Temas

Tablón de ATRIO

Anterior Siguiente
Último: 9-9-19, 17:49

Floren (2019-09-09 17:49:55) : Papa Francisco, ¿pastor o gobernante? http://cartujoconlicencia.blogspot.com/2019/09/el-papa-francisco-pastor-o-gobernante.html

José María Rosell (2019-09-01 21:51:18) : Pequeño video que explica de forma sencilla las inmatriculaciones de la iglesia: https://youtu.be/Dl8Jcu8zWe8

Equipo Atrio (2019-07-26 22:56:17) : Un excelente programa colombiano de TV: MARIA MAGDALENA, UNA LEYENDA HECHA MUJER... por Carmiña Navia.

Floren (2019-04-24 11:45:39) : LA VERDAD DE LA PASCUA. http://cartujoconlicencia.blogspot.com/2019/04/la-verdad-de-la-pascua.html

Equipo Atrio (2019-03-08 21:55:38) : Delcy Rodriguez, vicepresidenta de Venezuela, denuncia al criminal apagón en Venezuela criminal apagón en Venezuela [vídeo de 6 min.]

Equipo Atrio (2019-02-18 09:39:18) : Amplio y clarificador programa sobre Venezuela: La hojilla/a> ¡Magnífico analista argentino Marco Teruggi! ¡Larga charla pero imperdible!

Equipo Atrio (2019-01-09 12:31:08) : Entrevista a Tamayo en la Sexta: La Iglesia española sigue siendo franquista

Floren (2018-11-19 19:50:09) : Floren de Estepa escribe en su blog: CARTA A UN JOVEN QUE NO QUIERE VOTAR

Equipo Atrio (2018-11-16 10:06:45) : La verdadera despedida de Steve Jobbs Disgurfso de graduación https://www.youtube.com/watch?time_continue=12&v=vXJYrrLGNAo

» Pon una nota




Autores

Archivo de entradas

4994 Artículos. - 80208 Comentarios.

A vueltas con el feminismo

       En estos días ha saltado a la opinión pública la propuesta formal del uso del lenguaje inclusivo en la Constitución. Parece que ha cogido de sorpresa al presidente de la RAE y a alguno de sus miembros, teniendo en cuenta que entra dentro de la tradición feminista esta reivindicación tan elemental de que se nos nombre por el femenino, por eso de que aquello que no se nombra, no existe.

        El presidente de la RAE, Darío Villanueva, después de poner todas las pegas técnicas y gramaticales a la propuesta de la vicepresidenta del gobierno, Carmen Calvo, para desmasculinizar el texto de la Constitución, al final ha accedido a encargar un informe al académico Ignacio Bosque, sin mucho deseo y menos convicción de que algo deba cambiarse.

        Después de la celebración del 8 de marzo del 2018, fecha en que las mujeres del mundo entero quisieron hacerse visibles reivindicando, a través de su presencia masiva en la calle, igualdad, equidad, derechos y dignidad, algo nos indica que vivimos un cambio de época sin marcha atrás. En la cuestión del lenguaje inclusivo, la lengua castellana no nos lo pone fácil, pero como el lenguaje no es palabra revelada por ningún dios, pues habrá que emprender el camino desde aquello que sea posible en este momento e ir naturalizando los cambios que, como cualquier cambio revolucionario, y más en esta reivindicación, tendrá muchas resistencias, chascarrillos, mofas, burlas, etc. Al mismo tiempo tendremos que ir sembrando buena voluntad y actitud positiva y abierta a los cambios.

        ¿Por qué hasta hace tan poco tiempo las mujeres no aparecían en la vida pública? ¿Porque no había mujeres preparadas o porque no se las quería ver? ¿Por qué la ocultación del femenino en el lenguaje en pro del masculino generalizado (lo llaman eufemísticamente genérico) en el lenguaje? ¿A quién beneficiaba la invisibilidad femenina? ¿A qué tenían miedo quienes eso procuraban con tantos argumentos en contra?

        Todo era cuestión buena voluntad, de abrir los ojos y vernos, como ha hecho el actual presidente de gobierno de España, que cuando ha mirado buscando mujeres para ocupar cargos políticos, las ha encontrado. Que hagan las cosas bien o mal, ya es otra cuestión, unas lo harán bien, otras menos bien y otras muy mal, exactamente igual que los hombres. Sólo que los hombres han tenido toda la historia de la humanidad para cometer errores, horrores y barbaridades. Nosotras reivindicamos el derecho a equivocarnos, habiendo aprendido de los errores de los hombres, por ejemplo, para ninguna mujer sea capaz de declarar ninguna guerra más en el resto de la historia (sí ya sé, Margaret Thatcher, Golda Meier). ¡¡¡Ay el dios de la guerra, el dios bíblico….!!!

        Los hombres han tenido el poder omnímodo en la cosa pública, las mujeres siempre hemos estado relegadas a la privacidad, sin participación en lo público, y por tanto no evaluadas en sus posibilidades y capacidades, y todo este fenómeno socio-histórico nos ha llevado a la devaluación social.

        Estos días todos los medios de comunicación están llenos de “héroes” hombres: el futbol, el tenis, el tour de Francia, los héroes (de verdad) que rescataron a los niños de Tailandia. Por otra parte, la cumbre de la OTAN, la de la UE, todos (con alguna excepción) hombres poderosos. La Iglesia católica y su clero y su Curia, etc. etc.

        Hagamos mención al “cuarto poder”, a los grandes medios de comunicación, tan influyentes, no sólo en la opinión pública, sino en todos los otros poderes, los directores, hombres. Un par de excepciones las han hecho El País nombrando a Soledad Gallego y el gobierno proponiendo a Rosa María Mateo para dirigir RTVE. En la Iglesia católica ya sabemos quiénes tiene la voz y el voto. Y todavía se dice que las mujeres lo estamos invadiendo todo.

        Hace unos días vi un documental en la televisión de una mina en Asturias a 400 metros de profundidad, de plata, oro y cobre, donde trabajaban 52 mujeres en todos los puestos de trabajo, desde barrenera a conductora de camiones gigantescos, a directora general. En fin, una gozada.

        Pues el reverso a este último ejemplo, es la situación mayoritaria de las mujeres en el momento actual, sin agotar la lista de situaciones negativas o/y horribles de las mujeres en el mundo.

        Vayamos someramente a las raíces de estas desigualdades. Pues bien, alguien diría que es el resultado de la costumbre secular hecha norma, que sí lo es, pero quizá sea conveniente conocer un poquito sólo de la teórica que acompañaba a los hechos y que ha calado en lo profundo del subconsciente colectivo con una eficacia apabullante.

        Le doy la palabra a Carmen Magallón, catedrática de Física, especializada en historia de las mujeres y la ciencia, y autora de varios libros y muchísimos artículos.

         Dice: “Pertenezco a esa tríada humana que fue simbólicamente unida e históricamente devaluada: mujeres, naturaleza y paz (la negrita es mía). Las mujeres, la naturaleza y la paz fueron conceptualizadas como esencialmente débiles y en categorías separadas del hombre que se arrogó el derecho a sojuzgarlas…”

        “Pese a ser clave para el sostenimiento de la vida, el maternaje-el cuidado, ha sido constantemente invisibilizado y devaluado, una devaluación escondida a menudo en una retórica ensalzadora (la negrita es mía). Quienes lo practican saben que exigen coraje, resistencia cotidiana, voluntad e inteligencia.”

        En la búsqueda de las raíces de todo este caos social en perjuicio de la mujer, resumo otra idea interesante citando a Linneo, científico del siglo XVIII en su Clasificación de los seres vivos, que dice que a las mujeres se nos relacionó más con los animales por las mamas como pertenecientes a la categoría de mamíferos, mientras que al homo sapiens se le ha adjudicado la diferencia con los animales como ser racional. Para Linneo, la mujer estaba más próxima a las bestias, mientras que una característica, tradicionalmente masculina, la razón, marcaba la separación con los primates. Asimismo, en la tradición aristotélica se ha dicho que la hembra era un macho deficitario, un error de la naturaleza. Y podríamos añadir infinidad de citas de sesudos hombres y santos varones para calibrar con qué desparpajo, a través de muchos y solemnes discursos, fueron marginando a la mujer a la invisibilidad social.

        Finalmente deberíamos concluir que el feminismo ha llegado para quedarse, que somos más del cincuenta por ciento de la población, que somos seres tan racionales o más que los hombres (con el “más” me refiero a las capacidades que hemos tenido que desarrollar para conservar la especie con el cuidado de los y las más débiles en estado de máxima vulnerabilidad, como he dicho más arriba); que se nos nombre, que se nos vea, que se nos tenga en cuenta, que nos den las mismas oportunidades o que nos las apropiemos por nuestra cuenta (nadie tiene que darnos derechos, que son nuestros); que no se nos exija más que a los hombres por el hecho de seguir considerándonos el “sexo débil” para comprobar si somos capaces o no; que no se nos ponga tantos obstáculos para nombrarnos en femenino, que estamos aquí y seguiremos estando por mucho les molestemos a tantos.

        La lista de reivindicaciones se haría interminable, sobre todo si tenemos en cuenta a los miles de millones de mujeres que en el mundo hay sin ningún derecho y con todo en contra de su dignidad. Mujeres propiedad de, mujeres esclavizadas, violadas, maltratadas, asesinadas, vendidas, sometidas, silenciadas, indefensas, sin acceso a la cultura, mutiladas sexualmente, … Uf, horror. No nos olvidemos de ellas, por favor.

81 comentarios

  • Habría que preguntar el porqué de estos sucesos. Quién ha colaborado en que estas cosas sucedan. Qué instituciones han hecho oidos sordos , porque la mujer es, pues eso, una mujer. Quiénes han mirado hacia otro lado, hacia otro planeta, hacia su concepción de universo particular.

    Habría que preguntarse un montonazo de cosas.

    Les gustará una serie: ley y orden, delitos especiales.  Es una especie de serie de culto por las personas que se horrorizan ante cualquier crimen de motivación sexual

    No sé por qué pienso que muchos niños varones han sufrido también montones de abusos.

    Soy mujer y consciente de que pertenezco a un colectivo, bueno, ya saben. Pero el problema de la mujer no es solamente  el abuso sexual. Va muchisimisimo más allá.

    Pero no tenemos la exclusividad del abuso sexual. Los niños varones también la sufren.

    En fin.

    • ana rodrigo

      Tienes razón, Carmen, por eso yo decía “Millones de niñas y de bastantes niños, terminan sus vidas cuando sus congéneres no agredidos con tanta barbarie, la empiezan”. Son muchos los niños abusados, por ejemplo la mayoría de víctimas del clero pederasta son o han sido niños. Hay muchos niños victimas en las familias y fuera de ellas, que duda cabe.

      Sobre los multiples problemas que afectan a la mujer, solamente por ser mujer, es lo que venimos denunciando a lo largo de este post. Este caso que nos pone a reflexión y condena, Alberto, es una nina.

      Hay frases en tu escrito que no las entiendo, esa de “Es una especie de serie de culto por las personas que se horrorizan ante cualquier crimen de motivación sexual”. Como siempre se te entiende todo lo que dices, me gustará saber a qué te refieres.

      Nota: perdón, en algunos casos me esta fallando el teclado francés en tildes y e-es, de Espana. Pero es que hasta que no vuelva a Espana, no puedo resolver mi problema con el ordenador.

      • Es una serie de televisión, una serie de esas que llaman ‘de culto’ por su calidad y porque ha sido vista por un montón de personas. Es en poco antigua. Su prota es una señora estupenda. Ha tenido un montón de premios .
        Si ves un capítulo entenderás. A mí me gusta mucho la novela negra y policiaca.
        Es tremendo, descubres lo loca que puede estar la gente. Pero es gratificante el ver cómo ese grupo,el de víctimas especiales,lucha contra los locos sueltos, que mucho me temo que hay un montonazo.
        Es una serie ‘feminista’. Su actriz, es que no sé bien cómo se llama, Mariska o algo así, ha sido premiada por su implicación en movimientos feministas.

        Te gustaría. Creo.

        A lo mejor no he debido escribir el comentario anterior, solamente quería decir que no es únicamente cuestión de violación.
        Es que es todo muy comlejo. Es la idea de que la mujer está para lo que está. Y me entra una irá de esas sordas contra , pues contra muchas cosas.
        En fin.
        Besos.

      • Uf, qué mal lo he hecho. No creo que hayas entendido nada. Es el calor.
        Cada capítulo es un juicio sobre un caso que tiene su motivación en algo relacionado con el sexo. La investigación, las negociaciones…y el juicio.
        Mejor entra a internet. Sorry.

      • ana rodrigo

        Gracias, Carmen, ya veo por dónde iba tu idea. No he visto esta serie. Veo poca televisión y aquí en Suiza, menos, pues sólo nos ponen la pública y, además lo que quieren.

      • No sabía que vives en Suiza.
        Me gusta la serie porque no es escabrosa y porque suelen coger al malo, aunque a veces no se pueda probar. Y sobre todo, sobre todo me gusta porque deja siempre muy, muy claro que hay daños irreparables. Totalmente irreparables.
        Y analiza los perfiles de los delincuentes.
        Superinteresante.
        Besos.

  • ana rodrigo

    Con el corazón desgarrado y abierto en canal me he quedado con tu relato, cruel, crudo, real y asesino de inocencias, querido Alberto. Esa niña, herida de muerte y de desconfianza en cualquier bípedo llamado humano, nunca podrá dar marcha atrás en los años más hermosos de un ser humano, la niñez.

    Millones de niñas y de bastantes niños, terminan sus vidas cuando sus congéneres no agredidos con tanta barbarie la empiezan. Cuando yo insisto tanto en que la causa de la mujer es tan importante, que no debemos de bajar la lucha ni la guardia, pienso en todas las mujeres, pero el corazón se me va en primer lugar a las niñas abusadas en su propia familia, vendidas a la prostitución por su propia familia, a las mujeres amenazadas si protestan, si se quejan, si se niegan les viene lo peor, a las mujeres que viven en sociedades donde no tienen ni siquiera el derecho a quejarse, pienso en todas, sí, pero hay niñas-mujeres, y mujeres más vulnerables que otras.

    La parafernalia posterior de jueces, protecciones de menores, etc., importante y necesaria, nunca cierra la cicatriz de que esa niña haya pasado de la infancia a lo peor de la aldultez, su destrucción como persona que le arrebataron de forma cruel el tesoro de su inocencia.

    Gracias, una vez más, mi admirado Alberto, por decirnos que el feminismo no son teorías abstractas, que es mucho más, que es pura y desgraciada realidad.

  • Alberto Revuelta

    Ana, hace unos días envíe una columna pero ignoró si nuestro querido editor la ha recibido. Como es un hecho cierto en el acabo de intervenir hace quince días me parece que expresa bien y por derecho lo que tanta gente trata de explicar.
    julio de 2018


    NEBO YA ES MUJER. NEBO YA HA APRENDIDO

    Noche cerrada en el pueblo minero de la serranía. La desvencijada, sucia y atosigada furgoneta, vanete en tiempo huido, está a la espera con las fauces abiertas, en el cancel herrumbroso de esta casa en ruinas. Dos hombres, unos niños envueltos en mantas apestadas, tres mujeres. Ocupan el suelo del furgon que carece de asientos. Arranca la furgona dejando al viento el humo negro del gasoil quemado.

    Mochuelos y olivares en gris de amanecida rodean la cortijada en la tierra albariza que ve llegar el humo, el ruido y el trasto conducido por un esmirriado ennegrecido por suciedades sin memoria. Las paredes maestras tiran hacia la tierra, las vigas añoran el sostén de los yesos de las cañas y el brezo que impedía lluvias y fríos del invierno. Puertas desvencijadas, cerrajes robados y cancelas heridas por marismos y ladrones de paso en los predios baldíos.

    Descienden las mujeres, las mantas y los niños, un hombre. Encienden  una lumbre, acuestan en el suelo en  un rincón oscuro a las mantas que andan. Hablan un hombre y dos mujeres en tono desabrido. Dos mujeres se vuelven con el consumido esqueleto que lleva la furgona.

    El hombre y la mujer que viven de la doga y enganchados a ella han huido del pueblo donde deben a otros dinero y amoríos, los civiles al quite por chivatos y primos que les deben favores y testigos vendidos.

    El tiempo en el cortijo, oscuro, lento, frío, con la mujer que va al pueblo con dos niños pidiendo en el camino y en el comercio grande recogen lo que sobra al terminar el día. La mayor, diez años a lo sumo, diez años de corrido, se queda con el hombre que ni es padre ni es ná  y vive con su madre para escapar de tiros, de deudas y sentencias.

    A lo largo del día, uno tras otro, un siglo, la llama, la besa, la acaricia, le pone el pene en la boca, en los muslos y se corre con ella. La niña deja hacer, la niña tiene miedo, la niña ha visto, por las noches en el pùeblo minero de donde se han venido, hacérselo a su madre pegándola si no deja que siga. 

    Una abuela que no sabe la huida, que no encuentra los niños, que se barrunta cosas, que sabe desatinos, que conoce a su hija, ha venido esta mañana de verano fresco aquí desconocido. Y cuenta lo que sabe, lo que siempre imagina, en un sin vivir que duda entre decir a medias o sugerir mentiras que dejen las verdades al que oye para que él adivine.

    Damos cuenta y razón de lo sabido. Actúan con premura los servicio sociales y con ellos actua  la fiscalía, se mueven los civiles y hasta su señoría. Tenemos a los niños. Presos están adultos que llevaron y condujeron y la madre y el hombre que es  ni padre ni  marío. Solo un mal hombre que ha hecho en los meses de huida en el cortijo de la tierra albariza a una niña mujer de todos los saberes más ruines y más ciertos. Ya es mujer, nos lo ha contado como ha sido. Los ojos de una loba, los ojos de esa niña. No volverá a la infancia. Guardara la faca en la entraña y clavara el acero a quien se acerque a ella. En la suciedad y la jambre, entre mantas de chinches con un hombre desnudo ha aprendido lo que hay que aprender para vivir en medio: todos son enemigos. Solo la faca vale. Ella ya lo ha vivido. Ella ya lo ha aprendido. 

    Psicólogos de guardia, educadores de centros de acogida, civiles aguerridos, nacionales con coches celulares, alguaciles, escribanos, abogados de oficio, jueces de causas con presos, oidores de esta audiencia, políticos de dogmas y promesas de planes siempre llevados por los vientos de nuevas elecciones, a todos ha dejado esta niña desnudos como al emperador del cuento. Alberto Revuelta

    • oscar varela

      La Realidad
      en una alargada Metáfora.
      Gracias!

    • Mª Pilar

      ¡¡¡Terrible Alberto!!!

      ¿Cómo enfrentarse a este cruel comportamiento de hombres ennegrecidos en su misma alma?
      ¿Será posible recuperar a esta niña…ya mujer de la peor manera posible?

      ¿Donde podrá encontrar el Amor suficiente para hacer que… ¡VÍVA!… de nuevo…
      Si tiene que seguir compartiendo tanta pobreza extrema, suciedad (en todos los sentidos) y caminando hacia ninguna parte?

      Aquí abajo es, donde hay que poner nuestras miradas, compromisos, responsabilidades, servicios…

      ¡Gracias Alberto! Dura experiencia de vida, jalona su hacer y Ser.

      Un abrazo entrañable.
      mª pilar

    • Asun Poudereux

      Muy bien expresado y mucho dolor. ¡Cuánta miseria humana!

  • Miren, no entiendo de leyes y por lo visto, tampoco de jueces . Y por lo visto, a su vez, hay jueces que no entienden nada de violencia de género. Cuando una persona se siente tratada mal por su pareja, es muy normal autoculparse, porque mornormalme tu pareja es escantadora con todas las personas, menos contigo. Entonces piensas: algo hago mal. Cuesta muchísimo trabajo salir de ese bucle. Muchísimo.

    Y si tomas conciencia e información intentas salir, muchas veces la reacción de la pareja es volver a tratarte bien, volverte a convencer. Pero hay cosas que no tienen csmino de vuelta. Es solo un espejismo. Y si la mujer decide salir de ese bucle, entonces se desatan las obras del infierno sobre ella, y si los niños son pequeños, a veces también sobre ellos.

    Eso es así.

    Eso deberían de decírselo a todos los jueces y juezas de este país. Porque cuando muchos de ellos sacaron su oposición, este tema del maltrato de género, vamos, o sea, sencillamente la mujer era una histérica y pobre marido.

    Pero la sociedad está cambiando, afortunadamente, porque muchisimas mujeres, no todas, hemos dicho: hasta aquí.

    Pues lo mismo que en empresas te piden una actualización de tu preparación para mantener tu puesto, los jueces y juezas tendrían obligatoriamente que hacer un máster en violencia de género. Eso sí, presencial y con examen al final que acredite que tiene al menos unos conocimientos básicos sobre este tema.

    Nos ahorraríamos muchas sentencias como ésta.

    • Perdón por los errores, lo he mandado sin darme cuenta.
      Pero más o menos está claro lo que quiero decir. Las mujeres somos un colectivo que a veces nos sentimos muy indefensas.
      Señores jueces, señoras juezas, por favor, hagan un esfuerzo y pónganse al día en este tema.
      Un saludo cordial

    • ana rodrigo

      Yo pienso igual que tú, Carmen. Ayer escuchaba a una jueza (la portavoz de jueces y juezas para la democracia) en un programa de canal sur, y lo dejaba bien claro (hablaba de otro tema). Los jueces y las juezas deben cumplir la ley y hacerla cumplir, pero deben interpretarla según el contexto en el que se dictó la ley y en el contexto en el que se aplica.

      Si los jueces no se ponen al día en la sociedad en la que vivimos y meten sus ideas patriarcales, además de la chapuza que, dicen los entendidos, que ha hecho este juez, una sentencia injusta produce un sufrimiento irreparable. En la sentencia la víctima, Juana, ha pasado a ser el verdugo del pobre marido maltratador, el verdugo encontró un buen defensor en el juez, y los menores han pasado al olvido al igual que su defensa y sus derechos.

      Este caso debería ser objeto de estudio la idoneidad profesional de este juez que ya ha dictado otras sentencias parecidas en cuanto a injustas y estrambóticas, pero se ve que eso sólo se le aplicó al juez Garzón por otros intereses inconfesables.

      Tenemos que seguir la lucha en todos los frentes, de lo contrario, ya vemos en el enlace que nos pone Oscar, no sólo nos van a machacar judicialmente, sino a agredir física, directa e impunemente, por aquellos que no consienten que las mujeres pensemos, reivindiquemos nuestros derechos, o sencillamente nuestras reivindicaciones sean sociales o ecologistas o del tipo que sean, pero si vienen de mujeres pues nos exponemos a agresiones de toda índole como a la ecologista Cáceres.

      Animo y adelante, mujeres y hombres, que la causa de las mujeres no es baladí, no os la toméis como una pesadez, como algo que ya “está muy visto”, queda mucho por conseguir.

      Ayer leí que el feminismo en Marruecos le está plantando cara al lema de los hombres “si eres hombre, tápala”. Y aparecían mujeres en la playa en bañador.

      Poco a poco, pero sin bajar la guardia.

  • oscar varela

    “Por áhi, por áhi … cantaba Garay!

    se la vio a la de la Alejada Almendra

    tangueando por Caminito de Buenos Aires.

    Vaya, entonces, el “Tanguito imprescindible

  • Carmen Hernández Rey

    Graciass Ana. El discurso está viciado, porque no sé escribió  la verdad de toda la historia, no hay religión o chamán que hable de la realidad, con la cual nos sometieron. Y lo peor que es puro miedo a un ser superior. Y sí no que me explique cómo hemos llegado con solo oír, sin medios culturales y relegadas al servicio donde estamos. Esto es objetivo

  • Hablo tanto porque estoy malica y en Murcia. Le he dejado mi casita de la playa a un hijo.y sus amigos. Pero el domingo por la tarde la recupero, ya se me habrá pasado este enfriamiento absurdo y prometo no hablar casi nada

    Buen verano a todos.

    Besos.

  • ana rodrigo

    Aquí está Carmen, la extremeña, de la que hablaba Antonio el día de las Cármenes. A partir de ahora pondré Carmen H. y Carmen, para diferenciaros a las dos Cármenes.

    Sobre lo que dices, Carmen, de la sentencia de Juana Rivas, pienso que es muy triste que el machismo esté incrustado en las leyes y en sus intérpretes, los jueces. Hace unos días le dieron la razón a una mujer que había pedido decenas de veces que no permitieran que el padre estuviese a solas con su hija. El juez no le hizo caso, y la niña fue asesinada por su padre. No quiero decir que pueda ocurrir lo mismo con el exmarido de Juana, pero este hombre estuvo condenado por sentencia judicial como maltratador. Juana pidió ayuda judicial y, mientras esperaba un recurso de otra denuncia, se escondió con sus hijos. Se ve que incumplió la ley, pero la sentencia que ha caído sobre la madre me parece escandalosa, y, por lo poco que he oído, encima, la acusa de mentirosa, de exagerar su drama, y no sé qué cosas más. Espero que el gobierno la indulte, que cambien las leyes, ya que la mentalidad machista de los jueces va a ser imposible.

    Juan Antonio Reig Pla, Obispo de Alcalá, es un adalid del disparate cuando habla de homosexualidad o de ideología de género. Es libre de pensar como él quiera, pero el que la Conferencia episcopal o el Vaticano calle y lo mantenga en su puesto, es más grave, quizá sea porque, en el fondo, piensan igual y así sus superiores no se manchan las manos.

    No me extra que la periodista Pilar Urbano haya dicho la frase que tú dices, lo peor es que no hace falta que lo digan nadie, la gente que ve una Iglesia tan alejada de la sociedad actual, se va por su cuenta. Después se quejan de que son los socialistas los causantes del abandono de la iglesia de la gente, en especial, la gente joven, en vez de hacer autocrítica de fondo. Dejan a estos voceros espantapájaros para ahuyentar a quienes buscan el mensaje evangélico auténtico en la Iglesia, buscan humanidad, respeto a quienes piensan diferente a ellos, etc.

    Efectivamente, la Iglesia tiene un grave problema con el trato a las mujeres. Una Curia, unos obispos, un clero de hombres que excluyen a las mujeres en nombre de no sé qué dios, eso no tiene nada que ver con el Evangelio de Jesús. Y, como de costumbre, cuando lleguen a descubrir los derechos efectivos de la mujer, habrán pasado unos centenares de años y la sociedad vivirá en otros paradigmas nuevos.

    Mientras tanto, no nos queda otra alternativa que la lucha, la denuncia y la reivindicación.

     

  • Carmen Hernández Rey

    Ana por ti volví a entrar en Atrio… Gracias por estar…

    Primero la señor Pilar Urbano es una ultra católica derechos y súbdita.

    Segundo, el machismo no está en el ADN, Carmen, está en los escrotos, y los legajos de las religiones, el miedo nos hace cómplice,

    el miedo a la libertad de ser persona libre sin estigmas machista nos da miedo, nos da miedo a pensar, y pensar sin dioses, credos, cielos, y machos que no gobiernen. no digo hombre porque hay pocos, y la mayoría no tienen poder para resolver esto.

    A mí, personalmente las palabras más bellas que hay son, Mujer, libertad, feminista… quito el ismo, porque en todo sueles ser quistes en los pulmones.

    Y, por supuesto ser feminista no es estar en contra del hombre, y sí muy en contra del machismos. Porque queremos nuestro espacio, nuestro tiempo, nuestro cuerpo, nuestra religión que no es la que nos han vendido, desde Abraham, hasta María y su embarazo misógino y machista. Y no porque María quisiera ser madre…

     

    • Encantada de leerte.

      Después de todos los siglos del mundo mundial con la iglesia a cuestas en España, de alguna manera en nosotros/as creo que la moral católica está en nuestro ADN. Creo que le llaman epigenética o algo así.
      Conozco a un montonazo de mujeres machistas, pero un montonazo. Mujeres de mi edad,65, por supuesto mayores y lo más desconcertante, menores.

      El problema no está solamente en los hombres, que también. Digo solamente.
      Por eso el término feminista creo que habría que cambiarlo. La mujer tiene que convencerse de muchas cosas, muchísimas.
      Y no es fácil. Te lo aseguro. No es fácil. Lo llevamos escrito en nuestro subconsciente.

      Insisto. Tiene mucha importancia lo que diga la iglesia. He trabajado muuuuuuchosss años en un colegio concertado católico. La iglesia tiene la casi totalidad de los centros concertados. No pueden consentir que se diga nada contrario a la doctrina de la iglesia.
      De nada vale tener un Papa guay a nivel personal. Ya no sé ni dónde ni como ni a quién decirlo.
      Me han llamado zurdita, por supuesto, obsesiva contra la iglesia. Teología? Hija, que antigua, por dios, eso ya no se lleva…
      Es un error enorme , porque recuerdo que la iglesia católica y la derecha, aquí, en España, han ido de la mano Siempre.
      Y recuerdo que las leyes de aprueban en el parlamento. Y si no, a ver por qué ha dicho el señor casado lo que ha dicho sobre el aborto.
      Tengo una amiga que tiene un hijo homosexual , profesora de educación especial, que no quiere de ninguna manera que se case. Imagina lo que pensará sobre la adopción. Y es su madre
      Si la iglesia católica cambiase sus normas morales, ayudaría un montonazo a lo que se viene llamando la causa feminista. Pero yo creo que es la causa de la igualdad y de la justicia. No solo para las mujeres, sino para toda la sociedad.

      No. No es que mire al feminismo con reticencia . En absoluto. Y además estoy orgullosa de algún testimonio que he dado con mi actuación personal y que no ha sido nada, pero nada fácil.

      Y hablo de teología refiriéndome a todo, absolutamente todo ,de la idea que tiene la iglesia relacionada con la vida. Desde cuándo empieza hasta como hay que vivirla. Y como debemos de morir .

      No es cierto que la iglesia no influya en la sociedad actual. Sencillamente no es cierto. La iglesia es la responsable de nuestras normas morales que tenemos interiorizadas. Tiene una responsabilidad eooooooorrrme y debe de actualizarse. Y luego, al margen de todo, quién quiera creer que Jesús es hijo de Dios o que después de esta vida hay otra. Pues adelante

      Lo siento
      Lo sé, lo sé, lo sé…

      Soy muuuuuuyy pensada
      Besos

    • Mª Pilar

      Un gran abrazo Carmen Hernandez Rey, que gusto volverte a escuchar-leerte.

      Siempre en la brecha ¡Poeta de la vida!

      Abrazo entrañáble.
      mª pilar

  • ana rodrigo

    Carmen, tienes razón en lo que dices y me gustaría ampliar un poco más,  pero no me es posible hacerlo ahora. Lo haré cuando me sea posible.

  • Yo sé que aquí, en este hilo como dicen ustedes, no viene a cuento. Pero si no lo digo, me muero.

    Ahí están las últimas declaraciones del obispo sexólogo de Alcalá, creo que es. Y he visto una especie de debate. Una señora periodista, creo que se llama Pilar Urbano, ha hablado y lo que he podido entender han sido dos mensajes muy claros: a quien no le guste la iglesia, que se vaya. Y otra cosa superinteresante y es que este obispo ha dicho lo que dice la iglesia, aunque a veces se oiga con acento argentino y suene a otra cosa.

    Y luego, un señor, que no se quién es ha dicho que cuidado con los modernismos que poco a poco se estan colando en la  iglesia.

    El resto de personas , pues alucinaban..

    Pues eso.

    Que sean todos ustedes cuidadosos con los modernismos. Y si no les gusta la iglesia , pues ya saben lo que tienen que hacer.

    No me considero miembro de esa iglesia, así que… pues bueno. Pero no me quedo sin decirlo.

    Un saludo cordial.

    • Sé que soy muy pesada y tremendamente cabezona. Pero estoy convencida de que la moral que predica la iglesia católica, aquí en España la llevamos en el ADN. Y eso se traduce en todo, entre otras cosas en la sentencia de hoy de Juana Rivas. Le han quitado la patria potestad seis años, seis, sobre sus hijos. Además de ir a la cárcel.
      No entiendo de leyes, pero lo de la patria potestad lo veo alucinante.
      Dicen que tenemos una sociedad patriarcal. Pues sí, la tenemos. Por mil causas que se pierden en la noche de los tiempos.
      Pero vivo en España. Sé lo que digo. Hago muy responsable a la iglesia católica. Muchísimo. Y no cambia. Ni pensamiento.

      Lo veo tan, tan indignante que no tengo palabras, porque si la iglesia tuviese una postura razonable en, pues en todo, las cosas cambiarían mucho más deprisa. Pero claro, una organización donde de entrada la mujer es inferior al hombre, pues no sé cómo decir.
      Y sigo diciendo y diré hasta que me canse, que urge una renovación teológica. Sin ella nada es posible.
      Siento ser tan pesada, pero es que hay cosas que me sacan de quicio

    • Mª Pilar

      Lo más triste de todo es, que digan lo que digan algunos de estos obispos, curas, y sus particulares demonios:

      Ellos han “estallado” todos los límites en estos casos: Con jóvenes, entre ellos mismos, con monjas, mujeres de sus parroquias (algunas de ellas encantadas de haberlos conocido)y un sin fin de macabras acciones.

      ¿Cómo pueden seguir hablando, y que sus fieles seguidores encuentren la manera de exonerarlos de toda culpa?

      ¡¡¡Increíble!!!

      Y si, Pilar Urbano… como no puedo con esta clase de iglesia..:

      ¡La he dejado!

      Y con la cabeza bien alta, se lo he comunicado a mis hijas/os, y saben muy bien, que jamás, diré nada en contra de su manera de pensar si la tuvieran diferente.

      He vivido la mayor parte de mi vida, entregada por completo a trabajar en ella y para los demás; pero ha llegado un momento… que no puedo soportar los ritos, lo que en ellos se dice, los templos, las catequesis, la teología y etec. etc.

      Las personas somos quienes estamos maltratando este dolorido mundo, pero cuando asistes a la iglesia…más de la mitad de un rito, lo pasan pidiendo que “dios” arregle lo que los humanos hacemos mal; una y otra vez, hay que estar constantemente pidiendo perdón, hacen que las personas se sientan tan culpables por… casi todo… que no pueden ni pensar y salir de ese circulo vicioso; y ahí se sigue..:

      Perdiendo totalmente la capacidad de crecer y sobre todas las cosa..:

      ¡¡¡De SER!!!

      Ella misma se está dirigiendo al abismo; solo conforta saber, que el Proyecto de Vida de Jesús, está muy por encima de este caos que ahora nos rodea.

      Nunca, ¡jamás! hay que perder la esperanza; porque siempre habrá:

      ¡Profetas que lo sigan sembrando!

      mª pilar

      • Cuando te sientas que uf! Piensa que hay muchas personas que pensamos así. No estamos solas. Nos tenemos a nosotras mismas.
        Pasa buen verano. Es una orden.
        Besos

  • Aaaaaanaaaaaa

    Felicidaaaaaaaaaadeesssss!!!

    Sé que es santa ana y San Joaquín porque mi hijo pequeño nació un veintiséis de julio.

    Que pases un buen día.

    Eres una mujer grande

    Besos.

     

    • ana rodrigo

      Muchísimas gracias, querida Carmen.

      • Mª Pilar

        Pues… aunque soy muy despistada para estas cosas, al recordarlo Carmen, no puedo dejar de:
        ¡¡¡Muchas Felicidades Ana!!! Sigue en tu caminar incansable… esta personilla, ya está de capa caída.
        ¡Gracias por tu espléndida labor!
        Un abrazo entrañable.
        mª pilar

      • ana rodrigo

        Muchas gracias, querida Pili.

      • Asun Poudereux

        Pues me uno con alegría a esta felicitación. Hoy y cada día que seas muy feliz, Ana.

        Besos con abrazo llenos de cariño.

      • ana rodrigo

        Muchas gracias, querida Asun.

  • oscar varela

    LA PALABRA AMENAZADA
    Ivonne Bordelois
    Edición: Libros del Zorzal – 2003-
     
    Cap. 2 – Eurídice: la no escuchada
     
    Orfeo es el mito trágico que pone en escena, entre otras fisuras, el abismo entre los no-escuchantes y los hablantes. Es la variante brasileña del mito, el hermoso Orfeo Negro de Marcel Camus -realizado en los años cincuenta e inspirado en una obra de teatro de Vinicius de Moraes-, la que revela más claramente esta interpretación, que parece estar implícita, sin embargo, en el tejido mismo del relato. Orfeo desciende a los infiernos a salvar a Eurídice; la condición de su rescate (condición impuesta, no por azar, por una ley infernal invocada por Pluto) establece que hasta la salida del Hades Orfeo, que precede a Eurídice, no dará vuelta la cabeza para mirarla.
    ………………………
    (Nota: La prohibición acerca del no mirar atrás no es exclusiva del mito de Orfeo: la reencontramos en el Antiguo Testamento, cuando se narra la maldición de la mujer de Lot, convertida en estatua de sal al mirar hacia Sodoma en llamas; y también aparece en el Evangelio: “El que pone su mano en el arado y mira hacia atrás no es digno de Mí”. Fin de la Nota)
    ………………………
     
    Pero Orfeo no puede resistir la tentación y pierde definitivamente a Eurídice.
     
    En la versión brasileña, Eurídice dice: “Si pudieras escucharme en vez de verme“. El regreso al infierno se cierne como amenaza para la pareja ante la imposibilidad de que el varón escuche a la mujer, que es para él ante todo presencia visible, física o sexual, antes que palabra portadora de sentido. Orfeo, mitad dios y mitad hombre, es el creador de la música, el supremamente escuchable, nunca el escuchante. La condición impuesta a Orfeo, en realidad, consiste en superar esta situación de ensordecimiento, y así responder al deseo más profundo de Eurídice: el ser oída. Una Eurídice invisible, que sólo puede ser escuchada, representa para Orfeo el infierno, porque trastorna todos sus poderes.
     
    En la versión griega del mito, las Ménades, que representan las furias femeninas, descuartizan a Orfeo, el músico que carecía de espacio y tiempo para escuchar a otros, y que por no escuchar tampoco a Eurídice perdió la visión de ella, quedando así parcialmente ciego. Las Ménades descuartizan a Orfeo y el infierno de Eurídice se sella para siempre. El infierno devora la inaudible música de Eurídice, es decir, el infierno de Eurídice consiste precisamente en ser sacrificada al imperio exclusivo de la música órfica, que entraña la imposibilidad de ser escuchada en su propia palabra, en su propia música.
    ………………………
     (Nota: El gesto de Orfeo no es único: repica ilimitadamente en la tradición lírica occidental, que expresa que el silencio no sólo le es necesario a la mujer sino que constituye uno de sus rasgos eróticos definitorios.
    Tres ejemplos al caso:
    * Baudelaire: “Sois belle et tais-toi” ;
    * Neruda: “Me gustas cuando callas porque estás como ausente / y me oyes desde lejos y mi voz no te toca / Parece que los ojos se te hubieran volado / y parece que un ángel te besara la boca.”;
    * Vocos Lescano; “Dices, y mientras dices, lo que dices / vuelve las cosas claras y felices / y hasta donde llega el júbilo convoca. / / Pero callas, y entonces, cuando callas / se inclina el cielo al sitio donde te hallas / y se te llena de ángeles la boca.” Fin de la Nota)
    ………………………
     
    Por cierto que las teorías del silencio, tan proliferantes en nuestros ensordecedores días, podrían adjudicar una secreta superioridad, un escondido privilegio místico a la mujer en su enigmático silencio. Lo que me interesa mostrar aquí es que el lirismo raramente produce la imagen inversa del varón que seduce a partir de su silencio, y no debemos ni podemos engañamos acerca del significado de esta asimetría.
     
    En su hermosa interpretación de Los Tres Cofrecillos, Freud muestra ejemplos muy persuasivos de la ecuación de la mujer con el silencio (y del silencio con la muerte). El silencio que se otorga como clave a la supuesta identidad de la mujer acaba por desembocar inevitablemente en el silenciamiento de la mujer en la cultura.
     
    Baste considerar, entre nosotros, el tiempo y los esfuerzos que han sido necesarios para restituir a su auténtica estatura una voz poética como la de Alfonsina Storni (ignorada públicamente, en su tiempo, por la voz de los Orfeos imperantes: Lugones y Borges).
     
    Explorar estos muy interesantes terrenos nos llevaría, con todo, muy lejos de nuestro propósito principal, de modo que dejamos el tema abierto para otra ocasión. Fin de la Nota)
     
    Varios detalles confirman lo plausible de esta hipótesis. La voz de Orfeo no sólo excluye la de Eurídice a la salida del infierno, sino que en un episodio anterior, en su viaje con los Argonautas, el canto de Orfeo ha desplazado al de las sirenas para impedir que sus compañeros las escuchen. Ellas, despechadas, acaban suicidándose: otra instancia fatal de la supresión de la voz de las mujeres. Orfeo es también considerado sacerdote, el primero en haber escrito los dogmas y rituales de una religión hermética que excluía a las mujeres. Está vinculado asimismo con la sacralización de las relaciones homosexuales entre varones y es protegido de Apolo, que ama a mujeres y a varones. Las Ménades que lo destrozan son oriundas de Ciconia, de donde también era Eurídice. Es notable que los restos de Orfeo descuartizado vayan a desembocar a Lesbos, patria de la poesía lírica y territorio de Safo.
     
    Según Ovidio, las Ménades, para matarlo, utilizan un arado, hecho que acaso represente la venganza matriarcal por el pasaje de la agricultura de la mano de las mujeres a la de los varones. Curiosamente, mientras el nombre de Orfeo significa “la gran voz”, el nombre de Eurídice puede analizarse en griego como eurys, amplio, y dike, la justicia que concierne, particularmente en caso de abuso, a personas implicadas en relaciones íntimas.
     
    Podría significar, por lo tanto, una mirada más amplia -y profunda- en lo que concierne a los vínculos de la pareja. No se olvide que Eurídice es también el nombre de la mujer de Creón, quien se ahorcará cuando éste arrastre al suicidio al hijo de ambos, Hemón, el enamorado de Antígona (otro caso de mujer no escuchada).
     
    Parece entonces que el mito encierra una pluralidad de mensajes, uno de los cuales, acaso el más prominente, es el enfrentamiento de culturas matriarcales y patriarcales. Orfeo es hijo de Calíope, una de las Musas -origen de la música- y su apoteosis final se ve refrendada cuando Zeus transporta su lira a la constelación de su nombre. Parece claro que su figura encarna la rivalidad con la voz femenina, evidenciada ya en el episodio de las Sirenas.
     
    Pero lo que nos interesa aquí es que Orfeo -que pasó a la posteridad patriarcal como el héroe- víctima y músico supremo, venerado por poetas y músicos como Rilke y Glück, que se identificaban sin duda con su fascinante voz todopoderosa- es en verdad quien provoca la tragedia.
     
    En efecto, ésta se desencadena por su incapacidad de escuchar al otro, que va pareja con su necesidad exasperada y exasperante de escucharse narcisísticamente sólo a sí mismo, y de ser escuchado a costa del silenciamiento ajeno.
     
    El mito órfico es entonces también la representación de un monólogo delirante que, pretextando amor, desplaza al interlocutor y lo reduce a la nada de un silencio infernal. A la violencia que representa su negación de la palabra-música de Eurídice contesta la violencia vengativa de su descuartizamiento por las Ménades. La cólera de las Ménades, inspiradas por Dionisio, el dios rival de Apolo, representa la ira femenina por el rechazo de un espacio de amor y atención para la voz de la mujer.
     
    (Nota: Como lo sugiere Ludovico Ivanssevich, acaso sea un eco de esa venganza el hecho de que Glück imponga a una intérprete contralto en el papel de Orfeo. Fin de la Nota)
     
    Más allá de la disputa entre los sexos, sin embargo, lo que parece sugerir el mito, desde el fondo de los tiempos, es la trágica circunstancia que hace que los más dotados para la música y la palabra -y los poderes que de estos dones se derivan- sean con frecuencia también los menos dotados para la atención y la escucha. Una figura posible del mito, aquella que estamos explorando en este texto, representa la incapacidad de los seres humanos de escucharnos unos a otros, así como la contumacia de nuestra inconsciente negativa a escuchar aquello que precisamente nos permite hablarnos: nuestro lenguaje. Así, reducimos a nuestros interlocutores y a nuestro lenguaje a la nada del sinsentido y el olvido.
     
    Cuando se habla de competitividad en el mundo contemporáneo se piensa en general en la capacidad de imponer masivamente pautas y productos culturales e industriales, así como ideas y formas de poder a lo largo y a lo ancho de todo el planeta. Pero lo que subyace a este alud de imposiciones y hace posible su efectividad es un lenguaje monotemático que busca sólo afirmarse y escucharse a sí mismo y desatiende implacablemente la escucha y la necesidad del otro.
     
    La palabra fetiche de la propaganda comercial y política desaloja así fieramente a la palabra profunda de la tradición y al léxico del nuevo conocimiento; el jingle reemplaza a la canción de cuna, el cliché político a la reflexión original, el autismo mediático a las humildes e inspiradas formas de la estética popular o de las voces marginales.
     
    Con razón dice Margaret Fuller que la literatura –y lo mismo vale para la cultura- no consiste en una colección de libros magníficos, sino en un ensayo de interpretación mutua. La cultura global es en gran medida un remedo de diálogo en el que poderosos Orfeos, embebidos narcisísticamente en su propia música, sumergen en el silenciamiento total a los que se supone deben ser rescatados. El cine contemporáneo, con sus megaproducciones, hazañas virtuales y falsos estrellatos, la industria musical de nuestros días, campo de batalla de los intereses del rock, llevan las señales claras -o más bien, exhiben las garras- de una empresa que aspira a imponer pautas de dominio unilateral y conducirnos al infierno del sinsentido -o al nirvana de los zombies- antes que proponer un diálogo abierto en el que despunte lo verdaderamente nuevo, lo no dicho, aquello que necesariamente conforma el porvenir- Y así se prolonga y consolida el infierno de Eurídice.

    • Es que esa es mi queja. Que no se nos escuche. Que no se nos ha escuchado a lo largo de la historia. Eso es el machismo auténtico. Y lo he visto a mi alrededor durante toda mi vida. Y si eras bonica, o sea, imposible que pensaras.

      Y una parte de la responsabilidad ha sido nuestra. No estoy hablando de asesinatos y vejaciones y esas cosas. No. Estoy hablando de personas no delincuentes. Las primeras personas que estamos tomando conciencia de esto somos las mujeres. No puede ser de otra forma. Nosotras tenemos que luchar, día a día. No conozco otra forma más efectiva. Y por supuesto necesitamos la colaboración de los hombres, porque son los que mandan. Y su manera de pensar está cambiando. Pero es algo que nos atañe directamente a nosotras.
      Creo que hemos avanzado un montonazo en un siglo. Un montonazo. Y el éxito del ocho de marzo no estuvo en la huelga o las emocionantes manifestaciones , sino en que fuimos capaces de llegar a ese punto. Hay un cambio de mentalidad detrás. De nuestra mentalidad, de la mentalidad de las mujeres. Porque hay un montón de mujeres machista que no son conscientes que lo son.
      Y porque muchas mujeres creen que les ha ido bien.
      Pero estamos tomando conciencia de que la vida te va bien únicamente cuando eres capaz de ser tú misma. Que no necesitas la aprobación de tu pareja.
      Para mí ese es la lucha por la igualdad entre hombres y mujeres. Porque somos iguales en cuanto a derechos. Pero claro, primero te lo tienes que creer.
      En fin.

    • Mira. De verdad es que…
      Uf…
      Anda ya…
      Es que es una institución podrida hasta las mismas entrañas.
      Esto es ya una cosa que…

      Y la cara de encaje que tiene un obispo o lo que sea ese señor mientras que una señora le cuenta esas cosas…
      Mira…

      Esto no es cuestión de machismo o no machismo. Esto va muuuuuucho más allá. Porque conozco a montooooooonesss de personas machistas, tanto hombres como mujeres y no son de este tipo de seres.
      Son machistas. Punto.

      Luego están los abusadores, los violadores, los embaucadores, los que abusan de su poder, los asesinos…que se benefician de una sociedad machista. Y de una organización machista, porque por lo visto a Jesús de Nazaret , pues como que las mujeres, pues cuanto más lejos mejor.

      Y a ver si esto tampoco se soluciona siendo buena gente y no colaborando, sino denunciando. Aaaaaaayyyyyyyyy, el silencio de los buenos, que decía alguien el otro día.
      Uf.

    • ana rodrigo

      Gracias, Oscar, por los enlaces que nos ofreces.
      Respecto al lenguaje, vemos otros aspectos complementarios de los argumentos a favor de tomarse en serio el lenguaje inclusivo y no bajar la guardia.

      La cuestión de las monjas abusadas por curas y maltratadas por sus superioras, es interesante que salgan a la luz esos mundos oscuros y cerrados. Es el momento de que ninguna situación contra las mujeres quede en el olvido por no haberlas visibilizado.

      Lo que sí queda claro es que las mujeres desde siempre, en la situación que sea, han sido un juguete, un juguete roto, en manos de muchos hombres. Y, desgraciadamente, así sigue siendo en todos los rincones del mundo, en unos más que en otros, porque hay culturas-religiones que, por norma, las mujeres tienen la obligación de ser sumisas, obedientes, abusadas, maltratadas, y, si son violadas, deben ser lapidadas, etc. En otros lugares porque a los padres vender una hija-niña-virgen les trae pingües beneficios económicos o darla en matrimonio con hombres mayores, les alivia la situación de económica de la familia. La casuística es ilimitada, y de una crueldad horrible e inhumana, destrozando vidas con todo lo que la palabra vida lleva consigo: dignidad, derechos, respeto, libertad, cultura, posibilidad de realizarse como cualquier persona, ilusiones, y un sin fin de etc.

      No nos callemos, y, si alguien se aburre de tanta reivindicación feminista, que abra los ojos y el corazón y observe y vea, sin mirar a otro lado. El número de víctimas mujeres en todas sus variantes, hasta el asesinato, es muy superior cada día a las víctimas de cualquier guerra de cualquier época. Sin embargo, se sigue diciendo, vahh!, eso es cosa de mujeres….Y no, es cosa de todos y de todas, si bien el sufrimiento infringido por el machismo sí es para las mujeres.

      Sin mencionar la mutilación genital a millones y millones de niñas y mujeres mutiladas desde antes del Islam, aunque actualmente se practique principalmente en poblaciones musulmanas.

    • Mª Pilar

      Uffff… ¿Cómo afrontar esto?

      Desde mi experiencia… de tres años…

      Denuncio también a las mujeres religiosas, que compartían voluntariamente estas aberraciones.

      Personalmente en mi convento, nunca lo vi; pero sí, que las HH. eran como las asistentas en toda clase de trabajos manueales; y las MM. las señoras del cotarro.

      No me aceptaron precisamente, por luchar en favor de las HH. Al menos esa fue la respuesta que me dio, una gran mujer, que estaba al frente de las novicias, ante mi extrañeza y dolor…

      Debo decir, que había mujeres extraordinarias entre las HH. y las MM.

      Es cierto, deseaba cambiar algunas costumbres… pero siempre lo hice, yendo a la cabeza para solicitar algunos cambios nada complicados, para paliar algo de aquello que tanto chirriaba.

      Siempre fue ella… la gran mujer… quien las llevó a cabo; y me enteraba, cuando estaba en el oficio para el cual, había solicitado algún cambio en favor de las HH.

      Solo verles las caras a estos estirados clérigos, nos indica, que hay mucho que limpiar dentro de ellos y también… de algunas de ellas.

      Los abusos… es algo tristemente asentado entre sus filas.

      ¡Terrible!

      mª pilar

       

       

       

       

  • Amparo A

    Me alegra que haya tantas personas defendiendo a las mujeres, hacer justicia , que durante  demasiado tiempo se le ha llamado despectivamente feminismo, lo hemos padecido, era poco menos que un insulto en algunos ambientes , definirse , manifestarse  etc.  .Ahora me gustaria que llegase de verdad, al consciente e inconsciente  colectivo, a la literatura , al cine etc..a  la cultura ,que vaya calando .

    El lenguaje NO ES INOCENTE es un lastre , que nos invisibiliza. No somos nombradas ,tendra que publicarse de forma oficial y normalizar , somos personas, cuando dicen todos los hombres……pues unas veces somos incluidas y otras no lo estamos  .     El ultimo 8 de marzo fue historico.

  • oscar varela

    No es un chiste
    A partir de la afirmación de que el lenguaje es un lugar más
                – de construcción y
                – disputa de sentidos,
    Se señala que
                – detrás de la supuesta corrección lingüística
                – también se esconden
                            – espacios de poder que hegemonizan los varones.
    https://www.pagina12.com.ar/130595-no-es-un-chiste

    • carmen

      Por supuesto que el lenguaje es representativo de la sociedad. Pues claro.
      Pero la evolución del lenguaje es lento. La vida va por delante. Y al final, lo reconoce la RAE.

      Nos tendríamos que acostumbrar, pero dudo que pueda, son ya muchos años utilizando el masculino y sintiéndome incluida. A lo mejor escribiendo alguna tontería de estas que escribo me acuerdo y lo señalo, pero en mi forma de hablar cotidiana, lo siento. Es tarde para mí. Eso en las escuelas, en los medios de comunicación, en los impresos oficiales… porque no creo que nadie se oponga y al final ,la RAE tendrá que admitirlo.

      Fíjese hasta que punto me siento incluida que hace mil años, pero mil, alguien me dio a leer el poema de Kipling If… y pensé: algún día seré así. No lo he conseguido claro,solamente hay que ver mi comentario anterior y recordar los versos: si guardas en tu puesto la cabeza tranquila cuando todo a tu lado es cabeza perdida… o algo así. Me gusta leerlo de vez en cuando. Habrá quien diga que es supermachista. Pero a mí me encanta.Porque hay que saber leer.
      Un saludo cordial.

  • ana rodrigo

     
    Recuperada la la disponibilidad de un ordenador para mi uso temporal (con teclado francés), voy a intentar participar en este rico intercambio de ideas que estáis aportando y sugiriendo.
     
    Os confieso que, yo que tengo mucha facilidad para escribir de un tirón, éste post me costó muchos intentos por exceso de ideas, porque el tema es tan extenso como grave.
     
    Me gustaría puntualizar alguna cosa que yo considero importante y complementaria.
     
    Obervo que queda alguna reticencia en el uso del término feminismo. Ello es un derivado del rechazo inicial que tuvo esta palabra y su contenido, y no tanto la palabra en sí misma cuanto por la carga tan molesta que llevaba en su significado. Por dos razones, una porque se asoció la actividad feminista a cuatro locas histéricas, desequilibradas y aburridas (sé han dicho cosas peores), y, en segundo lugar porque, para sus oponentes, era innecesario ; el mundo funcionaba perfectamente, las mujeres al hogar, a la crianza y al cuidado de quienes estuviesen necesitados y necesitadas de cuidado, y los hombres a « llevar el dinero a casa », a dirigir el mundo, controlar la vida pública, decidir sobre lo que ellos consideraban la moral universal hecho desde sus mentes masculinas, (las mujeres, mejor que no pensasen), al igual que las leyes y todas las normas que ordenaban la vida de las mujeres pero a la medida de los hombres. Todo estaba bien, perfecto, por qué estas cuatro locas van a complicarnos la vida ? De ahí que haya demonizado con el concepto “ideología de género”, sobre todo por el clero.
     
    Otra idea generalizada es meter a los hombres y mujeres en el mismo « saco » y decir que sí, que todos tenemos que ser iguales, etc. etc., , que viene a decir, que las cosas sigan igual. No vale esta teoría, hay que hacer una buena disección para ver todo lo que se oculta en esa generalización. Cuando entramos a fondo, nos desborda lo que supone para las mujeres el androcentrismo, el patriarcado y el machismo. Por eso es tan necesario abrir la caja de Pandora, para que salgan todos los males que nos aquejan (como en el mito griego) y quedarnos con la esperanza de que expulsado el patriarcado y el machismo nos quedará la esperanza de otro mundo igualitario y justo con las mujeres, (porque, en este momento hablamos de las mujeres, en otro momento hablaremos de los hombres, de los seres humanos, en general, etc.), pero el feminismo es un término justo y adecuado a las mujeres, sin pudor, sin miedo, con valentía, sin hacer caso a la mofa o a la ridiculización. Necesitamos coraje, nada de achicarnos, eh ?.Adelante.
    Gracias por vuestra participación.

     

    • Pues las cazas vuelo.
      Es cierto.
      No me gusta el término feminista. No me preguntes el porqué. No lo sé.

      Hay palabras que no me gustan. Creo que a veces las palabras no responden a la idea que quiero expresar. Alguna vez he dicho que para mí la palabra Dios no tiene ya sentido. En mi cabeza a esa idea o lo que sea, le llamo It. No me gusta la palabra Dios, así, con mayúsculas. Lo suelo escribir con minúsculas.

      El feminismo empezó como tenía que empezar. Me encantan las feministas de principios del siglo XX inglesas. Me encantan.
      Pero esa fase terminó. Ahora estamos en otra. Gracias a que ellas empezaron, un siglo después estamos donde estamos. Que It las bendiga.
      Un abrazo.
      carmen

      • ana rodrigo

        Mi querida Carmen, es cierto que tú expresarte de forma explícita que no te gustaba la palabra feminismo, pero no te contesté nominalmente a ti porque, en realidad, comenté la idea que me sugeriste, que no es otra que también le pasa a muchísima gente, y que hasta le da vergüenza utilizar este término. El objetivo de mi reflexión era reivindicar el uso normalizado del dicho término. El que yo argumente a favor del uso de esta palabra, no quiere decir que a todo el mundo le parezca bien. Ya sabes que el lenguaje es algo convencional, y es su uso generalizado el que lo normatiza. Y, como soy partidaria de llamar a las cosas por su nombre, me parece necesario hacerlo en este caso.

        Lo que más me molesta es la connotación de fondo asociado al rechazo es decir, devaluar la reivindicación, casi siempre con un punto de mofa y ridiculización.

        Mi abrazo sincero, Carmen.

  • Alberto Revuelta

    En la opinión del editor que escribo a diario en la web del comité Rene Cassin  hoy digo:

    Feminismo. Como querías feminismo en la vida de los partidos políticos, !toma dos tazas!. El señor Puigdemont ha laminado a la señora Marta Pascal como secretaria general de su formación y ha colocado a un hombre en su puesto. Los compromisarios del PP han laminado a la señora Sáenz de Santamaría, eligiendo a un caballero de la tabla del señor Aznar. No ha habido muertes de mujeres en la crónica de sucesos de este fin de semana. ¿Y las señoras ministras del gobierno del Reino de España?. Eso es poderío femenino.”

  • Nacho dueñas

    Cositas varias:

    -Carmen, sí conocí a Juan Masiá. Claro que hizo una reflexion teológica sobre el aborto. Tú puedes hacer una reflexión teológica sobre la pobreza, pero no por ello la pobreza deja de ser un asunto en rigor económico, social y etico.

    Óscar:

    -Que el clero tercie en el debate no significa que el tema sea en rigor teológico, significa que la teología puede aplicarse a cualquier asunto antropológico. Y aunque en rigor es solo ético y científico, cierto que en el debate ético es pertinente la reflexión dle feminismo.

    -¿Demandar a la ciencia el consenso del que rehuye? No creo que la falta de ese consenso sea por razones morales. Tal vez sea porque no hay frontera concreta (a las 11,59 horas es cigotito y al segundo siguiente ya es persona), pero es que de algún modo habrá que  acotar, y eso es competencia científica, no ética, eclesial ni feminista.

    -¿Autonomía de la gestante? Yo diría que tambien del gestado, desde que es persona, pues ya no es un apéndice de la mujer. Y claro que en todo conflicto de intereses (la mujer a abortar y el niño a vivir), siempre arbitra un tercero (juez, sociedad, legislación, leudo, arbitrio…) ¿Por qué no en este caso, cuando el niño nasciturus es el más inocente e indefenso de toda tipología del conflicto de intereses contrapuestos?

    -¿Aborto hedonista?

    1000000000 casos. No emito juicios morales, solo describo: Ana Belén, cantante española. Rica, guapa y famosa, abortó sin los supuestos estándar (violación, peligro para la madre, estado carencial en lo económico o en lo emocional). Sencillamente, no tomó medidas preventivas, se quedó embarazada y abortó.

    Y claro que estos casos de aborto abundan y muuuucho. He sido profe en España y ahora en Ecuador. Tengo excelentes relaciones con mis alumnas, y me cuentan cosas…muchas cosas. Y por supuesto que quien no se molestó en prevenir, ni en la pastilla contraceptiva (todo esto es accesible, barato, discreto y seguro), no veo por qué va a poder abortar.

    Por eso insisto: habrá que debatir del aborto, pero antes hay que :

    -Educar en lo afectivo-sexual (huyendo de progres y de curas).

    -Dar información de métodos preventivos y contraceptivos.

    Y asi, se reducirán los abortos en en 95%, creo. Lo cual es mucho más efectivo y sencillo que posicionarse con tanta visceralidad a uno u otro lado del debate. Debte necesario, pero carajo, antes hay que prevenir. Lo que apenas oigo decir a curas y progres. Tampoco a las feministas, salvo contadísimas excepciones.

    Un abrazo a todas.

    Nacho.

    • Por supuesto que hace falta información. Por supuesto. Vamos, eso es imprescindible.
      Pero es un tema complejo. Las mujeres lo sabemos. No por ser feministas o no, sino porque llevar a lo que se va a convertir en tu hijo dentro, eso hay que sentirlo.

      Pero a veces, la vida te hace tomar decisiones muy, muy duras. Durísimas. Y tienes que estar muy fuerte de cabeza y ahí es donde entra la moral. A tope. Si se te criminaliza, te funden. Y a ver qué es más poderoso que la iglesia católica en España en cosas de moral.
      Eso es lo que quiero decir.
      No sé si Ana Belén abortø o no. Es un asunto personal, pero si te crees que ,si lo hizo, no le costó trabajo, fue duro y no se le va a ir de la cabeza el resto de su vida, diría que no es posible que sea cierto.

      El aborto no es un método de control de natalidad, es una solución extrema. Eso lo sabemos las mujeres. No por feministas, sino por mujeres.

      Aseguraría que un noventa y cinco por ciento de las jóvenes en edad fértil tienen información sobre métodos anticonceptivos. Pero a veces…

      Perdón, no sabía si conocías o no al señor Masiå. Pero es un buen ejemplo de cómo se mete la iglesia en todas estas cosas.
      Un saludo cordial

    • Y no me considero feminista. Tengo un convencimiento profundo de que hombres y mujeres somos distintos, pero tenemos los mismos derechos . Los mismos. A lo mejor porque en la familia de mis padres hemos sido tres chicos y tres chicas y no he percibido ninguna diferencia en cuanto a la educación. No es algo que haya descubierto con el trascurso de la vida. Al contrario , cuando dejé la casa de mis padres empecé a ver que había diferencia en cuanto al trato, según fueses hombre o mujer. Algo que me pareció incomprensible . Y sigo sin entender, ni aceptar.
      Los hombres y mujeres tenemos los mismos derechos. Para mí es tan evidente como que el sol sale por el este. Y de acuerdo con esta idea he tratado de comportarme siempre.
      Problemas? Yo diría que todos, pero…
      Un saludo cordial.

    • olga larrazabal saitua

      Hola Nacho: Nunca había escuchado lo del aborto “hedonista”. Y la causal hedonista siempre suena fatal, desvergonzada, frívola etc.
      Veo en el diccionario, para ver si me equivoco y leo:
      Hedonismo
      1.
      Doctrina ética que identifica el bien con el placer, especialmente con el placer sensorial e inmediato.
      “el principal representante del hedonismo es Aristipo de Cirene (siglo IV a. C.)”
      2.
      Tendencia a la búsqueda del placer y el bienestar en todos los ámbitos de la vida.
      “las ilustraciones son una muestra de la literatura galante, del libertinaje, desvergüenza y hedonismo, que dominaron en el reinado de Luis XV”
      Si aceptamos que es la búsqueda del bienestar, y sabiendo que tener un hijo significa entregarte a una tarea por los próximos 25 años, por lo menos, me parece bastante respetable no aceptar la tarea si no te sientes capacitada ya sea psicológicamente, fisicamente, o económicamente. Y todos sabemos que cuando tenemos relaciones sexuales, no estamos pensando en niños, aunque si deberíamos hacerlo. Pero también los hombres deberían hacerlo, porque este proceso mecánico no comienza solo; lo comienza un hombre que tuvo la buena o mala ocurrencia de gustar de una señorita y además de gustarle quiso hacer cosas tan íntimas como invadir el cuerpo de la prójima, sin protección ninguna, sabiendo como terminaba la película. Entonces juntamos dos despistados, y una sola madre en ciernes no más, que tendrá que cargar con la fabricación sacrificando su propio cuerpo y su vida por el tema.
      No se necesita ser hedonista para negarse a seguir el proceso, basta con tener conciencia de las propias limitaciones en este aspecto.
      Porque echar niños al mundo que no son deseados ni van a ser queridos, es una maldad sin nombre.

  • oscar varela

    Sigo: Pa’ Nacho y gustosos
    A FAVOR: NELLY MINYERSKY ABOGADA 17-07-18

  • oscar varela

    Para Nacho

    y p’al que guste:
    Alberto Kornblihtt en el Senado de la Nación

  • oscar varela

    Hola Nacho:
    Te leo varias cosas en torno al ABORTO
    (Interrupción Voluntaria del Embarazo = IVE):
    “No es tema teológico, ni siquiera en rigor feminista,
     es ante todo un debate científico y ético.”-
    Opino:
    Sí es tema teológico y feminista.
    (sino no estarían presentando sus opiniones “corporativas”)
    Sí es debate científico y ético;
    pero de ninguna manera “ante todo”.
    El “ANTE TODO” es LA MUJER GESTANTE, su principal Prot-agonista.
    ……………………….
    -Creo que habría que comenzar por:
    1. Demandar a la ciencia un consenso de a partir de cuándo el cigoto, feto o vida ya es un ser humano.
    Opino 3 cosas:
    a) Declarar “ser humano” (persona) le queda grande ese traje a la “ciencia”.
    Ella misma lo rehúye.
    Es un Asunto del consenso moral (lo con-sabido) de la sociedad que se lo plantee.
    b) Ese “ser humano” no es un Absoluto; con-vive con otros sujetos de derechos.
    c) Los derechos personales pueden “con-verger” o “di-verger” con el de esos “otros”.
    – si “convergen, no hay problema
    – si no convergen, hay problema.
    En esos casos hay jerarquización: prima la “Autonomía” de la Gestante.
    ………………….
    A tu ítem 3-
    Opino:
    a) El Aborto está “penalizado” (no sé en España);
    La propuesta es de “Des-penalización”
    b) Atiende 3 Causales: (Violación – Inviabilidad del feto – Riesgo de la Gestante)
    c) –“Hay infinidad de aborto causados por hedonismo”
    – ¿Infinidad? No me parece ¡Ni de lejos!
    – ¿Edonismo? Ok!;
    – ¿Cuál es el límite con el “placer con errores de métodos anti-conceptivos?”

  • Nacho dueñas

    Corrección a mi comentario anterior.

    Donde dije:

    3. Nadie niega el derecho de la mujer a tomar la decisión de abortar en…

    Debí decir:

    3. No niego el derecho de la mujer a tomar la decisión de abortar en…

    Importante matiz, pues claro que mucha gente niega ese derecho.

  • Nacho dueñas

    ¿El delicado tema del aborto?

    -No es tema teológico, ni siquiera en rigor feminista, es ante todo un debate científico y ético.

    -Si la cuarta parte de las energías que se nos va en debatirlo (debate no obstante necesario), se nos fuera en la prevención (educación afectiva sexual, información divulgativo-científica de anticonceptivos, y el recurso a la píldora del día después (que no es abortiva, sino contraceptiva, importante matiz), los porcentajes de abortos caerían, creo, en un 95%.

    -Ahora, puesto que el debate sigue ahí, opino que tanto el clericalismo, el paleo-progresismo como algunos feminismos, no   han ayudado a centrar el debate con argumentos racionales, ni mucho menos con un poquillo de apertura.

    -Creo que habría que comenzar por:

    1. Demandar a la ciencia un consenso de a partir de cuando el cigoto, feto o vida ya es un ser humano.

    2. Se debe reconocer que desde ahí, según el dato anterior de la ciencia, no hay derecho ético a abortar, a nivel general.

    3. Nadie niega el derecho de la mujer a tomar la decisión de abortar en determinados supuestos (violación, grave riesgo en la vida de la madre…), a partir la aplicación dle criterio de “defensa propia). Pero estos casos, probablemente sean la excepción, no la norma. Y, puesto que nadie legaliza el robo, por más que exista un porcentaje de robo por necesidad. Hay infinidad de aborto causados por hedonismo (sexo como un mero juego, junto con el desinterés de tomar medida alguna, anticonceptiva  contraceptiva). Esto ocurre, y ocurre muuucho. No contemplar este supuesto, es un acto de ceguera o falta d elucidez apabullante, y debe co-centrar el debate.

    4. Los curas desde la sacristía (castidad, fidelidad…), o los paleo-progres desde la tribuna (confundiendo libertades con hedonismo, y dejando de facto el proceso educativo  en pelis porno y rediciendo la educación educativo-sexual en una expsición técnica de métodos anticonceptivos), mejor están calladitos, mientras no se hacen con unos argumentos más lúcidos.

    5. Los feministas ya es otra cosa, porque el drama de muuuuchas mujeres es innegable, pero creo que les falta asumir algunos elementos (debate científico, educación afectivo-sexual, revisar el “derecho a decidir” a las mujeres que no estan en los supuestos carenciales que son la excepción, y no la norma.

    6. Y, a grandes rasgos, escuchar tooodas las posturas. Los curas y los feministas (y escribo bien, no es un lapso, “los”, y no “las”, pues creo que para ser antirracista no hace falta ser negro), en principio, no les falta una parte de irrefutable razón. Lo que pasa es que no salen de ese margen argumental para entrar en otros márgenes donde dejan de tenerlo. Es cierto lo que dicen los curas de que, en principio, toda vida es inviolable, y la del niño nasciturus también). Y es cierto lo que dicen los feministas de que a una chica violada no se le puede obligar a tener el niño.

    Un abrazo a todas.

    Nacho.

    • Ojalá tuvieses razón y solo fuese un tema científico y de información .
      No sé si sabes quién es Masiå Clavel. Es un jesuita que si no tiene ochenta años, le falta poco. Es de Orihuela, creo,una ciudad muy cercana a la mía. Además de que ese apellido es muy conocido por mi tierra.
      Gente guay. Creo que daba clases en una universidad de Madrid. Creo. Creo. No sé.
      De ética o algo así. Se lío una buena con esa opinión que osó expresar. A él le dió lo mismo, hacía tiempo y le gustaba Japón. Creo que ahora anda por ahí.
      Estoy convencida de que la que se liø tiene mucho que ver con la teología.
      Porque tengo el convencimiento profundo de que, al menos en España, la moral la dicta la iglesia católica.
      La iglesia y el Poder, siempre han ido de la mano. Y la iglesia de Roma ha dado muchos problemas a la Ciencia.
      Y mientras que pueda, los seguirá dando. Porque no puede tocar nada sin que se le hunda el tambalache.

      Y es cierto. No es un problema teológico. Ahora convenced al nuevo líder de la derecha española de que el aborto no es una aberración. Busca el voto de la derecha, derecha. Superligada a la iglesia. Al menos es España.

      Ojalá tuvieses razón.
      Un abrazo

  • En cuanto al aborto. Es un tema muy complejo.

    Mi madre era Rh negativa y abortó cinco veces. Eso quiere decir que podríamos haber sido once hermanos. Mis hermanos mayores contaban que se quedaba muy tocada después de abortar. Varios de nosotros somos Rh negativos también, quizás por eso vivimos. Y son de esas cosas de familia que se te quedan en la cabeza.

    Me parezco en muchas cosas a mi madre y pensaba, verás… pero no. Dos embarazos , dos partos.

    Leí hace muchos años un artículo de  Masiå Clavel sobre la interrupción del embarazo en las primeras semanas. Artículo que le trajo problemas, pero en esos años todo traía problemas.

    Su tesis era tan sencilla como que el ser humano aún no está formado.

    Me imagino qué grado de impotencia y de desesperación debe de llevar a una mujer a tomar esa decisión. Me parece increíble que encima haya sectores de la sociedad que en nombre de un dios inmisericorde las tache de asesinas.

    El problema es una vez más, teológico. La vida la crea dios y solamente el debe de decidir sobre la vida y la muerte. Aunque no se sonrojan al bendecir pelotones de fusilamiento. Algún teólogo de estos gordos de hace quince siglos, o diez, me da lo mismo, diría que el alma se crea desde el momento cero más uno de la concepción y ya la tenemos liada.

    Lo mismo que con los medios de control de natalidad. Eso lo tiene que decir ese dios, señor de la vida y de la muerte.

    Con los anticonceptivos orales, ni les cuento. La píldora del día d e después eso ya… Anatema.

    Con la ayuda para morir dignamente, lo mismo. Eso es cosa de ese dios y no se vale ayudar.

    En fin.

    Pero es que lo que ya no se vale es ese dios. La gente piensa que la teología no es importante. Menudo error. Ya lo creo que importa. Es responsable de las normas morales,  que decía ese artículo.  Por eso yo me quedo con mi ética personal.

    Me voy a la playa, ya empieza a caer el sol

     

    • Mª Pilar

      Carmen, lo más triste de todo lo que nos comentas es:

      Que ha muchas de esas personas que tanto defienden la vida… les importa tres bledos todos los niños que mueren de hambre, enfermedades que con una sencilla vacuna se evitarían,y en estos momentos los miles de personas que están muriendo en el mar; porque… hay que vigilar la entrada de “según Trump… “no son personas”.

      ¿A quién importa tanto dolor causado por tantas guerras impulsadas por ellos mismos… los mandatarios quiero decir.

      Estoy muy de acuerdo con Nacho Dueñas… ¡Hay tantas cosas por hacer que evitarían cientos de embarazos no deseado!
      mª pilar

  • oscar varela

    Latinoamérica Piensa.

    • m. pilar

      ¡Gracias Óscar, un explendido trabajo para llevar a buen fin la ley del aborto!

      Cuando de verdad se estudian entre tantas personas, la verdadera esencia de lo que se exige a los gobiernos, se nota un juicio claro, veraz, y consciente de la auténtica realidad:

      “El aborto existe a pesar de la ley, pero con unas graves consecuencias… la muerte por mala praxis al realizarlo fuera de la ley”.

      Nadie defiende el aborto porque si… solo se pide, respaldo legal, para las mujeres que decidan llevarlo a cabo; solo ellas saben que les lleva a tomar esa decisión, y será como siempre, una buena educación, las que llevaran al conjunto de la población, a plantearse porqué llegan a ella. No es como dicen los que no escuchan y solo defienden su pensar… a pesar de las terribles consecuencias… como el camino a un desenfreno xesual.

      Creo que la vida, para todo ser humano es, fundamental, pero también lo es, comprender, como lo ve y lo vive la persona que devide interrumpirla. ¿Por qué no se preguntan si esa vida tendrá lo que necesita para… ¡ Ser!?

      Una lucha bien planteada, elaborada y… ¡conseguida! por esa fuerza que posee, un trabajo hecho con sincera necesidad, de conseguir eliminar una mala praxis sobre el aborto.

      Profundo el reportaje, en el vemos, como es una realidad efectiva, cuando un parlamento de verdad: ¡Piensa en el bien de su ciudadanía!
      Gracias amigo, abrazo entrañable.
      pili

  • Mª Pilar

    Gracias Ana por tu certero y justo art.

    Y como siempre pregunto:

    ¿Qué está pasando, que a pesar de salir a la calle, de luchar por los derechos… que desde ni se… nos han arrebatado; cómo es posible, que los jóvenes de hoy (al menos una buena representación) siga comportándose como si fueran los dueños del “cotarro”?

    Creo, que la educación en los hogares, centros de enseñanza, y no digamos nada en la iglesia… sigue siendo muy pobre, dudosa, y muy falsa.

    Si seguimos mirando esta cuestión, como pérdida de “poderes”… no habremos conseguido nada.

    El camino es, demostrar allá donde nuestras vidas se realizan, que estamos capacitadas para hacerlo bien, sin tener que luchar en contra de los hombres. Solo, hacer lo que hay que hacer, poniendo todos los conocimientos adquiridos sobre la realidad que nos rodea; solo saliendo a la calle… no es suficiente, ni levantando la voz. Hay que demostrarlo andando, y luchando en cada lugar que una mujer, esté realizando una función. Y si fuera necesario, denunciar todo atropello por el hecho de serlo.

    No hay otro camino; en las altas esferas, y en las sencillas; porque de todo hay en la vida, y nadie es más que nadie. Toda clase de trabajo, es digno, necesario, para una correcta administración de la vida.

    Cuando uno de mis hijos estudiaba Ingeniería, y le veía soñar con sus proyectos… siempre le bajaba los pies al suelo diciéndole:

    “No olvides, que todos esos proyectos, necesitan de muchas personas y sin ellas, nunca los podrías hacer realidad, hasta la limpieza del edificio o lo que pongas en marcha. Cada una de las personas que en el han actuado… ¡Son importantes! Y por tanto, todas y cada una de ellas, han hecho posible tu sueño-trabajo, y todas necesitan y se merecen, un trato justo y digno.

    Hoy, compruebo con gozo, que son personas responsables, justas, humanas.

    Creo que la educación dentro de la familia es… ¡Importantísima! 

    El hecho de estar a la cabeza, no es razón, para comportarse como personas verdaderamente injustas e intolerantes.

    Desgraciadamente… esto sucede a todos los niveles… en demasía.

    mª pilar

    • ana rodrigo

      Querida María Pilar, te debo mi opinión sobre la pregunta que formulaste ya hace días de porqué, a pesar de tanto rechazo, parece que no avanzamos, especialmente la juventud. Y tienes toda la razón, esa lentitud en el cambio es irritante y desesperante.
      Tú mencionas la familia, la educación, yo sumo los poderes públicos, si bien estos últimos, sobre todo, el poder judicial, nos da la impresión de que no se toman en serio este problema tan grave.

      Tendremos que ser nosotras y tantísimos hombres, quienes debemos seguir gritando sin desánimo y con Esperanza, pues no podemos negar, que, aunque los avances son lentos, también es cierto que caminamos firmes en la buena dirección, como son las protestas masivas contra las sentencias injustas de las manadas y otras.

      Un abrazo, Pili

  • ana rodrigo

    Aprender un lenguaje no sexista
    16-Marzo-2009    Ana Rodrigo

    Este es el enlace que escribí sobre el lenguaje.

  • ana rodrigo

    Querida comunidad atriera, sabéis que siempre me ha gustado acompañaros en vuestros comentarios cuando sale algún post mío. Pues os digo que, recién enviado el escrito a Antonio, se me estropeó mi ordenador, viernes, fin de semana…,uf. Así que estoy de prestado y con torpeza en uno diferente al mío.

    De momento, daros las gracias a quienes ya habéis intervenido, y decirle a mi querida y entrañable Asun, que pienso que el lenguaje es un eslabón importantísimo en la cadena de nuestra visibilización, yo diría que con valor añadido por el esfuerzo que hay que hacer para romper la inercia secular del masculino generalizado. Y lo tenemos que hacer nosotras, de la RAE no hay que esperar nada ni nada debe hacer porque, cuando ha sentenciado en contra del uso del femenino hace unos años en los primeros intentos, no sirvió de nada, ya que el lenguaje lo hacemos nosotras y nosotros y ya están aceptadas palabras como jueza, abogada, médica, etc. El lenguaje se hace y la RAE recoge en el Diccionario las palabras que la gente habla.

    Y si el señor Pérez Reverte se quiere marchar de la RAE, que lo haga cuento antes y nos deje en paz, que no necesitamos de su machismo, nosotras somos dueñas de nuestras reivindicaciones.

    Ya sabéis de mi tradicional insistencia en esta cuestión, (hace muchos años que escribí en atrio sobre el lenguaje inclusivo y no sé dónde andará este artículo) pero se está avanzando mucho desde entonces por personas más competentes que yo. Os recomiendo que busquéis en Google a Eulalia Lladó y os ilustrará muy bien en todo lo relativo al lenguaje inclusivo.

     

    • Pérez Reverte nunca debió entrar en la RAE.
      Su manera de narrar es, uf, no he podido pasar de la página diez. Lo intenté con un par de libros suyos. Imposible.
      Y además es innecesariamente hiriente en muchos de sus artículos. No digo sarcástico,ni ingenioso ni nada de eso, digo hiriente.
      Y habla con una arrogancia propia de hombre-hombre. A mí me gustan como hablan los hombres-persona.
      Por mí se puede ir cuando quiera.

      Reconozco que no suelo utilizar un lenguaje inclusivo, estoy educada en que el género masculino muchas veces incluye al femenino. Y sí, es un error. Lo siento. Para mí es tarde, pero es el momento de iniciarlo en las escuelas. Porque no es únicamente importante hablar inglés, nuestro idioma es el que tienen que dominar nuestros niños
      . Y, efectivamente, es importante que sepan que existen jueces y juezas; abogados y abogadas;arquitectos y arquitectas; filósofos y filósofas…desde que aprenden a leer.
      Es muy tarde. Buenas noches a todos.

      • ana rodrigo

        Carmen, no digas que para tí es tarde, todas y todos somos aprendices y no hay que rendirse.

      • Asun Poudereux

        Nunca, nunca es tarde, Carmen, si la dicha es buena. Mayor comprensión y encuentro para quienes vienen detrás en el tiempo.

      • oscar varela

        Me parece que la frase final de Carmen:
        -“Es muy tarde”-
        se refiere a que era la hora del Topo Gigio,
        no de que estaría “aflojando”
        ¿me equivoco?
        …………….

      • Pues me refiero a que mi manera de hablar es como la de la RAE. Tengo que hacer un esfuerzo para decir algunas palabras en femenino, no me suenan bien. Y también me cuesta trabajo por ejemplo decir nosotros y nosotras, cristianos y cristianas… por ejemplo. Digo: porque nosotros, los cristianos…y acabo. Porque en mi cabeza el masculino engloba al femenino.
        Pero si en las escuelas de empieza, pues ya está. Creo mucho en la educación.

        Y también lo que dice Topo Gigio.
        Me ha encantado verlo. De pequeña lo veía en la tele. Luego se perdió.
        Ya tengo una canción nueva para mi nieto.

    • ana rodrigo

      Perdón, es Eulalia Lledó.
      He puesto el enlace de mi artículo “Aprender un lenguaje no sexista” del 2009 con varios ejemplos posibles y asequibles, por si alguien quiere echarle un vistazo.

  • olga larrazabal saitua

    Gracias Ana, por sacar a la luz nuestra condición de “invisibles” con calma y ponderación. Incluso mostrando las estupideces que dijeron de nosotras filósofos y naturalistas, y ni hablar del endiosamiento de virtudes femeninas, muy convenientes para los varones, que ha hecho la Iglesia Católica.

    Hablas de mujeres al fondo de las minas, donde los hombres no quieren llegar.  Agreguemos a los millones de mujeres que crían solas a sus hijos, les dan profesiones y nunca se han sentido heroínas, sino que estaban haciendo lo que tenían que hacer.  En cambio un viudo con hijos, tiene la compasión pública, y siempre tiene una madre o una hermana que le cuide a los hijos.

    Creo que estamos hartas de las virtudes masculinas, hazañas guerreras, acrobacias gimnásticas, manejo despiadado de consorcios y sobre todo, su supuesta racionalidad, que es un invento que dio origen a los economistas. Y así estamos.

    Lo nuestro no es feminismo a secas, es Humanización. Ambos sexos hemos colaborado con nuestro trabajo, y así como la esclavitud fue abolida, así también la mujer debe ser reivindicada, reconocida, respetada y no caricaturizada ni usada.

    • ana rodrigo

      Estoy de acuerdo con todo lo que dices, querida Olga. Dices que estamos hartas de las virtudes masculinas, yo, además, estoy harta de las alabanzas que nos hacen a lo que llaman virtudes femeninas. Como dice uno de los videos que ha puesto Oscar, yo no nací sabiendo todas las virtudes que nos adjudican: sacrificadas, carinosas (teclado francés) generosas, serviciales, cuidadoras, sabemos cambiar los panales a los bebés y ancianos/as, sabemos hacer la comida, coser, limpiar, planchar, tener la casa ordenada, poner la lavadora, el labavajillas (cuánta ciencia!!!!). etc. etc. Además hemos sido obedientes, sumisas, adorables…, en fin lo contrario a una mala mujer, porque pobre la que no tenga estas “virtudes”……

  • Asun Poudereux

    Sí, querida Ana, no nos olvidemos de lo que aún está lejos por realizar. No cabe ninguna duda, si es que estamos convencidos de que, cuanto antes, ha de haber justicia, respeto y reconocimiento para todos los seres humanos, para todas las personas independientemente de su sexo, raza y cultura.

     

    Ahora bien,  el término feminismo me parece insuficiente, si se queda en mero proselitismo sectorial. Tampoco creo que haya que priorizar al lenguaje con urgencia e imposición.  Son las costumbres, la práctica y modo de vida diaria lo que realmente creo importa.

     

    Lo que va empapando por mimetismo a los hijos en la familia y en las generaciones jóvenes en los diferentes ámbitos de la sociedad en los que se mueven.

     

    Veo urgente la denuncia rápida de la injusticia por negligencia, abuso y maltrato, con respuesta eficaz por parte de la autoridad correspondiente,  siendo  muy diligente a las demandas de la sociedad más comprometida, más responsable por consciente, de lo que le toca directa e indirectamente.

     

    Buen trabajo, Ana. Como siempre volcada en el tema de la mujer, informando, denunciando, animando, dando luz como quiera que sea. Gracias.

    Un abrazo cariñoso.

     

     

  • De acuerdo en lo que dices . Esto no hay quien lo pare. El ocho de Marzo fue un punto de inflexión.

    Y sabes qué? Estoy muy orgullosa de pertenecer a una generación de mujeres que, silenciosamente, día a día, con nuestro trabajo fuera y dentro de casa, hemos demostrado que somos capaces de tener un puesto en la sociedad igual al de los hombres.

    Queda mucho por hacer, pero en un siglo y poco, hemos conseguido muchísimo. Ha habido muchas mujeres que han luchado y siguen luchando por el feminismo, a brazo partido, dejándose la voz y dedicando su vida a esta causa. Tienen todo mi agradecimiento.

    Y también la tienen miles de mujeres anónimas que se han jugado la vida por decir: hasta aquí he llegado, ahora denunció. Unas han conseguido salir de una situación insostenible para no perder su autoestima, su condición de persona. Y otras han muerto en el intento.

    Porque cada vez estamos más seguras de nosotras mismas y porque cada vez hay más hombres que empiezan a salir de una idea trasnochada de la superioridad del varón,  dentro de el tiempo que sea necesario , el feminismo será innecesario. Espero que mi nietos, mis bisnietos y los hijos de sus hijos, vivan en una sociedad en la que el ser hombre o mujer no condicione sus vidas más que lo que ellos y ellas decidan. Pero que sea una decisión libre.

    Gracias por tu artículo. Me ha gustado . Es reflexivo y tranquilo.

    Besos.

  • Gonzalo Haya

    Una exposición muy razonada, justa y equilibrada, que tiene que ser impulsada, porque todo cambio social requiere esfuerzo, razonado y práctico, para vencer la inercia milenaria de este enorme complejo humano.

Responder a oscar varela Cancelar comentario