Temas

Tablón de ATRIO

Anterior Siguiente
Último: 24-4-19, 11:45

Floren (2019-04-24 11:45:39) : LA VERDAD DE LA PASCUA. http://cartujoconlicencia.blogspot.com/2019/04/la-verdad-de-la-pascua.html

Equipo Atrio (2019-03-08 21:55:38) : Delcy Rodriguez, vicepresidenta de Venezuela, denuncia al criminal apagón en Venezuela criminal apagón en Venezuela [vídeo de 6 min.]

Equipo Atrio (2019-02-18 09:39:18) : Amplio y clarificador programa sobre Venezuela: La hojilla/a> ¡Magnífico analista argentino Marco Teruggi! ¡Larga charla pero imperdible!

Equipo Atrio (2019-01-09 12:31:08) : Entrevista a Tamayo en la Sexta: La Iglesia española sigue siendo franquista

Floren (2018-11-19 19:50:09) : Floren de Estepa escribe en su blog: CARTA A UN JOVEN QUE NO QUIERE VOTAR

Equipo Atrio (2018-11-16 10:06:45) : La verdadera despedida de Steve Jobbs Disgurfso de graduación https://www.youtube.com/watch?time_continue=12&v=vXJYrrLGNAo

» Pon una nota




Autores

Archivo de entradas

4788 Artículos. - 76762 Comentarios.

¿Delito de ofensa contra sentimientos religiosos?

      En la tarde del miércoles detuvieron al actor Willy Toledo por haberse negado a comparecer ante el juez, tras haber sido denunciado de un supuesto delito de ofensa de sentimientos religiosos. Parece increíble, pero esas cosas suceden todavía en España, y en el 36% de los estados, encabezados por Irán, Pakistán, Yemen, Somalia y Qatar…

      El actor pasó la noche en la cárcel, le llevaron ante el juez, se negó a declarar y quedó en libertad provisional. Había sido denunciado por la Asociación Española de Abogados por haber escrito, perdón por reproducir aquí sus palabras: “Yo me cago en Dios. Y me sobra mierda para cagarme en el dogma de la santidad y virginidad de la Virgen María”. No hay que olvidar el contexto: escribió esas palabras en protesta por la apertura de juicio oral –otro absurdo– contra tres mujeres que habían protagonizado una “procesión del coño insumiso” por varias calles de Sevilla.

      Comprendo la indignación de Willy Toledo, pero no me gustan sus expresiones. Hieren mis oídos, e incluso mis sentimientos más profundos, ultrajan de alguna forma lo que es para mí lo más sagrado: “Dios”. No llamo “Dios” a un personaje de lo alto, sino al puro Ser sagrado –término éste cuya raíz significa “real”–, a la Fuente buena y creadora de todo lo que es, a la misteriosa potencia de ser que late en cuanto es y se manifiesta o se encarna en todos seres. Ultrajarla sería ultrajar el profundo misterio que nos hace ser, vivir, sentir abiertos al infinito. Sería injuriarse. Que nadie se injurie, se hiera, se niegue.

      Y conste que no me importan mucho los dogmas en cuanto fórmulas lingüísticas con un significado hoy carente de sentido, y que no creo en que María de Nazaret fuera físicamente virgen ni que el ser virgen sea más “santo” o divino, a saber, simplemente más humano, que el no serlo. Sin embargo, honro y amo a la mujer profética que parió con dolor y crió como mejor pudo al profeta Jesús (y, por cierto, a otros cuatro hijos y a más de una hija, según el evangelio de Marcos, léase el capítulo 6, versículo 3). Me disgusta que alguien ofenda la Vida y la memoria de sus mejores testigos, religiosos o no.

      Pero me disgusta más todavía que el Código Penal imponga castigos a quienes “para ofender los sentimientos de los miembros de una confesión religiosa, hagan públicamente escarnio de sus dogmas, creencias, ritos o ceremonias, o vejen, también públicamente, a quienes los profesan o practican” (art. 525). Bien es verdad que la misma pena se impone a continuación a quienes hagan públicamente escarnio “de quienes no profesan religión o creencia alguna”. El segundo apartado atenúa al primero, pero no lo justifica. Si quisiéramos aplicar ambos con rigor, nunca nos faltaría algún motivo por el que sentirnos ofendidos y ser acusados de ofensores, algún supuesto delito por el que denunciar y por el que ser denunciados. Sería una sociedad intolerante, estrecha de ánimo o de aliento vital. Invivible.

      “La vida sería mejor sin los fundamentalistas católicos”, declaró Willy Toledo tras salir de la cárcel. Tiene razón. Pero sepa que Jesús de Nazaret estaría de su lado, como lo estarían su madre María y su padre José. Sepa que el Aliento de la Vida está con él. La vida sería mejor sin fundamentalistas de ninguna religión, ideología o patria.

      Y los miembros de una religión debieran ser los primeros en dar ejemplo de tolerancia, y en reclamar que desaparezca del Código Penal el delito de ofensa de sentimientos religiosos, si es que realmente su religión está inspirada por lo que dicen: la confianza, la bondad, la grandeza de ánimo. Si su vivencia religiosa no está inspirada por esas actitudes magnánimas, son los primeros que hacen escarnio de su propia religión.

      Todo esto vale por igual para católicos y musulmanes que para las “religiones laicas” que dan culto a sus ideologías, constituciones, banderas o fronteras. Entre nosotros vale en especial para la Iglesia católica, por el poder que detenta. Sería una Iglesia mejor si animara a sus creyentes a no sentirse ofendidos por ningún escarnio contra ella o sus creencias y ritos; si no amparara denuncias judiciales de ninguna Asociación de Abogados Cristianos ni de nadie por declaraciones o gestos ofensivos contra sentimientos supuestamente religiosos; si no permitiera que en sus cadenas de radio y en sus canales de TV se profieran tantas ofensas como se profieren contra homosexuales, inmigrantes, increyentes, “laicistas” y políticos de izquierda; si declarara que a oídos cristianos en sintonía con el Evangelio de Jesús debiera resultar más hiriente escuchar “me c. en la p.” que “me c. en Dios”; si enseñara que Dios no es un Señor soberano que se ofenda o deje de ofenderse, sino el Aliento que enaltece la vida. La Iglesia católica, como toda religión, será mejor solo en la medida en que contribuya a que la vida sea mejor para todos. Así sea.

      (Publicado en DEIA y en los Diarios del Grupo NOTICIAS el 16 de septiembre del 2018)

19 comentarios

  • Javier Pelaez

    https://dialnet.unirioja.es/descarga/articulo/2771030.pdf Copio aquí un artículo muy antiguo sobre el delito de blasfemia del Código Penal de 1944 porque es la mejor manera de ver las contradicciones que plantea el  actual “delito de ofensa a los sentimientos religiosos de 1995″.La mejor manera de ver el disparate del actual delito es remitirse a cuándo se defendía sin pudor en pleno nacional catolicismo la punición de la blasfemia.El magistrado que firma el artículo dice:”mejor aún,volviendo al ejemplo clásico,si un cristiano blasfemase entre paganos existiría el pecado;pero no el delito;si un pagano blasfemase de los santos entre cristianos,existe el delito,porque en el primer caso no se ha producido la reacción del sentimiento religioso ofendido que escandaliza y en el segundo,sí”.El problema aquí estriba en que vivimos en una sociedad que hay cristianos que se ofenden por todo o por nada o por según que cosa;paganos que ídem.Y además cuando uno emite un mensaje por las redes no sabemos a quién se dirige…El actual delito intenta encubrir que,en realidad,es un delito que privilegia a la gente religiosa diciendo que tb se persigue el escarnio de la carencia de sentimientos religiosos-sic-.Ya entraríamos en la cuestión bizantina de si este último escarnio de la “carencia de sentimientos religiosos” se hace entre perdonas que carecen de ellos en cuyo caso,según el parecer del magistrado franquista citado,sería delito,o entre cristianos en cuyo caso,no. Otra cuestión interesante que se plantea sobre la blasfemia en este artículo que transcribo es la “paja mental” si se debe penar más la blasfemia del cristiano que la del disidente.El ilustre penalista Carrara ya dijo:”si se admitiera que el disidente pudiera blasfemar impunemente,la imputación de la blasfemia adquiriría un carácter relativo,en tal opinión se insinúa la opinión siempre la consideración del pecado,y que si se castigase al infiel con menos pena el plus del cristiano se castigaría por el pecado”.Con el matiz de que el primer Código de Derecho Canónico,como dice el artículo,prevenía que la blasfemia del clérigo debe ser castigada con moderación por el ordinario,en atención a su dignidad-esto dice el artículo que transcribo-.Como se ve el artículo del Código Penal no tiene ni pies ni cabeza y es un evidente privilegio de las personas religiosas.

  • José Arregui, ¡gracias!

    No se puede decir más claro. Quizás debiéramos de tener todos más claro aun, que en primer lugar DIOS en sí mismo no se puede ofender y menos aun por el hecho de que una persona descargue en el su coraje. Dios puede con eso y mucho más.

    Lo que más me molesta de todo este asunto es la propia hipocresía que denuncia Arregui, sobre tansissimo daño que la iglesia hace desde su jerarquía a muchas personas -homosexuales incluidos entre otros-, aun cuando luego se rasgan las vestiduras por que se ofenda a Dios.

    Creo que teniendo en cuenta la libertad de expresión sobre la que se acoge Willy Toledo, la intención de este hombre no era causar un daño a nadie, ni siquiera a quienes tienen a Dios como referente principal y último de sus vidas.

    Gracias y un saludo a todos, desde en corazón de la Andalucía -aun- calurosa.

     

    • Es que tengo clarísimo que no podemos ofender a Dios. O sea, imposible. A veces me pregunto qué nos creemos que somos.
      Construimos a un dios a nuestra imagen y semejanza y con todas nuestras debilidades
      Es capaz de necesitar una reparación a una ofensa, eso se llama venganza.
      Capaz de condenarnos a sufrimientos horribles por toda una eternidad. Uf, es que da miedo ese dios. A mí me asusta

      Hay un dicho: no ofende el que quiere, sino el que puede.
      Y francamente, no creo que podamos. Menudo dios sería entonces. Me siento afortunada por pensar así.
      Pero bueno.
      Supongo que la sociedad avanza a la velocidad que puede. Tiene muchísimas inercias que vencer. No hay que perder la esperanza.
      Personalmente sí somos capaces de volar.
      Pues que cada uno lleve su ritmo y procuremos contagiar a los que nos rodean de que somos capaces de hacerlo.
      Un saludo cordial

  • Asun Poudereux

    La persona en su madurez humana se libera del contra ataque vengativo. Hay lucidez en los momentos críticos. El fundamentalismo, no suele tener dudas, aunque tenga sus razones, pero no es justificable otro fundamentalismo de signo contrario.

    Y lo peor de todo, como le ocurre a la democracia española con su camuflaje, no hay peor sistema político que aquel que no se reconoce dictadura, en lo que la partidocracia entraña e implica, sino todo lo contrario, asemejándose en su práctica a aquello que niega y oculta.

  • Carlos F. Barberá

    El mundo sería mejor sin fundamentalistas. De acuerdo. Por tanto estaría mejor sin Willy Toledo, sin gente que sin venir a cuento se dedica a ofender a los demás con la mala baba de sus frases.

    Y por cierto, no estuvo en la cárcel son en comisaría. En Estados Unidos le hubieran avisado de desacato y sí hubiera ido a la cárcel.

  • Honorio Cadarso

    Pilar: Me decían en Francia que la palabra “imposible” no existe…Ya ves  lo que han hecho algunas bilbaaína y vascas y el operario aquel que cargaba los barcos en el puerto de Bilbao, y que no ha hecho el gobierno vasco ni el español. Lo que tú y yo podamos hacer es un grano de trigo, estoy seguro de que lo haces, y dice el refrán que “un grano no hace granero, pero ayuda al compañero”. Tenemos que multiplicar los gestos de mis amigos y compañeras del puerto de Bilbao, tenemos que reclamar que el gobierno afronte de una vez invertir más en la renovación industrial que en ladrillo y armamento…

  • A bote pronto las palabras del “paladín” Willi Toledo, me parecen de mal gusto y estúpidas.

    Decía A. Machado que quien reniega y maldice contra Dios, en el fondo cree en esa entidad Dios, porque implícitamente la reconoce. Lo que ocurre es que hay que ser bestia…
    Pero creo que el “paladín” de las mujeres de la “procesión” (que esa es otra)  ha maldecido contra Dios buscando la carambola contra los creyentes conservadores. Es como ca. en la madre de según quien. Pero el nombre de Dios lo deja cubierto de mi. y con esto ofende no solo a quien quiera ofender, sino a todo ser humano justo que de un modo u otro busque la trascendencia.

    Willi Toledo buscando provocar se cubre no de gloria, sino de otra cosa…

    Esta en la onda del ateísmo militante, y eso hoy es ya muy antiguo. Superado. Que se informe de los grandes descubrimientos de la ciencia puntera y libre. Y que guarde arriba de su biblioteca, los libros de Marx.

     

  • Honorio Cadarso

    Pilar: “Muy triste y muy doloroso, pero..” ¿Pero qué? ¿Que se fastidien los de Navantia y paguen los platos que ellos no han roto? ¿Que se vayan de rositas los culpables de este desaguisado y paguen los inocentes? ¿Nos toca hacer de Rey Herodes como el 28 de diciembre?

    Como mínimo, asegúrame una solución para los obreros de Navantia, para la bahía de Cádiz, dime qué estarías dispuesta a aportar tú…No huyas a Egipto para evitar la matanza…

    Recuérdale al periódico donde Arregui ha escrito ese alegato que las armas para Arabia Saudí salían desde siempre del puerto de Bilbao, del que es responsable el Gobierno Vasco en una buena parte, y que gracias a la oposición de grupos de mujeres y de un operario que cargaba los barcos y se negó a seguirlos cargando los baros saudíes ahora cargan en Santander y en Motril. Que no por la oposición del Gobierno vasco ni por las protestas del periódico Deia…

    Muy triste…Hasta cuándo vamos a seguir haciéndole el juego al capitalismo, a los poderes fácticos…y dando la espalda a los que pagan los platos rotos?

     

    • Mª Pilar

      No Honorio, no quiero que pague nadie nada de lo que no sea responsable.

      Yo no soy ingeniera, si pudiera, quitaría las fábricas de armas, y abriría nuevas fábricas que se hicieran cargo de potenciar todas las energías saludables.

      No puedo hacer gran cosa, pero si tengo claro, que no se puede ganar ningún sueldo a costa de otras vidas… venga de donde venga; como hicieron los que cargaban las bombas… seguro que alguno ha perdido su trabajo, pero ha hecho algo muy importante.

      Siento no tener la solución en mis manos Honorio; cuando he tenido en mis manos… o he podido ayudar a subsanar alguna injusticia, ahí he estado.
      Ahora no tengo ni voz y casi… ni voto.
      ¡Lo siento amigo!
      mª pilar

  • Honorio Cadarso

    Dos detalles solamente:

    1) El gran culpable de lo que pasa en Oriente Medio es Estados Unidos, es Israel, mucho más que los operarios de Navantia.

    2) El compromiso con Arabia saudí no lo adquirió este gobierno, sino el anterior.

    El gobierno anterior y los anteriores son responsables de no haber obrado en España la reconversión industrial, los bancos y el neoliberalismo que ha seguido invirtiendo en la industria armamentista. Ese es el problema de España: seguimos viviendo del ladrillo y de la fabricación y comercialización de armamentos. Solo esa reconversión que esperamos nos puede sacar de ese atasco.

    Es muy fácil cargarle las consecuencias a los trabajadores. Muy usado entre los defensores del capitalismo…

    • Mª Pilar

      Honorio:
      No hay trabajo aceptable, a costa de vidas humanas, en ningún lugar del mundo.

      Cierto, fue el otro gobierno.
      Pero gobernar es rectificar tanto mal como han causado los… (me reservo el adjetivo por delicadeza a las demás personas) del pp; pero los que ahora gobiernan, tienen que parar ese sin sentido, por desgracia nuestra, apoyado por más personas de las que desearíamos; este país, está todavía viviendo de un terrible pasado, y convencidos de que entonces (como ahora piensan) estaban mejor.

      Muy triste y muy doloroso, pero:

      ¡Real!

      mª pilar

  • Alberto Revuelta

    El fondo: parte de la izquierda autoreferenciada podría recortar antes de hacer deposiciones fétidas sobre seres invisibles y de no probada existencia, a La Luz de la inteligencia ordenaría, que esta misma madrugada los aviones saudíes con armamento y bombas vendidas por España han efectuado treinta bombardeos sobre Hodëida, un puerto yemenita. Harían bien estos llamativos artistas en convencer a los trabajadores de Navantia de que pedir la venta de armas a los saudíes mata yemeníes desgraciados a cambio de corbetas es cagarse de verdad en Dios. Estoy harto de oír estupideces mientras mueren inocentes.

  • Antonio Rejas

    Totalmente de acuerdo con todo lo que se dice en el artículo. Considero punible herir físicamente al prójimo, pero no herir sensibilidades, a pesar de que las palabras citadas sean profundamente groseras, repelentes e inaceptables para los creyentes, pero el ser humano no puede ofender a Dios directamente, aunque sí a través de nuestros semejantes. Y estas ofensas abundan lamentablemente.

Deja un comentario