INFORMACIÓN Y FORMULARIOS INGRESOS YA: -Trasferencia a ES26 2100 7344 7313 0021 2801 -Bizum a 34-609 51 08 62
  • A  A  A  

Otros temas

Autores

Archivo de entradas

6630 Artículos. - 102774 Comentarios.

La Tierra al borde del colapso

    Uno de las más constantes temas que en ATRIO aparecen, y no sólo en las columnas de Leonardo Boff, es el riesgo de desastre ecológico irreversible para el planeta Tierra. La vida puede llegar a desaparecer en un plazo relativamente corto. Y esto no es alarmismo, pánico histérico. Hoy, gracias al excelente portal NEOFRONTERA que Olga nos ha presentado, podemos aportar el parecer de 22 científicos publicado en una de las dos revistas científicas más prestigiosas del mundo, NATURE. Invitamos a todos a leerlo íntegramente y a comentarlo con seriedad. Y a descubrir como para estos científicos -no bisquéis entre ellos al primo de Rajoy- la responsabilidad del posible desastre recae en los que rigen las finanzas y la política pero también en quien sistemáticamente se opone a cualquier plan de limitación global de la natalidad.

La Tierra al borde del colapso

Área: Medio ambiente — Lunes, 11 de Junio de 2012
    Según un estudio la mala administración de los recursos naturales y el crecimiento de la población están colocando a la biosfera terrestre cerca de un punto de no retorno a partir del cual la supervivencia de la humanidad estaría en peligro.
Foto

De entre las cosas que no se hacen del todo bien en NeoFronteras está el cubrir todas las noticias importantes sobre medio ambiente y cambio climático. Si así se hiciera se haría una mejor labor social y se contribuiría a concienciar a la población. De este modo quizás se podría ayudar a evitar un desastre. Lo malo es que entonces no se cubriría ninguna otra noticia.

El resultado que vamos ahora a relatar se basa en un trabajo científico serio, y no en una histeria apocalíptica. El estudio ha sido publicado en Nature y ha sido realizado por un grupo de 22 prestigiosos científicos. Es un llamamiento más para salvar al mundo de una destrucción segura producida por nuestras propias acciones.

Según este grupo de científicos la superpoblación, la destrucción del mundo natural, la contaminación, la pérdida de habitats y el cambio climático están poniendo a los ecosistemas terrestres en tal situación que la biosfera sufrirá un cambio irreversible. Ésta cruzará un punto de no retorno a partir del cual las consecuencias serán destructivas. Estos cambios irreversibles alterarán las condiciones estables en las que se desarrolló y floreció la civilización humana. La cuestión no es si hay o no punto de no retorno, sino lo cerca o lejos que estamos de él.

La presión que estamos ahora ejerciendo es mayor que la ejercida por las fuerzas naturales que, por ejemplo, provocaron el fin la última glaciación hace 11.700 años, un momento en el que muchos grandes mamíferos desaparecieron.

Anthony Barnosky, profesor en la Universidad de Berkeley y líder del estudio, dice que el mundo que salga más allá de ese punto de no retorno será un mundo muy distinto desde el punto de vista biológico. “Los datos sugieren que habrá una reducción de la biodiversidad y un impacto severo sobre los sistemas que permiten mantener nuestra calidad de vida, incluyendo la pesca, la agricultura, la producción forestal y el agua potable. Esto podría pasar en unas pocas generaciones”, añade.

En el estudio estos científicos comparan el impacto biológico de los cambios globales sucedidos en el pasado con los procesos que están sucediendo hoy en día para así calcular lo que nos depara el futuro. Se analizan siete cambios globales importantes acaecidos en el pasado, desde el fin de la última era glaciar, pasando por las cinco extinciones masivas del pasado, hasta la explosión del Cámbrico.

Según el estudio, en la biosfera terrestre desaparecerán muchas especies de plantas y animales y se producirán nuevas mezclas con las especies que queden. Además, habrá grandes perturbaciones sobre dónde y cuándo podremos cultivar nuestros alimentos.

En el artículo los científicos describen la urgente necesidad de hacer modelos mejores que estén basados en una compresión detallada de cómo la biosfera reaccionó en el pasado distante a cambios rápidos en las condiciones, incluyendo el clima y el crecimiento de la población.

Los autores del artículo discuten que, pese a que ha habido muchas señales de alarma, nadie sabe lo cerca que está la Tierra del punto de no retorno o si es ya inevitable que lo alcancemos. Piden que se haga una investigación urgente centrada en la los signos tempranos de alarma que denoten una transición global.

Según Barnosky la causa última de todo el problema es el crecimiento de la población humana y los recursos que cada uno de nosotros consume.

Hay signos de que los cambios no lineales complejos ya se están dando en varias partes del mundo, como una mayor incidencia de la malaria en áreas que ya han cruzado el umbral de temperatura que permite a los mosquitos portadores de la enfermedad sobrevivir. Según la coautora Elizabeth Hadly, de la Universidad de Stanford, ya se han sobrepasado los puntos de no retorno en algunas regiones del globo, como en el Himalaya. “He visto cómo algunas familias peleaban a machete por unos trozos de madera, madera que se emplearía esa misma tarde para preparar la cena”, dice.

Los autores señalan que los ecosistemas en los que se muestra una alteración entre el 50% y el 90% del área total, el ecosistema al completo ha pasado por un punto de no retorno hacia un estado distinto al original en términos de mezcla de especies e interacción entre ellas acompañado de pérdida de biodiversidad.

En la actualidad, con 7000 millones de habitantes, el 43% del la tierra firme de nuestro planeta ha sido convertida en terreno agrícola o urbano. Para 2045 se espera que haya 9000 millones de habitantes y la tendencia indica que la mitad de la tierra firme ya habrá sido alterada para 2025. Esto, según Barnosky colocará a la Tierra muy cerca del punto de no retorno. Sostiene que si queremos evitar un desastre nos alejemos de esa marca del 50% de uso de la tierra.

Según los expertos se necesita mejorar urgentemente la cooperación mundial, reducir el crecimiento de la población, disminuir el consumo per capita, reemplazar el uso de combustibles fósiles y desarrollar una producción más eficiente de la comida y un mejor reparto de la misma sin que se use más terreno. También abogan por una mejor administración de las regiones marítimas y terrestres que no han sido aún alteradas en exceso por los humanos y que constituyen las reservas de biodiversidad del planeta.

Un estudio de 2009 ya alertaba sobre los umbrales que el planeta está cruzando y que no se deberían cruzar si queremos que se siga manteniendo la vida.

Pero el panorama no parece alentador. De entre las 90 metas medioambientales examinadas en el congreso internacional de Río de Janeiro organizado por las Naciones Unidas sólo se ha tenido cierto éxito en cuatro de ellas. Sobre el cambio climático, por ejemplo, no se ha efectuado ningún avance.

Barnosky usa una metáfora de un barco sobre el que controlamos su timón y con el podemos tomar el curso que evite o no llegar a ese punto de no retorno. “Mi filosofía es que queremos mantener la Tierra, nuestro soporte vital, al menos tan sana como está hoy en día en términos de mantener la humanidad, y pronosticar cuándo vamos en direcciones en las que se reduciría nuestra calidad de vida para así evitarlo”, añade.

“Mi visión que la humanidad está en un cruce de caminos en donde tenemos que tomar una decisión”. Según este investigador sabemos las consecuencias que tendría tomar el camino habitual que estamos siguiendo. Si decidimos seguir como hasta ahora para ver qué pasa veremos como la calidad de vida de nuestros hijos y nietos se degrada. Si elegimos el otro camino la humanidad podría sobrevivir.

Copyleft: atribuir con enlace a http://neofronteras.com/?p=3850

Fuentes y referencias:
Nota de prensa (con vídeos).
Artículo original
Foto: Cheng (Lily) Li.

4 comentarios

  • Antonio Vicedo

    Mientras  no suceda un cambio de Sistema, el Poder propietario, si no cobra lo concedido como deuda al propio deudor, siempre recurrirá a cualquier otro grupo o estructura susceptible de ser considerado avalista, voluntario o forzado, para que la deuda (valoración del capital y su propiedad privada) no soporte real devaluación.

    Esto explica el por qué de las inversiones y crisis, y el por qué de que se ceben con mayor virulencia sobre los estamentos más débiles de la sociedad, sean clases sociales o Estados sin poder, mediante los instrumentos financieros, respaldados por los Legislativos y Fuerzas Represivas

  • olga larrazabal

    Después de escuchar aquí en Chile un comentario despectivo respecto a los esfuerzos de grupos de la ciudadanía  oponiéndose a la construcción indiscriminada de Plantas Hidroeléctricas en Aysén, Patagonia Chilena, para llevar esta electricidad a través de un camino de torres de Alta Tensión al Norte, para satisfacer a las mineras concesionadas a Transnacionales por cifras irrisorias, creo que la preocupación por lo espiritual debe pasar por mantener la vida en el planeta en términos amigables.  El comentario decía que “el único país del mundo donde el paisaje era más importante que el desarrollo energético era Chile”  Somos parte del paisaje, nos guste o no, el desarrollo energético es para satisfacer la voracidad de las transnacionales no de los habitantes del país, y tenemos a mano una serie de recursos tales como desiertos, volcanes y costa suficiente como para ser creativos y desarrollar fuentes de energía sin liquidar “el paisaje”, que a fin de cuentas dado que todo se vende, es lo único que nos va quedando.
    Ese paisaje fue el que nos dio la vida, y como lo dicen los investigadores, es el que está desapareciendo, y su desaparecimiento pone en peligro nuestra civilización y nuestra vida.  De modo que el problema no es de paisajismo y estética, es de vida o desaparición. O tomamos el control de los parámetros de nuestra multiplicación por sobre lo adecuado, o una hambruna y un desastre van a hacer su tarea.  Porque entre la fuerza de la Naturaleza y nosotros, perdónenme, pero gana la Naturaleza y sus leyes, con las cuales más vale que nos vayamos alineando.  Porque a fin de cuentas ¿Que es espiritualidad sino alinearse con las leyes inexorables de la materia y de la naturaleza, única manifestación  divina que conocemos? Y para eso se necesita cordura , flexibilidad y no inventar “derechos naturales” fabricados en algún escritorio, y respeto por todos los seres vivientes , incluyendo al planeta y por la comunidad de seres humanos, individuales y en conjunto dentro de la  la cultura actual.

  • Gabriel Sánchez

    Es interesante ver los frente de lucha global entre los pueblos y las multinacionales…cara a Rio+20…
    La campaña para liberar a la ONU del copamiento empresarial comienza hoy
    “Exigimos una respuesta formal del Secretario General de la ONU, Ban Ki-moon, y de los estados miembro de las Naciones Unidas. Queremos que reduzcan el cabildeo de las empresas en la ONU, que pongan fin a las asociaciones entre la ONU y las empresas.”
    Bruselas (Bélgica) / Río de Janeiro (Brasil)
    5 de junio de 2012
    Hoy, en el Día Mundial del Medio Ambiente y dos semanas antes de que comience la Cumbre de las Naciones Unidas en Río de Janeiro, Amigos de la Tierra Internacional comienza una campaña para pedirle a la ONU que limite la influencia excesiva que ejercen las empresas multinacionales en sus procesos de toma de decisiones.
    Amigos de la Tierra Internacional presenta una petición pública por Internet para solicitarle al Secretario General de la ONU, Ban Ki-moon, que tome las medidas necesarias para liberar a las Naciones Unidas del copamiento empresarial.
    Más de 335 organizaciones de la sociedad civil que representan a millones de personas de todo el mundo ya firmaron una declaración conjunta propuesta por Amigos de la Tierra Internacional y otras nueve organizaciones, en la que se denuncia el dominio de las empresas en las Naciones Unidas. [1]
    Los firmantes exigen una respuesta pública clara por parte de la ONU de que su prioridad es servir el interés del público y no los intereses de las empresas, y que la ONU lleve a cabo las medidas concretas necesarias para limitar la influencia que tienen las empresas y la industria en los procesos de toma de decisiones de la ONU.
    Hay ejemplos claros y preocupantes de cómo las principales empresas y grupos de cabildeo empresarial ejercen un nivel de influencia creciente e inaceptable en los procesos de toma de decisiones de la ONU, dijo Paul de Clerck, Coordinador de la Campaña sobre Empresas de Amigos de la Tierra Internacional.
    Exigimos una respuesta formal del Secretario General de la ONU, Ban Ki-moon, y de los estados miembro de las Naciones Unidas. Queremos que reduzcan el cabildeo de las empresas en la ONU, que pongan fin a las asociaciones entre la ONU y las empresas, especialmente con las empresas involucradas en violaciones de derechos humanos, y queremos que se introduzcan normas a nivel mundial para que las empresas rindan cuentas por sus impactos negativos, agregó el campañista.
    La gente pide que se libere a la ONU de la influencia de las grandes empresas y le exige a los gobiernos que afirmen que su prerrogativa principal es servir el interés público. Amigos de la Tierra Internacional participará en la Cumbre de los Pueblos alternativa en Río para reafirmar que el sistema necesita un cambio para solucionar la crisis actual, dijo Lucia Ortiz, Coordinadora del Programa Internacional de Justicia Económica de Amigos de la Tierra Internacional.
    POR MÁS INFORMACIÓN
    Paul de Clerck
    Coordinador de la Campaña sobre Empresas, Amigos de la Tierra Internacional (en Bruselas). 
    Tel: + 32 494 38 09 59 o correo electrónico: paul@milieudefensie.nl
    Lucia Ortiz
    Coordinadora del Programa Internacional de Justicia Económica, Amigos de la Tierra Internacional (en Brasil). 
    Tel: + 55 51 98 41 87 07 o correo electrónico: lucia@natbrasil.org.br
    INFORMACIÓN COMPLEMENTARIA
    En este mes se celebran 20 años desde la última conferencia de las Naciones Unidas sobre Desarrollo Sustentable, también conocida como la Cumbre de la Tierra de Río.
    Durante 20 años, los gobiernos intentaron acordar formas de salvar nuestro planeta, y por consiguiente, nuestras vidas. A medida que nos enfrentamos a las múltiples crisis mundiales actuales, personas de todo el mundo han dejado de permanecer en silencio acerca de las soluciones falsas que se ofrecen y de las injusticias ambientales que permanecen sin resolver.
    La ONU es el único foro que tenemos para hacer frente a problemas globales, en donde los 192 países del mundo tienen la misma voz. Sin embargo, vemos cada vez que las políticas de la ONU no necesariamente sirven al interés público, sino que promueven los intereses de las corporaciones.
    Los pasos a seguir incluyen limitar la situación privilegiada que tienen actualmente las empresas en las negociaciones oficiales de las Naciones Unidas y en la formulación de políticas, limitar el papel de grupo principal del “comercio y la industria”, la divulgación de las relaciones existentes entre la ONU y los vínculos con el sector privado, un código de conducta para los funcionarios de la ONU, una revisión de las asociaciones existentes con empresas y asociaciones de comercio y el cese de la introducción de estas nuevas asociaciones, un aumento de la transparencia en torno a los grupos de cabildeo, y el establecimiento de un marco legalmente vinculante para que las empresas rindan cuentas en materia de leyes ambientales, de derechos humanos y de derechos laborales.
    NOTAS A LOS EDITORES
    [1] Lee la declaración de la sociedad civil para liberar a la ONU del copamiento empresarial.
    La campaña pública está disponible en la portada de nuestro sitio Web: http://www.foei.org
    http://www.biodiversidadla.org/Principal/Secciones/Campanas_y_Acciones/La_campana_para_liberar_a_la_ONU_del_copamiento_empresarial_comienza_hoy
     
    Con cariño Gabriel

Deja un comentario