INFORMACIÓN Y FORMULARIOS INGRESOS YA: -Trasferencia a ES26 2100 7344 7313 0021 2801 -Bizum a 34-609 51 08 62
  • A  A  A  

Otros temas

Autores

Archivo de entradas

6620 Artículos. - 102678 Comentarios.

¿Hasta cuándo el nacionalcatolicismo?

En su visita de mañana al Vaticano, lo que tendría que plantear Zapatero es revisar los Acuerdos de 1979. Esto es lo que viene a decir Juan José Tamayo en este artículo que publica hoy en EL PAÍS y que nos ha enviado expresamente para su difusión y comentarios en ATRIO

En su visita al Vaticano, mañana día 10, el presidente del Gobierno español llega como un alumno aplicado con los deberes religiosos hechos, las promesas cumplidas y la cartera presidencial repleta de privilegios para la Iglesia católica (IC): económicos, políticos, educativos, culturales, fiscales, jurídicos e incluso militares. Es posible que comunique al Papa que no va a denunciar los Acuerdos de 1979 entre el Gobierno español y la Santa Sede y que la futura Ley de Libertad Religiosa y de Conciencia no va a cambiar el trato de favor del que disfruta la Iglesia católica en España.

Lejos quedan en el imaginario social los tiempos en que los dirigentes eclesiásticos del Vaticano y del catolicismo español acusaban al Gobierno socialista de “laicismo agresivo” y “fundamentalista laicista” (cardenal Julián Herranz). O calificaban su política de “fobia religiosa” y declaraban sin rubor que el objetivo del Ejecutivo del PSOE era “desterrar los valores de la cultura católica de los corazones y de las mentes de las nuevas generaciones” y la “suplantación cultural del humanismo cristiano por un humanismo cívico y materialista que, bajo un ropaje democrático, oculta su totalitarismo de origen” (Juan del Río, hoy vicario general castrense).

De entonces para acá, el Gobierno socialista ha dado muestras de debilidad en materia religiosa, que la Santa Sede y los obispos católicos españoles han aprovechado para mantener intactos no pocos de los favores de la época del nacionalcatolicismo. Han conseguido mantener la oferta obligatoria de la religión y la moral católicas en todos los centros de enseñanza escolar, públicos y privados, subvencionados o no con fondos públicos, y el pago a los profesores y profesoras de catolicismo. Con la anuencia del Ministerio de Educación han adaptado la asignatura laica de Educación para la Ciudadanía al ideario de centro, convirtiéndola en una clase de religión católica bis.

El Gobierno ha movido ficha en todos los terrenos y ha hecho no pocas concesiones a la Iglesia católica. Esta, empero, no ha cumplido algunos de los compromisos adquiridos solemnemente en los Acuerdos de 1979. Por ejemplo, el de la autofinanciación que aparece en el Acuerdo Ecuménico: “La Iglesia católica declara su propósito de lograr por sí misma los recursos suficientes para la atención de sus necesidades. Cuando fuera conseguido este propósito, ambas partes se pondrán de acuerdo para sustituir los sistemas de colaboración financiera expresada en los párrafos anteriores de este artículo, por otros campos y formas de colaboración económica entre la Iglesia católica y el Estado” (artículo 2).

Han pasado 31 años de tan solemne compromiso, y ni la Iglesia ha logrado la autofinanciación, ni el Gobierno socialista la ha urgido a conseguirla. Todo lo contrario. En un intercambio de notas entre el Ministerio de Asuntos Exteriores y la Nunciatura Apostólica se incrementó el coeficiente del IRPF en la asignación tributaria a la Iglesia católica del 0,52% al 0,70%, con carácter estable. Bueno es recordarlo en el tramo final de la declaración de la renta para visibilizar la discriminación a que se ven sometidas las demás religiones en un Estado no confesional. ¿O acaso España no es teóricamente un Estado no confesional, aunque es evidente que en la práctica conserva no pocos restos del multisecular nacionalcatolicismo? Si la dependencia económica de la Iglesia católica del erario público es un signo de minoría de edad de aquella, es también prueba de debilidad y de falta de coherencia por parte del Estado, que se convierte en recaudador de impuestos para la jerarquía y el clero católicos sin contraprestación alguna.

Para terminar, me gustaría mostrar a Rodríguez Zapatero dos contradicciones en las que, a mi juicio, está instalado el Gobierno que preside en su modo de proceder en materia religiosa.

1. Justifica la elaboración de una nueva Ley de Libertad de Religiosa y de Conciencia, 30 años después de la Ley Orgánica de Libertad Religiosa de 1980, atendiendo a las profundas transformaciones sociorreligiosas producidas durante ese tiempo en la sociedad española. Si esa justificación es correcta, y lo es, me pregunto ¿por qué no aplica el mismo criterio para revisar los Acuerdos de 1979 con la Santa Sede? ¿O es que esas transformaciones en nada afectan a la Iglesia católica? Claro que la afectan, y mucho. Así lo demuestran el fenómeno creciente de las apostasías, el descenso de la práctica religiosa católica, la pérdida de credibilidad de los dirigentes eclesiásticos en la sociedad española, el significativo descenso de la fe en la juventud española, hoy por debajo del 50%, etcétera, etcétera.

2. El Gobierno y otros cargos políticos han expresado en reiteradas ocasiones su voluntad de avanzar hacia la igualdad de todas las religiones eliminando las discriminaciones que todavía existen hoy. Sin embargo, la práctica política parece ir en dirección contraria, al dejar incólumes los privilegios de la Iglesia católica e incluso profundizar todavía más las diferencias en las materias antes indicadas. Es lo más parecido a la cuadratura del círculo. ¿O es que no hay voluntad de caminar hacia el Estado laico? En cuyo caso, ¿qué sentido tiene la futura Ley de Libertad Religiosa y de Conciencia?

Juan José Tamayo-Acosta es director de la Cátedra de Teología y Ciencias de las Religiones en la Universidad Carlos III de Madrid.

10 comentarios

  • pepe sala

    Mi querida Mª Pilar. Dices:
     
    “”Parece como si todavía, mantuvieran el poder en sus manos…””
     
    No lo parece, lo es y está más claro que el agua. Seguir negando la evidencia no sirve más que para alimentar  al monstruo fascista que nos domina aún.  Que le pregunten a Garzón, por ejemplo, quiénes son los que le han complicado la vida por intentar poner un mínimo de sentido común en este desaguisado. Y si le ha pasado lo que le ha pasado a todo un Juez de la Audiencia Nacional, imagínate lo que nos pasa al resto de los mortales cuando intentamos pedir Justicia.
     
    Lo que más jode es el recochineo que se traen los Organismos Oficiales con éste asunto. Se ríen de nosotros de una forma tan ruin que es preferible no seguir en la lucha. No se puede soportar toda una vida de fracasos y negaciones, cuando lo único que se pide es JUSTICIA.     ( el dinero se lo pueden gastar en medicinas, que falta les hará para acallar sus conciencias.)
     
    El último ejemplo de descarada burla ha sido lo que se ha dado en llamar ” Ley de la memoria histórica”. Como muchos advertimos en su día ( antes de su aprobación) es otra burla más a las víctimas del terrorismo franquista y no sirve absolutamente para nada.
     
    Es obvio que no sirva, puesto que si se nos hubiese escuchado, los promotores principales de la jodida Ley, se hubieran visto obligados a condenar a sus propios familiares cercanos.  En una palabra, se puso al lobo haciendo ” justicia” a las ovejas.
     
    Ejemplo REAL de la lucha de una hija. Leer contestación de la Vicepresidenta Fernández de la Vega al requerimiento de la hija de un guardia civil.  Si ésto se hace con la hija de un gaurdia civil  ¿ qué no se hará con los hijos de “Pepe el hojalateru”?:
     
    http://www.desaparecida.com/vega.html
     
    Pero claro, la Vicepresidenta de nuestro Gobierno ” democrático” se ve obligada a pasar página del modo que sea. No vaya a ser que algún padre, Juez de la época, quede mal parado si se hace Justicia de una jodida vez. ( De Ramón Jáuregui — el otro promotor empeñado en dar carpetazo al sunto por medio de la Ley de Memoria Histórica– mejor lo dejamos para otra ocasión… si quedan ganas de comentar lo que a nadie le parece interesar demasiado.)
     
    Buenos días.

  • mªpilar garcía

    Pepe, impresionante, ¿Por qué no escuchan?

    No pedís nada fuera de todo sentido común.

    ¡Cuanto cuesta reconocer el mal, la injusticia, el abuso ejercido!

    Parece como si todavía, mantuvieran el poder en sus manos…

    ¡Hasta cuando, sí, hasta cuando!

    En otros lugares, ya se ha hecho… como siempre… España, ¡es diferente!

    Lo siento amigo, y a todos los que están esperando.

    mª pilar

  • pepe sala

    Me llamo José Sala Capellín.
    Me condenaron a morir en vida durante 30 años de confinamiento.
    Sigo esparando Justicia.
     
    La justicia, si es tan lenta, ya no es justicia. ( por lo cual, tres de mis hijos también encontraron un final brutalemente injusto y toda mi familia sufrió la misma injusticia que yo sufrí por el mero hecho de intentar defender la legalidad vigente.)
     
    ( supongo, amigo Gabriel, que te refieras a éste vídeo. El enlace que mandas no funciona)
     

     
    Pero ya es tan tarde que… ¿ a quien le importa? Ya vivimos en ” democracia”,  ¡¡ aleluya, aleluya, aleluya !!!
     
    Mierda para ésta ” democracia”.

  • Gabriel Sànchez

    Especialmente dedicadas a las victimas de la dictadura Franquista y con especial cariño a Pepe, que supongo que lo habra visto, este video, pero al escucharlo mi primer pensamiento fue para él…

    http://www.youtube.com/watch?v=Xf8oZKEejD8&feature=player_embedded#!

    Gabriel

  • Antonio Vicedo

    La incoherencia evangélica por parte de la Jerarquía católica, papa y obispos, percibida por gente con cierto grado de concienciación, libertad y responsabilidad, ya no es tanto escándalo, cuanto avance en actitud crítica e insumisión liberadora.
    Puede parecer que no se avanza, pero,  considerando el peso condicionante y determinante de las actitudes de mando hace sólo unos años y el cómo se toma ahora la gente cuanto intentan proponerles los jerarcas, el trecho de liberación recorrido es considerable.
    Puede que el péndulo se haya ido demasiado al extremo de la indiferencia y haya que valorar algunas referencias no carentes de importancia respecto a Jesús, su testimonio y mensaje muy apropiadas para humanizarnos individual y universalmente.
     Pero el haber perdido el miedo al autoritarismo  jerárquico y a lo que de él se derivaba, sobre todo, respecto a los llamados Novísimos  (muerte, juicio, infierno y gloria) enmarcados en una perspectiva del Dios Todopoderoso dispuesto a vengar las ofensas de las gentes, está dejando paso a la posibilidad de una conciencia crítica con posibilidad de descubrir y valorar la BUENA NUEVA de LIBERACIÓN Y SALVACIÓN HUMANA ya desde esta vida temporal.
    El: “Ni aquí en Garizín ni allá en Jerusalén quiere el Padre recibir autentico culto de los verdaderos adoradores”, expuesto por Jesús a la Samaritana, Ju. IV.; y el: “Donde dos o más se reúnan en mi nombre, allí estoy Yo, en medio de ellos”,  también prometido por Jesús, pueden y deben ir traduciéndose, desde esa cota de liberación alcanzada, en praxis comunitaria que ofrezca la señal de pertenencia a LOS QUE JESÚS CONSIDERA SUS DISCÍPULOS por la VIVENCIA DEL AMOR MUTUO. Ju. XIII, 35.
    Porque ¿qué valor significativo tienen los viajes papales y otros espectaculares acontecimientos considerados eclesiales, considerados desde la presencia próxima social del mismo Jesús allí donde están los que intentan ser SUYOS,  y aún, donde aquellos que el considera HERMANOS por su Encarnación, es decir,  TODOS LOS HUMANOS y especialmente los MÁS PEQUEÑOS?
    El avance con Jesús parece claro que no pasa por el Vaticano, sino por la vereda en cuyos márgenes permanecen, saquead/s, expoliad/s y malherid/s SUS MÁS PEQUEÑ/S HERMAN/S.

  • Maite Lesmes

    He leído que la visita de ZP a Benito responde a la costumbre de este gesto por  parte de quien preside temporalemente la UE. Ignoro si todos los países que la han presidido han realizado esa visita.
    Si es cierto que el encuentro ha durado 30 minutos y que han abordado temas tan amplios como la crisis financiera y económica, la futura ley española sobre libertad religiosa y de conciencia, las clases de religión en centros públicos,  la alianza de civilizaciones, intercambio de regalos incluído…, o ambos tienen gran capacidad de síntesis o bien no han hecho más que rozar los temas. Y como sospecho que se trata de esto último, más hubiera valido presentar el viaje como una visita de cortesía que con el fin de dar cuenta al papa de lo que se va a hacer en un país sólo teóricamente aconfesional y ni en proyecto -institucionalmente al menos- laico.
    ZP no ha creado falsas expectativas: ya dijo al comienzo de la legislatura que no tocaría los acuerdos con el Vaticano (escandaliza decir “Santa Sede”, “Su Santidad”…).  Pero si es capaz de llevar a cabo políticas contrarias a sus principios, como son los últimos recortes económico-sociales, debería ser capaz de coherencia  con los principios constitucionales, como  la separación definitiva ICAR-Estado, hacer real el Estado laico, tratar a todas la tradiciones religiosas por igual,  excluir las clases de religión del sistema educativo y potenciar la reflexión ética personal, interpersonal y social como materia educativa evaluable e impartida por  profesores de Filosofía  en Bachillerato y como materia transversal en  los tramos  anteriores de la  escolaridad.
    Según El Periódico, ZP ha dicho: “hemos hablado de los temas en los que mantenemos un debate abierto con la iglesia”, esto parece indicar una sumisión del Gobierno al Vaticano. Las leyes del ordenamiento jurídico español han de votarse en el Parlamento, no necesitan el visto bueno de una institución que no acata los DH, que tiene una estructura no democrática, que está presidida por un monarca absolutista. Lo religioso y las entidades que lo representan no pueden ser una superestructura de la sociedad, con un régimen separado y superior al resto de las dimensiones de la persona, que en sociedad es considerada como ciudadana, no en función de sus creencias.

    Si han hablado de la crisis económica, era de esperar que ZP le hubiera avanzado las decisiones que el Gobierno debería haber tomado para que la institución eclesiástica se autofinancie,  haga un inventario de sus propiedades, patrimonio artístico y demás bienes; renuncie a sus anacrónicos privilegios; tengan en regla las cotizaciones a la SSocial de sus trabajadores (conocemos casos de trabajadores en centros de religiosos que se han dado cuenta, en el momento de preparar su jubilación, que sólo habían cotizado por ellos los últimos años; o que están trabajando sin contrato).
    Sería interesante saber quién se va a llevar el gato al agua con la triple visita de benito a tres ciudades españolas. Si un sector de la Cdad valenciana -no los ciudadanos precisamente- hizo caja con el viaje anterior, quién controlará esta vez el derroche, quién financiará el viaje, la propaganda…?  ¿Dalai Lama visitaría el país con idéntico despliegue de medios? No vale el argumento de que en nuestro país hay más católicos que budistas, porque las religiones no se miden por el número de seguidores, por otra parte incierto. Como tampoco se mide el éxito de la visita por el ruido que hagan los movimientos religiosos neocon.
    La visita al Papa refleja la aceptación implícita y acrítica de un encuentro entre dos jefes de Estado, es asumir acríticamente que la ICAR es un Estado-nación, es tolerar que el poder eclesiástico coexista con el poder civil hasta el punto de seguir sometido a él. No avanzamos.

  • ana rodrigo

    Sin hacer nada, a Zapatero le han dicho de todo, en el momento que mueva un dedo, lo linchan. Ni Zapatero ni ningún presidente de gobierno futuro se atreverá a incomodar a la Jerarquía española y/o al Vaticano porque los votos son los votos, y los votos socialistas católicos-tradicionales son muchos.

  • h.cadarso

      Lo del día del Corpus Christi en Toledo, de la no participación del ejército como institución en la procesión, parece marcar un pequeño gesto de laicidad. Pero efectivamente, Tamayo tiene toda la razón del mundo; demasiados José Bonos en el PSOE, demasiadas amistades con el Cañizares cardenal purpurado. Estamos hasta…

  • Antonio Vicedo

    Disculpad los moderadores. Se me ha cortado el cometario. Mantened este y borrd el anterior. Gracias.
    . Es lástima que se le mantengan trabas a lo que de la relación LA VERDAD con LA LIBERTAD podría y debería desprenderse para la SOCIDAD y para la IGLESIA. Porque en lo de LOS PODERES FÁCTICOS, como dicen que sucede con las la meigas, HABERLOS LOS HAY,  y con cuan lamentables consecuencias prácticas para la PERSONIFICACIÓN de la Sociedad y la COHERENCIA EVANGÉLICA en la Iglesia.
    Y es que ni LA DEMOCRACIA debería usurpar el concepto y la expresión de OLIGO (GRUPO) CRACIA, pues aún no se ha llegado en lo político  al PUEBLO-PODER.
     Ni LA IGLESIA (=ASAMBLEA, o HERMANDAD COMÚN), tendría por qué usurpar los de IMPERIALISMO RELIGIOSO, pues no estamos en ese NUESTRO o NOSOTROS de HERMANDAD que se desprende de la UNIVERSAL FILIACIÓN DIVINA y de la incorporación universal como miembros de SU CUERPO del que JESÚS es CABEZA
    Considerando y llamando a las cosas por su propio y real concepto y nombre, podríamos tener la puerta abierta para vivir la HUMANIDAD HUMANAMENTE,  que es también  DIVINAMENTE, según el testimonio y mensaje de Jesús.
    ¿Qué nos queda?
    -Por de pronto  aclarar nuestra conciencia y orientar nuestra voluntad, individual y comunitariamente,  para ofrecer a la urdimbre de PODERES la mínima complicidad posible por parte de los afectados por esta FALSEDAD TEORICO-PRACTICA.
    Ante la acumulación de PODER en PERSONA o GRUPOS, afianzar nuestra condición de PERSONAS SUJETO,  con conciencia de LIBERTAD y RESPONSABILIDAD,  traduciendo en praxis vital aquello de: – UNO PARA TODOS y TODOS PARA UNO;  Y lo de: –A NADIE CONSIDEREIS NI LLAMEIS PADRE SOBRE LA TIERRA, PUES UNO SÓLO ES VUESTRO PADRE CELESTIAL.

  • Antonio Vicedo

    Es lástima que se le mantengan trabas a lo que de la relación LA VERDAD con LA LIBERTAD podría y debería desprenderse para la SOCIDAD y para la IGLESIA. Porque en lo de LOS PODERES FÁCTICOS, como dicen que sucede con las la meigas, HABERLOS LOS HAY y con cuan lamentables consecuencias prácticas para la PERSONIFICACIÓN de la Sociedad y la COHERENCIA EVANGÉLICA en la Iglesia.
    Y es que ni LA DEMOCRACIA debería usurpar el concepto y la expresión de OLIGO (GRUPO) CRACIA, pues aún no se ha llegado en lo político a al PUEBLO-PODER;  ni LA IGLESIA (=ASAMBLEA, o HERMANDAD COMÚN), usurpar los de IMPERIALISMO RELIGIOSO, pues no estamos en ese NUESTRO o NOSOTROS de HERMANDAD que se desprende de la UNIVERSAL FILIACIÓN DIVINA y de la incorporación universal como miembros de SU CUERPO del que JESÚS es CABEZA
    Considerando y llamando a las cosas por su propio y real concepto y nombre, podríamos tener la puerta abierta para vivir la HUMANIDAD HUMANAMENTE,  que es también  DIVINAMENTE, según el testimonio y mensaje de Jesús.

Deja un comentario