad-de-la-pascua.html

Equipo Atrio (2019-03-08 21:55:38) : Delcy Rodriguez, vicepresidenta de Venezuela, denuncia al criminal apagón en Venezuela criminal apagón en Venezuela [vídeo de 6 min.]

Equipo Atrio (2019-02-18 09:39:18) : Amplio y clarificador programa sobre Venezuela: La hojilla/a> ¡Magnífico analista argentino Marco Teruggi! ¡Larga charla pero imperdible!

Equipo Atrio (2019-01-09 12:31:08) : Entrevista a Tamayo en la Sexta: La Iglesia española sigue siendo franquista

Floren (2018-11-19 19:50:09) : Floren de Estepa escribe en su blog: CARTA A UN JOVEN QUE NO QUIERE VOTAR

Equipo Atrio (2018-11-16 10:06:45) : La verdadera despedida de Steve Jobbs Disgurfso de graduación https://www.youtube.com/watch?time_continue=12&v=vXJYrrLGNAo

» Pon una nota




Autores

Archivo de entradas

4953 Artículos. - 79556 Comentarios.

Difícil de entender

IñakiMe refiero a la incapacidad de nuestros políticos para llegar a acuerdos. Como ciudadano vasco de a pie, me resulta frustrante contemplar la situación de bloqueo que se está viviendo, un día si y otro también, tanto en Parlamento de Iruña como en el de Gasteiz.  ¿Cómo pueden seguir los navarros atenazados por el …que vienen los vascos, viendo la deriva del actual Gobierno de la Sra. Barcina?. ¿Cómo es posible que en Euskadi, visto lo que dio de si el pacto constitucionalista PP/PSE y con la composición de la Cámara surgida tras las últimas elecciones, no haya sido posible formar un gobierno soberanista?.

Acabo de pasar una semanita en Iruña, en compañía de mis nietas. Pues bien, leyendo la prensa local y oyendo algunos comentarios en la calle, diría que el….que vengan los vascos de una vez, no parece estar tan lejos. Imaginaros hasta donde está llegando la irritación de la gente, ante el cúmulo de escándalos protagonizados por los sucesivos dirigentes de UPN y PSN. Sorprendentemente nadie piensa, ni por lo mas remoto, en abandonar la poltrona. Increíble en una sociedad primer-mundista, en teoría democrática.

De vuelta en Bilbao, viendo con que entusiasmo se dan la espalda los líderes de EAJ/PNV y EH BILDU, las preguntas que se hace cualquier soberanista  son bastante decepcionantes.  ¿Cómo vamos a construir Euskal Herria si, teniendo todos los mimbres, no somos capaces de entendernos en Euskadi?. ¿Cual es la barrera que impide al lehendakari Urkullu y su equipo, sentarse en una mesa y negociar hasta el amanecer con Laura Mintegi y el suyo?. Que nos lo expliquen, mesedez con claridad, para evitar que perdamos el tiempo en infinitas conjeturas. Ni unos, ni otros tienen derecho a menospreciar los deseos de quienes les han situado en el Parlamento de Gasteiz, con cuarenta y ocho escaños sobre setenta y cinco. Me atormenta el pensar que puedan ser los mercados, camuflaje utilizado por las minorías que controlan el dinero, quienes tengan atrapado en sus redes al lehendakari Urkullu. O que sea el pánico a las posibles amenazas encubiertas, del Sr. Rajoy y su mariachi, lo que paralice su acción política soberanista. O, lo que sería algo peor, que se nos haya instalado en un sano regionalismo, emocionado por los aplausos que le llueven desde Madrid.

¿Profesor Ibarretxe dónde estás?. ¿Dónde escondes tu equilibrado plan?. Sabes que nadie ha propuesto nada mejor, pensando en nuestra Aberri maitea y en la búsqueda dialogada de una soberanía colectiva siglo XXI. La ciudadanía vasca ansía una convivencia, sostenible y solidaria, anclada en la justicia y en la paz

28 comentarios

  • Antonio Vicedo

    A esto, Iñaki: (-“Desde un plano teórico universal estoy de acuerdo en considerar, primario en importancia, el fundamentar las relaciones humanas sobre lo inalienable y específico humano.”) ¿por qué no cargarle lógica, coherencia y realismo general en el plano práctico?

    ¿Acaso la divergencia entre la verdad pensada y su no aplicación práctica, no es lo que introduce la alienación personal respecto a la realidad?

    Creo que intentas entenderme, pero no se si acertamos ambos,  intentando situarnos en ese punto del valle desde donde la grandeza de la montaña prodiga su grandiosa y bella realidad,  fundiéndola con el ilimitado horizonte.

    Desde ese rincón abierto e insignificante en lo más profundo del valle humano, es desde donde Jesús nos asegura como quiere ser atendido en sus más pequeñ*s herman*s.

    Es con ell*s y con Él como, el yo de cada cual, llega a la plenitud humano-divina del NOSOTROS, imagen de QUIEN, UNO y TRINO, nos hizo a TOD*S a SU IMAGEN y SEMEJANZA, incorporad*s,   por  FILIACIÓN,  a la que ha de ser práctica y real HERMANDAD HUMANA.

  • Iñaki S:S,

    Amigo Antonio Vicedo, vamos a ver si he sido capaz de entenderte, por lo menos en parte. Corrígeme si no lo he conseguido.
     
    Desde un plano teórico universal estoy de acuerdo en considerar, primario en importancia, el fundamentar las relaciones humanas sobre lo inalienable y específico humano. Las circunstancias particulares, dentro de cada Pueblo, serían lo secundario en subordinación de valor.
     
    En esta línea, bajando a la realidad vivida en Euzkadi, diríamos que el soberaniso popular abertzale, en el que querámoslo o no ha estado presente ETA, pudo hacer pensar a un sector de la sociedad española que se alzó y creció  a costa de matar a gente inocente, sin respetar su soberanía común individualista. Esto nunca debió suceder, pero ahí está. ETA no tenía que haber nacido como Movinmiento de Liberación Nacional Vasca e iniciar una guerra absurda de trágicas consecuencias. Lamentablemente  nació. ¿Por qué?. La respuesta se la dejo a los historiadores y analistas de las circunstancias concretas vividas en el Pueblo Vasco, los últimos doscientos años. Yo me limito a afirmar que el soberanismo democrático abertzale, dentro de en una Europa unida, no tiene nada que ver con guerras, fronteras y muros. Sería una pena no aprovechar las circunstancias  propicias actuales, para arreglar definitivamente el problema político vasco.
     
    Hablemos de desarrollo natural de los diferentes pueblos, aferrados a su soberanismo colectivo identitario. Al valorar este tema,  las conclusiones de un darwinista, por ejemplo, no serán las mismas  que las de un creacionista. El primero se supone que no sale de su teoría de la evolución pura y dura.  El segundo todo lo fiaría a la voluntad de un Dios dual, Padre celestial todopoderoso, que interviene directamente en el quehacer humano.
    Para el evolucionista la historia de los pueblos se ha regido, y se rige, por la ley de la selva, la ley del mas fuerte, etc., provocando luchas fratricidas de consecuencias dramáticas para los mas débiles. En ese caldo de cultivo florece la endogamia de los poderosos, capaces incluso de inventarse su propios dioses, para legitimizar sus fechorías. ¿Hacia dónde irá esta Humanidad  en los próximos mil años?. No lo sé, pero quiero pensar bien. Vista la evolución positiva de los derechos humanos en determinadas áreas de la aldea global, no me cuesta creer que se avanzará hacia un Mundo mejor. ¿Por qué el amor y la solidaridad no van a poder acabar venciendo al odio y al egoísmo?.
     
    Para el creacionista, el tortuoso avance de la Humanidad a través de un valle de lágrimas, no deja de ser un problema. Probablemente les cuesta entender la impotencia del Dios-Padre, ante las calamidades que se derivan de la libertad individual de un ser humano por Él mismo creado. ¿Cómo puede ser que el Dios omnipotente esté maniatado ante el espeluznante espectáculo de las catástrofes padecidas por sus hijos?. ¿Acaso no se ha explicado bien que sus únicas manos son las nuestras, que la responsabilidad de cuanto ocurre nos atañe al conjunto de la Humanidad?. ¿Que el a Dios rogando no sirve si no le acompaña el con el mazo dando?. ¿Que su omnipotencia parece limitarse a hacer germinar, hasta el infinito y sin interferir en nuestra libertad individual, el amor y la solidaridad presentes desde el mismo origen del Universo?.
     
    Aterrizo de nuevo en Euzkadi.  Hablando de blasones y nobleza vasca, no puedo dejar de pensar en mis vecinos, los neguríticos. Por dinero y poder podrían ser considerados sus sucesores.  Pues bien, ninguno de ellos se identifica con el soberanismo abertzale, por muy vasco que sea. Ellos simpre defenderán la unidad de España, porque allí es donde está su negocio.

  • roman diaz ayala

    M. Luisa: aguda reflexión sobre la soberanía.
    El problema autonómic0 se planteó en la Transición porque se buscaba una solución  a los nacionalismos históricos, proceso que quedó truncado con la guerra  in-civil.
    Su esencia era encontrar un encaje a los soberanismos catalán  y vasco.
    Se dice que en política las formas  determinan los contenidos.
    Nos quedamos cortos cuando llamábamos nacionalidades, a lo que debimos llamar naciones desde un principio. El café para todo, fue un gran error político, porque no se trataba de una mera distribución administrativa de los diferentes territorios.
    Ahora tenemos que retornar a una situación muy parecida a los principios y se va imponiendo la clarividencia de que se debe abrir un nuevo proceso constituyente
    La sociedad está madura en todas las partes de nuestra piel de toro.( y en sus islas y otros territorios)
     
    roman

  • M.Luisa

    Desde Catalunya muchos pensamos que  el  gobierno del  País Vasco  está en  constante observación de cómo se está  desarrollando aquí  nuestro proceso  soberanista, pero  que en Euskadi se está cociendo  esta misma voluntad soberanista ¡claro que sí!
     
    Ahora bien, el proceso  ya se está viendo  que no es fácil, desde los poderes fácticos se ha querido transmitir la idea de separación: los catalanes son unos separatistas! Pero esto es completamente falso! Desde el punto de vista conceptual  soberanía cobra su primera experiencia en el proceso de liberación personal  más tarde ese nivel de   experiencia  se  extrapola a otras dimensiones de la persona, como es la social, nacional, histórica, etc.,  más que de separación, pues,  se ha de hablar de  integración, es decir, aquella integración  que a cada  quien  le compete.
     
    Fijémonos por ejemplo qué le sucede a la persona cuando se va liberando de aquellos elementos que le impide ser ella misma, aquí se ha hablado mucho de esto, pues le sucede que   ese encuentro con ella misma, lo real de ella queda  proyectado sin trampas ni cartón hacia fuera y hacia los demás, cobra una actitud nueva.Con naturalidad se va construyendo   un ámbito de convivencia creado no de forma impositiva a la manera como se oye tantas veces decir  ahora en boca de los políticos “ahora más que nunca hemos de estar juntos”  pero, no se dan cuenta que   confunden estar juntos con estar unidos. Estar unidos no es  en absoluto una imposición, es un darse mutuo como resultado , precisamente,  de aquel  proceso de liberación. 

  • Iñaki S:S,

    Apreciado Antonio Vicedo, la profundidad de tus comentarios me obliga a leerlos y releerlos varias veces. Volveré sobre el último con mas calma. Mi máximo interés no es tener razón, sino entablar diálogos constructivos que me permiten aprender.

  • Iñaki S:S,

    Amigo Pepe Sala, te estaba echando de menos en este post. Eskerrik asko zure laguntasuna gaitik. Siempre acabo metiéndome en este jardín, porque la convivencia justa y pacífica en Euskal Herria me parece algo importante. Espero que me perdonen quienes se están empleando a fondo en el tema del aborto y del Papa Francisco.
     
    Por cierto, le dejé a Mentxu un crisol para el hornito que me enseñaste. Ya solo te falta el quemador.

  • Iñaki S:S,

    Permíteme que discrepe, querida Ana R., de la cuestión del soberanismo hay que seguir hablando hasta el amanecer, en Euskadi, Cataluña, Galicia y donde haga falta. Con cabrearse no se llega a ninguna parte.

  • Iñaki S:S,

    Amigo Pepe Blanco, quizá sea por ignorancia, pero los vascos incluimos el Zaspiak bat dentro del Reino de Navarra. Así nos vamos un poco mas allá de los años que mencionas. Y si estiramos un poco  la cuerda, llegamos hasta los tiempos del Imperio Romano. Le hicimos frente, pero acabaron dominándonos.
     
    Por otra parte, conociendo tu SER atriero, a través de tus sabrosos y jocosos comentarios, no puedo creer eso de…me doy pena a mi mismo. Creo mas bien que tu SER ciudadano del mundo, libre de toda prejuicio , ideología, atadura, etc. te hace mirar el problema vasco desde otra perspectiva. Probablemente, para ti la realidad que se vive,  (en un sector importante de Euskal Herria), de un Pueblo Vasco Soberano con identidad propia y diferenciada de la española, es una idea sin sentido de unos cuantos iluminados, con intereses sospechosos. Entiendo tu punto de vista, y es mas, hasta podría estar de acuerdo. El problema es que la tal idea ha ocasionado y sigue haciéndolo, un cúmulo de sufrimientos difíciles de soportar por las dos partes del conflicto político vasco-español. Y esto no se arregla con la desaparición de ETA. Será interesante ver cómo evoluciona el tema en Cataluña.
     
    En Euskadi, por si fuera poco lo que tenemos, la torpeza del los sucesivos gobiernos españoles está creando en la persona de Arnaldo Otegi, un Mandela vasco. ¡Que bien viven algunos incendiarios tensando la cuerda!. ¿No tiene el Gobierno español otras cosas mas urgentes que arreglar, a lo largo y ancho de la piel de toro?.  Si nos dejaran, entre Pepe Sala y yo arreglábamos el tema en unos minutos.

  • pepe sala

    Una pequeña aclaración:
     
    Como yo sí me siento LEBANIEGU ( por más que mi familia paterna y mucha de la meterna sea asturiana) me siento culpable por tan inmenso pecado de sentimiento gentilício. No pido perdón por ello, puesto que tengo otros pecados mucho más inconfesables y tampoco me voy a arrepentir por ellos.
     
    Dicho lo cual, creo recordar algunos comentarios sobre la satisfacción que aporta el encontrarse con comentaristas de la misma tierra. ( algunas de Zamora, otras gallegas e, incluso, algunas VASCAS que escriben desde el otro lado del charco.)
     
    Se supone que son bien admitidas y reconocidas como normales y saticfactorias aquellas que se definan como provincianas dentro del conjunto de SSSpaña, coño !!!  Y sean tenidas en cuenta la otras como ” desestabilizadoras” de la unidad de SSSpaña, coño!!!
    ( si se trata de los vascos, incluso pueden ser tenidas como filiterroristas. Afortunadamente yo soy lebaniegu y se me reconocerá mi gentilicio sin dificultad añadida a términos de ” imperialismo” o similares. Para quienes no le dan importancia a la idiosincracia personal ( porque todos somos españoles con carnét de identidad español) confesaré que YO TAMPOCO ME SIENTO ESPAÑOL. ( aunque no sea más que por vergüenza ajena y por orgullo de ser persona honrada. Ser español-a  hoy en día es VERGONZOSO )
     
    Como dicen los cristiano-católicos: ” si alguien se ha molestado le pido disculpas por adelantado”…

  • pepe sala

    Pues sí que ” es difícil de entender”:
     
    Hace bastantes más siglos que los que se reconocen por aquí, un monje francés escribió un libro muy curioso y tan ” valioso” que lo robó un electrecista. Menos mal que el tal ” chispas” no era vasco-navarro, qu si no ya estábamos otra vcez con los comandos etarras.
     
    En el tal libro se escribe ésto:
     
    “”Los navarros y vascos “torpemente visten y torpemente comen y beben”. “Si los vieres comer, los considerarías perros o cerdos. Si los oyeres hablar, te acordarías de los perros que ladran, pues tienen una lengua de todo punto bárbara”. “Navarro o vasco matan, si pueden, por una moneda a un galo”.””
     
    Y digo yo, que si sirve para darles mala fama a los vascos-navarros, al menos podría servir también para reconocerles su propia identidad tan bruta, pero diferente ( según el monje de Cluny y que tanto juego ha dado a los españoles-as)
     
    Bueno pues.
     

  • ana rodrigo

    Iñaki, dices que no me entiendes en esta cuestión del soberanismo. Ese es el problema, que en este tema en concreto, como nunca hay entendimiento, además de que genera animadversiones irreversibles, no vale la pena hablar.
     
    Lo que me suele cabrear son los argumentos falsos desde el punto de vista histórico, además del menosprecio hacia el pueblo llamado “opresor” con complejos de superioridad incluidos por parte del pueblo “oprimido”. En esta línea iba el párrafo que seleccioné de tu comentario.
     
    Si Pepe Blanco me lo permite, firmo su comentario sobre lo que es el SER….o no SER.

  • pepe blanco

    Hola Iñaki S.S.,
     
    El “histórico” Zazpiak bat, ¿cuántos años tiene? ¿125, 150, quizás?
     
    Cuando te oigo hablar de tu SER vasco (me parece que no es la primera vez, si no me falla la memoria) me doy a mí mismo mucha pena, pues por más que busco dentro de mi alma, no encuentro en mí ningún SER de esos: no encuentro mi SER gallego, ni mi SER español, ni mi SER europeo, ni mi SER cristiano, ni mi SER arquitecto, ni mi SER homosexual, ni mi SER nada. Nada, no encuentro ningún SER de esos. Y me entristezco y me doy un poco de pena, por no SER nada… Debe de ser agradable, SER algo de eso, supongo, por lo contento que se te ve con tu SER vasco.

  • Antonio Vicedo

    -Gracias Iñaki por la consideración a mi comentario que, como bien has interpretado iba más dirigido a fundamentar las relaciones humanas sobre lo inalienable y  específico (de especie) humano que sobre las circunstancias tan valorables como pueden ser las proximidades genéticas o de simple y permannente convivencia, sobre todo en etapas de infancia y desarrollo.
     
    ¿Como no valorar cuanto a vosotros os reporta lo vasco, como a nosotros lo valenciano, y a otros lo que se concreta en “parentalismos”, hermandad y vecindad”?

    Esto, en tanto soporte y clima de sentimientos, goza del valor inalienable de la persona de la que son naturales patrimonios.

    ¿Pero cómo afrontar su relatividad cuando está en juego el mismo valor de la identidad específica personal?

    ¿Qué hay que considerar primario en importancia y secundario en subordinación de valor?

    Esta pregunta es la que enmarca el problema de los soberanismos populares que nunca debieron alzarse a costa de la soberanía común individualista.

    Tu apelas al desarrollo natural del soberanismo colectivo, dando como resultado los diferentes pueblos en el avance de la Humanidad.

    Pero ¿en qué dirección ha ido ese avance?

    ¿Cual ha sido su precio vital humano?

    ¿Y cómo nos lo presentan las huellas dejadas en lugares y tiempos pasados?

    ¿Nada que ver con los clamores de sufrimientos de l*s más débiles y las muertes y luchas fratricidas?

    ¿No habló con mayor claridad y contundencia la naturaleza, alertando de que la endogamia era riesgo ineludible, e inmediato, para la simple o progresiva convivencia de la global Humanidad?

    El grito arquetípico que permanentemente denuncia todo tipo de endogamias clamando por la unidad universal.  es aquel dirigido al Caín ancestral: ¿Donde está TU HERMAN*?

    Y esto podemos considerarlo como llamado a una responsabilidad concreta, cuestionada a posterioridad de una aberración  criminal fraterna.

    Si lo consideramos por el lado eminentemente positivo, desde el testimonio y mansaje de Jesús, lo que aparece es su opinión sobre los lazos, o ataduras familiares y vecinales, como aquello de:-¿Quien es mi madre y quienes son mis herman*s? junto a aquello de :-“Nadie es valorado como profeta por los suyos”; “Mujer grande es tu fe”, al considerarse digna de las migajas que recogen los perros”; o esto otro expresado con sentimiento y dolor, exclamando lloroso y compungido ¡Jerusalén!¡Jerusalén! por lo que  había dado en considerarse capital endiosada de la Humanidad.
    La calidad de verdad que damos al NUESTRO (<NOSOTROS) esa es la que recoge, de nuestra parte, LA VERDAD con la que consideramos al PADRE CELESTIAL y a la HUMANA HERMANDAD.

    Políticamente, también podríamos recurrir al proceso de nuestros pueblos ibéricos, a partir de la Reconquista hasta hoy, con los ojos y los corazones abiertos en franca hermandad para descubrir consecuencias relacionales e injusticias anquilosadas de las que son muestras muchos blasones conservados por Euskal Herria, y copias de ellos por castillos y mansiones desde los que se dominaban y aún se dominan grandes latifundios o poblaciones sin recursos; porque la moneda (con lo que significa el metal, incluido el que venía de las Américas) ha sido atraída por el imán de compañías y bancos del norte gracias a fueros especiales, concedidos a sus nobles por los también “grandes mon-arcas“, enzarzados constantemente por  peleas fratricidas. en las que las víctimas salían de las mesnadas  populares.

    Nunca olvidemos, querido vasco Iñaki. el reto de Jesús: CONMIGO hacéis, o no, LO QUE con un* cualquiera de MIS MÁS PEQUEÑ*S HERMAN*S.

    La verdadera HERMANDAD, se aviene muy mal con cualquier clase de fronteras o muros.

    La CUADRA (verdadera o simbólica) abierta, por estarlo, localizó el NACIMIENTO de JESÚS, la BUENA NOTICIA para toda la HUMANIDAD.
    Un fraternal abrazo.

  • Iñaki S:S,

    Gracias amigo Rodrigo por tu aclaración. En los teclados hay un dundecillo que a veces nos juega malas pasadas. Efectivamente mi respuesta era para Antonio Vicedo pero se me coló una D..
     
    Apreciada Ana Rodrigo.  Contigo también sintonizo con bastante facilidad.  Perdóname, pero en esta ocasión no entiendo bien lo que me quieres decir. Lo que yo siento es que el soberanismo es cuestión de personas y de pueblos. O si quieres de ciudadanos y de naciones. Para entender mis sentimientos tienes que tener en cuenta que hablas con un vasco que cree en la existencia del Pueblo Vasco, Euskal Herria. ¿A ti que te dice eso de Pueblo Vasco?. Para hablar de política es muy importante tener claro el punto de partida de cada contertulio. Por ejemplo, si tu no crees en la existencia del Pueblo Vasco, para que nuestro diálogo no sea insustancial, tendríamos que empezar por hablar de los por qué’s. Por qué tu no crees y por qué yo si creo. Un abrazo.

  • Rodrigo Olvera

    Y yo por error he tipeado Ilaki, cuando es claro que me refería a Iñaki

  • Rodrigo Olvera

    Ana, es claro que Ilaki se refiere a Antonio Vicedo y por error puso Antonio D.

  • ana rodrigo

    En este hilo no veo ningún comentario de Antonio D. al que le contesta Iñaki.

  • ana rodrigo

     Iñaki, dices: “A España le están rompiendo ya, por ejemplo, la falta de trabajo para todos, la corrupción, la avaricia de los ricos, la holgazanería de los listillos, etc..” ¡Vaya, vaya…!!!! No sabía que el soberanismo era cuestión de listos y tontos,, de corruptos y honrados, de avaros y generosos, de holgazanes y trabajadores…..

  • Iñaki S:S,

    Apreciado Antonio D.. Sabes que sintonizo totalmente con tu forma de pensar. Agradezco un comentario como el tuyo en un tema tan vidrioso como el del soberanismo vasco. Seguro que tienes razón, pero desde el corazón de Euskadi me vas a permitir que exprese brevemente mis sentimientos.
     
    Claro que la soberanía individual es una cualidad inalienable de todas y cada una de las personas a nivel de Humanidad. El problema es que la soberanía individual de un vasco nunca será completa,  si no se complementa con una soberanía colectiva siglo XXI del conjunto de su Pueblo, Euskal Herria.
    La naturaleza del planeta Tierra nos convoca a una solidaridad inclusiva que no solo hace referencia a las personas, sino también a los pueblos. Pueblos que de un modo natural se fueron constituyendo a lo largo de los siglos. Yo diría que caminamos hacia una Aldea Global en la que se irá viendo como lo artificial son los estados formados por la razón de la fuerza. Estos si que son auténticos pellejos viejos que acabarán rompiéndose en un mundo globalizado.
     
    Mi SER vasco, por ejemplo, no tiene nada que ver con soberanías excluyentes, ni justifica exclusiones separatistas propias de un egoismo insolidario obsesionado con el TENER mas y mas. En mi opinión, lo que siempre ha complicado una convivencia, justa y pacífica, han sido los abusos de poder. Con tales abusos se apabulla a los pueblos mas pequeños,  mutilando la soberanía individual de sus hijos. ¿Por qué al poder le costará tanto respetar el derecho a decidir de las personas?.
     

  • Antonio Vicedo

    -Por mi tierra, Iñaki, lo que ha condensado el pueblo llano con su ancestral experiencia es que: Ningún tonto, ni loco tira piedras sobre su tejado.

    Esto más bien lo hacen los que, creyéndose listillos, no llegan ni a saber imitar a aquellos,  y acumulan piedras por tener algo  y terminan arriesgándose a que las vigas se rompan y caiga el tejado.

    Y digo esto,  porque deberíamos, en buena lid, acreditar la progresiva solidaridad orientada siempre por que ningún ser humano, o colectivo social se nos quede por detrás, o por debajo, que tanto da, para que la Humanidad no siga siendo inhumana.

    El poder fue y sigue siendo el virus provocador de la pandemia de muerte para la Humanidad, y no me refiero a la física y natural, sino a la que nos domina a los humanos mientras vivimos.

    Sin aplicar la vacuna adecuada y preventiva contra los ataques de ese virus, y sin las terapias apropiadas y eficaces para contrarrestar su mortífera infección, no es posible que las llamadas democracias lleguen a ser tales en realidad, lo que conlleva que, acumulado el poder próximo a los débiles reales, propios o vecinos, su peso aplaste más y su defensa resulte más gravosa.

    ¿Por qué cuando pensamos en estructuras humanas, ese NOSOTROS y NUESTRO, específicos de la Humanidad, no nos hace pensar que tienen que ser resultado de un proceso solidario y acumulativo de SERES IGUALES en valor, dignidad, origen y finalidad, relacionados en parámetros de racionalidad y no de fuerzas o poder?

    ¿Los grandes imperios y sus remedos de estados grandes, medios o minúsculos, están llevando a la Humanidad hacia la global humanización, o por el contrario lo que se globaliza desde las organizaciones de poder es el absurdo capitalismo acumulativo de bienes y fuerza para deshumanizar a la casi totalidad de la Humanidad?

    El problema no radica en la falta de más soberanías estructurales, sino en que la soberanía sea realmente cualidad inalienable de todas y cada una de las personas a nivel de Humanidad.

    La naturaleza del planeta Tierra nos convoca a esa solidaridad universal inclusiva, opuesta a toda barrera o muro que nos separe de nuestros semejantes herman*s.
    Ella  nos regala o  dispone el mayor porcentaje de bienes que necesitamos directamente  las materias primas, las cualidades racionales y las prácticas con las que transformamos bienes de usos no primarios y servicios.

    ¿Con qué derecho levantamos exclusiones de competencias, impidiendo a otros lo que es patrimonio rentabilizado por todos?

    Y en cristiano, según el testimonio y mensaje de Jesús, identificado en sus mas pequeñ*s herman*s ¿cómo poder justificar exclusiones separatistas, so pretexto de quedarse en exclusiva, o preferentemente, lo que a todos, en justicia de hermandad, pertenece?

    El aviso nos lo dejó claro: El VINO nuevo requiere pellejos nuevos, porque envasado en viejos, se rompen y se derrama. Y el PAÑO nuevo, no debe emplearse en remiendos de trajes que se deshilachan, sino en hacer nuevos que aseguren el poder ir vestidos.

    ¿Por qué no empezar de veras a librarnos de la adicción a las falsedades que entretejen todas las estructuras relacionales humanas, desde las familias hasta la ONU, sin que sean excepción, ni mucho menos, las religiones e iglesias?

    ¿Se puede ser partidario de soberanías excluyentes, llenando de verdad teórico-práctica los dos primeros conceptos y palabras de la oración atribuida a Jesús: ¡PADRE (MADRE) NUESTR*!?

  • Iñaki S:S,

    Amigo X Gundin, totalmente de acuerdo con tu comentario.
    El problema vasco lo tendremos que arreglar entre las tres categorías de vascos: regionalistas, soberanistas e independentistas
    El soberanismo de Ibarretxe no era, en absoluto, secesionista. Usando hábilmente el calzador, es decir, haciendo política de verdad, podría incluso encajar en la Constitución española. Lamentablemente, regionalistas e independentistas vascos  hicieron la pinza y se lo cargarón.
    A España le están rompiendo ya, por ejemplo, la falta de trabajo para todos, la corrupción, la avaricia de los ricos, la holgazanería de los listillos, etc.. Los soberanismos democráticos y europeistas de las nacionalidades históricas, integradas en el Estado español, no son un peligro y habrían de tener la posibilidad de desarrollarse en libertad. La ciudadanía no es tan tonta como para echar piedras a su propio tejado.

  • X. Gundín

    Improvisando. A ver si mirándolo desta foma resulta más fácil de entender:
     
    1) El problema vasco es en primer lugar entre vascos y despues con los otros: Navarra, España y Francia.
     
    2) El soberanismo no tiene en si mismo otro problema que su construcción: la construcción nacional. Llevado el soberanismo a la conclusión secesionista -sea de grado o por fuerza- los problemas se multiplican; no sólo los externos, sino tambien los internos, que es peor: el soberanismo une a más vascos y lúdicamente; el independentismo divide bastante más y amargamente.
     
    3) ¿Están probados hasta el final todos los medios para una transformación del Estado español que permitiera que los vascos (y los otros pueblos diferenciados) fuesemos nosotros mismos sin necesidad de romper España?.

  • Iñaki S:S,

    Amigo Pepe Blanco, no creo que pueda llamarse expansionismo imperialista el deseo de unir políticamente, por vias escrupulosamente  democráticas, a unas personas y unos territorios con similitudes culturales históricas. A mi modo de ver, imperialismo sería mas bien el castellano y en menor medida el francés, que convirtieron en provincia suyas los siete territorios a los que hace referencia el histórico Zaspiak bat, Euskal Herria. ( Bizkaia, Araba, Gipuzkoa, Naparra, Lapurdi, Zuberoa y Benaparre).

  • pepe blanco

    Hola Iñaki S.S.,
     
    Me refería a los deseos expansionistas vascos: Alava (ya consumado), Navarra (a medio consumar), suroeste de Francia (de consumación más difícil).
     
    No me negarás que tenéis un puntito imperialista, porque tú me dirás qué tiene que ver con la cultura vasca un paisano de Tudela, por ejemplo.

  • Iñaki S:S,

    Eskerrik asko, Miren Jone, por tu comprensión.

  • Iñaki S:S,

    Amigo Pepe Blanco, ¿que es eso de imperialismo vasco?. Ya puedes disculpar mi incultura. Setenta y cinco años viviendo en Euskadi y sigo sin saber de que va el tema.

  • pepe blanco

    Sorprende ver tan desmoralizado al egregio representante en Atrio del imperialismo vasco -;)

  • Miren Jone Azurza

     Estoy muy muy de acuerdo con el autor de este artículo. Lo peor es  que el pueblo está harto de tanto mercadeo barato. Los parlamentarios han sido elegidos para que relicen trabajos  nada fáciles pero de ninguna manera para que se conviertan en un gran paralizante de la marcha de Euskal Herria. Pido excusas a la minoría que se afana todos los días, que haberla, hayla. 

Deja un comentario