Temas

Tablón de ATRIO

Anterior Siguiente
Último: 25-11-19, 16:56

Jon Joseba Leonardo (2019-11-25 16:56:58) : Se adjunta un link relativo al Avance de la Encuesta Europea de Valores 2018. Da una idea precisa de la situación del Sistema de Creencias [...]

Floren (2019-09-09 17:49:55) : Papa Francisco, ¿pastor o gobernante? http://cartujoconlicencia.blogspot.com/2019/09/el-papa-francisco-pastor-o-gobernante.html

José María Rosell (2019-09-01 21:51:18) : Pequeño video que explica de forma sencilla las inmatriculaciones de la iglesia: https://youtu.be/Dl8Jcu8zWe8

Equipo Atrio (2019-07-26 22:56:17) : Un excelente programa colombiano de TV: MARIA MAGDALENA, UNA LEYENDA HECHA MUJER... por Carmiña Navia.

Floren (2019-04-24 11:45:39) : LA VERDAD DE LA PASCUA. http://cartujoconlicencia.blogspot.com/2019/04/la-verdad-de-la-pascua.html

Equipo Atrio (2019-03-08 21:55:38) : Delcy Rodriguez, vicepresidenta de Venezuela, denuncia al criminal apagón en Venezuela criminal apagón en Venezuela [vídeo de 6 min.]

Equipo Atrio (2019-02-18 09:39:18) : Amplio y clarificador programa sobre Venezuela: La hojilla/a> ¡Magnífico analista argentino Marco Teruggi! ¡Larga charla pero imperdible!

Equipo Atrio (2019-01-09 12:31:08) : Entrevista a Tamayo en la Sexta: La Iglesia española sigue siendo franquista

Floren (2018-11-19 19:50:09) : Floren de Estepa escribe en su blog: CARTA A UN JOVEN QUE NO QUIERE VOTAR

Equipo Atrio (2018-11-16 10:06:45) : La verdadera despedida de Steve Jobbs Disgurfso de graduación https://www.youtube.com/watch?time_continue=12&v=vXJYrrLGNAo

» Pon una nota




Autores

Archivo de entradas

5072 Artículos. - 81221 Comentarios.

Así Ratzinger condenó a Boff al silencio

AriasPor: Juan Arias


Entiendo que el teólogo Leonardo Boff, tenga un cierto pudor en contar como se produjo, en 1985, el proceso
en el que entonces el cardenal Ratzinger, Prefecto de la Congregación de la Fe, heredera de la vieja Santa Inquisición, le condenó al silencio. Ratzinger sería el próximo papa, Benedicto XVI.

Yo, aquel día, estaba con Boff en Roma. Cenó la noche anterior en mi casa, donde había convidado a un puñado de periodistas amigos míos para arroparle. Boff, que tenía, 47 años, estaba nervioso y preocupado. No sabía como se iba a desarrollar el proceso contra él en el Vaticano. No le habían informado de nada. Sólo que estuviera allí a las nueve de la mañana. El teólogo, siempre amable, parecía un niño entre temeroso y emocionado. Nos enseñó una carpeta con miles de firmas en apoyo suyo. Nos preguntó si sería oportuno entregárselas a Ratzinger. Indagamos sobe aquellas firmas y nos dijo con candor: “De prostitutas cristianas brasileñas”.
Recuerdo la cara que pusimos. Nos miramos unos a otros y decidimos desaconsejarle mostrar aquella carpeta de firmas al cardenal.

Le esperé la mañana siguiente a la puerta del palacio de la Congregación de la fe, situada a la izquierda de la plaza de San Pedro. El teólogo de la Liberación, que pertenecía a la Orden de Franciscanos Menores, llegó vestido de hábito. A las nueve en punto, le llamaron. Yo le esperé a la puerta durante las cuatro horas que duró el proceso contra él.
Salió cansado, pero sereno. Me iba a contar lo más importante del proceso para este diario, EL PAÍS.

“¿Y entonces?”, le pregunté. Y Boff, calmo: “Entonces, hermano, el cardenal Ratzinger me ha condenado al silencio”.

Ello quería decir que el importante teólogo, autor de la obra polémica Iglesia, carisma y poder, no podría en adelante enseñar, predicar, escribir ni hablar en público.

Recuerdo hoy algunos de los detalles que me contó de aquel proceso. Estaban sólo Ratzinger y un secretario convertido en taquígrafo que fue recogiendo la conversación – debate entre los dos. Ningún otro testigo Boff había estudiado teología en Alemania en la misma Universidad en la que enseñaba Ratzinger, primero teólogo progresista en el Concilio y después obispo y cardenal conservador, crítico de aquel mismo Concilio que él había ayudado a desarrollarse.

Ya se conocían. Y Boff hablaba alemán, la lengua materna del cardenal Ratzinger, quién empezó a interrogarle en su lengua. Boff lo detuvo y le dijo que en ese caso él estaba en desventaja, ya que él, como alemán, dominaba mejor la lengua y a él le costaría más expresarse al defender sus tesis en una lengua que, aunque la había estudiado, no era la suya.
Decidieron que los dos hablarían en un idioma que no era el materno de ninguno de los dos: en italiano.
Ratzinger le mandó sentarse en frente de él y empezó el interrogatorio. Boff lo interrumpió de nuevo. “Eminencia, en Brasil, en nuestras comunidades cristianas, cuando empezamos algún trabajo importante, hacemos una oración a nuestro padre Dios para que nos ilumine. Me gustaría hacerlo también ahora”.

El cardenal, sin comentar su petición, se levantó y dijo: “Está bien, recitemos el Ven Espíritu Santo”. Y lo rezaron juntos. Ya más relajado, el cardenal observando que Boff estaba con el hábito franciscano que nunca usaba en Brasil donde vestía como los seglares, le comentó sonriendo: “¿Ve cómo usted está más elegante de hábito?”.


Lo estaba. Boff era un cuarentón elegante como un actor, alto y el sayo franciscano le caía como si fuera de Valentino.

El teólogo entendió el mensaje de Ratzinger y le respondió: “Es posible, que de hábito esté más elegante, pero, eminencia, en Brasil, entre los pobres con los que trabajo, si me ven de hábito, por ejemplo en el autobús, se levantan y me dejan el asiento, porque el hábito es símbolo de poder. Por eso prefiero vestir como ellos, para ser tratado como uno más”.

Sin más preámbulo, Ratzinger, como si no le hubiese escuchado, comenzó su rosario de críticas y acusaciones contra la teología de Boff sobre todo contra la obra ya citada, Iglesia, carisma y poder, considerada herética por el Vaticano.

Una de las cosas que Boff siempre ha defendido, y que siempre me ha parecido sugestiva y creativa, es que todas las palabras, pronunciadas con deseo de decir la verdad, son tan sacramentales como las de los sacramentos oficiales de la Iglesia.

La teología católica defiende que las palabras de los sacramentos del bautismo, penitencia, eucaristía etc. son sacramentales porque realizan lo que dicen. Y que ello se da por la fuerza que les imprime el sacramento.

Boff defiende, y con él tantos teólogos, que toda palabra “verdadera”, pronunciada con sinceridad, es sacramental porque también realiza lo que expresa. Jesús decía a los suyos que si tuvieran fe y dijesen a una montaña que viniera, ella se movería. Es sacramental todo lo verdadero. Cuando digo de verdad a una persona que la amo o que la perdono, esa persona siente realmente mi amor en ella y mi perdón.

Boff no me contó todo el duro interrogatorio al que fue sometido por Ratzinger, pero quedaba claro de lo que me contó que el cardenal ya tenía tomada su decisión anteriormente y de poco sirvieron las aclaraciones del acusado.

El veredicto fue perentorio: condenado al silencio.

Hoy, Boff dice que existen dos Ratzinger, el del profesor de teología en Alemania, simpático, afable, que daba la mitad de lo que ganaba para que pudieran frecuentar la Universidad estudiantes pobres del Tercer Mundo, y el Ratzinger de después, obispo, cardenal y papa, duro con los teólogos de la Liberación, conservador en materia de costumbres y en el diálogo con la modernidad, intransigente con la nueva teología.

Ahora estamos ante el tercer Ratzinger, el del papa que renuncia al poder para retirarse él esta vez voluntariamente “al silencio”, a aquel silencio al que años atrás había condenado al teólogo franciscano.

Para no condenarse al ostracismo, Boff pidió más tarde salir de la Congregación y dejó el sacerdocio. Cuando le preguntaron si había dejado también a la Iglesia, respondió sonriendo: “No, es la Iglesia la que se ha salido de ella misma, del carisma de su fundación evangélica, yo sigo en la Iglesia de Jesús que era la de los pobres, enfermos, endemoniados y leprosos, de  todos los arrinconados y despreciados por el poder”.

El teólogo brasileño, catedrático emérito de la Universidad de Rio, es hoy el defensor de la Teología de la Tierra, a la que estamos empobreciendo, violentando y destruyendo, según él afirma.

5 comentarios

  • oscar varela

    Bien A. Vicedo!

    Y la cosa siguió hasta nuestros días.

    En Honduras el Cardenal (Presi de Cáritas) fue -junto a la Embajada de EEUU-,
    pieza clave para el derrrocamiento y masacre de los Mov. Campesinos y Pueblo.

    También en Paraguay.

    ¿Cree alguien que estamos a salvo de esta gentuza poderosísima?

    Como les falló el ALCA (Asociación de Libre Comercio América)
    (Kirchner y Chavez lo mandaron ALCA… ALCA … AL CARAJO en la Cumbre de Mar del Plata – Arg.)

    ahora ya están poniendo a andar el Plan B:

    Se realiza una Unión de Naciones de la Costa del Pacífico (desde Canadá hasta Chile)

    El próximo eje de Comercio no es más el Atlántico, sino el Pacífico.

    ¿Me puede alguien decir cómo le cae esto al país más importante del Continente latinoamericano: Brasil?

    Si ahora el Continente da la cara al Pacífico, Brasil queda a la espalda”, e.d. le cae COMO EL CULO ¿no? 

    ¿Y las bases Militares que están sembrando?

    Si somos “bananeros” ¿podrían comprendernos un poquito, al menos?

    Pero ¡Seguimos yendo todavía! – Oscar.

  • oscar varela

    Hola!

    Boff, ¿le habrá contado al oído del Periodista Arias,
    que se consideraba “defensor de la Teología de la Tierra“?

    ¿Otra teología más, todavía?

    ¿Y pa’qué?

    ¿Cómo seguir yendo todavía?
    ¡No podré llegar a enterame de tantas “teologías”! – Oscar.

  • Antonio Vicedo

    Lo lamentable, por causalidad y repercusión colateral, más bien directa que indirecta, salvando la consciente responsabilidad es que, esto que se manifestó de modo claro y tardío con la condena de Leonardo al silencio, junto con toda la presión vaticana contra la Teología de la Liberación y los Movimientos eclesiales de base, fueran uno de los planes acordados por el Grupo Bilderberg, a finales de los sesenta en su reunión de Basel, teniendo como plantilla el Informe Rockefeler sobre Latino-américa y el proyecto globalizador del Neo-liberalismo Capitalista futuro entonces, actual ahora.
     
    De una información que a mi me llegó en Suiza de tercera o cuarta mano sobre aspectos allí tratados y decididos, que afectaban a los movimientos religiosos en general y a los católicos promocionantes en particular, aparecía claro y decisivo el cargarse todo lo que supusiera promoción personal y popular (Teología de la Liberación; Comunidades eclesiales de Base; y cuanto se integraba en el Movimiento Mundial de Trabajadores Cristianos), a la par que potenciar todo cuanto fuera espiritualidad o religiosidad alienante, católicos, protestantes o de cualesquiera otras corrientes.
     
    Aquella información, por lo que abarcaba como proyecto de estrategia y tácticas a largo plazo, me dejó asombrado y dubitativo sobre su realidad y fines.
     
    Pero muy pronto principios de los 70, recibimos las primeras noticias desde Latino América sobre el cierre de ayudas por parte del Adveniat Alemán (Ratzinger era arzobispo de Munich ¿?) a todos los movimientos católicos populares promocionales, so pretextos de acusaciones marxistas, o sospechosos de paralelismo eclesial, así como las actitudes desde el Vaticano contra la Teología de la Liberación y las componendas con los regímenes totalitarios de parte del Vaticano.
     
    Lo del Grupo Bilderberg (Yo no supe por entonces este nombre) en Basel, iba en serio y estaba afectando a la misma cúpula de la Iglesia, consciente o inconscientemente.
     
    Lo de Leonardo, como de tantos otros,han sido estaciones del Viacrucis de las comunidades populares de base eclesiales, o políticas laicas.
     
    La motivación de toda aquella planificación, según entonces me dijeron ante mi sorpresa, fue que, dado el apretón que el sistema tenía que ejercer sobre las clases bajas y medias de la sociedad mundial para la eficacia de la globalización del poder capitalista, se tenía que cuidar todo lo que restara conciencia de libertad responsable y posibilidad de oposición solidaria eficaz.
     
    Efectivamente, aunque nos cueste aceptarlo, hay cosas perversas que no bajan de las nubes, ni nacen como las setas.
     
    Lamentablemente, no tengo, ni puedo ofrecer más pruebas que las de este mi pequeño, pero  verdadero testimonio.

  • RICARDO

    LA VERDAD SEA DICHA, PARA BIEN O PARA MAL, BOFF NUNCA SE HA QUEDADO CALLADO

  • oscar varela

    Hola!

    Leonardo Boff no se enojará (y espero que tampoco el PeriodistaArias)
    de que use este esácio -ya que pinchar en cualquier otro sobre LATINOAMÉRICA
    o, en este caso: ECUADOR, no me hubo dado resultado.

    Para nosotros es importante lo de ECUADOR, ayer domingo.
    http://www.clmtuargentina.blogspot.com

    Contundente triunfo de Rafael Correa,
     un triunfo de Nuestra América
     
    Con más del 60%, a 40 puntos del segundo candidato, fue reelecto el compañero presidente de Ecuador, Rafael Correa.
     

    El Pueblo ecuatoriano aseguró a Rafael Correa por 4 años más al frente de la Revolución Ciudadana, hoy domingo 17 de febrero, en las elecciones presidenciales que se llevaron adelante en el país hermano de Ecuador. 
     
    A partir de los resultados a boca de urna, desde el balcón presidencial, saludó al pueblo reunido para festejar el triunfo en la Plaza Independencia, y les aseguró “esta Revolución no la para nadie, nunca les hemos fallado, nunca les vamos a fallar”.
     
    En la primera conferencia de prensa, ya en el interior del palacio presidencial Carondelet, de la ciudad capital Quito, el presidente reelecto, Rafael Correa, junto a su nuevo vicepresidente Jorge David Glas Espinel, aseguró que “cambiamos ahora el país o no lo cambiamos nunca”.
     
    Este triunfo se suma al del comandante presidente Hugo Chávez Frías, en octubre de 2012, en Venezuela, y asegura así la consolidación del proceso de cambio que vive nuestra región desde hace 10 años. 
     
    En este sentido, consultado por la prensa sobre el rumbo de la región, el flamante reelecto presidente ecuatoriano, aseguró que:
     
     “la integración ya no es un romanticismo, es una necesidad de supervivencia” para los países de la Patria Grande.
     
    Agregó “unidos podemos someter al capital transnacional, vencer a la globalización neoliberal
     
    consolidar así  “los cambios históricos en nuestra América”, dijo además que es imprescindible institucionalizar los cambios para que en el futuro los intereses de una minoría no puedan hacerlos retroceder.
     
    .  Aseguró que en América Latina y el Caribe ya no manda el capital sino sus pueblos.
     

    clmtu.argentina@gmail.com      Prensa: 54 911 56 51 19 43       http://www.clmtuargentina.blogspot.com
     

Deja un comentario