Temas

Tablón de ATRIO

Anterior Siguiente
Último: 20-9-17, 1:25

Equipo Atrio (2017-09-20 01:25:39) : Nuevo terremoto en México: Reportaje y vídeo impresionante

Equipo Atrio (2017-09-19 10:38:30) : En Osorno (Chile) Así fue la funa que le hicieron al Obispo Barros en medio de Te Deum/

Juan García Caselles (2017-09-15 20:54:52) : La manipulación de la Televisión Española por el PP: Intervención de Vera Ruiz Herrero de Podemos Min 28-33 del Vídeo

Floren (2017-09-13 19:45:23) : En defensa de José María Castillo, teólogo. https://cartujoconlicencia.blogspot.com.es/2017/09/la-cobardia-produce-desverguenza.html

Manuel I. Santos (2017-09-13 18:33:23) : Un artículo que explica auge de economía extraxctiva: Sobre la financiarización de la Naturaleza y sus consecuencias. En Adital oct. 2016

Manuel I. Santos (2017-09-12 19:45:30) : Un resumen del Viaje papal encajado en historia y situación de Colombia: Entrevista al Prof. Juan Carlos TANUS en Telesur. Vídeo 1 hora

Manuel I. Santos (2017-09-09 18:35:53) : Mensaje de los Pueblos Indígenas de Colombia al Papa Francisco: http://Texto en www.resumenlatinoamericano.org, blog de todos los pueblos indígenas

Eloy Isorna (2017-09-08 18:00:04) : Vídeo y texto impactante de ayer tarde en el Parlament Joan Coscubiella, desde la izquierda, habla de democracia a los independistas.

L. Troyano (2017-09-03 19:50:49) : Cristianismo y ciencias humanas: ¿Es el Evangelio gnóstico de Tomás una respuesta? Vídeo USA de 85 min.

Antonio Duato (2017-09-01 19:23:26) : Un teólogo venezolano se posiciona contra Maduro: Para Rafael Luciani: en Venezuela castrismo puro y duro. Comentad en www.iviva.org

olgoscar05@yahoo.com.ar (2017-08-31 01:39:02) : Corea del Norte redobló la apuesta La mesa está servida de misiles

olgoscar05@yahoo.com.ar (2017-08-31 01:23:51) : Enrique Dussel: “Estados Unidos es un país fracasado”

Equipo Atrio (2017-08-29 22:50:00) : Significativa polémica de prensa y redes El secretario de IU Alberto Garzón contesta a quienes criticaron su boda

Oscar Varela (2017-08-28 21:59:32) : Primer aniversario del “golpe híbrido” Se cumple un año del impeachment contra Dilma Rousseff

RodrigoOlvera (2017-08-28 16:09:45) : Madres rastreadoras en México Piedepagina.mx/despues-de-tres-años-la_lider-de-las-rastreadoras-encuentra-a-su-hijo

Equipo Atrio (2017-08-27 09:03:00) : ¡Feliz Domingo! J. S. Bach: Tocata y fuga en Re menor

Oscar Varela (2017-08-26 15:58:56) : Reflexiones en torno a la visita de Enrique Dussel: Urgencia de las filosofías de la liberación latinoamericana.

Oscar Varela (2017-08-24 03:45:03) : Esperanza para Nuestramérica: Tropieza la restauración - Por Emir Sader Artículo en Página12

Luis Troyano (2017-08-20 17:10:35) : Algo en lo que interviene Gonzalo Haya. y de mucho interés para los cristianos: La-mecánica-cuántica-ha-de-transformar-la-religiosidad-según-Diarmuid-O-Murchu

RodrigoOlvera (2017-08-18 02:56:28) : Un obispo profeta: A los 46 años de obispo de don Arturo Lona Reyes

» Pon una nota




Autores

Archivo de entradas

4013 Artículos. - 64427 Comentarios.

Ni contigo, ni sin ti…

IñakiLa España que parece empeñarse en vivir bajo el paraguas de un PP cada vez más casposo, tiene un problema. Sin Cataluña dicen no SER nada y eso les quita el sueño. El dilema se le plantea a la hora de buscar la mejor fórmula capaz de evitar semejante ruptura. Si se les va este rincón de su España grande, pierden un auténtico tesoro. Si le retienen a la fuerza, quitándole la ilusión de vivir como una pequeña nación libre, se meten en un callejón sin salida.  El autoritarismo judicial (Constitución) o militar (art. 8º), a la larga no conduce a ninguna parte. Si esto es así,… ¿Cómo explicar tanto  pánico a que la ciudadanía catalana ejerza su derecho a decidir libremente, en las urnas y  mediante un referendo legal con normas pactadas?  ¿Si juran y perjuran que la mayoría no es independentista, por qué no comprobarlo contando votos?  Como no es fácil de entender semejante cerrazón, normal que a muchos de nosotros nos resuene la musiquilla del…ni contigo, ni sin ti,  tienen mis males remedio….

A estas alturas, el dejarse atrapar en esta trampa, dentro de la Unión Europea, carece de sentido. España para SER, no puede depender ni de Cataluña, ni de Euskadi. Disminuir de tamaño no equivale a romperse y hasta  puede llegar a  ser beneficioso para todos.  Se trataría de hacer las cosas bien, con solidaridad y máximo respeto a los derechos de todas las partes.

En fin, todos los días tenemos pruebas de que el sentir de los parlamentos catalán y vasco es claramente distinto del sentir del Parlamento español. Lo mismo podríamos decir de la ciudadanía catalana y vasca, en relación a la española. Cataluña y Euskadi no son una región española más, por mucho que se esgrima un texto constitucional. Yo rogaría a los políticos y periodistas madrileños  que dejaran de una vez la política del avestruz. Va siendo hora de ir aceptando, sin complejos, la realidad de las naciones catalana y vasca, dentro de Europa. Empeñarse en cerrar los ojos a algo tan evidente complica la convivencia.

Todos los problemas tienen solución, si nos enfrentamos a ellos con realismo. Ahora bien, si nos empeñamos en refugiarnos en un España va bien, como si con esto se pudiera taparlo todo, las cosas se ponen cuesta arriba. Está bien aprovechar el viento de popa para repartir migajas con una mano, pero no tan bien el hacer trampas con la otra, poniéndose medallas inmerecidas. Ha sido un alivio el precio del petróleo, la bajada de los tipos de interés de la enorme deuda pública, etc. y también nos estamos beneficiando de un Mediterráneo incendiado que vuelca masivamente el turismo hacia la piel de toro. ¿Sabemos cuánto tiempo va durar este viento de cola? ¿Servirá para mejorar la estructura de la economía española?  ¿Lo intentan aprovechar algunos para tapar  alcantarillas? ¿Precisamente las que están dejando al descubierto la corrupción que campa a sus anchas en los aledaños del poder?

38 comentarios

  • M.Luisa

    Y luego lo otro, Honorio? Yo diría que con respecto a la patria, la autoestima, el apego a la tierra y la cultura que nos vio nacer, etc., etc., como dices, es anterior a la idea del reparto equitativo de trabajos y beneficios porque, precisamente, lo que  hará posible aquella idea de justicia y equidad, llevándola a su posible realización, será  según sea  la fuerza, el poderío, el ímpetu de aquellas vivencias nacientes y  básicas.

    La conquista de esta  doble pequeña parcela en una perspectiva generalizada es lo que nos permite extrapolarla con una visión abarcadora hacia el mundo entero

  • h.cadarso

    Bueno, Iñaki, yo no pensaba exactamente en ese colofón, porque Europa para los Rajoy, Merkel, Macron y cía, es como un recambio en más grande, pero en la misma clave: hay una España de los capitlistas, y una Cataluña, y una Euskadi…y una Europa de los mercaderes, la que estamos padeciendo de momento. Igual que en América padecen la de la OEA, que considera al continente como la despensa y el vertedero de USA y Canadá…Y que se empeña en reducir a los trabajadores a carne de cañón, reserva para sus guerras, y para sus momentos de pleno empleo, y para dar salida a sus dinamitas, bombas mucleares y petróleos y cruceros por el Mediterráneo y pesebres desabastecidos, y para sus golpes a la venezolana…

    Dicen que Marx decía que los obreros no tenemos patria. No sé, o Marx se equivocó, o con esa frase nos quieren dar gato por liebre. Los que no tienen patria son los capitalistas y mercaderes, su única patria es la pasta. Nosotros tenemos patria, pero en su punto y medida; porque la primera patria, si patria se puede llamar, es el reparto equitativo de trabajos y beneficios. Y luego lo otro, la autoestima, el apego a la tierra y la cultura que nos vió nacer, etc etc, todo ese contenido romántico que ya sabemos.

    Y que mi patria es el mundo entero, y que no soporto que me quieran encerrar en este podrido Occidente y se dejen el Oriente fuera de nuestro planeta, que no tolero lo de “Extremo Oriente” ni tampoco lo de “Extremo Occidente”.

    Pero a lo mejor no me explico como querría…

  • M.Luisa

    Amigos, suscribo  estos  dos puntos que destacáis  a modo de colofón!!  Aquí en Cataluña es algo que se repite  constantemente en  una dirección totalmente opuesta  del   ficticio relato y de la falsa imagen  que desde el gobierno de Madrid se quiere dar al resto de España.

    Sin embargo esta visión europeísta  requiere un cambio de  mentalidad. Hoy mismo contrasta el hecho de que,   mientras ayer hubo críticas en el Congreso español por la  medalla al exministro Rodolfo Martín Villa por su vinculación al régimen franquista, en el Parlamento de Cataluña se acaba de anular por unanimidad los juicios franquistas en un gesto histórico de soberanía contra una legalidad impuesta.

    SALUDOS!!!

  • Magnífico colofón para el post, amigo Honorio. Tu siempre poniendo los puntos sobre la ies, para que vayamos dejando nuestros paseos por los cerros de Ubeda. A ver si te he entendido bien.

    Para ir reduciendo las diferencias sociales y debilitar el vigor de los nacionalismos haría falta una Europa Unida, de verdad, en la que:

    1. No manden los bancos y se vaya acortando la distancia entre ricos y pobres.

    2. Nos sintamos todos europeos, dentro de una gran nación de naciones, compartiendo soberanía felices y contentos.

     

  • h.cadarso

    Amigos del alma: En Euskadi, en mi opinión, somos gobernados por un tripartito PNV-PSOE-PP. En Madrid, ese mismo tripartito ha dado a luz un presupuesto para 1917 descaradamente favorable a los intereses de la gran banca hispano-vasca-catalana, y ha despreciado olímpicamente todas las propuestas de la izquierda en orden a mejorar la situación de las víctimas de la crisis. La distancia entre ricos y pobres se aumenta a pasos agigantados en el Estado español, gracias a esa política propiciada por ese tripartito del que os hablo.

    Lo de las autonomías e independencias son músicas celestiales, divertimentos para tener al pueblo entretenido y que les deje las manos libres para seguir haciendo sus negocios de hacerse cada vez más ricos y hacer cada vez más pobres y numerosos a los pobres.

    Aquí en Euskadi hemos jugado fuerte a defender los derechos de los oprimidos de cara al presupuesto de nuestra Comunidad autónoma. Ha habido huelgas de hambre, tensiones en el Parlamento de Vitoria, de todo. Y los enfrentamientos han sido de derecha-izquierda, no de abertzales-españolistas…

    De hecho, el PNV tiene al PSE a sus pies, y entre los dos se reparten el poder y los dineros…

    A lo mejor veo las cosas demasiado simples…Si abordásemos con seriedad este problema que os apunto, seguro que el problema nacional lo solucionaríamos en un plisplas. Pero no, a los que tienen la pasta les conviene jalear el asunto del nacionalismo para tenernos entretenidos.

    A Rajoy no le ha costado repartir la tarta entre PNV y PP, encantado. Yo me pregunto si las concesiones que ha hecho a Euskadi han sido inspiradas por un sentido de equidad y equilibrio en todo el Estado, o por un mayor beneficio del BBVA, el Santander y sus aliados. Porque aquí no manda ni España ni Cataluña ni Euskadi; aquí mandan los bancos desde antes de la República, desde la época franquista, y desde la Inmaculada Transición. Han cambiado los escenarios, pero la historia sigue siendo la misma…

  • Que bien que hayas cambiado de opinión, amigo Isidoro. Es un placer leerte, aunque a veces discrepemos desde la ignorancia.

    Hablando en general, parece que algunos nacionalistas estamos condenados, precisamente por qiienes quieren que todo siga igual, a ser unos…sin concienciadel devenir histórico de la humanidad… además de peseteros, altivos, insolidarios y no se cuantas cosas más. Y sin embargo, los tiempos cambian, evolucionan inexorablemente y a la larga probablemente a mejor.

    En cuanto a la grandeza de ser grandes hay quien opina que Lo pequeño es hermoso (E.F.Shumacher) o que el buen perfume se vende en pomo chiquito , como dice la canción.

    Lo del gobierno mundial democrático, está muy bien, pero sin el rubio Trump a la cabeza. Los romanos ya tuvieron su gobierno casi mundial. Felipe II también. Y los ingleses con su Commonwealth. Aunque dejaron huella, todos acabaron como el rosario de la aurora.

  • De donde sacas Isidoro eso de “Le Pen y PODEMOS de la manita”. Esto está en contra del sentido comun de todos. Luego es un soberano disparate y una tontería.

  • Isidoro García

    Hablando de relatos, creo que nuestra vida tiene muchas similitudes con ir en bicicleta.

    En bicicleta, o vas mirando al frente con la vista puesta a unos 10-20 metros, o si no inevitablemente, empiezas a mirar al suelo, y a los pedales, y empiezas a andar en zig-zag, con peligro de caer al suelo.

    Por eso yo hablaba ayer de que ir “sin conciencia del devenir histórico de la humanidad, siempre mirándose el ombligo”, es la causa/caldo de cultivo de posiciones nacionalistas y el fomento de la división y del soberanismo.

    Si la gente no tiene conciencia de la grandeza de ser león, es lógico que muchos prefieran ser cabeza de ratón que cola de león.

    Y si la gente no tiene un sentido cósmico, trascendente de la vida, y no tiene “Alguien” que le enseñara que el futuro que ya está aquí, por supuesto que no es tiempo de ratones, y ni siquiera lo es de leones, sino que será tiempo de Dragones semidivinos que se relacionarán de tú a tú, con otros Dragones similares de otros planetas cercanos, con los que colaborará y cooperará, entonces, es lógico que acaben conformándose con minucias.

    Por eso el discurso/relato contra los separatismos, no puede ser el del simple conservadurismo del estatus quo actual, sino que habría que ser enérgicamente proactivos hacia una gobierno mundial democrático, lo más pronto posible.

    En España, este discurso, funcionó contra las tensiones separatistas, con nuestra entrada en Europa, que sirvió de relato antiseparatista. Pero eso hoy día no basta. Y justo el relato del soberanismo proteccionista y la antiglobalización, está calando entre los populismos regresivos de izquierda y de derechas, (Le Pen y Podemos de la manita).

    Yo creo que esa es la vía del socialismo democrático del futuro. Pero para eso se necesitan políticos de calado y con visión de futuro. (Yo tengo curiosidad por ver que va a hacer Macron en Francia).

    ¡Qué triste, ser lo que somos, los humanos, y conformarnos con lo que nos conformamos!.

  • Hola M. Luisa

    Creo que va siendo hora de las despedidas. Hay que seguir dándole tiempo al tiempo  y a vivir para ver. Desde luego, Cataluña y los catalanes, tanto nativos como nacionalizados, van a jugar un papel importante en esta historia.

    Muchísimas gracias por todo lo que has aportado al post.

  • Claro que son de utilidad, amigo Eloy, las reflexiones que nos ofreces sobre el relato. Todo suma y nada sobra, para seguir avanzando hacia una auténtica democracia representativa y hacia un sano Estado de derecho.

  • ELOY

    Me atrevo a aportar, por si fueran de utilidad, unas reflexiones sobre “el relato”.

     
    Al final, en nuestra percepción subjetiva, lo que nos queda de la Historia es el “relato” y el “significado” que de él “aprehendemos”.

    Ahora bien, ante una realidad compleja, global, y al tiempo fragmentada, con exceso de información, el relato “comprensible” corre el riego de resultar tan “simplificador” de la realidad  que la desfigure, y , a la postre,  la construcción  de relatos, especialmente si son argumentales en pro o en contra de determinada idea, pueden, como dice Valentí Puig, “acabar generando una red de placebos” (Valentí Puig: “El detector de relatos” EL PAÍS 25-06-2017, pág. 18)
     
    Previamente había dicho Valentí Puig, entre otras cosas, lo siguiente:

    “(…) En fin, no es que las coyunturas institucionales o políticas tengan un relato que hay que indagar o definir ; ahora hablamos directamente de construirlo. Damos por hecho que los relatos construidos aportarán claridad en horas criticas. Por eso se dice que hace falta un relato para Europa frente a los populismos o un relato para España frente a los secesionismos. Eso supone aceptar que los populismos o el independentismo han dado con un relato que les da ventaja sobre el discurso europeo clásico o sobe la España constitucional. (…) // Se espera del relato que tenga un ejemplo similar al de “levántate y anda”. En época de simplificaciones abrumadoras , ¿no es posible que la construcción de relatos genere también fórmulas reduccionistas? . En realidad el mejor relato de la democracia representativa es que represente o, en el caso del Estado de derecho, que el ciudadano se sienta a la vez seguro, libre e igual a los demás ante la ley (…)”  
     

  • M.Luisa

    Pues eso, Isidoro, a mí tampoco me atrae demasiado la política, casi con nadie hablo de política,  pero aprovechando el oportuno  artículo de Iñaki, en este momento tan crucial de ella y conociendo de sobras vuestro buen talante para dialogar, pensé que mejor sitio para hacerlo no hallaría.

    Sin embargo, con tu último comentario de ayer, Isidoro, me has decepcionado y ya no te digo la sensación que una tiene cuando expresamente y directamente  se le pregunta algo, una curiosidad, una duda,  y luego el preguntante hace  caso omiso de la respuesta.

    Suerte que ayer noche, antes de cerrar la conexión tuve la satisfacción de leer el comentario de Luis. Él sí que al combinar filosofía y política tiene más claras las cosas. La filosofía no se puede politizar pero puede nutrir la política abriéndola a su propia evolución y humanizándola.

    Es que Isidoro no enfoca bien el tema porque no se trata de convencer a nadie. Cuando a mí se me ocurrió contar con vosotr@s, en mi cabeza no albergaba  tal idea, sino simplemente me movía el ánimo de escucharos en vuestras opiniones por lo que no entraba en mis expectativas esta deriva, que dices, de que se pudiera acabar  envenenando la convivencia de los participantes. ¡¡Ni de lejos se me ocurrió pensar tal cosa!! Lo único que hice fue depositar en vosotros  mi confianza en vuestra capacidad de moderación, porque si esto hasta ahora ha venido sucediendo ¿por qué no esperar lo mismo en este concreto espacio?

    Tampoco se trata de dividir el personal entre los opinantes, ¡Isidoro por Dios!  A mí me ayudaba bastante, por cierto,  para un mejor conocimiento tuyo las citas de insignes autores a las que nos invitas a leer en tus comentarios, pero ahora con lo que estoy viendo, me doy cuenta que tal vez las interpretas equivocadamente y en lugar de ayudarme a comprenderte mejor  me han llevado  directamente a confundirte mejor.

    La cara buena del independentismo es el soberanismo. Mirándolo por ese lado positivo es bueno para todo el mundo. España tendría que saber aprovechar esta irrupción soberanista!  La primera instancia del soberanismo se sitúa en  la persona  en la liberación de su propio ego. Quererse uno en lo que es, es la primera condición para querer y respetar con autenticidad a todos los demás! Democracia es eso, pero resulta que esta palabra no aparece a lo largo del comentario de Isidoro.

    Si, se puede coger la idea de Patria en negativo  y hacer de ella cualquier cosa. Pero del sentimiento de patria? Ah! De eso no hablas, y ¿sabes por qué? porque pones en el mismo saco  sentimientos y  emociones  cuando son dos realidades completamente distintas.

    Bien, lo dejo aquí agradeciendo primero a Iñaki su oportuno artículo y también a todos los participantes en el coloquio.

  • Amigo Isidoro, agradezco tu paciencia y el tiempo que has dedicado a este post. No merece la pena dramatizar. Dentro de mil años, de un modo u otro, cualquier utopía podría llegar a ser una realidad.

    Me hizo gracia lo de los británicos en Alicante. Ten en cuenta que yo nací en el 38, a dos kilómetros de Gernika,(la de Picasso), en un pueblecito llamado FORUA, en el que hubo, al parecer, un Foro romano. Aun se conservaba algunas calzada preparada por estos turistas de in ilo tempore. Mi suegra, por  su parte era de Etxalar, un publecito navarro, en la zona del Baztan, conocido por sus palomeras y anteriormente por sus contrabandistas. Dice la leyenda que allí hubo un caserío en el que entrabas por el lado español y podías salir, por una ventana trasera, al lado francés. Aquellos aldeanos con el tiempo se fueron dividiendo en vasco-franceses y vasco-españoles. Comparar la posible gibraltarización de un pueblecito alicantino, con la independencia de Euskal Herria, con sus siete provincias, tres de ellas al otro lado de los bajos Pirineos, suena como raro.

  • La izquierda que hemos conocido era eminentemente marxista. Luego solo contemplaba lo económico.

    Pero mira por donde que un eminente pensador actual Ken Wilber. En su famoso cuadrante. Equipara lo cultural a lo economico.

    ¿Por que digo esto?. Porque creo con Wilber, que no todo es economía. Lo cultural es algo equiparable a lo económico.

    Culturalmente e históricamente Cataluña se siente una Nación única. ¿Que le vamos a hacer?. Guste o no guste, esto hay que respetarlo.

    Resulta que los “polacos” siempre están llorando…

    España nos roba. Porque la solidaridad no se impone. Si se impone no es solidaridad, es expolio.

    Resulta que los “polacos”. Creo que ridiculizados en la mayoría de España. Destinan “solidariamente”. Muchos recursos propios, hacia una Nación. Con la que hoy por hoy. No se identifican. ¡Ah…! Pero hay que ser solidarios….

    Euzcadi. Fiscalmente. Tiene un trato mas justo de Madrid. Nadie dice que sean insolidarios….

    Los catalanes, llevamos demasiado tiempo siendo “solidarios”. Hasta acabar. Fins als cullons.

    Ya está bien de ser. Cornudos y apaleados.

    Entiendo, como español, el sentir de los “españolistas”. Si se nos atendiera en nuestras legitimas peticiones. Con respeto. Quizá no habría tantos independentistas.

    Por cierto. El federalismo rige en muchas naciones. Mirad Suiza. Y funciona como un reloj.

    Machado definía a Madrid. Como “el rompeolas de todas las españas”. y una leche. No queremos ser olas para que nos partan la cara en Madrid. Si acaso un tsunami….

     

  • Isidoro García

    (Amigo Iñaki: No tenía que entrar a este trapo, porque por supuesto no espero convencer a nadie. Solo creo que es necesario, que en este foro, se oigan todas las voces posibles sobre este tema, que si no controlamos, puede envenenar la convivencia de los participantes.

    Si no interveniera, parecería que solo hay una línea de opinión sobre él, lo que no creo. Quiero creer que en el foro, quizás haya una minoría (¿?) silenciosa que por lo menos tiene sus dudas.

    Sabeis que a mí los temas políticos del día a día, no me apasionan. A mí me interesa el pensamiento y la filosofía. Yo no he sacado el tema, he respondido, (quizás imprudentemente), a los requerimientos primero de M.Luisa, y ahora tuyo.

    Y si supiera ciertamente que estas opiniones mías sobre el tema, no son apoyadas por ningún lector del foro, automáticamente presentaría mi dimisión de este foro, y me marcharía. No tengo ningún interés en irritar a nadie, ni en predicar en el desierto: Cada uno en su casita y Dios en la de todos). Paz y amor.

     

    Ahora voy punto por punto. Lo primero es que yo reconozco que el problema tiene mala solución, porque cuando hay una minoría poderosa de personas, que hacen de una idea su obsesión, y para ello no paran de echar gasolina al fuego, indoctrinando niños en las escuelas y mayores en prensa y Tv, no hay bomberos que valgan.

    Los problemas endemoniados, son aquellos que hagas lo que hagas, lo empeoras. Yo desde luego no tengo ninguna solución, solo llorar. Pero vamos que tampoco será una tragedia griega, solo que se va a aumentar el odio y la inamistad ambiente, en una especie de entropía maligna del desorden ético, cuando se supone que el progresismo lo que propone es la mejora de la fraternidad y la cooperación universal.

    Desde la horda-familia, hasta el universalismo de toda la humanidad, se va ampliando el alcance de la empatía y la solidaridad, pasando por el pueblo/ciudad, la comarca, la provincia, la región, la nación y el continente.  En cada uno de eso pasos, se va ampliando la fraternidad y la cooperación general.

    Por ello todos los nacionalismos, suponen un avance respecto al localismo pueblerino, hasta el punto que en las guerras no tan lejanas, uno defendía a los de su nación y tenía derecho y obligación de matar a los individuos de las naciones contrarias.

    Todo este proceso, es terrible, visto desde el punto de vista del humanismo progresista y de la fraternidad universal. Pero es así. Todavía hace unos cien años, los sindicatos obreros dieron la consigna a los obreros europeos de no alistarse en los ejércitos movilizados de la 1ª Guerra Mundial, y obtuvieron un estrepitoso fracaso, pues los obreros franceses, ingleses y alemanes, inflamados por la propaganda y su respectivo ideal nacionalista, se sumaron al conflicto.

    Por eso los nacionalismos, son regresivos humanamente hablando, o sea que marchan en la dirección contraria al ideal y a la tendencia de la historia, que es la de considerar que un ser humano, es igual que otro, sin tener en cuenta papeles y fronteras.

    Y por eso considero que lo normal es que los nacionalismos los sostengan los conservadores y burgueses, individualistas, sin conciencia del devenir histórico de la humanidad, siempre mirándose el ombligo, a los que la fraternidad universal, les queda muy lejos de su ideario. ¡Pero que lo hagan los progresistas…! Da pena.

    (Hasta desde ámbitos progresistas radicales, se hacen eco del “grave agravio”, que supone el hecho de que una zona más rica y desarrollada, dedique parte de sus recursos a zonas más pobres y subdesarrolladas. (¡España nos roba!”). Y luego los fascistas son los otros.

    ¿No quedamos que el que más tiene debe pagar más impuestos? ¿O eso no rige entre zonas ricas y pobres?.

    Périch, tan lúcido como siempre, definió el nacionalismo en uno de sus chistes como “El triunfo de la geografía sobre la razón…”.

    Y Alberto Fraile, mallorquín, en su revista “Namaste”, reflexionaba sobre la contradicción interna que asola a todos nosotros, en este tema. Decía que “la tarea actual consiste en conciliar estas dos tendencias alienantes: el desarraigo y el nacionalismo”. 

    Por supuesto que es normal y positivo que uno tenga un arraigo emocional en su terruño, pero eso no nos debe hacer caer en el pueblerinismo más rampante. Conciliar opuestos y contradicciones es superarlos, pero para eso hay que racionalizar un poco, porque si nos guiamos solo por las emociones, saldrá de nosotros lo peor de nosotros mismos.

    El maestro Gonzalez Faus, cita en un reciente artículo en Religión Digital, a “Jean Nabert, en un libro que significativamente se titula “Ensayo sobre el mal”, donde habla de la “corrupción de la idea de patria” y la define así: “un nosotros que debería servir para liberar al yo, se convierte en un nosotros que sirve para afirmar al yo””.

    O sea que lo que en principio suponía un avance del nacionalismo, en cuanto supera el yo individual, familiar y local, en la realidad se puede convertir en una regresión, “un nosotros que sirve para afirmar al yo individual”.

    Y eso mismo, puede suceder con la supuesta fraternidad universal y solidaria, con los que muchos se llenan la boca, pero que en realidad, es una manera de paliar frustraciones personales, resentimientos y odios particulares.

    El ser humano es muy complejo, y cada alma tiene su almario. Y la corrupción no solo es cuestión de robo de dinero. Hay otra peor, que es la perversión de los valores e ideales que pueden acabar travestidos de cualquier cosa. “La estancia en el agua no transforma un tronco en un cocodrilo”, saben los negritos de Africa.

     

    Y ahora bajando a las dudas anecdóticas, mi mención de los taifas, se refería a que si es difícil poner de acuerdo a 200 países de la Onu, imaginémonos lo difícil que sería si con la generalización de un proceso independizador de comunidades menores, y hubiera mil países. Sería una olla de grillos.

    Y respecto a los de los tanques, aviones y embajadores, señalaba, que el autogobierno, de Cataluña, (dentro de los límites europeos), ya es amplísimo, y solo les falta, ejército propio, y reconocimiento internacional, (sillas en las reuniones internacionales). A mí me parece que eso no merece la pena el conflicto, pero es una opinión personal.

    Lo del bofetón y la pedorreta, es la expresión, de que aquí envenenados de victimismo no se hace más que pedir empatía del resto con nosotros, pero, ¿y a la inversa? ¿Hay o no hay empatía hacia el resto de españoles? Todos tenemos nuestro corazoncito, y si nos pinchan sangramos.

    Y lo del pueblo de Alicante, tú sabrás que hay pueblos en Alicante con mayoría de residente británicos, y en Mallorca alemanes, y votan en las municipales, y en el futuro, acabarán votando en todas las elecciones. E hipotéticamente, un consistorio de un pueblo, puede hacer una moción solicitando y organizando un referéndum. ¿Quedan claras las cosas, o es que lo que quieres es que me pille el toro?.

     

    (Acabo y termino: no pienso continuar más en este tema. A los que les haya irritado, pido perdón, y tomadlo como sacrificio en aras al respeto hacia la pluralidad de opiniones en este foro, y al esfuerzo de todos, hacia evitar el sectarismo y el pensamiento único. Gracias y saludos cordiales de verdad).

  • (Contestación a algo escrito en este foro.)

    En el libro que escribí en tiempo pretérito, y que he sacado a colación en otro comentario mio. Escribía. En España la historia, justa o injustamente, nos ha metido a todos los hoy considerados españoles. En un saco. No se trata de romper en saco. Se trata de estar confortablemente en el.

    La mayoría de españoles, clama por la justicia. Pero no se cuestiona el dejar de considerarse españoles. Por motivos culturales y económicos, mira por donde, que Cataluña si.

    Resumiendo: creo que de no darse motivos de incomodidad. Cataluña seria española. ¿Por que motivo entonces, no iba a querer serlo?.

  • Amigo Román, se agradece tu participación en esta complicada carrera buscando el final del túnel. Tus objecciones son muy españolas y bien cargadas de su propia subjetividad, complicando la posiblidad de llegar a puntos de encuentro en los que campee la objetividad.

    Para empezar, los nacionalismos catalán y vasco no tienen nada de excluyentes. Su más ferviente deseo es integrarse en una Europa Unida, con todos los pueblos de su entorno, incluida España. El que parece un nacionalismo más excluyente es el español, capaz de intentar echar a los catalanes de Europa. No se puede  pretender solucionar los problemas políticos de dos nacionalidades históricas como Cataluña y Euskal Herria, con la Constitución del 78 en la mano. (Recordemos los pocos votos que recibió en la CAV). No tengamos miedo de hablar de naciones, ni de escuchar a unas sociedades como la catalana y vasca, que llevan años demostrando su madurez.

    ¿Cómo salir del atasco de los nacionalismos excluyentes?. Vamos a ver si M. Luisa nos amplía el horizonte.

  • Amigo Luis, se agradece que, como andaluz de cuna, te posiciones claramente en favor de un referendum que permita conocer la opinión de la ciudadanía catalana, sobre el independentismo.

    Me apunto a lo de vasco, ibérico y europeo, sumándome a la petición de libertad, respeto y justicia.

  • Me encanta tu sentido del humor, amigo Isidoro, pero sería estupendo que en tus siempre fructíferos diálogos con M. Luisa, tratarás de acercarnos un poco más a la solución de tanto… litigio por motivos absurdos e intranscendentes. ¿No te parecen querellantes patológicos quienes manejan la Constitución del 78 como si fuera un bate de beisbol?.

    Algunas cosillas tendrías que explicárnoslas un poquito mejor. Por ejemplo, lo del pueblo de Alicante con mayoría de británicos. O lo de los reinos de taifas como Luxemburgo, Malta, etc. dentro de la Unión Europea. O lo del bofetón al resto de España de una Cataluña que es y será siempre Europa. O la tontería de los tanques y las embajadas. O  lo de la pedorreta y que te rian la gracia. O….

     

  • M.Luisa

    En efecto, Luis, parece una sutileza pero no lo es, una distinción potente que te  permite calificar de fascista la legalidad franquista a cuyo calificativo  me sumo también.

    Entre una y otra, se ha de producir necesariamente una ruptura! Lo mismo que sucedió en EE.UU allá por los años sesenta del siglo pasado cuando una mujer negra, no recuerdo ahora su nombre, Rousse, creo, subió al autobús y se sentó en un asiento reservado para blancos, a partir de este gesto  la ley tuvo que cambiarse en aquel país, es decir se pasó de la legalidad a la legitimidad.

    Pero bueno, lo que yo iba a decir es lo siguiente. Ya me perdonaréis que no os haya dejado tranquil@s este fin de semana tal como os prometí, pero pensando pasar estas fiestas con cava, fuegos, y coca, mi hija me llamó que un tractor agrícola viniendo para acá se le echó encima,  por suerte  sin daños personales.¡¡Bien, pues a aguantarme  toca, quien quiera, claro!

    Como sé que desde Madrid no se facilitará esta información os la doy yo misma. El enlace es este

    http://www.vilaweb.cat/noticies/contundent-editorial-del-new-york-times-el-millor-que-pot-fer-espanya-es-permetre-el-referendum-a-catalunya/…pero está en catalán y viene a decir:

    El diario The New York Times ha publicado un editorial sobre el referéndum en Cataluña en el cual ataca duramente la política del gobierno español. Y avisa que  ‘la intransigencia de Madrid sólo encenderá todavía más la frustración de los catalanes’.

    Según el diario, si España quiere ‘suprimir el impulso secesionista, la mejor cosa que podría hacer es arreglar  su casa  después de que la fallida moción de censura, los casos de corrupción y los recientes procesos electorales han mostrado como de dividida está la política española.

    El artículo, firmado colectivamente por el equipo editorial del diario, también recuerda los últimos acontecimientos, como el anuncio de la fecha del referéndum y la reacción del gobierno de Madrid, así como las multas y juicios por el 9-N, que dice que sólo han servido para galvanizar el movimiento independentista. La editorial acaba afirmando que lo  mejor que podría hacer España es ‘permitir el referéndum’ y lo  mejor que podrían hacer los votantes catalanes es ‘rechazar la independenc cómo ha pasado en Escocia y Quebec’. Si no es así, dice para acabar la editorial ‘la intransigencia de Madrid sólo encenderá todavía más el ímpetu de los  catalanas’

  • Muchas gracias Mª Luisa. Me gusta eso que dices. Una cosa es la legalidad. Y otra diferente la legitimidad. con Franco teníamos legalidad, fascista…..

    El centralismo es un fascismo, de baja intensidad….

  • M.Luisa

    Buenos días! por motivos que no vienen al caso seguiré con mi ritmo habitual.

    Isidoro,  tú tienes una duda, yo también tengo muchas,  ni siquiera estoy segura de que todo llegue a buen puerto.   Por esto el momento histórico que se vive en Cataluña al tratarse de una  experiencia  completamente novedosa en tiempos democráticos  no nos permite más que ir empujando el presente e ir resolviendo las cosas pasito a paso sorteando  todo obstáculo e impedimento que no son pocos. Por tanto, por qué hacer hipótesis de futuro en un contexto tan incierto?    Lo que sí te puedo adelantar es que hace unos pocos años, no recuerdo exactamente  cuando fue  pero sí dentro del tiempo   que viene durando el proceso, que  diferentes comarcas pidieron el derecho unas a anexionarse y otras a independizarse de sus territorios vecinos  y naturalmente allí se colocaron urnas.

    Por otro lado, pienso que para cumplir todo lo que dice el  papel escrito, la Ley, la Constitución,  no hace falta voluntad política,  por eso  Rajoy no la tiene, es un  político fiel cumplidor de la ley y de la Constitución.
    Voluntad política implica saber distinguir  entre el concepto de   legalidad y legitimidad, siendo éste segundo, si aquella voluntad existe,  el que va posibilitando la variabilidad del primero creando así a la voluntad un margen de movimiento.

  • Isidoro García

    Solo un pequeño comentario, con una pequeña duda personal.

    M.Luisa, ¿tú crees que habrá voluntad política, para que en la futura Constitución de Cataluña, se reconozca por escrito el derecho de autodeterminación e independencia, de cualquier pueblo, comarca o provincia de Cataluña que lo solicite?.

    Tengo esa pequeña curiosidad.

  • M.Luisa

    Aún tengo un poco de tiempo disponible antes de que mi cabeza esté por otros asuntos más domésticos, así que voy a referirme de forma muy sintética,  a los largos comentarios  de los amigos Isidoro y Román, que me quedaban pendientes, al menos para dar  ni que sea algunos pequeños trazos.

    Isidoro, pienso que no hace falta situar el problema  en estos dos enfoques,  el político de bajo nivel,  o el político-filosófico de altura, sino que nos basta  tomar conciencia del horizonte democrático de fondo con el que nos hemos dotado. Es más sencillo de lo que parece, sólo falta voluntad política!

    Román, ya sabes, eh? No me enrollaré, sólo una pincelada porque no te he leído con profundidad como mereces, (ya lo haré) y es que así como ayer estuve mucho tiempo mano sobre mano hoy va a ser distinto.

    Aunque parezca extraño cuando hablamos de pluralidad  nos parece como que ésta haya de recaer  sobre esto que llamamos distintas sensibilidades, y pienso que esto no es así. La pluralidad está, precisamente, en las ideas, son las ideas las que son plurales y lo que por eso se reclama  respeto mutuo. Por ejemplo, las emociones ciudadanas, la emotividad en las calles claro que son variadas y distintas todas ellas,  pero son meras expresiones en las que no caben discusión y   que apuntan a un sentimiento  patriótico unitario que los  políticos recogen y se encargan de orientar  y de conducirlo a su realización ideológica.  Bien amigos, tomad la buena voluntad, no me puedo entretener más

  • M.Luisa

    Muy bien Luis! Te entiendo perfectamente!  Gracias también a Iñaki por tus consideraciones pero también gracias a tod@s por vuestro interés. Estos días no estaré sola y por tanto reduciré mucho mis intervenciones pero os seguiré leyendo con gusto y placer. Gracias amig@s

  • Román Díaz Ayala

    Ni contigo ni sin tí,

    tienen mis males remedios,

    contigo porque me matas,

    sin tí porque yo me muero.

    La copla es un requiebro “de amor”. Se dice de los amores muy reñidos que suele ser unas de las relaciones más estables y fuertes, algo de eso comprobamos en el  Cantar de los Cantares atribuido al Rey Salomón.

    Nos sentimos doblemente obligados a contribuir a las invitaciones de M. Luisa y de Iñaki aunque estaba en posesión de otras razones también importantes para guardar silencio

    Ya de por sí juntar los temas de Cataluña y Euskadi como dos entidades otras distintas y diferenciadas de España tiene su contrasentido siempre que subyace el problema de los nacionalismos excluyentes.

    Mezclar Catalunya y el procés actual independentista con la evolución propia de la política vasca parece otra incongruencia más a las que nos están obligando a acostumbrarnos. (Por favor leer detenidamente el comentario de Iñaki de las 19.30 hora dedicado a Ana y su final que es muy aclaratorio)

    Y como nobleza obliga comencemos por el artículo del autor

    Iñaki  nos habla siempre desde su Euskadi y su trasparente nacionalismo aunque ´wl bien sabe y reconoce que su tierra natal es muy plural en la cual conviven muy deferentes sensibilidades y que tambien perduran muy variadas formas de de entender y construir la convivencia.. Su oferta política es mucho más rica y variada que en el resto de España. El particular sistema vasco permite que haya gobiernos estables en minoría, casi siempre con alianzas, pero que gobiernan y legislan para el conjunto de la nación vasca.

    Lo dicho hasta ahora no impide que Iñaki se exprese libremente aquí en este artículo y en cuantas intervenciones ha tenido en ATRIO con entera libertad desde su subjetividad.

    Con esa misma libertad que él me brinda le presento mis objecciones.

    Habla de España como una entidad distinta y otra que la de Euskadi. Y que esa España, que no es la suya es la que se empieza en vivir bajo el paraguas del Partido Popular. Es decir que el PP gobierna en España con los votos , donde ninguno viene de Euskadi, y recibe la aprobación de sus Presupuestos Generales del Estado, es decir que recibe un balón de oxígeno en su gestión de gobierno a pesar del rechazo de los representantes políticos vascos. Otra deducción. Si el Parlamento es la Sede de la Soberanía de la Nación Española, no es la sede de la soberanía del pueblo vasco. La soberanía del pueblo vasco reside únicamente en el Parlamento de Euskadi. Su legalidad es el Estatuto de Guernika.

    Todo ello sería así, repito, si España fuera una entidad distinta a Euskadi, dos naciones distintas, por lo que tendríamos que entender que la  una está sometida a la otra.

    Desde ese punto de vista enfoca a Cataluña viéndola también como otra realidad distinta a España entendiendo que la ruptura sólo pude proceder dsde la sociedad española con respecto a la sociedad catalana. Y yo le acepto esa premisa de que existe una ruptura, pero no la de Cataluña con España sino en el seno de la sociedad catalana. siendo ésta menos pluralista que la vasca se encuentra muchísimo más polarizada y con problemas bastante diferenciados (¿Se ha denunciado el mismo nivel de corrupción de partidos gobernantes en Euskadi? ¿Ha sufrido la sociedad catalana el mismo nivel de violencia terrorista en su pasado más reciente?)

    Lo que realmente nos quita el sueño al conjunto de la sociedad civil tanto en Madrid, en Tenerife, en Donosti o en Girona es que por oportunismos, por actitudes ventajistas los corruptos sigan ejerciendo actos de gobierno en el conjunto de las instituciones del Estado.

    Habla de “auténtico tesoro”, como si la situación fuese la de una Metrópolis con sus territorios coloniales y pervierte el sentido de la frase porque tesoro es que “una parte de la sociedad civil” forma parte del conjunto en una sólo y única soberanía que nos hemos dado en la aceptación de que el pueblo español de una riqueza inigualable de sus nacionalidades históricas y sus territorios es el conjunto de su sociedad civil.

    No se puede hablar de autoritarismo judicial, o constitucional, o militar, porque sería tanto como que la Constitución Española de 1978 en nada les afecta a catalanes y vascos, salvo como imposición de países ocupados, sería cerrar los ojos a la historia más reciente, sería olvidar de donde la viene la legitimidad a sus respectivos parlamentos, a sus leyes y estatutos.

    ¿De qué pánico habla?¿No se sabe interpretar el silencio más respetuoso de segmentos de las poblaciones de cataluña que ni votaron independencia, ni cree que la osadía de una clase política irresponsable, unos y otros, les conduzca a trágicos acontecimientos. Y  no me refiero a la violencia, si no al desgarro de una sociedad a la que gratuitamente se le despoja de sus derechos ciudadanos. ¿O sólo tienen derecho los independentistas porque son más guapos y guapas y saben lo que nos conviene?

    La relación entre las distintas comunidades autonómicas ( las regiones y nacionalidades, o naciones si lo preferís) no es la dependencia de un Estado que las necesita, como un organismo autónomo y distinto (El Estado Centralista) para figurar en el conjunto de la Unión Europea. ¡Qué extravagancia!.

    También es muy dudosa la afirmación de que los parlamentos catalán y vasco tienen un sentir distinto al Parlamento español, dado que se acepte la tesis de autor de que el conflicto reside entre tres naciones: España, euskadi y Catalunya. ¿No conforman el Parlamento, la Cortes Generales el conjunto de las naciones y territorios de España? ¿No emanan esos parlamentos, su legitimidad, de la Constitución que nos dimos?

    Nadie afirma que Catalunya y Euskadi sean regiones de España, ni tampoco Galicia, porque tal afirmación sería inconstitucional. Es más en rigor, tampoco Andalucía, porque sus estatutos o sus deseos manifestado en sus leyes, o su voluntad histórica apuntan a que también es una nación.

    La mentalidad “provinciana” que siempre se nos escapa por alguno de nuestros poros es la que hace decir que los “los políticos y periodistas de Madrid” quienes hacen la práctica de la avestruz. Hay muchos avestruces por toda España

  • Resido cerca de Vic (Barcelona). Juan Carlos Monedero visitó Vic. En una plaza nos concentramos los de PODEMOS. Le entregue en mano un escrito mio, que admitió amablemente, donde entre otras cosas, le exponía mi visión de España.

    Soy de origen andaluz, resido en Cataluña desde los 7 años, y tengo 69. Pero soy Español de corazón. Ahora bien….

    Conozco, como no podía ser menos el alma catalana. Su sentimiento legitimo de Nación.

    Las macro manifestaciones, la cadena humana la bandera catalana en todas las casas incluida la mía. Etc.

    Para el que lo quiera ver, es una muestra inequívoca de un sentir general. Se trata de constatar con un Referendum, si ese sentir es efectivamente mayoritario.

    Escribí un libro hace años. Cuando nadie hablaba de federalismo en España. Yo sacaba el tema en este libro. Entonces era un tema que todo dios parecía evitar. Era tabú….

    A J.C. Monedero le exponía eso. EE.UU. No de España. Mas…, EE.UU. de Iberia. Porque en pie de igualdad, respetando escrupulosamente los acuerdos. Portugal, si libremente se quisiera sumar a una Iberia federal. Podríamos ser grandes y respetados, lo que no somos ahora, en ningún sitio. No restar. Sumar pero con respeto y justicia. QUE ES LO QUE FALTA.

    Pensad en una Iberia unida. Y su proyección en la América ibérica. Lo que digo…, sumar pero con respeto y justicia.

    En las escuelas de España, hemos heredado el modelo francés de nación. El centro París, después cantones y burócratas de París. Tabla rasa de todo lo que no sea ese centralismo.

    Pero el centralismo, no está escrito sobre bloques de piedra. No es igual que “las tablas de la ley”.

    Y hay mas…. Está la cuestión económica.

    El PSOE derrotado, el de Susana Diaz, guarramente ha aupado al P P al gobierno. En contra de Cataluña. Porque no le interesa a Andalucía y a media España. Un trato fiscal justo para Cataluña. Contentos estaríamos con tener el mismo tratamiento que tiene Euscadi.

    Es otro tabú. Este es actual. Poco se habla en los medios españoles del tema de contribución y retorno del dinero  enviado a Madrid. Dicen que 16000 millones catalanes, no retornan al país. Se esfuman para Cataluña. Ahí. Ahí…. es donde está “la madre del cordero”.

    Ademas. En Cataluña sabemos administrarnos. La tutela de Madrid, es humillante para los catalanes.

    Soy mas que español. Soy ibérico. Pero exijo con los nativos catalanes, a Madrid. LIBERTAD, RESPETO, Y JUSTICIA.

     

     

  • Gracias, amigo Mauricio, por tu aportación al tema. Estoy completamente de acuerdo contigo.

  • Hola M Luisa.

    Recibir la aprobación de mi maestra, en ATRIO, es siempre un motivo de satisfacción. Como, además, supone un enriquecimiento notable del post, ni te cuento. Créeme que me ha sorprendido y alegrado el tiempazo que, medio en serio y medio en broma, le ha dedicado Isidoro.

    Estoy contigo en eso de…no pasar de puntillas sobre este tema, poniendo confianza en nuestra propia moderación. ¿Por qué no intentar encontrar, en ATRIO, una solución razonable al problema de la territorialidad en el Estado español?. Cabezas pensantes no faltan.

     

  • Amigo Eloy, no hay nada que disculpar. Al contrario, agradecerte que nos hayas refrescado la memoria, con datos concretos. Totalmente de acuerdo contigo, tanto en lo primero, como en lo segundo.

  • Apreciada Ana, se agradece el esfuerzo que has hecho, entrando en este post. Permíteme un breve comentario a tu aportación.

    No se trata de ser aún más, a costa de unos vecinos del sur que ya son menos…en el tener. Nos bastaría con llegar a ser, en el caso de los vascos y siempre que una mayoría significativa de la ciudadania vasca así lo decida, Euskal Herria: Una nación con identidad propia, reconocida en Europa como una más, ni la más pequeña, ni la más rica, y siempre solidaria. Nada de fronteras ni enfrentamientos, salvo en el terreno deportivo (fúbol, olimpiadas, pelota, traineras, soka-tira,  etc.), moneda única, libre circulación de personas y capitales, etc. Y, por supuesto, nada de soñar en convertirse en un paraíso fiscal, para ricachos.

    Imagínate que a bastantes nacionalistas nos desagrada la sensación de mercadeo del PNV, del Sr. Urkullu, en Madrid, aprovechando la posición estratégica de sus seis parlamentarios. Aunque parezca increible, algunos daríamos prioridad al SER, aún perdiendo algo en el TENER.

  • Isidoro García

    (Recojo el guante de M.Luisa, aunque algo me dice que no debería meterme en barrizales: siempre se acaba enmerdado).

     

    Este es un tema complicado, muy emocional, y que para una persona democrática y progresista, le sitúa en una contradicción de términos, aparentemente irresoluble, que hay que hacer un esfuerzo en resolver. Por eso, yo no me voy a escaquear de este problema, y mando este comentario-artículo.

    El problema de la autodeterminación e independización de una comunidad, respecto a sus históricos vecinos geográficos, (cuando llevamos ya vividos una sexta parte del siglo XXI), es un tema digno de reflexión.

    Hay dos enfoques posibles del tema, el político de bajo nivel, (la politiquilla partidista), o el político-filosófico de altura. Empezaremos por el primero.

    En este campo de la política de partidos, donde se piensa poco y muchos políticos excitan las bajas pasiones del electorado, los sentimientos de victimismo, donde se dan rienda suelta y se fomentan las psicopatologías delirantes querulantes,

    En psiquiatría y en el campo jurídico, se estudia la figura de los “querellantes patológicos o querulantes. Son unas personas suspicaces, recelosas e inflexibles que padecen un trastorno delirante cuyo síntoma más característico es la búsqueda enfermiza de lo que ellos consideran que es justo; por ese motivo, no cejarán en su empeño hasta conseguir que los órganos judiciales les den la razón –¡su razón!– porque los querulantes, en realidad, no quieren que se imparta Justicia sino que alguna autoridad les reconozca la veracidad de su planteamiento”.

        “El psiquiatra portugués José Luis Pío ha considerado, con buen criterio, que la razón y la justicia son las grandes armas del paranoico. Su razón y su justicia, porque el paranoico no está concebido para un Estado de derecho en el que la razón se discute y la justicia está en los códigos.

          La verdad del paranoico debe salir vencedora y su justicia tiene que hacerse a toda costa, aunque haya que esperar años y años para que se ejecute [Pío, J.L. Cómo volverse loco. Barcelona: Paidos, 2008, p. 36].

          Partiendo de esta base, podríamos establecer un cierto paralelismo: si en Medicina se trata a los hipocondríacos angustiados por su salud, en Derecho, los pasillos de los tribunales se han convertido en el hábitat natural de los querulantes, cuya vida transcurre entre denuncias y recursos, litigando por cualquier motivo que, al resto de la sociedad, le parecerá absurdo e intrascendente”. (escritor y jurista Carlos Pérez Vaquero, http://archivodeinalbis.blogspot.com.es/2010/12/los-querulantes.html)

     

    Razones de política concreta:

    En democracia, las colectividades humanas, se van agrupando desde el nivel más sencillo, (pongamos el pueblo o la ciudad), a entidades sucesivamente más complejas, comarca, provincia, Región/nacionalidad, estado nacional, organizaciones regionales tipo Comunidad Europea, OEA, etc, hasta el nivel mundial, Onu, Unesco, etc, donde hay tratados que obligan a los miembros integrantes.

    En cada uno de esos niveles se renuncia a parte de la soberanía individual, para trasladarla a la entidad de grado superior.

    De esta manera, por ejemplo, si en un pueblo de Alicante, con mayoría de británicos, deciden en un referendun que se separan de España y se gibraltarizan, nadie en su sano juicio les haría caso, a pesar de su derecho individual de sus pobladores a decidir su destino genéricamente.

    Los derechos individuales, siguen existiendo, lo que pasa es que los vamos cediendo a las instancias superiores.

    Cuando una cosa compleja, como es la gobernanza y la autoorganización de 7.600 millones de personas, la razonamos como si fuese simple, estamos sinrazonando.

    Por ello, esos razonamientos tan demagógicos y populistas del simple deseo personal, apelando y excitando a las emociones más primitivas, supone una simplificación, un reduccionismo psicológico, de una situación social y muy compleja que exige un compromiso de rigor intelectual y también mucha predisposición a acuerdos, que no sean simplemente, que me den lo que quiero y nada más.

    Desde el punto de vista filosófico, cuando todos estamos viendo que los problemas a los que nos enfrentamos son mundiales, y solo se pueden resolver mediante la mundialización de la política, con un gobierno mundial democrático, todo movimiento regresivo hacia las taifas es retrógrado y va contra el viento de la historia.

    Y para resolver esos graves problemas, lo ideal sería el consenso general. Pero todos sabemos que eso con la pluralidad humana es imposible, y no habrá más remedio, que tomar decisiones mayoritarias, y para ello hay que depositar nuestras soberanías particulares en una soberanía mundial.

    Con esto no quiero decir que si Cataluña, se independiza, eso vaya a torpedear la tendencia integradora universal. Se acabarán integrando en Europa y el mundo. Pero ¿merece la pena el bofetón al resto?

    Lo que pasa es que los catalanes deberían pensar, que la realidad es la que es, no la que nos gustaría que fuese. A los catalanes les gustaría que Cataluña fuera una isla en medio del Atlántico, y ellos sus habitantes. No habría ningún problema.

    Pero la geografía no es así, y la historia menos. El resto de España está llena de catalanes e hijo/nietos de catalanes. Y Cataluña lo mismo de gente de otras zonas de España.

    La tan anhelada independencia de Cataluña, al final solo serviría para que sus políticos ocuparan formalmente, una serie de sillones en las instancias internacionales. Si España conjunta no pinta nada en Europa y la Onu, Cataluña pintaría la mitad, (pero un carguito es un carguito).

    También serviría quizás para ahorrarse una transferencia de rentas hacia zonas menos ricas, (¡muy progresista!), aunque su pertenencia a Europa, les obligará a realizar esas transferencia, si no a Andalucía, será a Bulgaria).

    Por lo demás, nada más, el idioma catalán está en pleno auge, la poca capacidad normativa, que nos dejan las normas e Bruselas, están casi todas transferidas, etc. Solo les faltan dos cosas: tanques y aviones propios y embajadores propios. ¿Tanto lío para esa tontería?

    Y eso tan poco a cambio de qué. Pues de tener un 40 % de la población interna de gente que se considera español y catalán, estableciendo una división interna. Y de hacer un feo emocional al resto de los españoles, que de acuerdo que no somos muy perfectos, pero somos como la familia.

    En Navidades y cumpleaños de la abuela, la familia se reúne, y a lo mejor se llevan a matar, pero siguen yendo.

    Querer hacer una pedorreta y que los demás te rían la gracia, me parece muy poco razonable en personas con supuesto “seny”.

    (Lo he escrito del tirón, no quiero revisarlo, si hay que contestar, seguiré matizando).

  • M.Luisa

    Mi convencimiento, sobre todo, cuando  leo la prensa española o tanteo sus diferentes  canales televisivos, recae  en  que los ciudadanos españoles no se enteran, no están realmente informados de lo que  está sucediendo en Cataluña.  Estoy convencida de que ayer, por ejemplo, ningún diario madrileño se hizo eco de  la noticia del diario Irlandés The Irish Times en el que  acusaba el presidente del gobierno español M. Rajoy de “andar como un sonámbulo hacia una crisis existencial que hace diez años no se habría imaginado nadie” Se le avisa en él, aunque escépticamente,  de que todavía está a tiempo de rectificar.

    Claro, el problema  a estas alturas ya no es como cuando en pantallas anteriores dentro del proceso mismo, la carta con la que jugaba  Rajoy  era la de que la independencia no fuese reconocida internacionalmente. Y entonces no sé si, en este sentido,  el resto de España se enteraba de los avisos previos de adiestramiento  que hacía  el gobierno español  en las diferentes embajadas extranjeras antes de que el  representante de la Generalitat anunciase  su visita   para exponerles la problemática existente en  Cataluña. Ahora, con el tiempo,  esa carta ya está en manos del Constitucional  jugándose  judicionalmente y aunque el ejecutivo de Madrid en su tesis de que nadie hará caso a Cataluña continúe  poniendo la confianza en los socios comunitarios,   la acumulación de noticias como la de este editorial irlandés probará lo contrario.

    Nota: no se pase tanto de puntillas sobre este tema, pongamos confianza en nuestra propia moderación!

  • mauricio

    na aclaración,Ana.Todos los nacionalismos no llevan consigo un complejo de superioridad.Simplemente,afirman un deseo de ser como ellos quieren:ni mejores ni peores.En el caso español el problema es el nacionalismo español al que no le entra en la cabeza que catalanes y vascos no quieran ser españoles,El argumento de la ley es impresentable porque la ley esta al servicio de la democracia y ésta está para resolver problemas políticos.

  • M.Luisa

    Chapeau, Iñaki! Te ha salido redondo!  no parece que desde tu argumentación se pueda deducir que lo que pretende Catalunya es ser algo más y distinto de aquello que siempre ha sido: una Nación. No logro a comprender cómo de esto tan sencillo pueda hacerse derivar la cuestión y complicarla  de aquel contenido perverso que definen a algunos nacionalismos.

    No, no se trata de esto! Catalunya no se quiere separar, no quiere levantar fronteras, Catalunya quiere ser ella misma para que las relaciones con equidad sean recíprocamente enriquecedoras para todos, como bien lo expone Ana con el ejemplo Suizo de los cuatro cantones.

    Ahora bien, traigamos por un momento  este escenario a nuestro problema y preguntémonos si en la historia reciente uno de estos cantones suizos alguna vez  se afanó  en recoger firmas en detrimento o para ir en contra de otro del conjunto que entre ellos  forman? O no se recuerda  las miles de firmas recogidas por el PP en el año 2006 para ir en contra del Estatuto de Cataluña aprobado en su mismo Parlamento? Esta fue la gota que hizo derramar el vaso!

    Con esa acción el propio  gobierno español se asignó él mismo  la producción   cada vez más creciente de independentistas que ahora ya se ha hecho desaforado por el recurso de acudir al Constitucional para que le solvente todo aquello que él es incapaz de afrontar democraticamente.

    Por otra parte también decir  que este anhelo de soberanía nace del pueblo, de la ciudadanía,  iniciado a partir de aquella indignación que acabo de recordar y  me sorprende comprobar que  este fenómeno político que es ascendente desde la base no se perciba sinónimo de aquel tan añorado en el ámbito religioso que  aquí tantas veces le hacemos referencia.

    No os preocupéis, dialogas sobre esto no me hará cambiar el aprecio que os tengo

  • ELOY

    Mi comentario pretendía situarlo en el articulo titulado “TRAS EL CONGRESO DEL PSOE“.

    Y es patente que he equivocado la ubicación. Espero que en todo caso llegue a los lectores y me disculpe Iñaki SS pues lo que vengo a comentar no es su artículo, si no  – de pasada – su comentario en el citado  “TRAS EL CONGRESO DEL PSOE”

  • ELOY

    Un saludo Ana, siempre se agradece saber de ti.

    Paso a comentar el texto del artículo.

    PRIMERO.

    Es sabido – y comprobado – que  Pedro Sánchez va a ser atacado por tierra , mar y aire y tanto por “fuego amigo” como por “fuego enemigo”.

    Por eso me parece muy importante que en lugar de fijarnos en “tactismos” internos o externos, tengamos ocasión de poner en conocimiento y discusión el programa que ha desgranado. Y sobre todo la urgente labor legislativa a impulsar para beneficio de los ciudadanos.

    Esto es lo que yo como simple ciudadano, pediría urgentemente al PSOE de Pedro Sánchez.

    El PSOE es, debe ser y espero que sea algo más que Pedro Sánchez y las individualidades que forman su ejecutiva. 

    Ignoro en qué grado, como dice Iñaki SS, en Euskadi se ven con “cierta distancia” las andanzas del PSOE, pero supongo que de alguna forma la medida de la “distancia” podría ser el porcentaje de votos alcanzado en las últimas elecciones, con los que , si mal no recuerdo contribuye de alguna forma a sostener el actual gobierno de Euskadi.

    Me detuve a intentar medir “esa distancia” y veo, que, según los datos consultados, en las elecciones de 2016,  hubo en Euskadi una abstención del 37,74 % ( 646.902) y los votos contabilizados representaban el 62, 26 por ciento del censo (1.067.354) .

     El PSE- EE , alcanzó 9 escaños con 126.139 votos (11,94 %) .

    Por delante estaban:

    El  PNV  (que ha apoyado al Gobierno de Rajoy en los Presupuestos de 2017) con  397.664 votos (37,65 %)  y 29 escaños

    EH Bildu con 224.254 votos  (21,23 %)  y 17 escaños

    ELKARREKIN PODEMOS con 156.671 voto (14,83 %) y 11 escaños.  

    Por detrás del PSE – EE quedaron

     PP  con (107.357 ( 10,16 %) y 9 escaños

     Ciudadanos con 21.362 votos (2,02 %9 y no obtuvo ningún escaño.

    Creo que estos datos “cuantifican” efectivamente la apreciación de Iñaki SS.  

    Y cabe resaltar la importancia numérica de los que se abstienen y cabe preguntarse el porqué (pero esto tanto en Euskadi como en el resto de autonomías y en la totalidad de España)

    Claro que es la “foto fija” de las elecciones de  2016; “panta rei”: todo cambia.  

    SEGUNDO.

    El anhelo expresado: “vamos hacia la Moncloa” puede resultar corto si no se complementa con o que también se puede hacer antes de llegar a la Moncloa.

    Porque lo importante es contribuir a transformar, para mejor, las estructuras legales y sociales en beneficio de los ciudadanos y especialmente de los más necesitados. Antes y después de llegar a la Moncloa.

    El objetivo es  – debe ser – algo más que llegar a la Moncloa y eso debe expresarse en “acción” , desde ya y día a día.

  • ana rodrigo

    Iñaki, pienso que se podrían aplicar los mismos argumentos que tú utilizas para España pero a la inversa. Es decir, ¿piensan los catalanes o los vascos que serán aún más (ya se lo creen, todos los nacionalismos llevan consigo un complejo de superioridad) saliendo de España?

    No acostumbro a entrar en este tema y creo que es la primera vez que lo hago aquí en atrio, tampoco espero nada que me convenza pues las fronteras y la identidad nacional no entra dentro de la prioridad de mis inquietudes. En temas de sentimientos, cada cual tiene los suyos y el sentir, como dices tú, de una colectividad se contrapone al sentir de otra colectividad, y estos enfrentamientos sí que me preocupan, por la instrumentalización que hacen los políticos de estas emociones y sentimientos. Pienso que las fronteras (en todo el amplio sentido de la palabra) son cosa del pasado.

    Dentro de Suiza hay cuatro Suizas y no os podéis ni imaginar la celebración del día de Suiza, el 1 de agosto, los orgullosos que se sienten en cada rincón de Suiza sembrando el territorio de una sola bandera. Nadie se pelea contra nadie a pesar de sus diferencias.

    No te moleste, Iñaki, si no entro más en este post y en este tema.

    No sigo.

     

Deja un comentario