INFORMACIÓN Y FORMULARIOS INGRESOS YA: -Trasferencia a ES26 2100 7344 7313 0021 2801 -Bizum a 34-609 51 08 62
  • A  A  A  

Otros temas

Autores

Archivo de entradas

6396 Artículos. - 100286 Comentarios.

Torres Queiruga condenado por los obispos

Me he enterado esta misma mañana. Estoy consternado por lo que esto representa. Y no solo por la amistad que me une desde hace años con Andrés y por todo lo que conozco sobre su prudencia y empeño en mantenerse dentro de la ortodoxia. Sabía que se le había incoado un expediente en España y en Roma, pero esperaba que dominaría la cordura y se respetaría el trabajo teológico creativo, repensante, del mejor teólogo que hoy tenemos en España quien, desde una profunda fe y un deseo explícito de no fomentar rupturas, está sosteniendo la fe y la permanencia en la Iglesia de muchísimas personas.

Al final, seguramente, lo que ha pasado es que Roma (la Congregación Defensa de la Fe, cuyo Secretario Ladaria es persona conocedora de las nuevas tendencias teológicas) ha devuelto el asunto a los obispos españoles para que ellos decidieran, como pasó en el caso muy parecido de Pagola. Y estos han aprobado y publicado ayer una Notificación muy dura, diciendo que en los libros recientes de Torres Queiruga se contienen afirmaciones que no concuerdan con la lo que sobre la fe de la Iglesia dicen El catecismo de la Iglesia Católica, algunas declaraciones de la Congregación para la Doctrina de la Fe (sobre todo la Dominus Iesus) y otras de Juan Pablo II o de la Conferencia Episcopal Española (sobre todo la desdichada Teología y Secularización en España). Eso ya lo sabíamos. ¡Pero no se atreven a declararlo hereje, por más que les gustaría!

En resumen. Andrés Torres Queiruga debe ser exaltado y apoyado hoy más que nunca por quienes estamos implicados en que el tesoro de sabiduría que encierran las tradiciones religiosas y la causa de Jesús se trasmita a las nuevas generaciones. Dejemos a los muertos enterrar a los muertos y quedemos con lo positivo de este incidente. Yo recomiendo la lectura de la nota de los obispos pero en la versión subrayada por mí que se puede abrir aquí.

Ahí se podrán ver, resaltados en verde, los textos de Torres Queiruga que son contrapuestos por los obispos a otros de la doctrina más conservadora y fundamentalista (fisicista respecto a la intervención de Dios en el mundo) que puede uno omitir. Imagino que la mayoría de los lectores experimentarán un acuerdo personal profundo con lo que dice Andrés. Eso es lo importante.

También allí se citan los tres libros de Andrés Torres Queiruga de donde se han tomado esos párrafos y que tenemos que recomendar vivamente a quien quiera proteger su verdadera fe cristiana de esta ola de fundamentalismo que nos invade. Estos honorados libros son:

  • Repensar la revelación. La revelación divina en la realización humana, Trotta, Madrid 2008, 574 pp.
  • – Dialogo de las Religiones y autocomprensión cristiana, Sal Terrae, Santander 2005, 151 pp.
  • – Repensar la resurrección. La diferencia cristiana en la continuidad de las religiones y de la cultura, Trotta, Madrid 2005, 3ª edición, 374 pp.

Y una última nota final para sacarme una espina.

Era el otoño de 1969 y yo fui invitado a dirigir el Colegio Mayor de Santiago Apóstol en Salamanca. En la primera reunión de rectores de los Colegios que tenían alumnos en la Facultad de Teología se habló de lo mal que se enseñaban muchas asignaturas, por profesores anclados a la escolástica más tradicional, sin apertura a las nuevas visiones e ideas del Concilio. Se decía que esto representaba un grave peligro para la fe de los alumnos y que había que hacer algo. Como rectores, dirigimos una carta a los obispos responsables, pero sin conseguir nada. Pero de los mismos teólogos-alumnos de Teología-  nació un “movimiento del 3 de diciembre”, la fecha en la que empezaron una huelga indefinida en la Facultad de Teología que consiguió una visita apostólica (del arzobispo Javierre, después cardenal) y la renovación del claustro de la Facultad, retirando a varios de los antiguos profesores. A mí me costó dejar el rectorado a fin de curso, pues consideraron que en mi colegio se había cuajado el movimiento reivindicativo. Efectivamente, en El Salvador se solía reunir el comité de los cuatro teólogos que promovían la huelga. Y con esa ocasión conocí a uno de ellos, Adolfo González Montes, el obispo que firma el documento.

Con el derecho que me dan estos antecedentes, me atrevo a preguntarle a Adolfo, cuarenta y dos años después de aquellos hechos: ¿Crees de verdad que las afirmaciones contenidas en los libros de Torres Queiruga son peligrosas para la fe del pueblo de Dios o más bien ayudan a mantenarla a quien se hacen las preguntas de su tiempo? ¿O es que temes que oponerte a firmar este documento y defender a tu amigo Andrés te acarrearía problemas con la tendencia conservadora que hoy se ha vuelto a instaurar en el Iglesia y que está especialmente activa en la Conferencia Episcopal Española?

68 comentarios

  • David

    Cuesta mucho, sobre todo en España, admitir por una jerarquía anclada en el pasado que la teología que hemos conocido hasta este momento finalizó su ciclo. Pueden seguir ocultando o amonestando a los teólogos que intentan reflexionar y fruto de esta reflexión dar un respuesta con la luz del Evangelio desde conceptos actuales. Algunos olvidaron sus inicios, olvidaron hacer la teología que se esperaba de ellos, que todos esperábamos de ellos.

    Adolfo González Montes es uno de esos teólogos en lo que depositábamos nuestras esperanzas. Aunque en el otoño de 1969 era un joven estudiante de teología en la Pontificia, y no me consta  que participara en el comité de cuatro teólogos que promovieron la huelga que menciona Antonio Duato.

  • Miren Begoña Sánchezanzeta

    Quién haya leído los preciosos libros de Torres Queiruga, o quién haya tenido la suerte de escuchar algunas de sus charlas y conferencias, no puede condenar a quién habla de Dios y de Jesús en unas categorías que el hombre actual considera más entendibles. A mí sus libros y conferencias me han hecho mucho bien.
    Miren

  • Juan Luis Herrero del Pozo

    A cuenta de los comentarios severamente criticos a Torres Queiruga.
    Personalmente no los comparto por pueriles y obsoletos. Me precio de manifestar mi total acuerdo con el conjunto de los escritos de Torres Queiruga. Las principales objeciones que se hacen a este teologo no dan en el blanco. Para que esto fuese asi sería previo ENTENDER a tal autor. Es absurdo argumentar contra él desde unos esquemas teologicos, los más tradicionales, que simplemente manifiestan que no lo han entendido. Estos se situan en “una finca” distinta de la que ocupa a mi entender Andres Torres Queiruga. Aludo por brevedad y por no entrar en los detalles a un pequeño escrito mio (“dos fincas, dos llaves”) que publique en Atrio. Desde la finca tradicional ni se puede entender la finca progresista ni se la puede rebatir. Este dialogo de besugos se produce con mucha frecuencia entre quienes pertenecen a paradigmas teologicos distintos. Es como si un futbolista interviniera con el pie en un partido de beisbol. Es claro que no se puede encerrar a Torres Queiruga en la teologia más tradicional, dentro de cuyo contorno se encuentra a mi parecer el propio Benito XVI y evidentemente los obispos de Almeria, Cordoba, etc. Esto en cuanto al pensamiento en cuanto al hecho de hacer publica esa condena de T. Q. lo encuentro un golpe bajo contra los pocos teologos españoles que defienden una teologia más progrsista. Es una traición a los intentos de ésta  de hacerse entender por la modernidad. Esto implica desarticular los intentos de hacer asequible y razonable el pensamiento cristiano moderno. Esto es muy feo.
    Cordialmente
    Juan Luis 
    P.S. Un abrazo fraterno amigo Andres

  • Carmen (Almendralejo)

    Quien necesita la fe, de una forma que supuestamente recibe de manos de un sacerdote el espíritu etc, lo que tiene amén de mucha imaginación más pájaros que fe.

    La fe debe estar puesta en las manos que la Comunidad tiene concatenadas unas a otras, sin cadenas ni cerrojos en dogmas o mentiras basadas en fundamentos que a nadie les vale más que para dormir sus conciencias, o malas conciencias sobre cómo vive en este mundo.

    Es muy bonito tener subyugados a mujeres, hij*s, trabajador*s, o a quienes sean y luego ir a una personas en concreto vaciar el buche de las mentiras comulgar eso que les dicen para que queden otra vez dormidas sus vidas.

    Pocos creyentes de comunión diaria he visto en las manifestaciones de mi pueblo, en las calles denunciando y en los pleno exigiendo a este gobierno ahora y anteriores que dejen de pisotear los derechos de la clase trabajadoras, que dejen de meter a sus amiguitos, hij*s y familiares en detrimentos de personas sin nada, sin recursos alguno y con el pie en la calle.
    Después nos salen que caritas da y ¡Y unas  leches! dan… da otra vez, le pueblo, quienes menos creen, en los colegios y en todos aquellos establecimiento que reciben para esta caritas.

    Y sí algún empresario o pudiente da, para nada da de lo suyo sino de lo que roba no pagando el sueldo que corresponde a quienes tienen trabajando ya sea en las empresas o en las casas por horas limpiándoles las babas de sus padres y madres ancianas por dos duros mientras ell*s pasan de sus miserias.

    Demonizar a Torres, solo hace ponerlos al mismo nivel que pusieron a Jesús. Torres como yo creemos que no nos hace falta ni madero, ni cruz, ni Belén ni niña virgen ni dogmas para saber que la fe existe y que D*S está por encima de todo incluido el Vaticano con sus míseras riquezas.
     

  • Tengo que decir que en el video en donde aparece Queiruga negando las palabras de Cristo en la cruz también se ha pasado tres pueblos:

    http://maranathacristoessalvacion.blogspot.com.es/2011/11/monsenor-barrio-de-verdad-no-piensa.html

    Si como dice Queiruga y ustedes los obispos se han pasado me pregunto si él no se lo habrá buscado….

  • Javier Renobales Scheifler

    La unidad de los cristianos es en el amor, no necesariamente en las creencias.
     
    Por ejemplo, este sacerdote católico, dice refiriéndose a la ICR:
     
    Pagola: Estimado Floren, mi esperanza no está en la iglesia.
     
    Tenemos que superar por nosotros mismos, las barreras de una iglesia descristianizada.
     
    La comunidad de los creyentes es demasiado plural, como para pedirnos a todos que nos ciñamos a unas reglas concretas, siendo tan variada la vida y las personas.
     
    Yo no te voy a dar un consejo, yo te voy a expresar cual es el fundamento de mi esperanza e ilusión. JESÚS.
     
    Es la única receta posible. Un Jesús con los brazos extendidos a todos y a todas.
     
    Un Jesús que no soñó con una iglesia sacralizada, ni con una religión determinada.
     
    Mi ilusión está en un Jesús, que es la prefiguración o la misma encarnación, de Dios hecho materia humana, carne. Y que nos espera en el mundo.
     
    http://cartujoconlicencia.blogspot.com.es/2012/03/mi-encuentro-con-jose-maria-castillo-y.html

  • Rosa

     Gracias Andrés por tus busquedas. Tus textos nos tranquilizan.  Muchas veces  damos vueltas a pensamientos,  reflexiones y leyendote pienso, ¡ah!, justo Andres me lo formula, adelante,  sigo reflexionando.  Te seguiremos leyendo para que tus textos formulen lo que muchas pensamos, vivimos y queremos expresar pero nos falta una preparacion que tu tienes. Dar y recibir.  Sigue escribiendo, no pares, haznos este regalo, lo necesitamos.GRACIAS

  • Javier Renobales Scheifler

    El monopolio de quien es o deja de ser cristiano ¿lo tiene acaso la ICR de José Carlos? No, no lo tiene.
     
    ¿Es la ICR la que expide certificados de cristianismo? NO, claro que no.
     
    De catolicismo puede que sí tenga el monopolio, pues los católicos se lo toleran, a los que según ellos tienen la representación ´legítima’ de la ICR.
     
    Los obispos del papa son los que (para los católicos) dicen legítimamente, lo que es católico y lo que no lo es.
     
    No lo que es cristiano, sino lo que es católico.
     
    Los obispos del papa son, por decisión del papa, los que dicen lo que es la ‘fe de la ICR’ y lo que no lo es.
     
    No la fe cristiana, sino la fe católica, la de la ICR.
     
    Y esos jerarcas católicos, Wojtyla y Ratzinger, ya han interpretado el evangelio para ponérselo al día a los católicos, con la mentalidad que ellos entienden del siglo XXIpara los católicos, en el Catecismo de Wojtyla/Ratzinger de 1992 vigente, que llaman ‘Catecismo de la Iglesia Católica’, aunque no lo ha hecho la ICR sino esos dos papas.
     
    NO es el Catecismo de la Iglesia de Jesús, sino el de la Católica Romana.

    No es el Catecismo de la Iglesia cristiana, sino el de la CAtólica Romana.
     
    Allá los católicos con sus jerarcas de su papa y con su ICR: que hablen de catolicismo, que es lo suyo.
     
    El cristianismo es mucho más amplio que la ICR, José Carlos.
     
    ‘Gracias a Dios’ los católicos no tenéis el monopolio de lo que es cristiano, y no podéis decir quien es o deja de ser cristiano. Lo vuestro es el catolicismo romano. No podéis decir si Torres Queiruga es o deja de ser cristiano, no tenéis ninguna autoridad para ello.
     
    Un poquito de amor no vendría nada mal en todo esto, pues sólo por cómo se aman con sus prójimos se distingue a los seguidores de Jesús, no por sus creencias, ni por sus catecismos, ni por sus teologías, José Carlos.

  • No nos hace falta leernos todos los libros de Queiruga para saber que, en condiciones normales, ni siquiera se le puede considerar como cristiano. Quien es capaz de decir en una entrevista concedida a un medio de comunicación que si un día se econtrara el cuerpo de Cristo, él sería feliz, no es cristiano. No tiene que explicarme lo que quiere decir con eso. Le entendemos perfectamente.

    Para que se entere el Sr Queiruga:

    EL ANTIGUO TESTAMENTO PREDIJO LA RESURRECCIÓN.

    En declaraciones específicas como en inferencias lógicas.

    Se sabe que David murió y fue enterrado, y el apóstol Pedro aplicó este pasaje a la resurrección de Cristo cuando decía: “No dejarás mi lama en el Hades, ni permitirás que tu santo vea corrupción” Salm 16:8-11, citado en Hech 2:5

    Igualmente por inferencia lógica:

    Está la doctrina clara que el Mesías habría de morir: Salm 22; Isaías 53, y también está la enseñanza que tendría un reino político eterno, desde Jerusalén: Isaías 9:6; Dan 2:44; Zac 13:1 No se puede reconciliar estas doctrinas si el Mesías que muere no es resucitado de los muertos… Únicamente por su resurrección pueden cumplirse las profecías relativas al reinado mesiánico.

    JESÚS PREDIJO SU PROPIA RESURRECCIÓN.

    “Destruid este templo, y en tres días lo levantaré” Jn 2:18-22
    “Como estuvo Jonás… así estará el Hijo del Hombre tres días y tres noches“ Mt 12:40
    “La señal del profeta Jonás” Mt 12:39, 16:4
    “Jesús comenzó a enseñar que era necesario…” Mr 8:31
    “Tengo poder para ponerla (su vida) y tengo poder para volverla a tomar” Jn 10:18
    “Desde entonces comenzó Jesús a declarar…” Mt 16:21
    Mt 17:9; 22,23; 26:32; 9:10; Lc 9:22-27

    JESÚS REALMENTE MURIÓ EN LA CRUZ.

    El hecho de la resurrección de Cristo es un asunto histórico, en cuanto a su muerte y enterramiento: El lugar se halla definido, el poseedor de la tumba era un hombre que vivía en la mitad del primer siglo, la tumba estaba hecha de la roca en un lugar cerca de Jerusalén, los guardias apostados de guardia eran reales…

    Hay amplia bibliografía paralela al respecto: Ignacio, obispo de Antioquía (50-115 d.C), Justino Mártir (100-165 d.C) Clemente (160-220 d.C) Tertuliano, Josefo, …, todos ellos relatan como un hecho histórico la realidad de la muerte y posterior resurrección de Jesús, clarificando el hecho de que la tumba está vacía.

    Antes de que probemos que Jesús resucitó, es importante probar que efectivamente murió.

    (El Corán afirma que Jesús sólo fingió morir (Sura IV : 157))
    Para que la resurrección tenga significado, Jesús tuvo que morir primero.

    La teoría del soponcio, la popularizó un hombre llamado Venturini y presupone que Jesús no murió, sino que sufrió un desmayo, por cansancio y pérdida de sangre. Todo el mundo pensó que estaba muerto, , pero más tarde recuperó el conocimiento y sus discípulos pensaron que había resucitado. Otros han sugerido que e propio Jesús planeó su arresto, juicio, y crucifixión, haciendo los arreglos para que fuera drogado en la cruz, y entonces fingir para recuperarse posteriormente de los latigazos, de la pérdida de sangre por la lanza, y por los agujeros en sus manos y pies…

    Tenemos que considerar:

    1. Jesús sufrió tanto que no pudo concluir el viaje transportando la cruz hasta el lugar de su muerte

    2. No hay evidencia alguna de que Jesús hubiese sido drogado. De hecho el rechazó el analgésico que normalmente se le administraba a las víctimas de la crucifixión Mr 15:23. Su evidente agonía y muerte no encajan en el cuadro de un hombre que está por quedar como muerto en un estado inducido por la droga.

    3. La abundante hemorragia confiere alta probabilidad a la muerte. Su extremo estado emocional, le hizo sudar grandes gotas de sangre mientras oraba en el huerto (lc 22:44) Probablemente Jesús estaba ya en un estado grave antes de que lo crucificaran, pues la noche anterior a la crucifixión, fue golpeado y azotado repetidas veces con un látigo romano “flagrum” (de tres puntas recubiertas con pedazos de hueso o metal) que habría desgarrado los músculos, y prepararía las condiciones para un colapso circulatorio. El Obispo Eusebio de Cesárea, en referencia a los que eran azotados antes de la crucifixión declara: “las venas de la víctima quedaban al descubierto, y los músculos, tendones e intestinos quedaban totalmente expuestos” Además le habían insertado en su cabeza una corona de espinas. Después entre las 9,00 de la mañana y el ocaso sufrió cinco heridas importantes de las cuales cuatro fueron los clavos usados para fijarlo en la cruz. Restos hallados de palestinos crucificados permiten saber que esos clavos eran de 12 a 17 cms. de largo y 1 cm de grosos.

    4. Agua y sangre salieron de su costado cuando lo atravesaron con una lanza. La mejor evidencia señala que esto fue realizado por un soldado romano para cerciorarse de su muerte. La lanza penetró sus costillas, perforando su pulmón derecho, el pericardio y el corazón dejando salir el líquido pleural y la sangre. Este golpe era fatal, sin contar con las heridas en sus muñecas y pies que habría seccionado nervios principales.

    5. El hecho de que saliese sangre y agua, es explicado por muchos médicos especialistas como un fenómeno que se produce por la rotura del corazón, y que si estuviese vivo, saldrían borbotones de sangre, pero el caso de que saliese un coágulo rojo oscuro, separado del suero acuoso que lo acompañaba demuestra que se había producido una coagulación masiva en las arterias, y es un prueba médica concluyente que Jesús estaba muerto.

    6. El proceso normal incluía quebrar las piernas, para que no pudieran levantarse y respirar. Los crucificados se asfixiaban pues sus pulmones se llenaban con CO2 A todos los crucificados les quebraban las piernas, pero los verdugos romanos, profesionales, sin dudar un momento, declararon a Cristo muerto sin quebrar sus piernas…

    En suma la muerte por crucifixión suponía que: el dolor y muerte se produce después de horribles mareos, calambres, sed, hambre, falta de sueño, fiebre traumática, tétanos, vergüenza, continuidad del tormento, horror de anticipación, mortificación por heridas no atendidas,…, La postura no acostumbrada hace que cada movimiento sea muy doloroso, las venas desgarradas y los tendones deshechos palpitan con incesante angustia, las heridas infectadas gangrenan poco a poco; las arterias especialmente en la cabeza y el estómago se inflaman enviando descargas de sangre, y mientras gradualmente incrementa cada variedad de miseria, se le añada la angustia intolerable de la quemante y sofocante sed; todas estas complicaciones físicas causan una ansiedad interna que hacen a la persona ver la muerte, en lugar de un enemigo desconocido, como la liberación del tormento (Frederick Farrar)

    Imaginar que un hombre había sobrevivido a tal experiencia y presentarse a más de 500 como el conquistador de la muerte y el príncipe de la vida requiere de mucha voluntad para rescribir la historia e ignorar esta simple VERDAD “ Que Cristo murió por nuestros pecados, conforme a las ESCRITURAS, y que fue sepultado, y resucitó al 3º día conforme a las Escrituras” 1ª Cor 15: 3,4

    1. Pilatos pidió pruebas de su muerte antes de entregar el cuerpo, “Cuatro ejecutores vinieron a examinarlo, antes de que José de Arimatea le fuese permitido llevar el cuerpo para la sepultura. Estos estaban acostumbrados a tratar con la muerte.

    2. “Y el centurión que estaba frente a Él, viendo que después de clamar había expirado dijo: Verdaderamente este hombre era HIJO de DIOS.

    3. El relato de la custodia del sepulcro es una clara evidencia de que los judíos pensaban que estaba muerto.

    4. Jesús fue embalsamado con 30 o 45 Kg. de especias y vendas (La naturaleza picante de la mirra y de los áloes, su fuerte olor, su amargura, el que su cuerpo fuera envuelto con vendas de lino, y que se pusiera en cabeza y rostro un mantel, según era costumbre enterrar, lo mataría si no lo hubiera estado…, y puesto en una tumba vigilada. Aunque hubiera despertado no podría haberse sacado las vendas solo, haber movido la piedra por su riel, y pasado entre los guardias sin que lo vieran. La gran cantidad de especias utilizada tiene paralelos en la historia, pues a los grandes personajes se les daba un espléndido funeral, Gamaliel fue sepultado con 45 Kg de especias. Y Nicodemo utilizó tal cantidad, pues quizás quisiera compensar su cobardía que había mostrado durante la vida de Jesús…

    5. La mirra era una droga que se adhería tan firmemente al cuerpo que impediría quitar con facilidad las vestiduras fúnebres. El cuerpo se lavaba y luego se le vendaba apretadamente desde las axilas con tiras de lino de aproximadamente 30 cms. de ancho, entre las tiras de lino se colocaban especies aromáticas muy a menudo de consistencia gomosa. Actuaban como un cemento para pegar las envolturas de la tela de modo que formasen una cubierta rígida.

    JESÚS SE HABÍA DESVANECIDO, PERO LAS ENVOLTURAS ESTABAN ALLÍ TODAVÍA.

    6. Los áloes, una madera fragante machacada en polvo, se mezclaba con la mirra y con el ungüento semilíquido con el que se ungía el cuerpo se pegaban las tiras de lino, pero mucho de este polvo quedaría por encima seco, y si el cuerpo se incorporase, en posición vertical, el polvo de áloes, estaría en el suelo, en una cantidad considerable, y ninguno de los evangelio hace referencia a este hecho que sería importante (45 Kg. …) Normalmente la cabeza y el cuello se ungían también con este ungüento, sin embargo, debido a la rápida puesta de sol, se acercaba el día del reposo, a las mujeres no le habría dado tiempo ni tampoco a ungir el cuerpo con otro ungüento que se acostumbraba, nardo; esta pudo haber sido la razón de que las mujeres volviesen a la tumba para reparar esta omisión, y el domingo por la mañana llevaban nardo, o algún otro costoso ungüento con el fin de completar la unción. Lucas dice que prepararon especias y ungüentos, Marcos dice que compraron especias para ungirle. Posiblemente no intentaban provocar trastornos en las vestiduras fúnebres, sino simplemente ungir la cabeza y el cuello con los ungüentos.

    7. La caminata a Emaús, una caminata de 11 km. Desde Jerusalén habría sido imposible para uno que pasase por este proceso y que estuviese drogado (sus pies horadados…)

    8. Si Cristo no hubiese muerto en esta oportunidad, que se sabe después de él, mientras que su iglesia se estaba levantando a su alrededor. Además habría que invalidar todos los datos históricos referentes a su ascensión y aparición a muchos…

    9. Si Jesús hubiera controlado todo esto, su apariencia habría sido la de un miserable resucitado, no la de un SALVADOR. Sería improbable totalmente que eso hubiera trastornado al mundo.

    Por desgracia existe mucho progre hereje dentro de la iglesia católica que lo único que busca es saciar su ego y ganar mucho dinero, y creo sinceramente que a este teólogo de la liberación y que no se atiene al magisterio de la Iglesia Católica, lo único que le importa es la fama, el ego y como no, el dinero que le dan sus libros herejes.

    Torres Queiruga debería saber que “Los Obispos, cuando enseñan en comunión por el Romano Pontífice, deben ser respetados por todos como los testigos de la verdad divina y católica; los fieles, por su parte tienen obligación de aceptar y adherirse con religiosa sumisión del espíritu al parecer de su Obispo en materias de fe y de costumbres cuando él la expone en nombre de Cristo. Esta religiosa sumisión de la voluntad y del entendimiento de modo particular se debe al magisterio auténtico del Romano Pontífice, aun cuando no hable ex cathedra; de tal manera que se reconozca con reverencia su magisterio supremo y con sinceridad se adhiera al parecer expresado por él según el deseo que haya manifestado él mismo, como puede descubrirse ya sea por la índole del documento, ya sea por la insistencia con que repite una misma doctrina, ya sea también por las fórmulas empleadas. (LG 25)

    A ver si se entera, Torres Queiruga, que no es Dios, el oficio de interpretar auténticamente la palabra de Dios escrita o transmitida ha sido confiado únicamente al Magisterio vivo de la Iglesia, cuya autoridad se ejerce en el nombre de Jesucristo.(DV 10)

    No dudo del nivel intelectual de Andrés Torres Queiruga, pero si no acepta el magiserio de la Iglesia, haría bien en separarse de ella, pues es herejía el nombre de su acción si no lo hace.

    Hay más de 300 profecías en el Antiguo Testamento que hacen referencia al Mesías y que se cumplieron fielmente en Jesús:

    Algunas de estas son:

    1 . Nacido de mujer (Génesis 3.15; Gálatas 4.4).

    2. Nacido de una virgen (Isaías 7.14; Mateo 1.21).

    3. Habría 483 años desde la declaración de reconstruir el templo efectuada en el año 444 a.C. hasta el Mesías Príncipe (La entrada triunfal de Jesús en Jerusalén) (Daniel 9.24) (Desde el 14 de marzo del 445 a.C. hasta el 6 de Abril de 32 d.C, que es la fecha que se estima en la que entó Jesús en Jerusalén

    4. De la simiente de Abraham (Génesis 12.1-3; 22.18; Mateo 1. 1; Gálatas 3.16).

    5. De la tribu de Judá (Génesis 49.10; Lucas 3.23,33;Hebreos 7.14).

    6. De la casa de David (2 Samuel 7. 12; Mateo 1. 1).

    7. Nacería en Belén (Miqueas 5.2; Mateo 2.1; Lucas 2.4-7).

    8. Ungido por el Espíritu Santo (Isaías 11.2; Mateo3.16,17).

    9. Precedido por el mensajero del Señor (Isaías 40.3; Malaquías 3. 1; Mateo 3.1,2).

    10. Obraría prodigios (Isaías 3 5.5,6; Mateo 9.3 5).

    11. Limpiaría el templo (Malaquías 3. 1; Mateo 21.12).

    12. Seria rechazado por los judíos (Salmos 118.22;1 Pedro 2.7).

    13. Murió de una manera humillante (Salmos 22; Isaías 53), lo que incluye:

    a. rechazo (Isaías 5 3.3; Juan 1. 10, 11; 7.5,4 8)

    b. silencio ante sus acusadores (Isaías 53.7; Mateo 27.12-19).

    c. ser escarnecido (Salmo 22.7, 8; Mateo 27.3 1).

    d. perforaron sus manos y pies (Salmo 22.16;Lucas 23.33).

    e. crucificado con ladrones (Isaías 53.12; Mateo 27.38).

    f. ora por sus perseguidores (Isaías 53.12; Lucas 23.43).

    g. Su costado fue atravesado (Zacarías 12. 10; Juan 19.34).

    h. sepultado en la tumba de un rico (Isaías 53.9;Mateo 27.57-60).

    i. echaron suertes por sus vestiduras (Salmo22.18; Juan 19.23, 24).

    14. Se levantaría de entre los muertos (Salmo 16.10;Marcos 16.6, Hechos 2.3 1).

    15. Asciende al cielo (Salmo 68.18; Hechos 1.9).

    16. Se sentaría a la diestra de Dios (Salmo 110 . 1.Hebreos 1.3).

    Algunas más:

    1. Hijo de Dios Salm 2:7 Mt 3:17
    2. Homenajeado con regalos Sal 72:10; Mt 2:1,11
    3. Será llamado Señor Salm 110:1; Lc 2:11; Lc 20:41-44
    4. Será Enmanuel Isaías 7:14; Mt 1:23
    5. Será Profeta Deut 18:18 Mt 21:11
    6. Será Sacerdote Salm 110:4; Heb 3:1; 5:5,6
    7. Será Juez Isaías 33:22; Jn 5:30
    8. Será Rey Salm 2:6; Mt 27:37
    9. Iniciará el ministerio en Galilea Isaías 9:1; Mt 4:12,13,17
    10. Ministerio de Milagros Salm 78:2; Mt 13:34
    11. Maestro de Parábolas Salm 78:2; Mt 13:34
    12. Había de entrar en el Templo Mal 3:1; Mt 21:12
    13. Había de entrar en Jerusalén sobre un asno Zacarías 9:9; Lc 19:35
    14. Piedra de Tropiezo a los judíos Salm 118:22; 1ª Pedro 2:7
    15. Luz a los gentiles Isaías 60:3; Hech 13:47
    16. Traicionado por un amigo Salm 41:9; Mt 10:4
    17. Vendido por 30 piezas de plata Zacarías 11:12; Mt 26:15
    18. Dinero arrojado en la casa de Dios Zacarías 11:13b; Mt 27:5ª
    19. Precio dado al campo del alfarero Zac 11:13b; Mt 27:7
    20. Olvidado por sus discípulos Zac 13:7; Mr 14:50
    21. Acusado por falsos testigos Salm 35:11; Mt 26:59-61
    22. Mudo ante sus acusadores Isa 53:7; Mt 27: 12-19
    23. Herido y Magullado Isaías 53:5; Mt 27:26
    24. Herido y escupido Isa 50:6; Mt 26:67
    25. Objeto de Mofa Salm 22:7,8; Mt 27:31
    26. Manos y pies horadados Sal 22:16; Lc 23:33
    27. Crucificado con ladrones Isa 53:12; Mt 27:38
    28. Intercedió por sus perseguidores Isa 53:12; Lc 23:34
    29. Rechazado por su propio pueblo Isa 53.3; Jn 7:5, 48
    30. Aborrecido sin causa Sal 69:4; Jn 15:25
    31. Vestiduras repartidas y rifadas Salm 22:18; Jn 19:23,24
    32. Sufrió Sed Sal 69:21; Jn 19:28
    33. Le ofrecieron hiel y vinagre Salm 69:21; Mat 27:34
    34. Su clamor de abandono Salm 22:1; Mt 27:46
    35. Se encomendó a Dios Sal 31:15; Lc 23:46
    36. Huesos no quebrados Salm 34:20; Jn 19:33
    37. Corazón roto Salm 22:14; Jn 19:34
    38. Su costado abierto Zac 12:10; Jn 19:34
    39. Tinieblas sobre la tierra Amós 8:9; Mt 27:45
    40. Sepultado en la tumba de un rico Isa 53:9; Mt 27:57-60

    Es importante entender aquí que estas profecías fueron escritas siglos antes de que naciera Cristo. Nadie podría haber estado leyendo los signos de los tiempos o estableciendo supuestos inteligentes como las ((profecías>> de las revistas sensacionalistas que vemos hoy cuando estamos esperando algo o a alguien en algún sitio. Es preciso recordarnos que el Antiguo Testamento se completó en el 450 a.C. (La traducción al griego, la que se conoce como Septuaginta se realizó en el 285-246 a.C. en el reinado de Tolomeo Filadelfo

    Hasta los críticos más liberales reconocen que los libros proféticos de la Biblia fueron completados unos cuatro siglos antes de Cristo, y el de Daniel hacia el año 167 a.C

    Hay quien se ha atrevido a objetar que la profecía de Jesús ha sido deliberada…, pero debemos notar que muchas de ellas son totalmente fuera de todo control humano…

    ¿Cuáles?….

    Hay quien se atreve a señalar que bien pudo haber sido producto de la casualidad…

    Es posible ver que alguna de estas profecías se pudieron haber cumplido en algún buen hombre, pero de ninguna manera la totalidad…

    Un prestigioso matemático calculo la probabilidad de que se cumpliesen únicamente 8 profecías:

    1. Nacido en Belén
    2. Predecido por un mensajero
    3. Entraría en Jerusalén sobre un asno
    4. Traicionado por un amigo
    5. Vendido por 30 piezas de plata
    6. Que este dinero fuese arrojado en la casa de Dios
    7. Que enmudeciera ante sus acusadores
    8. Que muriese crucificado

    La probabilidad de que algún hombre hubiera podido haber vivido hasta el momento presente y se cumpliesen en él estas 8 profecías sería de 1 a 1.1017

    Que se cumpliesen 48 sería de 1 a 1.10157

  • M.Luisa

    ¡No  podía ser de otro modo! Al no negar, T. Queiruga la realidad de la resurrección, su Ontología no ha superado la categoría de “COSA”
     
    Yo no veo por qué unas veces se entiende y otras no. Aquí como en el post. de Pascual Pont, la realidad a la que T. Queiruga se refiere, a mi modo de ver,  se ha de  entender  como se comprendió allí. No a través de una mentalidad conceptista a la que,  ésta  yo sí  se la atribuyo al inquisidor,  sino a través de una mentalidad que capte   en las cosas reales la realidad que las habita.
     
    Y esto se produce  en la praxis liberadora de Jesús.
    Ahí no hace falta “pensarnos” como seres libres que diría Kant,  sino que lo somos realmente mediante la praxis y  la realización  ética liberadora del proyecto de Jesús, la cual   ¿no es verdad que   en este sentido, aquí ,   entre  nosotros se ha dado   cierta coincidencia?  o no?
     
    Es  el proyecto de Jesús, realizado,  re-creado en la historia lo que no muere.   “Se trata del acto trascendente que sustenta creadoramente la persona de Jesús, impidiendo que sea aniquilada por la muerte”

  • olga Larrazabal

    Cito del párrafo 8 de la Notificación: “La enseñanza católica sobre la Revelación, expresada con la autoridad del Concilio Vaticano II, afirma que el lenguaje religioso no es simplemente la expresión de una experiencia determinada de Dios, sino que proporciona información objetiva sobre Él”
    Pregunto: ¿ Alguien tiene la tupé en este mundo de decirme que tiene “información objetiva” sobre Dios?

  • olga Larrazabal

    Querido Oscar:  Alguien tiene que escribir las 101 maneras que tiene la ICAR de hacerte desaparecer del mapa, culturalmente me refiero, con asesinato de imagen. Porque no todas son tan a lo bestia que salen en los periódicos con bombos y platillos.  Otras son tipo Medici, con venenito, además tenemos las de las películas de James Bond y las del Inspector  Clouseau, la CIa y la KGB pasando por las de la competencia, el Mossad.

  • olga Larrazabal

    Hola Pepe Blanco: Pienso lo mismo que tú.  Que si todo el esfuerzo en descifrar ontológicamente el Ser de Dios, y no llegar a ninguna parte, se hubiera destinado a descifrar al ser humano, como decía mi padre que era cubano  “Otro gallo cantaría, la patria se salvaría y Cuba sería feliz” y daba unos pasitos de rumba o de danzón.

  • oscar varela

    Hola!
     
    Estimo que no está fuera de lugar poner a consideración de los Cumpas atrienses un Caso parecido a estas Inquisiciones y más ocultado … a no ser para aquellos que leen atentamente el Libro novelado “UN PASO, UN MUNDO” de Salvador Santos. (Cfr. Págs. 618-621)
     
    Se trataba de la Interpretación de Marcos.
    Unos nuevos contertulios buscaban el Nuevo Testamento de Juan Mateos. Fueron a la Librería y no se lo querían vender. Les decían que no lo tenían.
    –Bueno se lo encargamos.
    –No lo traemos
    -¿ Por qué?
    -Porque el Libro tiene problemas
     
    Se les acercó un tipo raro y en voz baja les dijo:
    -“Abre esa puerta de abajo, muchacho. Están ahí”.
     
    Lo miré. Me quedé dudando. Abrí con cuidado la puerta del armario y, en efecto, allí estaban los libros de Juan Mateos, ¡Había veinte o treinta! Le pregunté porqué lo sabía; me respondió que él había sido amigo de Juan Mateos hasta su muerte. Luego, añadió; La verdad se esconde.
    ·················
    Los contertulios, entonces, se dirigieron a quien leía interpretando los Textos de Marcos y le preguntaron:
    – ¿Tú conoces la explicación del misterio?
     
    – Sí -respondió-. Y no hay ningún misterio. Ya hemos comentado que los misterios son únicamente pantallas tras las que se suelen disimular intereses ocultos. Os contaré algo:
    ·················
    (NOTA mía: El siguiente Relato, si no fue protagonizado por Salvador Santos, le pasa raspando.)
    ················
    Una mañana de 1974, poco antes de que se publicara su traducción del Nuevo Testamento, Juan Mateos salió nervioso del Instituto Oriental de Roma, donde residía. No durmió bien la noche anterior. Estaba preocupado por su visita al prepósito general de la Compañía de Jesús, a la que él pertenecía. Éste le había citado en su despacho, preocupado por las advertencias que le llegaban desde altas instancias sobre las supuestas y peligrosas desviaciones de Juan Mateos respecto a la interpretación tradicional de los textos sagrados.
     
    La entrevista fue muy cordial. El viejo Arrupe acogió a Juan con enorme cariño. Cuando Juan le informó acerca de su trabajo y le explicó en síntesis sus investigaciones sobre el mensaje del Galileo, él se quedó impresionado. Admitió no poder seguir los razonamientos técnicos que Juan utilizaba, aunque comprendía el valor de la base científica con la que desarrollaba su inmensa tarea. Le animó a continuar hasta el final en su esfuerzo y le aconsejó ser prudente.
     
    Juan regresó a su cuarto en el Instituto Oriental lleno de satisfacción al sentirse amparado por el máximo representante de la Compañía,
     
    – ¿Cómo conoces tú esos detalles? – le preguntaron al Lector.
     
    – Yo estuve con él aquella misma tarde – respondió él.
     
    – Entonces, el Nuevo Testamento se publicó sin problemas, ¿no?
     
    – Sí, gracias a un renombrado cardenal italiano, también jesuita. Pero, pese a que el público dio una excelente acogida a la traducción, a niveles institucionales fue recibida con frialdad. Años más tarde, después de salir la edición de 1987, la reacción oficial fue muy negativa. La oposición se centró en algunas notas explicativas. Se instó a Juan a retirarlas y, naturalmente, no lo hizo. De modo que se declaró un discreto boicot sobre esta traducción del Nuevo Testamento.
     
    – ¿Qué notas fueron las que no gustaron? – preguntaron al Lector; quien abrió el Libro en la página ciento diez y leyó el versículo dieciocho:
     
    Ahora te digo yo: Tú eres Piedra y sobre esa roca voy a edificar mi comunidad…”
     
    En la nota que aparece bajo el texto haciendo referencia a este verso se escribe: “Piedra/Pedro y roca no son equivalentes: la piedra puede lanzarse; la roca es inamovible”.
     
    Esta aclaración de Juan Mateos resultó, a todas luces, inaceptable. Reducía a polvo el supuesto fundamento evangélico sobre el que se había basado históricamente la institución del papado.
     
    – Yo he oído siempre: “Tú eres Pedro y sobre esta piedra…” – manifestó alguien.
     
    – Esa traducción es adecuada para el marketing religioso -respondió el Lector-. Sin embargo, Piedra no fue nombre propio (Pedro) hasta más tarde; después de haber sido utilizado como mote por el Galileo. Debe traducirse como tal, por piedra, en el sentido de guijarro. El segundo término griego utilizado por Mateo es diferente al primero y su significado es roca. Son dos términos distintos, La traducción hecha por Juan Mateos es intachable. No tiene discusión.
     
    – Por eso se atacó la nota y no la traducción, ¿verdad? – le preguntaron.
     
    – No cabe oponerse a la traducción. No hay base para hacerlo.
     
    – ¿Cómo es que el caso de Juan Mateos y su traducción no trascendieron al público? Yo no veo que este Nuevo Testamento tenga notoriedad – dijo una participante.
     
    – Sobre el caso de Juan Mateos no convenía levantar mucha polvareda. Convino el silencio diplomático y encerrar el libro en el escondrijo. El tema se mantuvo, pues, en la confidencialidad. Se buscó que no trascendiera para no dar publicidad a la traducción. La mejor vía fue que la gente lo ignorara. Por eso dijo aquél de la Librería: “La verdad se esconde“.
     
    Por otra parte, habría resultado paradójico desautorizar a Juan Mateos. Él fue el autor de la traducción de los textos del Nuevo Testamento que aparecen en los leccionarios oficiales usados en las iglesias para hacer las lecturas bíblicas. El cardenal Tarancón realizó ese encargo. Llevar las cosas más lejos habría levantado una polémica nada beneficiosa.
     
    Tened en cuenta, además, que la comprensión del mensaje requiere, como estáis viendo, de lectores y grupos humanos dispuestos a eliminar prejuicios para poder oírlo con objetividad. Una gran mayoría prefiere, sin embargo, prestar oídos a las palabras huecas de los voceros de la insensatez.
     
    La genial traducción del Nuevo Testamento no se conoce suficientemente porque se ha escondido en los armarios.
     
    – Si está en juego el poder, se silencia el mensaje – afirmó otro contertulio.
     
    – Eso exactamente hicieron los emisarios enviados por el Galileo de dos en dos. Callaron lo que no les convenía a sus ansias de poder y largaron otro mensaje más propio para enardecer masas. A ellos les interesaban las multitudes. El Galileo exigía compromiso.
     
    – ¡La madre que te parió! – respondió el gracioso del grupo, reconociendo la salida oportuna e inteligente de su mujer.

  • Donato Notarangelo (Italia)

    Los obispos españoles dice que “El Catecismo de la Iglesia Católica, … debe ser considerado «como regla segura para la enseñanza de la fe»” (n. 21). Y yo que creía que la regla segura de la fé fuera el Evangelio!

  • Javier Renobales Scheifler

    Es la necesidad de apuntalar la fe en Jesús para construir la nueva comunidad o iglesias primitivas lo que llevó, a los que lo dijeron, a decir que habían visto a Jesús pasearse resucitado vivito y coleando después de que lo asesinara el Imperio Romano dirigido por un ser divino, el Emperador.
     
    ¿Tan difícil es reconocer que mintieron por y para la comunidad, para fortalecerla?
     
    ¿No han encubierto constantemente, sus sedicentes sucesores, la pederastia eclesial durante ni se sabe cuánto siglos, por lo que llaman ‘la imagen’ o ‘el buen nombre’ de la ICR, para apuntalar así la fe en la ICR?
     
    Torres Queiruga hace inmensos esfuerzos, y no es el único, para hacer encajar lo inencajable: pero bastaría con reconocer que creemos (nuestra fe cristiana) que Jesús resucitó, como todos, como creemos que lo hacemos todos al morir; aunque nadie vio a Jesús resucitado vivito y coleando, porque resucitó, sí, pero como todos.
     
    Los famosos ‘testigos’ mintieron. Nadie se apareció nunca, ni ángeles, ni la llamada Virgen, y los sueños son sólo sueños.
     
    ¿Desmerece eso en algo nuestra fe en Jesús? No, en nada. Aquí lo único que está en juego es la fe en la ICR, en su poder, en su magisterio, en los evangelistas; o en los apóstoles, si es que dijeron lo que los evangelistas dicen que dijeron.
     
    Pero no la fe en Jesús: esa permanece intacta. Creemos que resucitó porque creemos que lo dijo Jesús, no porque los evangelistas dijeran que los ‘testigos’ lo habían visto vivito y coleando después de asesinado.

  • pepe blanco

    Me ha gustado mucho la pregunta que se hace Óscar Varela: ¿Qué pensar de todo este barullo, no?
     
    ¿Y cómo no se van a liar, si llevan dos mil años dándole vueltas obsesivamente al contenido y al significado de un puñado de páginas?
     
    No sé, me da que si todo el esfuerzo, tiempo, estudio y dedicación que han empleado miles de teósofos cristianos, profesionales o aficionados,  a lo largo de la historia en elucubrar sobre Dios, lo hubieran empleado en observar y reflexionar sobre los seres humanos y sobre el universo que, al fin y al cabo, los tenían mucho más a mano, en estos momentos quizás los seres humanos seríamos mucho más felices, viviríamos mucho más relajados y, probablemente, la materia y la energía oscuras a las que ha aludido Santiago, hace tiempo que habrían dejado de ser un enigma.

  • David

    Yo creo que los católicos no entran en crisis por la lectura de los escritos de un determinado teólogo, entran en crisis por los hechos y las actuaciones de la jerarquía eclesiástica. El control de la dogmática ha sido y sigue siendo muy férreo a lo largo de la historia de la Iglesia por la tendencia natural a la herejía en una teología con un cuerpo doctrinal muy complicado.

    Yo pienso que aunque Queiruga ha intentado, como el mismo dice, hacer una teología positiva y diálogante  que no cuestione la interpretación de algunas de las verdades de la fe, esa alternativa que el propone no entran en los parámetros actuales de la Iglesia. Yo hace tiempo que puse en duda, entre otras muchas cosas, la resurrección, la revelación, la unicidad y universalidad de la mediación salvífica. Andrés no debería sentirse sorprendido, sí triste.

  • MARISA-EL TALLER

    Perdon no aparecia. Gracias.

  • MARISA-EL TALLER

    He dejado un comentario y no aparece, ¿Porque?

  • MARISA-EL TALLER

    Antes que nada un abrazo solidario a Andrés Torres Queiruga, de nuevo a Juanjo Tamayo y tantos otros compañerxs y de fatiga. Aunque no quiero dejar pasar esta oportunidad para decir que valla publicidad gratuita que les hacen desde el departamento inquisitorial de la ICAR, aunque en publicaciones ultra-catolicas digan que no y que se van hundir en la miseria, cosa falsa por cierto, tengo ante mi “la religion de Jesus”  Jose M. Castillo, que lo compre en Febrero y ya tenia la 2ª edicion , cuando se publico a finales de año, porque es para las lecturas del dia y asi todos perseguidos, pero como sigan asi no tenemos tiempo suficiente para leer tanto libro prohibido por la ICAR, asi que de miseria nada, pero si el caso fuera, no creo que estas grandes personas le tengan miedo a la pobreza, porque ellos no tienen miedo al Evangelio que la predica, el miedo al Evangelio la tiene la ICAR, porque el Evangelio siempre va mas alla, si por un causal a Jesus se le ocurriera hacerse presente le aplicarian sin temblarles las manos la normativa severa de la no se que de la doctrina de la fe (la inquisicion pura y dura)asi que menos ipocresia con eso de “exaltacion al Señor Jesucristo”, porque estamos hablando de un Jesus distinto, del Jesus que se paseo humildemente en burro, que se dirijio a hablar con el Padre y que lo asesinaron los dirijentes del sitema, religioso,capitalista,patriarcal,legislativo, que eran uno solo defendiendose, contra un Hombre del pueblo, con el pueblo, apaleado. Una cosa son los profetas del pueblo y otra Jesus y o el Dixs de Jesus.
    Estos de la inquisicion no nos representan, asi que ni caso, adelante como siempre busquemos SUS HELLAS, porque pretenden borrarlas.

  • oscar varela

     
    Hola!
     
    Me restrinjo a lo “resaltado” por Antonio Duato sobre el Texto ¿condenatorio?
     
    Item 1: “Nuevo Paradigma
    Item 2: La Revelación
    Item 3: Diálgo de las Religiones
    Item 4: La Resurrección.
    ···············
     
    1. El llamado “nuevo paradigma
     
    5. «Pero si tomamos en serio la relación Creador-creatura, debemos contar con que a la “naturaleza” de ésta pertenece Dios, no ciertamente como pertenencia mundana, sino como fundación trascendente de su mismo ser. Dios no está “fuera”, pues como Creador está siempre sustentando a la creatura; y, creando por amor, no está jamás pasivo ni le es indiferente, sino que, por su parte, es presencia salvadora e iluminadora desde siempre y para todo hombre y mujer».
    ············
    Mi opinión:
    Este “Nuevo Paradigma” ha sido y es un paso adelante. Pero insuficiente.
    No ha superado al PUERILIZANTE “Dios sustentador”.
    ············
     
    2. Problemas referentes a la Revelación
     
    7. la “remodelación en la estructura del conjunto”. Según él, «superada la concepción de la “revelación como dictado”, somos muy conscientes del carácter necesariamente interpretado de toda la revelación bíblica; más aún, de la pluralidad de “teologías” que la habitan, con la consiguiente mediación de la cultura ambiental […] podrían haber sido muy distintas de haberse extendido el evangelio en otros ámbitos […] seguirían siendo “las mismas” – es decir, traducción de la misma experiencia fundamental -, pero resultaría, con toda seguridad, muy difícil ver su parecido con las actuales».
    ···············
    Mi opinión:
    Ad 7.-  Bien por “superar” el “Dictado”.
    Pero se sigue con la Ontología del SER IDÉNTICO (“LO MISMO”).
    No se accede a un SER radicalmente RELATIVO como lo es el de la Vida humana, que es el único desde el cual se hace TODO, ABSOLUTAMENTE TODO.
    ·············
    9. «Como Sócrates, el profeta o el fundador religioso no “meten” en sus oyentes algo externo que les sea ajeno, sino que les ayudan a caer en la cuenta, a “dar a luz” – “mayéutica” es el arte de la comadrona- lo que ellos o ellas ya son en su realidad más íntima, desde la presencia viva y actuante de Dios en la creación y en la historia (en esto último radica la diferencia con la mayéutica griega)».
    ··············
    Mi opinión:
    Ad 9.- Bien por el paso dado al “darse cuenta”. ¿Darse cuenta de qué? De aquello “con lo que se cuenta”.
    Pero tampoco basta el “¡Ahora me doy cuenta de lo que tengo!”. ¿Te diste cuenta?
    ¡Bien! ¿y ahora qué “tenés que hacer” –that’s the question?.
    Eso es la Historia. Ese es el Destino del ser humano: “QUEHACER”.
    ············
    10. «Dios no necesita “llegar”, porque ya está siempre. Por eso la revelación efectiva es siempre una experiencia ya realizada, algo con lo que el sujeto religioso se encuentra en el mismo acto de tomar conciencia de ella. […] Tomada en esta estructura originaria y bajo este aspecto, la revelación no resulta ni más misteriosa ni menos simple que un acto cognoscitivo cualquiera». «Despertada por la palabra (ex auditu) la persona reconoce y confiesa por sí misma y en sí misma (fides) la presencia reveladora de Dios».
    ···················
    Mi opinión:
    Ad 10.- Bien por lo que “des-precia” el Inquisidor: “En este contexto prácticamente se da coincidencia entre filosofía y teología”
    Esto supondría una nivelación (filosofía-teología) frente a la tradicional “dependencia” de la Filo. bajo la Teo.
    Pero no se le reconoce adultez a la Razón vital del “Darse cuenta”, que incluye “bajo su paraguas” también a ese su-puesto objeto Teo.
    ··················
     
    3. La perspectiva del llamado “pluralismo asimétrico
     
    16. El profesor Torres Queiruga incluso propone el abandono de la categoría bíblica de elección.
    ················
    Mi opinión:
    Ad 16.- Bien superar la categoría de “estar acomodado” con el Jefe.
    Pero ¿y entonces? ¿No habría que pensar que no hay tal Jefe, sino Cooperadores unos a otros; que si no empujamos todos del Carro p’al mismo lado, del otro lado está el precipicio?
    ················
     
    4. La resurrección de Jesucristo
     
    17.  «lo que está en juego no son ajustes de detalle, sino la reestructuración del cuadro entero de la comprensión».
    ·················
    Mi opinión:
    Ad 17.- Interpretación de la Resurrección, o de lo que sea. Bien por Queiruga. La vida adulta es “integración comprensiva” de la pluralidad de Interpretaciones (Opiniones).
    Los “Papitos”, ni siquiera el de “Dios” nos va servir para crecer después de los 25 años de edad.
    ·················
    18. «La novedad no puede ser buscada directamente en acontecimientos empíricos o en modificaciones empíricas de la realidad mundana». Para Torres Queiruga «la muerte y la resurrección coinciden». «Puesto que la nueva cosmovisión, en la que ya no cabe un intervencionismo divino, está culturalmente asimilada por todos», la fe pascual no puede fundamentarse en una intervención categorial de Dios, sino en una “experiencia nueva” que tuvieron los discípulos[48], que consistió en caer en la cuenta «de que Jesús no había quedado anulado por la muerte, sino que él mismo en persona seguía vivo y presente, aunque en un nuevo modo de existencia». Los discípulos llegaron a la fe en que Cristo había resucitado cuando «comprendieron y confesaron que Jesús de Nazaret, asesinado injustamente por su fidelidad, no quedó aniquilado por la muerte física, sino que en Él se cumplió de manera ejemplar el destino del justo: Que Dios lo resucitó y que por eso continúa vivo a pesar de su derrota aparente»[50]. Se trata de un “descubrimiento revelador” al que llegaron por unos «acontecimientos y vivencias que, rompiendo la rutina de lo normal, abren los ojos y hacen caer en la cuenta».
     
    … «vivencias extáticas de una nueva presencia, procesos de conversión y rememoración íntimas, conmociones de sentimientos comunitarios, experiencias litúrgicas, imaginaciones catequéticas y recursos oratorios, reflexiones exegéticas y teológicas… Todo eso y mucho más debió de estar en acto en un momento de enorme receptividad y creatividad religiosa».
    ··················
    Mi opinión:
    Ad 18.- Bien por Queiruga en eso de “experiencia nueva”, “caer en la cuenta” “vivencias …”
    ¿Es que hay otra forma de vida humana que no parta de eso: de la personal “geometría sentimental” que crea mundos habitables?.
    ¡Lástima que tuvo que meter a un Dios resucitante, ¿no?!
    ·················
    19. «Lo normal es no considerarla como acontecimiento “histórico” sin que esto implique, claro está, la negación de su realidad».
     
    «se trata del acto trascendente que sustenta creadoramente la persona de Jesús, impidiendo que sea aniquilada por la muerte».
    ····················
    Mi opinión:
    Ad 19.- Este es el berenjenal galimatías en que ambos (Acusado e Inquisidor) andan como en bolsa de gatos, e.d. a los arañazos p.o.s.s (per omnia secula seculorum). Las Ontologías al uso (la Antigua del Inquisidor y la Moderna del Acusado) no han superado la categoría de “COSA”.
    ······················
     
    5. Problemas de escatología
     
    Mi opinión:
    Ad Item 5 :  Estos son Corolarios de lo antedicho.

  • ELOY

    SEGUNDA ENTREGA (Sigue el texto de Andres Torrres Queiruga, fragmentos de “A revelación de Deus na realización do home”. Edt. Galaxia. Vigo 1985)
     
     
    “Intentemos aplicar estas ideas en un lenguaje más concreto.
     
     
    2. No se trata de renunciar a la experiencia de la revelación cristiana como manifestación plena, definitiva y universal de dios en Cristo: no se puede ignorar la luz, una vez vista o entrevista; también eso sería pecar contra ella. Se trata simplemente de “no apoderarse” de esa experiencia, de dejarla expandirse según las leyes de su propio dinamismo. Esto significa ante todo que la experiencia cristiana no es, paradójicamente, posesión de los cristianos: es don que emerge de la comunidad religiosa humana y que a toda ella está intrínsecamente destinado. Dios sigue siendo el único Señor: es Señor de todos y para todos.  Recuérdese: el “plus” de la experiencia reveladora en el cristianismo constituye un elemento en la estrategia histórica del amor divino, que quiere así llegar más rápida y eficazmente a toda la humanidad.
     
     
    Humanidad que, además está ya siempre habitada por la real presencia divina. De manera que el cristianismo, en su misión, no sale nunca al desierto de la pura ausencia, sino al encuentro de otro rostro del Señor. Cierto que a ese encuentro va impulsado por la fuerza misma  de la plenitud experimentada: cosa que lo hace muy sensible a las deficiencias y a las deformaciones que encuentra fuera: el rostro entrevisto desde la insuperable irradiación en la vida de Jesús suscita el deseo irreprimible de hacerlo brillar también en las otras religiones, eliminando sombras, corrigiendo rasgos y abriendo las últimas profundidades. Pero al actuar se sabe “siervo inútil”, pues ni se anuncia así mismo, ni es dueño de la simiente que siembra, ni siquiera es él quien la hace crecer (1 Cor 3, 6-7). Gratis da el que gratis recibió (Mt 10, 8), porque el Señor no es de nadie, y por eso es de todos. Y, sobre todo desde esta actitud tendrá ojos para ver lo positivo de las religiones: su aportación a la emergencia del rostro de Dios en la conciencia de la humanidad. Algo que ya los apologetas supieron ver en su tiempo, hasta el punto de que un Clemente de Alejandría se atreve a considerar la filosofía (entonces aún, en el fondo, un modo de religión) como el “antiguo testamento” de los griegos.
     
     
    Más aún, comprenderá que las religiones no sólo fueron preparación para la revelación bíblica sino también preparación de la misma. La fe de Israel y su tematización fueron muchas veces amenazadas por su entorno; pero resulta igualmente cierto que sin él serian incomprensibles: el mundo simbólico de la protología y de gran parte de la oración hímnica y sálmica, importantes aspectos de la historia, el mundo entero de la sabiduría, la misma profecía… estuvieron siempre en intercambio vital con la religión de su contexto histórico (cfr. II 1). La fe y la revelación cristianas no solo nacen marcadas en su entraña por este proceso, sino que la realización misma de su universalismo – tanto en su preparación como en su tematización efectiva – están indisolublemente unidas con la formación del ecumenismo helenístico (cfr. II 1c) y con la posterior asunción de las categorías griegas dentro de la teología.
     
     
    Pero ni siquiera podemos quedar en una mera funcionalización de las religiones respecto de la revelación bíblica. Ellas tienen en sí su valor. Valor calificable  incluso de “absoluto”, en la medida en que en ellas se juega el destino definitivo de tantos hombres. Cierto que desde la experiencia cristiana resulta imposible no ver su apertura o percibir su íntimo estar llamadas a la plenitud de Cristo; pero tampoco cabe no ver que en ellas está realmente presente Dios, que, si no anula su provisionalidad – en cuanto Dios no descansa hasta darse plenamente – les confiere en definitiva lo absoluto de la  fidelidad incondicional de su amor de Padre, más fuerte que toda deficiencia de la efectiva realización histórica. La “provisionalidad escatológica” del mismo cristianismo, sin coincidir exactamente con esto, proporciona con todo, una analogía suficientemente significativa. De modo que cabria decir que, si desde nuestra perspectiva el cristianismo es una religión “relativamente absoluta”, las demás religiones son “absolutamente relativas”.
     
     
    3. Quien no sea capaz de percibir en toda religión  esa densidad propia y también esa relativa autonomía, no solo demuestra tener “un corazón como el Jonás y poca comprensión para la historia de las religiones”, sino que demuestra igualmente poco sentido de la absoluta trascendencia del Misterio divino y poca confianza de la plenitud de Cristo como irradiación interna y ofrecimiento gratuito para todo hombre que, dentro ya de la experiencia de Dios, se siente llamado a la inacabable intimidad de Deus semper maior. 
     
     
    Y, desde otro ángulo, un cristiano consciente de la precariedad histórica en la que necesariamente cada etapa o forma de cristianismo envuelve la plenitud que se le ofrece – “tesoro en vasijas de barro” (2 Cor 4,7) – sabe que siempre tendrá mucho que aprender del contacto respetuoso y cordial con otras religiones. Porque entonces no es el en si absoluto  de la comunicación de Dios  lo que está en juego, sino el para nosotros relativo de la recepción. Y, dado que esta se realiza como encarnación en la polifonía de lo humano, sería ingenua pretensión o incluso soberbia blasfema pensar que está plenamente realizada en el cristianismo: hay aspectos que sólo desde fuera de su configuración  concreta  le pueden llegar y que, justamente por fidelidad a su Dios y al de todos, deben estar dispuestos a acoger , como enriquecimiento, y también como conversión.
     
     
    Esto está señalando un último aspecto en el dialogo: además de ser preparación para y de la revelación bíblica y de tener un valor “absolutamente relativo” en sí mismas, las religiones esperan también desde el futuro la revelación de Cristo para completarla en su ser “relativamente absoluto”.  Que no se trata de meras teorías , lo está demostrando el impacto enormemente fecundador de la espiritualidad y de la misma teología oriental sobre la autocomprensión actual  del cristianismo (…)”
     

  • ELOY

    Una forma de conocer a  Andrés  Torres Queiruga es leer sus textos.
     
    En el libro “A revelación de Deus na realización do home”. Edt. Galaxia. Vigo 1985, son importantes los elementos conceptuales que establece para lograr una adecuada perspectiva de relación con otras religiones y , creo que, en general, tales perspectivas o planteamientos conceptuales son extensibles – mutatis mutandis – a las relaciones con otras culturas, con otras ideas, con otras personas, creyentes o ateas.
     
     
     El texto que ahora reproducimos (y traducimos del gallego) tiene ya más de 25 años sin embargo pienso que conserva una finura y actualidad destacables. Son fragmentos de las páginas 333 a 337 en las que, en relación a la universalidad en el encuentro entre las religiones y las culturas, trata, en uno de sus apartados (apartado 5.a) de forma específica el tema cristianismo y religiones.
     
     
    Para mayor facilidad de lectura divido el texto reproducido en dos entregas de comentario en ATRIO.
     
     
    Dice así el texto de Torres Queiruga (se omiten los números incorporados al texto original que hacen referencia a las notas que figuran a pie de página, las cuales igualmente se omiten)   
     
     
    PRIMERA ENTREGA
     
     
    “a- Cristianismo y religiones”
     
     
    “1. El tema cristianismo y religiones – ya queda dicho al principio- constituye hoy un tema mayor de toda reflexión teológica responsable. Dejó de ser definitivamente un tema teórico y casi abstracto de relación con entelequias lejanas, para hacerse contacto vivo conocimiento inmediato y dialogo inaplazable. Por eso acaso lo primero que se pida en la cuestión sea un decidido realismo que no tenga delante ideas o esquemas, sino hombres concretos con su vida religiosa  y con su relación activa con Dios.
     
     
    En este sentido dos ideas deben de estar en la base de toda la reflexión. La primera la presencia real de Dios en el centro de toda la realidad y en el corazón mismo de toda la historia de los hombres (cfr.cap.V): es preciso eliminar de raíz todo esquema subconsciente que funcionase como relación cristianismo /religión = relación religión no religión, o presencia de Dios y ausencia de Dios. La segunda  es que la “elección” no consiste en privilegiar para apartar, sino en llamar para llegar todos mejor  (cfr. Supra 2-a-c) también aquí es preciso eliminar todo esquema  de “nosotros si” y “los otros no”, normalmente traducido “nosotros verdaderos” y “los otros falsos”.
     
     
     Personalmente cuanto más reflexiono sobre el tema, mas me convenzo de la importancia de esta última advertencia, incluso respecto del mismo comportamiento lingüístico. Si partimos de la contraposición religión verdadera / religión falsa, aparte de adoptar una postura pretenciosa e injusta difícilmente podremos ya entablar un diálogo auténtico.
     
     
    Dado que todo hombre está en constitutiva relación sobrenatural con Dios y, por tanto, en contacto vivo con él, y que las religiones son justamente la tematización de esa relación y de ese contacto, todas las religiones son “verdaderas”. De lo que se trata es de ver el “grado de verdad” que, en esa difícil y oscura pugna por captar la irradiación amorosa del Misterio, alcanza cada religión. La única dialéctica verdadera es entonces la de verdadero/ más verdadero, o, como decíamos en otro contexto con referencia a E. Jüngel, la de bueno y mejor (no la de malo/ bueno) (cfr. VI 1 b). Y esto, sabiendo que bueno y mejor, en cuanto entran en su realización dentro de las limitaciones de una comunidad histórica, no pueden ser tomados nunca en sentido absoluto: la verdad de un “mejor saldo de conjunto” no debe de ocultar la evidencia de que todo progreso humano comporta siempre una sombra de regreso, de que toda clara visión se paga con algún tipo de ceguera parcial, de que toda ganancia va acompañada de alguna pérdida.
     
     
    (CONTINUARÁ EN LA SEGUNDA ENTREGA)

  • JESÚS OLLORA OLARTE

    Estoy leyendo lo más detallada y profundamente que puedo toda la noticia en cuestión para poder entender algo sobre este maremágnum y voy a procurar concretar.
    Escuché al profesor en el foro de Vitoria de la semana pasada. Lo escuché con mucha atención Ya que la teología nacía de la lógica y de las paradojas con su explicación sobre la posible solución en cuanto a que Aquiles si le pilla a la tortuga, el problema es que está mal enunciado el problema. Y así siguió por ese camino. He de reconocer que era algo nuevo para mí (yo soy un inexperto en muchos temas y en teología más). Tanto me gustó la conferencia que al final tuve que pedirle una cartilla de la teología para ir paso a paso y poder llegar a entender sus obras y sus disquisiciones sobre las partes de la teología. Por tanto me pareció un muy buen comunicador y, en lo que a mí respecta, me encantó su exposición pero debo reconocer que no tengo opinión para poder debatir nada.
    He ledo la “Notificación sobre algunas obras del Prof. Andrés Torres Queiruga”  publicada por La Comisión Permanente de la Conferencia Episcopal Española,  el 29 de febrero de 2012.
    Como es obvio  no puedo  debatir sobre los puntos del escrito del 1 al 27.
    En cuanto al final, el 28, permitidme copiarlo:
    28. Con la presente Notificación, la Comisión para la Doctrina de la Fe quiere salvaguardar aspectos esenciales de la doctrina de la Iglesia para evitar la confusión en el Pueblo de Dios y contribuir al fortalecimiento de su vida cristiana; espera igualmente que el Prof. A. Torres Queiruga siga clarificando su pensamiento y lo ponga en plena consonancia con la tradición de fe autorizadamente enseñada por el Magisterio de la Iglesia.
    Y permitidme, éste sí, criticarlo:
    La comisión no quiere que el Pueblo de Dios nos confundamos y se fortalezca nuestra vida cristiana. También espera que el Profesor Torres Queiruga clarifique (2. tr. Aclarar algo, quitarle los impedimentos que lo ofuscan según el DRAE) y lo ponga en consonancia con la tradición de la fe autorizadamente enseñada por el Magisterio de la Iglesia.
    El profesor está ofuscado y lo que sirve es la tradición( 3. f. Doctrina, costumbre, etc., conservada en un pueblo por transmisión de padres a hijos. Según el DRAE) de la fe
    Entonces se me ocurre  que tenemos a un teólogo  enseñando teología que está trastornado y no tiene ideas claras.
    Por otro lado, entiendo que la teología sólo puede enseñar única y exclusivamente lo transmitido desde antiguo de padres a hijos, entonces ¿para qué sirve la teología?. ¿Tiene que ser aun ente cerrado y monolítico?  
    Insisto que no voy a debatir los puntos 1 al 27, pero me ha parecido, en el tono de todo el escrito,  un escrito con muy poca caridad, y eso, en el seno de la Iglesia me parece muy grave.
    Esperemos que la iglesia recupere el amor al prójimo.
    JESÚS

  • Santiago

    DESVARÍAS DE NUEVO, amigo Javier, al considerar imaginario al Espíritu y consecuentemente a todos los que tienen y experimentan esa vida que EL proporciona…Porque asi como tu experimentas y hablas -con razon- de lo grande que es el amor, asi el Espíritu es experimentado por millares de personas que saben de la presencia de ese misterio…El hecho de que tu no creas en eso -y si en otras cosas- no te convierte automáticamente en una autoridad en la materia…cuando la experiencia de siglos avala lo contrario de lo que afirmas..Y asi el hecho de que la materia “visible” presente en el Universo sea de solo 4% no INVALIDA que el resto de la materia INVISIBLE se componga de la “dark matter” o materia negra en un 23% y que el resto sea “dark energy”, energia negra u oscura, en un 73%…Por lo tanto esta materia invisible que es un MISTERIO solamente se DEDUCE  por la rotacion de las galaxias y la dinámica de los “cluster” de ellas…pero no se ha podido probar todavía con exactidud…y aun mas misteriosa es la dicha “energía oscura o negra” porque “parece” que trabaja en el mecanismo mas INTIMO del Universo, segun las científicos contemporáneos..SI ESTE MUNDO invisible es posible o probable..por que no va a ser probable el Espíritu que forma parte de la vida humana desde sus comienzos?..Ya se que tu no crees…sin embargo no es de ninguna manera coherente tu negación…. debido al consenso universal de TODOS los pueblos por todos los siglos….un abrazo….de Santiago Hernández  

  • luis henríquez l.

    Los obispos son pecadores; algunos de ellos, no poco pecadores (soberbios, lascivos, lo que sea). Pero ¿por qué la saña con que son atacados por las huestes del progresismo católico a propósito del asunto de la Notificación de la Congregación para la Doctrina de la Fe de la CEE a Andrés Torres Queiruga?
    Sería muy fácil reducirlo todo a la siguiente fórmula maniquea, según los juicios de la progresía eclesial: Andrés Torres Queiruga es un cristiano excepcional que es objeto de persecución cuasi protomartirial y desde luego vejatoria por parte de los obispos, que son unos revenques, ignorantes, dictadores y neoinquisidores y que por ser todo ello merecen la furia encendida del rechazo del Pueblo de Dios solidario con Queiruga?
    ¿Por qué no tratamos de que impere la cordura, el respeto, por supuesto que también al sacerdote y profesor Torres Queiruga?
    No me siento progre, desde luego, aunque también me molestan algunas condenas sumarísimas decretadas contra los progres por parte de algunos fieles católicos situados más bien en el ala derecha de la Iglesia católica. Por eso me molestan los exabruptos de uno y otro bando; si bien ahora, insisto, quiero dejar constancia de los procedentes del entorno progre-eclesial: qué pasada de improperios contra los jerarcas, qué ríada de denuestos, descalificaciones gruesas, anatemas, meros insultos gruesos.
    Me pregunto: actuando así ¿qué pretenden? ¿Purificar a la Iglesia universal? ¿Volverla más evangélica?
    No logro formarme una respuesta satisfactoria al respecto.

  • Gabriel Sánchez

    En primer lugar un abrazo grande, largo y fuerte a Don Andres…y mis sincera solidaridad por el sufrimiento que presiento esta notificación le causa…
    En segundo lugar, quisiera decir dos cosas importantes para este modesto e inútil servidor, la primea es que las gentes necesitan cada día más ser arropados, animados, sostenidos, por un Dios, que escapando a las doctrina es capaz de llegar a su encuentro, como un simple carpintero…(alguien que usa palabras difícil diría Kenosis) y esta necesidad de hacer descubrir la cercanía y la ternura que se nos revela, expresa, entrega en Jesús de Nazareth, traspasa cada día más fronteras, para descubrir lo esencial del ser humano, cada pueblo cada cultura, cada historia, cada ser humano, desde los palestinos masacrados, los Haitianos oprimidos hasta el genocidio, hasta los budistas, tiene un camino, en el que esa inconmensurable fuente de Ternura nacida de su desbordante AMOR…y ellos cada uno y sus pueblos…se encuentra, que van más allá de todas nuestras fronteras, ese AMOR, ESE AMAR…es presencia de Dios…SIENTO LA NECESIDAD DE EXPRESARLO PORQUE ME SALE DEL CORAZÓN…EN UN MUNDO DE SOMBRAS, OPRESIÓN DE INJUSTICIAS, DIOS SE REVELA EN SU TERNURA…MÁS QUE EN DOCTRINAS…EN ESO SE VE CLARO QUE ES MEJOR MAESTRO DON ANDRES TORRES DE QUEIRUGA QUE LOS OBISPOS ESPAÑOLES, TAL VEZ, POR DON ANDRES, HA INSPIRADO A MUCHOS  PEQUEÑOS HERMANOS A ACERCARSE A MUSULMANES, BUDISTAS E INCLUSO ATEOS, CON LA MISMA ACTITUD DE EMPEQUEÑECERSE DE DIOS…PARA BUSCAR, PARA ENTENDER- Y PARA CREER JUNTOS LA TERNURA DE DIOS, QUE JUSTAMENTE ESTA PRESENTE Y VIVIDAMENTE EN ESE ENCUENTRO DE CULTURAS DE RAZAS DE CREDOS…EN ESA MULTICULTURALIDAD QUE ES VIDA… EN MEDIO DE UN MUNDO SIN AFÁN DE BUSCAR, CON AFÁN DE IMPONER Y EN DONDE TODO SE DESCREE…¿ME PREGUNTO…NO SERÁ QUE EL PECADO, ES EL PENSAR ANTES EN DOCTRINAS, QUE EN AMAR A LOS Y A LO QUE NOS RODEA?   GRACIAS DON ANDRES, HA SIDO EN ESTE ARTE DE AMAR POR SOBRE TODA FRONTERA, UNA ENTRAÑABLE MAESTRO…CON TODO MI AGRADECIMIENTO Y SOLIDARIDAD EN JESÚS RESUCITADO…Gabriel

  • Kaláa

    ¡Hola!
    Bueno, conociendo a Torres Queiruga creo que no tendrá  mayor problema en salvar el palangre…. Porque el cristo se arma, toda vez que alguien inexperto toca con su mano el palangre. Los que conozcan un poco sobre esta arte de pesca, sabrán de las complicaciones de  su uso por manos…. inexpertas.
    Yo como inexperta lo señalo,  para abstenerme  de tocarlo…..
    http://tintorero-wwwartesdepesca.blogspot.com.es/2009/06/el-palangre.html
    Es díficil armarlo,  es díficil colocarlo a la profundidad adecuada  , es dificil recuperarlo….. En fín, que lo más fácil es…  perderlo.
    Disfrutad del partido….,Yo de  esta apuesto por mi tierra marinera.
    Estoy segura de que Queiruga lo rescatará del fondo.
    Saludos.
     

  • Caon Vilma Lucia (Italia)

    Solo due giorni fa ho finivo di leggere un articolo sui sacramenti di Andrés Torres Queiruga, scritto per  la rivista “Concilium” del gennaio scorso. Mi ero ripromessa di mandare al teologo una e-mail per ringraziarlo dei suoi scritti sempre puntuali e molto ricchi in profondità e sapienza evangelica. Posso dire che quando incontro un suo scritto, è sempre fra i primi che io lo leggo, perché ti allarga il cuore e ti aiuta a scoprire la bellezza della buona novella portata da Gesù Cristo e che viene “sbriciolata” per noi con parole che hanno il sapore del buon pane fresco. Di lui ho letto “Ripensare la risurrezione” che ho trovato splendido. Oggi scopro con profonda tristezza ancora un oltraggio da parte della “mia” chiesa, anche se io sono italiana, verso  una persona di tale valore.
    Manderò ancora la mia e-mail, ma nel frattempo desidero esprimere la mia partecipazione e il mio appoggio ad Andrés Torres Queiruga attraverso di voi. Io CONTINUERO’ a leggere i suoi libri!!! 

  • ELOY

    Más información sobre este tema de Torres Queiruga puede verse en EL PAÍS, en la edición de Internet de hoy.
    Enlace:
    http://sociedad.elpais.com/sociedad/2012/03/30/actualidad/1333129050_185722.html

  • oscar varela

    Hola!

    Leído el Post de Antonio Duato;

    no se ve claro a qué está jugando Martín Gelabert ¿no?
     
    a) Para Antonio: hay CONDENA (le pasaron la aplanadora a Torres)
     
    b) Para Martín: ¡No pasa nada muchachos! Sólo una charlita de café: si fue penal o no.
     
    Los Aficionados se retiran del Estadio.
    ¿Cuántos no volverán otra vez?
     
    ¿No será mejor seguir a Messi, que es “de 10”?
     
    ¡Vamos todavía! – Oscar.
     
    PS.: como no me quiero suicidar, no digo que es “argentino” ¿eh, pepe blanco?

  • oscar varela

    Hola!

    ¿Qué pensar de todo este barullo, no?

    A mi me vuelve la pregunta de la siguiente Escena:

    PREGUNTA:
    Cuando dos Elefantes teológicos pelean: ¿Quién pierde?

    RESPUESTA:
    ¡El Pasto, che, el Pasto!

    Nota: donde dice “Pasto” léase “Pueblo”.
     
    ¡Vamos todavía, que falta menos! – Oscar.
     

  • ROSA ARAUZO (ROUSS67)

    ¡¡¡¡que dolor de hermanos Obispos¡¡¡¡ tan anclados en la doctrina y no el la misericordia. ¡¡¡¡a que temen¡¡¡ porqué no denuncian y acogen y defienden a los pobres frente a los poderosos de este mundo. Nunca pensé, a tenor del aliento del Espíritu, a su Iglesia, en el Vaticano II que esto que ahora ocurre, ocurriría 50 años después. Con temor y temblor abro mi corazon a la voluntad de Dios, que sin duda, nos está poniendo a prueba de fidelidad a la Verdad. El becerro de oro está tan incrustrado en el poder temporal de la Iglesia que está contaminando lo más sagrado de su constitución: el servicio a los pobres, la sanación de los dogmatismos: en definitiva, el ejercicio diabólico del poder frente al signo del lavatorio de los pies, realizado por Xto en su última cena. Que el Señor nos conceda la gracia de la conversión . A mis hermanos Juan José Tamayo y Andrés Torres Queriuga, ultimos “represaliados” de esta Conferencia Episcopal tan obtusamente dominante, mi solidaridad y mi compromiso de oración y ternura en estos momentos tan difíciles. El Señor nos lo viene diciendo en las lecturas de estos días. Ojalá que la llamada “nueva Evangelización” no traiga un nuevo cisma moderno

  • en-red

    Martín Gelabert entrevistado por J. Vidal en RD:

    Martín Gelabert: “La teología de Torres Queiruga no atenta contra la fe de la Iglesia”
    “Su teología es un intento honrado y serio de afrontar las preguntas que hoy se le plantean a la fe”

    http://www.periodistadigital.com/religion/espana/2012/03/31/martin-gelabert-la-teologia-de-torres-queiruga-no-atenta-contra-la-fe-de-la-iglesia-religion-teologia-dominicos-galicia.shtml

     

  • Juan Cejudo

    Lamento este comportamiento inquisitorial de nuestros obispos ( por desgracia para nosotros, varios de ellos son  andaluces: el de Granada, el de Córdoba, el de Almería…)
    Como ya dijimos en la nota de prensa de MOCEOP,” El Vaticano y los teólogos“, Tamayo no iba  ser el último de los teólogos censurados y sancionados. Ya van llegando más…Ahora Queiruga, ¿el próximo?

    La nueva inquisición que es la Comisión teológica Internacional, se ha creado para estas cosas. Para atacar a todo el que se mueva lo más mínimo. Además ha dicho claramente que los teólogos “tienen que someterse” (sic) a los obispos.
    Estas posturas sólo sirven para dejar cada vez más desfasada a nuestra jerarquía que se niega, como decía el Vaticano II, a que los teólogos hagan su trabajo y se esfuercen en acercar las verdades de la fe al hombre de hoy, con el lenguaje de la cultura actual, no con formulaciones teológicas que no dicen nada a   nadie. Los obispos se siguen enrocando una y otra vez en sus posiciones numantinas…
    Allá ellos!! Cada vez se quedarán más solos.

    Desde aquí mi solidaridad con Queiruga y mi apoyo para que siga adelante con sus trabajos e investigaciones teológicas que tanto bien nos han hecho y seguirán haciendo a tantos y tantos creyentes en tantas partes del mundo..
    Concretamente sus escritos sobre la resurrección los hemos trabajado en nuestra comunidad y desde luego nos sirven mucho más que las viejas formulaciones que los obispos se empeñan en seguir manteniendo y que no nos valen para nada.
     
     

  • Jordi Morrós Ribera

    Quizás lo más jocoso de todo el tema es precisamente la fecha en que se reunió dicha comisión notificadora. Con los años que dicen que llevan analizando el tema de la obra teológica de Andrés Torres Queiruga, ¿les era de una urgencia tan inminente como para reunirse precisamente el día que hay convocada una huelga general? Y no me digan que en Añastro están por encima de estas cosas tan mundanales, ¿porque puestos a ser malpensados uno hasta podría hacer volar la imaginación en un sentido perverso respecto a la selección del día de la reunión, no les parece a ustedes?
    Y lo mejor de todo, la nota del dominico que se encontró jugando el papel de “abogado defensor” del teólogo notificado que no censurado, por mucho que notas como ésta sirvan sobre todo para agitar los ánimos de los del bando progresista y de los del bando de católicos ociosos con aficiones de cazadores de herejes. Pues eso, no se pierdan la nota del dominico en cuestión:

    http://nihilobstat.dominicos.org/articulos/el-legitimo-pluralismo-teologico-de-queiruga

  • Gonzalo Haya

    He aprendido mucho de Torres Queiruga, sobre todo por su equilibrio entre “repensar” la teología y mantenerse fiel a la Iglesia. Ya habían intentado censurar sus escritos, pero los obispos gallegos habían conseguido evitarlo. Creo que muchos cristianos vemos en él un mensaje profético que, una vez más, la jerarquía trata de silenciar. 

  • Benxamín Vázquez

    Tengo entendido que el mismo día de la huelga general, el 29 de marzo, la Comisión para la Dotrina de la Fe de la CEE, presidida por el obispo de Almería, mantuvo la decisiva reunión de trabajo (¡que sarcasmo, Dios!) para redactar el documento sobre siete distorsiones (o sea siete motivos para la condena) del pensamiento teológico de Andrés Torres Queiruga.
    La fecha elegida es bien elocuente. La jerarquía eclesiástica ha preferido, ese día, ir en contra de las ideas cristianas de un reconocido teólogo a sumarse al clamor general contra los poderosos, los ricos y  explotadores de los que trabajan. ¿Qué pancarta llevaban los que se autoproclaman seguidores de Jesús, el Dios de la Paz, que sólo se mostró violento en este mundo al echar a los mercaderes del templo, y advirtió que los enriquecidos e insolidarios no podrán entrar en el Reino de los cielos..?
    Permitidme que le sugiera a mi buen amigo Andrés, a los lectores de “Encrucillada” y a todos que siguen las tesis de “o noso” teologo más universal de nuestro tiempo, que no hagan aprecio de ese documento emitido por la inquisidora comisión de la CEE. De- jémoslos. No tienen otra cosa mejor que hacer…

  • Julián Díaz lucio

    Andrés: Siento mucho este percance, que ya se estaba barruntando hace años. Hace ya mucho tiempo que venimos sitiendo la necesidad de “traducir” los contenidos teológicos y  morales a la cultura del mundo de hoy. Sigo, aun que sea de largo, tus enseñanzas y me siento muy reconfortado en ellas. ¡Ánimo!, que nos queda mucho camino por andar.

  • X. Gundín

    Sobran los lamentos. La sola libertad llega.

  • Javier Renobales Scheifler

    En el post Profetismo y Jerarquía en Hechos de los Apóstoles 2, de Gonzalo Haya, se exalta la supuesta  intervención del Espíritu Santo, que los signos de los tiempos mostrarían se produce en la Historia.

    A los curas los nombran los jerarcas. La  jerarquía es  nombrada a dedo por el papa entre los curas más sumisos y hechos al diseño papal; y una reducida caterva especial de jerarcas, nombrada ad hoc por el papa -siempre a dedo, eso es inherente al papado católico- pone de papa a uno de ellos cuando muere el papa.

    Y así sucesiva y endogámicamente durante un montón de siglos: concentran así en el Jefe de los jerarcas, de los curas y de los católicos un poder tan inmenso como absurdo. Así la extrema derecha gobierna la ICR.

    Es sabido que el poder corrompe, y tratan de tapar ese nauseabundo olor con el cuento de la intervención del Espíritu Santo (o sea, de Dios): manipulando a Dios a su conveniencia.

    En todos esos nombramientos dicen que supuestamente interviene el Espíritu Santo para garantizar lo adecuado del nombramiento (se lo inventan, pero lo sostienen como si fuera dogma de fe). Con ese invento le dan un enorme poder al papa, que no puede aguantar tanta corrupción que le produce tanto poder.

    Y el papa da enorme poder (mientras éstos le sean sumisos) a sus delegados, los obispos del papa, la jerarquía católica, la CEE en España con Rouco a la cabeza.

    Entonces van estos jerarcas españoles, siempre obedientes al papa -es la naturaleza episcopal, pues el papa los pone a dedo-, y excomulgan a Tamayo y declaran heréticas algunas tesis de Torres Quiruga (a este no lo apartan de la comunidad eclesial como a Tamayo, porque Queiruga es cura,, y todavía hay clases, para los jerarcas).

    ¿De qué nos extrañamos, pues?  La imaginaria intervención del Espíritu Santo avala los actos de los jerarcas, con su papa católico a la cabeza: por lo tanto están convencidos de que no se pueden equivocar, pues les asiste el mismísimo Dios (en realidad les asiste el enorme poder de la jerarquía católica y de sus aliados, pues Dios no tiene nada que ver, ni menos aún interviene en nada).

    Una de dos:
    – o se deja de mantener que el Espíritu Santo interviene, sopla, actúa o como se le quiera llamar a la intevención del E.S.
    – o se dejan de quejar, quienes mantienen que hay intervención divina, de lo que hacen los jerarcas, pues éstos estarían asistidos por el ES y por lo tanto lo que hacen los jerarcas es acción del ES.

    No vale decir que el ES sólo interviene cuando yo digo que veo un signo de los tiempos que indica que es intervención del ES lo que yo digo. 

    Ni vale decir que el ES no interviene cuando los jerarcas hacen algo que no me gusta, como echar a Tamayo de la comunidad eclesial o declarar herético a Torres Quiruga.

    Así que los que sostienen que el ES interviene, ahora tienen que admitir que lo que hacen los jerarcas con Torres Queiruga y con Tamayo y con cientos de teólogos está bien hecho.

     Es otro signo de los tiempos, otro soplido del ES, lo que hacen los jerarcas. Es como hacer divino al emperador romano, para conseguir así que el pueblo se crea que le asiste, en todo lo que hace, el Espíritu de Dios.

  • en-red

    El teólogo dominico Martín Gelabert , que actuó como defensor de Torres Queiruga en la entrevista con representantes de la CEE, ha publicado un post: ” el legítimo pluralismo teológico de Queiruga” en su blog:
    http://nihilobstat.dominicos.org/

    Referencia: http://www.levante-emv.com/sociedad/2012/03/31/iglesia-reprende-teologo-interrogarlo-ortodoxia/893891.html

    Solidaridad con Torres Queiruga. Por una investigación teológica libre, plural. Gracias Andrés Torres Queiruga por tu aportación , brisa teológica fresca y luminosa. Te seguimos leyendo. 

  • Maite García Romero

    La Institución eclesiástica pasó de educar a los niños a educar a sus seguidores como a niños. Los creyentes crecen y, a veces, son primeras figuras en todos los campos: políticos, técnicos, académicos, sociales, etc., pero en las cosas de fe no crecen. El fiel cristiano sigue siendo un niño toda su vida. Ante una verdad religiosa, primero mira al clero y su niñez patológica, que no evangélica, le lleva a repetir lo que oye. Tiene miedo a pensar. Y si alguno, como en este caso, Torres Queiruga, piensa y es portavoz de una masa anónima de creyentes que quieren traducir su fe con palabras nuevas, en el momento en que no ha utilizado el diccionario del vaticano es expulsado de clase y castigado cara a la pared del Papado Imperial. Pero como dijo J. Sobrino, “En la sociedad de los hombres sigue habiendo mucha injusticia, mucho dolor, mucha esclavitud, mucho miedo, mucho paralítico, mucho calvario, mucho crucificado. El oficio del cristiano es ayudar a bajar de la cruz a tantos crucificados por el egoísmo de otros”. Por lo mismo, gracias, muchas gracias Andrés por tu extraordinaria labor que ningún poder mediático ni clerical podrá nunca acallar.

  • sarrionandia

    Estalló la amenaza. Sin embargo, la enquina personal viene arropada en cierta ambigüedad que no se atreve a pronunciarse como anatema formal y definitivo.

  • M.Luisa

    Aunque no era mi intención volver a entrar hoy,  tras leer  esta notificación de condena  en la persona del teólogo Torres Queiruga,  no puedo  dejar de manifestarle en estos momentos, mi agradecimiento, pues como dice Maite mi fe se fortaleció con sus libros en una época en que,  precisamente  la iglesia  aprovechando  mi estado de impotencia y debilidad  actuó conmigo de modo perverso.
     
    Desde entonces  no me sorprende en absoluto  este frenesí de condenas  que se suceden entre los más prestigiosos  teólogos.
     
    ¡Cuándo cesará toda esta aberración  de la jerarquía y  “caigan  en la cuenta” nunca mejor dicho!

  • Señor Duato: Aquíel único que tiene que ser exaltado es nuestro Señor Jesucristo y no Queiruga como dice usted.

    En el mundillo del progresismo eclesial, hay un dogma que es aceptado de manera unánime: Es profeta todo aquel que se signifique públicamente por oponerse al magisterio y sea criticado o condenado por ello.

  • Maite Lesmes

    http://www.elmundo.es/elmundo/2012/03/30/espana/1333117126.html Extraigo de este artículo de JM VIDAL estos párrafos:
    "Los promotores de su condena son el obispo de Córdoba, Demetrio Fernández; el arzobispo de Granada y anterior presidente de la Comisión episcopal de Doctrina de la Fe, Javier Martínez, así como el secretario de la citado comisión, el padre Rico Pavés. Como avalistas de la condena figuran el presidente de la conferencia episcopal, cardenal Rouco Varela, y el obispo de Almería, actual presidente de la comisión, Adolfo González-Montes, otrora compañero en la Pontificia de Salamanca de Torres Queiruga.
    Coloquio de clarificación
    Para cubrir las apariencias y cuando ya la decisión de condenar la obra del teólogo gallego estaba tomada, la comisión episcopal para la Doctrina de la Fe invitó al teólogo a un coloquio de clarificación, en la que estuvieron presentes monseñor González Montes, José Rico, Enrique Benavent, el propio Queiruga y el teólogo dominico Martín Gelabert.
    Allí el autor ofreció todo tipo de explicaciones a su obra, pero, al poco tiempo, recibió una carta de monseñor González Montes, en la que, a pesar de reconocerle "que desea de corazón mantenerse fiel a la fe de la Iglesia católica", asegura que "algunas de sus propuestas teológicas son incompatibles con la fe, tal como ha sido legítimamente formulado por su Magisterio auténtico".
    En carta, fechada el 28 de marzo, monseñor González-Montes advierte al teólogo que va a ser condenado, a pesar de que sostenga que "no pretende expresar nada que pueda ser contrario a la doctrina de la fe" y que "sus escritos quieren mantenerse en todo momento en el campo de la explanación teológica y en el legítimo debate". Aún así, la comisión que preside entiende que "sus explanaciones y aclaraciones teológicas afectan al contenido de la fe, al intentar verter este contenido en un lenguaje que usted quiere que sea acorde con la mentalidad contemporánea".

    Si no estoy equivocada, es la primera vez que los censores convocan a un teólogo para comunicarle que va a ser "notificado" o condenado y para señalarle los motivos de su supuesta heterodoxia.  Los demás, desde Küng a Sobrino, desde nuestros Castillo, Tamayo a M. Vidal…, se han enterado de su condena sin saber el objeto de la misma y sin posibilidad de defenderse. Si no es así, que alguien corrija. Y si es así, esto es un avance o un temor a cargarse a un teólogo de prestigio dentro y fuera de España.

    El documento es intragable, por lo que agradezco a A. DUATO nos haya facilitado el subrayado. Sólo con leer en el nº 4
    "el lenguaje religioso no es simplemente la expresión de una experiencia determinada de Dios, sino que proporciona información objetiva sobre Él", o que les escandalice que  "Para él una interpretación literal de los testimonios bíblicos no es aceptable" (nº 17), o que elaboren dicha notificación  "para evitar la confusión en el Pueblo de Dios y contribuir al fortalecimiento de su vida cristiana" (nº 28), indica la mentalidad pacata y pobreza intelectual de quienes avalan el documento.
    Los obispos han de asumir que ni por la fuerza van a lograr credibilidad entre los creyentes adultos que cada vez somos  más, estamos más preparados y acostumbramos a pensar por nosotros mismos, tarea en la que nos ayuda mucho la excelente teología que vienen elaborando los "teólogos progresistas".  Con estas descalificaciones sólo consiguen un mayor acercamiento a sus escritos y conferencias.
    Cuando se habla desde una visión tan negativa y pesimista  de la cultura actual, cuando se inventan "prejuicios antisobrenaturales", cuando se tiene una óptica tan pueril de la verdad  y se mantienen en la primera parte del lema agustianiano "creer para comprender, (comprender para creer mejor)", flaco favor se le hace  tanto a la fe como a las ciencias de las religiones.
    Aprovechen los obispos el tirón de las colas en la iglesia del Cristo de Medinaceli y el tirón popular de las procesiones se la semana santa, porque pcoo más les queda.

    No dejaré de agradecer a Torres Queiruga su gran aportación a mi fe con su opúsculo "Oración de petición" y  "Recuperar la Creación. Por una religión humanizadora", el primer libro que leí suyo. Mi solidaridad con él y con cada uno de los  teólogos y teólogas pretendidamente silenciados".  Sin ellos no habría podido redescubrir el auténtico mensaje de Jesús.

  • Iñaki

    Lamento profundamente la postura que la jerarquía eclesial española que, una vez más, amordaza y acalla a los profetas de nuestro tiempo. La jerarquía se ha erigido en defensora acérrima de un marco de compresión de lo divino caduco y trasnochado. Han sacralizado a lo que no es más un medio olvidándose de lo importante: Dios.

    Quiero manifestar también mi afecto y aprecio por el gran teólogo gallego. Ánimo Andrés!

  • ELOY

    No puedo dejar de manifestar mi apoyo personal a Andrés Torres Queiruga y su afán de búsqueda y comprensión de la verdad.

    Más allá del acierto o no de sus afanes (en temas en los que no soy experte) y de la formulación concreta de sus resultados, siempre leí con interés y provecho sus libros y sigo su trayectoria hace muchos años con gran aprecio por su persona
     

Responder a mª pilar garcía Cancelar comentario