Otros temas

Autores

Archivo de entradas

5389 Artículos. - 85842 Comentarios.

Pascua cristiana

ArregiPascua significa “paso”, el paso de la vida a la Vida.

Como otras sociedades de agricultores y pastores, los antiguos hebreos celebraban la primera luna llena de primavera: los agricultores comían pan nuevo sin levadura; los pastores, carne de los primeros corderos. La vida revivía, y había que agradecerla. La vida es inmortal, sí, pero frágil, y hay que cuidarla. Eso es la Pascua.

Muchos siglos después, los hebreos añadieron a su fiesta un sentido histórico: el recuerdo de sus antepasados que, guiados por Moisés, se libraron del yugo del faraón. Un Ángel Liberador pasó por las puertas de sus míseros hogares, marcándolas con el signo de la vida y de la libertad. Atravesaron el Mar Rojo y caminaron por el desierto en la esperanza de una tierra que mana leche y miel. Eso es la Pascua: la memoria de la liberación y la esperanza en camino hacia una nueva tierra todavía por alcanzar.

Vino Jesús de Nazaret y su vida fue toda entera pascual, pues pasó la vida haciendo el bien. Liberó a los oprimidos, curó a los heridos, compartió la mesa con justos y pecadores, fue hermano de todos. Encarnó a Dios, pues Dios es el nombre de la Compasión rebelde, solidaria y sanadora en el corazón de la vida. Por eso le mataron. No murió por decreto divino, ni para “expiar” ante Dios las culpas de la humanidad, sino porque pasó la vida liberando la vida y curándola.

Muchos habían visto en él al profeta de los últimos tiempos, el amanecer de un mundo transfigurado, y le habían seguido por los caminos de Galilea, atestados de mendigos y de enfermos. La muerte en cruz de Jesús golpeó la fe de sus seguidores, pero no la destruyó. María de Magdala, Pedro y muchos más proclamaron que Jesús estaba vivo, pues la vida que se da no puede morir en la tumba. La bondad feliz resucita en Dios, es Dios mismo: el Corazón glorioso de la Vida. Y eso es la Pascua: la victoria del bien, aunque solo sea una semilla o un trocito de  levadura.

Luego la teología complicó inútilmente lo que es tan simple y real, tan universal como el bien y la vida. Pusieron el acento en cosas que no habían tenido importancia alguna ni para Jesús ni para sus primeras discípulas y discípulos. Entendieron la resurrección como un hecho histórico y físico sucedido en Jesús por primera y única vez: la súbita desaparición del cuerpo, el sepulcro vacío, la reanimación del cadáver en el más allá, las apariciones físicas solo a unos cuantos… La Pascua pasó a ser un hecho singular del pasado. La fe pascual consistió en “creer que”  Jesús resucitó físicamente de la tumba y que sus discípulos lo vieron y comieron con él pan y pescado.

Pero la Pascua no es eso. No es ése el corazón del mensaje ni de la fe pascual. No fueron un sepulcro vacío o unas apariciones físicas las que llevaron a María de Magdala y a Juan, a Pedro y Pablo y tantas y tantos otros a confesar que Jesús vive. Fue la memoria sanada la que trocó las lágrimas en amor más despojado y más fuerte, el desengaño en esperanza contra toda esperanza. Fueron los ojos del corazón los que lo reconocieron presente en el caminante, en el huésped, en el pan compartido.

Así nació la fe pascual, y sigue naciendo en nosotros cada primavera y cada día. “Santo y feliz Jesucristo” cantaron los primeros cristianos, y aún seguimos cantando, pues en él reconocemos la vida que merece la pena, la vida buena y feliz, la vida humana y divina. Y humildemente seguimos diciendo, a pesar de todo: “El Crucificado vive. Su bondad samaritana vive. Su profecía valiente y arriesgada sigue vigente a pesar de la cruz sangrienta y de la tumba cerrada. Dios vive. Dios es la Bondad poderosa y creadora, como un permanente Big Bang, como un infinito corazón palpitante. Dios es el nombre del poder de la ternura. En él vive el Crucificado, y todas las criaturas crucificadas. La Vida no muere, todos los sepulcros están vacíos, la Compasión es más fuerte que todas las cruces”.

Feliz Pascua, pues, amiga, amigo. Que tu vida sea buena y feliz.

Para orar. BIENAVENTURANZAS DE LA RESURRECCIÓN

  • “Felices quienes mueren cada día al egoísmo y renacen a una vida nueva. Quienes estén persuadidos de que el odio, la guerra, la maldad y la sinrazón jamás podrán vencer a las fuerzas de la vida.
  • Felices quienes saben descubrir entre las realidades de la muerte del mundo de hoy signos de vida y esperanza.
  • Felices quienes alcanzan la convicción, desde su compromiso vital, de que tras las derrotas cotidianas está latiendo la victoria de la vida.
  • Felices quienes riegan gotas de vida, quienes siembran semillas de vida, quienes alientan deseos de una vida en plenitud.
  • Felices quienes han logrado percibir, detrás de la muerte de millones de inocentes, el dolor, la rebeldía, la audacia, la llamada a una entrega absoluta por la vida.
  • Felices quienes han transformado su existencia por los testimonios de los que han derramado su sangre por la vida de otros seres humanos.
  • Felices quienes creen en el Dios de la vida. Y quienes creen en una nueva humanidad que pueda ser feliz y disfrutar de la vida. Unos y otros, juntos, lograrán que triunfe la pasión por la vida, otra tierra más llena de vida.
  • Felices quienes descubren paso a paso en su vida que la última palabra no la tiene la muerte, sino la resurrección” (Miguel Ángel Mesa).

12 comentarios

  • Rodrigo Olvera

    Wojtila no sólo fue encubridor de pederastas… también de criminales de guerra.

    Hoy que ha muerto Margarita Thatcher, sería bueno recordar que ella y Wojtila (a través de Sodano) fueron las dos personas más influyentes como calbideras para presionar al gobierno británico de manera que se impidiera el juicio contra Pinochet en Londres.

    Si Bergoglio concreta la canonización de Wojtila, tendremos muy claro cual es el tipo de iglesia que “inaugura” su papado.

  • Javier Renobales Scheifler

    Honorio Cadarso,
     
    Muchas veces he dicho en Atrio que no leo todo Atrio, no tengo tiempo ni capacidad (Pascual dijo el otro día, si no le entendí mal, que él quiere leer todo lo que sale en Atrio, y desde que lo dijo, no le he vuelto a ver comentar nada más en Atrio: quizá está leyendo)
     
    A mí me parece adecuado este hilo sobre la pascua cristiana, para decir en él que la ICR nos hace la pascua.

    Mira por ejemplo este link,
    http://www.elplural.com/2013/04/07/el-compromiso-del-nuevo-papa-con-los-pobres/
     
    “…En realidad, la religión católica, interpretada por la jerarquía de la Iglesia, constituía la ideología que proveía cohesión social a tales estructuras (estructuras de poder, se refiere).
    El general Jorge Videla, el dictador en Argentina, era profundamente religioso, muy influenciado y próximo al Opus Dei, la parte de la Iglesia más próxima a la dictadura fascista española, que también influenció a un gran número de dictaduras de América Latina, amenazadas todas ellas por tales movimientos.
    Es en este contexto en el que el Obispado argentino había justificado su apoyo al golpe militar, pues creía que este había parado la posibilidad de que surgiera un régimen marxista.
    La jerarquía de la Iglesia argentina fue, en su gran mayoría, cómplice de aquella dictadura militar.”
    ….
     
    es que su (la de Bergoglio) aproximación a la religión es profundamente mística, muy cercana a la del Papa anterior, cuyos postulados dogmáticos interpretaba de la misma manera.
    Ni que decir tiene que su estilo es profundamente distinto, pero su tipo de religiosidad era muy próxima a la del Papa anterior y a la del Papa Juan Pablo II.
    Su compromiso con el pobre estaba imbuido de tal misticismo, encontrándose incómodo (incluso hostil) frente al compromiso terrenal, de tipo organizativo, que consideraba político y, por tanto, impropio del sacerdocio
    .”
     
    Vamos, que Bergoglio, a quien luego Wojtyla haría cardenal, puso a los dos jesuitas a los pies de los caballos, porque creía que éstos hacían política con su acercamiento a los pobres y lucha en su favor.
     
    Es justo lo mismo que Wojtyla hizo con Romero, ponerlo a los pies de los caballos al evidenciar que le retiraba la protección del poderoso Estado Vaticano.

     Así que Bergoglio va a hacer santo a Wojtyla (salvo sorpresa que veremos en unas semanas, anunciada por Ildefonso, reafirmado por Rodrigo). Pues no hace la pascua, el tal Bergoglio, santificar a este encubridor de pederastas que traicionó a Romero.
     
    ¿Qué mejor post que el referido a la pascua cristiana para expresar que el cristinismo (catolicismo en España) nos hace la pascua, Honorio?

  • h.cadarso

      Quiero señalar que cosas que se diceen aquí habrían estado mejor dichas en el hilo “Madrid, reserv ado a católicos” que salió días pasados, y en el que se condenaba el excesivo poder de la Iglesia católica en España.
      Pero curiosamente solo hicieron comentarios de este tema Ana Rodrigo e Iñaki S.S., personas que no se distinguen precisamente por sus posiciones anti-ICR y agnósticas….

  • Javier Renobales Scheifler

    En la quinta línea quise decir opiante; el word me lo cambió a opinante.

  • Javier Renobales Scheifler

    Bergoglio fue elegido papa por el sistema dictatorial de la ICR, porque Bergoglio aseguró a sus coleguis cardenales que va a utilizar el poderoso papado romano para evangelizar a todo el que se deje o  no pueda defenderse.
     
    http://www.clarin.com/mundo/palabras-Bergoglio-cardenales-decidieron-eleccion_0_889711206.html
     
    La ICR conforma un lobby religioso corporativo católico, que ahora dirige Bergoglio con sus jerarcas, y que es impresionantemente poderoso y bien organizado como la primera multinacional de la Historia, con un patrimonio material impresionante por lo enorme, conseguido inmoralmente.
     
    Goza de una experiencia inigualable, en lo que a manejar/embaucar/adoctrinar al personal se refiere. Y de unas armas (la resurrección, la pascua) que sólo el invento de la religión tiene. Y la ICR es muy experta en el manejo de su religión, la católica.
     
    Un punto muy importante es la promesa del cielo que hace la ICR, la resurrección, factor opinante esencial en el adoctrinamiento/evangelización católico.
     
    Pero el adoctrinamiento/evangelización está desde hace siglos al servicio del capitalismo que asola el planeta Tierra.
     
    http://es.wikipedia.org/wiki/Adoctrinamiento
     
    El uso del adoctrinamiento como medio de control social es parte del modelo de propaganda expuesto por Edward S. Herman y Noam Chomsky. De acuerdo con este modelo la causa de los sesgos sistemáticos en los medios de comunicación son factores estructurales económicos. El marketing, la publicidad, las industrias de las relaciones públicas y los institutos de opinión son usados sistemáticamente para reforzar los intereses de las élites de negocios.
     
    Además influyentes lobbies religiosos y económicos han usado con frecuencia el sistema educativo y las comunicaciones electrónicas centralizadas para influir en cierto sentido en la opinión pública.[5]
    Ese tipo de prácticas provoca restricciones sobre el grado de democracia …”
     
     
    Decía Einstein:
    Albert Einstein resumía el papel de los medios en un artículo de 1949:[6]
    El capital privado tiende a concentrarse en pocas manos, en parte debido a la competencia entre los capitalistas, y en parte porque el desarrollo tecnológico y el aumento de la división del trabajo animan la formación de unidades de producción más grandes a expensas de las más pequeñas.
     
    El resultado de este proceso es una oligarquía del capital privado cuyo enorme poder no se puede controlar con eficacia incluso en una sociedad organizada políticamente de forma democrática.
     
    Esto es así porque los miembros de los cuerpos legislativos son seleccionados por los partidos políticos, financiados en gran parte o influidos de otra manera por los capitalistas privados quienes, para todos los propósitos prácticos, separan al electorado de la legislatura.
     
    La consecuencia es que los representantes del pueblo de hecho no protegen suficientemente los intereses de los grupos no privilegiados de la población.
    Albert Einstein, Why Socialism?
     
    ¡Qué duda cabe de que la ICR es un lobby religioso, que usa la educación, la enseñanza que recuperó en España por la guerra civil católica que hizo para recuperar sus privilegios, para el adoctrinamiento del personal como medio de control social, para mejorar su negocio!
     
    La resurrección, el ‘dios se lo pague’ con el famoso ‘ciento por uno’ que dice el evangelista, es un invento opiante y falso, y nos hace la pascua.

  • Javier Renobales Scheifler

    Por ejemplo, Honorio, un botón de muestra que sale hoy en la prensa, de cómo se nos impone, y lo caro que nos sale a todos, el capricho de la religión que tenéis muchos en Esaña, sobre todo los católicos:
     
    http://sociedad.elpais.com/sociedad/2013/04/06/actualidad/1365272268_028321.html
     
    Recortes en Ciencia: 600 millones. Recortes en Religión: cero euros. Cuando tengas un cáncer, a rezar.
    No faltará un capellán que acuda a darte la extremaunción”.

    Según cálculos que Europa Laica publica esta próxima semana, el costo en capellanes para el Estado ronda los 50 millones de euros anuales. La Fundación 1º de Mayo, del sindicato Comisiones Obreras, rebaja esa cifra a 30 millones, en un estudio que publicó hace tres años con el título Financiación de la Iglesia católica y gasto público.

    Que dos informes difieran tanto en sus cálculos se debe a la opacidad con que ocurre todo.”
     
    Nadie se opone a que se preste asistencia religiosa, espiritual o de otro tipo, pero no parece que tenga que ser a costa del erario público. No es tarea del Estado, es de cada confesión. El Estado se debe limitar a facilitarla, no a costearla. Pensemos en los recortes en sanidad y en otros muchos servicios públicos y valoremos la hipocresía de quienes mantienen el privilegio mientras recortan en médicos y enfermeras, y la hipocresía de quienes se lucran por realizar una tarea que solo a ellos compete”.

    La ‘cura de almas’ pagada excluye a las otras religiones, que prestan el mismo servicio de forma gratuita
     
    “… la familia fue informada por el tanatorio de que no podían utilizar “la sala pactada porque el sacerdote católico Juan Domingo y la entidad que él representa habían prohibido que se celebrara el funeral en la forma y de acuerdo a la religión que profesaba el difunto, que es la evangélica”.
     
    Pues sí, la pascua cristiana, católica en España, nos hace la pascua.

  • Javier Renobales Scheifler

    Honorio Cadarso,
     
    Es vuestra  ICR, que se compone de todos los que sois católicos (todos somos iglesia, decís los católicos), la que pretende evangelizar España (y el mundo): o sea, adoctrinarla, adoctrinarnos a los españoles, y al mundo.
     
    Parte del plan, en esa evangelización, es convencer a la gente de que estamos en esa vida (llamada terrena) para prepararnos para ‘la otra’ (el paraíso celestial), la del más allá al que todos nos va a resucitar vuestro dios, según la evangelización católica.
     
    Me extraña pues que digas “La otra vía, la que creo yo que tomamos entre otros Arregui, Vicedo, no sé quien más, la que llamamos de la fe y de la confianza en el mensaje de Jesús tal como lo entendemos
     
    Los católicos, millones y millones de católicos, tenéis que creer en el dogma de la resurrección, no sólo la de Jesús, hecho histórico para el catecismo llamado católico de 1992, sino en la de todas las personas de la Humanidad.
     
    Tras la guerra civil Santacruzada tan bendecida por jerarcas y papas católicos, la ICR se ha apoderado de los funerales de las personas que mueren en España. Cuando vamos a esos funerales, nos tenemos que tragar eso de la resurrección en el que creéis Arregui, Vicedo, tú y no sabes los millones y millones de católicos más. El cura repite y repite que la persona muerta no ha muerto, sino que descansa en los brazos de dios y de la virgen en la llamada gloria eterna, y nadie del público podemos decir ni pío sin alterar el orden público, aparte de que el dolor de la familia del muerto no está para discusiones sobre si ha resucitado la persona muerta, o si ha muerto para siempre, y es sólo esta vida la que continúa.
     
    Tu ICR, gracias a las guerra civil y dictadura católicas, campa como señor feudal en esta católica España ‘reserva espiritual de occidente’ y nos adoctrina por tierra mar y aire.
     
    Tú no pretendes convencer a nadie, dices. Bueno, pero tu ICR de la que formas parte activa sí que pretende adoctrinarnos con su evangelización, por todos los medios a su alcance, que son demasiados.
     
    La que llamas “acción que conduzca a mejorar las condiciones de vida de los seres humanos. Y yo creo que eso es lo único importante.”, no necesita que nos evangelice la ICR  ¿o sí la necesita, Honorio?
     
    Dejad de evangelizarnos, de adoctrinarnos y, como tú dices: “no se empeñen en decirme que estoy equivocado, yo procuraré hacer lo mismo. Pero ahórrense descalificaciones y reproches a los demás.”

  • h.cadarso

      Está claro, creo yo, que desde un posicionamiento racional es difícil, quizá imposible, entender y aceptar ninguna forma de resurrección de Jesús, de Monseñor Romero, de Martin Luther King, de Gandhi….de todo ser humano.
      La otra vía, la que creo yo que tomamos entre otros Arregui, Vicedo, no sé quien más, la que llamamos de la fe y de la confianza en el mensaje de Jesús tal como lo entendemos, no es obligatoria para nadie, entiendo perfectamente que se rechace desde una posición única y exclusivamente racionalista, y que algunos la califiquéis de sueño, fantasía, locura, de todo lo que queráis.
      ¿Vale la pena seguir discutiendo hasta el infinito sobre estos dos planteamientos? Alguien pretende convertir al otro a sus tesis y sus convicciones, en plan apóstol, dictador ideológico, sabio que enseña a ilusos y analfabetos?
      Yo creo que lo mejor es que cada uno siga su camino, y que nos encontremos en toda acción que conduzca a mejorar las condiciones de vida de los seres humanos. Y yo creo que eso es lo único importante.
      ¿O no? Vuelvo a repetirlo: no pretende convencer a nadie de nada, no pretendo sacar a nadie de su error, entiendo que cada uno tiene su forma de pensar, y que todas las formas de pensar son igualmente respetables, y que a veces ponemos tanto empeño en convencer a los demás que conseguimos que se aferren más a sus propias opiniones y rechacen con más empeño las de los demás.
      Así que, por favor, no se empeñen en decirme que estoy equivocado, yo procuraré hacer lo mismo. Pero ahórrense descalificaciones y reproches a los demás. Hace como muy feo…

  • Margarita Aguirre

    Antonio Vicedo: permíteme identificarme con el final de tu intervención.
    “……Por ser la PASCUA  PASO, No podemos admitir para la” Vida Humana”, ningúnlímite definitivo

  • Rodrigo Olvera

    Lo siento, pero tengo demasiados reparos al leer este texto. No detallo todos, sólo algunos
    1.- El angel descrito en el Éxodo no es un ángel liberador, sino un angel exterminador o un ángel de muerte. Tal ángel no marcó las puertas con ningún símbolo, mucho menos con un símbolo de vida. Fueron los propios hebreos los que marcaron sus puertas con SANGRE de un animal sacrificado, para que el angel de muerte no matara a sus habitantes. Hay una enorme diferencia. Porque desde este mito fundacional, queda expresado que el “Pueblo de Dios” sólo puede vivir mediante la muerte de los pueblos que le rodean. Este mensaje fundacional se repite en la construcción de la historia de Abraham (aunque en el texto aparece antes, su redacción es cronológicamente posterior), en la historia de la conquista de la tierra “prometida”, y se sigue repitiendo en los libros proféticos y algunos sapiensales. Con la entrada de la cultura helénica, en que aparece el individuo, ya no se pide la aniquilación de pueblos, pero sí la muerte de los malvados y pecadores. El mito fundacional es el de mi vida merece las muertes de los demás.
     
    2 La imagen de Jesús hermano de todos no se sostiene con los propios textos fundacionales del cristianismo.
     
    3 Es falso que el acento en la resurrección física fuera una complicación posterior de la teología. Más bien, ante el escándalo de mantener la fe en la resurrección física en una época Ilustrada, ha sido la teología quien re-significa la resurrección para que sea sólo una alegoría simbólica de que el proyecto, o el amor o el recuerdo de Jesús continuaban. Los textos fundacionales son claros. No hay un sólo texto de la época del protocristianismo que sustente una interpretación simbólica o alegórica de la resurrección. Todos presentan la resurrección como un hecho histórico y físicamente verificable. Que esto sea problemático con la grieta del pensamiento mágico, lo entiendo. Pero para quienes consideren que creer en la resurección física es pensamiento mágico es más honesto -me parece- reconocer que en ésto se equivocaron los primeros cristianos, que afirmar que los primeros cristianos ya entendían la resurrección como se empezó a entender hace menos de 200 años.  Y ojo… yo no tego problema en que hombres y mujeres en el 2013 signifiquen la resurrección como una alegoría. Sólo tengo problema en que afirmen que eso mismo pensaban los primeros cristianos.
     
    Con lo que no tengo ningún desacuerdo, sino que lo comparto, es con el deseo de que la vida de cada persona que lea el texto de Arregi sea buena y feliz. Acuerdo que me parece más importante que los muchos desacuerdos que me genera su lectura.
     
     

  • Antonio Rejas

    Muy bien este artículo sobre la Pascua de Resurrección. Su lectura produce optimismo y alegría. De acuerdo con el significado de esta Pascua en la actualidad. Los hebreos celebraban hechos concretos de su historia. Me parece bien que nosotros celebremos el renacimiento cada día   a una vida nueva, iniciada por Jesús.

  • Antonio Vicedo

    – ¿Hay alguna diferencia profunda entre negar la resurrección personal de Jesús, ofreciendo testimonio real a algunos testigos  de entre quienes le conocieron vivo antes de morir en la cruz, y la no explicación (menos aún justificación) de tantas vidas humanas vividas sin haber percibido el menor destello de justicia, bondad y amor antes de morir?
     
    ¿Por qué dar por válida la realidad humana de Jesús, el Galileo, y no de lo que dan testimonio l*s mism*s testig*s como experiencia de encuentros vivencias con Jesús Resucitado?
     
    ¿Difícil de aceptar esto  para la pura razón?
     
    ¿Acaso le  es más fácil a la razón probar la negación de este acontecimiento que para quienes no han, o hemos, sido testigos de vivencia,  lo aceptamos por Fe?
     
    ¿Resta algo esta actitud de fe a la exigencia de coherencia para el compromiso vital por la búsqueda de la Verdad, el compromiso por la Justicia y, sobre todo por pretender alcanzar una vivencia de Amor lo más plena y generalizada posible?
     
    ¿No tendremos en esto, la motivación, por no llamarle prueba, de la ausencia del absurdo, ante esas evidencias de vidas frustradas irremediablemente, si las encerramos en los límites del tiempo y los lugares?
     
    Porque,  lo que como actitud relacional del Padre Dios con sus hij*s había expresado Jesús en sus parábolas y mensaje, eso mismo parece que Él lo testimonió como comportamiento con sus discípulos (Y como promesa universal) en las experiencias relacionales ya Resucitado.
     
    ¿Y hay algo en el meollo de esta Fe que justifique y ofrezca de verdad base, en la que apoyar las actitudes humanas de egoísmo y poder?
     
    Por ser la Pascua PASO, pasemos nuestra vida conviviendo, sin admitir para la VIDA HUMANA ningún límite definitivo.

Deja un comentario