INFORMACIÓN Y FORMULARIOS INGRESOS YA: -Trasferencia a ES26 2100 7344 7313 0021 2801 -Bizum a 34-609 51 08 62
  • A  A  A  

Otros temas

Autores

Archivo de entradas

6620 Artículos. - 102678 Comentarios.

Carta a Atrio desde mi inmovilidad

Me vuelve  escribir Honorio una carta a mano, donde se ve su esfuerzo para expresarse y lo ptofundo que está en él el espíritu evangélico de su fe. Como creo que escribe para todos, la transcribo aquí. Los suyos le leerán lo que aquí le escribamos. Honorio, una vez más gracias por tu ejemplo de fe y fidelidad hasta el extremo. Te quiero, te queremos múchísimo. Y deseamos que mejore tu salud para bien de todos nosotros y de muchos más. Un fuerte abrazo, AD. 

Amigo del alma:

Mi silencio se me impone porque no puedo moverme. Hoy ha ocurrido un milagro de mi cabezonería y allá voy.

Una feligresa del club de enfermos de esa clase se pasa el día entero diciendo en voz alta: “Señor, hazme ese favor. María, óyeme y dime lo que te pido”.

Ayer fuimos a una misa de una orden religiosa y la feligresa cambió tal como yo le había machacado: “¡Señor, cúranos a todos!”. Pero cuando se fueron los frailes volvió a las andadas.

Repasa el Padrenuestro. Sus peticiones son en plural: “El pan nuestro”. Y en el Avemaría: “Santa María, ruega por nosotros”. En ambas oraciones se abre con un elogio a la grandeza de Dios o de María.

¿Qué te, os parece?

Yo le digo a la del “me” que ese Dios no existe; y le añado: intentas conseguir su favor para mí y a los demás que le parta un rayo. Así no nos enseñó Jesús y la Iglesia a orar. Pero a lo mejor estoy confundido.

La Iglesia necesita un cambio de tres pares de … La virginidad ha ocupado en la doctrina y en los hechos el puesto que pertenece a la natalidad-maternidad. ¿Con qué derecho se posterga y minusvaloriza la maternidad?

Lo de la Inmaculada es un error como el pecado original. Creo yo. ¿O no? Lo de clero sin matrimonio va en la misma línea, amadísimo.

Que Dios me perdone si me salgo del Credo… Si postergo la teología o la fe en el puesto de la caridad universal. Si veo las misiones como un pisoteo de las culturas no europeas o roamericanas.

Otro día escribiré más sobre lo que dicho que creo vale para todos los creyents.

Te mano un abrazo,

Honorio

18 comentarios

  • olga Larrazabal

    ¡Aurrera mutillak! Que así me decía mi obstetra, de padre  donostiarra, mientras corría conmigo en una camilla hacia la sala de operaciones en el parto de mi segundo hijo a las 2 de la mañana en pleno invierno, y en medio de los retorcijones de dolor, me dio un ataque de risa.

    Aurrera Mutil y un gran abrazo.

  • Antonio Llaguno

    N o conozco personalmente a Honorio por lo que no me permitiré el lujo de llamarle amigo aunque me encnataría serlo.

    Pero no puedo menos de asombrarme de lo mucho que coincido, a pesar de las pocas letras que con tanto esfuerzo consiguió escribir.

    Pone de manifiesto la necesidad de recuperar del mensaje de Cristo el sentido común y de darse cuenta de que, si lo miramos a fondo y con ojos limpios, el mensaje de Cristo no incluye ninguno de esos dogmas que tan extraños se le hacen a una mente más o menos ilustradas y que nos recuerdan tanto a pases mágicos y supersticiones.

    Dada la brevedad de su escrito no quieor extenderme.

    Nacho Dueñas ha expresado mucho mejor que yo lo que  yo querría decir.

    Solo el amor cuenta.

  • LEANDRO SEQUEIROS SAN ROMÁN

    Buenos días, Honorio: de discapacitado a discapacitado. También yo soy discapacitado. Sufrí una trombosis cerebral en 1994 que me ha dejado secuelas irreversibles. Por lo que intuyo tus secuelas son más fuertes. Pero – como todo en la vida – hace falta FORTALEZA INTERIOR para aceptar la realidad. Y veo que mantienes la FORTALEZA Y LA ACEPTACIÓN de las limitaciones. Seguimos vivos. Y siempre hay personas que están peor. Veo que conservas la lucidez mental lo cual es muy importante. Desde ella reconstruimos nuestra vida con las herramientas de que disponemos.. Un abrazo.

  • salvador santos

    Buenos días, Honorio.
     
    Gracias por tu carta. La he leído con respeto. También con cariño. Varias veces. Emociona. Le has puesto ganas; se nota. Pero lo que más asoma en ella es tu energía, la que siempre te ha distinguido. Has dado y das sobradas muestras de que nada puede inmovilizarte. Tu coraje anima a vencer el miedo y la neutralidad. El miedo y la neutralidad sí paralizan. Es de agradecer que sigas prestando esa ayuda.
     
    Un fuerte y entrañable abrazo
     

  • Santiago

    Honorio, sigue en la fe…ésta te guiará ya que ella se encuentra en el corazón…y con S Juan de la Cruz que decía que,en su noche oscura, no tenía  otra luz y guìa sino “la que en el corazón ardía” y “aquesta me guiaba más cierto que la luz del mediodía”…

    Coincido con mi amigo Nacho que el juicio será sobre el amor…aunque imperfecto…porque es humano..pero amor que se perfecciona en la gracia de Dios… Que El te la conceda en abundancia, y de de Su paz.

    Cuenta con mis oraciones por tu total recuperación.

    Un abrazo

    Santiago Hernández

    • Nacho Dueñas

      Santiago, que sepas que la amistad, pese a nuestras discrepancias, es mutua.

      ¡Ánimo, Honorio!

      • Santiago

        Gracias Nacho por tu comentario a Honorio y al mío.. Yo también pienso que la amistad es mutua y que trasciende las ideologías, lo mismo que no se rompe la amistad entre el “fiscal y el abogado defensor” en la realidad, a pesar de ser “enemigos” en la corte de justicia.
        Tengo muchos amigos con los que discuto y discrepo pero no se rompe este vínculo del espíritu que es el sentirse amigo de alguien.Y así me pasa contigo puesto que eres buen contrincante y buen amigo..

        Y ahora nos hemos unido para apoyar a nuestro amigo Honorio en ésta hora difícil de tribulación y tormenta, y para desearle paz y fortaleza, y para que sepa que estamos con el en estos momentos.

        Saludos cordiales para todos

        Santiago Hernández

  • Javiierpelaez

    Un abrazo Honorio.Lo del “me” evidente…Lo de la Inmaculada un invento de 1854,tardío…

  • Alberto Revuelta Lucerga

    Leo en el prólogo de ACERCA DE LO SUBLIME que firma Seamus Heaney algo que nos afecta a ti y a todos nosotros, incluida tu amiga del me: “LO SUBLIME ES ASÍ, TE JODE VIVO”. Brindo por ti con vino de Cenicero. Un abrazo

  • Román Díaz Ayala

    Querido hermano Honorio.

    A estas alturas de nuestra vida, la tuya y la mía, tú y yo sabemos ( la fe tiene esas cosas, que podamos darlas por ciertas) que Dios  no nos vigila ni nos examina  con los  artículos del Credo y así nuestras opiniones siguen siendo nuestras. Estoy tentado  y   casi a punto de escribir algo sobre esto a propósito de la Revelación. Cuando vivimos en la fe, lo hacemos con  la luz que el Señor nos ha dado. ¡Y es suficiente! Pero, San Pablo lo explica mejor que nadie.

    ¿Sigue adelante! Te queremos.

  • ELOY

    Un abrazo y un recuerdo muy sentido para Honorio Cadarso.

    Y muy de acuerdo con su reclamación de lo plural frente al “yo” o al “me”.

     

  • ana rodrigo

    Querido Honorio, cuando he visto que podía leer una más de tus sabias y pertinentes reflexiones, he sentido palpitaciones en mi corazón, el físico y el emocional. Gracias, Honorio, gracias por el esfuerzo que has hecho y por todo lo que nos has trasmitido a lo largo de los años.

    A ti te toca en este momento unas limitaciones físicas concretas derivadas de la edad, al igual que cualquiera que, en un grado u otro, tengamos una edad avanzada. Pero las limitaciones en sentido amplio, las tenemos desde que nacemos; siempre hemos querido más de lo que podíamos, y en cada momento nos toca la aceptación y la adaptación. Te deseo mucha fuerza y mucha paz.

    Reflexiones muy pertinentes las que haces. El ser inmaculada no sé qué mérito añade a María, en el caso de que así fuese concebida, en tal caso sería un privilegio único e irrepetible. ¿Y qué?

    El tema de una virginidad física, in-creíble  (no creíble), de María, ha anulado la maternidad y paternidad (hace suponer que José tampoco participó) que nos ha dado la naturaleza, como si aquella fuera devaluara al propio orden natural.

    María, por ser madre y, además, madre de Dios, ha desviado la atención de los seres humanos, que somos las mujeres, a un hito inalcanzable, por capricho divino, no puede ser nuestra modelo.

    El hecho de sacralizarla por ser madre de Dios, la ha convertido en poderosa, con capacidad de estar resolviendo problemas a quienes se los piden, a pesar de que la realidad se encarga de rebatirlo.

    Y, finalmente, el realzar tanto la maternidad de una mujer-referente, universal, ha convertido este hecho como el único y/o principal rol de cualquier mujer, y, de ahí que, las mujeres nos hemos tenido que sobreponer a estos mitos para demostrar nuestras capacidades múltiples al igual que los hombres independientemente su paternidad o no paternidad. Pero el daño social histórico, ahí está, junto a otras religiones antiguas y presentes.

    La conclusión la dejo en manos de quienes lean esta mi humilde reflexión.

    Un fuerte y gran abrazo, querido Honorio.

  • carmen

    Honorio.

    Un abrazo muy muy grande y muy muy apretao.

    Eres un crack.

  • Gonzalo Haya

    Querido Honorio, una vez más me siento identificado contigo, y tu carta me invita a compartir mis sentimientos.  Físicamente noto el desgaste, y cada vez dependo más de la familia y de las circunstancias. Internamente estamos viviendo un cambio radical en nuestra manera de percibir a Dios y el mensaje de Jesús. Los seguidores de Jesús tuvieron que aceptar que el Mesías Rey esperado había sido crucificado por la potencia invasora y por los sacerdotes y teólogos de su religión. Nosotros estamos comprendiendo que nuestra Iglesia oficial no representa el proyecto de Jesús; que el Reinado de Dios está entre los sencillos, creyentes quizás en no sé qué historias. Estos días he leído unas palabras del Papa Francisco : “Id a los pueblos, no a las ideas“, y otras de santa Teresita: “quizás no pueda creer, pero siempre podré amar”. Y Juan, ya anciano, lo que quería inculcar a sus discípulos era “amaos unos a otros”; y eso podemos hacerlo e intensificarlo. Un gran abrazo

  • Nacho Dueñas

    Un abrazo, amigo Honorio, con mi cariño y solidaridad, en estas horas de noche oscura.

    Nacho.

  • Juan A. Vinagre

    Amigo Honorio: Vaya por delante un abrazo muy afectuoso y el deseo de que Dios Abbá te-nos ayude a ver mejor y a seguir su camino hasta el fin, llevando con ánimo la cruz propia de cada día. Que todo nos ayude a madurar y a crecer en Él.

    Comparto contigo lo que piensas sobre esos temas -Virginidad, Inmaculada, pecado original…-  tan condicionados por su época y por el exceso de precipitación en “declararlos seguros”, aunque hayan sido declaraciones sin duda bien-intencionadas.   Esto no debería sorprendernos hoy, ya que nuestro paso por la historia  -que nos modela mucho, más de lo que henos creído-,  y nuestras limitaciones para liberarnos de “troquelados” mentales familiares y sociales- no nos permiten volar más alto… Por eso, la necesidad de revisar y limpiar, periódicamente, el polvo inevitable de la historia.  Necesitamos tiempo para ver mejor y así poder liberarnos de condicionamientos, que en el fondo desfiguran la imagen de Dios Padre.                      El proceso evolutivo- madurativo de la imagen de Dios-Yahvé, que se percibe en el A. T., continúa en estos temas en la Iglesia en marcha Muchas declaraciones y divergencias religiosas tienen su explicación histórica y psicológica, no solo teológica. De ahí que no deban “sacralizarse” fácilmente.  Y hablar así no es caer en un historicismo que todo lo relativiza y vacía, sino comprender mejor el proceso evolutivo del descubrimiento de verdades, también religiosas, inherentes al plan evolutivo de la creación… La verdad de este proceso en evolución también libera. Por eso hoy ya no aceptamos -ni formulamos- “declaraciones” que hace siglos se veían como consecuencias lógicas. Con el tiempo nuestros conceptos y explicaciones maduran  -y por eso revisamos o debemos revisar- muchas formulaciones humanas…,  que en nada afectan a la esencia del Mensaje del Dios de Jesús.                        Amigo Honorio, veo que he ido más allá de donde, al principio, pensaba ir.  Discúlpame.  La Esperanza nos espera. Un fuerte abrazo.

    (Y un recuerdo para Iñaqui y Pilar, ausentes.)

  • Celso Alcaina

    Honorio, tu razonamiento y tu sentimiento evangélico están en mi línea. Repetidamente escribí sobre pretendidos  milagros, canonizaciones y oraciones. Nuestro dios, el que nos hemos dado, no puede ser un mago que obedezca a los deseos o artimañas de uno u otro más o menos ducho en la impetración. Tenemos el dios de todos, el justo, el mejor. La impetración encierra egoísmo, particularismo, injusticia. Para tu curación y para tu paciente sufrimiento, usa los medios naturales, los que nuestro dios, desde siempre,  ha dado y sigue inspirando a nuestra especie para su cuidado.

Deja un comentario