Temas

Tablón de ATRIO

Anterior Siguiente
Último: 9-9-19, 17:49

Floren (2019-09-09 17:49:55) : Papa Francisco, ¿pastor o gobernante? http://cartujoconlicencia.blogspot.com/2019/09/el-papa-francisco-pastor-o-gobernante.html

José María Rosell (2019-09-01 21:51:18) : Pequeño video que explica de forma sencilla las inmatriculaciones de la iglesia: https://youtu.be/Dl8Jcu8zWe8

Equipo Atrio (2019-07-26 22:56:17) : Un excelente programa colombiano de TV: MARIA MAGDALENA, UNA LEYENDA HECHA MUJER... por Carmiña Navia.

Floren (2019-04-24 11:45:39) : LA VERDAD DE LA PASCUA. http://cartujoconlicencia.blogspot.com/2019/04/la-verdad-de-la-pascua.html

Equipo Atrio (2019-03-08 21:55:38) : Delcy Rodriguez, vicepresidenta de Venezuela, denuncia al criminal apagón en Venezuela criminal apagón en Venezuela [vídeo de 6 min.]

Equipo Atrio (2019-02-18 09:39:18) : Amplio y clarificador programa sobre Venezuela: La hojilla/a> ¡Magnífico analista argentino Marco Teruggi! ¡Larga charla pero imperdible!

Equipo Atrio (2019-01-09 12:31:08) : Entrevista a Tamayo en la Sexta: La Iglesia española sigue siendo franquista

Floren (2018-11-19 19:50:09) : Floren de Estepa escribe en su blog: CARTA A UN JOVEN QUE NO QUIERE VOTAR

Equipo Atrio (2018-11-16 10:06:45) : La verdadera despedida de Steve Jobbs Disgurfso de graduación https://www.youtube.com/watch?time_continue=12&v=vXJYrrLGNAo

» Pon una nota




Autores

Archivo de entradas

4951 Artículos. - 79503 Comentarios.

Lo que trato de vivir, y me va muy bien.

      Los debates, propuestas e interrogantes que las personas interesadas en la consecución del Reino de los Cielos, de intentar realizar el proyecto de Jesús el Galileo, de abordar la reforma de las estructuras de la Iglesia Católica Romana, corren el riesgo de no llegar a diseñar los pasos a dar y permanecer en un tipo de intercambio de pareceres que puede recordar al de los teólogos interesados en discernir el sexo de los ángeles.

      He nacido, crecido, me he hecho hombre adulto en el seno de la Iglesia, católica por supuesto, lo que agradezco por lo que en ella he recibido y vivido. En mi vida he conocido y sufrido las deficiencias, dificultades y miserias de la institución y sus miembros, incluido yo mismo, por supuesto. El mea máxima culpa lo creo con la misma convicción que espero en la vida del mundo futuro. Que ahora se busquen límites a la conciencia de culpa está muy bien. Pero los disparates, errores y el mal que yo he hecho, igual que los demás, se le llame como se quiera, está ahí. Así que menos lobos.

      Practico desde hace muchos años el ser fiel a mi propia conciencia en mi vida de cristiano del común de mártires y confesores. O sea:

      1/ Acepto sencillamente que sólo Uno es bueno. Que hace salir el sol sobre unos y otros y deja en paz a la cizaña igual que al trigo. Vivo en paz con unos y otros y dejo vivir.

      2/ No hay padre en la tierra. Soy huérfano desde niño. Tampoco en la Iglesia hay padres. No hay doctores en la iglesia. Uno solo es el maestro y hay una cartilla donde dice El lo que hay que hacer. Los demás enredamos. Y somos todos iguales.

      3/ Oro entrando en mi cuarto, cerrando la puerta y callando.

      4/ No sirvo a Dios y al dinero.

      5/ Las leyes, todas, están hechas para el hombre. También las que los hombres que dicen que hablan en nombre de Dios publican como divinas. Cuando tengo que saltarme una norma, lo hago a piola.

      6/ Con dos o tres reunidos en nombre de Jesús, estamos todos. No es menester mucho más para estar en la iglesia.

      7/ Conozco a las personas por sus frutos, no por lo que dicen. A mi el primero, pero también a todos mis compañeros.

      8/ El plan de trabajo: curar enfermos, ayudar a ver a los que no ven, liberar cautivos y desoprimir oprimidos, calmar las hambres y las muchas sedes, acoger a los caminantes, decir a los zorros que reinan que solo son zorros. Ese trabajo es de diario y hasta el último día. No hay vacaciones.

      9/ La vida no termina, cambia. Vita mutatur, non tolitur. Resucitaré en el último día.

      10/ El Espíritu sopla donde quiere y no sé, ni he sabido, ni sabré nunca de dónde viene y a donde va.

      11/ Lirios del campo, yerba que hoy es y mañana está quemada, pájaros que se venden por un cuarto pero que no caen sin que el Uno lo sepa, adulteras que obligan a mirarse con la piedra en la mano y dar media vuelta, perdones de hasta cuatrocientas noventa veces…..esa es mi gente, mi fe y lo que me encanta del Señor.

      12/ Y la cruz. Jesús muerto en la cruz. Y hoy, aquí junto, manteniendo mi interés por El y por seguirle.

      Fui destinado a La Atunara de La Línea el año qué murió don Francisco, Franco of course. La iglesia está en la misma orilla y el cuarto del cura estaba en el terrado junto al campanil con el Peñón al fondo y África en el horizonte. El primer día que dormí allí, bajé a la salida de los barcos, a las cuatro menos cuarto de la mañana, iba con sotana y colaríum romanum pues venía directamente de Roma, donde había estado destinado un año, y Antonio un pescador al darle la mano me miró y sonriendo con malicia me dijo “padre, hay gente pa tó”.

      Alberto Revuelta

22 comentarios

  • Antonio Rejas

    Los doce puntos que resumen la ética practicada por Alberto Revuelta merecen mi admiración,

    añadiendo que el nº 8 es para mí el epílogo de la docena.

  • Asun Poudereux

    Gracias, Alberto, por este compartir.

    ”Hay gente pa tó”

    ¿Un toque que nos sonríe y se torna sonrisa en nosotros?

    Ahora bien:

    •Si es la mente la que habla, entiende y se para en la diversidad como separación, no puede dejar de emitir juicio, con una posible aceptación a lo que hay.

    •Si es desde otro modo de conocer, evitando lo dual, ve en lo manifestado la diversidad y las diferencias, como no puede ser de otra forma, en una unidad de fondo. 

    Y ahí se para. Comprende que lo Real es Uno en todos. Y mucho más que todos.

    Quiero decir con esto, que otras serían las relaciones e interrelaciones humanas, si en ellas se vieran las diferencias

    – imprescindibles

    -e ilimitadas en su diversidad,

    como riqueza.

    – Y no como motivo de juicio, separación y confrontación.

    Se frenaría la imparable vuelta a empezar en eliminar con poda y siega, la supuesta aniquilación de lo que la mente tacha de diferente e inoportuno, siendo como somos, aunque no iguales, lo mismo.

  • M.Luisa

    Por supuesto que es de gran valía los doce puntos en los que Alberto resume su ética de vida, y los son no sólo porque a él, como dice, su práctica  le ha ido muy  bien sino porque al compartirlos, al dárnoslos a conocer  se nos descubren   como sabidos o familiares. Por tanto, descartada toda coincidencia sería procedente  preguntarnos por el sentido que los  fundamentaría.

    Si de fundamento se tratase,  entonces no cabe duda que para un cristiano    el fundamento es  el Reino anunciado por Jesús.  Por lo que esto me lleva a disentir, al menos, en cuanto, leo que  se considera riesgo  el abordar los equívocos que históricamente  con respecto al  Reino se han apreciado    dentro de  la iglesia, reduciéndolo   a meras reglas de vida, como me ha parecido entender del comentario del amigo Santiago.

    ¿Por qué no considero riesgo el hecho de debatir esa cuestión?

    La consecución del Reino es tarea humana aunque independiente  de los  intereses que los humanos pongamos  en ella a modo como  a veces se hace  para conseguir la realización de algo.  No se trata de intentar realizar el proyecto de Jesús,  sino de irlo realizando conforme se van  siguiendo  sus pasos.  Los pasos ya están dados! por eso no hace falta diseñarlos de nuevo y por tanto desaparece  ese infundado  riesgo.

    Por suerte, algo queda de esos primigenios pasos  por debajo del pisar institucional.    La consecución del Reino no conlleva por nuestra parte  acción alguna. Así pues más   que consecución cuyo término  connota implícitamente una acción, a mi modo de ver  se trataría mejor  de un  consentimiento, o  de una colaboración.

    Un seguimiento aprehensivo  cósmicamente, es decir,  sensible-materialmente   pero  realizándolo formalmente  “en” la realidad  en la que, a la vez,  estamos y somos. Vivimos y nos movemos,  y es por esto, por esta sucesión de hechos que nos puntúa A. Revuelta que se  le va  dando al Reino su forma real.

    Por eso el Reino de Dios  es anuncio y proyección a la vez. Para mí, esta   comprensión de base es lo que explicaría la  coincidencia que para much@s ha significado esa práctica de vida que nos presenta Alberto.
    ———————–

    Por los artículos nuevos que se han ido colocando me doy cuenta que voy un poco retrasadilla. A ver si espabilo!!

  • ana rodrigo

    No dispongo del tiempo suficiente en este momento para hacer un comentario como se merece este fantástico post, solamente agradecerle una vez más a Alberto sus relatos-reflexiones, llenos de humanidad y de espiritualidad.

  • oscar varela

    Gracias Alberto!

    La Verdad es la coincidencia con uno mismo.

    ¡Vamos todavía!

  • Honorio Cadarso

    Ah! y gracias, Mari Carmen. Yo no me voy de la iglesia, porque la iglesia de Jesús está más con los ideales de la izquierda que con los del otro lado. Y creo que con mi presencia estoy contribuyendo a que los fieles se vayan escorando hacia posiciones de izquierda, que los pastores de esta iglesia de hoy tengan más “tufo” de oveja, que la iglesia sea cada vez más cercana a las víctimas de tanta injusticia, que la púrpura y las tiaras y solideos se vean cada vez menos.

    Respeto a los que prefieren irse, y creo que Dios será justo con ellos, y también lo será con los que han tirado el pellejo con que se vestían y han tomado sedas y púrpuras y capisayos de príncipes medievales.

  • Honorio Cadarso

    Lo que pasó hay que darlo por pasado, lo que hicieron lso curas vascos represaliados por el gobierno y por la jerarquía católica es agua pasada, su denuncia sigue viva porque el problema sigue vivo a pesar de una Transición que ha cambiado algo para no cambiar (casi) nada…

    El trabajo que ellos hicieron tiene que seguir, “no miréis al cielo, varones galileos” decían los ángeles a los que veían a Jesús subir y subir y subir… Seguimos siendo el país que fabrica y comercializa armas de matar inocentes, el país del ladrillo como industria puntera, la muralla del neoliberalismo frente al Africa que se muere de hambre. A ellos, a los curas que pelearon en su momento, les sobran los elogios, les resbalan las torturas. Ellos nos llaman a seguir su pelea por la libertad, los derechos humanos, los pobres. No hay otra religiosidad que esa…

  • Santiago

    Muy bueno Alberto tu Dodecálogo donde expresas tu plan de vida cristiano y la regla por la que practicas  tu fe…Como dices todos somos conscientes de nuestras culpas, en un grado mayor o menor, ya que nosotros somos y hemos sido responsables de nuestras acciones…y en nuestra contrición dejarlas en la profundidad de la Misericordia del Señor.

    Por eso, el primer paso para la conversión de todos nosotros, será comenzando por reformarnos individualmente siguiendo más de cerca a Jesucristo como tú intentas. Entonces, y solo entonces, podremos influir en aliviar el sufrimiento de los demàs y convertirlos al bien…ya que, para los que siguen a Jesús, esta conversión espiritual es más valiosa que todo lo demás. Jesús curaba principalmente el  e s p í r i t u  pues de nada vale conquistar todo el mundo si perdemos la vida en El que es eterna.

    Por eso, ante las crisis tenemos que tener la mirada hacia el carisma de la fe  de  la Iglesia, infundida a Ella por el mismo Jesus para nuestra salvación a través del ministerio, pero la dignidad del ministro no interfiere con la recepción de la gracia sacramental  de. la  Iglesia…Está gracia se nos da a todos a través del ministerio ordinario del inmenso tesoro presente en Ella…del que pueden aprovecharse todos los que creen en el Evangelio de Jesús.

    Lo realmente valioso e importante es seguir a Jesús de Nazaret.

    Saludos cordiales

    Santiago Hernández

     

  • Guillermo

    Alberto, hermano, qué bien me hacen tus ideas y tu buen decir. En la puerta de los 86, ya no me da el cuero para andar meneándome por ahí, como fue con los hermanos en situación de calle, con los y las comprometidos con el movimiento de los trabajadores, con los adultos/as necesitados de aprender a leer  y escribir (¡lo hicimos con el método cubano YO SÍ PUEDO! -con alegrías mil). Pero como puedo y desde donde puedo, sigo aguantando el trapo y agradeciendo al Dios que nos mostró Jesús, que no siempre es el que nos quieren contrabandear algunos clérigos. Te saludo como me enseñaron los capuchinos vascos que me aguantaron diez años: ¡PAZ Y BIEN!

    GUILLERMO.

  • Honorio Cadarso

    A mí la rebeldía de los curas vascos de los años sesenta frente al fascismo y la dictadura y la complicidad de obispos y altas Jeraquías de la Iglesia con esa misma dictadura me inspiran un juicio más severo que el tuyo, amigo Revuelta. Hay una denuncia de aquellos curas vascos que pasaron por la cárcel “concordataria” de Zamora, presentada ante la Juez argentina Servini que puedes leer en Internet. Pero ni los Gobiernos surgidos surgidos de la Transición ni la Iglesia jerárquica han dado signos de excusa o de petición de perdón. Ningún sacerdote de los 16 que fusilaron los “nacionales” ha recibido más que un funeral a los tantos años de su muerte, mientras sacerdotes y seglares fusilados en el lado republicano han sido subidos a los altares a centenares…

    ¿Cómo debo relacionar este tinglado eclesial con mi fe en Dios Padre y en Jesús Maestro? ¿Cómo relacionar al arzobispo que asistió a la proclamación de Leonor como princesa de Asturias en el momento en que sus amigos de entonces rendían, rendíamos nuestro homenaje funeral CIVIL a Periko Berrioategortua, un cura que echó de su habitación con cajas destempladas al Obispo de Bilbao Gúrpide cuando fue a visitarle a la clínica donde estaba operado diciéndole: “Usted, que me ha prohibido predicar y ejercer el ministerio, me viene a visitar…Vuélvase por donde ha venido” O algo parecido. Periko, que llenaba la iglesia los domingos, que sigue siendo querido por el pueblo, que en su esquela mortuoria pidió figurase, no una cruz cristiana, sino un lauburu, símbolo de Euskalherria?

    Periko, con olor a oveja y rebaño, frente al arzobispo de Oviedo, con olor a monarquías borbónicas y vestidos de púrpura? ¿Qué tiene que ver la iglesia de Periko con la del que vimos a esa misma hora del homenaje en la Cueva de la Santina de Covadonga?

    Creo que deberíamos hablar más con los pies en el suelo, con todo el peso de nuestra carne pecadora sin alas de arcángeles…

    • Alberto Revuelta

      Perdón, Honorio, yo solo hablo con mi carne pecadora. No tengo otra. Si los curas vascos estuvieron presos, servidor, laico en aquel entonces, estuve en carceles y calabozos franquistas que eran los únicos que había y no me he muerto ni hago gala de lo que muchos compañeros vascos y catalanes y andaluces y levantino vivimos. Aquello pasó. No soy monarquico ni arzobispo de Oviedo. Lo que he escrito es lo que creo, práctico y vivo. Agur, agur.

    • carmen

      Me va usted a matar y con razón.
      Me encanta leerle,se le ve a usted con una fuerza envidiable. Mi padre también se llamaba Perico y tenía un carácter parecido al de su amigo Periko.

      Pero…permítame que le diga una cosa: no tiene usted que relacionar el tinglado eclesial con su fe en Dios Padre y en Jesús maestro. Pierde el tiempo. Es imposible relacionarla, porque no hay tal relación. Tengo la impresión de que la mayoría de personas que escribe aquí son mayores y han tenido en algún momento de su vida una estrecha relación con la iglesia. Y cada uno ha salido adelante como ha podido. Son supervivientes, por eso les he cogido tanto cariño.
      Pero no se equivoque, o aquí hay dos señores que se llaman Alberto Revuelta, o este mismo señor ha escrito uno de los artículos más duros contra la iglesia en este blog. Y con su estilo seguro y demoledor. Pero tengo la sensación de que en un momento de su vida decidió vivir su fe mandando a hacer puñetas a la iglesia.
      Pues mande a hacer puñetas a la iglesia. Ya le va tocando. Aunque algo me dice que no va a poder. Usted es como su amigo PeriKo, como mi padre, Perico y como yo.
      por fa, no se enfade conmigo.
      Un abrazo.

  • Pedro Bosch

    Solo hay un Padre que está en la tierra.

    En la tierra no se puede ser huérfano, ese  Padre nos cuida.

    Como dice Juan Mateos, “Padre del cielo”, pero no que estás en los cielos.

    Está en Su Gloria, pero no en el Cielo, porque sus hijos estamos en la tierra.

    Gracias Alberto por todo lo demás

  • Ateo?

    Pues a mí este vídeo me produce desasosiego. A lo mejor es que me falta nivel. Nunca me he sentido una buena cristiana, pero leyendo a este señor, creo que no soy nada cristiana. Jamás murió dios en la cruz. Al menos para mí. Pero debe de ser que no entiendo. Sin embargo si entiendo a Nietzsche cuando dice que dios ha muerto .

    Es que soy muy rara.

    En fin.

  • Isabel

    Siempre un placer leer sus escritos, Alberto.

    En uno de los puntos, “Las leyes, todas, están hechas para el hombre”, recalcaría que sí, pero con el matiz de que hechas para el hombre y por el hombre literalmente, sin hombre genérico.

    Por lo demás en su práctica veo la realidad Dios tal como la reflexiona el ateo Zizek en este vídeo, eso me parece.

    https://youtu.be/iLiAEGobHMY

     

    • Alberto Revuelta Lucerga

      Con el lío mental, linguistico, teológico y devocional que padecemos los cristianos hoy, pudiera producir un cierto rechazo íntimo confesar que Cristo es Dios y que es Dios quien muere en la cruz masacrado por la historia que le tocó vivir a Jesús. Yo creo ese Cristo, en ese Dios, en ese Jesús. Y con lo que he vivido, sufrido, visto y luchado, no me importa lo que piensen quienes no comparten esa vivencia o la ridiculizan directamente. Siempre recito “a quien iré, Señor, solo tú tienes palabras de vida eterna”. gracias por el vídeo. He disfrutado oyéndolo.

  • Gonzalo Haya

    Grcias, Alberto; como siempre, buscando la sencillez entre el pueblo sencillo , y sin escepticismos después de tantas decepciones.

    Gonzalo

  • Me gusta mucho lo que ha escrito y me alegro por usted. De eso se trata , de estar de acuerdo con uno mismo.

    Trato de vivir algo parecido, no lo suelo conseguir, pero en ello estoy. Parecido.

    No suelo orar, al menos en el sentido ese de hablar con dios, pero hablo mucho conmigo misma,me gustaría que Machado tuviese razón. Veremos.

    Me reconozco responsable de infinitas cosas mal hechas, he pedido disculpas mil veces, y espero que las personas a las que he hecho daño, me hayan perdonado al igual que he perdonado a las que me lo han hecho a mí. Es una sensación muy liberadora. No tengo cuentas pendientes con nadie, al menos por mi parte. Eso no quiere decir que todas las personas me gusten.

    No me va nada la cruz. Lo veo una injusticia de esas gordas que cometemos los humanos con una frecuencia preocupante . Cuando era pequeña me asustaba, no entendía. Cuando tenía una edad aproximada a Jesús, me indignaba y ahora que es más joven que mis hijos, me llena de ternura y me encantaría bajarlo de la cruz de una vez por todas.

    No creo que resucite. La verdad, no me apetece. Si me gustaría ir a habitar en una estrella y poquito a poco entender el porqué de , pues de todo. Conocer el universo enterito con todo lo que contiene y todas las historias que en él se han vivido.

    Creo en la parte bondadosa de las personas, porque es la parte capaz de amar y de construir y espero que poquito la especie humana vaya mejorando.

    Tampoco me va mal. Bueno, a veces me ha ido fatal, pero a mis sesenta y cinco años, tengo bastantes momentos de paz.

    No me quejo

    Un abrazo

  • ROMAN DIAZ AYALA

    Bienaventurado eres, Alberto Revuelta, porque no te lo ha revelado humano alguno, sino el Padre de Jesús que está en los cielos, el UNO.

  • m. pilar

    ¡¡¡Gracias!!!

    m* pilar

Deja un comentario