Temas

Tablón de ATRIO

Anterior Siguiente
Último: 24-4-19, 11:45

Floren (2019-04-24 11:45:39) : LA VERDAD DE LA PASCUA. http://cartujoconlicencia.blogspot.com/2019/04/la-verdad-de-la-pascua.html

Equipo Atrio (2019-03-08 21:55:38) : Delcy Rodriguez, vicepresidenta de Venezuela, denuncia al criminal apagón en Venezuela criminal apagón en Venezuela [vídeo de 6 min.]

Equipo Atrio (2019-02-18 09:39:18) : Amplio y clarificador programa sobre Venezuela: La hojilla/a> ¡Magnífico analista argentino Marco Teruggi! ¡Larga charla pero imperdible!

Equipo Atrio (2019-01-09 12:31:08) : Entrevista a Tamayo en la Sexta: La Iglesia española sigue siendo franquista

Floren (2018-11-19 19:50:09) : Floren de Estepa escribe en su blog: CARTA A UN JOVEN QUE NO QUIERE VOTAR

Equipo Atrio (2018-11-16 10:06:45) : La verdadera despedida de Steve Jobbs Disgurfso de graduación https://www.youtube.com/watch?time_continue=12&v=vXJYrrLGNAo

» Pon una nota




Autores

Archivo de entradas

4876 Artículos. - 78314 Comentarios.

Sigue la hipocresía golpista en Venezuela

En Venezuela, una nueva estrategia para hundir a Maduro: apagones de luz que están costando vidas en Venezuela, sobre todo de niños. Hipócritamente Guaidó echa las culpas al gobierno. A ver lo que dice la comisión de la ONU, presidida por Bachelet, que acudirá a Caracas. Entretanto estos más de cien intelectuales de EE.UU. alertan públicamente sobre la criminal opción del gobierno Trump por el Golpe, a costa de lo que sea.

Una carta abierta a la WOLA –Oficina en Washington sobre América Latina– acerca de su postura sobre los esfuerzos de los Estados Unidos para derrocar al gobierno venezolano

Creemos que el esfuerzo de cambio de régimen de la administración Trump en Venezuela es incorrecto en todos los sentidos: moral, legal y políticamente.

Por Greg Grandin, Noam Chomsky, Sujatha Fernandes, Daniel Hellinger y otros 120

Publicado el Martes, Marzo 05, 2019 en Common Dreams

El vicepresidente de Estados Unidos, Mike Pence, y el líder de la oposición venezolana, Juan Guaidó, declarado presidente en funciones por la Asamblea Nacional, se reunieron durante la Cumbre del Grupo Lima el 25 de febrero de 2019 en Bogotá, Colombia. La reunión se produce después de que Nicolás Maduro bloqueara la ayuda humanitaria en la frontera con Colombia en Cúcuta. (Foto: Luis Ramirez/Vizzor Image/Getty Images)

La siguiente carta abierta, firmada por 124 académicos de todo el mundo, está dirigida a la Oficina en Washington para América Latina -WOLA- y expresa una gran preocupación por el apoyo de WOLA a varios componentes de la política de la administración Trump hacia Venezuela.

Escribimos preocupados por la dirección que ha tomado WOLA con respecto a un asunto de vida o muerte, y posiblemente de guerra y paz, en América Latina. Esta carta es un intento de comprometerse con WOLA sobre su apoyo a varios componentes de los esfuerzos de la administración Trump para derrocar al gobierno de Venezuela.

Creemos que el esfuerzo de cambio de régimen de la administración Trump en Venezuela es incorrecto en todos los sentidos: moral, legal y políticamente. Dado que la guerra ha sido abiertamente amenazada por el propio Trump y sus altos funcionarios, este esfuerzo también corre un alto riesgo en términos de pérdida de vidas humanas y de miembros, así como de otras consecuencias imprevistas de la guerra y de la violencia política.

Por estas y otras razones, WOLA debería oponerse inequívocamente a este esfuerzo de cambio de régimen, al igual que los progresistas de todo el mundo se opusieron a la guerra de Irak de 2003. Pero no lo ha hecho. Más bien, ha respaldado gran parte de ella. La gente puede tener opiniones personales diferentes con respecto a la política interna de Venezuela o la mejor manera en que los venezolanos pueden resolver sus diferencias. Pero no hay duda de que la operación ilegal de cambio de régimen de la administración Trump está empeorando enormemente la situación y todos los que se preocupan por la vida humana y el derecho internacional deberían oponerse a ella.

“WOLA debe oponerse inequívocamente a este esfuerzo de cambio de régimen, al igual que los progresistas de todo el mundo se opusieron a la guerra de Irak de 2003”.

Lo más peligroso es la oposición de WOLA a las ofertas de mediación del Papa Francisco y de los gobiernos neutrales de México y Uruguay. WOLA  se ha referido a estas ofertas -que han sido llamadas el mecanismo de Montevideo- como un “no-comienzo”. En su lugar, WOLA ha elegido el Grupo de Contacto Europeo, que está dominado por Washington y los gobiernos aliados con sus sanciones ilegales y su esfuerzo de cambio de régimen, como el único lugar legítimo para que se lleven a cabo las negociaciones.

Dado que la administración Trump claramente no tiene ningún deseo de negociar, y lo ha declarado abiertamente, la elección de WOLA implica que no habrá negociaciones reales hasta que los otros gobiernos (europeos y latinoamericanos) del grupo estén dispuestos a hacer una ruptura limpia con Washington. Esto no es imposible, pero es poco probable en un futuro previsible. La elección de WOLA de un grupo negociador dominado por Trump ayuda a Trump y a su equipo de extremistas (John Bolton, Marco Rubio y Elliott Abrams) a rechazar el diálogo o la negociación.

WOLA incluso rechaza la participación de las Naciones Unidas en las negociaciones, que el Secretario General de las Naciones Unidas, Antonio Guterres, ha afirmado que su papel debería limitarse a la supervisión de una transición. La ONU es el organismo internacional que ha acumulado más experiencia y conocimientos en la mediación de crisis internacionales e intranacionales. Esto incluye mediar con éxito el fin de guerras civiles aparentemente intratables, como en El Salvador en la década de 1990. Esta experiencia, junto con la autoridad moral que tiene la ONU como el organismo internacional más representativo, significa que un proceso de mediación supervisado por ellos tendría mucha más legitimidad que uno dirigido por la administración Trump y sus aliados políticos.

WOLA ha sido ambigua sobre si apoya el reconocimiento de Juan Guaidó como “presidente interino”, una medida que automáticamente crea un embargo comercial además del actual embargo financiero. Esto se debe a que la fuente de casi todas las divisas del país proviene de las exportaciones de petróleo, aproximadamente tres cuartas partes de las cuales se destinan a países que se han unido al reconocimiento de Trump de un gobierno paralelo, y por lo tanto no se espera que paguen al actual gobierno de Venezuela por su petróleo. [1]

Esto privará a la economía de miles de millones de dólares de divisas, acelerando así el aumento de la mortalidad (incluida la mortalidad infantil y en la niñez) por falta de medicamentos y atención de la salud, así como el empeoramiento de la escasez de alimentos, un efecto que es ampliamente reconocido. Esto es profundamente inmoral. También viola el derecho internacional, incluyendo la Article 19Carta de la OEA, la Carta de las Naciones Unidas y muchos otros tratados internacionales que los Estados Unidos han firmado.

WOLA también ha tomado una postura ambivalente con respecto a las sanciones de Trump de agosto de 2017, ofreciendo algunas críticas pero también sugerencias para mejorar. Estas sanciones impusieron un embargo financiero ilegal (por las mismas razones que las anteriores) que ha sido devastador, paralizante de la producción de petróleo y, por lo tanto, ha privado a la economía de miles de millones de dólares en divisas necesarias para importaciones vitales. También impidió cualquier reestructuración de la deuda, así como la mayoría de las demás medidas que serían necesarias para salir de la depresión y la hiperinflación del país.

WOLA defendió estas sanciones argumentando que “complican las finanzas del gobierno de Maduro de tal manera que no tendrán un impacto inmediato en la población (aunque a largo plazo, probablemente lo tendrían)”. Esto es falso, como sabe cualquiera que esté familiarizado con las sanciones y la economía venezolana. La economía venezolana -no sólo el gobierno- depende de las exportaciones de petróleo para casi la totalidad de sus divisas. Eso es lo que paga las importaciones de medicamentos, alimentos y otras necesidades vitales, ya sea del gobierno o del sector privado.

“Es bueno que WOLA se haya distinguido de estas personas al oponerse a la intervención militar estadounidense y a la manipulación de la ayuda humanitaria con fines políticos. Pero eso no es suficiente”.

Estas posiciones no son defendibles desde un punto de vista humano, y tampoco lo es el aparente objetivo de la administración Trump de un cambio de régimen extralegal. ¿Por qué el equipo de Trump rechaza la negociación? Porque no quieren una solución de compromiso que sea necesaria para que coexistan las fuerzas políticas opuestas en un país polarizado. No les preocupan los costos humanos de una solución en la que el ganador se lo lleva todo; de hecho, es posible que para personas como Elliott Abrams y John Bolton, la violencia pueda ser vista como una parte integral de su estrategia para vencer al chavismo y a sus seguidores, o para obtener el control que tanto Trump como Bolton han declarado que quieren tener sobre las mayores reservas de petróleo del mundo.

Es bueno que WOLA se haya distinguido de estas personas al oponerse a la intervención militar estadounidense y a la manipulación de la ayuda humanitaria con fines políticos. Pero eso no es suficiente. Debería oponerse inequívocamente a toda la sórdida operación de cambio de régimen, a las violaciones del derecho internacional y a las sanciones ilegales que están causando tanto sufrimiento.

WOLA no debe pretender que esta operación de cambio de régimen externo dirigida por extremistas propensos a la violencia es en realidad un esfuerzo legítimo de la “comunidad internacional” para ayudar a resolver la crisis política y económica de Venezuela. Y lo más importante, WOLA debería abandonar la inverosímil afirmación de que el único proceso de negociación viable es el controlado por la administración de Trump y sus aliados, es decir, el Grupo de Contacto Europeo.

 1] La administración Trump posteriormente estableció algunas excepciones temporales para algunas compañías petroleras.

Firmado (afiliaciones utilizadas sólo con fines de identificación):

 

  • Greg Grandin, Profesor de Historia, Universidad de Nueva York
  • Noam Chomsky, Profesor Emérito, MIT
  • Sujatha Fernandes, Profesora de Economía Política y Sociología, Universidad de Sydney
  • Daniel Hellinger, Profesor Emérito de Relaciones Internacionales, Webster University
  • John Womack Jr. y Robert Woods Bliss Profesor emérito de Historia y Economía de América Latina, Universidad de Harvard
  • Steve Ellner, Editor Gerente Asociado de Latin American Perspectives
  • Richard Falk, Profesor Emérito de Derecho Internacional, Universidad de Princeton
  • Marisol de la Cadena, Profesora de Antropología, Universidad de California-Davis
  • Julio Yao, Profesor de Derecho Internacional Público, Agente de Panamá ante la Corte Internacional de Justicia y Asesor de Política Exterior del General Omar Torrijos durante las negociaciones del Canal.
  • Emir Simão Sader, Profesor de Sociología, Universidad del Estado de Río de Janeiro
  • Gerardo Renique, Profesor Asociado, Departamento de Historia, City College of the City University of New York
  • Mark Weisbrot, Co-Director, Center for Economic and Policy Research
  • Sinclair S. Thomson, Profesor Asociado de Historia, Universidad de Nueva York
  • Brad Simpson, Profesor Asociado de Historia, Universidad de Connecticut
  • Thomas C. Field Jr, Profesor Asociado, Embry-Riddle College of Security and Intelligence
  • Marc Becker, profesor de historia, Truman State University
  • Fred Rosen, editor y director retirado de NACLA
  • Forrest Hylton, Profesor Asociado de Historia, Universidad Nacional de Colombia-Medellín
  • Rosaura Sánchez, Profesora de Literatura, UCSD
  • Suyapa Portillo, Profesora Asociada, Pitzer College
  • Jocelyn Olcott, Profesora, Historia, Estudios Internacionales Comparativos, Género, Sexualidad y Estudios Feministas, Duke University
  • John Mill Ackerman, Profesor de Derecho, Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM)
  • Paul Ortiz, Profesor Asociado de Historia, Universidad de Florida
  • Bret Gustafson, Profesor Asociado de Antropología, Universidad de Washington en St.
  • Alexander Aviña, PhD, Profesor Asociado de Historia, Arizona State University
  • Julie A. Charlip, Profesora de Historia, Whitman College
  • Richard Stahler-Sholk, Profesor de Ciencias Políticas, Eastern Michigan University
  • Alex Dupuy, Profesor John E. Andrus de Sociología Emérito, Wesleyan University
  • José Antonio Lucero, Profesor Asociado de Estudios Internacionales, Universidad de Washington
  • Francine Masiello, profesora emérita de Ancker, UC Berkeley
  • Elizabeth Monasterios, Profesora de Literaturas Latinoamericanas y Estudios Andinos y Coeditora, Revista de Estudios Bolivianos, Departamento de Lenguas y Literaturas Hispánicas, Universidad de Pittsburgh.
  • Roxanne Dunbar-Ortiz, Profesora Emérita, California State University
  • Guadalupe Correa-Cabrera, Profesora Asociada, Universidad George Mason
  • Christian Parenti, Profesor Asociado, Economía, John Jay College CUNY
  • James Krippner, profesor de Historia de América Latina en Haverford College
  • William I. Robinson, Profesor de Sociología y Estudios Globales e Internacionales, Universidad de California-Santa Bárbara
  • James Cohen, Universidad de París 3 Sorbonne Nouvelle
  • Naomi Schiller, Profesora Asistente de Antropología, Brooklyn College, CUNY
  • Jeb Sprague, Universidad de Virginia
  • Victor Silverman, Profesor, Departamento de Historia, Pomona College
  • Aviva Chomsky, Profesora de Historia y Coordinadora de Estudios Latinoamericanos, Salem State University
  • Jorge Majfud, Profesor Asociado de Literatura Española, Literatura Latinoamericana y Estudios Internacionales, Universidad de Jacksonville
  • Maryclen Stelling, Directora Ejecutiva del Centro de Estudios Latinoamericano, Celarg,  Analista político y de Medios de Comunicación
  • Jeffrey L. Gould, Profesor Rudy de Historia, Universidad de Indiana
  • Jules Boykoff, Profesor de Ciencias Políticas, Pacific University
  • Gavin Fridell, Canadá Cátedra de Investigación en Estudios de Desarrollo Internacional, Saint Mary’s University
  • Margaret Power, Profesora de Historia, Instituto de Tecnología de Illinois
  • Dr. Jerise Fogel, Departamento de Clásicos y Humanidades, Montclair State University
  • Clara Irazábal, Profesora, Universidad de Missouri – Kansas City
  • Heather Williams, Profesora Asociada de Política, Pomona College
  • Kevin A. Young, Profesor Asistente de Historia, Universidad de Massachusetts Amherst
  • Robert Austin, Asociado Honorario, Departamento de Historia, School of Philosophical & Historical Inquiry , University of Sydney
  • Bill Bollinger, Estudios Latinoamericanos, California State University, Los Angeles
  • Susan Spronk, Profesora Asociada, Universidad de Ottawa
  • Gregory S Kealey, CM, FRSC, Profesor Emérito de Historia, Universidad de New Brunswick
  • Rosalind Bresnahan, California State University San Bernardino (jubilada)
  • Rich Potter, PhD, Profesor Asistente, Catedrático, Departamento de Artes de los Medios de Comunicación, The American Jewish University
  • Silvia M. Arrom, Profesora de Estudios Latinoamericanos de Jane, Emerita, Departamento de Historia, Brandeis University
  • Christopher Helali, estudiante de posgrado, Dartmouth College
  • Van Gosse, Profesor de Historia, Franklin and Marshall College
  • Charles Bergquist, Profesor Emérito de Historia, Universidad de Washington
  • Bob Buchanan Doctorado, Facultad, Goddard College
  • Francis Shor, Profesor Emérito, Historia, Wayne State University
  • Barbara Weinstein, Universidad de Nueva York
  • Jessica K. Taft, Profesora Asociada, Estudios Latinoamericanos y Latinos, Universidad de California en Santa Cruz
  • Renate Bridenthal, profesora emérita de Historia, Brooklyn College, CUNY
  • Hannah Gurman, Profesora Asociada Clínica, Escuela Gallatin, Universidad de Nueva York
  • Pamela S. Murray, Profesora, Departamento de Historia, Universidad de Alabama en Birmingham
  • Guillermo Calvo Mahe, escritor y comentarista político; ex presidente de Ciencia Política, Gobierno y Relaciones Internacionales de la Universidad Autónoma de Manizales.
  • Raymond Craib, profesor de historia, Universidad de Cornell
  • Shari Orisich, Ph.D., Profesora Asistente, Departamento de Historia, Coastal Carolina University
  • Fernando Leiva, Profesor Asociado, Departamento de Estudios Latinoamericanos y Latinos, Universidad de California Santa Cruz
  • William Smaldone, Profesor de Historia, Willamette University
  • Robert C. H. Sweeny, Profesor Honorario de Investigación, Departamento de Historia, Memorial University of Newfoundland
  • Joan Paluzzi, Ph.D. Antropólogo Médico
  • Robert Hannigan, Becario en Residencia, Historia, Universidad de Suffolk
  • Elizabeth Dore, Profesora de Estudios Latinoamericanos, Universidad de Southampton, Reino Unido
  • Sanford Kelson, abogado y árbitro laboral, ex presidente de Veteranos por la Paz.
  • Marian Mollin, Ph.D., Profesora Asociada de Historia, Virginia Tech
  • Osamah Khalil, Profesor Asociado, Historia, Universidad de Syracuse, Escuela Maxwell de Ciudadanía y Asuntos Públicos
  • Bruce Levine, J.G. Randall Distinguished Professor, Emeritus of History, University of Illinois at Urbana-Champaign
  • Gabriela F. Arredondo, Profesora Asociada y Directora del Departamento de Estudios Latinoamericanos y Latinos, Universidad de California en Santa Cruz
  • Patricia de Santana Pinho, Profesora Asociada, Departamento de Estudios Latinoamericanos y Latinos, Universidad de California, Santa Cruz
  • Lewis Siegelbaum, Jack y Margaret Sweet Profesor Emérito, Departamento de Historia, Michigan State University
  • Sylvanna Falcón, Profesora Asociada de Estudios Latinoamericanos y Latinos, Universidad de California, Santa Cruz
  • John Marciano, Profesor Emérito, SUNY Cortland
  • Shanti Marie Singham, Profesora de Historia y Estudios Africanos, Williams College
  • Ronald Grele, Universidad de Columbia
  • Sandi E. Cooper, Profesora Emérita, Historia, City University of New York
  • Robert Samet, Profesor Adjunto, Departamento de Antropología, Union College
  • Keith Brooks, UFT, NWU
  • Enrique Davalos, Profesor de Estudios Chicanos y Jefe de Departamento, San Diego City College
  • Naoko Shibusawa, Profesora Asociada de Historia y Estudios Americanos, Brown University
  • Celia E. Naylor, Profesora Asociada de Estudios Africanos e Historia, Barnard College, Columbia University
  • Arnold J. Oliver, Ph.D., Profesor Emérito de Ciencias Políticas, Universidad de Heidelberg
  • Jeff Cooper, Profesor de Historia, Santa Monica College (jubilado)
  • John Munro, Profesor Asociado, St. Mary’s University
  • Tanalis Padilla, Profesora Asociada de Historia, Massachusetts Institute of Technology
  • Karen Breda, Profesora, Universidad de Hartford
  • Pat Lauderdale, profesora y profesora de honor, Facultad de Justicia e Investigación Social, SST, Arizona State University
  • Pennee Bender, directora interina, American Social History Project/Center for Media and Learning, City University of New York-The Graduate Center
  • Dale L. Johnson, Profesor Emérito, Sociología, Universidad de Rutgers
  • John Beverley, Profesor Emérito Distinguido de Lenguas y Literaturas Hispánicas en la Universidad de Pittsburgh, y miembro fundador de los Socialistas Demócratas de América.
  • Rachel Elfenbein, Ph.D., autora, Engendering Revolution: Mujeres, trabajo no remunerado y maternidad en la Venezuela bolivariana
  • Judy Ancel, Presidenta, The Cross Border Network
  • Guy Aronoff, profesor de la Universidad Estatal de Humboldt
  • Jeffrey Erbig, Profesor Asistente de Estudios Latinoamericanos y Latinos, Universidad de California, Santa Cruz
  • Paul Alexander, profesor de inglés, San Diego City College
  • Liisa L. North, Profesora Emérita, Universidad de York, Toronto
  • Daniel Kovalik, Profesor Adjunto de Derecho, Universidad de Pittsburgh
  • Frederick B. Mills, Profesor de Filosofía, Bowie State University
  • Brooke Larson, Profesora, Departamento de Historia, Facultad Afiliada, Centro de Estudios Latinoamericanos y del Caribe y Facultad Asociada, Departamento de Estudios sobre la Mujer, el Género y la Sexualidad, Universidad Stony Brook.
  • Howard Brick, Louis Evans Profesor de Historia, Universidad de Michigan
  • Viviana Ramírez, BA (Hons), Dip. Profesor principal de español (jubilado) Departamento de Educación de Queensland (1994-2016), Australia
  • Amy Chazkel, Universidad de Columbia
  • Teishan Latner, Profesor Asistente de la Universidad Thomas Jefferson
  • Richard Grossman, Instructor, Departamento de Historia, Northeastern Illinois University
  • Chris Carlsson, autor, codirector, Shaping San Francisco
  • Tina Braxton, candidata al doctorado en historia, Georgetown University
  • Emilie Vardaman, instructora de inglés como segundo idioma, jubilada
  • Rupa Shah MD, FACC
  • Jodie Evans, CODEPINK
  • Roger Leisner, Radio Free Maine
  • Frank Brodhead, activista por la paz
  • Miguel Ramírez, Profesor de Economía, Trinity College
  • Esta obra está bajo una licencia Creative Commons Attribution-Share Alike 3.0 License

 

 

 

21 comentarios

  • oscar varela

    El ex miembro de la CIA, Edward Snowden, desvela cómo EE.UU. pudo provocar el “apagón” venezolano
    http://piensachile.com/2019/03/el-ex-miembro-de-la-cia-edward-snowden-desvela-como-ee-uu-pudo-provocar-el-apagon-venezolano/

     

    • Mª Pilar

      ¡¡¡Bieeeeen!!!
      pili

    • Carmen

      En las partidas de ajedrez lo que se suele sacrificar al principio es algún peón que otro. Pero la partida sigue. Veremos el próximo movimiento. Es que este ha sido demasiado evidente. La verdad es que Trump muy listo no parece. Eso sí que es importante.
      Veremos

  • Antonio Duato

    Estáis siguiendo con atención el problema de los apagones. Os agradezco esta atención a un tema tan difícil y tan trascendente para toda Nuestramérica.  Agradezco sobre todo a Oscar Fortin sus infos, criterios y enlaces.

    Y resuelvo ese misterio de comentarios que a veces quedan a espera.  Lo más frecuente, y se sugiere en la pantalla de quien lo envía, es “por ser el primero”. Pero hay otras causas:

    1. No haber puesto nombre o e-mail exactamente de la misma forma que otras veces. Sucede a veces, sobre todo si no se envía desde el ordenador habitual que recuerda el anterior.

    2. Por incluir más de cuatro enlaces. Ese fue el caso de los dos últimos de Oscar Fortin. Si hubiera sido un día ordinario lo habría visto y aprobado antes. Pero salí domingo tarde y noche, tras programar la entrada que sale hoy. Por cierto, veo que sale repetido y tendré que borrar uno de los dos. Tal vez lo habría puesto en columna central, pues me loe envió Oscar ante de ponerlo en comentario.

    • No dudo ni un segundo de lo que dice. Es verdad que mis correos que mando a ATRIO no llegan siempre.En este caso mío, mandé un correo, ayer, a don Antonio, con una version mejorada de mi texto, pero ayer no estaba y puede ser que mi correo lo le había llegado.Me parece que la version mas completa en termino de escritura es la del comentario que hice en RD y que le puso como comentario. Pero, en eso no me meto, es asunto de ATRIO. Gracias don Antonio por sus buenas palabras y su sencillez al decir las cosas. Buen dia a todos y todas

  • Carmen

    No entiendo, no sé exactamente lo que está sucediendo en Venezuela. Pero me temo que el problema que tiene es que EEUU, China y Rusia quieren su petróleo y , por lo que he leído por ahí, también tienen oro y minerales de esos que ahora son muy necesario para todo esto de la tecnología.

    Pero el problema no es sólo que esas tres potencias lo quieran, es que no están dispuestas a que las otras tengan acceso a esos recursos. A ver cómo sale Venezuela de esta. No creo que importe mucho a estos tres países el pueblo de Venezuela, ni si el grado de democracia es alto o bajo. De  esas  cosas sacarán lo necesario para manejar a la opinión pública. Pero nada más. El juego es otro.

    Y claro, luego están los aliados, que por unos intereses u otros de manifiestan a favor o en contra de Maduro. No creo que la iglesia católica apoye oficialmente a Maduro, porque es imposible. Solamente hay que echar un vistazo rápido a qué apoyó durante el siglo XX.

    Por supuesto que a nivel personal habrá jesuitas y sacerdotes normales que se suban por las paredes, indignados. Pero oficialmente no se puede esperar otra cosa. La iglesia es lo que es, no lo que a muchas personas les gustaría que fuera.

    Y EEUU, pues ya saben: America first.

    Ese es el problema de fondo. Dispuestos a sacrificar lo que sea para conseguir sus objetivos y además queriendo convencer de que lo hacen porque se preocupan por el pueblo venezolano . Alucinante.

    Pero para alucinación en colores, el personaje de Guaidó, dicho con todos mis respetos. No me refiero a este señor como persona, sino como personaje. El otro día , cuando lo vi encima de un coche, pensé: ahí lo tienes, se cree un superhéroe. Carman. Car-man, que escribiría Óscar Varela.

    En fin.

    Mucha suerte a todos. La vamos a necesitar.

    • Gracias Carmen por su comentario. Yo considero como normal que los países tengan, cada uno por su lado, intereses. Lo importante es que les consigan en el respeto del derecho internacional y conforme a las Constituciones de cada pais. En otra palabra, de forma civilizada.

  • Asun Poudereux

    No se ve el comentario de Oscar Fortín ¿?

    • Yo lo veo con la indicación que dice: Su comentario está a la espera de ser aprobado por el moderador, tal vez por ser el primero.

      Es lo que no entiendo ?”por ser el primero”?

      Gracias por llamar la atención sobre la ausencia de mi comentario en la pantalla.Puede tener una idea de mi comentario sobre RD donde yo comento la declaración de los jesuitas sobre Venezuela.

      Al mismo tiempo que mas de cien intellectuales del mundo mandan (1) una carta a la Oficina en Washington sobre A.L. (WOLA), la derecha religiosa de Venezuela, encabezada por obispos, 19 jesuitas y 51 laicos y sacerdotes, dan cuenta de las conclusiones a las cuales llegaron en su reunión, en Perú, del 4 al 7 de marzo. Parece que Lima es el centro para las reuniones de los grupos anti-chavistas. Se trata de conclusiones que se conforman con lo que el episcopado venezolano se hizo promotor, desde la llegada del chavismo, al saber, las denuncias del gobierno que sigue siendo el gran responsable de las crisis humanitarias que afectan al pueblo, de la violencia generada en el país, de los presos políticos etc. No hay sorpresa que los jesuitas seleccionados sean de los que comparten el punto de vista del padre general (2) que ya se ha expresado sobre el chavismo que no puede conducir a la verdadera democracia. No pienso que sea el pensamiento de la mayoría de los jesuitas de A.L., tampoco de los cristianos que acompañan al gobierno chavista bajo la presidencia legitima de Nicolás Maduro. Al parecer, el jesuita Numa Molina, no hacia parte de ese grupo de jesuitas. El 5 marzo, recordaba, en tweeter, el sexto aniversario de la muerte de Chávez (3). Mientras sus colegas discutían sobre como derrotar el chavismo, él denunciaba, con el pueblo y el gobierno, el acto terrorista del apagón electrica en todo el país. Relacionado a las elecciones reclamadas por la oposicion y por el genera de los jesuitas, el dice, el 27 de febrero 2019 lo siguiente: “El diálogo en VENEZUELA no puede ser bajo el falso argumento de “elecciones libres y transparentes” irrespetando elecciones del 20M. Eso es violación de la Constitución y no se puede dialogar sacrificando la Constitucionalidad de la República.” en otra ocasiion dice el 26 de febrero: ” Los Estados Unidos “Usan al pueblo venezolano como un rehén para doblegar la voluntad de nuestro gobierno” Dr. Samuel Moncada embajador de Venezuela ante la OEA.”

      Numa Molina no es unico a pensar asi. Los 100 intellectuales mas importantes de ÉU piensan asi.

      (1) http://www.atrio.org/2019/03/17164/

      (2) https://www.youtube.com/watch?v=203ueL8FhWU&feature=youtu.be

      (3) Chávez, ya hace seis años que te eternizaste en el tiempo. Tu secreto: el amor al pueblo humilde y tu encarnizada lucha por defenderlo de quienes lo habían ignorado siempre. Por eso tu presencia será cada día más viva en los pueblos del mundo

      https://www.vtactual.com/…/la-iglesia-catolica-se…/

      Me gusta · Responder · 11 h

  • Asun Poudereux

    Me permito insertaros en  este espacio de hipocresía en los fines, un estudio sobre la maldad y el llamado factor D, que he copiado del Boletín semanal de E. Martínez Lozano. Gracias.

     
    IDENTIFICAN EL ORIGEN COMÚN DE LA MALDAD HUMANA
      Una investigación ha identificado el origen común de la maldad humana: se llama “Factor D”. Agrupa a nueve comportamientos maliciosos que expresan el núcleo oscuro de la personalidad: el afán de poner por encima de los demás y de la comunidad, a cualquier precio, los intereses propios.
      Una investigación en la que han participado científicos daneses y alemanes ha identificado el origen común de la maldad humana y lo han llamado el “factor oscuro de la personalidad” o “Factor D”.
       Según esta investigación, el “Factor D”  es la tendencia general a maximizar el interés individual sin tener en cuenta, de manera malintencionada, el daño que ese comportamiento puede tener sobre los demás, ni la inutilidad de su comportamiento.
        Todos los rasgos oscuros de la personalidad se explican por esta tendencia psicológica a poner los intereses personales por encima de cualquier otro interés, ya sea de otra persona o comunidad, según esta investigación.
      Esta tendencia se expresa incluso cuando se disfruta haciendo daño a los demás. Una  serie de creencias sirven como justificaciones que evitan los sentimientos de culpa, vergüenza o similares, en las personas que actúan de esta manera.
        Esta investigación aporta también una compilación de los rasgos oscuros de la personalidad más frecuentes, acompañados de sus respectivas definiciones. Pueden agruparse en nueve.
    Nueve rasgos oscuros      
        El egoísmo es el primero de ellos y puede definirse como la preocupación excesiva por el beneficio propio a expensas de los demás y de la comunidad.
        El segundo es el maquiavelismo,  una actitud manipuladora e insensible hacia los demás, acompañada de la convicción de que el fin justifica los medios.
        La desconexión moral es el tercero de los rasgos oscuros de la personalidad y se define como un estilo de procesamiento cognitivo que permite comportarse de manera amoral sin sentir remordimiento alguno por ello.
       El narcisismo, cuarto rasgo, se define como una auto-admiración excesiva, acompañada de un sentimiento de superioridad y de una necesidad extrema de atraer constantemente la atención de los demás.
         La creencia persistente de que uno es mejor que los demás y que por lo tanto merece ser tratado mejor, es el quinto rasgo oscuro de la personalidad y se llama derecho psicológico.
        La psicopatía, sexto rasgo, se define como la falta de empatía y autocontrol, a lo que se le agrega un comportamiento impulsivo.
         El sadismo es el séptimo rasgo y se define como el deseo de infligir daño mental o físico a otros por placer.
        El interés propio (entendido como el deseo de promover y destacar el propio estatus social) y el rencor, definido como destructividad y disposición a causar daño a otros, incluso si uno corre el riesgo de infligirse daño a sí mismo, son respectivamente el octavo y noveno rasgos oscuros de la personalidad establecidos en esta investigación.
    Núcleo oscuro

         Según los autores de este trabajo, la mayoría de estos rasgos oscuros se pueden entender como manifestaciones de una única disposición subyacente común: el “núcleo oscuro” de la personalidad. En la práctica, esto implica que, si se tiene tendencia a mostrar uno de estos rasgos oscuros de personalidad, también es más probable que se tenga una fuerte tendencia a mostrar otros de los rasgos oscuros.

        Ingo Zettler, autor principal de esta investigación, explica al respecto en un comunicado que en una persona determinada, el “Factor D” puede manifestarse principalmente como narcisismo, psicopatía o cualquiera de los otros rasgos oscuros, o bien como una combinación de varios.

       “Nuestra gráfica del denominador común de los diversos rasgos oscuros de la personalidad, permite establecer que determinada persona tiene un “Factor D” alto. Esto se debe a que el “Factor D” indica la probabilidad de que una persona participe en el comportamiento asociado con uno o más de estos rasgos oscuros”, dice Zettler.

        En la práctica, esto significa que una persona que exhibe un comportamiento malévolo particular (como que le gusta humillar a otros) tendrá una mayor probabilidad de participar también en otras actividades malévolas (como hacer trampas, mentir o robar).

    2.500 encuestados

     Aunque los nueve rasgos oscuros pueden dar lugar a tipos específicos de comportamiento, sin embargo, en su núcleo, generalmente tienen mucho más en común que lo que los diferencia.

       Por ello, el conocimiento de este “núcleo oscuro” puede jugar un papel importante para los investigadores o terapeutas que trabajan con personas con rasgos específicos de personalidad oscura, ya que es este “Factor D” es  el que determina diferentes tipos de comportamientos y acciones humanas imprudentes y maliciosas.

      “Lo vemos, por ejemplo, en casos de violencia extrema, incumplimiento de normas, mentira y engaño en los sectores corporativo o público. Aquí, el conocimiento sobre el “Factor D” de una persona puede ser una herramienta útil, por ejemplo, para evaluar la probabilidad de que la persona vuelva a delinquir o participe en conductas más dañinas”, afirma Zettler.

       Para llegar a estas conclusiones los investigadores encuestaron a más de 2.500 personas a las que, a través de una intensa batería de preguntas relacionadas con los comportamientos oscuros, estudiaron sus actitudes hacia la agresión o la impulsividad y sus comportamientos egoístas y poco éticos.

    _________________________________
     
     Referencia:
    The dark core of personality. Moshagen Morten et al. Psychological Review, DOI:http://dx.doi.org/10.1037/rev0000111    
     
    Tomado de Tendencias21:
     
    https://www.tendencias21.net/Identifican-el-origen-comun-de-la-maldad-humana_a44780.html

    • Mª Pilar

      Estas personas….
      ¡Ya eligieron a quien servir y “adorar”… a cualquier precio!

      Cuanto habría que hablar de este tema, especialmente, en un lugar… que yo se muy bien… y tristemente, como lo ha trucado.

      Un abrazo Asun.
      mª pilar

  • Al mismo tiempo que mas de cien intelectuales del mundo mandan esta carta, la derecha religiosa de Venezuela, encabezada por obispos, 19 jesuitas y 51 laicos y sacerdotes,  dan cuenta de las conclusiones  sacaron de su reunión, en Perú, del 4 al 7 de marzo. Parece que Lima es el centro designado para las reuniones de los grupos anti-chavistas. Se trata de conclusiones que se conforman con lo que el episcopado venezolano y el Vaticano se hicieron promotores, desde la llegada del chavismo,  al saber, las denuncias del gobierno chavista que sigue siendo el gran responsable de las crisis humanitarias que afectan al pueblo, de la violencia generada en el país, de los presos políticos etc.  No hay sorpresa que los jesuitas seleccionados sean de los que comparten el punto de vista del  padre general que ya se ha expresado sobre el chavismo del cual no se puede esperar una verdadera democracia. El titulo que encabeza esa declaración de Lima es que Los jesuitas de A.L. denuncian la “pasión cotidiana casi inaguantable” de los venezolanos. No pienso que sea el pensamiento de la mayoría de los jesuitas de A.L. ,tampoco de los cristianos mayoritario que  acompañan al gobierno chavista.  Al parecer, el jesuita Numa Molina, parroco en Caracas, no fue invitado, pues en esos días, estaba presente junto al pueblo. El 5 marzo, recordaba ,en tweeter, el sexto aniversario de la muerte de Chávez.  Mientras sus colegas discutían sobre como derrotar el chavismo, él denunciaba, con el pueblo y el gobierno,  el acto terrorista d’el apagón generizado en todo el país.  Yo encuentro ese comportamiento de la institución eclesial venezolana, obispos y jesuitas incluidos, como algo de muy triste. Pienso que al escándalo de los abusos sexuales seguirán los escandallos de la corrupción política.
    https://www.vtactual.com/es/la-iglesia-catolica-se-comporta-en-venezuela-como-otro-partido-politico-de-oposicion/
     
     
    https://www.youtube.com/watch?v=203ueL8FhWU&feature=youtu.be

  • Mª Pilar

    ¡¡¡Por favor!!! ¿No hay nada que pare esta barbaridad tan descarada?

    ¿Como la comunidad internacional, puede estar callada ante tanto descaro y crueldad?

    ¡No lo puedo comprender!

    Y si siguen adelante, será el principio de otra gran guerra, porque no tendrán suficiente con una parte del “pastel” querrán todo cuanto se les permita coger a su antojo.

    ¿Cómo es posible, que se consienta el nada sentido común de un presidente, que desea gobernar todo aquello que resulte beneficioso para… ¡él! ?

    mª pilar

  • ana rodrigo

    Con el permiso de Antonio T., firmo su comentario con el que estoy de acuerdo completamente.

    Con las necesidades que está sufriendo Haití y tantos otros países del mundo, y el nulo interés por esos pueblos, dejan en evidencia a estos dirigentes políticos sus vergüenzas y sus miserables razones para hacerle la vida imposible a Venezuela, ¡el maldito petróleo!

    La carta de estos 124 académicos de todo el mundo es una gota de agua en el desierto. Ojalá empiece a movilizarse la comunidad internacional, descartando, por supuesto a EEUU y su compinche la UE, que ya se ha quitado la careta dejando al descubierto su nula catadura moral, su hipocresía y su incompetencia como dirigentes del mundo.

    Hoy el títere autoproclamado presidente, ya habla de una intervención militar extranjera, ¡horror!

     

  • En estos momentos Venezuela está sufriendo UN ATAQUE TERRORISTA  del IMPERIO YANKY. El fulano Gaidó ya lo dijo : Estamos invirtiendo en cadáveres. Llevaban alambres de espino en su ayuda humanitaria. Ahora les atacan cortando su electricidad atacando a la central hidráulica más grande del mundo ¡¡¡¡Criminales, TERRORISMO PURO Y DURO. ¡¡¡Es lo que siempre han hecho. Esta vez a cara descubierta, sin derribarse otras  torres o puentes propios de falsa bandera. ESTE PRESIDENTE SIGUE LA SENDA DE Truman con Hiroshima y Nagasaki. ¡¡¡No hay justicia para ellos!!! Son impunes. Pueden hacer lo que hacían HITLER Y SUS SECUACES : Matar con total impunidad¡¡¡ El mundo entro debía mostrarle su repulsa, pero esos dirigentes tan valientes con los débiles, y SUMISOS ANTES ESTOS NUEVOS BÁRBAROS ANGLOSAJONES¡¡¡¡

Deja un comentario