Temas

Tablón de ATRIO

Anterior Siguiente
Último: 6-12-17, 10:27

Equipo Atrio (2017-12-06 10:27:47) : Impresionante testimonio de María López Vigil: Nota periodística sobre Monseñor Romero

Equipo Atrio (2017-11-09 21:17:57) : La Asociación de Teólogas Españolas nos sugiere: hClara Luchetti: La teología feminista y la transformación de la Iglesia

Agustín Ugarte, Ong Behar Bidasoa (2017-10-15 22:34:00) : Emocionante concierto de niños sirios ¿Os satisface ver cómo el ejército asesina a los niños?

George R Porta (2017-10-05 17:52:34) : Este document puede ser traducido al español en el propio sitio en la Web: Pena de Muerte, Onu, Derechos Humanos

M.Luisa (2017-09-24 13:54:21) : ¡Que no falte el humor! Programa Polonia de hoy en TV3 - Televisión catalana

Equipo Atrio (2017-09-20 01:25:39) : Nuevo terremoto en México: Reportaje y vídeo impresionante

Equipo Atrio (2017-09-19 10:38:30) : En Osorno (Chile) Así fue la funa que le hicieron al Obispo Barros en medio de Te Deum/

Juan García Caselles (2017-09-15 20:54:52) : La manipulación de la Televisión Española por el PP: Intervención de Vera Ruiz Herrero de Podemos Min 28-33 del Vídeo

Floren (2017-09-13 19:45:23) : En defensa de José María Castillo, teólogo. https://cartujoconlicencia.blogspot.com.es/2017/09/la-cobardia-produce-desverguenza.html

Manuel I. Santos (2017-09-13 18:33:23) : Un artículo que explica auge de economía extraxctiva: Sobre la financiarización de la Naturaleza y sus consecuencias. En Adital oct. 2016

Manuel I. Santos (2017-09-12 19:45:30) : Un resumen del Viaje papal encajado en historia y situación de Colombia: Entrevista al Prof. Juan Carlos TANUS en Telesur. Vídeo 1 hora

Manuel I. Santos (2017-09-09 18:35:53) : Mensaje de los Pueblos Indígenas de Colombia al Papa Francisco: http://Texto en www.resumenlatinoamericano.org, blog de todos los pueblos indígenas

Eloy Isorna (2017-09-08 18:00:04) : Vídeo y texto impactante de ayer tarde en el Parlament Joan Coscubiella, desde la izquierda, habla de democracia a los independistas.

L. Troyano (2017-09-03 19:50:49) : Cristianismo y ciencias humanas: ¿Es el Evangelio gnóstico de Tomás una respuesta? Vídeo USA de 85 min.

Antonio Duato (2017-09-01 19:23:26) : Un teólogo venezolano se posiciona contra Maduro: Para Rafael Luciani: en Venezuela castrismo puro y duro. Comentad en www.iviva.org

olgoscar05@yahoo.com.ar (2017-08-31 01:39:02) : Corea del Norte redobló la apuesta La mesa está servida de misiles

olgoscar05@yahoo.com.ar (2017-08-31 01:23:51) : Enrique Dussel: “Estados Unidos es un país fracasado”

Equipo Atrio (2017-08-29 22:50:00) : Significativa polémica de prensa y redes El secretario de IU Alberto Garzón contesta a quienes criticaron su boda

Oscar Varela (2017-08-28 21:59:32) : Primer aniversario del “golpe híbrido” Se cumple un año del impeachment contra Dilma Rousseff

RodrigoOlvera (2017-08-28 16:09:45) : Madres rastreadoras en México Piedepagina.mx/despues-de-tres-años-la_lider-de-las-rastreadoras-encuentra-a-su-hijo

» Pon una nota




Autores

Archivo de entradas

4117 Artículos. - 66084 Comentarios.

‘Jesús golpea desde dentro para que le dejemos salir’

Son palabras del guión que sirvió al cardenal Bergoglio para su intervención en una de las congregaciones previas al Cónclave y que entregó después al cardenal Ortega de La Habana, que le había pedido si tenía escrito el texto de lo que había dicho. El texto no lo tenía porque había improvisado, según es su estilo, pero el día sigiente le dio un papel manuscrito que era un guión de las ideas que dijo —seguramente escrito antes, no después—. Lo reveló el cardenal de la Habana el lunes, 25, en la Misa Crismal de la Catedral. Y ayer apareció en varios medios, a partir de La Palabra, a cuya página no hemos podido acceder. Nosotros, tras visitar varios medios,  hemos sacado la imagen y la transcripción del portal cubano Café Fuerte, que nos ha parecido la más exacta. Al final hacemos unas glosas de redacción.

manusxritobergoglio

Ver e imprimir mejor el manuscrito en PDF

  • TRANSCRIPCIÓN DEL MANUSCRITO ENTREGADO POR EL CARDENAL JORGE MARIO BERGOGLIO CON SUS PALABRAS EN UNA CONGREGACIÓN GENERAL PREVIA AL CÓNCLAVE EN QUE FUE ELEGIDO SUMO PONTIFICE DE LA IGLESIA CATOLICA
  • – Se hizo referencia a la evangelización. Es la razón de ser de la Iglesia.

    – “La dulce y confortadora alegría de evangelizar” (Pablo VI).

    – Es el mismo Jesucristo quien, desde dentro, nos impulsa.

    1.- Evangelizar supone celo apostólico.

    Evangelizar supone en la Iglesia la parresía de salir de sí misma. La Iglesia está llamada a salir de sí misma e ir hacia las periferias, no solo las geográficas, sino también las periferias existenciales: las del misterio del pecado, las del dolor, las de la injusticia, las de la ignorancia y prescindencia religiosa, las del pensamiento, las de toda miseria.

    2.- Cuando la Iglesia no sale de sí misma para evangelizar deviene autorreferencial y entonces se enferma (cfr. La mujer encorvada sobre sí misma del Evangelio). Los males que, a lo largo del tiempo, se dan en las instituciones eclesiales tienen raíz de autorreferencialidad, una suerte de narcisismo teológico.

    En el Apocalipsis Jesús dice que está a la puerta y llama. Evidentemente el texto se refiere a que golpea desde fuera la puerta para entrar… Pero pienso en las veces en que Jesús golpea desde dentro para que le dejemos salir. La Iglesia autorreferencial pretende a Jesucristo dentro de sí y no lo deja salir.

    3.- La Iglesia, cuando es autorreferencial, sin darse cuenta, cree que tiene luz propia; deja de ser el mysterium lunae y da lugar a ese mal tan grave que es la mundanidad espiritual (Según De Lubac, el peor mal que puede sobrevenir a la Iglesia). Ese vivir para darse gloria los unos a otros.

    Simplificando; hay dos imágenes de Iglesia: la Iglesia evangelizadora que sale de sí; la Dei Verbum religiose audiens et fidenter proclamans, o la Iglesia mundana que vive en sí, de sí, para sí.

    Esto debe dar luz a los posibles cambios y reformas que haya que hacer para la salvación de las almas.

    4.- Pensando en el próximo Papa: un hombre que, desde la contemplación de Jesucristo y desde la adoración a Jesucristo, ayude a la Iglesia a salir de sí hacia las periferias existenciales, que la ayude a ser la madre fecunda que vive de “la dulce y confortadora alegría de evangelizar”.

    * * *

  • GLOSAS DE ATRIO:
  • 1. La privacidad de las reuniones previas al Cónclave no entran dentro del secreto objeto de juramento. De estas reuniones empezaron a hacer ruedas de prensa los cardenales estadounidenses, que fueron prohibidas para dejar sólo las asepticas del servicio vaticano de información. En esta revelación autorizada posterior no hay quebranto de ninguna ley ni juramento. ¿Una estrategia darle autorización a Ortega para revelarlo en Cuba? Si es para que todos obispillos y moenseñorinos de curia sepan por dónde va el Papa y no intenten disuadirlo con romances, ¡bienvenida estrategia!

    2. Lo que hay es un impresionante testimonio de cómo Bergoglio planteó a los cardenales el cambio más radical que se necesitaba y que llegó al corazón de los cardenales: la salida del eclesiocentrismo y de la autorreferencia perenne a la Iglesia, que impide de hecho transmitir la luz de Cristo. En paralelo corresponde a lo que sabemos fue el mensaje electoral de Ratzinger: lucha contra la dictadura del relativismo y el secularismo y vuelta a restuarar el antiguo esplendor  y la autoridad de la Iglesia.

    3. Dicen que a veces puede salir un papa como solución de compromiso. Ante la división en dos bloques de los cardenales electores, se ponen de acuerdo en un nombre que por no haberse significado no tenga enemigos. Si el discurso cuyo guión ahora tenemos lo pronunció Bergoglio ante los cardenales, lo significativo es que más de dos tercios de esos viejos cardenales estuvieran de acuerdo en su interior en ese gran cambio de perspectiva que está ahí bien declarado. La situción exigía ya salir de la iglesia al mundo.

    4. Si se recibe este guión de su exposición en un momento crucial, electoral si se quiere, con el corazón y no con el hígado, como a veces se comenta en ATRIO, tendremos que reconocer que representa un cambio fundamental de paradigma eclesiástico, del que pueden llegar no sólo gestos sino muchos cambios de fondo, beneficiosos para la vida y el mundo entero, que es lo que en definitiva cuenta.

    5. La corte de personajes y los medios (capitaneados por un eficiente Centro Televisivo Vaticano) han acompañado hasta la saciedad las primeras dos semanas del papa Francisco. Recibimos con alegría que, por su expreso deseo la Misa del Jueves Santo por la tarde, en la cárcel para menores de Campo di Marmo, se realizará en estricta intimidad y sin retrasmisión televisiva. La estrategia mediática en suspenso. ¿Cambiarán también los futuros viajes? Se lo empieza a preguntar Juan Arias en El País, AD.

    54 comentarios

    • Por cierto: no hace falta que lo diga, me creo -pues igual el decirlo es hasta ocioso, inútil-, pero resulta que a mí, como hombre que soy, la presidenta argentina Cristina ni siquiera me gusta especialmente, digo como mujer, pues por lo común no suelen gustarme las mujeres mayores que yo, y menos las casadas o separadas o viudas.
       
      De modo que una vez más quiero poner de manifiesto que todo ha sido un mal entendido.

    • Agradezco a Javier Renobales la lanza que trata de romper a mi favor en esta gresca que se ha armado por haber usado yo, en un primer comentario a este artículo o post, expresiones al parecer machistas como: la señora presidenta argentina Cristina “está de buen ver”, o  la presidenta Cristina “está bastante buena”. (Gracias, amigo atriero Javier, porque creo que te muestras al menos sensato y cordial, y eso que tú y yo discrepamos mucho más que las discrepancias que mantienes con Ana Rodrigo.)
       
      ¡La que se ha armado! Pues anda con esto: la de veces que hombres de toda época y condición habrán dicho o pensado esas expresiones u otras más subidas de tono, referidas a mujeres guapas, sin duda superarán en número a las estrellas del cielo. Lo cual no indica que sea por ello solo algo que esté bien, no lo ignoro, pero tampoco hay que rasgarse las vestiduras por ello, me parece. Pues las mujeres también las dicen y las piensan y las desean, y cada vez más, pues las mujeres se han “liberado”, desinhibido, despendolado. Así, casos que conozco de mujeres jóvenes con nombres y apellidos que piensan y sienten hacia los hombres con expresiones mucho más soeces que las mías, ufff, la lista sería (vamos, lo más “inocente” que dicen las chicas es )…
       
      Y aun así, tampoco estoy afirmando que eso deba ser lo bueno, lo noble, lo verdadero, lo evangélico. Pero es lo real; y yo, atento a lo real, he querido, más que juzgar al prójimo, hacerme eco de algo muy común que sienten y desean y hasta escriben los hombres, y también las mujeres, muchas mujeres, cada vez más mujeres.
       
      Ana Rodrigo, por si no hubiera quedado claro en Atrio, reitero que mi moral sexual, es decir, mis convicciones sobre sexualidad humana, tratan de ir de la mano de la doctrina al respecto del Magisterio. Igual estoy equivocado o soy gilipollas, pues en medio de una sociedad en la que no deben ser muchas las personas -aunque en esto, solo Dios conoce en profundidad- empeñadas en vivir la castidad… Lo cual (mis ideas católicas al respecto) ya sé que ha producido fricciones y controversias en Atrio, pero ello no es al caso ahora, sino que más bien lo apunto porque creo que te pasas al insinuar que tengo serios trabes sexuales, de psiquiatra casi; en realidad, creo que los principales devienen de mi condición de católico que trata de ser fiel a la vivencia de la sexualidad como seglar a la luz del Evangelio en la Iglesia. En una sociedad hipersexualizada como la española actual, esto es arduo, muy espinoso, muy cuesta arriba, pero me supongo que es el precio de la Cruz de Cristo.
       
      Por cierto: tú en Atrio sí te has manifestado, más de una vez, partidaria del feminismo actual, es decir, del aborto, el divorcio, la homosexualidad, la anticoncepción, la libertad sexual… Yo (minoría entre las minorías, junto con el sacerdote Luis G Morán, Santiago Hernández y alguno que otro más), no sin dudas, sin perplejidades, sin tropiezos incluso, me manifiesto deseoso de comunión con la doctrina moral de la Iglesia católica. En esto, creo que cuento con el apoyo del papa Francisco, admitida la inmodestia de citar al Papa aquí y ahora.
       
      Y por último, con respecto al feminismo, Ana Rodrigo (por cierto, eres de la misma edad que mi madre), con el que choco es con el feminismo revanchista “antihombre”, partidario del aborto y de los derechos sexuales y reproductivos de la mujer; con el feminismo que se entiende como igualdad de oportunidades de hombres y mujeres en la sociedad, y que entiende que el amor entre hombre y mujer es complementario y fuente de vida no solo biológica, con este estoy de acuerdo, sin duda.
       
       
      Feliz Vigilia Pascual.

    • ana rodrigo

      Ay! mi querido Javier…..De lo que se deduce…..
      Cualquiera diría que de haber compartido mantel, mesa, paseo, amistad, etc. has sacado la conclusión que soy agresiva y acostumbro a crear malos rollos….,o que tengo dos caras….
      Como dos no se pelean si uno/a no quiere,  te emplazo a otro guisillo de pollo y a otra copita, jajaja.

    • Javier Renobales Scheifler

      Claro Ana, cuando la agresividad la pones tú, no hay motivos de gresca, ni de comentario alguno. Pero tú te quejas de la algresividad de otros. Y tú hablas de hacer buen ambiente en Atrio ¿crees que es buen ambiente el que le haces al amigo Luis. Henríquez? Le mandas al loquero y te enrocas en ello.
      ¿Es Luis un contrincado?

    • ana rodrigo

      Érase una vez dos amigos que iban por la misma acera pero en dirección opuesta. Uno de ellos ve que el otro trae mala cara, y preocupado por él, le dice “¡Qué mala cara tienes, amigo!, a lo que el otro le contestó, “pues anda que la tuya”. Pues eso, como diría el sabio Pepe Sala. No busquemos gresca donde no hay motivos, querido Javier.

    • Javier Renobales Scheifler

      Ana,
      ¿Luis.Henríquez, deberías mirártelo? ¿Envías al amigo Luis al loquero? Qué arrogancia. Y tú eres la que se queja de la agresividad que ves en otros en Atrio.
      Hay que ver la viga antes que la paja, Ana, aunque otros opinen distinto de tí.

    • ana rodrigo

      Luis.Henríquez, deberías mirártelo, tú tienes un problema con la sexualidad y otro con las feministas y el feminismo. Es tu problema, no el mío.

      Y no supongas tanto sobre lo que yo apruebo o desapruebo hasta que yo no lo haga.

    • Ana Rodrigo:
       
      Tú misma: si te empeñas en sacar las cosas de quicio, por ahí no voy a seguir. Lo que he escrito, que ni siquiera asumiría como absolutamente propio sino que pretendía ser expresión de un sentir general de muchos hombres, no es para tanto, me parece a mí; de hecho, muchas mujeres también sienten así, en sentido inverso, obviamente, es decir, piensan, sienten y fantasean sexualmente con imágenes de hombres muy cachas, muy metrosexuales, etcétera. Como que esto último es algo propio de la llamada “liberalización de la mujer”.
       
      Lo anterior es tan viejo como la humanidad: hombres y mujeres que suspiran por buenos individuos de la especie, machos o hembras. Yo personalmente no lo asumo como bueno, moralmente bueno, pero hoy día es así, de tan trivializada como está la sexualidad, de tan degradada, descristianizada, deshumanizada. Creo que el papa Francisco lo que desea es ayudar a rehumanizarla a la luz de la verdad del Evangelio.
       
      PEPE SALA:
       
      No creo que en tu familia haya más trabajadores de la construcción que en la mía propia, en la cual cuento con padre, hermanos, tíos y primos que han trabajado en la construcción (lo mío es anecdótico en ese sector). Sin embargo, como no se trata de competir a “ver quién es más”, a ver quién cuenta con más familiares obreros, etcétera,  lo que pretendía es señalar que ciertamente hoy por hoy la vulgarización de la sexualidad humana está muy extendida en el sector de la construcción; y en general, en toda la sociedad española, en todos sus estamentos, y aun en la europea, pues sabido es que la sexualidad humana se ha ido trivializando, vulgarizando, animalizando. Lo cual no significa, volviendo al sector del trabajo en la construcción, ni que siempre fuera así, ni que tenga que ser así, ni que todos los trabajadores del sector sean así; de hecho, no lo son: conozco, con nombres y apellidos, casos de excelentes trabajadores y excelentes personas de ese gremio o sector.
       
      ANA RODRIGO:
       
      Lo que sí me parece yo diría que diabólico es lo que protagonizaron algunas feministas en no sé qué provincia española, hace algunos días de esto, o puede que fuera en Iberoamérica (¿Argentina podría ser?). Sacaron en procesión una gran vagina de mujer, tamaño estatua procesional, y la pasearon por calles, en clara mofa anticatólica, lanzando proclamas a favor del aborto, el libertinaje sexual, la homosexualidad -homosexualidad que el papa Francisco, fiel a la doctrina de la Iglesia, nunca admitirá, para disgusto de algunos que frecuentan Atrio-, y contra la Iglesia, of course.
       
      Apunto esto porque estoy convencido de que el papa Francisco desaprobaría rotundamente esa mofa de manifestación a que me refiero, y además porque me temo que tú, Ana Rodrigo, no la vas a condenar, puesto que con casi todo lo que esas feministas proclaman estás de acuerdo, si no me equivoco (con el aborto, la anticoncepción, la libertad sexual, la homosexualidad…). Y empero resulta que la Iglesia universal que quiere el papa Francisco no creo que coincida con prácticamente nada de lo que sí reivindicaban esas feministas, casi siempre al grito de “Sacad vuestros rosarios de nuestros ovarios”.
       
      Feliz Viernes Santo.

    • ana rodrigo

      Javier, te diría eso de “a buen entendedor, pocas palabras le sobran”, pero te lo aclaro. Cuando hablé de personalizar la dije en este contexto: Por eso es tan inoportuno personalizar cuando expresamos nuestras creencias o nuestras increencias, porque cada sujeto es un mundo, y el mundo de cada cual es sagrado”. Hablaba de creencias e increencias”. Yo nunca te daré caña por lo que tú creas o dejes de creer. A Pepe Blanco lo quiero mucho, y estaba claro a qué me refería cuando le dije que le iba a dar un tirón de orejas.
       
      Y lo de Luis Henríquez, es capítulo aparte. Le ataqué fuertemente porque sus expresiones devienen en ser criminales cuando se habla de la mujer como objeto de deseo por “estar buena”, y ya sabemos las consecuencias de este machismo ambiental, no necesita mucha más aclaración. Y cualquier afirmación que atente contra la dignidad de las personas, no es tolerable, lo diga quien las diga, y me dirigiré a esa persona con nombres y apellidos. En cuyo caso ataco el machismo, aunque me refiera a la persona que lo diga.
       
      Y muy bien la puntualización de Pepe Sala, es injusto adjudicar el machismo al colectivo de los obreros de la construcción, pues machistas haberlos haylos en todas partes, desgraciadamente.

    • pepe blanco

      Bien, como ya he expresado largamente mis impresiones iniciales sobre el nuevo papa, en este y en otros posts, y como además voy a tener invitados en casa los próximos días y no podré seguir este debate, a modo de conclusión personal provisional escribo este comentario.
       
      – Quiero agradecer a Sergio Zalba que nos haya aclarado el significado de la expresión bergogliana “periferias existenciales”, en el peor sentido que yo suponía, por cierto.
       
      – No me han pasado desapercibidas estas agradables palabras de Luis GM:
       
      Siempre me ha acuciado la idea de que la Iglesia no tiene que poner el énfasis en salvar instituciones, derechos, ideologías o teorías, que se salvarán o se perderán por su propio peso, sino que debe poner el acento en amar a las personas, ser samaritana con todos aquellos a quienes los innumerables salteadores han dejado medio muertos por los caminos de la vida, …
       
      Eso está muy bien, pero…
       
      – Creo que, el fondo del problema es que la sociedad avanza inexorablemente por los caminos de la información y del conocimiento, por una parte y, por otra, por el camino de los derechos civiles.
       
      – Y, la oferta de la iglesia frente a la sociedad de la información y del conocimiento, sigue siendo la sociedad de la magia y, frente a la sociedad de los derechos civiles, su oferta sigue siendo la sociedad de la caridad.
       
      – Probablemente, el papa Francisco incida en la caridad, lo cual me parece preferible a incidir en la magia. Pero, mientras la iglesia no se suba al carro de la información, del conocimiento y de los derechos civiles, me temo que las iglesias se seguirán cerrando. Y las iglesias acabarán siendo, quizás, las mayores agencias imobiliarias de Europa. Triste destino para quienes aseguran haber hablado con Dios.

    • Javier Renobales Scheifler

      Ana, cuando dices que no hemos de personalizar, ¿te refieres a tu trato a Luis.Henríquez, o sólo a que no personalice yo?
      ¿Incluyes la caña que anuncias me vas a seguir dando, y el tirón de orejas a Pepe Blanco?
       

    • Javier Renobales Scheifler

      Si nada es verdad ni mentira, tampoco lo es el dicho que dices, Ana.
      Es falso que todo es del color del cristal con que se mira: no confundes el rojo ni el verde cuando miras por el cristal transparente e incoloro del parabrisas de tu coche.
      Mientras nos llevabas manejando tu auto por Granada sabías que el color de lo que veíamos no era falseado por los cristales de tu coche
      Es muy negativo y falso en parte ese dicho que has dicho.
      La cuestión no es sólo que me engañen a mí, pues nos debería importar que engañen a cualquier  persona.
      Por eso creo que hay que combatir a la ICR.

    • oscar varela

      Hola Antonio Duato!
       
      Gracias por apreciar el comentario que ice sobre este discurso de Bergoglio.
       
      Me alegro que al enlazarlo con el del Compa Sergio Zalba te haya resultado complementario.
       
      Y también pienso que son dos “enfoques” no iguales sino complementarios.
       
      Tanto Sergio como yo habremos de hacernos cargo del “punto de vista” en que nos situamos y que determina el “enfoque” y sus resaltados (también sus: res”u”ltados).
       
      Tal vez la diversidad de los “enfoque” complementarios quede bien expresada en la distinción que los análisis sociológicos hacen entre “coyuntura” y “estructura”.
       
      Las opiniones de Sergio atienden más a la situación “coyuntural” de, en este caso, Bergoglio y Argentina, ya que me parece que él estuvo y está más comprometido por el día a día y procesos argentinos y eclesiásticos. Por eso es muy posible que Sergio pueda responder a tu pregunta –“¿Qué os parece, dentro de lo que había, el nombramiento de Poli para arzobispo de Buenos Aires?”, pero yo: ni soñando.
       
      A mí me ha interesado hacer un enfoque “estructural”.
       
      La razón de ello me la doy al pensar que la elección de Papa en la Iglesia (Bergoglio – Estado vaticano) es una importante “coyuntura” en la que se encuentra esta “estructura” o Institución Iglesia Católica.
       
      Es decir: mi intención teórica está en comprender los límites que esa “estructura” se ha trazado para su existencia, más allá de los cuales se esfumaría su perfil y el sentido de la función para la que fue instituida.
       
      Mi tesis diría que a la Iglesia el único futuro valedero que le queda es un ir-des-apareciendo figuralmente;
       
      y emerger como “Buena Noticia” en la comprensión solidaria de una praxis amorosa, fraternal y cósmica.
       
      basada en el re-conocimiento responsable de lo que cada cual tiene que-hacer ;
       
      quiero decir: Auto-estima altruista (no Auto-complacencia narcisista).
       
      Nota: en el comentario que hice y me agradeces, Antonio, acoté los tiempos históricos de esta Iglesia-Institución a 18 siglos. Hoy es nuestro problema “coyuntural” humano que reclama la imaginación de otro modo “estructural del “Mando-Poder”. Se habla, por ello de “Servicio”, y no le veo que esté nada mal. Habría que hablar de “Bienes Comunes” más que y antes que de “Propiedad Privada” ¿no?; de “Igualdad y Libertad de Conciencia” más que de “revelaciones divinas” … ni qué hablar de “infalibilidades” ¿no?
       
      ¡Vamos todavía! – Oscar.

    • pepe sala

      Mejor no contesto:
       
      “” Y es más: cuando las hice en realidad estabas más bien pensando en la mentalidad “machista y promiscua” muy común en el mundo obrero de la construcción, al que me referí en párrafos posteriores de mi comentario.””
       
      Yo me pasé la mayor parte de mi vida como obrero de la construcción. Me siento infinitamente más “caballero” ( no semental) que quienes se han tragado tantas ruedas de molino y son capaces de escribir semejante SANDEZ, sin sonrojarse.
       
      Mejor no digo lo que estoy pensando…
       
       

    • oscar varela

      Hola!

      Hace unos años hubo en Argentina un gran boom: la cría de ganado en corral, conocid como feedlot.

      Una de las razones por las que se fue abandonando la ecuación transformadora: kilos vegentales en kilos carnales, fue la cagada de las vaquitas llamada “bosta“.

      Ocurría que la “bosta” era un excelentísimo fertilizador de los suelos-campos; ¡y ahora los campos argentinos se veían desabastecidos de “bosta“!.

      Aprendimos los argentinos que la “mierda de vaca” -o “bosta“- es buena cuando está y queda en el lugar que le corresponde; pero muy desaconsejable y pútrida que da asco cuando se hace girar el ventilador verbal para ensuciar oídos que se esfuerzan en mejorar la calidad de la carne humana.

      A pesar de ello ¡hay que seguir yendo todavía! ¿no? – Oscar.

    • pepe blanco

      Hola Ana,
       
      Aquí en Ourense también hay un par de antiguos monasterios reconvertidos en instalaciones hosteleras. Incluso alguna concesión de casas rectorales para vivienda. También tengo noticia de alguna iglesia castellana vendida y convertida en vivienda.
       
      Lo que, al menos para mí, es una novedad, es el cierre y venta masiva de iglesias. Entre evangélicos y católicos, han cerrado unos 740 templos alemanes en las últimas dos décadas y prevén cerrar, entre ambas confesiones, otras 1700 iglesias en los próximos veinte años.
       
      Si yo fuera cristiano alemán, las cifras me parecerían escalofriantes. Y si fuera cristiano español, también. Pues, aunque aquí aún no hayan empezado a cerrar y a vender masivamente las capillas e iglesias (tal vez porque no tienen que pagar IBI), no creo que tarden mucho en empezar a hacerlo.

    • ana rodrigo

      Mi querido Pepe Blanco, no es una novedad la noticia del El País. Aquí, en Granada, hace pocos años se construyó un hotel de 5 estrellas en un antiguo convento de monjas, y se llama el Palacio de Santa Paula. Es el signo de los tiempos, el que la falta de creyentes haga que los edificios “sagrados” se conviertan en lugares de distinto destino. Y esto no hay quien lo pare, ni Papas ni dioses. ¿Qué el Papa Francisco, a pesar de modernizar sus esquemas evangelizadores piense que los fieles van a llenar los templos? Me temo que el ritmo que marca la historia no va por ahí, y este Papa no se va a percatar de ello. Pero si en vez de vivir en palacios, él mismo, y sus exhortaciones  a los sacerdotes son que sean pastores y que huelan a ovejas, algo es algo.

    • ana rodrigo

      Luis- Henríquez, casi mejor que no aclares lo dicho, pienso que lo estropeas aún más. Si la mayor parte de los hombres piensan así, somos nosotros y nosotras quienes no debemos sumar ni una pizca más a esa inmoralidad, cosa que tú has hecho sin darte cuenta, porque te ha salido del subconsciente colectivo del que tú participas, a juzgar por lo que dices.

    • Ana Rodrigo:
       
      Creo que te has pasado… Cierto que he escrito esas expresiones, pero más que por hacerlas mías, por tratar de hacerme eco con ellas de un sentimiento o impresión que juzgo muy común entre los hombres de todo el orbe, a saber, la consideración de que en efecto la presidenta argentina Cristina es guapa; pero aunque fuese muy fea, achacosa, viejita, arrugada, o llena de llagas… Y es más: cuando las hice en realidad estabas más bien pensando en la mentalidad “machista y promiscua” muy común en el mundo obrero de la construcción, al que me referí en párrafos posteriores de mi comentario.
       
      A mí no tienes que explicarme que las muestras de afecto hacia una persona, sean las que sean, van más allá de la belleza física. Uno ama a la persona como ella es, con todas las “marcas” que la vida va grabando en la biografía de esa persona en cuestión, y en su cuerpo sobre todo. Hasta ahí podríamos llegar…
       
      Buen Viernes Santo.

    • pepe blanco

      Lo que vengo intentando expresar, desde hace ya algunos días, es que, en mi opinión, el papa Francisco no va a resolver ni a cambiar esto: http://sociedad.elpais.com/sociedad/2013/03/28/actualidad/1364475989_159497.html
       
      (¿Qué harán los obispos alemanes con tanta pasta? ¿Lo repartirán entre los pobres alemanes? ¿En Alemania hay pobres o solo gente con mini-jobs?¿Los pobres son los jóvenes con mini-jobs? ¿O se llevarán la pasta a Jersey, como aquel arzobispo de Valladolid? ¿Colaborarán con la banca alemana en el estrangulamiento de Europa?)

    • ana rodrigo

      Luis Henríquez, escribes ” de acercarse él a besar cariñosamente, saltándose todos los protocolos, a la presidenta de su país de origen Argentina, la señora Cristina de Kischner -que “está aún de muy buen ver”, eufemismo en sustitución del más grosero “que está aún muy buena”: Pues mira, tan zafia e impresentable es una expresión como la otra, lo que, junto a lo que sueles escribes y escribes en este comentario, sospecho que no tienes bien resuelto el tema sexual, y especialmente lo que las mujeres somos con respecto a los hombres. Quien bese a una mujer, que no sea la suya, nunca debe hacerlo porque estemos de buen ver o porque estemos buenas, estas expresiones son de una carga machista asquerosa. Quien me bese a mí que lo haga por mi persona, con otros sentimientos distintos a los que tú expresas. ¿Te imaginas si le diésemos la vuelta a estas expresiones?: “Como esta vieja está arrugada y nada atractiva, que la zurzan…” Uf, qué fuerte, tener que leer en atrio estas barbaridades, no mi suposición, sino tus expresiones.
       
      Claro, con estos escapes del subconsciente, no es de extrañar que digas lo que dices de la moral sexual. Asqueroso e inmoral es besar a una mujer porque esté “de buen ver”, y no, besarla por amor y hacer el amor con ella y su consentimiento y con preservativo.

    • Ana Rodrigo:
       
      En efecto, el papa Francisco parece “distinto”. Así, no lleva anillo de oro, sino de plata (entre el valor o precio del oro y el de la plata…). Se permitió el “lujazo” de acercarse él a besar cariñosamente, saltándose todos los protocolos, a la presidenta de su país de origen Argentina, la señora Cristina de Kischner -que “está aún de muy buen ver”, eufemismo en sustitución del más grosero “que está aún muy buena”: en ambos casos, espero no ofender al personal atriero con expresiones real o supuestamente machistas-. Se le ha visto fundirse en un abrazo con su compatriota Adolfo Pérez de Esquivel; gesto impensable en un papa, pues el abrazo entre dos personas supone igualdad, entraña un clima de confianza, de horizontalidad, de freternidad… Hasta ahora, no ha usado -o apenas los habrá usados, tampoco soy como cronista de todo lo que hace y dice- capisayos, roquetes ni mucetas. En la recepción a personas de muy diverso origen y condición social, se le ha visto “satisfecho” con recibir a la persona en cuestión desde un clima de confianza, respeto y cordialidad, sin “exigir” que la persona se incline reverencialmente ante él, hasta arrodillarse incluso, tal vez considerando aquel pasaje del Nuevo Testamento en que el apóstol Pedro amonesta a Cornelio, quien, al ver al rudo pescador de Galilea, se arrodilló en señal de sumisión reverencial…
       
      Desde luego, ninguno de esos gestos y otros por el estilo que se le han visto al papa Francisco me los puedo imaginar en Benedicto XVI; y ni siquiera en Juan Pablo II, quien, pese a todo su tirón mediático, popular y hasta “teatral” (en el buen sentido del término), nunca dejó de ser, entiendo, un papa al uso, es decir, plenamente revestido de autoridad piramidal, clerical, jerárquica…
       
      Sin embargo, quiero una vez más llevar el ascua a mi sardina. Ahora en el sentido de que me gustaría escuchar, frecuentemente, de boca de los pastores de la Iglesia, de boca de su autoridad máxima el papa Francisco, algo tan elemental como lo que acabas de reconocer tú misma: casi nadie del Pueblo de Dios les hace caso -subrayaría lo de “casi nadie”-, a menudo ni el más mínimo caso, en lo tocante a la moral sexual.
       
      Entonces, como casi nadie les hace el más mínimo caso, qué hacer, ¿seguir empeñado en ser fiel a una doctrina a la que no le es fiel ni el que la enseña profesionalmente, ser fiel sobre todo en circunstancias que en mi caso han sido difíciles, como las de haberme visto obligado, hace años, a trabajar en la construcción, luego de mi traumática salida del Seminario Diocesano de Canarias, sin trabajo y sin un céntimo y cerradas todas las puertas en la Iglesia…? Con frecuencia, escuchando a obreros, en aquel entonces reciente de mi vida, que no hacían más que hablar de follar y follar (empleo los términos típicos, por fidelidad a los hechos, no por provocar), y viéndome yo tan puteado por una institución cuyos teólogos, docentes, catequistas y demás profesionales -en su mayoría, salvo honrosas excepciones que solo Dios conoce-, hacen de su capa un sayo en esos asuntos… y en otros no directamente vinculados a la moral sexual católica, empecé a plantearme creo que muy gravemente la tremenda contradicción que se vive en el seno de la Iglesia católica.
       
      Hasta la fecha. Y no le veo solución, me parece, ni siquiera con el buen hacer del papa Francisco. No le veo solución porque estoy con la siguiente mosca: muchas autoridades de la Iglesia católica no parecen desear solución alguna, se limitan a transigir con lo que hay, a tirar balones fuera, o querer justificarlo todo. O se empeñan en predicar A ante auditorios católicos a sabiendas de que los propios que los están escuchando, en su inmensa mayoría, ni caso les hacen.
       
      Permítanme una vez más mi recurso frecuente a referencias autobiográficas propias, que he traído aquí y ahora para ponderar, una vez más, las tremendas contradicciones de la Iglesia católica. Tan contradictorias, tan incoherentes y tan hipócritas, que lo peor que te podría pasar es tener que ocuparte de ellas, pues no teniendo fácil remedio, ¿para qué ocuparse de ellas?
       
      Concluyo: me conozco la doctrina moral católica, creo que bastante bien, y por ende sé distinguir según toda esa filigrana del Magisterio sobre que no es lo mismo un acto sexual intrínsecamente cerrado a la transmisión de la vida que otro intrínsecamente abierto a la misma, pero cuando la contrasto con lo que suele hacer la población católica, y no precisamente los obreros de la construcción con que yo me vi obligado a trabajar hace años, que después de todo no se ganan la vida gracias a la Iglesia católica sino en el duro tajo del mundo de la construcción…
       
      Vamos, de risa, si no diera pena la cosa, si no produjera consternación. Buen Viernes Santo.

    • Iñaki S:S,


      Me ha llamado la atención eso de .. la Iglesia autoreferencial pretende a Jesucristo dentro de sí y no le deja salir.

       
      Mi impresión personal es que el Jesús de Nazaret histórico hace tiempo que se ha escapado de la ICR. La Ighlesia autoreferencial se ha quedado con el Cristo de la Fe y en torno a él ha montado un tinglado prácticamente ininteligible para el común de los mortales. Me permito adjuntar algo que escribí hace unos cuantos años, tras actualizarlo un poquito. Disculpas por el rollito y un abrazo a todos los contertulios.
      Templo vacío
      Empezamos a ser demasiados los católicos que no conseguimos encontrar a Dios entre mitras y báculos. De ahí el preocupante vacío que sentimos en catedrales, basílicas, parroquias, etc, con motivo de ostentosas celebraciones organizadas por la jerarquía. ¿Pero si no está en esos sitios, dónde está el Dios Padre en el que seguimos creyendo?. Como al parecer el Evangelio lo entendemos mejor la gente pecadora, ignorante y sencilla, voy a atreverme con una respuesta. Probablemente está en cualquier rincón en el que se atienda a personas necesitadas.
       
      En estos días la coronación del Papa Francisco ha atraído a una gran nube de periodistas, siempre dispuestos a perseguir la anécdota válida para un buen titular. Para mi que, en semejantes concentraciones, estaban todos menos el Dios al que invocaban. El Único capaz de acabar con la sensación de vacío, abandono o tristeza, de tantos y tantos crucificados por la vida. Tan mediático espectáculo socio-religioso me hace un nudo en el estómago. ¿En que reino de dios nos introduce esta iglesia?. ¿Tenemos derecho a escandalizarnos al verla tan lejana de la realidad, encerrada en su autocomplacencia?. ¿Cómo creer que fuera de ella no hay salvación?. ¿Cuantas personas samaritanas, desde un aparente ateismo y sin meter demasiado ruido, nos acercan mas y mejor al Dios-Amor perdido?. Pueden estar entre ellas incluso esos hijos e hijas nuestros, rebeldes ante cualquier tipo de dogmatismo. Gentes que pasando de jeroglíficos difíciles de entender, llegan a darnos auténticas lecciones de amor y solidaridad.
       
      El verdadero culto a Dios es el respeto a las personas. Es decir a hombres y mujeres por los que llegó a preocuparse hasta el límite de regalarles al Jesús de Nazaret histórico. Solo la persona es sagrada y no encontraremos la felicidad si no nos ponemos a su servicio. O sea que únicamente a través de las personas podemos llegar hasta el nazareno, único camino hacia un Dios Padre que nos ama, aunque nos cueste creerlo. Entonces… ¿Que es eso de pretender tener hilo directo con las Alturas celestiales, pasando de largo junto a la gente mas necesitada?. ¿No es mas fácil creer que para acabar con el vacío de Dios pueda quizá sobrar la ICR mas jerárquica, pero nunca los pobres que con tanta nitidez protagonizan el Evangelio?. Menos perder el tiempo polemizando sobre cambios de papas y mas acercamos a la gente sencilla. Igual hasta nos encontramos con alguna agradable sorpresa al aportar nuestro granito de arena.¿Y si lográramos llenar el vacío al que venimos haciendo mención desde el principio?. ¿No seríamos un poquito mas felices, de verdad, tratando de hacer visible ese Reino de Dios en la Tierra?. ¡Cuantas veces hablamos de él, sin saber lo que decimos!.
       
      No es mi intención turbar, con semejante discurso, la paz de gentes de buena voluntad. Se trata mas bien de una denuncia desde las catacumbas en las que se refugia el pueblo de Dios. Una humilde voz que se suma a las de cuantos, en el mundo de hoy, quieren hacer mas inteligible la fe cristiana. No podemos quedarnos en manos de quienes, abandonando la sencillez evangélica, se aferran a viejas tradiciones católicas y vegetan en una pomposa vida contemplativa.
       
       

    • Antonio Duato

      Gracias, Sergio y Oscar, por vuestros sensatos y realistas comentarios.  Tienen el peso de basarse en en la experiencia porteña de ese estilo pastoral.

      Efectivamente el objetivo de salir del recinto autoreferencial de la iglesia puede ser entendido de diversas formas. Sería engañoso que se limitara a una invitación a salir a los barrios a visitar casa por casa como hacen los evengélicos y los kikos, sin cambiar a fondo la cultura teológica. Veremos…

      Yo sigo sin cerrar la puerta a la esperanza de cambios serios pero será necesario mantener el espíritu crítico sobre los hechos.

      ¿Qué os parece, dentro de lo que había, el nombramiento de Poli para arzobispo de Buenos Aires?

    • ana rodrigo

      Hay un refrán que dice: “nada es verdad ni mentira, todo es del color del cristal con que se mira”. Las personas, las autoridades, la gente con prestigio, etc. hablan, dicen cosas, hacen afirmaciones dogmáticas, exponen doctrinas mil, etc. pero quienes les escuchan pueden creérselas, rechazarlas o “pasar” olímpicamente de ellas. Por tanto la mentira se culmina cuando alguien cree lo que dice el otro, y, si ese alguien es adulto y formado, la cuestión ya está en el crédulo receptor. Yo puedo escuchar en un mercadillo a un charlatán vendiendo mantas mágicas, pero si no le creo, la mentira se queda en él y en el aire, no en mí y el engaño se ha producido.
       
      Respecto al color del cristal con que se mira un hecho, unas palabras, una doctrina o cualquier otra cosa, ahí tendremos una gama infinita de colores, porque más que el emisor, es el receptor el que pone en juego ese arco iris de la subjetividad. Recordemos el chiste de Gila (para los españoles) cuando el lunar de la cara de su novia le transportaba a los mismísimos cielos, y cómo, cuando dejó de quererla, eso era una boñiga. El lunar era el mismo, quien había cambiado era él.
       
      Pues así es la vida, cada persona buscamos nuestro hueco en el devenir de nuestra vida: habrá quien necesite creer en la trascendencia, habrá quien interprete la trascendencia de manera diferente a otros, habrá quien unas creencias determinadas le ayuden a vivir, habrá quien las creencias le resbalan y las desecha, habrá quien no estando satisfecho con las mismas se preguntará si habrá algo detrás de eso que le enseñaron y, en vez de rechazarlas, se ponga a investigar y estudiar  por si hay que limpiar de magia y sinsentidos muchas cosas hasta llegar a lo que para este ser inquieto es la sustancia que le ayuda a vivir, y así sucesivamente.
       
      Por eso es tan inoportuno personalizar cuando expresamos nuestras creencias o nuestras increencias, porque cada sujeto es un mundo, y el mundo de cada cual es sagrado. Otra cuestión es debatir, exponer, analizar, aceptar o rechazar filosofías o teologías sobre las cuales cada cual tendrá su criterio, y se podrá decir que objetiva o subjetivamente es falsa, pero decir que es mentira y engaña, ya me parece que se pasa la raya roja del “otro” llamándole ignorante o estúpido por dejarse engañar, no porque alguien le engañe.
       
      Perdonadme, pero quizá he jugado y abusado demasiado de palabras y conceptos. Pero es que somos muy complejos.

    • Javier Renobales Scheifler

      Ana, hay que no engañar, no hay que engañar.
      Bergoglio no hace lenguaje sinbólico cuando mantiene que Jesúsresucitado habita en vuestra ICR y -siendo dios ontológicamente- la gobierna y le elige papa y hace cuantas actuaciones le quiera atribuir Bergoglio a Jesúsresucitado.
      La metåfora del dios encarnado (John Hick) sigue estando condenada en vuestra ICR. Para Bergoglio no es ninguna metáfora, sino leguaje directo, no figurado.
      Opino cómo Sergio Zalba. Creo que la ICR es maestra en engañar; poner a Bergoglio ha sido una jugada maestra que engañará a demasiados, sobre todo a los que quieren ver en Bergoglio el ansiado cambio esencial en la ICR, cambio que la propia ICR imposibilita.
       

    • Sergio Zalba

      Agrego: si la estrategia de JP II y  B XVI para combatir a la “dictadura del relativismo” ha sido la del endurecimiento y la mirada hacia adentro de la iglesia silenciando teólogos y fomentando toda práctica conservadora, y no dio resultado; la que ahora se pretende es la contraria: salir, ir hacia “afuera”, pero el objetivo es el mismo. Los cardenales electores no dan puntada sin hilo. Al menos así es como lo veo, y cada vez con más fuerza.

    • Javier Renobales Scheifler

      Ana, dice tu papa (de los católicos):
      “Esto debe dar luz a los posibles cambios y reformas que haya que hacer para la salvación de las almas.”
      Ves que la finalidad de tu ICR es la salvación del almainmortal.
      Si no te entendí mal, para tí esto del almainmortal estå ya muy superado.
      Pero como puedes ver, no lo está en tu ICR, mi católica amiga.
      Añado que lo de los pobres de vuestro papa es un disfraz: su objetivo es vuestra ICR en sí misma,no eliminar la pobreza.
      Así qué, no es sino mas de lo mismo, vuestro Bergoglio.
       

    • Sergio Zalba

      El texto del manuscrito en cuestión parece pintar a Bergoglio de cuerpo entero, al que conocemos hace años, al que no ha conseguido cambiar nada -al menos en lo sustancial-  ni en la iglesia porteña ni en la argentina.
       
      Lo específico de su mensaje (que como ya se ha recontravisto no es sólo el conceptual-verbal) consiste en su ambigüedad, en su meticulosa capacidad para quedar bien con unos y con otros; para “poner el giro a la izquierda y doblar a la derecha”. En esto, es poseedor de una sagacidad extraordinaria.
       
      Para explicar esto, desde tal y como lo veo, podría citar casi todo el comentario de Pepe Blanco.
      Para Bergoglio, la “periferias existenciales” (expresión ya utilizada muchas veces en sus discursos/homilías/textos) refieren tanto a situaciones de dolor o injusticia, como a las existencias no-creyentes o ‘pecaminosas’ según la moral católica. Vale decir, que según su comcepción teológico-dogmática, aquel principio “extra ecclesiam nulla salus” se mantiene con todo su rigor y, por tanto, con  todas sus consecuencias. La “salida de la iglesia al mundo” no tiene por objeto basal el del ‘diálogo fraterno’ en cuanto enriquecedor de las partes, sino la salvación de las almas en el más tradicional sentido de la missio ad gentes. Nada de real pluralismo religioso, puro inclusivismo.
       
      En cuanto a la eficacia de sus gestos, eso ya está clarísimo. Pero aún si se despojase del estado vaticano, de su inveterada mentalidad dogmática podrían surgir las semillas de un nuevo vaticano en el próximo siglo. Porque , como se sabe, el cambio de formas no sólo no garantiza el cambio de fondo, sino que hasta puede ocultarlo para que se desarrolle con más fortaleza y reproduzca su ramaje. Por esto -según lo veo- lo elogian tirios y troyanos; los conservadores lo han elegido y los progresistas se ilusionan.
       
      Podría seguir con muchos más ejemplos en los que su ambigüedad se hace patente. Pero no quiero aburrirlos. Además, no quiero seguir abonando a la “papamanía” que, al menos  en Argentina,  se ha desarrollado hasta extremos intolerables. (Me dicen que ya se ve más gente en la iglesias, que se piden más confesiones y otras cosas por el estilo.  Algunos ya hablan de “milagro”. Y me parece que es así, que se está dando un “efecto Francisco”. O sea, más gente para reproducir con más potencia, la misma iglesia dogmática de siempre. No para crecer en espíritu crítico)

    • oscar varela

      Hola!
       
      El Texto en cuestión no parece un “Programa” sino la de alguien que piensa: -“¿qué estamos haciendo acá?”-
       
      Una larga historia de 18 siglos le dice que esta estructura orgánica (con el nombre de “Iglesia”) se ha quedado sin un “funcionario”, que cumplía una “función” en ese organismo.
       
      Entonces se responde: -“estamos acá para poner a alguien que llene el hueco”-
       
      ¿A quién elegir que sea idóneo?
       
      Para considerar los “requisitos” adecuados a la función,
      piensa en la dinámica fisiológica de ese organismo (“Iglesia”) y dice que
       
      – “su razón de ser es la evangelización”-
      – “tarea alegre (dulce y confortable)
      – “impulsada por Jesucristo”-
      ………
       
      Habituados los “creyentes” a ese imaginario teológico elaborado y machacado en aquellos 18 siglos pasados, tal vez no nos damos cuenta que se trata de un “imaginario teológico” nacido y criado en referencia a un otro “imaginario mundanal” gemelo con el que –en tiras y aflojas, dimes y diretes- vino a compartir el negocio del Mando y del Poder sobre las concretas unidades orgánicas de Pueblos y Personas habitantes.
       
      Este jueguito dicotómico de Iglesia y Mundo; de Sagrado y Profano (tan usado en Atrio y –por alguna razón, que pienso de “madurez”- se hubo dejado) me parece que sigue vigente en la “teología eclesial” del Autor; y que le enmarcará el “ámbito pastoral” de Gobierno.
       
      Ese parecerme se me decanta por el juego dinamizado en torno a la Puerta:
      * golpeada de fuera hacia adentro (movimiento “centrí-peto” o “auto-referencial”)
      * golpeada de dentro hacia afuera (movimiento “centrí-fugo” o “hacia las periferias“)
      …………………
       
      Pero –me pregunto-:
      ese “imaginario teológico-pastoral” que el Autor-Bergoglio da por esta asentada Iglesia tradicional de 18 siglos …
      ¿ … cuánto se conjuga con el “imaginario de El Galileo y su Proyecto” al convocar-a-LOS DOCE?
       
      Ni en el actuar de Jesús, ni en su legado Proyecto percibo esa dicotomía de Organismos institucionados supuestamente complementarios: Iglesia/Mundo; ámbito Sagrado/ámbito Profano; y hasta el más inverosímil de coexistir dos tipos de “Estados”.
       
      Este asunto de los dos tipos de Poderes (eclesiástico y civil) actuando sobre un mismo Sujeto-Persona nos aparece como el problema de fondo a resolver, pero que la “dogmática” vigente en la “Iglesia” no puede ceder sin declarar en bancarrota la primacía de su “imaginario teológico-pastoral”.
      ……………..
       
      ¿Cuál es la solución al problema que se nos plantea?
       
      Yo no necesito la solución porque he dejado de tener el problema al decantarme por el modo de pensar orteguiano de la Vida humana; y por el modo interpretativo de Salvador Santos acerca de El Galileo y su Proyecto.
       
      Pero eso no me exime de ver el problemón en que está metida la Iglesia al pretenderse ser un “Estado: divino, revelado y eterno”.
       
      Sin embargo, pienso que el “ir haciendo” (praxis) cada vez mejor los quehaceres de la vida honesta es andar en el buen camino.
       
      Veremos, mientras ¡Voy todavía! – Oscar.

    • Ildefonso López

      Javier no sabía que estabas por Andalucía, si vienes por Córdoba avisame, me gustaría conocerte en persona.  ¡Ah¡ “Concordia” paso a mejor vida ,y con él su entrañable amigo el “Marqués de la Rosa”.
      – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – – –
      Ana  voy a entrar nuevamnete en Atrio con mi nombre de pila. Los comentarios serán cortos para  expresar  en pocas palabras lo que pienso y para no crear polémicas. No me gustan los enfrentamientos , pues tuve la experiencia  anterior de que  no era bueno expresar ciertas  cosas aunque sean de una forma metafórica con aquel personaje quijotesco llamado “Marqués de la Rosa”.

    • Ildefonso López

      Ana Rodrigo te felicito por tu comentario, saludos.

    • ana rodrigo

      Javier, existe el lenguaje simbólico, el lenguaje literario, el lenguaje metafórico, el lenguaje poético…Afortunadamente hay realidades que nos hacen menos burdas determinadas afirmaciones formales. Abriendo nuestra mente a otras formas de ver y de leer la realidad, nos es más fácil aligerar determinadas empanadas mentales indigeribles. La literalidad de las palabras en muchas ocasiones encorsetan nuestras mentes. Así que, despliega tus alas y vuela por encima de la miseria a que nuestras torpes miopías nos reducen.

    • Javier Renobales Scheifler

      Sí sí, caña Ana.
      Jesús no golpea, pues no está en nuestro mundo.
      Si fuera que resucitó, estaría en lo que llamamos más allá, sin ninguna posibilidad de hacer nada en nuestro mundo, ni golpear ni estar dentro ni fuera de ninguna parte ni menos en la ICR, de la que se pondría Jesús bien a salvo, si viviera en nuestro mundo.
      Es mentira que Jesús golpee nada; mentira de la fé católica, pero mentira odiosa como lo son las mentiras. Y no es una mentira piadosa, sino muy interesada en engañar a la gente.
      Mentira que Bergoglio no va a corregir, sino a fomentar, con lo que seguiremos más del mismo.

    • ana rodrigo

      Javier me está dorando la píldora para que no le dé la caña que suelo darle, jajaja, pero no se va a librar… Ayer pasamos un día estupendo, es cierto.
       
      Ilde, me alegro verte por atrio, pues por Facebook te veo casi todos los días. Un abrazo.

    • ana rodrigo

      Luis Henríquez, por una vez y, sin que sirva de precedente, te voy a dar la razón en una cosa: pienso que este Papa no va a mover ni una tilde de la moral sexual tradicional de la Iglesia, creo que si lo hiciese, se lo cargarían. ¿Por qué si no Pablo VI publicó la encíclica Humanae Vitae? Por miedo a que se le fueran de las manos los entusiasmos progresistas de la época postconciliar.
       
      Pero, sería un error que la doctrina moral de la iglesia vaya por un camino y la realidad social vaya por otro. Tú mismo, Luis Henríquez constatas que la población católica hace caso omiso de la moral católica de la Iglesia, por lo que de nada le sirve a ésta seguir predicando en el desierto. La sociedad no es tonta y por mucho que la Iglesia se empeñe en decir lo que es moral o inmoral, de nada sirve, porque la sociedad madura sabe actuar conforme a su conciencia.
       
      Pienso que este Papa, del que yo tengo alguna esperanza con respecto a reformas vaticanas y estructurales, así como a una presencia más próxima a la gente y al mundo de la pobreza, se quedará en eso que hemos conocido como cura progresista, que aplicado a un Papa, es todo un salto cualitativo, habituados como estamos a ver que los Papas, salvo alguna excepción, ponen todo su empeño en mantener ese aparato curial tal como se lo encuentran o a borrar de la historia el CVII como hizo Ratzinger.

      Ojalá que abra las puertas a la nueva teología de la diáspora y terminen las condenas urbi et orbe a quienes están haciendo una teología seria y más acorde a la evolución de nuestra sociedad. Una sociedad adulta, formada y con capacidad de discernir. Es decir, tendría que dejar de lado el tratamiento infantiloide que se ha dado hasta ahora a la sociedad.

    • Javier Renobales Scheifler

      Hola Ilde, yo también te saludo, amigo, con toda Concordia, y al amigo Luis GM con la misma. Ayer estuve con Ana Rodrigo con mi hija en su casa; nos enseñó Granada, es una magnífica cicerone, y una magnífica persona, magnífica todo, cocinera, conversadora, madre y abuela. Hoy hemos hablado de tí y recordado Córdoba.
      Mi comentario. anterior es irónico/sarcástico. Estoy esperando ver que Bergoglio haga algo eficaz a favor de los pobres, los cuales no aparecen cerca de él por ahora en ningún momento.
      Saludos concor-dios.

    • pepe blanco

      – Lo primero, disculparme por el lapsus de atribuir a una intervención en el cónclave lo que en realidad había sido una intervención en una de las congregaciones previas. Las prisas o el subconsciente me condujeron al lapsus. Dicho lapsus provocó una observación de Rodrigo Olvera, observación que, aparentemente, no se sostenía, como él mismo ha señalado en un comentario previo. Digo aparentemente porque hoy sabemos que Francisco ha autorizado a hacer público cierto detalle del cónclave. En concreto, sus palabras de aceptación. (http://www.periodistadigital.com/religion/vaticano/2013/03/27/soy-un-gran-pecador-confiando-en-la-misericordia-y-en-la-paciencia-de-dios-en-el-sufrimiento-acepto-religion-iglesia-vaticano-francisco-documental.shtml) Cierto que no es lo mismo autorizar a revelar sus palabras de aceptación que su “programa de gobierno”. Pero sí ha autorizado a revelar algo del cónclave.
       
      – Se os ve tan optimistas a muchos con el nuevo papa, que a uno casi le da cosa manifestar su desconfianza.
       
      – Sobre este texto programático:
       
      1º.- No me resulta fácil entender exactamente qué quiere decir Bergoglio al referirse a las “periferias existenciales” o a la “iglesia autorreferencial”.
       
      2º.- Entiendo que se califica el pensamiento  y la prescindencia religiosa como periferias existenciales, otorgándoles una connotación muy negativa, al incluirlas en la misma relación que el pecado, el sufrimiento, la injusticia o la ignorancia. No obstante, la redacción me parece confusa, tal vez por apresurada. No está claro si se refiere al sufrimiento, a la ignorancia, al pensamiento o a la prescindencia religiosa como periferias existenciales o bien si a dónde quiere dirigir su pensamiento es a la periferia de todas esas realidades existenciales.
       
      3º.- Es demasiado optimista -o pelín soberbio- al presuponer que “Jesús” está dentro de la iglesia y quiere salir. (Aquí, “Jesús”, ¿de qué es imagen, símbolo, metáfora?) Si Francisco fuera un hereje, se le acusaría de reiventar las sagradas escrituras, pues estas afirman que Jesús está fuera y quiere entrar. Pero como es un Papa, es un genio renovador al saltarse a la torera el aludido pasaje apocalíptico para afirmar exactamente lo contrario de lo que el texto dice.
       
      4º.- Si es cierto que la iglesia quiere dejar de ser autorreferencial, que empiece a dialogar ya con el mundo actual.
       
      5º.- Aunque, sinceramente, yo no veo en este texto ninguna invitación expresa al diálogo con el mundo, sino más bien una invitación al apostolado y a la propaganda de la fe, desde la certeza de creerse en posesión de la verdad.

    • Si los gestos del papa Francisco son, en efecto, delicada expresión de una sensibilidad franciscana reformista, bendito sea Dios: la Iglesia universal y el mundo necesitan, como agua de mayo, como maná de la Alto, esos gestos, esa renovación, esos aires de reforma, en la línea de depurar la Iglesia católica, “semper reformanda”, llevándola más hacia las directrices eclesiales maestras que nacen del mismísimo Evangelio.
       
      Sin embargo, me parece que determinados análisis progresistas están yendo demasiado lejos. En la línea o el sentido de augurar que nuestro nuevo Papa va a ponerlo todo patas arriba en la Iglesia, incluidos aspectos nucleares de la doctrina (pongamos: el aborto, la eutanasia, la legitimiación de las relaciones homosexuales, el acceso de la mujer al ministerio ordenado, la legitimación de la anticoncepción…).
       
      Para nada: ya verán ustedes cómo nada de eso va a cambiar; el papa Francisco confirmará la doctrina tradicional de la Iglesia en todos esos aspectos y en tantos otros (relaciones prematrimoniales, por ejemplo, aceptación de los 5 puntos innegociables para un fiel católico según el magisterio de Benedicto XVI, aceptación de la Iglesia como estructura jerárquica, y un largo etcétera), mientras una inmensa mayoría del Pueblo de Dios, por una parte es capaz de vitorear al nuevo sucesor de Pedro y por otra pasa o hace de su capa un sayo en lo tocante a la vivencia de algunos contenidos de la fe católica, especialmente los referidos a la moral sexual, familiar.
       
      Al menos en Canarias, sospecho que el 95% de las personas pertenecientes a las generaciones más jóvenes -y puede que me quede corto-, pongamos que de 55 años para abajo, pasan más o menos olímpicamente de la doctrina moral de la Iglesia católica. No hay más que ver lo adelgazadas que están la inmensa mayoría de las familias jóvenes formadas por bautizados católicos: casi ninguna pasa de la parejita; ergo, lo más probable es que usen de métodos anticonceptivos en sus relaciones… Incluso aunque expliquen en sus “cátedras” de profes de la escuela católica, o en facultades de teología la enseñanza oficial de la Iglesia, en su vida recortan o actúan según les convenga. “Religión a la carta” suele llamarse esto.
       
      Y esto es tan así en la Iglesia -o sea, tan mezquino, tan hipócrita y tan desleal con relación a la doctrina de la Iglesia misma-, que yo me temo que el nuevo Papa, a quien yo mismo saludé con entusiasmo, y con pública declaración de fidelidad y de respeto, nada va a poder hacer. Que ese es un “cáncer” muy extendido en el tejido de la Iglesia; y sobre todo, no veo voluntad alguna de extirparlo.
       
      Al contrario: si te manifiestas como militante fiel al Magisterio -modestamente, creo que es así mi propia experiencia-, te linchan en la propia Iglesia, te ningunean, te putean, te “ignorantan”. Es decir, pasan de ti, te mandan directamente a la mierda, a la papelera de reciclaje, incluso al precio de tratar de anularte como persona, aun a base de difamarte públicamente. Sé de lo que hablo: he sufrido en mis carnes y en mi atribulado espíritu todo esto que mismo que denuncio.
       
      O dicho de otra manera: conozco a tipos y tipas “enchufados” como profes de la escuela católica o como profes de Religión en la escuela pública, que todo el mundo conoce que son unos hipócritas de cojones que hacen acto de presencia en movidas eclesiales con el fin principal de mantener sus puestos de trabajo eclesial. Este especimen de arrivista es muy frecuente en la Iglesia católica hoy día; y empero, no veo que se haga gran cosa por extirparlo de raíz, y además nada va a poder hacer el nuevo Papa para extirparlos del tejido de la Iglesia.
       
      Nada. Y conste: no soy pesimista al decirlo -ni mucho menos resentido o envidioso, según acusan algunos imbéciles que me difaman-, sino que más bien no me tengo por tonto del todo.
       
      Pero bueno: tiempo al tiempo y a ver hasta dónde llegan las reformas del papa Francisco.

    • ana rodrigo

      Si un cardenal, posible Papa, que escribe Cuando la Iglesia no sale de sí misma para evangelizar deviene autorreferencial y entonces se enferma (cfr. La mujer encorvada sobre sí misma del Evangelio). Los males que, a lo largo del tiempo, se dan en las instituciones eclesiales tienen raíz de autorreferencialidad, una suerte de narcisismo teológico.”, y sobre todo si a un cardenal, candidato a Papa, le ha pasado por sus reflexiones y pensamientos, es difícil que, cuando llegue a Papa, como es el caso, no se pueda esperar a un Papa novedoso dentro de la ortodoxia y revolucionario para el aparato vaticanista. Y, como dice el glosario de atrio, no es menos llamativo que ese geriátrico de cardenales anclados en la obediencia ciega a los Papas anteriores desde una rigidez dictatorial, hayan elegido Papa a un hombre que dice estas cosas.
       
      Y lo que dice es (nada más y nada menos) que la causa de los males de la Iglesia es el tenerse asimisma como referente único, mirándose el ombligo y derivando en “el narcisismo teológico”. Pienso que esta idea es explosiva y lleva una carga transformadora imponente. Hacer teología para los demás, al estilo de Jesús, es la clave de la renovación de la Iglesia. Ojalá el Papa Francisco sea valiente y pueda poner en marcha la brújula evangélica cuya referencia sea Jesús y su mensaje, y no una institución cuyo referente sea ella misma.
       
       
       
      Veo mucha impaciencia y hasta exigencia en algunos comentaristas porque en un par de semanas que lleva este Papa no ha vendido ya el vaticano y lo haya repartido a los pobres. Habrá que dejar un margen de tiempo y que cada cual valore lo que le parezca oportuno, pero a mí, aunque no me satisfaga todas mis expectativas, siempre valoraré lo positivo y los pasos que se den en pro de una Iglesia más evangélica.

    • Rodrigo Olvera

      Realmente está muy interesante el video de la declaración de Bergoglio ante la justicia.
      Minuto  4:23 en el momento en que escucha “podría decirnos los sectores a que se refiere?” en relación a denuncias de diversos sectores contra los dos jesuitas secuestrados, en ese momento literalmente se muerde los labios, expresión de negarse a decir algo que sabe  y ya viene la respuesta verbal “la gente que no estaba de acuerdo con esa opción”, lo cual es una respuesta de deflección; y cuando le insiste el interrogador que esas gentes deben tener nombres y apellidos su respuesta es una clara mentira al afirmar “no no sectores gente” y regresa a la deflección con la anécdota de Arrupe.
       
      Minuto 5:20 el interrogador insiste en que es importante que Bergoglio haga un esfuerzo por identificar de donde se originaban los cuestionamientos a Yorio y Jalics, Bergoglio niega con la cabeza cerrando los ojos… dura un segundo, y continúa ya de manera sostenida por unos segundos más la negación con la cabeza pero ya con los ojos abiertos. El gesto está diciendo “no haré ese esfuerzo”. Y ya viene la respuesta verbal, nuevamente en deflección “de distintos ambientes, de ideologías diversas”.
       
      Minuto 6:00 El interrogador insiste ya con frustración en la voz “señor bergoglio le pido que tiene mucha importancia para esta investigación, haga un esfuerzo a ver si puede precisar algún nombre y apellido…” y cierra con fuerza los ojos por un segundo. Esta microexpresión va acompañada inmediatamente por un emblema gestual de taparse la boca con la mano, lo cual disumula inmediatmente tocándose la nariz como si tuviera comezón. Continúa la pregunta del interrogador “… algun ah algún miembro de la Compañía de Jesús, miembro de la Iglesia Católica, jerarquía…” aquí el emblema de taparse la boca se trasforma a rascarse el interior de la nariz, en un emblema de desafío o desprecio; continúa la frase del interrogador “nos puede ayudar a precisar quienes impulsaban o compartían el cuestionamiento…” y el emblema regresa a ser de taparse la boca.   Y ya en la respuesta verbal, sigue en la deflección
       
      ¡Claro que había nombres y apellidos de los denunciantes, y él los sabía al declarar y decidió no decirlos! Y el que se apuntara hacia integrantes de la Compañía de Jesús o integrantes de la jerarquía le provocó desprecio hacia el interrogador.
       
      No abuso más del espacio

    • pepe sala

      Yo tampoco me identifico en ninguna de los apartados del nuestro ” analista particular”: Luis G- M. Agradecido por el esfuerzo, ” pater”, pero hay que ser mucho más concreto si se quiere obtener un mínimo de coherencia y sentido común. ( nada parecido a lo que persiguen en la ICAR. Y aquí sí me voy a dar por aludido:
       
      “”Dentro de Atrio hay voces, incluso airadas, que claman contra la desaparición de eso que llaman sagazmente la “ICAR” (que podría ser Instituto Cántabro de Albergues Rurales)””
       
      1º: Parace una broma macabra que alguien acostumbrado a utilizar sistemáticamente las iniciales de las palabras para engañar al personal acuse a los demás de ” sagacidad” por utilizar el mismo sistema. Pues lo siento, ” pater”, pero en mi caso no es ” sagacidad”. Es simplemente economía del lenguaje y, en el contexto que escribimos, es lo más normal.
      No me apetece escribir… Iglesia Católica, Apostólica ,Romana cada vez que se habla de tu Iglesia en ATRIO. No acabaría nunca. Además hay otras Iglesias católicas de diferente nombre y por lo tanto es conveniente definir a cada cual por lo que es.
       
      2º:   Lo jodido es que la ICAR ( y sus mariachis) abusan hasta la saciedad de la utilización de iniciales para definir montones de asuntos. Desde el famoso INRI ( que aún me persigue por culpa de la ICAR), hasta la no conclusa definición de ISH, pasando por Lc ( Lucas), Mt ( Mateo) Jn ( Juan), etc, etc, etc… ¿ Es que aún tienen la cara dura de acusar a los demás de utilizar iniciales para economizar en el lenguaje?… Pues que baje dios y lo vea.
       
      3º: De ningún modo la utilización de iniciales para referirse a cualquier Organismo puede significar algo que no existe. El Organismos que nos nombras, Luis G. M. no existe, por lo tanto es una FALACIA más que nos quieres colar en ATRIO
      Bueno sería que existiera, y no sólo en Cantabria. De ése modo , el tal Organismo, se preocuparia de que no hubiese tantos ” Albergues rurales” gratuitos para los curas, monjas y demás familias privilegiadas. Y se preocuparían de que los ABADES de los “Campos Sagrados” de Asturias, Cantabria y León, pagasen religiosamente sus estancias y comilonas del mismo modo que hacemos los demás. Haré la propuesta al consejero de Turismo de Cantabria a ver si cuaja. Le propondré también que dejen ya de subvencionar a los ” Albergues religiosos” que se están forrando con el cuento del Camino Xacobeo, a la vez de estar arruinando a quienes pagan impuestos por negocios que no pueden competir con tanta religiosidad SUBVENCIONADA CON DINERO PUBLICO.
       
      4º:  Celebro el ” consenso” que ha conseguido la ICAR en torno al nuevo papa Francisco. Incluso quienes aparecían en polos opuestos parecen haber llegado a un acuerdo. Ya no me asombraría leer una felicitación a ATRIO en algún blog de ésos que maneja la ICAR. ( Jesús Bastante, Cigüeño de la Torre y similares.)
      Pues nada, mi enhorabuena. Yo seguiré ” en mis trece” y esperaré, pacientemente, los ” avances vaticanos”. Es como meter una alpargata en una jaula y esparar a que cante; pero…no es poco que nuestro ínclito Luis G. M. haya entrado en ATRIO felicitando a alguien que no comulgase con sus religiosísimas ideas  eclesiásticas,católica, apostólicas, romanas. ( ¡¡ UFF!! he conseguido escribirlo sin equivocarme!!)
       
      Bueno pues…

    • h.cadarso

        Amigo Luis: Te veo muy en plan “wyoming” con tu ICAR=Instituto Cántabro de Albergues Rurales… Ya ves que alguno como Pélaez no se siente reflejado en tu “taxonomia”…
        La verdad, yo no sé si el Hijo Pródigo se habría visto metido en la Iglesia, ni tampoco sé si el otro hijo está metido dentro de la Iglesia, me refiero a la iglesia verdadera…Tampoco sé si el hijo que dijo a su padre: Sí, papá, ya voy, pero no fue, está metido en la iglesia, o si al otro hijo que le dijo a su padre: No me da la gana ir, pero luego fue, hay que considerarlo dentro de la iglesia.
        Creo que la Iglesia verdadera  es un compuesto híbrido de elementos divinos y humanos. Y esos elementos humanos la arrastran hacia el barro y la m., de manera que en muchos momentos parece cien por cien de este mundo y en muy pocos casos parece mínimamente obra de Dios. Y no sé si decir Sacro Colegio Cardenalicio, o equivocarme y soltar lo de Sacro Sanedrín Cardenalicio…
        O sea que no podemos sentirnos bobaliconamente esperanzados y optimistas, debemos soportar una gran dosis de realismo y autocrítica. Aquí algunos se pasan de pesimistas y negativos, creo yo, y su lenguaje no es nada constructivo ni realista pero otros podríamos pasarnos de optimistas e ilusos, creo yo.
        Y siguiendo la pista que no desvela del todo Pélaez, yo te diría que algunos están fuera del todo, y pasan de iglesias y religiones; y otros estamos en la frontera, en la indefinición, hijos pródigos a ratos, hijos hipócritamente fieles en otros ratos, hijos que dicen “sí” y hacen “no”, hijos que dicen “no” y hacen “sí”.
        Un lío, Luis. O sea que me quedo con lo de Instituto Cántabro de Albergues Rurales…Y con “wyoming”, el del Intermedio de la Sexta.

    • Rodrigo Olvera

      Oscar
       
      Es muy interesante el entrenamiento de distinción de microexpresiones (duran menos de un segundo… cuando duran más es señal de que son fingidas), y sobre todo cuando se usa para identificar disonancias entre los que se dice verbalmente y la emoción que se filtra en la microexpresión. Ciertamente es un entrenamiento muy útil, sobre todo en ciertas profesiones, pero no todas las personas “aguantan” la información que ya no se deja de percibir.
       
      También es cierto que hay que ser mucho muy prudentes en la aplicación de este entrenamiento.  Por ejemplo,  ante la pregunta de si del secuestro de su antigua jefa de laboratorio se enteró por los diarios, Bergoglio responde sin dudar que “sí, por los diarios” y sin que medie estímulo externo, trasluce una microexpresión (levantamiento ligero de las cejas un segundo junto con constricción de los labios, inmediatamente baja las cejas y parpadea) que fácilmente podría considerarse como culpa, pero que puede ser también tristeza. Esto es en el segundo 53 del video que pongo. A su respuesta, le preguntan si realizó gestiones, durante toda su respuesta de las gestiones, mantiene las cejas levantadas pero de manera más acentuada y sostenida… esta expresión ya no es una microexpresión.   Sería irresponsable deducir de esto que Bergoglio siente alguna culpa por el secuestro de su ex jafa de laboratorio y en consecuencia que no se habría enterado por los periódicos… es probablemente más bien que el recuerdo activo la emoción de tristeza, misma que fue controlada conscientemente (lo cual es muy jesuita).

       
       
      Respecto de la grafología, no conozco ningún texto autógrafo de Bergoglio, pero sin duda será interesante un análisis.
       
      Saludos

    • oscar varela

      Hola!

      De Jorge Bergoglio, hombre:

      1.- He aquí un “manuscrito“.

      2.-imágenes y gestos corporales“: a montones.
      ……………….

      Ad 1.- La Grafología ¿es Ciencia o no? Sé que se discute el asunto. Hace 2 años hice un Curso con un Profe que “se las sabía todas”. Era consultado por Jueces y Abogados.

      Nota al margen: este conocimiento (como el del item 2.- “Comunicación No-Verbal”) trae muchísimos problemas de relación personal íntima al que lo posee; si es varón; su mujer “no lo aguanta”; es como que te están “espiando” de contínuo y te hacés un lio. Sus hijos o amigos también se sienten como que los “desnudan”. Hay “conocimientos” que joden la vida personal; y una vez que los tienes, tienes un “problema”.

      Ad 2.-  Paul Ekman encontró que las expresiones faciales de las emociones no son determinadas culturalmente, sino que son más bien universales y tienen, por consiguiente, un origen biológico,.

      Sigo con la Nota anterior: El Profe-amigo tenía -para su colmo- esta ¿Ciencia? Hacer con él un Curso paralelo al de Grafología fue toda una Aventura con sus peligros: se siente lo que nos dejó claro el Poeta A. Machado: “El ojo es ojo, no porque lo ves, sino porque te ve” (tal vez se pudiera decir “… sino porque ves que te ve”).
      ……………….

      ¿Habrá, entre los atrieros lectores alguen que nos diga algunas cositas de los “grafos y gestos biológicos” de don Pancho?

      ¡Gracias y vamos todavía! – Oscar.

    • Rodrigo Olvera

      Cuando hice mi comentario sobre la autorización, lo hice en respuesta a un comentario que afirmaba que Francisco había auorizado publicar una intervención en el cónclave. Resulta, con lo que publica esta entrada, que no fue así:
      + porque no fue una intervención en el cónclave, sino previo al mismo; y
      + porque no necesariamente hubo autorización para publicarlo.
       
      Dado como fueron los hechos, efectivamente mi comentario de que se habría autorizado violar una norma no se sostiene.
       
      En ánimo de la misma trasparencia del equipo Atrio, comparto este enlace sobre las ya nacientes oposiciones a Francisco en varios sectores.
      http://www.periodistadigital.com/religion/vaticano/2013/03/22/la-silenciosa-oposicion-al-papa-bergoglio-religion-iglesia-francisco-curia-nuevos-movimientos-conservadores-reforma.shtml
       
      sigamos viendo como evolucionan hechos, gestos y actos de gobierno
       

    • Ildefonso López

      Te saludo Javier, tu criterio es válido, aún no he perdido la esperanza de que  el Reino se abra paso entre las tinieblas.

    • Javier Renobales Scheifler

      Quien quiera que la ICR siga como está, en comunión lo mismo con un papa que con otro, como es el caso de Luis GM, puede tener toda la esperanza del mundo en que no será defraudada. Hagan lo que hagan los papas, seguirá en comunión con ellos..
      Quien quiera un buen lavado de cara, de imagen, también puede tener esperanza, un cambio de Look, que parezca moderno y juvenil y esas cosas, mas a la moda.
      Así que a esperar, a ejercer la esperanza, los esperanzados en Bergoglio
      Los pobres no deben pues perder la esperanza, los pobres; además, siempre pueden confiar en dios, y en que mientras hay vida hay esperanza. Y si ya no hay vida terrena, de ellos es el reino de los cielos (qué suerte la suya).
      A rezar pues, y a dar gracias a dios sin perder la esperanza.
       

    • Javier Pelaez

      Luis no me siento representado en ninguno de esos cuatro grupos.Te animo a seguir con la clasificación.Eres un buen taxonomista.

    • Luis Gonzalez Moran

      Habiendo sido en muchas ocasiones crítico con algunos aspectos de Atrio, quiero, en esta ocasión agradecer sinceramente a Antonio y su equipo el magnífico trabajo realizado en orden a proporcionar todo tipo de información desde el anuncio de la renuncia del ministerio petrino de Benedicto XVI hasta este momento en que ya preside la caridad el papa Francisco. Ha sido un leal ejercicio de pluralidad, necesario para decir solo las tonterías imprescindibles.
      Es muy curioso como al trazar el perfil del nuevo papa, cada persona pergeña el retrato de su propia personalidad o, al menos, de su posicionamiento frente a la Iglesia y al papado. Se pueden distinguir varias orientaciones, que, sin ánimo de exhaustividad, pueden describirse de la siguiente forma:
       
      1ª.- Los que afirman que el Papa nuevo no va a fracasar, porque ya ha fracasado: la Iglesia, en su conjunto, y desde su fundación ha sido un “error doloso”, por lo que está fuera de la circulación y carece de legitimación. Esto dicho de un modo sencillo, que la teoría es mucho más complicada y meándrica.
       
      2ª.- Para otro sector de pensamiento, el Papa fracasará, porque la Iglesia está condenada a su autodestrucción, porque no tiene ya ningún sentido en el mundo de hoy, tan liberado de “magia” y de tabúes: esta sociedad liberada terminará con la Iglesia, como institución esclavizadora de almas. Dentro de Atrio hay voces, incluso airadas, que claman contra la desaparición de eso que llaman sagazmente la “ICAR” (que podría ser Instituto Cántabro de Albergues Rurales).
       
      3ª.- Hay un sector de compañeros que han salido de la estructura de la Iglesia, (incluso después de un proceso doloroso), pero aún guardan un rescoldo de lealtad esperanzada y cariño en el corazón, no hacia la Iglesia/institución, sino al creyente pueblo de Dios. Estas personas han saludado con alegría los signos del entreabrir ventanas y celosías del Vaticano para que entre un aire renovador.
       
      4ª.- Finalmente, hay un grupo más reducido, casi “un pequeño resto de Israel” que seguimos dentro de la Iglesia, sin distinguir entre institución y pueblo de Dios. Yo me incluyo en este grupo, porque amo a la Iglesia y, como he dicho en alguna otra ocasión, espero morir, como decían los cursis, “en su seno”, si no me da un viento siroco desestabilizador.. He leído con gozo el manuscrito entregado por el cardenal Bergoglio al Cardenal de La Habana y muestro mi alegría por las siguientes manifestaciones que resalto en negrita, con las que me identifico plenamente:
       
      .- “Evangelizar supone en la Iglesia la parresía de salir de sí misma”.


      La palabra griega parresía se deriva de dos raíces: pan (todo) y rhésis (discurso). El significado fundamental de parrésía es el de «libertad para decirlo todo»; de aquí las diversas modulaciones de su significado: franqueza, valentía, libertad confiada
       
      “Cuando la Iglesia no sale de sí misma para evangelizar deviene autorreferencial y entonces se enferma (cfr. La mujer encorvada sobre sí misma del Evangelio). Los males que, a lo largo del tiempo, se dan en las instituciones eclesiales tienen raíz de autorreferencialidad, una suerte de narcisismo teológico”
      La Iglesia no puede considerarse como “centro” de nada: la Iglesia tiene una condición ancilar, está puramente al servicio del Reino de Dios proclamado por Jesús, y este destino es lo que debe marcar y caracterizar la acción de la Iglesia. Cuando se olvida este carácter de “instrumento” orientado hacia la instauración del Reino, “deviene autorreferencial y entonces enferma”. Ahora mismo la Iglesia está enferma de tristeza y de falta de horizontes ydebe ser salvado de sí misma. Creo que este es un sutil diagnóstico de quien, en el momento en que pronuncia estas palabras, era aún el (por lo visto) controvertido cardenal Bergoglio. Confundir Iglesia con Reino ha acarreado graves problemas de perspectiva y posicionamientos pastorales.
      Hace muchos años que, en el humilde marco de mi trabajo ministerial sacerdotal, vengo luchando para “sacar” a la religión de los templos y plantarla en el centro de la vida, de las plazas, caminos, senderos, veredas… por donde “se lucha” la vida. La religión sin “la vida” tiene poco sentido, “se enferma”: gira sobre sí misma, sin fecundidad creativa.
      Siempre me ha acuciado la idea de que la Iglesia no tiene que poner el énfasis en salvar instituciones, derechos, ideologías o teorías, que se salvarán o se perderán por su propio peso, sino que debe poner el acento en amar a las personas, ser samaritana con todos aquellos a quienes los innumerables salteadores han dejado medio muertos por los caminos de la vida, incluida ella misma mortalmente herida por los salteadores que, a veces, son de la propia casa. Ahí deben encontrarnos “samaritanamente”, no intelectualmente.
      Para mí, el papa Francisco no es “stazione Termini” como final de un camino, sino es convocatoria a salir de la modorra y de  la “instalación” y ponernos en la intemperie de la vida, a cuidarnos unos a otros.

      Resumiento: estoy creando mi propia esperanza…

    Deja un comentario