Temas

Tablón de ATRIO

Anterior Siguiente
Último: 9-9-19, 17:49

Floren (2019-09-09 17:49:55) : Papa Francisco, ¿pastor o gobernante? http://cartujoconlicencia.blogspot.com/2019/09/el-papa-francisco-pastor-o-gobernante.html

José María Rosell (2019-09-01 21:51:18) : Pequeño video que explica de forma sencilla las inmatriculaciones de la iglesia: https://youtu.be/Dl8Jcu8zWe8

Equipo Atrio (2019-07-26 22:56:17) : Un excelente programa colombiano de TV: MARIA MAGDALENA, UNA LEYENDA HECHA MUJER... por Carmiña Navia.

Floren (2019-04-24 11:45:39) : LA VERDAD DE LA PASCUA. http://cartujoconlicencia.blogspot.com/2019/04/la-verdad-de-la-pascua.html

Equipo Atrio (2019-03-08 21:55:38) : Delcy Rodriguez, vicepresidenta de Venezuela, denuncia al criminal apagón en Venezuela criminal apagón en Venezuela [vídeo de 6 min.]

Equipo Atrio (2019-02-18 09:39:18) : Amplio y clarificador programa sobre Venezuela: La hojilla/a> ¡Magnífico analista argentino Marco Teruggi! ¡Larga charla pero imperdible!

Equipo Atrio (2019-01-09 12:31:08) : Entrevista a Tamayo en la Sexta: La Iglesia española sigue siendo franquista

Floren (2018-11-19 19:50:09) : Floren de Estepa escribe en su blog: CARTA A UN JOVEN QUE NO QUIERE VOTAR

Equipo Atrio (2018-11-16 10:06:45) : La verdadera despedida de Steve Jobbs Disgurfso de graduación https://www.youtube.com/watch?time_continue=12&v=vXJYrrLGNAo

» Pon una nota




Autores

Archivo de entradas

4952 Artículos. - 79512 Comentarios.

Al pequeño Nicolás

¡Felicidades, Nicolás! Recién estrenada la primavera, en la iglesia de Santo Toribio de Valladolid –muy sencilla y espaciosa, como debe ser la Iglesia–, te alzamos en nuestros brazos y te bautizamos en el nombre del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo. En la penumbra de la iglesia, encendimos llamitas para orientar la vida. Ungimos con aceite perfumado nuestras heridas de hoy y tus heridas de mañana. Y nos sumergimos en el misterio del agua que derrama el cielo en la tierra. Fue muy simple, muy humano, muy hermoso. Mereció la pena.

          Solo por compartir siete horas de coche desde Arantzazu con un franciscano amigo, en conversación y en silencio, ya hubiese merecido la pena. Y solo por admirar la belleza, la extasiante belleza de los paisajes de Burgos, Palencia y Valladolid, la luz y la sombra de sus tierras labradas, los campos ondulados donde ya crecen el trigo y la cebada, la armonía de sus verdes, el silencio y la paz de sus laderas al atardecer. Solo por contemplar de lejos las choperas del Pisuerga que ya hinchan sus yemas de ámbar. Solo por ver, al pasar por Celada del Camino, una pareja de cornejas posadas en un cable, sumidas en silencio. Solo por conocer el barrio popular de las Delicias de Valladolid, imagen de nuestro mundo global, en el que tú has visto la luz y verás también oscuridades. Solo por volver a abrazar a tu padre Antonio, antiguo compañero franciscano, y por haber conocido a tu madre Marianela, su bella tez peruana, su ancho y bello rostro lleno de calma y de firmeza. Sólo por tenerte tierna y torpemente en brazos, y observar cómo en tu piel y en tus rasgos se funden el Perú y Cantabria, continentes y pueblos, cordilleras y playas, dramas y dichas tan antiguas y tan recientes como la vida humana.

            Por muchas cosas, por cada una de ellas, hubiese merecido la pena. Pero todo ello se transfiguró cuando te alzamos sobre la pila redonda y te bautizamos en el nombre del Padre, del Hijo y del Espíritu. La pila era redonda como el cielo de Castilla. La pila era un cielo con bóveda invertida: el cielo sobre la tierra, o la tierra sobre el cielo. Te ungimos con aceite perfumado, prendimos llamitas de cera, derramamos sobre ti tres conchitas de agua: el agua que es Madre, el agua que es Hijo, el agua que es Aliento. “¡Bendito seas, mi Señor – cantaba el hermano Francisco de Asís – por la hermana agua, que es útil y humilde, y preciosa y casta!”. La humilde agua corrió pila abajo, hasta el centro de la tierra. “Agua que nace en la fuente serena del mundo, surgiendo en la profundidad”, como cantó Ana Belén. ¡Bendita sea el agua llena de bendiciones! Nada de lo que brota, crece y vive sería sin el agua. Nada de lo que somos seríamos sin el agua, ni estaría cantando el zarcero ahí abajo, ente los arbustos del riachuelo Narrondo. Madre agua, hermana agua, amiga agua. ¡Bendita agua que nos bendice!

          Pero no te bautizamos para que recibieras ninguna bendición nueva, pues eres infinitamente bendito desde que fuiste concebido y mucho antes. No te bautizamos para purificarte de ninguna mancha, pues todo tu ser es tan limpio como tu piel clara y morena. No te bautizamos para liberarte de ninguna culpa originaria, pues solo la gracia es originaria, y tú nunca serás culpable a los ojos de Dios, aunque siempre tendrás heridas, y tampoco Adán y Eva –nuestros “primeros padres”, aunque todos sabemos que los humanos de hoy no somos hijos de una pareja, pero es una forma de decir que todos hemos nacido de otros–, tampoco ellos fueron culpables, y se nos cuenta que Dios se llenó de sorpresa y de pena cuando un día al atardecer, a la hora del paseo, vio que Adán y Eva tenían miedo o vergüenza los dos ante El y el uno ante el otro, y entonces Dios, con inmensa ternura, hizo para ellos unas túnicas de piel y los vistió, para que no tuvieran vergüenza y para que el sentimiento de culpa no los oprimiera.

          Querido Nicolás, tampoco te bautizamos porque alguna vez hayamos perdido el paraíso, sino porque caminamos hacia él. ¡Sí, el paraíso es nuestra misión, aunque fracasamos! Te bautizamos porque creemos en la bendición originaria, en la bendición universal, en la belleza y la ternura. Te bautizamos porque creemos en la filiación divina y en la fraternidad universal de todos los seres. Te bautizamos porque también sabemos que somos herederos de muchas desgracias, de muchas mentiras, de muchas heridas, pero el día de tu bautismo quisimos decirte: “Nicolás, no tengas miedo. La belleza y la ternura son más poderosas, al igual que una llamita, por pequeña que sea, es más poderosa que la oscuridad: solo basta con encenderla. No tengas miedo, Nicolás. Dios es esa llamita que puede crecer hasta alumbrar todos los corazones, y calmar sus infinitas inquietudes. Dios es ese aceite que puede curarnos y hacernos fuertes para ser buenos. Dios es Agua. Y está escrito: ‘Los desvalidos y los pobres buscan agua y no la encuentran; su lengua está reseca por la sed. Pero yo, el Señor, los atenderé; yo, el Dios de Israel, no los abandonaré. Haré brotar ríos en las cumbres peladas y fuentes en medio de los valles, transformaré el desierto en estanque, la tierra árida en manantiales de agua’ (Isaías 41,17-18)”.

            Nicolás, te bautizamos en el nombre del Padre y de la Madre de toda ternura, en el nombre de Jesús que fue hijo y hermano, en el nombre del Espíritu que es el alma y el misterio de todo cuanto es. Te bautizamos porque también Jesús un día fue bautizado en las aguas del Jordán y de todos los ríos, de todos los mares, de todas las fuentes, de todos las nubes, de todos los lagos, y porque fue como si aquel día se le hubiera abierto el cielo que, sin embargo, nunca jamás se le había cerrado a nadie, y como si, en lo más secreto del corazón, hubiera escuchado una palabra que Dios pronuncia a todos los corazones desde el principio y desde antes del principio: “Tú eres mi hijo amado”. Y porque aquella palabra sostuvo siempre a Jesús, y porque aquel día se dijo a sí mismo: “Yo quiero seguir esta voz, y pasaré la vida haciendo el bien, pase lo que pase”.

          Te bautizamos porque así fue, porque Jesús pasó la vida haciendo el bien, curando a los heridos y compartiendo alegremente la mesa con los despreciados, mirados como culpables. Y porque, en medio de sus cansancios, dudas y desalientos, supo descansar en Dios, con la misma absoluta confianza que tú –sin saberlo siquiera– sientes cuando estás en los brazos de tu padre o al pecho de tu madre, y duermes como si nada malo fuera a suceder, aunque todos los días sucedan cosas terribles cerca y lejos; y tus padres bien lo saben, pero tú duermes en paz. Te bautizamos porque creemos en tu paz, que es la paz de Dios. Fue también la paz de Jesús incluso en la cruz. Te bautizamos porque – a pesar de todo, y con todas nuestras dudas– creemos en la bondad de Jesús, más fuerte que todo lo malo.

          Nicolás, te bautizamos porque queremos y esperamos que un día también tú alces un trocito de mundo, y seas luz y bálsamo y agua,  como dijo Jesús de todo ser humano que, bautizado o no, apuesta por ser bueno: “de sus entrañas manarán ríos de agua viva” (Juan 7,39).

Para orar

El agua tiene sed
de tu sonrisa traviesa
vertida en acrobacias terrenas
y en tu esperanza de fe
humana tan imprevista.
Nico, dale de beber al agua
un sorbo de transparencia
para aliviar con frescura
y dibujar presencias
que sacian al levantar la vista.
Tan sólo en la certeza de lo vivo
encontrarás la rosa o el abismo,
la noche opaca o el alba repentina
en el hogar de esta iglesia peregrina
abierta por completo y para siempre
a lo posible o imposible
en tus juegos de niño.
(Antonio Martínez, el padre de Nicolás)

39 comentarios

  • Santiago

    EL BAUTISMO no solamente es un simple rito de registro inventado para manipular la mente de los fieles, sino que se remonta a los tiempos apostolicos, al siglo I, y asi Juan el Bautista dice: “YO os bautizo en agua para PENITENCIA; mas EL QUE VIENE tras de mi (refiriendose a su primo Jesus) ES MAS FUERTE QUE YO…EL os bautizara en ESPIRITU SANTO y FUEGO” (Mateo 3,11)…porque el bautismo de Juan solo disponia el corazon al arrepentimiento…pero el bautismo de Cristo nos hace “nacer de nuevo” a la vida del espiritu que es ciertamente fuego abrasador..a la cual TODOS somos llamados ..POR ESO, Cristo dice a sus discipulos: “ID pues y ensenad a TODAS las gentes, BAUTIZANDOLAS en el nombre del Padre, y del Hijo, y del Espiritu Santo, ensenandoles a guardar todas las cosas que os ordene” (Mt 28. 19-20; Mc 16,15-18 y Lc 24, 44-49).. (las mayusculas son mias)  TODA la tradicion apostolica del primer siglo recoge esta praxis de la iglesia de un signo externo de inicio,que confiere la gracia y el acceso a la misma vida de Cristo…Y asi muchos de nuestros hermanos separados conservan este rito inicial como comienzo de esta vida espiritual que nunca morira: entre ellos tenemos a los bautistas, a los metodistas, los luteranos, los anglicanos y episcopales etc. No solamente existe el bautismo de agua…sino el de meramente deseo..el del voto…el de los catecumenos… y de los que, por diversas circunstancias, no pueden recibir el formal..basta el deseo de recibirlo cuando queremos estar en la “comunion” de la iglesia y hacer lo que la iglesia desea..y por  ultimo el bautismo de sangre, propio de los martires, que prefirieron morir antes que renunciar a su fe..estos pues se bautizan en sangre…POR LO TANTO, la intencion salvifica de Dios se expresa de manera PERFECTA en su Hijo Jesucristo, modelo acabado del amor encarnado, hecho hombre por nosotros, que nos invita incondicionalmente a participar de SU misma vida espiritual a traves del deseo eficaz de estar junto a EL para siempre, a traves de este bautismo en el Espiritu Santo..el nos guiara con seguridad para que alcancemos por fin llegar a la ultima estacion del puerto que ES el cumplimiento total de la promesa de la vida eterna    un saludo cordial    de Santiago Hernandez    

  • Me da igual con que registro coincida. Mi CB es quien celebró conmigo mi fe y mi alegría por el nacimiento de mis hijos.  Eso es lo único que me importa.

  • ana rodrigo

    Javier, perdona por no haber recordado lo que escribiste sobre tus hijos.
     
    Por lo demás, veo difícil confluir contigo en una conclusión común. Tu sigues afirmando una serie de cosas sobre el bautismo que son ciertas para quienes creen en ellas. Mientras que yo afirmo que quienes no crean en eso y decidan no pertenecer a la Iglesia católica, nadie les va a decir nada y, por supuesto, la persona implicada no tiene porqué verse estigmatizada porque en su infancia la familia celebrase de una forma determinada su llegada a este mundo.
     
    El que no te admitan a determinadas cuestiones católicas si no eres católico, sería normal, lo mismo que tampoco admiten en determinados sitios a quienes son socios de alguna organización. Es cierto que para ser cristiano no hace falta ser católico, pero en la vida nos estructuramos a base de formalismos y burocracias varias. Pasa lo mismo con la pertenencia al colegio de abogados o de médicos, etc.

  • Javier Renobales Scheifler

    Querida amiga Ana,
     

    En este mismo hilo, Javier Renobales Scheifler 07-Abril-2011 – 16:11 pm : “Por suerte yo no les hice esa faena, de bautizarles cuando no podía defenderse, a mis hijos … pues ya eran otros tiempos; y me lo han agradecido los cinco, sobre todo que me dé de baja de la ICAR.”
     
    El bautismo católico, el de la ICAR, sigue significando sobre todo la inclusión en la ICAR, la única manera de ser miembro de la ICAR, de ser católico, de formar parte de la ICAR. A mi modesto modo de ver.
     
    ¿Se puede ser miembro de una Comunidad de Base católica sin bautismo? Creo que no; aunque quizá en la parroquia de Entrevías (que ya le ha robado Rouco el título de parroquia) no se mire si una persona está bautizada o no, para admitirle como miembro de la esa CB. Creo que allí van a comulgar a veces algunos musulmanes, sin necesidad de ser católicos (lo cual me parece muy bien, si los sacramentos son ‘medios de salvación’ para todos, no sólo para los católicos  -esta tarde yo iré a comulgar, y no soy católico-)
     
    Carmen L., te pregunto ¿el bautismo en vuestra CB se anota en el libro de bautismos (registro) de la parroquia, o queda en el ámbito de vuestra CB, sin registrar en la ICAR oficial?
     
    Honorio, lo que hay quitar del camino son obstáculos, cuantos más obstáculos; no se trata de ahorrar telediarios
     
    El camino se inició hace mucho, y creo que no se acaba nunca; a nosotros nos quedan unas decenas de años, y luego ya veremos, o no veremos nada (aunque dejemos de existir, esta vida habrá tenido un estupendo sentido de vivir la felicidad, de vivir el amor con las personas que nos quieren y a las que queremos.)
     
    Es evidente que no veremos el final del camino: pero podemos avanzar rápido, o caminar hacia atrás, como el involucionismo de Wojtyla y Ratzinger, que vuelven a la Edad Media, desandando los tímidos pasos que esbozó el Concilio V.II. O quedarnos como la plácida agua estancada, que ni avanza ni retrocede…
     
    Ni soñar con que vayan a quitar –lo mantienen hace demasiados siglos- lo de que ‘fuera de la ICAR no hay salvación’.  A la ICAR sólo se entra mediante el bautismo.
     
    Creo que para entrar en la Iglesia de Jesús no es necesario ningún bautismo; no le añade nada ningún bautismo, y menos ningún registro, a la decisión de cumplir el mensaje de Jesús, de salvación por el amor.
     
    Sería bueno reconocerlo, para no hacer diferencias con los no bautizados que puedan estar interesados en el mensaje de Jesús.
     
    Por el contrario, aquí veo que se insiste en que el bautismo es un ‘don gratuito de Dios que crea un carácter indeleble’ y pensamientos mágicos así, registros incluidos.
     
    Por la noche quizá pueda seguir, saludos cordiales amigas,

  • Ana Rodrigo, suscribo totalmente tus palabras.

  • h.cadarso

      Renobales: Lo tuyo es como lo de aquellos: “¿No quieres taza? Pues taza y media.”
      A ver, vamos de refranes: ” No se ganó Zamora en una hora”. “Vísteme despacio que tengo prisa” “No por mucho madrugar amanece más temprano”  Y ahora en gallego “A modiño” Y ahora en euskera “Lasai, suave!”. Y ahora en lenguaje de botellón, el más reciente “Con paciencia y saliva….el elefante a la hormiga”.
      Y ahora con un poco de filosofía: no se debe confundir la meta con el camino. Para llegar a la meta hay que andar el camino. A lo mejor la meta que yo sueño y la que tú quieres alcanzar ya mismo ya mismo son las mismas. Pero me da la impresión de que te olvidas del camino. Si te empeñas en ahorrarte el camino, olvídate de la meta; te queda el derecho al pataleo. la condenación y aniquilación del adversario…
     Para llegar a la Cruz del Gorbea hay que pechar con unas horitas de ascensión…si no no llegas.
      Efectivamente, lo de los dos telediarios era de Pepe Blanco…Pero ese empeño en ahorrar telediarios que no se pueden ahorrar me parece que  es tuyo.

  • Santiago

    Amigo Javier,    por la reaccion que has tenido a mis comentarios me doy cuenta de que algo te impacto de ellos, profundamente, en tu alma pues, si no, hubiera sido un poco menos “vibrante” e “impetuosa” tu respuesta…pero siempre que exageras muestras siempre lo que eres..y como se que, en el fondo,  eres buen amigo, te perdono esas exageraciones, a las que ya estoy acostumbrado y las acepto como un saludable intercambio de ideas…sin embargo, esta vez, amigo, no solamente exageraste en demasia, sino que cambiaste varias veces el SENTIDO de mis palabras porque esto fue en realidad lo que yo escribi textualmente el 9 de Abril 2011 a las 2:55 am, hablando del bautismo: “Claro esta que como todo acto publico y religioso hay un registro…Se puede uno borrar del registro..sin embargo, el bautismo es “un hecho” en el que hubo testigos..ese hecho no puede negarse..porque de todas maneras existio..Si lo que se pretende es abandonar la iglesia, entonces debe haber tambien otros medios”..Es decir, cualquiera menos tu, interepretaria lo que en realidad quise decir, que “aunque uno pudiera, de hecho, borrarse” del registro…por ese hecho, por el MERO HECHO de quitarse de la lista no se”borra” el hecho del bautismo…Por lo tanto, la conclusion es que para abandonar la iglesia (si lo que se pretende es abandonarla) NO ES necesario desaparecer de la lista de los bautizados y lo mismo con respecto al registro de nacimiento, yo no dije que alguien quiera borrarse del registro de nacimientos de hecho sino que “a nadie se le ocurre que si yo me borro del registro civil de mi nacimiento yo dejo de pertenecer a la raza humana y renuncio a la vida..Por eso, en ninguna parte del mundo es estado puede borrar el registro d nacimiento, a no ser, de manera ilegal, ilicita” …. PORQUE es ilogico pensar que el querer borrase de un REGISTRO anula el hecho que alli se constato, si lo que se registra es SIMPLEMENTE UN HECHO, porque lo que se escribe alli es solamente algo que paso, no la fe de nadie..por eso, tambien veo ilogico, que alguien quiera borrar su registro de bautismo…porque eso no anula el bautismo, ni lo borra..Para dejar de pertenecer a la iglesia basta tener la intencion de dejarla, querer dejarla de hecho, y de hecho hacerlo…La FE es voluntaria…puedo tenerla de hecho…y abandonarla…La coaccion no entra en el plan divino…Tenemos libertad de escoger…esto es tambien un don
    Siento que tus padres no hubieran tenido en cuenta tus preferencias cuando eras bebe…Sin embargo, Javier, la vida que tanto amas, te la dio Dios por medio de la decision de tus padres, que tampoco pudieron consultar contigo y que consideraron que darte la vida fisica era un gran don y regalo…como de hecho lo fue…   no ha sido asi estimado amigo?  podria eso ser considerado una violacion a tus derechos?..Pues quizas ellos, otros o la casualidad, dio lugar a tu bautismo, que entonces se considero, por aquellas circunstancias, lo mejor para ti..pues la vida espiritual es mejor que la fisica…ya que el ser racional…posee tambien la vida espiritual..Y el disfrute mayor -aun en esta vida- es el disfrute espiritual de poder amar, entregarse a los demas..no embotar los sentidos con un amor egoista a uno mismo..Es verdad, que desgraciadamente hay padres que abusan y protituyen a sus hijos..pero estamos hablando de dar el DON DE LA VIDA, que es dual:fisico-espiritual, en esta amalgama que somos los seres humanos….No, el querer que nuestros hijos posean nuestros bienes y nuestros valores morales y aun espirituales, no es una violacion como tu crees erroneamente…puesto que siempre TU TIENES libertad de aceptar o rechazar esos bienes…Claro esta, la religion de que tu hablas, en aquellos tiempos, y en Espana, es algo local…no universal..como tu lo quieres pintar…La iglesia es el Pueblo de Dios esparcido por TODO el mundo…esas circunstancias coercitivas fueron deplorables y condenables…a nadie se le puede imponer una fe, una creencia, una religion..La puedo predicar, la puedo querer compartir con los que quiero, pero no puede forzarse…Cristo nos llamo a TODOS suavemente, y por amor llego hasta derramar TODA su sangre…Por eso en el evangelio Cristo nos invita con estas palabras: “VENITE AD ME OMNES” …TODOS, TODOS, sin excepcion estamos llamados a seguir voluntariamente a Cristo..sin exclusion…pues EL es en verdad la “hoguera ardiente del amor” como dicen las antiguas letanias de la iglesia…para los que creen en EL y los que ponen por obra sus palabras…EL promete la vida que salta hasta la eterna….para los que creemos en EL sus palabras nos trascienden..son universales y salvificas..son el verdadero camino y el gol perpetuo y duradero…nada,ni nadie,  las podra destruir….como siempre te deseo siempre lo mejor….un abrazo   de Santiago Hernandez 

  • ana rodrigo

    Javier, ¿de verdad crees que la familia de la que nos habla Arregui está sometida a esas atrocidades y aberraciones de las que hablas?

    Hay gente que celebra “bautizos” civiles para dar la bienvenida a su hijo o hija a este mundo y en esa familia, ¿por qué una familia cristiana no puede hacer eso mismo desde su experiencia cristiana?
     
    Es cierto que en tiempos pasados el bautismo era casi obligatorio entre otras razones porque la creencia popular pensaba que debían hacerlo, pero hoy día quien bautiza a un bebé lo hace libremente y ningún daño le hace a esa personita.
     
    Y con esto no estoy defendiendo ese rito como sacramento de no sé cuántas consecuencias espirituales, pero de eso a comparar el bautismo con la muerte de un toro, hay un abismo.
     
    Me gustaría saber una cosa, Javier, sin que te creas en la obligación de contestarme ¿Bautizaste tú a tus hijos? Yo sí las bauticé, como dije el otro día, y no lo hice ni por obligación, ni por imposición de nadie, ni por miedo a nadie, lo hice sin pensar que nada malo les hacía y así lo sienten ellas. Quizá ahora no lo haría y les daría la opción de seguir o no a Jesús desde su adultez, cosa que así lo hacen, e incluso han bautizado a sus propios hijos.
     

  • Javier Renobales Scheifler

    Dices Honorio “…unirse a una mujer –o a un hombre, añado yo-, tener un niño, y no bautizarlo… pues como que resulta un cambio de paradigma demasiado fuerte ¿no te parece?”
     
    No, no me parece, ni aunque recién te hubieras salido de cura.

     Es lo que hacemos la inmensa mayoría de las personas. El cambio al paradigma errado lo hicieron los jerarcas católicos, el Magisterio que, por puro marketing asqueroso para hacer más y más clientela y lavarles más a fondo el cerebro -pues los atrapan desde recién nacidos-, se inventaron el bautismo obligatorio de los recién nacidos, el Limbo y la 1ª comunión de los niños.
     
    Llamarlo burla, como tú haces, me parece poco, Honorio: es manipular a Dios (si es que existe) para manipular más y mejor a las personas. Es una canallada, hacerle eso a un indefenso bebé. Y dicen que lo hacen para que luego sea libre de apostatar … qué cinismo.
     
    Eso es la corrupción causada por el poder absoluto de los papas, de los jerarcas, sobre los indefensos creyentes a los que se les amenaza gravemente con que cometen pecado mortal si no obedecen y se pliegan a semejantes aberraciones, y con enviar a los niños al Limbo, si mueren sin bautizar. Pensamiento mágico hasta la náusea.
     
    ¿Qué se puede esperar de unos tipos que te amenazan con la condenación eterna de tu alma si no te apuntas a su ICAR? Son como una multinacional  farmacéutica que te endilga su vacuna (de simple agua) si no lse la copras bien cara, y ante el efecto placebo que te inculca, te hace creer que gracias a su vacuna has recibido la Gracia de Dios.
     
    Y hay quien a eso lo llama vivir conforme a nuestra cultura. ¡Qué bonito¡ Como si nuestra cultura la hicieran semejantes abusones, bestias jerarcas.
     
    Un rito inocente en sí mismo, dice Ana. Sí, apuntillar al toro agüjereado por el torero y sus banderilleros y picadores, más inteligentes que el toro, también es un rito inocente. Que forma parte de nuestra cultura (de la mía no, creo yo).
     
    ¿Cada uno es muy libre? Sí, de apostatar después si te atreves. Dice Santiago que cada uno es muy libre de borrarse del registro. Y quizá se lo ha creído, puesto a salvar el tinglado. No tanto de libres: el catolicismo en España se ha impuesto a golpes, en la alianza entre los poderosos que detentan el poder civil y el religioso.
     
    Cuius regio eius religio, o algo así, decía Pepe Sala hace no mucho por este foro. ¿Esa es nuestra cultura, que hemos de seguir manteniendo?

    Sería bueno ir acabando con esas imposiciones plagadas de pensamiento mágico, en lugar de seguir practicándolas cándidamente. Sí, libremente, sí, ya.
     
    Me recuerda a los curas que dicen que ellos son célibes por  decisión libre, no por obligación: su celibato es elegido, no obligatorio, dicen los curas. Pero todos sabemos que es obligado, al ser obligatorio, y si son homosexuales, como lo son muchos de ellos, también.
     
    Claro está que tenemos bautismo de niños asegurado para muchos siglos, entre los católicos. No leíste bien lo de los dos telediarios, Honorio: lo dijo nuestro amigo Pepe Blanco, del país de tu mujer. Yo le contradije.
     
    Mira lo que dicen estas otras mujeres:
     
    “Desde el primer siglo la Iglesia ha enseñado que el bautismo es un sacramento por el cual recibimos la remisión de los pecados”
     
    http://www.corazones.org/sacramentos/bautismo/bautizar_ninos.htm
     
    Esta página es obra de Las  Siervas de los Corazones Traspasados de Jesús y María
     
    Así fabrican, los jerarcas y sus servidores, ‘nuestra cultura’ del Sagrado corazón de Jesús en vos confío.
     
     A base de dones gratuitos. Pero ellos nos lo cobran a buen precio, eso que dice ser gratuito, también en la declaración fiscal del IRPF, y así les va el negocio viento en popa, y les seguirá yendo, con tanto seguidor de la ICAR.
     
    Si no necesitas el cambio ya mismo, Honorio, es que no lo necesitas, y por eso puedes esperar más y más telediarios … Es que vives suficientemente bien así, sin el cambio, y por eso no tienes prisa, como decía el otro, en otro hilo, que podía aguantar, como estamos, todo el tiempo del mundo …
     
    Es que vivimos la mar de bien, Honorio, tenemos tan bien asegurado el vivere, que nos dedicamos como hobby, como ocio, al philosophari como deporte, de salón … y que nos quiten lo bailado.
     
    Presumo, mi querido amigo, que ninguno de tus tres hijos se ha bautizado nunca, ni de adulto, ni bautizan a sus hijos. Menos clientes para los Roucos, Ratzis y demás eclesiásticos del negocio católico. Por quieren el bautismo obligatorio, a manos de sus padres, de los recién nacidos. Lavado de cerebro a tope, madres-padres incluidos.
     
    (la próxima ronda en la pastelería de al lado de tu casa, la pago yo ¿eh?)

  • h.cadarso

      Tengo tres hijos y cinco nietos…Celebro desde el día que nacieron su vida y todas sus andanzas. Y que cada uno de ellos anden su camino en la más absoluta libertad.
      Al tener su madre y yo ideas diferentes, hemos optado por no decidir por ellos y no bautizarlos. Por mi parte he puesto a su disposición los medios para que conozcan y valoren la religión que yo profeso. Y nada más.
      El bautismo tal como se practica hoy, tal como lo poetiza Arregui, no me hace ninguna gracia, lo siento. Yo creo que no es el bautismo que quería Jesús, que fue a bautizarse cuando ya era mayorcito, con sus 30 añitos. Bautizarse, para mí, es adherirse libre y conscientemente a la iglesia de Jesús. Bautizar a un recién nacido es una burla a ese bautizo que Jesús preconizó. Y lo siento, pero no le veo a la cosa ninguna poesía, mucho menos si es un creyente el que hace esa poesía.
      Otra cosa es poner verdes y a bajar de un burro a los que bautizan a sus hijos recién nacidos. Cada uno es dueño de sus actos y tiene su manera de pensar. Y si queremos que la gente evolucione y  sea razonable, la única solución está en tratarles con el respeto que se merece toda persona, intentar comprenderles, evitar toda forma de imposición…
      Amigo Renobales, esto de los paradigmas es como el Juego de la Oca. a veces entre paradigma y paradigma está la Cárcel, cinco días sin jugar, mil obstáculos…Salir de un convento, unirse a una mujer, tener un niño, y no bautizarlo… pues como que resulta un cambio de paradigma demasiado fuerte, ¿no te parece?  Yo creo que al personal hay que dejarle más cuerda larga. Decías en otro hilo que a no sé quién no le quedan ni dos telediarios…¿Llevan ya casi dos mil años de telediarios, y quieres que den el salto en dos telediarios? ¿Qué quieres, máquinas de saltar paradigmas? Tú a veces eres un poco Boanerges, Hijo del Trueno, como aquellos que querían hacer caer fuego del cielo sobre los samaritanos…
      Dicho sea con todo respeto a todos, como hace nuestro dulce y comprensivo Gabriel el uruguayo…Porque ya sabéis que os quiero un montón…

  • ana rodrigo

    Creo, Javier, que le das una importancia excesiva al un rito “inocente” en sí mismo, hasta el punto que parece que anule la voluntad del individuo adulto cuando quiera decidir sobre vida. No se trata de una fimosis sicológica sin vuelta atrás.  Los padres hemos bautizado a nuestros hijos, en mi caso a mis hijas, sin que nadie me obligase a hacerlo, y ninguna de ellas se siente traumatizada o mutilada en su capacidad de decisión de lo que quiera hacer con su vida.
     
    A una persona no la hace cristiana un rito, sino una decisión personal de querer seguir a Jesús de Nazaret o tomar otros derroteros.

    Me da la impresión de que tu enorme enfado por tu bautizo te está quemando demasiadas energías. Vive tu vida como dios te dé a entender y tranquilízate que tu bautismo no te va suponer graves trastornos sin que tú no lo desees. Estamos inscritos en muchísimos registros, el nacimiento, el colegio, el instituto, la universidad, la seguridad social, Hacienda (¡¡!!), en fin, que a la hora de la verdad no son los registros lo que marcan nuestra vida, sino nuestras opciones personales.
     
    Por otra parte, el pertenecer a la ICAR tampoco ser un indeseable, puesto que serás tú mismo el que avale tu valía personal. No todo el mundo que pertenece a la ICAR son impresentables o indeseables, lo mismo que no todos/as los europeos son unos ladrones, aunque haya ladrones y asesinos, ni todos los profesionales de cualquier colectivo son todos iguales por pertener a uno de ellos.

  • Es que , Javier, tú das por supuesto que su forma de entender el Bautismo vale más que la mía. Y no. Porque la Icar no es sólo iglesia jerarquica. Es también esa comunidad de base de la que hablo y muchas otras poersonas que te puedo asegurar, nada tenemos que ver con los calificativos que utilizas. Así que …de  “por si acaso” nada. Y de “inscribirles”, ten por seguro que ellos, como yo, sólo conocerán un catolicismo-cristianismo que fundamentalmente se resuma en luchar para que todas y todos ejerzamos nuestro derecho a ser felices, empezando por quienes menos lo son. igual que  hizo Jesús de Nazareth. Y si otros deciden vivirlo de otra forma, pues repito, peor para ellos.

    Como decía antes, es imprescindible comenzar a cambiar la concepción de los sacramentos y ritos del catolicismo, superando de una vez esa concepción “mágica” o “mítica” que todavía muchos se empeñan en mantener. Detrás de todo eso lo único imprescindible es el seguimiento de Jesús de Nazareth. Y en ese seguimiento yo tengo todo el derecho de vivir cuantos sacramentos necesite, sin tener que comulgar con la intolerancia, la inflexibilidad, el machismo y la cerrazón de la jerarquía.  

  • Javier Renobales Scheifler

    Ya, pero amiga Carmen L, por si acaso, tú haces el mismo bautismo que los jerarcas de la ICAR oficial, e inscribes a tus hijos en el mismo libro registro de la ICAR oficial.

    ¿O no?

    El bautismo que dices vale lo mismo, ambivalentemente, para la ICAR de Munilla e Iceta, y de Rouco y Ratzi, que para tu comunidad de base.

    Así que para esos jerarcas, estupendo; les das la razón, haciendo como que ellos no te importan, como que lo que dicen no te afecta, como que no les obedeces. Pero haces lo que manda. 

    Vamos, que todo queda en casa, que es de lo que ellos tratan.

  • Javier Renobales Scheifler

    Mira Santiago amigo,
     
    Creo que deberías reconocer que es mentira lo que has dicho de que uno se puede borrar del registro de los libros parroquiales del bautismo católico, porque uno no se puede borrar de dicho registro, esa es la verdad; y tú deberías admitir la verdad, si es que te interesa la verdad. Cuando reconozcas que has mentido, creeré que te interesa la verdad, creeré que buscas la verdad. 

    Mientras tanto creeré que buscas obedecer a tus Papas.
     
    Mientras tanto creeré que lo que te interesa por encima de todas las cosas, es tu ICAR oficial, no la verdad, no Dios.
     
    Que te bauticen cuando no puedes de opinar al respecto, es parecido a que te violen, amigo Santiago, pues es un hecho que, en ambos casos bautismo o violación, prescinde totalmente de tu voluntad, por interès de los adultos que te dominan y te meten sus hechos sin que tú puedas defenderte.

     Las madres-padres amenazadas, por los inmorales jerarcas, de cometer pecado mortal (qué gran filfa) si no te hacen bautizar, no tenían mucha elección, que digamos, y menos en la terrorista época del franquism fascita católico, que asesinó a centenares de miles una vez terminada la guerra SantaCruzada,Santa como Wojtyla y Escribá).
     
    Hay madres-padres que prostituyen a sus hijos, sin que estos puedan defenderse. ¿Creen que es lo mejor para sus hijos? Probablemente tienen poca elección, dada el hambre que padecen, posíblemente.
     
    Santiago, me apenas con tu falacia, hermano, por ti me apenas; nadie quiere borrarse del registro de nacimientos, pues nadie pretende renunciar a su nacimiento, Yo niego mi bautismo, pues no me consultaron para bautizarme, y obligaron a mis padres a permitirlo, porque les amenazaban con cometer pecado mortal si no permitían que un tipo sacerdotal me bautizara.
     
    Era un época de fascismo católico traído intencionadamente por la Cruzada católica que jerarcar, militares terratenientes y poderosos ricos hicieron, con el poderoso apoyo militar de los fascistas alemanes (SusanRatzi estuvo entre los nazis) e italianos, en la que si no eras católico ferviente te esperaban males mayores, para regocijo de tus depravados jerarcas.
     
    Claro, mis padres ni se querían dar cuenta de que les amenazaban (síndrome de Estocolmo): era la dictadura fascista católica y su terror, el objetivo de la Cruzada que hicieron tus jerarcas católicos con su asesino Franco –por la gracia de Dios, al decir de semejantes mentirosos- a la cabeza.
     
    Así que yo me meo de risa y de desprecio en esa Gracia de Dios.
     
    Para ti eso es libertad, Santiago, porque tú comulgas de buen grado con semejantes abusos, sin querer verlos como los abusos que son. Es tu obediencia ciega a tus papas. Lo siento por ti hermano.
     
    ¿Y tú me hablas de Dios, amigo? Debo admitir, por tanto cada vez máss que no existe ningún Dios que tú me dices, ese SER del que tanto alardeas. El dios que tú dices es falso, el de la ICAR oficial es falso.
     
    No existe un Dios que sustente tales abusos que tú ves con buenos ojos: sólo la ICAR de los jerarcas, Iglesia falsa, sustenta ese falso Dios que tú me dices.

  • juanito

    La última de Munilla,prohibir una charla de JOXE,en una parroquia,después se da una parrafada sobre el Jesús de Ratzinger,cuando dijo que no habia leido a Pagola.
    El proximo sábado,en Aránzazu,se debia demostrar la repulsa por esa falta de libertad y dictadura de este monseñor.

  • ana rodrigo

    Gracias, Javier.

  • Santiago

    Javier,   en el caso de nacimientos, bautizos, bodas, defunciones etc. TODO ESTO se refiere a “hechos” que sucedieron..el “registro” es solo la constatacion de que aquello ocurrio y que se pone por escrito para que conste para siempre…a nadie se le ocurre que si yo me borro del registro civil de mi nacimiento yo dejo de pertenecer a la raza humana y renuncio a la vida…Por eso, en ninguna parte del mundo el estado puede borrar el registro de los nacimientos, a no ser, de una manera ilegal, ilicita….
    En cuanto a la libertad que tienen los padres en bautizar a los hijos..es un derecho, no una violacion, como tu afirmas…pues entonces tambien sera una violacion el imponer a nuestros hijos la alimentacion, la educacion, los deportes, los entretenimientos…pues en realidad no solemos pedir permiso a nuestros hijos para educarlos…SE entiende sobradamente que en virtud de la voluntad de los padres de procurar “lo mejor” para sus hijos, ellos -en el mismo caso- harian lo mismo con sus hijos..Despues, cuando ellos ya puedan decidir, con conocimiento verdadero de “causa y consecuencia”, entonces tendran suficiente libertad para escoger su camino…pero, generalmente, la voluntad de los padres siempre esta encaminada al bien y al amor maximo de sus hijos…no es asi??
    No hay ninguna manipulacion, como tu siempre quieres ver en todo..la gracia es la vida misma…porque el don de la vida se nos dio completamente “gratis”..la gracia de poder seguir viviendo bien y mantenernos vivos tambien es un don…Siempre Dios actua a traves de su creacion y de los seres humanos…por su amor infinito hacia todos nosotros..y de eso de lo que debemos aprovecharnos mientras vivimos en esta vida
    A mi no se me ocurriria nunca -ni en broma- quitarle sentido a ninguna cerremonia  ni acto religioso de los musulmanes, ni de mis hermanos separados protestantes, ni tampoco de nuestros hermanos mayores los judios…ni hacerles la broma que yo lo celebro con otro sentido…eso seria -en mi opinion- una ofensa a su sensibilidad de creyentes…Para la iglesia, el bautismo es la renuncia al mal…y el comienzo de la vida verdadera, la vida en Cristo Jesus…de ahi su importancia…un abrazo  de Santiago Hernandez  
      

  • A lo mejor lo que hay que hacer, mal que le pese a la ICAR, es despojar a los Sacramentos de todo ese significado alienante y absurdo que siempre han tenido. Yo al menos así lo he hecho, viviendo el bautizo de mis hijos igual que Arregui ha vivido el de Nicolás. ¿Qué otros, por muy obispos que sean, lo definen de otra manera y dicen estar amparados por Siglos de tradiciones?  peor para ellos.  Su concepto del Bautismo nada tiene que ver con la fiesta que yo celebré en su día, y desde luego no creo que ese concepto esté por encima de mi experiencia y mi forma de entender y relacionarme con Dios.

  • Carmen (Almendralejo)

    Bautizar al recien nacid* es igual qeu inscribirle en la S.Social para tener ya la paga de jubilad*s en el futuro…
    Eso que han hecho los políticos en el fraude en la Junta de Andalucia, es lo que hace la ICAR con la jubilación del mañana en ese “reino” llamado del padre y por el cual te apellidan católic*s…
    Mas de lo mismo, y es que nada hay diferente dentro de las religiones que se basarón en los  pilares de la política y que han supervivido gracias a ellos.

  • Javier Renobales Scheifler

    Ana Rodrigo,
     
    La Audiencia Nacional dijo que sí
     
    http://www.publico.es/espana/7938/sentencia-pionera-para-la-cancelacion-del-bautismo-catolico
     
    pero el Tribunal Constitucional ha dicho que no
     
    http://www.abc.es/20110329/sociedad/rc-iglesia-tendra-eliminar-libros-201103291555.html
     
    Manuel V.,
     
    ¿No eras tú el que gustaba citar lo de ‘las churras y las merinas’? 

    ¿Confundir el alimento del cuerpo con el bautismo?

    Por la misma que dices deberían los padres inscribir al recién nacido en el partido político en le que sean militantes lo padres. Pero los responsables del partido no lo admitirían, espero. Ni en el PP.

    ¿Conoces algún caso?
     
     

  • Manuel V.

    Nicolás ¡Bienvenido a la Vida abundante y eterna!, aunque lo que algunos hablan POR TÏ no tenga sentido,  ¿Por qué “leches” te bautizaron “En el nombre del Padre y del Hijo y del Espíritu Santo”?, Se lo podrían haber ahorrado, si no sirve para nada. Te podrína haber bañad en el Pisuerga o en el Ebro o en la Laguna Negra, más bonita y redonda que la Pila Bautismal ¿No?
    ¡Bienvenido!
    Espero que no decidan dejarte estudiar y comer hasta que tú lo decidas de mayor ¡vas apañao!

  • ana rodrigo

    ¿Habéis leído o escuchado alguien que una instancia judicial superior ha denegado la baja a alguien en el registro parroquial? Creo haber escuchado el otro día en un telediario.

  • Javier Renobales Scheifler

    Santiago,
     
    Dices, hablando del registro del bautismo católico, que ‘se puede uno borrar del registro’.
     
    Eso no es verdad.
     
    El registro, como tantísimas cosas en la ICAR, está en manos de la casta sacerdotal, la cual tiene órdenes de sus Jefes de no borrarte del registro aunque se lo pidas. Ese ha sido mi caso y, por lo que sé, el de Juan Luis Herrero; y el de tantos otros.  A mí el Vicario, con el que tuve que hablar para darme de baja de la ICAR, me dijo que no me borrarían del libro registro.

    Así que yo no he podido borrarme del registro, en contra de lo que tú afirmas. díme cómo me borro, Santiago. 

    El bautismo de un bebé, o sea inscribir a un bebé en la ICAR, es un abuso, pues el bebé no tiene opinión ni decisión posible; decir que es cosa de los padres es falaz, pues los jerarcas se han inventado que los padres tienen obligación, bajo pecado mortal, de bautizar a sus hijos.

    El bautismo es un hecho, como tú dices, sí, lo mismo que una violación es un hecho.
     
    Más abuso aún sería si imprimiera algún tipo de carácter, el bautismo, que no lo imprime, y menos indeleble, en contra de lo que tú afirmas.

     
     Eso no es más que pensamiento mágico interesado, imaginar que Dios (si es que existe), cuando un cura le bautiza a un recién nacido, le envía a ese recién nacido unas llamadas por los jerarcas ‘Gracias santificantes’ que, si no le bautizan, Dios no se las envía.

    Manipulan a Dios, y le hacen actuar al servicio de los jerarcas: el cura bautiza, Dios tiene obligación de enviar el invento imaginario de las ‘Gracias santificantes’ … 

    De tal forma que los católicos tienen la exclusiva de las gracias santificantes esas. Me parece patético, pueril, te lo digo con todos los respetos, que Dios tenga que actuar porque un cura bautiza …

    Gracias santificantes exclusivas para los católicos, vaya marketing interesado que se ha montado el negocio de la ICAR, siempre pretendiendo tener la exclusiva, acostumbrados al negocio, y haciéndolo pasar todo por las manos de los curas, para hacerse imprescindibles.
     
    Eso que dices es tan falso como eso que dicen tus jefes católicos de que fuera de la ICAR no hay salvación. A mi modesto modo de ver todo eso no es más que  puro marketing para engañar a la gente.

  • Carmen (Almendralejo)

     Carmen L te me alegra que hayas podido estudiar con los pensamientos de  “…Hans Kung, Nietzsche, Ed. Galeano, Dolores Aleixandre, Leonardo Boff…” Mi hij*s son menores que tú y sin embargo no han tenido la gran suerte de tener a esas mentes tan priveligadas en sus estudios.

    Y mira que los Jesuitas no son precesamente de los más retrógrados pero sin embargo, aquí en Villafranca no están precisamente los mejores y más avanderados de la Filosofía evuloccionistas o de pensamientos “progresistas”

    Sobre tener fuera las clases de religión, como tú así lo creo, porque lo que debiera estar presente desde el primer años es el estudios de l*s grandes pensador*s, y sobre todo una Femenologia de las Religiones, donde cada persona  sepa que cree ella y sobre todo que creen su vecin*s.
    Así no habría tantos “juristas” y “puristas” de unas y otra religiones que mangonean a l*s creyentes y nos llevan por donde ellos quieren.
    Un abrazo
    Carmen

  • Tu experiencia, Javier, no tiene nada que ver con la mía. Yo hice la EGB en un cole público. Y el bachillerato y el COU en un colegio religioso. Y alí me hablaron de Dios hablándome al mismo tiempo de Hans Kung, Nietzsche, Ed. Galeano, Dolores Aleixandre, Leonardo Boff…entre otros muchos. Mi experiencia de comunidad se ha fraguado en comunidaddes de base que nada tienen que ver con esa ICAR  institucional y jerárquica a la que también rechazo. ¿Tu no has necesitado bautizar a tus hijos para celebrar su vida? Yo sí. ¿Tu piensas que eso es violentar su libertad e inscribirles en un lobby ultraderechista? yo no. Y hoy, a sus 8 y 10 años, asisten a un colegio público, no van a clase de Religión porque considero que esta tiene que estar fuera de la escuela y comparto con ellos mis creencias comenzando siempre con un “lo que yo he vivido es…pero otras personas viven otras cosas”.

  • Santiago

    SIN EMBARGO, todos hacemos decisiones constantemente pues nosotros somos los unicos seres de la creacion capaces de “determinarnos” a una accion…y si pensaramos -( mejor que no)- en cometer una accion ilicita e inmoral, como es un crimen…podriamos tener atenuantes o agravantes…que disminuirian o aumentaria la culpabilidad, pero, en ultima instancia, podiamos ejecutarlo o no, es decir, tendriamos que hacer una decision que corresponderia finalmente a nosotros, a menos que actuemos en un grupo…Es verdad que muchas veces las cosas son grises -y no blancas y negras- pero nuestra voluntad puede rechazar o aceptar una idea…nuestra capacidad nos lleva a cooperar o no con los que nos rodea….Por eso en el salmo de la semana que paso  dice que Dios usando de su misericordia “mira el corazon”….porque muchas veces “hacemos el mal que no queremos”…pero siempre es mas facil aceptar la gracia que rechazarla…
    En cuanto a la libertad religiosa debe existir pues tanto si los padres quieren bautizar o no a sus hijos, es su decision…En cuanto al bautismo en si, para los cristianos en general, no solo es un rito de iniciacion, sino imprime un caracter indeleble debido a esta primera gracia infundida por Dios como la vida misma, como la misma vida fisica que EL nos dio…tambien nos da esta ayuda para acercarnos a EL….Cada cual esta en su derecho de creer o no, aceptar esta practica o no…pero desde los tiempos apostolicos el bautismo es el sacramento del comienzo…y asi como para pertenecer a cualquier institucion humana se necesitan credenciales, para pertenecer a la comunidad visible del Pueblo de Dios la identidad -digamos el carnet- es este sacramento de la iglesia….Claro esta que como todo acto publico y religioso hay un registro…Se puede uno borrar del registro…sin embargo, el bautismo fue “un hecho” en el que hubo testigos…ese hecho no puede negarse..porque de todas maneras existio…Si lo que se pretende es abandonar la iglesia, entonces debe haber tambien otros medios….un saludo   de Santiago Hernandez

  • Javier Renobales Scheifler

    Hoy, para celebrar la vida (el nacimiento de la nueva persona), no hacen falta bautismos católicos, cuya finalidad principal es inscribir –de forma que imprime carácter indeleble, dicen los mentirosos jerarcas-  a esa persona en esta ICAR dominada total y absolutamente por unos jerarcas ultraderechistas, ultraconservadores.
     
    Yo celebré la vida y el nacimiento de mis cinco hijos sin necesidad de violentar su libertad inscribiéndoles en ningún tipo de lobby político-religioso ultraderechista como la ICAR.
     
    Esa época dictatorial y abusiva de los jerarcas católicos ya pasó(o debería haber pasado) , ‘gracias a Dios’ (bueno, Dios no interviene en nada de nuestras vidas, sólo es una manera de hablar), quiero decir que eso ha sido gracias al esfuerzo de tantas personas en aras de la liberación, incluidos teólogas y teólogos de la liberación.
     
    Los agentes de la ICAR seguirán haciendo su función de atrapar nuevas personas para su negocio, mediante eso que llaman bautismo, y ésta seguirá mejorando su negocio aumentando-renovando sus filas con nuevos atrapados, siempre al servicio de la ultraderecha, como viene haciendo desde hace tantos siglos, en los que ha reunido con esos métodos un patrimonio y unas riquezas tan apabullantes.
     
    Cuando va a nacer una nueva persona, los depredadores religiosos están al acecho, preparados para apoderarse de ella: en lugr de defender a la víctima indefensa, obligan a la madre y al padre católicos, bajo pecado mortal, a inscribirla en la ICAR mediante lo que llaman bautismo, cual mafia se arroga amenazante el control y dominio de las familias que la componen, aplicando la mafiosa ley que se han sacado de la manga, según la cual ley vigente en la ICAR ‘fuera de la ICAR no hay salvación’.
     
    A continuación obligarán a las madres y a los padres católicos a someter a esos hijos a la enseñanza católica, la cual está, subvencionada con dinero público, en manos de los jerarcas que se han apoderado de la ICAR, educando así a los niños en el catolicismo oficial, inyectándoles todo el apabullante pensamiento mágico que lo compone, que es muchísimo.
     
    El llamado catolicismo disidente u heterodoxo no tiene ninguna posibilidad de enseñarse en ningún centro de enseñanza dominado por los religiosos católicos. Así que no tiene posibilidades de ir muy lejos.
     
    Aún así esos disidentes católicos se siguen considerando fieles católicos y aman esa ICAR tan poco cristiana, con lo que la sostienen firmemente, para regocijo de los jerarcas ultras, que se carcajean y disfrutan de ello.

    Tiene pues bien asegurado su futuro, esa mafiosa ICAR ultraderechista. 

    Si queremos compartir nuestra fe con nuestro hijos, no tenemos más que hacerlo viviendo esa fe con ellos, sin necesidad de inscribirles –que es lo que es el bautismo de niños, inscribirles cuando no pueden defenderse-  en una ICAR que les lavará el cerebro y les amenazará con la condena eterna, si un día deciden darse de baja de semejante mafia eclesial, dictatorial y abusiva donde las haya.

  • Precioso artículo.
    Cuando bauticé a mis dos hijos no pensé en purificaciones, redenciones o compromisos para los que,  como apunta Javier, no estaban preparados, obviamente. En mi relación con Dios utilizo los ritos y símbolos del catolicismo porque forma parte de la cultura en la que me he críado y de la fe de quienes en su día me hablaron de El, afortunadamente desde la Libertad, la Tolerancia y sobre todo el sentido común.  
    Por eso bauticé a mis hijos simplemente para celebrar su vida, su nacimiento. Y para expresar mi deseo de compartir con ellos mi fe, sin imponerla, sino como una de las cosas que a mí me merecen la pena, entre otras muchas. 

  • Asun

    Javier, nunca lo he dudado. No creo hacer diferencias. La vida de por sí es una gran fiesta permanente si la dejan ser lo que es. 

    Un abrazo.

  • Javier Renobales Scheifler

    Asun,
     
    Las personas ateas caen tan bien en la cuenta, de lo que somos y de quienes somos, como las personas creyentes; y tienen la misma libertad interior y en plenitud que los creyentes.
     
    Son tan libres como los creyentes de elegir su destino, ni más ni menos libres que los creyentes.
     
    Los no creyentes viven tan intensamente, tan profundamente, tan humanamente, como los creyentes.
     
    En ninguna de esas cosas hay ninguna diferencia, por el mero hecho de ser católico o ser ateo.
     
    Pregúntale a nuestro amigo Pepe Sala, si te quedan dudas.
     
    No olvidemos que Dios, si es que existe –lo cual creemos los cristianos-, no interviene de ninguna manera en nuestras vidas.
     
    Y es obvio que, si existe Dios y si interviniera en nuestras vidas, lo haría igual en las de los creyentes que en las de los no creyentes.
     
    Dios no ayudaría más a los que creen en Él que a los que creen que no existe. ¿Qué Dios sería ese?
     
    Creer que Dios ayuda más a los que dicen creer en Él, y le rezan, y van a Misa, y a comulgar, y todas esas cosas, es propio del pensamiento mágico de los católicos ortodoxos, los que creen en el llamado Magisterio de la ICAR, y cosas así. Creen en un Dios que imaginan que es como ellos mismos, quizá porque se creen buenos, o creen buenos a sus jerarcas y su patético Magisterio Católico.
     
    Ese Magisterio se monta todo un tinglado de Culto Divino, con un topjerarca (Cañizares) encargado del Culto Divino en la ICAR por el Jefe del Estado Vaticano, como si Dios quisiera que los humanos le demos Culto. Me parece ridícula esa idea de Dios, me parece ridículo, arcaico, imaginar así a Dios.

  • Asun

    Hola Santiago,

    Esto que  sueles escribir, a mi parecer, es demasiado rotundo y muy fuerte: “Pero el ser humano siempre puede rechazar la gracia…somos libres de escoger nuestro destino”…
     
    La gracia  es el don que viene dado en el regalo de la vida, si esto no se hace consciente, no se puede decir que se rechaza, entonces, pues lo que ignoramos no se rechaza,  simplemente no se ha caído en la cuenta de lo que somos y de quienes somos. La verdadera libertad interior y en plenitud no puede en ningún modo darse, entonces, por mucho que repitamos mentalmente que se escoge con libertad nuestro destino, expresión que por activa y pasiva ha llenado nuestra concepción de las cosas y del mundo,  porque se está inmerso, por influencias que nos pasan desapercibidas, en múltiples circunstancias, que vienen desde la infancia,  que no dejan ver, en actitudes inconscientes, que no van, las más de las veces, más acá o allá de lo epidérmico y egocéntrico que enmaraña  lo nuclear. ¿Somos libres de escoger nuestro destino? Ahí, tengo que admitir, si se hace afirmación, que  entreveo, y es posible que haya prejuicio en ello, cierto ego religioso con implicaciones y consecuencias  de méritos y logros, perpetuación de lo que se viene identificando con la verdad que se torna creencia, la única verdad con destino incluido.
     
    Gracias J. Arregui, por remover entrañas. El bautismo  es celebrar lo que ya es, una fiesta de alegría y gozo en que los padres hacen  reconocimiento de este don de vida, gracia en el hijo que es amado. Cuando se queda en el rito es perpetuar la tradición por la tradición,  quedarse en lo más epidérmico y aparente de la fiesta, porque ya todo Es, es en el hijo, potencialidad de amor e impulso en  despliegue consciente de la Conciencia en la que todo y todos somos.
     
    Lo maravilloso sería que el bautismo fuera confirmado cada día en la adultez espiritual del que se siente unido a Lo Que Es como trocito de cielo o divinidad amorosa inseparable de su crecimiento continuo en humanidad.
     
    Un fuerte abrazo.

  • Santiago

    Sarrionandia,   muy buena tu pregunta y tu comentario….El bautismo significa vida…y gracia….es ignorancia teologica el pensar que “heredamos” un pecado…lo que se nos transmitio fue una reliquia…una predisposicion..una tendencia… hacia lo que esta fuera del bien..no hace falta ser teologo para ver QUE esta tendencia al desorden esta bien enraizada en nosotros…Pero la primera gracia nos ayudara a superar el mal..Y si los padres amamos de verdad a nuestros hijos, no empezamos a “educarlos” a los 18 o a los 20, sino desde la cuna…puesto que entonces es un poco tarde…habriamos desperdiciado el tiempo mas crucial en la vida de una persona…que es la infancia, segun las teorias psicoanalistas modernas…Abandonemos completamente la educacion integral de nuestros hijos, dejemos que ellos mismos decidan por si mismos completamente como proceder en la vida, dejemos que se hundan por si mismos en graves conflictos, no busquemos instruirlos ni intelectualmente, ni moralmente,  no los aconsejemos o les ensenemos el bien con la excusa de que vamos a  destruir su libertad, permitamos que hagan lo que” les de la gana” desde la infancia, y entonces veremos los resultados y las consecuencias de nuestra grave negligencia y falta de atencion en la infancia  …Sin embargo,  tenemos la obligacion de hacer TODO lo posible para que ellos puedan escoger el bien, puesto que esto es nuestra verdadera vocacion, el objeto final y primordial de nuestra vida..y que mayor bien que nuestra misma FE que es la que nos salvara…si logicamente el alimento fisico es el sustento del cuerpo…el alimento espiritual es tambien necesario para el sustento dl alma..en esta dualidad intima que constituye la naturaleza del ser humano…El bautismo,como decias Sarrionandia, “ES VIDA”..en realidad no escogimos vivir, venir aqui,… alguien penso que era lo mejor para nosotros, tener vida fisica  …con mayor razon los padres tambien deseamos lo mejor, la mejor vida, la vida fisica y la vida de la gracia, las dos juntas, pues va a complementar a la otra…El hecho de que yo este bautizado por la voluntad de mis padres..porque creyeron que era lo mejor para mi, no impide mi libertad de escoger..siempre somos libres de escoger el camino que creemos sera el mejor para nosotros…la gracia no destruye ni cambia la naturaleza…sino la fortalece…no destruye al ser humano…sino que lo eleva a un  plano mas alto…Pero el ser humano siempre puede rechazar la gracia…somos libres de escoger nuestro destino…pero es muy deseable que escojamos bien… entonces habremos escogido la felicidad para siempre….un saludo cordial de Santiago Hernandez  

  • mªpilar garcía

    ¡Gracias J. Arregui!:

    Por explicar con tanta ternura lo que es una celebración llena de alegría, gozo por la vida de Nicolás, la ilusión de unos papás, que quieren gritar al mundo que has llenado sus vidas, las has completado.
     

    Ellos,  la han celebrado, para explicarnos como lo vivieron.
     

    “Hoy los papás, que han sufrido el dolor de la iglesia con “magia” solo quieren celebrar:
     
    ¡¡¡Que has venido a sus vidas!!! Que creen en un Dios Padre-Madre, en un Jesús que enseñó al mundo como liberarse de las ataduras ¡de toda clase de ataduras!”
     

    Se sentían felices, y quisieron compartir con las personas que quieren y les quieren tu llegada, desde la fe, que ellos tienen…
     

    ¡Solo eso! Y está muy bien explicado por Javier A.  Lo que ¡¡¡no!!! era la celebración.
     

    Me encanta su ternura, su capacidad de mirar la vida con ojos tan expresivos, y compartirlo con estas buenas personas, que le esperamos cada poco.
     
    Javier R.: Tienes toda la razón, el verdadero y único  bautismo es:
    “El bautismo es la decisión personal y libre de seguir a Jesús por amor”.

    mª pilar

  • Xeskina

    Quanto hemos salido ganando los lectores de Atrio con la fechoria del Sr. Obispo. Y pienso que tu tambien. Gràcias

  • Carmen (Almendralejo)

    Se me olvida lo mejor ¡Siento pena! por quienes aún siguen bautizando olvidando la otra mitad, a D*S MADRE.
    Pero bueno, donde no hay no se puede exigir, será que D*s no quiere que tod*s sepan, o entiendan como tambien dice el N.T

  • Carmen (Almendralejo)

    Si bautizamos algo Nuevo, límpio, tiernamente inmaculado de imágenes recuerdos y sentimientos que pongan vendas a nuestra mente…
    ¿Qué pretendemos purificar, a la persona o al agua?

    Creo que es la mayor aberración que se ha hecho contra D*s, desde aquel manguerazo institucional de Constantino hasta nuestros día.
    No quita la Libertad de decidir y elegir ese Bautismo-Encuentro con D*s y tener el gusto de llamanarnos Hijos-Hijas, y a la vez colgarnos de sus cuello y amamantarnos de sus pechos que destilan Leche y Miel.

  • Javier Renobales Scheifler

    El bautismo es la decisión personal y libre de seguir a Jesús por amor.

    Lo cual no puede hacer un bebé. Debería esperarse a que el adulto, maduro y experimentado, lo decida con todo el conocimiento de causa.

    Para tomar esa decisión no hacen falta jerarcas anillados, alzacuellados, enfajinados, ni con sotanas de decenas y decenas de botones desde el pescuezo hasta los pies … qué despropósito adulterante, tanto disfraz, tanto uniforme …

    Ni jesús ni sus seguidores en vida de Jesús llevaban ropas especiales, sino que vestían como los demás, o más pobremente, pero sin  uniformes ni emblemas, ni cruces, ni hostias

    Al darme de baja de la ICAR yo NO he apostatado de mi fe en Jesús, ni he vulnerado mi decisión de siguir a Jesús, que es mi bautismo (no el que figura en el libro de la Parroquia de San Vicente de Bilbao, de las más carcas, durante la dictadura fascita de Franco, cuando me ‘bautizaron’)

    El bautismo no tiene que ver con libros parroquiales, ni con liturgias sociales. Que en tiempos de Jesús se bañara en el Jordán con el Bautista, en tiempos hoy arcaicos, no tiene que repetirse dos mil años después como algo inmutable, como si lo importante fuera el rito.

    Jesús era entonces ya un adulto, y lo importante par a Él era el Reino, no el bautismo.

  • Javier Renobales Scheifler

    Que por qué nos bautizaron?
     
    Pues hombre, para meternos, cuando no podíamos defendernos,  de súbditos bajo el poder de los papas y sus servidores jerarcas, en su Iglesia Católica Romana falsamente Apostólica.
     
    Como si Jesús, en lugar de querer traer el Reino de Dios, hubiera querido fabricar una ICAR como la de estos jerarcas o parecida. Menuda estafa (así titula Enrique de Castro uno de los libros de su trilogía, ‘la fé y la estafa’, ediciones del Quilombo, no recuerdo ahora el año.)
     
    Si luego, liberados de tanto yugo estúpido y traidor, queremos que nos borren nuestros nombres, que son nuestros, de los libros bautismales de las parroquias (lo cual es muy fácil, con un poco de tipex), no lo hacen, porque pretenden que los libros son suyos, no de los bautizados, estos impostores usurpadores.
     
    Para eso nos bautizan, para someternos, para limpiarnos (lavarnos) el cerebro. Y lo han conseguido en demasiados casos.
     
    Creo recordar que el catecismo de Wojtyla-Ratzinger de 1992 identifica la ICAR con el Reino de Dios.
     
    Bueno, para eso nos bautizan, con el cuento ese de que el sacramento del bautismo infunde no sé qué Gracias mágicas santificantes, probablemente del tipo de Gracia de Dios que dicen esos mentirosos jerarcas que hizo Caudillo de España al dictador fascista católico Franco.
     
    Joder, mejor salir corriendo, que además ahora viene el Papa de la mano de Rouco … vaya firmas, vaya negocio se tienen montado estos farsantes.

    Por suerte yo no les hice esa faena, de bautizarles cuando no podía defenderse, a mis hijos … pues ya eran otros tiempos; y me lo han agradecido los cinco, sobre todo que me de de baja de la ICAR.

    Lo de que no me quieran borrar los jerarcas del libro bautismal es sólo una anécdota  más que muestra la baja calaña de esos jerarcas católicos.

  • Sarrionandia

    Por qué bautizamos a los niños? Por qué nos bautizaron de niños? Por qué pretendemos apostatar del bautismo? Por qué? Por qué? Por qué?
    El bautismo significa limpieza y purificación. Nada más limpio que un niño recién nacido y bañado!
    Por que nos empeñamos en verlo empecatado cuando es incapaz de pecado? Si algo es el pecado, es muerte y el bautismo es vida y, si queremos, vida abundante, eternamente incorruptible.

Deja un comentario