Otros temas

Autores

Archivo de entradas

Temas

Fechas

Calendario

7142 Artículos. - 108874 Comentarios.

El ‘Hombre no económico’

CastilloAntes de que existiera la llamada “civilización”, el tipo de ser humano que existía era el denominado “hombre-no-económico” (Marshall Sahlins). Los humanos eran cazadores nómadas. Lo que entrañaba una consecuencia, que diferenciaba radicalmente al hombre “no-civilizado” del “civilizado”. Esto llevaba consigo la referida consecuencia, que a nosotros ahora nos desconcierta: lo que para nosotros es “riqueza”, para aquellos hombres era un “estorbo”. La vida instalada, segura y sedentaria necesita “riqueza”. La vida itinerante, insegura, no instalada, sólo es posible en el “despojo”. La conclusión, que de todo esto deduce el conocido crítico de la economía ortodoxa, Karl Polany, es una conclusión tremenda: “Ningún móvil específicamente humano es económico” (cf. María Daraki).

Esto supuesto, no hay que pensar mucho para llegar derechamente a esta sencilla y fuerte reflexión: el progreso técnico y económico es necesario. Pero con tal que ese progreso se pudiera hacer para mejorar el bienestar de todos, no para que los poderosos acumulen a costa del sufrimiento de los demás. ¿Se pudieron hacer las cosas de otra manera más humana y equitativa? Hay un hecho patente, que clama al cielo: el proceso del que surgió la civilización ha demostrado que la evolución tecnológica y la evolución social se divorciaron, hace miles de años. Y divorciadas siguen. Es más, no sólo están separadas, sino que van creciendo en sentido inverso: en la medida en que la evolución tecnológica crece como progreso, en esa misma medida la evolución social crece como degradación. Por eso hay nos encontramos con esta aterradora situación mundial: menos de cien personas (los que mandan en el mundo) acumulan más riqueza que más de dos mil quinientos millones de criaturas (los esclavos de la tierra).

Conclusión: la riqueza está asociada a una minoría de canallas, los notables, los selectos, los que tienen todas las puertas abiertas. Todas, menos una: la puerta que da acceso a la humanización de este mundo, a la felicidad de los más desgraciados, y a la esperanza de quienes han perdido ya toda esperanza. Entiendo, pues, por qué este papa, que nos ha salido sin esperarlo, resulta incómodo, molesto, un hombre del que dicen no pocos que sólo sirve para hacer en público gestos llamativos, pero ineficaces. ¿Que este papa no va a servir para arreglar los problemas de la Iglesia? Si, al menos, sirve para enfrentarnos a todos con el enorme problema, que todos tenemos que afrontar y resolver, el problema que consiste en que el “homo sapiens” ha degenerado en “homo necans”, y de ahí en “homo in-humanus”, entonces podemos asegurar que Francisco está poniendo los cimientos de la Iglesia que encaja con el Evangelio. ¿O es que queremos otra Iglesia? ¿Qué Iglesia? ¿Qué sociedad? ¿Qué ser humano? A ver si nos aclaramos.

8 comentarios

  • George R Porta

    Gracias Asun, Pido perdón a ambos y a los lectores de Atrio, al uno por ignorarlo y confundirlo, al otro por la misma razón en reverso y los lectores de Atrio por el resto. Este es otro recordatorio penoso. Antier cumplí los 72, quiere decir que comencé mi septuagésimo tercero año de vida y prefiero pensar que tantos errores se deban a vejez, cansancio al regresar de un largo día de trabajo, responder de noche y mala vista y que no se trate “todavía” de suficiente degeneración neuronal. Un abrazo cordial.

  • Asun Poudereux

    Buenos días , George. Apuntas bien de fondo, pero no es el Sr. Tamayo, sino el Sr Castillo.
    Pasa un buen día allá donde estés y con quien estés.

  • George R Porta

    Pido perdón por el error tipográfico de la primera línea del antepenúltimo pa’rrafo.
    Donde se lee: “…que yace aplastada bajo esta otra farsante de cristianos que somos auténticos”…”
    Debiera leerse: “…que yace aplastada bajo esta otra farsante, de cristianos que no somos auténticos…”
    Gracias.

  • George R Porta

    No veo cómo puede el Dr. Tamayo afirmar que el homo sapiens haya degenerado en homo necans (hombre que mata) y de ahí en homo in-humanus. ¿No fuera más acertado admitir la realidad del fallo de una “evangelización” de la que no emergió ni el hombre ni la mujer nueva que se esperaban? 2000 años de “pastoreo” eclesiástico no han logrado convertir al “simio depredador”.
     
    Basta mirar a la historia de la pobreza y de la violencia humana. El homo sapiens nunca dejó de ser homo necans y demasiado a menudo homo in-humanus.
     
    Desde el asesinato de Jesús de Nazaret hasta la corrupción moral y financiera eclesiástica,  de antes y de ahora. Desde la organización de la familia patriarcal que maltrató a la mujer y al hombre que la maltrataba hasta la corrupción financiera social, la de los empresarios y gobernantes contemporáneos. La historia humana es una historia de simios depredadores y la evangelización dos veces milenaria no pudo impedirlo ni convirtió al ser humano en homo amabilis.
     
    Además el Dr. Tamayo sabe que la Iglesia es más, mucho más que lo meramente eclesiástico. No puedo creer que ignore que dentro y fuera de lo eclesiástico haya muchísimos cristianos/as que viven su vida con suficiente humanidad aunque haya muchísimos más que la vivan inhumanamente. Ni creo que necesite que le recuerden que lo eclesiástico (Papa incluido) siempre ha sido y será lo minoritario-hegemónico en la Iglesia pero solamente eso.
     
    Nadie espera que el Papa Francisco arregle todos los problemas. Algunos de ellos no se pudieran arreglar. No comprendo por qué no se le puede criticar y/o llamarle la atención. ¿Hasta cuándo va a seguir la tontera de considerar a Benedicto “el abuelo” sabiendo que fue un abuelo degenerado por asociación porque no denunció en su momento lo que ocurría alrededor de Juan Pablo II? La solución dada al problema de los Legionarios es una comedia de lo más trágica. A los propios jesuitas los disolvieron varias veces en la historia sin haberlo merecido tanto como los Legionarios y disolverlos no hubiera carecido de antecedente.
     
    ¿Son esas las evidencias de que esté echando los cimientos de una Iglesia que encaje o corresponda al Evangelio de Jesús? Los cimientos de esa Iglesia están echados desde hace más de dos mil años y están constituidos por millones de laicos y eclesiásticos que a lo largo de la historia han sido “piedras” más fieles al evangelio que los propios sucesores de la “Piedra”.
     
    Esta es una afirmación del Dr. Tamayo en la segunda mitad de su post: “…la riqueza está asociada a una minoría de canallas, los notables, los selectos, los que tienen todas las puertas abiertas”. ¿Cómo se explica que los cimientos de una Iglesia que encaja en el Evangelio tengan que incluir una “Secretaría de Finanzas”? Me parece que la creación del águila bicéfala de las dos Secretarías evidencie lo difícil que será renunciar o deshacer la riqueza eclesiástica aunque se hable de pobreza y de pobres más de una vez por minuto desde la Casa Santa Marta.
     
    Este es otro texto del Dr. Tamayo, al final de su post: ¿O es que queremos otra Iglesia? ¿Qué Iglesia? ¿Qué sociedad? ¿Qué ser humano? A ver si nos aclaramos.”

    ¡No! No queremos otra, sino la única que yace aplastada bajo esta otra farsante de cristianos que somos auténticos, la que debió emerger de Jesús mismo, el único cimiento auténtico, aquella por la cual le mataron. Esa Iglesia auténtica fuera “sal” con sabor y pudiera impedir la corrupción y lograr que la sociedad humana se convirtiera en una raza o nación de seres humanos-humanos.
     
    Francisco pudiera liderar lo eclesiástico a servir en esa dirección, pero siempre tendrá atada al cuello la rueda de molino del poder espurio del que depende la organización eclesiástica actual y que le impide ser una fuerza moral en medio del Mundo. Jesús no le dio ese poder político o económico porque no lo tuvo.
     
     
    Francisco tuviera que deshacer estas estructuras falsas y, quizás, si lo lograra (a eso le pueden ayudar las críticas y las protestas), las generaciones futuras pudieran al fin verse emerger poco a poco, de entre los escombros y la polvareda de las basílicas y los palacios episcopales desmolidos y estar constituidas de las mujeres y los hombres de quienes Jesús parece que sea prototipo.

  • Asun Poudereux

    Lo que hagamos por nosotros mismos y nosotras mismas sin esperar a que venga la solución de fuera, abrirá la puerta de acceso a lo que somos realmente y que hemos venido olvidando por diversos constructos extraños  a la esencia del ser humano.
     
    Dejemos al hombre ser hombre en lo que es realmente, y por supuesto, a la mujer serlo en toda su plenitud, sin instrumentalizarla doblemente.
     
    Me cansa la visión del hombre por el hombre, lo que siento de veras, pero la visión que suele hacerse,  la  encuentro coja  y a veces hasta ciega, porque  sigue olvidando en su filtro a la mujer en todo lo que es.
     
    Claro que hay excepciones.  Pero lamentablemente rarísimas. Si éstas aumentaran significativamente, comenzaría el desapego real que se da en la inclusión  y en la comprensión mutua para una transformación profunda personal y colectiva.
     
    Buenas noches.

  • m. pilar

    Querido Rodrigo:
     

    Muchas personas pedimos justicia ya, ahora; sin encubrimientos de ninguna clase, y además, pedimos que la iglesia que no los retiró ni entregó, se haga cargo de las indemnizaciones y de que lo/as culpables sean juzgados por un tribunal civil.

    Cosa que también pedimos, a los políticos, sobre los desmanes de la guerra civil, que todavía hoy, siguen en silencio absoluto.

    ¡Hasta cuando!
    mª pilar-pili

  • h.cadarso

       Amigo Olvera:
      El Papa ha dicho que le molesta que le califiquemos como un “superman”. A superman se le puede pedir la perfección absoluta y la infalibilidad, al Papa, que se niega a ser superman, no. Quizá nos convendría ser más comprensivos y tolerantes con el Papa. A mí también me ha sabido a cuerno que diga en la entrevista que sacan en Atrio que “el marxismo es falso”. Así, rotundamente; por supuesto que creo que se ha pasado varios pueblos. Porque lo menos que se le puede pedir a un papa es que, al menos por consideración a sus fieles adscritos a la teología de la liberación, admita que el marxismo contiene elementos muy válidos junto a otros quizá erróneos o menos afortunados…Igual que el capitalismo…Y estoy siendo muy tolerante, te advierto…
       Si ningún género de dudas, a este Papa le pueden todavía los resabios y los automatismos de épocas pasadas; aquí en España decimos que no se ganó Zamora en una hora. No es que tengamos que tener paciencia y pasarle por alto sus meteduras de pata, este sería el peor servicio que le podríamos hacer a él y a la iglesia.
       Lo que tenemos que hacer es criticarlo con toda la dureza y energía que nos sea posible. Sin contemplaciones. también decimos en España “leña al mono hasta que aprenda el catecismo”.
       Con todos nuestros respetos institucionales y personales, !faltaría más !

  • Rodrigo Olvera

    ¿Es humano que Bergoglio cargue contra las víctimas de pederastia clerical, como lo ha hecho ante las voces de tales víctimas denunciado el mal manejo de los casos en su primer año de papado? Pues si… a ver si nos aclaramos.

Deja un comentario