Temas

Tablón de ATRIO

Anterior Siguiente
Último: 26-7-19, 22:56

Equipo Atrio (2019-07-26 22:56:17) : Un excelente programa colombiano de TV: MARIA MAGDALENA, UNA LEYENDA HECHA MUJER... por Carmiña Navia.

Floren (2019-04-24 11:45:39) : LA VERDAD DE LA PASCUA. http://cartujoconlicencia.blogspot.com/2019/04/la-verdad-de-la-pascua.html

Equipo Atrio (2019-03-08 21:55:38) : Delcy Rodriguez, vicepresidenta de Venezuela, denuncia al criminal apagón en Venezuela criminal apagón en Venezuela [vídeo de 6 min.]

Equipo Atrio (2019-02-18 09:39:18) : Amplio y clarificador programa sobre Venezuela: La hojilla/a> ¡Magnífico analista argentino Marco Teruggi! ¡Larga charla pero imperdible!

Equipo Atrio (2019-01-09 12:31:08) : Entrevista a Tamayo en la Sexta: La Iglesia española sigue siendo franquista

Floren (2018-11-19 19:50:09) : Floren de Estepa escribe en su blog: CARTA A UN JOVEN QUE NO QUIERE VOTAR

Equipo Atrio (2018-11-16 10:06:45) : La verdadera despedida de Steve Jobbs Disgurfso de graduación https://www.youtube.com/watch?time_continue=12&v=vXJYrrLGNAo

» Pon una nota




Autores

Archivo de entradas

4912 Artículos. - 79009 Comentarios.

Religión y picaresca, Calvino y Trento

Honorio2Se cierra enero con una semana de oraciones por la Unión de las Iglesias. ¿Y por qué no con una llamada a la acción, a superar los daños que los enfrentamientos entre los cristianos han causado a la humanidad entera? Para muchos no será nada nuevo recordar las tesis del sociólogo Max Weber sobre la incidencia que tuvo el Protestantismo en la línea de salida del capitalismo, y sus críticas a la actitud de los católicos frente al avance que suponía la superación de la economía medieval y el gran salto tecnológico que supuso la revolución industrial.

En opinión de Max Weber, la mentalidad católica ponía la virtud y la religiosidad en la adhesión a las creencias y dogmas, y en las prácticas piadosas. A los laicos se les enseñaba una ascesis de inspiración conventual o monacal.

Por otro lado, en el terreno de lo económico y del trabajo, la mentalidad católica orientaba a la persona a conseguir lo suficiente para vivir, al margen de toda ambición de superación y progreso en las técnicas del trabajo y la productividad. Sobre la ideología católica pesaba la historia del Paraíso y la frase de Dios Creador: “Ganarás el pan con el sudor de tu frente”, esa sentencia con visos de castigo por la desobediencia de nuestros primeros padres.

El Protestantismo cambia radicalmente estos principios. La ascética monacal-conventual, anclada en la oración-contemplación se traslada al trabajo como parte fundamental del servicio de Dios, un trabajo amado y realizado cuidadosamente, en un afán constante de superación y de mejora de rendimientos.

El miembro de la iglesia asume esta misión en la más absoluta soledad, responsable ante Dios, sin intermediarios ni maestros ni guías ni intercesores; el taller artesanal donde el maestro ordena todos los movimientos y congela todas las etapas del trabajo a realizar bajo la más absoluta rutina y fidelidad a la tradición se cambia por la más absoluta libertad y responsabilidad en la búsqueda de nuevos caminos, nuevas técnicas, nuevos productos, nuevas fuentes de energía. La profesión adquiere un carácter sagrado, se ejerce bajo el mandato de Dios como la actividad más sagrada del ser humano.

Es el punto de arranque de la revolución industrial de la máquina de vapor, del comercio a gran escala, de la banca.

Surge así, salido de los aprendices y operarios del taller artesanal, el “empresario” en su acepción más pura e incontaminada. Ese empresario no contaminado engendrado a los pechos del protestantismo no tiene nada que ver con el tipo vulgar o refinado del ricachón. Aborrece la ostentación, el lujo inútil y el goce consciente del poder; le repugna aceptar los signos externos del respeto social del que disfruta, por incómodos. Su comportamiento presenta más bien rasgos ascéticos.

En el lado opuesto, el ciudadano de mentalidad católica impone su propio interés por el dinero con la falta más absoluta de escrúpulos; es la manera de ser de los países con desenvolvimiento burgués atrasado en relación a la media de la evolución del capitalismo en Occidente. La falta de conciencia frena la evolución capitalista y todo progreso. La probidad y la honestidad cn un capitalismo exitoso provienen del rigor y vigilancia de los preceptos inculcados por el protestantismo en la vida de cada cual.

Tal vez podríamos aventurar que esta crítica al sistema económico y laboral de los países católicos de Europa –España, Italia, Portugal…– admite algunas excepciones en regiones como la Lombardía, Cataluña, el País Vasco, en los que el sistema capitalista y la revolución industrial les han puesto a la altura de la Europa desarrollada…

En todo caso, hoy, dentro de la Unión Europea, los países no influidos por la Reforma protestante del área mediterránea tenemos que soportar que se nos critique por falta de laboriosidad, por una vida demasiado alegre…

¿Cómo ha contribuido la Reforma protestante al lanzamiento del capitalismo en la Europa del Centro y del Norte? Hay un primer impulso del Luteranismo que libera al individuo de su sumisión a la autoridad omnipresente y anuladora de toda iniciativa de la Jerarquía Católica, de los monasterios, etc. El siervo de la gleba se emancipa del gran señor latifundista o del abad del monasterio, el oficial y aprendiz se independizan del maestro de taller…En todo caso, Lutero todavía se pronuncia en contra de la usura, el préstamo y el interés, y criticaba a los grandes mercaderes, víctima de una cierta alianza con la baja nobleza alemana.

Por el contrario, Calvino, que había roto con toda relación con la nobleza y partía de concepciones democráticas, ponía al trabajo y la profesión laboral como un ideal religioso, y el éxito en el trabajo como un fin querido por Dios. Tener éxito en el trabajo es signo de predestinación, las desigualdades económicas que genera la competitividad en el trabajo son algo querido por Dios con “finalidades ocultas”.

La mentalidad protestante, en su conjunto, está en el origen de la preferencia de los países de Europa central y del Norte y en Inglaterra por profesiones y carreras de estudios de signo comercial o tecnológico, mientras en los países de la Europa mediterránea sigue prevaleciendo la opción por carreras y profesiones de signo humanista, literario, artístico, o la de funcionarios de la Administración.

¿Hasta qué punto estas “teologías” y “filosofías” de la vida han influido en el devenir de la historia de Europa, del capitalismo, de “este” capitalismo de hoy?

Max Weber pretende oponerse con sus planteamientos a las tesis materialistas de Marx y del marxismo, que consideran que el mundo evoluciona empujado por la evolución de la economía y de las relaciones de clase. Max Weber apunta que el capitalismo solo se desarrolló en la circunstancia y las condiciones creadas por la Reforma Protestante, y que esta coincidencia supone que la tal Reforma fue decisiva y determinante en el nacimiento del capitalismo. En todas las civilizaciones del planeta las economías han tenido un proceso de evolución, pero solo la civilización de Europa central y del Norte ha generado el sistema capitalista.

Ahora bien, y aquí está el gran fracaso del capitalismo que ha transformado tan positivamente las condiciones de vida de las personas, al menos en algunos aspectos. Los empresarios que engendró la ascesis protestante, el calvinismo, en sus versiones europea y norteamericana, ya no son aquellos empresarios puros y limpios inspirados en la mística religiosa de la Reforma, el éxito se les ha subido a la cabeza y el Dios-Dinero ha suplantado al Dios verdadero que intentaron predicar los reformadores. Y mientras tanto los católicos siguen con su moral y su religiosidad hecha de oraciones, rosarios y procesiones, a la búsqueda de ganancias y riquezas conseguidas por cualquier método, menos por el trabajo bien hecho, el progreso tecnológico y el ejercicio de su profesión.

Y sobre todo subsiste el gran pecado del capitalismo y de la teología calvinista que lo inspiró, la visión absolutamente individualista de la religiosidad. El pueblo de Dios desaparece para dar paso a la persona que se realiza en la más absoluta soledad, y prescinde del daño o beneficio que puede originar a sus semejantes. La palabra “solidaridad” no figura en algunos diccionarios protestantes,; es verdad que también está ausente en muchos diccionarios católicos…

Un semanario de Unión de las iglesias, un Movimiento ecuménico, debería sobre todo intentar superar esa contradicción y ese desvarío que ha hecho del capitalismo originario una cueva de ladrones, una caterva de lazarillos de Tormes y pícaros, una masa de banqueros y políticos corruptos..

48 comentarios

  • George R Porta

    Estimad* Atman: Las grandes catedrales se siguen construyendo pero para celebrar o render culto a diferentes divinidades. Mire las construcciones de Dubai, o China o de cualquier lugar donde se levantes estos monstrous de acero y vidrio dirigidos en puntas afiladas hacia el cosmos. Entonces y ahora era el ser human* tratando de competir con las divinidades escondidas en lo alto. No es distinto hoy día. Las divinidades siguen siendo inventadas y los seres huma”*s seguidos empeñados en impresionarles con nuestro poder, en esta Carrera absurd de ver quien construye edificios más altos, total para que queden casi vacíos porque los alquileres son impagables…

  • Atman

    En el pasado, para poder significar a Dios, hacían grandes catedrales, con las torres afiladas indicando el cielo, el ser humano, parecía insignificante ante tanta grandiosidad. Hoy, no le encuentro sentido a tanta piedra exaltada, la nave Rosetta, se despertó hace poco y se va a posar sobre un cometa, si embargo, en nuestros tiempos, esas catedrales se han convertido en monumentos y en símbolos de la propia ciudad. En la época que vivimos de pobreza y de miseria, me parece un pecado gastarse dinerales en estos monumentos, hay cosas más prioritarias, el propio Jesús le dijo a la Samaritana que he llegado el momento de no adorar a Dios en el Templo de Jerusalén ni en el Monte Garizin y que de ahora en adelante hay a adorar a Dios en espíritu y en verdad. Sin embargo, los hombres de Iglesia, no saben hacer otra cosa que el culto,  recibieron una formación filosófica y teológica enfocada a lanzar homilías echando culpas ¡qué pena!

  • George R Porta

    Amigo Santiago H.: Sí debo admitir que llevas razón. Gracias. Un abrazo.

  • Santiago

    George,   si encauzáramos el Amor para nuestro propio bien…entonces dejaría de serlo radicalmente..puesto que el amor “es sufrido, es benigno, no tiene celos, no se pavonea, no se infla, no traspasa el decoro, no busca lo suyo, no se exaspera,no toma cuenta el mal. No se goza en la injusticia, antes se goza con la verdad. Todo lo disimula, todo lo cree, todo lo espera, todo lo tolera” (1 Cor.13-4-7)

    Por eso, esa “perfección del amor” es solo un camino a seguir…es un ideal al que aspiramos durante toda nuestra vida….significa, como bien decía Román, llegar a una madurez…Es algo que nunca “termina” puesto que puede crecer….y debe crecer…
    No es, pues, mero sentimiento….porque los sentimientos vienen y van…El Amor es mucho mas profundo….se dirige a nuestro verdadero ser…a nuestro yo….esta en nuestra mente, en el corazón y en nuestra voluntad….
    Por eso, Teresa de Lisieux podía amar, dentro de su convento, a algunas carmelitas que le disgustaban profundamente….Ella “veía” dentro de ellas algo distinto de lo que mostraba su exterior: percibía este amor oculto de Jesus, misteriosamente presente debajo de las apariencias…Cuando la respuesta de alguna de ellas era positiva, entonces su gozo era íntimamente grande. Nadie sabía la razón de aquel amor sino la misma Teresa. 

    Sin embargo, no siempre es fácil este camino…No siempre es posible amar totalmente y desinteresadamente y en todo momento y a todas las personas…No podemos siempre dar y darnos constantemente…Tambien debemos recibir…
    Para podemos convertirnos en “servicio de amor a los demas” tenemos que ir a la fuente original, que es Jesucristo, de donde brota el verdadero amor…que es el mismo de Dios. Primero, pues, tenemos que ser contemplativos….para la acción.

    Admiro la dedicación que empleas en tu trabajo.    Un saludo cordial de Santiago Hernández

     

  • X. Gundín

    4º) Aunque hayan sido minoritarias en sus Estados y, ciertamente de menor entidad, Yo no entiendo al Norte de Italia, N. de Francia, Cataluña y País Vasco como “excepciones católicas” en un desarrollo capitalista de “ADN protestante”.
     
    El hecho de que en un entorno católico (mucho en la Pais Vasco y Cataluña de la época) hubiera habido desarrollo capitalista demuestra que podía haberlo y lo hubo. Tuvo sus propias y específicas razones, no religiosas. Si acaso fue una excepción, lo fue con respecto al resto de España (península y colonias en la época).
     
    5º) Tampoco veo yo que haya sido el luteranismo quien dio el primer impulso que libera al individuo de su sumisión…
    El proceso de liberación de la sujección medieval de los individuos (estén los hombres sujetos a su señor, las mujeres a sus maridos, los hijos a sus padres) comienza mucho antes de Lutero, este no avanzó mucho en esa dirección (recuerdese su posición en las guerras campesinas) y todavía no acabó.
    Me parece entender que en las circunstanias militares en las que se movía no le interesase mucho desatar las servidumbres, tampoco parece que esto le preocupase demasiado.
    Otra cosa habría que decir de algunos de sus compañeros.
     
    6º) De todas formas todo esto quedó obsoleto poco despues de nacer: el descubrimiento de América y la explotación de sus recursos naturales por medio de mano de obra esclava y semiesclava redujo a poco importantes la rentas y su acumulación proporcinadas por la primitiva banca, manufactura y comercio europeos, especialmente despues de que los turcos cortasen el comercio con oriente.
     
    (Disculpa Cadarso, tengo el día criticón).

  • George R Porta

    Gracias amigo Román: Me alegro por ti. Un abrazo.

  • X. Gundín

    1º) Cadarso parece creer que el/los capitalismo/capitalistas originales (¿o sería mejor decirles mercantilistas?), es decir: los del tiempo del Renacimiento, eran limpios y puros ascetas motivados por la mística religiosa y no por el afán de lucro. ¡Miau!.
    Tal vez Weber (a quien no leí) pintó ese cuadro, pero yo no me lo creo. Unos serían limpios y ascéticos; otros no. Todos se movían por el lucro.
     
    2º) Por otra parte Weber (según Cadarso) afirmaría que el capitalismo solo (¿solo?, ¿de verdad?) en las circuntacias y condiciones creadas por la Reforma, decisiva y determinante ésta en el nacimiento daquel. Yo no voy a corregir a Weber, pero, ¡toma!, que lo contrario tambien me parece cierto, e.d: que el desarrollo de aquella primitiva banca y la tímida extensión de la manufactura (algún ejemplo desto se verá en El Decamerón) crean y demandan creación de la ideología (¡eso!) protestante, algo liberadora (¡si!) de límitesgremiales, regulaciones corporativas y otras limitaciones impuestas por monarcas y aristócratas (la IC por el medio) aún muy dependientes de las  rentas de la tierra ya muy decadentes en comparación con las id.  del comercio, la manufactura y la banca que estaban, estas últimas en manos de las nacientes burguesías.
     
    A aquellas manos, las de las nacientes burguesías, les cayeron bien, a medida, los guantes de las Reformas (en plural) como ideologías que las expresaban, ordenaban y justificaban. Tal para cual. A mi pobre entender habría que decir que ambas y cada una fueron causa y consecuencia de la otra.
     
    3º) Doctrinas católica y protestantes  desacralizadas fueron ideología de dos mundos, viejo y nuevo, que no podían coexistir sino era en conflicto, que fue agudo: los aprox. 170 años de crudelísimas guerras de religión ensangrentaron Europa.  Al acabar la guerra de los 30 años la población centroeuropea se había reducido a la mitad, entre muertos y huidos. A los enemigos, ciertos o supuestos, se les colgaba de los árboles en racimos. En el nombre de sus verdaderos dioses.

  • Román Díaz Ayala

    George,
    tan sólo puuedo hablar desde mi pequeño horizonte personal,
    soy perfecto, porque he salido de las manos de mi Creador, y un día me encontré con él, le conocí, y desde entonces colmó todas mis expectativas.
    Luego los tumbos de la vida, pocas de las que me pueda orgullecer ymuchas que me causan gran sentimiento de vergüenza. Pero al final, una vez que doblaba cada esquina me encontraba con Jesús llamándome desde la cruz.
    Ahora todas mis ambiciones son que me de alguna oportunidad para expresarle mi amor por él.
    Y él contesta, le encuentro en las cosas más pequeñas,
    Romanos capítulo 8 es revelador.
    espero haberte podido servir de alguna ayuda en tu díficil trabajo
    Si somos perfectos en el amor, ¿Para qué deseamos otra pefección?

  • George R Porta

    Gracias de nuevo Román.
     
    Copio tu breve comentario: “…la perfección humana se alcanza con la madurez,  ese umbral  donde la tendencia a un fin y el destino buscado o sobrevenido, se hacen uno. (Cuando la muerte ha dejado de ser un misterio, y pierde toda su mordacidad)”.
     
    Comento solo para aclararme en lo que escribes. Te leo conclusivo y quizás puedas llevar la razón. Clínicamente (mi campo) todos necesitamos mejorar. Mi modelo de seguimiento, personalmente, es el Jesús que sugieren  los evangelios/la Tradición a pesar de mis limitaciones al percibir esas fuentes.
     
    No supiera inventarme un ideal de ser. También este Jesús pudiera ser un personaje inventado, leyenda moralizante, etc. Sé y siento que no pueda sabérmelas todas. Me apacigua aceptar que no pueda concluir nada a solas, por eso me lanzo a estos atrevimientos atrieros.
     
    Trabajo en el terreno de la muerte (lo sabes). Veo a la gente llegar al final mayormente andando por tres caminos: a) no deseando morir (quizás el sentimiento de no haber alcanzado todo lo que podían; b) deseándolo: La otra cara de la misma medalla, quizás, habiendo perdido esperanzas, otra imperfección; c) muchísimos “ni fu ni fa”: Les viene la muerte “…tan callando”. Excluyo a los dementes (sin memoria) y suicidas. Ejemplos fueran Teresita de Jesús, Charles de Foucauld, San Juan de la Cruz, Teresa de Ávila, y los pacientes con los que trato en hospicio y cuidados paliativos (en dos años pronto serán 800).
     
    La etimología de “perfección”, (RAE y Diccionario Etimológico Chileno en línea) sugieren: perfección”: “perfecto/ta. (Del lat. perfectus). 1. adjetivo, Que tiene el mayor grado posible de bondad o excelencia en su línea. 2. adjetivo, Que posee el grado máximo de una determinada cualidad o defecto. Jesús es un perfecto caballero. 3. adjetivo, Derecho: De plena eficacia jurídica.”
     
    Parece que sugieran perfect* como lo completamente logrado o hecho  y estoy convencido de que nadie llega a ese grado (pragmáticamente pudiera pensarlo pero lo potencial siempre es interrogante ¿o no?) Menos si creyese en un Dios Creador. Fuera innecesario (aunque posible) que un Creador buscara diferentes grados de “completamiento” en cada uno. La Naturaleza tiende a la diferenciación y a la diversidad.
     
    De algunos resulta poco. De otros se espera mucho. Al jardinero de frente a casa recién pregunté cómo mejorar nuestro jardincillo. Su respuesta “cada planta muestra belleza y fealdad; fuera cosa de arte resaltarle lo primero o reducirle lo segundo, o quizás contentarse con puro césped, a pesar de la diferencias”. Yo veo cómo siembra y resiembra y trasplanta, quita y pone ¿cómo sabrá que alguna vez sea suficiente?

     

  • Román Díaz Ayala

    George,
    la perfección humana se alcanza con la madurez
    ese umbral  donde la tendencia a un fin,
    y el destino buscado o sobrevenido,
    se hacen uno.
    (Cuando la muerte ha dejado de ser un misterio, y pierde toda su mordacidad)
    Gracias, por vustro diálogo, George, Santiago…
     

  • George R Porta

    Amigo Santiago H: (La “H” es para no confundirme de Santiago). Un abrazo cordial. Gracias por tus comentarios. Aún añado un comentario al tuyo.
     
    En el diálogo de Mishkin en “El Idiota” (Dostoievski) (la cita está repetida en muchos lugares) la afirmación es “Solo la Belleza salvará al Mundo” (aunque algunas traducciones vayan un poco diferente) refiriéndose como el staretz  Zósima a la Belleza del Amor. Refiriéndome a ello el punto que quiero hacer es múltiple: a) El Amor solamente es praxis, servicio, porque literalmente el corazón es incapaz de pensar, pero figurativamente también. b) la Belleza que salva es la de la Compasión Gratuita, la de Jesús crucificado no porque sufre sino porque no se olvida de perdonar ni deja de confiar en la mayor oscuridad en la presencia silenciosa e invisible de la Misericordia.
     
    Estoy de acuerdo en que saber y sentir y actuar vayan de la mano.
     
    En el caso de Jesús, (no entendí muy bien tu expresión Proyecto-Jesús) pero me refería al “Proyecto” que inauguró Jesús en el día del envío de “dos en dos” (Evangelios). Así este Proyecto de Jesús  [tratando de robarle la expresión a Salvador Santos, un amigo Atriero que ha hecho un trabajo extraordinario sobre Marcos (Un Paso, Un Mundo)] ocurre o emerge o sale a la luz o es parido de las entrañas de la Creación, como quiera que se deba decir, por la acción de pasar, es decir de andar la vida sirviendo, como propósito y como estilo de vivir, a otr*s.
     
    Algun*s lo harán en soledad hasta que encuentren compañer*s de andadura, pero si bien sea cosa de praxis que no excluya la reflexión  es praxis que la puje, la haga nacer y la vertebre. Dondequiera que alguien sirva el Amor gratuitamente aunque ni conozcan a Jesús (la idea de Rahner del cristiano anónimo (“Oyentes de la Palabra”, “Fundamentos de la fe”) el Proyecto de Jesús se hace ver. No sé si un tal Mundo puede existir permanentemente establecido sin las interrupciones que sugiere Metz, pero sé que irrumpa en este Mundo cada vez que la díada amor-servicio ocurra. 
     
    Me fascina la expresión que robo a José I. González Faus según la cual somos cauces del Amor. (“Adiestrar la Libertad”, 2007) (Sé que no se pondrá bravo por ello y este es el enlace para quien quiera leerlo en-línea: http://www.scribd.com/doc/149107284/Gonzalez-Faus-Jose-Ignacio-Adiestrar-La-Libertad ). Mi reflexión sobre su texto va por estas líneas: Siento que corriendo por nosotros, es este Amor que a nuestra vez pasamos  (de ahí el elemento predominante de praxis, de servicio) el que nos ensancha y nos lima de asperezas; de vez en vez, se nos entretiene dentro y forma meandros para consolarnos a nosotros también porque en ellos el agua desacelera su paso y no erosiona demasiado como por donde corra rauda, casi violenta con la violencia de la justicia.
     
    La condición es una: Que no encaucemos el Amor  para perfeccionarnos, para nuestro propio bien, sino dejándole al Amor que nos trascienda yen ello nos perfeccione a su aire, a su modo, sin voluntarismo de nuestra parte.
     
    Por otra parte la palabra perfección me pincha un pelín. La interpreto como “completamiento” en el sentido que sugiere Salmo 138/139. Si llegáramos a crecer o ser “siendo cuanto más mejor”  el contenido del molde  Jesús como ideal human* tanto más “perfectos” o completos seremos pero a sabiendas de que no se trata que nos auto-esculpamos por narcisismo sirviendo sino en y con la humildad de sabernos esculpidos por el Amor que servimos, aunque nos quede, como al David del Buonarotti un ojo un tanto distraído y una mano un pelín torcida.
     
     

  • Santiago

    George,   tambien yo te doy las gracias por la paciencia que ejerces al “leerme”…

    En muchas cosas coincidimos….Como cité a mi tocayo Santiago anteriormente…creo contigo que la fe, sin las obras, está “muerta”…Por tanto teoría y práctica van juntas….PERO supongo que tu das por descontado de que somos seres racionales…POR TANTO, si lo somos, tenemos que conocer primero…saber primero…porque si no conocemos o sabemos o comprendemos, entonces estamos alejándonos de la definición de “seres racionales”….NO somos robots, no somos máquinas, no somos meros “entes biológicos sin alma….porque somos personas…con intelecto y voluntad….por tanto, capaces de saber y conocer…y de realizar decisiones….Podemos decidir…podemos actuar indistintamente, de muy variadas maneras….Somos los únicos seres terrestres que podemos decidir e intervenir sobre nuestro destino mientras vivimos por aquí…Porque si no sabemos, si no conocemos, …¿como podríamos decidir?¿Cómo podríamos comprender, realizar, ayudar, y amar? Porque me es difícil amar si no conozco lo que amo….Me es dificil decidir, si no se lo que decido….Me es difícil entender, si no se primero de que se trata….

    Ya se de la filosofía que dice que solo somos “praxis”, sin embargo, esta manera de pensar es puramente reduccionista…..puesto que deja al ser humano incompleto….Aun admitiendo la experiencia como unica fuente de conocimiento, el elemento racional y de conocimiento es íntriseco al ser humano….no podemos eliminar el acto intelectual y racional…Pero yo no he dicho nunca que basta “el saber”…
    La praxis pues es necesaria….”no solo el que dice Señor, Señor…sino el que hace la voluntad de mi Padre”  dice Jesus…. y tambien Juan, el discipulo amado de Jesus: “Y en esto SABEMOS que le hemos conocido: si guardamos sus mandamientos”..”Quien dice: le he CONOCIDO y no guarda sus mandamientos (los de Cristo-Jesus), mentiroso es, y en el no está la verdad” pero “quien guardara Su palabra, de verdad en éste la caridad de Dios está CONSUMADA:en esto conoceremos que estamos en EL” (1 Juan 3-5)
    Por eso, la perfección del amor está,no solo en el conocimiento sino en la praxis  de la caridad de Cristo,, como la entendieron los Apóstoles que fueron “íntimos” amigos de Jesus de Nazaret….Pero hay grados de perfección, como grados de oracion, como grados de praxis…Estamos en el camino, pero algunos están mas avanzados que otros…Dios, que es Padre, sabe de nuestras imperfecciones…y de nuestra debilidad…Por eso, la fe en EL salva…pero por supuesto, con las obras..

    EL PROYECTO JESUS sería impensable si EL mismo no hubiera sido específico…Por eso el “proyecto Jesus” es la Iglesia visible……Ella es apostólica…pues EL lo quiso asi…Lo máximo pues  es Su ofrecimiento voluntario..aceptando ser condenado injustamente…cargando todos los pecados y por tanto TODO EL MAL del mundo en sus hombros…para redimirnos..ESTA es tambien la fe constante de la Iglesia…documentada desde el principio…desde el primer siglo…despues de la muerte en la Cruz y de Su Resurreccion gloriosa…Se puede, claro, especular y creer “otra” cosa…Esto ya saldría del ámbito de la verdadera tradición de la Iglesia Católica
    Un saludo cordial de Santiago Hernandez

  • George R Porta

    Amigo Román, Gracias nuevamente. Un abrazo.

  • George R Porta

    Amigo Santiago: Gracias por tu explicación.
     
    Queda el escándalo—contra el que Jesús mismo previno con aquello de ser arrojados al mar, etc. —si actuando contra-testimoniamos haciendo ignominiosa, con la nuestra, la presencia de la Iglesia.
     
    Un sacramento escondido no es sacramento. No basta el pan consagrado dentro del sagrario porque su sacramentalidad exige compartirlo. La Escritura es irrelevante si no es proclamada y escuchada, ambas cosas en/con obediencia, es decir con intención de practicarla viviéndola lealmente. Si el testimonio práctico realiza la Palabra-proclamada, análogamente la recepción realiza al Pan Consagrado. El bautismo no tiene significación si nadie es bautizado. Sinceramente confieso mi fe en que la palabra constituya “noticia” cuando sea proclamada y recibida. Ésta no libera, ni anuncia nada hasta ser ambas cosas pronunciada y recibida prácticamente.
     
    El pecado como realidad separada es absurdo. El pecado se da en y mata la espiritualidad y reduce a la Iglesia como ecúmene. Ahora la Iglesia está falseada como muchas veces antes y es menos Iglesia aunque “subsista” en quienes perseveren lealmente. Me incluyo entre los pecadores que la falsean, pero al menos lo reconozco y hago lo que puedo para subsanar mi mal aunque no me preocupa mi redención porque la recibí gratuitamente no por el asesinato de Jesús—no es dogma que haya pagado con su Pasión y Muerte por ninguna deuda—sino porque trato  de vivir escuchándole y siguiéndole, tratando de corresponderle, perseverando en seguirle lo más que pueda en el “Por Jesús, en él y con él” que reza el Canon Romano.
     
    No es Cristo Sacerdote quien pagó por mis pecados, sino Jesús-no-Juez, utilizando metalenguaje, que no me juzga. Ya no tengo acusador según Pablo, y le creo. De ahí mi deseo de responsabilizarme ante mí mismo y de reparar el mal que haga. Es un yerro suponer que el conocimiento de la escritura o de la doctrina o asentirlas cognitivamente tengan suficiente efecto. La dos, la Escritura (como enunciado de esperanza confiada) y la praxis leal a ella, constituyen la Vida en cristiano, ambas.
     
    Lo que me parece percibir y me confunde en tus afirmaciones—recuerda solo conozco lo que escribas como tú a mí—es que parezca afirmar que “saber” sea imprescindible y no lo creo.
     
    No es la Iglesia Católica sino el “proyecto” puesto en marcha por Jesús—no en la última Cena sino desde el primer envío de su “colectivo” a anunciar la buena noticia exponiéndose al rechazo, pero en la esperanza de no serlo llevando el poder de deshacer el mal.
     
    La Lumen Gentium habla también de lo que la Iglesia llegará a ser, incluso si arrancó con o desde la primera misión abrahámica y el maltrato a/de quien sea destruye la Vuda Eclesial. Si falta la Caridad muere la Vida.
     
    Un abrazo

  • Román Díaz Ayala

    Deseo ahora, en la medida de lo posible dar satisfacción al deseo de George, y antes de Rodrigo, de que conteste también a una cuestión introducida por mí mismo en comentarios anteriores.
    Dí respuesta a la pregunta de por qué yo considero que  el Islam encierra revelción positiva. Pero para ello tuve necesidad de explicar primero hasta  dónde y en qué medida el Islam forma parte de nuestra cultura heredada.
    Rodrigo plantea el tema señalando que lo que tenga de exclusivo según mi criterio nuestro cristianismo en comparación con las otras religiones, es su origen divino en forma de revelación positiva. Por lo que le extraña mi afirmación sobre el Islam.(Aparente paradoja).
    George desea que conteste separadamente a las dos cuestiones. Ya accedí a su deseo anoche mismo, y ahora procedo a  realizar el comentario de la segunda cuestión tratando de explicar en qué veo yo la exclusividad ( si acaso alguna) donde yo menciono que existe algo diferente y distintivo.
    Cuando la revelación de Dios ( que es personal en cuanto positiva) alcanza a una persona, se convierte necesariamente en un valor cultural (de la persona) porque entra en la historia. Y se perpetua en forma de tradición, pasa a diferentes generaciones, se hace valor colectivo, y termina registrándose por escrito, desde la invención de la escritura.
    ¿Pero ahí termina la experiencia, en un recuerdo de hechos salvadores del pasado? ¿Qué función tiene el Pueblo de Dios? ¿Termina ahí la intervención constante de Dios en la historia de la humanidad? ¿Somos meros testigos, notarios de la historia, dando fe, de que Dios nos visitó un día?
    Si no es así, entonces la experiencia cristiana es algo distinto, que supera tales testimonios (confirmándolos) La Palabra de Dios no está en un texto que actúa de soporte material, sino que está cerca de tí y de tu corazón, se mantiene viva y operante y en cualquier momento podrás tener un cara a cara con un Dios que te busca a tí, creado por amor, como causa de su amor, y siendo objeto de su predilección, y te revela ( Dios para el ser humano es siempre revelador) , la persona de su hijo Jesús para que entres en amistad con él a través de su hijo.
    “Y el Señor unía a su Iglesia, a quienes iban a ser salvados…” Entonces la Iglesia se entiende, nó como una institución humana creada por hombres, sino  en su naturaleza más espiritual. Es como si en un estanque, patos y otras aves acuática nadasen por grupos en vallados diferentes y subiendo el nivel de las aguas hasta dejar hundidas todas las barreras las aves nadaran entonces libremente mezclandose unas con otras.
    Podemos ser culturalmente cristianos/as, vivir en la religión, sentirnos identificados con ella, cultivarla doctrinal,intelectualmente, y no llegar a percibir esta experiencia. El motivo, es que Dios es personal, el Padre de Jesús, y nos busca desesperadamente.
    En la persona cristiana hay una superación de la experiencia cultural, que ha servido solo como cauce, o  vehículo necesario para ese encuentro  nuestro ( siempre en forma de entrevista)   con el Padre de Jesús, a través de su persona. (“Felipe, quien me ve a mí, ve al Padre”)

  • Santiago

    George,    aunque el elemento “humano” del Pueblo de Dios falle muchas veces y no se aproveche de la riqueza espiritual regalada a el por el mismo Jesus, no por eso deja de ser este PUEBLO, la Iglesia de Jesucristo y asi “como el pueblo de Israel, segun la carne, es llamado alguna vez Iglesia de Dios (Num. 20,4 etc) así el nuevo Israel…se llama Iglesia de Cristo (Mt. 16,18). La congregación de todos los creyentes que miran a Jesus como autor de la salvación y principio de la unidad y de la paz, ES la Iglesia, convocada y constituída por Dios para que sea SACRAMENTO…(Lum. Gent. Cap.II,9)

    PERO “la sociedad dotada de órganos jerárquicos y el Cuerpo místico de Cristo, (o sea) la sociedad visible y la comunidad espiritual, la Iglesia terrestre y la Iglesia dotada de los bienes celestiales, NO han de considerarse DOS COSAS DISTINTAS., porque forman una realidad compleja, constituída por un elemento humano y otro divino”. (Lumen Gentium, Cap 1, 8 ss)
     
    ESTA es la unica Iglesia de Cristo…..la que nuestro Salvador entregó despues de la Resurrección a Pedro para que la apacentara (Io. 21,17)confiándole a el y a los demas apóstoles su difusion y gobierno (Mt. 28,18 ss) yla erigió para siempre como “columna y fundamente de la verdad” (1 Tim. 3,15). Esta IGLESIA, consituída y ordenada en este mundo como sociedad, PERMANECE en la Iglesia Católica, gobernada por el sucesor de Pedro y por los obispos en comunión con el, AUNQUE se encuentren fuera de ella muchos elementos de santificación y de verdad que, como dones propios de la Iglesia de Cristo, impulsan hacia la unidad católica (Lumen Gentium, Cap. 1, 8 ss)

    ASI pues de todas las gentes de la tierra se compone el Pueblo de Dios, porque de todas (las gentes) recibe sus ciudadanos, que lo son de un reino, por cierto no terreno, sino celestial…..Este caracter UNIVERSAL, que distingue al Pueblo de Dios, es un don del mismo Señor por el que la Iglesia Católica tiende eficaz y constantemente a recapitular la HUMANIDAD entera con todos sus bienes, bajo Cristo como Cabeza, en la unidad de su ESPÍRITU (LG, Cap. II,13)

    ESTA UNIVERSALIDAD del Pueblo de Dios es una de sus características principales…Y por supuesto no solo ha de comprender al clero y a los fieles de la Iglesia Católica…sino que TODOS los seres humanos son llamados a formar parte de este PUEBLO.
    Porque siendo el Pueblo de Dios “único y uno, ha de abarcar el mundo entero y todos los tiempos, para que se cumplan los designios de la voluntad de Dios que creó en el principio un sola naturaleza humana y determinó congregar en un conjunto a todos sus hijos que estaban dispersos” (Io 11, 52) (LG, II,13)
    (las mayúsculas y los paréntesis son míos)

    Y los designios de la voluntad salvífica de Dios, George, son universales y el Padre abarca todas las edades, todos los seres y todos los tiempos. El pertenecer a este PUEBLO es nuestra herencia y nuestra salvación. 
    Con mis mejores deseos   un saludo cordial   de Santiago Hernández 

  • George R Porta

    Amigo Román: Gracias por el comentario sobre el Islam aunque no lo hayas escrito para responder a mi soluitud es más que suficiente para satisfacer mi deseo de saber tu opinional respecto.  Un abrazo.

  • Román Díaz Ayala

    Nota:
    el Atentado de Atocha (Madrid) fue en marzo de 2.004,
    pero supongo que ya habréis notado el error.

  • Román Díaz Ayala

    El principal problema que enfrentamos cuando abordamos el Islam, se trata del conflicto agudo y permanente entre las tres grandes religiones históricas, con sus actuales connotacines geopolíticas.
    Por otro lado, el drama no se vive con la misma intensidad en Europa que en América del Norte cuando se cumplen diez años de la masacre de Nueva York. Allá es tema de confrontación en un clima quasi bélico. alentado además por administraciones políticas anteriores al presidente Obama.
    Por aquí pasa algo parecido desde que a partir de los años noventa, nos veíamos arrastrado, primero a las guerras de Irak, después Afganistán, para continuar con los zarpazos de Al.Caeda.(Atentado de Atocha, 2007 en Madrid)
    Sin embargo nos opusimos ( la ciudadanía) a la guerra particular de Bush y Blair, con el aplauso entusiasta de Aznar) y fuímos  quienes de la mano de Zapatero alentábamos la “Alianza de Civilizaciones”, apostando por la entrada de Turquía en la UE, mientras en toda Europa se levantaban voces muy cualificadas diciendo que si Europa prescindía de su identidad cristiana, le daba las espaldas a sus raíces.
    Aquí hemos estado hablando sobre una “ecumene” de todo el cristianismo europeo, pero existe en esta misma Europa una ecumene mucho más amplia, con las más hondas raíces históricas,compartidas por cristianos, judíos y musulmanes.
    Tenemos que reconstruir puentes sobre mil años de civilizaciones que procuraban espléndidos  aislamientos hasta el siglo XVI, ignorándose en lo posible unas a otras, pero cuando se inició la globalización con la Edad Moderna se condenaron a entenderse Y el Islam no es marginal
    En la Declaración sobre las religiones no cristianas (Concilio Vaticano II) en su apartado 3 – La Religión del Islam – “La Iglesia mira también con aprecio a los musulmanes, que adoran al único Dios, viviente y subsistente, misericordioso y todopoderoso, Creador del cielo y de la tierra, que habló a los hombres, a cuyos ocultos designios procuran someterse con toda el alma, como se sometió a Dios Abraham, a quien la fe islámica mira con complacencia. Veneran a Jesús como profeta, aunque no lo conocen como Dios…”
    Y David Flusser (Universidad de Jerusalén): “En la religión judía puede entenderse la existencia del cristianismo ( y del islam) como cumplimiento de la palabra de Dios que prometió convertir a Abraham en el padre de muchos pueblos” “Christianity” Jerusalén, 1972
    ¿Cómo es posible esto? Las iglesias orientales, en cuyo seno (territorios del imperio bizantino) consideraban al Islam una herejía cristiana y como tal se exportó hasta el extremo occidental (Marruecos y España) y existió una base sólida para esta consideración.
    Nace del mismo tronco civilizatorio, aunque haya tenido enseguida una tradición divergente que se prolongó por siglos.¿Qué lo une con el tronco común judeocristiano? El personaje de Abraham ( Ibrahim)
    Y nace un nuevo tipo de fe. Existe un Dios único, quien tiene la iniciativa frente al ser humano. Éste debe actuar  frente a Dios y someterse ( islam= sumisión) a él del todo. Con Abraham el ser humano se sitúa cara a cara con su Dios. Y Dios hace un pacto con Abraham en clave de promesa, estableciendose una relación personal, recíproca. Quienes nazcan de la fe de Abraham  constituirán el llamado Pueblo de los creyentes. Y tienen el Paraíso por Destino.
    Así que podemos señalar este segundo punto: la fe de Abraham, y es padre en la fe de todo creyente. ¿Cómo es esa fe? Es una fe confiada, no una fe intelectual. Es una fe que se fortalece, no ante lo indemostrable, sino en la confianza de que Dios hará en cumplimiento a su palabra.
    Asi, pues, lo que nos une, es lo que nos separa.
    Podemos igualmente señalar que las tres religiones son las llamadas religiones proféticas fundamentadas en una revelación (sobrenatural) de Dios, de la cual los textos escritos son testimonios, que tienen una concepción única de la historia con un final salvífico y que su ética se apoya en la voluntad del Dios único.(Así la cultura y la historia se hacen cauces materiales de la Revelación de Dios, pero entraríamos en otro tema todavía más colateral)
    roman

  • Atman

    En la década de los cuarenta y los cincuenta. El catolicismo español era muy diferente al francés, aquí se vivía en un etnocentrísmo rancio, nosotros estábamos en la verdad y todos los demás estaban equivocados: las señoras se vestían de luto el viernes santo,  si pasabas delante de una Iglesia protestante, sentías curiosidad, pero no podías entras porque era pecado, si veías en el Paris Match la Boda de La Reina Isabel con el Príncipe Felipe de Edimbugo, deberías de saber que estaban condenados porque eran protestantes, celebrábamos mucho la fiesta del Sagrado Corazón con un triduo solemne y los nueve primeros viernes, ademas que el sacerdote, venia a casa para entronizarlo, después el párroco nos preparaba para ser monaguillo y entrar en el seminario…¡qué cantidad de disparates hicimos!

  • George R Porta

    Amigo Román: Un abrazo cordial.
     
    La conversación se dificulta, tienes razón, quizá porque constantemente emerja lo multifacético de lo ideológico, de la pluralidad de bastiones desde los que cada uno entra en ella. Modernamente donde quiera que se hable de la realidad se hace desde esa complejidad inevitable de lo particular pero nada impide profundizar alguna vez.
     
    Quizás un blog no sea siempre lugar de densidades pero la horizontalidad de múltiples puntos de vista sin profundizar ninguno me parece que solamente puede brindar complejidad, dificultad en continuar el hilo aunque desde luego pudiera estar errado en mi parecer.
     
    Permíteme extraer este párrafo de tu comentario: “Si quiero contestar con absoluta honestidad y trasparencia a Rodrigo a sus dos últimas preguntas: ¿Por qué considero el Islam una de la Religiones que contienen la Revelación “histórica” de Dios? ¿Por qué una persona cristiana (no el cristianismo) tiene algo diferente y distintivo, y dónde está esa diferencia? ¿De qué pasta está hecha la persona redimida por Jesús, y que vive el gozo de la fe?… Si contesto en este espacio desvirtúo el diálogo, porque me haría necesariamente extenso, en un punto lateral de la cuestión de fondo.” (Énfasis mío)
     
    Te ruego que respondas a las dos preguntas primeras que planteas que he subrayado. Si lo deseas en dos comentarios separados por aquello del espacio.
     
    La tercera, en cambio me satisface la respuesta que yo mismo puedo darle y te ruego no extenderte a ella, al menos no sin responder las dos primeras.
     
    Me parece imposible asumir que todos nos vivamos como redimidos y menos que quienes nos vivamos redimidos también nos vivamos gozando la fe. Tu tercera pregunta me parece que expanda el tema. La respondo para demostrarlo de alguna forma. Mi fe la vivo sobre ascuas, continuamente, como parece que Jesús viviera la suya sin necesidad de redención al menos durante su tiempo de desierto y después en la cruz. La “confianza en espera” (fe) no es igualmente vivida por todas las personas creyentes ni como “contenido doctrinal” ni como actitud o modo de vida. Me parece que haya mucha gente que se viva con bondad y en caridad y no sean cristianos (formal o virtualmente) o que no se comporten como tal para ser cristianos.
     
    Te ruego que respondas las dos preguntas primeras de tu párrafo. Mi respuesta a la tercera es simplemente mi respuesta y no tiene más valor que eso por lo que te pido que la ignores, al menos ahora.   

  • m. pilar

    ¡Cómo te comprendo Honorio, amigo!

    Aún resuena en mis oídos, aquella cantinela que se  decía dentro del seno de las enseñanzas de nuestra religión.

    “Si eres pobre, obrero, sirviente…etc. ¡Es voluntad de Dios! Obedece, haz bien tu trabajo sin protestar…” (más o menos)

    Se me encendía la sangre cuando comprobabas la injusticia brutal de los ricos, en cualquier campo, empresas, agricultura, servicios.

    La constante humillación de  los srs.  y el beneplácito de la jerarquía en seguir inculcando la constante servidumbre sin razonamiento ninguno.

    Dejar a los pies del poder, toda posibilidad de conocimiento, mejorar su condición, subir en sus capacidades.

    Ahí empezó la “caridad” mal entendida; porque no se le puede llamar caridad, a dar sopa y un mendrugo de pan, y seguir muriendo de hambre y humillación todos los días de su vivir triste y abandono.

    Lo más terrible es, que hoy se nos llena la boca de cómo la iglesia/s, sigue haciendo esa clase de caridad, y decimos sin rubor ninguno, que es lo que Jesús quería y era voluntad del Padre.

    ¡Vergonzoso!

    Cultura, educación, aprendizaje, levantar al oprimido, dándoles las capacidades necesarias para subir, levantarse, elevarse por encima de estas leyes que el vil dinero-capitalismo puro y duro, pone encima de la mesa (sobre todo en la mesa de algunos  que poseen la mayor riqueza de este mundo)

    No porque valgan más, sean más inteligentes más…. Son unos ladrones sin alma y sin justicia.
     

    mª pilar

  • Román Díaz Ayala

    Resulta labor muy difícil seguir este post, porque se están tocando a la vez muchísimos aspectos de las cuestiones a debatir. Pero una dificultad mayor es porque han asomado varios niveles de pensamientos ( que no posturas ideológicas) para abordar  las cuestiones propuestas por Honorio.
    Me tenéis que perdonar, que me ciña tan sólo a unos puntos muy concretos, que se están convirtiendo en marginales.
    Qué duda cabe, que ha existido una presencia y también una influencia de la religión, a veces decisiva en el comportamiento de las personas en el devenir histórico. Qué duda cabe de que han existido diferentes “culturas” religiosas dentro del  cristianismo occidental escindido de continuo desde la Baja Edad Media, coincidiendo con otros cambios civilizatorios. Qué duda cabe que a pesar de tales diferencias la Civilización Europea Occidental se define por unos mismos rasgos comunes en todo el globo.
    Estas reflexiones están  de alguna forma acongojadas, por nuestras actuales preocupaciones de tipo religioso. (Es lugar común en Atrio nuestras preocupaciones por las cuestiones de fe, espiritualidad y religión)
    De hecho, Honorio, qiere hacer una comparación entre tradición protestante y tradición católica en busca de un sano “ecumenismo.”
    Antonio Viceda insiste en que todo es una “cuestión humana”, anterior, y aparte de la religión, y  las ansias de dominio (dominación) del ser humano, por lo que recomienda que la historia sea escrita por los “oprimidos” (o quizás, mejor expresado diciendo los “humildes”), para una visión más real de las cosas.
    Y yo, erre, que erre, con mis cuestiones de experiencias propias, que tienen un laborioso encaje en los planteamientos intelectuales de unos y otros.
    Si quiero contestar con absoluta honestidad y trasparencia a Rodrigo a sus dos últimas preguntas: ¿Por qué considero el Islam una de la Religiones que continenen la Revelación “histórica” de Dios? ¿Por qué una persona cristiana ( nó el cristianismo ) tiene algo diferente y distintivo, y dónde está sea diferencia?¿De qué pasta está hecha la persona redimida por Jesús, y que vive el gozo de la fe?… Si contesto en este espacio desvirtúo el diálogo, porque me haría necesariamente extenso, en un punto lateral de la cuestión de fondo.
     

  • George R Porta

    ¡Hola Santiago!
     
    ¿Cómo haces coincidir o equivaler las fronteras del “Pueblo de Dios” con las de la Iglesia Católica que me parece que a su vez identificas con la Iglesia Católica, Apostólica y Romana?
     
    ¿No crees que el Espíritu Santo actúe dónde quiera y desde dónde quiera hacia dónde quiera? (Cf. Juan 3, 5-8)
     
    Un buen abrazo.  

  • Santiago

    Tampoco el Apóstol Santiago recomienda “cruzarse de brazos” cuando escribe: “¿Qué aprovecha, hermanos míos, que uno diga que tiene fe, pero no tiene obras? ¿Puede acaso la fe salvarle? Si un hermano o una hermana andan desabrigados y desprovistos del sustento cotidiano, y uno de vosotros le dijere : “Id en paz, calentaos y saciaos”, pero no les diereis lo necesario para el cuerpo, ¿qué aprovecha?. Así tambien la fe , sin las obras, muerta está por si misma” (Santiago, 2,1417)

    Por tanto, la filosofía cristiana apostólica está basada en una fe “viva” que pueda pueda convencer sobre la primacía del amor….Sin esto, estaríamos practicando un cristianismo falso…una mentira farisaica.
    Por eso, el cristianismo no se puede someter a sistemas económicos o sociales porque en su misma esencia es una doctrina creada en libertad y hecha para la libertad….Tanto el capitalismo, que en su versión extrema neo-liberalista, conduce a la “esclavitud” económica, y el comunismo, que en su versión marxista-leninista conduce a la completa esclavitud total de la persona, tanto de la mente como del cuerpo, conculcando profundamente su derecho a la libertad de expresión, son, pues, sistemas totalitarios, incompatibles con la libertad esencial del ser cristianos….

    Es pues que el mensaje de Cristo se basa en el amor, y no en el odio que genera la lucha de clases, es este mismo amor el que tiene que dirigir nuestros pasos para lograr en mundo mejor cristiano….Cuando se “fuerza” la libertad…entonces….ya nos alejamos del Jesus del evangelio..El mismo evangelio no se puede imponer a nadie….Podemos, entonces, decir que pertenecemos a “otra” filosofía, la que queramos, pero no a la cristiana….

    Pero Cristo predicó a sabiendas de que habría, entre los que lo oían y veían, rechazo al amor y al mensaje que EL predicaba….Porque “la semilla” podía caer en buena tierra….pero tambien en una “tierra” estéril..que no diera frutos…puesto que “por sus frutos” os conoceréis que sois mis discípulos….Ya que EL vino a traer un mensaje salvífico de parte del Padre…libremente….para los que desearan aceptarlo….y creer en EL….El es la salvación….pero en esta salvación entra en juego nuestra decision personal….El es la “total” Revelación….pero, aunque sea asi, podemos acceder a ella….o no..Podemos aceptarla o rechazarla….Este es el gran reto y el gran misterio del cristianismo….Que es libre…totalmente libre..y que está tambien en nuestra libertad humana.

    “Por otro lado, las iglesias y comunidades separadas…de ninguna manera están desprovistas de sentido y valor en el misterio de la salvación. Porque el Espíritu de Cristo no rehúsa servirse de ellas como medios de salvación, cuya virtud deriva de la misma plenitud de gracia y de verdad que fue confiada a la IGLESIA CATÓLICA”…..”Este Pueblo (de Dios),(la Iglesia Católica) durante su peregrinación terrena, aunque permanezca sometido al pecado de sus miembros, crece en Cristo y es guiado suavemente por Dios, segun sus secretos designios, hasta que llegue gozoso a la entera PLENITUD de la gloria eterna en la Jerusalén celestial” (Concilio Vaticano II, Decreto sobre el ECUMENISMO, Capitulo I, 3 y sig.) (Las mayúsculas, los paréntesis y los puntos suspensivos, son míos)
    un saludo cordial de Santiago Hernández   

  • George R Porta

    Amigo Cadarso: Un saludo cordial.
     
    Me parece que haya mucha verdad en lo que dice.
     
    La “ecúmene” (del griego οἰκουμένη [γῆ], [tierra] habitada). La comunidad humana que habita una porción extensa de la Tierra (cito al diccionario de la RAE).
     
    Por lo tanto cualquier esfuerzo que se defina como ecuménico debiera ser por fuerza compatible con la promoción humana, es decir, con la promoción de la dignidad humana. Cualquier esfuerzo ecuménico es fundamentalmente (aunque no fuera religioso) promotor de la dignidad humana y combativo de la opresión.  
     
    En cuanto al discurso de Francisco a los de Davos, pues ¿qué decir? Otro de esos desaguisados que parecen inevitables y que comete con la misma frecuencia, al menos que sepamos, con la que otras veces nos asombra su bondad.

  • h.cadarso

      En el hilo “Los zapatistas 20 años después” que nos invita a leer  “El Marxismo hoy” Tenemos quizá un guión válido de la aportación que puede hacer la religión a la superación de la tesis-antítesis capitalismo-comunismo. Me parece un libro digno de leer por parte de todos nosotros.
      El movimiento por la Unión de las Iglesias, creo yo, debería contribuir a generar un clima de diálogo entre ambas tendencias, una dinámica que nos lleve a una síntesis. Y en nuestro caso de creyentes y miembros de esta o aquella iglesia, a desnudar a nuestras iglesias o instituciones religiosas de todo resto de culturas o ideologías trasnochadas, de todo inmovilismo, de todo autoritarismo exagerado, de toda complicidad con el capitalismo o con el socialismo que comprometa nuestro rol de conciliadores y buscadores de la paz y la concordia.
      No me gusta, por ejemplo, el mensaje de saludo “amistoso” de Francisco Papa a los de Davos, ni su nombramiento de cardenal al Fernando Sebastián, ni su mensaje de solidaridad con la beatificación de 500  católicos asesinados por los republicanos, mientras gnarda absoluto silencio sobre la rehabilitación de los asesinados por los franquistas…Siempre exigiré neutralidad, solidaridad de la iglesia con el mundo de los pobres, inspiración evangélica en toda palabra que salga de nuestra boca…
      ¿Acaso no tenemos algo que rectificar en todos estos aspectos? ¿Acaso no podemos tomar parte de las luchas de los pobres y oprimidos contra cualquier tipo de opresión?
      Por ahí v a mi idea del ecumenismo, mi propuesta de celebración del Semanario por la Unión de las Iglesias, que se abra además a la unión con todos los que luchan por la superación de todos los sufrimientos de los seres humanos.

  • Javier Pelaez

    Y omites que no sólo se critica por falta de laboriosidad,sino por corruptos…Esta es una de las características de las Administraciones latinas frente a las influidas  por el protestantismo.Aquí no puedes excluir a la administración catalana,ni a ninguna italiana…Quizà la vasca-quizà!-.Dicen algunos que en la mentalidad católica,la gente se confiesa y no responde de nada.En fin aquí dimitir es un nombre ruso…Laboriosidad hay mucha en todo el territorio español-de hecho la productividad del trabajador es alta-,lo que no hay es posibilidad de desalojar o encarcelar a las élites corruptas…Mira ahora el ministro de Interior se encomienda a la mano incorrupta de Santa Teresa.Serà por franquista o porque estos ladrones que nos gobiernan necesitan una mano incorrupta que en el PP escasean…

  • Rodrigo Olvera

    Querido Honorio
     
    No he dicho, ni lo dice el artículo que cito, que las culturas de extremo oriente hayan aportado al nacimiento del capitalismo. Todo lo contrario, lo que dice el artículo es justo lo mismo que dices: que el capitalismo (y el comunismo, y el neoliberalismo) es producto del mesianismo cristiano secularizado.  Si ésto es cierto, entonces ujna salida (que es la que propone el artículo) es el desmesianizar. Es decir, renunciar a la pretensión de que toda la humanidad encontrará una salvación universal consistente en que toda la humanidad comparta la misma fe (en Jesús, en el Reino de Dios, en el capital, en la dictadura del proletariado o en el libre mercado).
     
    Román
    No termino de entenderte.
    + Afirmas o no afirmas que el cistianismo tiene algo exclusivo comparado con el resto de religiones, exclusividad que es de origen divino (revelación positiva).   Entiendo  tu postura durante todo el tiempo que has participado en ATRIO es que sí, que el cristianismo tiene algo exclusivo, y que eso que tiene exclusivo es consecuencia de la revelación divina.
    + Tu último comentario me genera una sorpresa más. ¿Afirmas ahora que también el Corán es revelación positiva de Dios?

  • George R Porta

    Hay una diferencia entre el ¿por qué? (causal) y el ¿para qué? (final) de la realidad. De buenas intenciones ha estado siempre empedrado el camino al Infierno, según el refrán y eso desplaza la gravedad hacia lo segundo.
     
    La tendencia al dominio de la Tierra (leyenda genesíaca) ha equivalido a someter a los labradores para desobedecer aquello de la sudoración. Hoy día aún prevalece, independientemente de las diferentes líneas teológicas, aunque la forma haya cambiado.
     
    La familia de “Los Buddenbrook” (T. Mann) representa un buen retrato del ascenso y el descenso en el drama darwiniano del éxito empresarial, limpia y/o suciamente, legalmente, incluyendo las alianzas religiosas correspondientes—las atribuciones del respeto público para coronar y legitimar al poderoso dominante que ha constituido siempre un ritual “religioso”.
     
    Tampoco la Revolución de Octubre pudo cambiar permanentemente el curso de la Historia, que llegase a prevalecer la hegemonía del Capitalismo. En cierto modo ha sido la identificación de la víctima (mirar a Rusia y a China y a Cuba) con su agresor u otra variante del deseo envidioso de l*  víctima de poseer el poder victimario.
     
    Ese fue el legendario drama concebido en retrospectiva en las leyendas del Paraíso bíblico [la prohibición del fruto aunque hubiese sido mejor no plantar el maldito árbol; la insidiosa preferencia que enfrentó a los hermanos, aunque cada uno—como la viuda de la historieta de Jesús de Nazaret siglos después— el silencio sobre el incesto para hacer entrar a escena a la hembra para ningunear a la mujer, o más tarde convertir en sal a quien mire aunque sea por curiosidad a la sodomía, etc.).
     
    La versión moderna de la lucha hegemónica es el comercio del “comercio” y las instituciones religiosas participan del mismo modo habitual. Ahora es “la trata” de mercados, (poblaciones consumidoras), de territorios (áreas de consumo o proselitismo), y lo único compartido es la utilización de “corredores” mercaderes intermediarios que crean y descrean las preferencias consumistas a base de técnicas y tecnologías de fabricación (eufemismo que designa la manufactura de la compulsión consumista prometiendo la nueva salvación, el ingresar en la elite de los escogidos, aunque iPad 5 salió cuando ya estaba publicitada iPad6).
     
    Ninguna de las líneas teológicas  pudo evitar (Lutero, Calvino, sus antecesores, Trento, no hay que olvidar al Profeta, a los Rabinos, ni a Lenin, Mao) que el miedo humano continuara urgiendo al escalar hacia la hegemonía.
     
    Ha habido múltiples “momentos” en los que la humanidad pudo permanecer solidaria y dejar de ser competitiva (sobre todo cada vez que reconocimos un enemigo común hasta destruirlo). No hemos podido escapar a la recurrente tentación por lo hegemónico, al poder del propietario: “ius ustendi, ius fruendi, ius abutendi”.
     
    Las jerarquías religiosas han definido lo ecuménico como algo propio de ellas, su espacio, que deba ocurrir desde las cimas institucionales y descender hasta la gente de a pie cuando todos los peligros anti-hegemónicos hayan sido abortados (proselitistas). Consecuentemente lo ecuménico consiste hasta ahora en reunirse para arreglar diferendos y rezar. Un tragicómico chiste corporativo ateo, típico de los teístas.
     
    En la vida de a pie lo ecuménico o comunitario ocurre, de manera anónima, de abajo hasta una cierta altura social que no sobrepasa la estatura de los individuos envueltos. La compasión, el servicio, gratuitos el orar sin más que redime del egoísmo individualista cuando, se da el paso de un Mundo a Otro, espontáneamente, por decisión u opción propia, cada vez que sea reconocido el enemigo común del sufrimiento ajeno a través de la mirada jesuana del servicio compasivo gratuito.  

  • Antonio Vicedo

    -He querido, amigos, en mi rápido y somero repaso por el largo proceso vital y estructural de la Humanidad y desde mi elemental bagaje científico, seguir el hilo de los desajustes humanos hasta encontrar , no solo la lógica del proceso, sino la causa fundamental que permanece siendo ovillo para los actuales acontecimientos.
     
     
    Valoro las distintas aportaciones que hacéis ampliando y matizando mi rudimentario análisis y destacando las positivas aportaciones que, desde otras capacidades humanas, muchos seres humanos han aportado a la consecución de tantos bienes, tanto intelectuales como materiales para la vida humana.
     
     
    Pero quiero insistir en mi postura analítica sobre la antítesis entre cuanto entraña que las personas sean tenidas como lo que por naturaleza todas somos: sujetos racionales (El campo propio de la racionalidad es la verdad, no la falsedad) libres y responsables y la objetivación o prostitución de las mismas, que se hace desde cualquier posición de poder, previa la clasificación por desigualdad.
     
     
    En un pequeño párrafo que a continuación copio y pego intenté poner como el medio o instrumento que nos ayude a profundizar y matizar nuestro análisis sobre la realidad de los procesos humanos desde aquella manifestación mítica arquetipica del fruto prohibido para los seres humanos en el Paraíso, hasta el amenazante huracán de injusticia que en la actualidad amenaza a, y soporta la Humanidad. Hago esto porque es en lo que no he visto reacción valorativa positiva o negativa en vuestros comentarios. Un agradecido abrazo.
     
    ”-Porque solo hay que atreverse, al intento de hacer este análisis desde la situación real de l*s human*s sin poder, para que nuestra mente se tropiece con el abuso de poder y sus consecuencias ancestrales y actuales.”

  • Román Díaz Ayala

    Tenemos que repensar la historia europea de los últimos siglos sobre supuestos distintos, donde la religión quede en un plano más acorde con las realidades vividas.
    Es necesario ahora, especialmente, que analicemos por detrás de la crisis económica e institucional ( o parón institucional, si nos referimos a la UE, y no a España) qué  fuerzas están trabajando y cuáles sean las perespectivas de futuro.
    El Reino Unido, con muy buen criterio,según su pragmatismo habitual, no quiso un Euro que sería la moneda alemana, yse dedicó a lo de siempre, emitiendo libras, dentro  de una comunidad llena de fuertes lazos políticos, culturales y económicos con sus antiguas colonias. (En este panorama la religión es un mundo aparte, no determinante)
    Alemania, fortalecida tras la unificación y con un mercado interior suficientemente grande (más del 60 por ciento es adquirido por los otros países del euro), sin gastos militares, sin haber pagado absolutamente nada por sus responsabilidades económicas después de dos guerras de agresión, yde haber recibido una generosa ayuda para su reconstrucción. Esta Alemania se siente cómoda con la nueva versión capitalista. ( y aquí la religión no tiene absolutamente nada que ver) Sus bancos recaudan todo el dinero prestado con la complicidad del Banco Europeo y de las Instituciones Políticas, y hacen más dependientes de ella los mercados interiores.
    Y mientras se mantiene un discurso sobre los estados no industriales, que coincide con la Europa meridional desde Irlanda hasta Grecia, Rumania y Bulgaria,pasando por el Mediterráneo, de atraso secular y de estar apegados a la religión, debido a su/la cultura.
    Pero si estudiáramos uno por uno cada uno de esos estados, sus historias particulares, descubriríamos muchas más cosas que el simple cajon de sastre, que sería recurrir al sistema  católico-romano. En el siglo XIX todavía faltaba perspectiva, e incluso en los albores del siglo XX, pero ya en el siglo XXI, y habiendo pasado una década más del mismo, tendremos que ser más exigentes con los análisis.
    ¿Por qué no entender, que en cuestión de olas culturales y corrientes civilizatorias, las cosas van ocurriendo y se van expandiendo por contagio y comunicación con el concurso, la ayuda del tiempo, y que por el caminó encontramos miles de incidentes y circcunstancias aleatorias?
    ¿Por qué España es sólo una comunidad idiomática con América, donde los otros lazos se mantienen escasos y débiles, a pesar de que existe el fuerte sentimiento de que formamos parte de lo mismo? ¿Lo explica todo la religión?¿Lo explica todo el capitalismo?
    Tenemos que repensar seriamente si efectivamente los orígeneses del capitalismos moderno se debe a actitudes religiosas ante la vida, o a otras raíces más profundas, particulares y determinantes de las personas que con el humanismo abandonaban esquemas medievales, donde la religión era un aspecto social más.
    ¿Carece de valores la cultura  “mediterránea actual, si se seculariza?¿Reconciliarse con la historia, es dar por buenos los valores culturales del protestantismo, los que analistas como Max Weber nos señalaron, como ausentes en nosotros?
     

  • Román Díaz Ayala

    Honorio, amigo,
    yo creo que se te ha entendido perfectamente, pues eres claro, conciso y contundente,
    y perdona la maraña que creamos con nuestros torpes pensamientos, aunque todo obedece a lo mismo. Cada cual pretende salvar lo que considera que es necesario.
    El mismo cristianismo europeo occidental que creó el capitalismo moderno y que está mostrando su cara más amarga y cruel. Repito, esa misma mentalidad que calificamos de cristiana como parte de su fundamento, ¿Será capaz de rectificar el rumbo de la historia volviendo a un mundo más humano? ¿Será un nuevo capitalismo o será otra cosa?
    Algunos próceres de este planeta (Bill Gates, por ejemplo) aseguran que para dentro de veinte años ya no habrá hambre en el mundo.
    Así que hay quienes están en el discurso de que estamos dando los pasos adecuados ( la Carta de al Tierra es un ejemplo) y de que se está creando un nuevo pensamiento que no tiene marcha atras, y otros todavía  piensan que el capitalismo tiene mucho recorrido y que se está reinventando a bases de crisis inducidas.
    Pero si hablas de religión, aunque sea en un contexto histórico, tendremos que hablar de religión. Es exigible que aclaremos ideas.
    (¡Qué bien, el ordenador no me está fallando hoy!)

  • h.cadarso

      Efectivamente, grandes pensadores y científicos clérigos o fieles católicos han contribuído eficazmente al progreso de las ciencias y la tecnología. Pero en esto, la iglesia católica y las religiones tienen un HABER y un DEBE, y hay que hablar de los dos. La ciencia y el progreso estuvieron férreamente frenados por la teología y la autoridad eclesiástica hasta el Renacimiento, que supone una rebelión contra esa tiranía, y que llevó a alguno de los progresistas a la hoguera de la Inquisición…
      El tema se centra en el fenómeno que comúnmente se entiende por capitalismo, que surgió cronológicamente y geográficamente (!qué casualidad!) con y en el protestantismo. Y solamente en ese lugar, desde donde luego se ha propagado al resto del mundo. Amigo Olvera, valoro la posible aportación de la cultura china o japonesa o india al nacimiento del capitalismo en esos lugares, pero lo cierto es que el capitalismo coincidió en esos lugares con la llegada de la cultura europea…Para mí sigue siendo cierto que el capitalismo, en su versión moderna, nació y se crió a los pechos de la Reforma y la Contrarreforma. Y que la versión que Europa ha dado al cristianismo en ese momento, condicionada desde luego por el Renacimiento, está en la raíz del nacimiento del capitalismo, de todas sus virtudes y de todos sus crímenes.
      Y por lo tanto, los cristianos al celebrar un semanario por la unión de todos nosotros tenemos necesidad y obligación de hacer frente a la responsabilidad que tenemos en el engendro de ese dragón de siete cabezas que echa fuego y está a punto de destruir el planeta y aniquilar al género humano.
      Y mi pregunta no va por todas esas teologías y análisis históricos tan bien planteados  en los que nos estamos explayando, sino por cómo hacer frente, qué hacer para enmendar el mal que hemos hecho a la humanidad.
      Y tampoco me sirve que me digan que la iglesia o el cristianismo se mueve en un plano de la trascendencia y la búsqueda de Dios. !No y no! el cristianismo da de comer a los pobres, si ha de seguir el ejemplo de Jesús, y cura a los enfermos, y da vista a los ciegos, y anda con el Buen Samaritano curando a los viajeros abandonados heridos por los caminos. Místicos sí, pero sin pasarse, amigos…Personas de oración sí, desde luego, pero sin estarse con los brazos cruzados…
     

  • Román Díaz Ayala

    Ver o no ver, es una cuestión de óptica. Y entiendo que muchos asuntos parezcan paradójicos.
    En Dios existe un impulso creador, pero también otro redentor
    A lo primero se llega por lo que tradicionalmente se ha dado en llamar “la revelación natural”,algo así como que en cada ser humano existe una dimensión religiosa, una aspiración, que le covierte en un ser moral y abierto a lo trascendente. Algunas peronsas llamá a esto “espiritualidad”.
    La potenciación de estas facultades crea las religiones.
    Pero existe también una revelación positiva, histórica, por más señas, de la cual hemos hecho muchas cosas, como las tres grandes confesiones que ya habíamos mencionado. ¿Dónde ves la incongruencia?
    Pero a pesar de ello, sigue existiendo ( estando) un Dios actuante que busca a cada ser humano nacido de mujer. Hay quienes le buscan y de alguna manera lo encuentran. Hay quienes no le buscan y le encuentran. Es una cuestión de relación personal, un  cara a cara, que para las personas supone una experiencia salvadora.

  • Román Díaz Ayala

    Antonio Vicedo,
    bien, por tus reflexiones,
    pero no olvides, que la cosa necesariamente cambia cuando el ser humano empieza por primera vez a acumular ” excedentes2, que no sólo garantizán su supervivencia más allá del día a día,sino que le permite holgar y planificar a largo plazo
    Eso se dió de forma definitiva en las series de circunstancias y acontecimientos que configuraban el inicio de la civilización.
    Apoderarse de los excedentes,mediante razzias, o controlarlos, o establecer una nueva concepción: la propiedad sobre los mismos y sobre aquellos elementos que lo producían: tierras, aguas, ganados, personas etc, dió lugar a que el dominio de “los más fuertes”, fuese el concepto prioritario. El Derecho así, es antes que la religión.
    No olvidemos que el Derecho es coacción. Y la legitimación del Dereho se inició por el poder del más fuerte. La espiritualidad ( que subyace en los rudimentos de cada religión) se vió así alienada y pasó a ser otro elemento de dominación.
    Que cada cual, saque de ahí las consecuencias.

  • Rodrigo Olvera

    Pues yo no veo Román cómo se pueda afirmar en el mismo párrafo que el cristianismo sea una religión creada por los seres humanos, y que Dios canalice en Crsito la salvación universal y a-histórica.
     
    Y no, no se trata de una mera “salida” para “animar” el diálogo.

  • Román Díaz Ayala

    Rodrigo,
    cualquiera que no me haya conocido en Atrio, podría hacerse la misma pregunta que tú me haces,
    por lo tanto debo entender que es una de tus habituales salidas para animar al diálogo.
    Que duda cabe de que existe una diferenciación bastante clara entre las tres grandes religiones reveladas, tan unidas históricamente (Cristianismo, Islam y Judaísmo) y el universo de las religiones.
    Pero incluso en las civilizaciones varias donde estas tres religiones han estado presentes, han actuado como las otras religiones, como un impulso de los hombres en la búsqueda de lo trascendente.
    Yo lo que digo, y repito, que existe un factor a-histórico, y por tanto universal, en el designio salvador de Dios canalizado  en Jesús, y que se repite constantemente dando como consecuencia una relación personal, un conocimiento personal de Dios, en cada criatura que le busca, y que una vez que le encuentra, le acepta.
    Las religiones todas y sus instituciones son creaciones humanas, incluso en las tres reveladas. La Salvación es universal. Pero, son personas concretas quienes están abiertas a estas realidades “soteriológicas” en el fondo de sus corazones.

  • Santiago

    PERO el cristianismo no ES ni neo-liberalismo, ni tampoco comunismo…El mensaje de Jesucristo ha vivido en esta sociedad “mundial” por 21 siglos en medio de las diferentes teorías socio-económicas de las diferentes épocas pero, de hecho, NO se ha identificado con ninguna, puesto que su fin y objeto es de otra naturaleza…

    Sin embargo, el sistema universitario fue desarrollado por la Iglesia Católica, que es un regalo de la civilización occidental al mundo. La exaltación de la razón  y sus posibilidades, el compromiso a un debate, a la vez, riguroso y racional, la promoción de la investigación intelectual e intercambio académico fue, todo ello, patrocinado por la Iglesia y esto fue lo que dio lugar a la Revolución Científica que es específica de nuestra civilización occidental.

    La contribución de la Iglesia, pues, a la ciencia no se limitó a la teología, sino tambien a promover la formación de notables científicos entre los cuales se encontraban numerosos sacerdotes católicos entre y así sobresalen Nicolás Steno, padre de la geología, Atanasio Kircher creador de la egiptología, Giambattista Riccioli, sacerdote y físico, primera persona que consiguió medir la aceleración de los cuerpos que caen libremente y al P. Roger Boscovich al que se le da el crédito de ser el padre de la moderna teoría del átomo.
    Y por supuesto los Jesuítas dominaron el estudio científico de los terremotos, de tal manera, que las sismología se ha llamado “la ciencia jesuíta”. Pero además existen 35 cráteres lunares nombrados en honor de científicos y matemáticos Jesuítas. La Iglesia Católica ha contribuído por mas de 6 siglos, desde la Edad Media hasta el Renacimiento, al estudio de la astronomía, mucho mas que cualquier otra institución, como ha dicho el profesor de la Univ. de Berkeley, CA, J.L. Heilbron.

    PERO los monjes de la Edad media no solamente “rezaban”, como se podría simplemente pensar, sino que crearon un modelo de factorías, centros de ganado, centros académicos, promoción de becas, enseñanza del arte de vivir para la acción social que AVANZÓ la civilización  que emergió de las olas caóticas invasoras de los bárbaros. Por eso a San Benito se le llama el Padre de Europa. Los benedictinos, fueron, pues los padres de la civilización europea (The Monastic Realm-Gregoire, Moulin y Oursel-N. York Rizzoli,1985, pag 277)

    Tampoco se puede olvidar a Francisco de Vitoria, sacerdote católico y profesor, padre del “derecho internacional”. Y el primer sistema legal moderno fue la “ley canónica” y por eso Harold Berman afirma que la Iglesia fue la primera en enseñarnos que las costumbres en disputa, los estatutos, los casos, y por eso las doctrinas varias pueden ser entendidas por el análisis y la síntesis”. Del Derecho Canónico derivó el Derecho civil y penal de nuestra propia civilización occidental. Por eso la idea de los “derechos humanos” viene de este mismo sistema. Por eso se introdujeron en el Derecho procedimientos racionales en los juicios y conceptos legales sofisticados, en vez de los juicios basados en la superstición que caracterizaban el sistema legal germánico. 

    Por otro lado, la dedicación a la caridad de Cristo que la Iglesia instituyó es algo completamente nuevo y único. La idea de ayudar al pobre sin remuneración o reciprocidad no era propia del mundo antiguo. Y asi no solamente la Iglesia  institucionalizó la ayuda a los necesitados, sino tambien a los enfermos, fundando la Iglesia los primeros hospitales y extendiendo su ayuda a los niños huérfanos y a toda clase de necesidad humana.
    Por eso la Iglesia Católica puede llamarse propiamente la “constructura” de la civilización occidental.

    Pero aun asi, y sabiendo que Ella consituye una sociedad “distinta” a la sociedad civil, el mensaje de la Iglesia junto con su obra, trasciende nuestra civilización…..El mensaje salvífico de Jesus de Nazaret, que la Iglesia preservó , está por encima de todas estas “instituciones” y “sistemas” terrestres….No se ha podido identificar pues, con ningun sistema…sino que la Iglesia, transmisora de el, ha promovido la cultura humana al máximo…para que la verdadera identidad y el verdadero sentido del mensaje de Cristo sea asequible a TODO el mundo….Este mensaje no es político, ni económico, ni social….Es simplemente ÚNICO, y totalmente y completamente trascendente.
    un saludo cordial de Santiago Hernández   

  • Antonio Vicedo

    Recogiendo indicios arqueológicos y acompañándolos de los vestigios científicos en los que ha ido quedando memoria simbólica en formas de escritura diferentes, superada la edad y cultura tribales, de la que aún quedan algunos reductos sociales aislados en tribus muy antiguas, creo que lo que ha ido empujando a la sociedad humana en su estructuración práctica, con clara influencia sobre sus formas culturales, ha sido la desorientación aportada por el concepto y valoración del bien atribuyéndolo a la posesión del poder sobre los medios de vida y sobre las vidas mismas ajenas.
     
     
    En el tribalismo primitivo la abundante disponibilidad de los medios de supervivencia proveía el bien particular y común, y el poder, como bien, era compartido por todos los participantes de la tribu con la sola excepción de la jefatura de la misma, solo conflictiva con respecto a otras tribus en tanto podían alterar la disponibilidad del entorno vital.
     
     
    Era el modo de cuidar todos de todos, compartiendo igualdad de poder como consecuencia de la igualdad en el ser. Así parece que pasaron largísimas etapas de la Humanidad hasta que, habiendo constatado que los medios de vida dependían de la tierra de la que se podían sentir dueños, a su posesión inclinaron la capacidad de poder, capacidad que fue concretándose no solo sobre la tierra, y cuanto de bien contenía, sino hasta de las mismas personas que en ella vivían y de ella sacaban rendimiento mediante sus trabajos.
     
     
    El poder había encontrado su inhumana orientación afianzando, en las diferentes circunstancias locales o temporales, la cultural clasificación de las personas, apoyada en la falsificación de la realidad de todas las personas, iguales en valor dignidad, libertad responsable y finalidad, atributos que la constituían en SUJETO inalienable y que, por expolio de los mismos dejaba a las personas como un objeto de mediación interesada, como cualquier otra cosa material.
     
     
    El absolutismo del Poder se había encarnado en los jefes con diversas denominaciones, pero con el contenido de AMOS cuya posesión, sobre todo , de las personas la iban dosificando de menor a mayor, según les interesara la eficacia de su complicidad.
     
    Y así hasta hoy, a pesar de los desequilibrios inhumanos producidos y de las hecatombes de guerras, genocidios, sufrimientos y carencias de cualidades personales en la casi totalidad de la global Humanidad.
     
     
    Porque solo hay que atreverse al intento de hacer este análisis desde la situación real de l*s human*s sin poder para que nuestra mente se tropiece con el abuso de poder y sus consecuencias ancestrales y actuales.
     
    Lo de la influencia de las religiones en este proceso desestabilizador de la Humanidad por el poder, es cuestión de lógica, dada la condición real del ser humano: contingente, relativo y limitado.; es decir: de un ser que, no siendo en su realidad natural poderoso, intenta y se propone serlo y, además, si lo puede conseguir, considerarse absoluto, si no real, al menos REPRESENTATIVO del Absoluto considerado DIVINIDAD RELIGIOSA, o ESTRUCTURA POPULAR SOBERANA, falseada en su real CONCEPTO y concreta PRÁCTICA.
     
     
    Solo el cristianismo del Galileo Jesús dando testimonio y mensaje de igualdad humana en la real HERMANDAD UNIVERSAL (No las Iglesias estructuradas desde el poder y la práctica de acepción de personas) y el Movimiento Anarquista desarrollado y mantenido en la base social humana ( El ajeno al ejercicio de la violencia sobre cualesquiera otras personas), han destacado en la orientación que la Humanidad necesita seguir, desde el NO PODER, para poder un día llegar a ser globalmente HUMANA.

  • Rodrigo Olvera

    ¿Es decir, Román, que todas las religiones son creaciones humanas menos la mía?

  • Román Díaz Ayala

    No creo que Jesús tuviese en mente en lo que consideraba su misión el crear una nueva cultura en sustitución a la suya heredada de sus padres, o de modificarla, introduciendo elementos nuevos,
    tampoco que fuese  de su responsabilidad echar una mano a su Padre el Dios Creador enmendando las desviaciones que desvirtuaban los planes creadores.
    Aunque el resultado final haya sido, “la revelación del Misterio” (Romanos 16,25-27)
    La misión de Jesús fue netamente “salvadora”.
    Usamos la palabra mesianismo, y hablamos de mentalidad mesiánica, de doctrinas mesiánicas etc, referidas todas a nuestros fundamentos culturales judeo-cristianos y a nuestra mentalidad escatológica en la  apoyamos todas las ideologías occidentales.
    Pero no debemos incurrir también en tales adulteraciones quienes sabemos distinguir entre la experiencia de fe, como elemento religador con el Dios Salvador en Jesús, con nuestros comportamientos religiosos.
    Los israelitas tuvieron necesidad de arroparse con una religión por cuanto se vieron en la necesidad de desechar las religiones de los demás pueblos con sus cultos a muchos dioses ( sus politeísmos) y sus concepciones del “ser humano”.
    Pero el Cristianismo, si es auténtico; no.
    El universalismo cristiano, está pendiente aún de ser descubierto por nuestra generación.
    A no ser que sigamos confundiendo “espiritualidad” con “teología”, y mantengamos la tesis de que toda religiosidad ( toda religión) es de creación humana.
     

  • Rodrigo Olvera

    Este año la sesión de Davos empezó con un mensaje de Bergoglio 😉

  • ana rodrigo

    Lo que yo quise decir es que si bien el capitalismo inicial estuvo asociado manifiestamente a la religión cristiana, los ideólogos y, sobre todo, los que llevan las riendas de la administración de la riqueza y la especulación, pienso que no deben tener en cuenta para nada ideas religiosas. No creo que en Davos comiencen las sesiones rezando un Padrenuestro. Ni los gobernantes, ni los ministros de economía, ni cumbre internacional alguna, en este momento asocien conscientemente lo que hacen con pensamiento religioso alguno.
     

    Eso sí, cualquier ideología con fondo y forma que se sustancie en el poder, siempre creerá que su misión mesiánica es salvar la situación que otras ideologías no lo han hecho

  • Rodrigo Olvera

    Traduzco dos párrafos que puedan interesarle a Honorio:
    Tanto el comunismo como el neoliberalismo fueron movimientos mesiánicos, usaron el lenguaje de la razón y la ciencia, pero realmente fueron dirigidos por la fe. Enemigos mortales aparentes, las dos fes difieren principalmente en un punto de detalle doctrinal – si la perfección final de la humanidad debía conseguirse en el socialismo universal o en la democracia capitalista universal. Así como el socialismo revolucionario de Marx había hecho, el libre mercado global prometió un fin de la historia. Como podría haberse previsto, la historia continuó- con un baño de sangre adicional.
    Como la mayoría de ideologías Ilustradas, el comunismo y el neolineralismo fueron obsesivamente seculares. Al mismo tiempo fueron profundamente moldeadas por la religión.  Mirando por un futuro en el que toda la humanidad estaría reunida en una sola forma de vivir, cada una de ellas estaba enraizada en una visión de la historia humana que está basada únicamente en el monoteísmo occidental. El marxismo y el culto al libre mercado son sólamente las más recientes en una sucesión de fes Ilustradas, en las que la promesa cristiana de salvación universal reaparecen como un proyecto político de liberación universal

  • Rodrigo Olvera

    Ni en China, ni siquiera en la URSS, la sociedad dejó de ser religiosa. Sus gobiernos si dejaron de ser religiosos, pero sus sociedades no.
     
    Hay un artículo del año 2007  muy interesante, que lo deja claro desde su título “El racionalismo ha muerto, el Zhouyi está vivo”  [nota Zhouyi es la parte más arcaica del Yijing, uno de los 5 libros canónicos del ruismo chino]
     
    Respecto del crecimiento económico de toda la región Extremo oriente (no sólo de China comunista, sino también de paises capitalistas como Japón) afirma que la única cualidad común a todos esos países para explicar la capacidad de crecimiento de la región en los últimos 50 años es la tradición cultural común derivada de la cultura china en genereal y del confucionismo y el taoismo en particular. Afirma que por su parte, el occidente ha sido cautivo de ideologías mesiánicas, primero cristiana, luego comunista y capitalista.  Es decir, tanto el cristianismo como el capitalismo y el comunismo comparten como cualidad común el mesianismo.   Y el artículo desarrolla cómo el racionalismo (otra ideología mesiánica occidental) no logró vencer al núcleo esencial de la cultura china en general, a pesar del mismo liderazgo político chino.
     
    (el artículo, lamentablemente, se encuentra únicamente en inglés; pero quizá le interesa a alguien)

  • Román Díaz Ayala

    Las simplificaciones son últiles, siempre que ayuden a un esquematismo didáctico: reflejan la mejor manera de enseñar la realidad, la verdad, o acontecimientos que se exponen.
    Pero, no nos quedemos en meras simplificaciones.
    Se entiende por capital la hacienda, el caudal y el patrimonio. Si todo ello tá en manos de unos pocos, de un clase, o de una familia, mientras que las demás personas viven, actúan o trabajan para mantener o incrementar este patrimoni, estamos en un sistema capitalista.
    Tenemos que decir entonces, sin faltar al rigor científico que el capitalismo nació con la civilización. Es inherente a toda civilización histórica.
    Se conoce como capitalismos moderno, nacido después o durante la revolución industrial en el occidente europeo, a un sistema económico basado en la propiedad privada de los medios de producción que constituyen en capital.
    Este capitalismo ,no es producto de la religión, y mucho menos de una confesión religiosa, sino que escausa del cambio de mentalidad que sufrió la sociedad europea en lo que se vino a llamar el Renacimiento.
    El Prtestantismo, el Catolicismo Romano nacido después de la confrontación religiosa, y el sistema capitalista, son todos productos de la revolución cultural que liquidó a la Edad Media Europea.
    Los movimientos culturales ( una vez producida la brecha entre Europa Occidental y las demás regiones, y dentro de esta misma Europa Occidental con la confrontación religiosa) son fenomenos más globales y complejos, que nos merecen  una consideración más pormenorizada
    Max Weber tenia sus razones para expresarse así dentro de su contexto histórico. En mucho acertó y en otras cosas carecía de datos. Como siempre.

  • ana rodrigo

    De las religiones podemos decir de todo (bueno y malo), pero, sobre todo, nadie va a negar la decisiva influencia en la configuración d las sociedades, no sólo en Occidente, sin en todos los rincones del mundo y en todos los tiempos, y todas las religiones.
     
    Aquí se habla en concreto de la incidencia en la aparición del capitalismo, con el importante matiz de que éste ha sido y es el motor de la economía mundial. Lo que tiene poca explicación es que en el momento actual, donde las sociedades son laicas, se siga actuando sin piedad, generando injusticias tan crueles y tan extendidas en todo el mundo. Y si no, miremos a China y otros países emergentes, en los que la religión está ausente o ha estado en el momento del resurgimiento económico por la vía capitalista en su máxima y peor expresión.
     
    Quiero decir que, si bien, los orígenes remotos del capitalismo partieron de actitudes religiosas ante la vida, ahora ya no tiene justificación alguna ni religiosa ni atea. Este mundo está hecho unos zorros, son los zorros los que guardan el gallinero.

Deja un comentario