INFORMACIÓN Y FORMULARIOS INGRESOS YA: -Trasferencia a ES26 2100 7344 7313 0021 2801 -Bizum a 34-609 51 08 62
  • A  A  A  

Otros temas

Autores

Archivo de entradas

6404 Artículos. - 100383 Comentarios.

¿Capitalismo y Paz?

¿Puede haber paz con un sistema capitalista dominando el mundo? ¿Son compatibles el capitalismo y la paz? Se habla de conversaciones de paz para la guerra de Ucrania, y es probable –y ojalá– que lleguen a un acuerdo, y se firme una paz más o menos estable. Pero ¿supondrá eso que estamos en un mundo en paz? ¿Y la cantidad de guerras, pequeñas, mortíferas y crueles guerras, que se libraban en el mundo antes de que comenzara el ataque de Rusia a Ucrania y que seguirán aunque se firme la paz en ese conflicto?

Según la Wikipedia en la actualidad hay activas más de sesenta guerras y conflictos, con miles de víctimas mortales en ellas. Algunas son por motivos raciales o religiosos, pero en gran parte lo son por motivos económicos, y en ellas están implicados los intereses de países occidentales y de  grandes multinacionales.

Esas guerras despiertan muy poco interés en los medios de comunicación occidentales, y todas las personas que huyendo de ellas tratan de llegar a Europa encuentran unas fronteras cerradas, donde no se tiene nada en cuenta  que también ellos son  refugiados, tanto como los ucranianos que escapan de las bombas de Putin.

¿Todas estas dramáticas situaciones son algo accidental, que podrían llegar a evitarse en el futuro? ¿Evitarse si sigue el sistema capitalista marcando las líneas por las que se mueve el mundo? En el capitalismo son principios fundamentales la búsqueda del mayor beneficio económico y la competencia para conseguirlo. Misión imposible la paz en este sistema.

El capitalismo fomenta una ambición insaciable (véanse los multimillonarios con fortunas de miles de millones y que siguen aspirando a poseer más y más), mientras que los bienes de la Tierra son limitados. El reparto no se realiza por motivos de justicia y equidad, sino que es consecuencia de una competencia despiadada. Competencia que deja millones de víctimas aplastadas, y que lleva a enfrentamientos cada vez más duros que pueden acabar en guerras. Mal escenario para la paz.

Ante esta situación ¿no va a ser capaz el género humano de establecer un sistema de convivencia mejor que el irracional y bárbaro capitalismo? Los movimientos de solidaridad despertados por esta guerra; los deseos de paz que se extienden por todos los pueblos del mundo ¿no podían servir de base para avanzar hacia un mundo que no esté condenado a la guerra capitalista?

3 comentarios

  • mª pilar

    ¡¡¡Del todo incompatibles!!!

    Hoy en la SER, de 10 a 10,30 han analizado (en tono de ¿broma?) las miserias y vergüenzas de los ricos; desde la aseveración ayer, ante el análisis de Cáritas sobre la pobreza en Madrid, que a resultado muy interesante y lapidador, dado que sus representantes, en tono muy insultante y humillante, ¡no los ven!

    1º.- Ell@s no ven pobres…¡los explotan! 2.- Nada le deben a nadie… ni a sus mayores de los que  an recibido en sus primeros pasos  un fuerte trampolín para que nunca tengan que ver con los pobres. 3º.-Le roban unas “miserias” a quienes cuidan a sus hij@s, y luego se compran un bolso que cuesta 3.000€ y tienen la desvergüenza de contarlo entre risas con sus amigas. 4.- Tiene…ni se sabe…pero hacen lo imposible para no pagar impuestos. 5º.- Ell@s son ricos porque han trabajado mucho, los pobres tienen lo que se merecen…cuando han sido ahogados desde que el mundo ha estado dirigido por reyezuelos de tres al cuarto. Y así, han salido sus miserias una tras otra acompañadas por ejemplos dichos por ell@s mism@s.

    ¡Vergonzoso!

    Pero si de algo carecen en cantidades desorbitadas es:

    De vergüenza, entre otras mil razones.

    Y esto dicho en tono se sorna; si escuchamos a las personas expertas…de momento…no parece tener:

    ¡¡¡Solución!!!

    Tristemente las guerras que existen en el mundo nos lo están diciendo a voces.

    Y mientras tanto:

    ¡Que hacemos los pobres!

    Una gran cantidad de ell@s, ansiar tener esa riqueza que les condenara de por vida, a ser personas ruines y mediocres para con los siempre esclavizados por el poder del dinero.

    Gracias Antonio Zugasti por tus sabias palabras.

    Un abrazo entrañable.

     

     

  • Gonzalo Haya

    La paz no es compatible con la plutocracia del capitalismo. En todo caso sería la paz del cementerio. La plutocracia no está dispuesta a compartir el poder con ningún gobierno verdaderamente democrático que no esté dispuesto seguir sus consignas; los somete con pequeños privilegios, o con asedio económico. Sin embargo la historia muestra que muy lentamente el pueblo va consiguiendo derechos como la salud o la educación, y va alargando la correa que los somete. Deseo y espero que vayan disminuyendo los plazos de progreso, y nuestros nietos goces de tiempos, no sé si más pacíficos, pero de más dignidad y bienestar.

  • Juan A. Vinagre

    DIOS Y DINERO SON IMCOMPATIBLES, sobre todo cuando el dinero se convierte en un ídolo, que se adora y que somete y que a veces procede como un caníbal…    ¿Pero entienden bien esta afirmación de Jesús muchos, que apoyan (y votan), incluidos clero y religiosos y buena gente que se declara creyente y va a misa? ¿No es ésta la conversión pendiente  -cambio de mente y de valores- de mucho clero y no clero? ¿Nuestro bautismo no será más bien “batismo de agua”, pero no “bautismo del Espíritu”?  ¿Cómo puede entenderse que en los últimos 20-30 años los sueldos del trajador común se hayan mantenido “sin enmendallos” -casi hasta hoy-, y los ingresos de los dirigentes del capital hayan subido sin cuento, escandalosamente…?   En las crisis políticas, económicas o de salud etc. se abren campos que parecen cotos de caza…   ¿Cuándo los que defienden una religión tradiocionalista-conservadora se comprometerán por/con los de más abajo?  Por los frutos prácticos, no por las ideas, por la fe teórica se justifica el hombre-mujer… (Aquí puede incluirse también las guerras que defiende el poder, revestido de etnias, tradiciones, lenguas etc. que quitan derechos, que excluyen a otros… Que nadie se excluya, ni oriente ni occdente, de esta “conversión”)  El dios capital-poder trata de imponer su sistema a todos…, incluso valiéndose de las religiones. Y para ello, si es necesario, crea y/o enseña historias “sacralizadas” que en el tiempo han sido… Lo importante es el poder, aunque sea alterando el orden de valores o falseando la historia… Así procede el dios poder y sus afanes…

     

Responder a Juan A. Vinagre Cancelar comentario