Otros temas

Autores

Archivo de entradas

Temas

Fechas

Calendario

febrero 2024
L M X J V S D
 1234
567891011
12131415161718
19202122232425
26272829  
7202 Artículos. - 109757 Comentarios.

La teología y el juego del “Lego” (v. 2)

        Con las piezas del Lego podemos construir el Vaticano o una pagoda budista; con las ideas filosóficas podemos construir un sistema kantiano o un sistema escéptico; con las frases de la Biblia o de los Vedas podemos construir un sistema teológico.

        ¿Todo es juego? No; también existe la experiencia, que consolida o disuelve esas ideas filosóficas.

        El evangelio no es un sistema teológico; el sistema se ha ido construyendo en los siglos posteriores. El evangelio es un relato de experiencias de Jesús: sanar o aliviar a los enfermos, liberar de leyes obsoletas o injustas, sentir el amor y la confianza en el Padre común, estimular la fraternidad social, fomentar la esperanza en un mundo más justo, y arriesgarse hasta la muerte por impulsar ese mundo.

        Somos estructuras abiertas al infinito, la razón tantea buscando esa apertura, pero sólo el amor la encuentra. La teología y la filosofía son sistemas construidos con ideas que se ensamblan para explicar el mundo real. Su consistencia no está en la lógica que encaja esas ideas sino en lo que logran reflejar el Misterio del mundo; y de ese modo iluminan y hacen más conscientes las experiencias vividas. El arte, como la experiencia, también goza de la intuición inmediata, y a veces muestra atisbos de la interioridad del Mundo.

        La experiencia es una vivencia concreta pero, salvo las experiencias místicas, sólo ofrece aspectos limitados del Misterio universal. La filosofía, la teología y las ciencias tratan de comprender y explicar todo el universo; si se mantienen ancladas en las experiencias, sus mosaicos pueden estimular o interpretar aspectos de esa realidad.

        Las religiones están basadas en la experiencia de sus fundadores. Su valor no está en la magnitud o la perfección de la construcción que hayan levantado con sus piezas filosóficas o teológicas; su valor consiste en la capacidad de renovar en sus seguidores algo de esa experiencia inicial, o de nuevas experiencias de ese Misterio. El sentido de la Iglesia es renovar las experiencias del Evangelio.

        Los dogmas y la Doctrina de la Iglesia ¿son Evangelio o teología?

Deja un comentario